ALCOHOLISMO Y JUVENTUD

Con base en investigaciones recientes, se detecta que el problema
del consumo de alcohol en la población peruana va en aumento. Las
tendencias indican que la edad de inicio del consumo es cada vez
más temprana. Esto refleja que la edad en la que un sujeto tiene su
primer contacto con el alcohol, coincide con el inicio de la
adolescencia, edad conflictiva por sí misma.
El adolescente busca en el alcohol un medio de evitación, de escape,
de refugio o de aceptación social principalmente ante sus amigos y
grupo de pares. En esta etapa crítica, el individuo se encuentra en la
búsqueda de su propia identidad y tiende a rebelarse ante las figuras
de autoridad. Todo esto lo lleva a realizar conductas sin evaluar las
consecuencias que se pueden presentar en él mismo y en su entorno
inmediato.
Este patrón expone a los adolescentes a tener un mayor riesgo de
accidentes automovilísticos, traumatismos, arrestos, etc.
Además, es importante destacar que se detectan diferencias de
consumo entre géneros. El sexo masculino es el que presenta
mayores índices de consumo de alcohol; sin embargo, en los últimos
años las mujeres han ido aumentando gradualmente su consumo.
Este incremento indica lo dinámico del problema de consumo de
alcohol, por lo que es necesario realizar evaluaciones continuamente,
ya que dicho fenómeno se encuentra en constante cambio y
evolución. Con respecto a las mujeres, se puede decir que se han
vuelto más vulnerables ante la ingesta de alcohol, lo que refleja
carencias en la prevención.
Cabe mencionar que los estudios acerca de las adicciones han
detectado diversos factores asociados al consumo de alcohol en los
adolescentes. Entre estos factores se mencionan los individuales
(autoestima, la conducta desviada, relaciones sociales inadecuadas);
los familiares (violencia familiar, inseguridad de los padres, prácticas
ineficaces de la paternidad); la relación con el grupo de amigos (la
influencia de la interacción social, la pertenencia al grupo y la presión
de los amigos) y los relacionados con la comunidad (fácil acceso a
bebidas alcohólicas, aceptación social hacia el consumo, presión
social, angustia y estrés)
Algunos de los conflictos de las personas se relacionan con la baja
autoestima y en contraparte, una autovaloración adecuada permite al

en la adolescencia se presenta una baja percepción de riesgo. en el consumo de alcohol en los adolescentes. Esta baja percepción de riesgo es influida por el ambiente. A partir de diversos resultados. lo que se refleja en las conductas y actitudes. En segundo lugar. drogarse.sujeto conducirse de una manera gratificante con él mismo y con otros. . Así. en primer lugar se pretende conocer los datos epidemiológicos acerca del consumo de alcohol en los adolescentes<. El adolescente se percibe como inmune y realiza actos que ponen en riesgo su salud o su vida. en especial por el grupo de amigos. el adolescente presenta una tendencia a realizar actos peligrosos (beber. surge la inquietud de explorar de manera más detallada la influencia específica de la autoestima y la percepción de riesgo en el consumo de alcohol en los adolescentes. se busca comprobar la influencia de la autoestima y la percepción de riesgo. Con este trabajo de investigación. delinquir) buscando aprobación de su grupo y sin importar los riesgos. Asociado a los bajos niveles de autoestima.