PRESENTACION

Existen varias formas de rezar el rosario según los esquemas que se quiera
usar. Así se puede rezar el "rosario bíblico" que consiste en leer la sagrada
Escritura en la parte pertinente a cada misterio; el "rosario litúrgico",
empleando las antífonas de la Liturgia de las Horas de una Fiesta mariana;
el "rosario predicado", con el comentario dc las verdades enunciadas en
cada misterio; el "rosario meditado", según una guía fácil para contemplar
los misterios; el "rosario audiovisivo", es decir, visualizado con cuadros.
A esta oración tan universalmente conocida y practicada por los cristianos,
se le puede dar también un "enfoque misionero" y es por eso que lo
llamamos "rosario misionero".
¿Por qué un rosario misionero? El rosario, como oración, se presenta como
una fuente riquísima para orientar y alimentar nuestra fe, de donde se
toman los misterios del Señor y de la Virgen para nuestra consideración.
Además, el rosario misionero nos ayuda a tener presente nuestra
responsabilidad con la Iglesia Misionera. En efecto, el rosario misionero nos
hace pasar delante de nuestra mente los millones de hombres de todos los
continentes, a los cuales estamos ligados por la fraternidad y la fe en Dios,
y a los cuales debemos amar sin distinción de raza, condición social y
religión, y a los cuales estamos invitados a ayudar con nuestra oración.
Es la invitación que el Concilio nos hace para que "todos los fieles
ofrezcamos súplicas apremiantes a la Madre de Dios y Madre de los
hombres, para que Ella interceda ante su Hijo, hasta que todas las familias
de los pueblos, tanto los cristianos como los que todavía desconocen a su
Salvador, lleguen a reunirse felizmente, en paz y concordia, en un solo
Pueblo de Dios, para gloria de la Santísima e Indivisible Trinidad" (LG 69).
Guadalajara, 25 de marzo de 1991
P. Tiberio Ma, Munari, sx.

ORIGEN DEL ROSARIO
La práctica de contar un determinado número de oraciones mediante
cuerdas o nudos se remonta en los siglos. También hoy los hindúes y los
musulmanes, para contar sus oraciones, usan como nosotros largas
cuerdas que llevan con frecuencia al cuello.
En la Iglesia, la oración que se acostumbraba contar era el Padrenuestro. A
los hermanos legos que no sabían leer los salmos, por no conocer el latín,
se les imponía el rezo de 150 Padrenuestros, uno por cada salmo del
salterio.
Cuando al principio del segundo milenio empezó a difundirse el rezo del
Avemaría, al Padrenuestro se le añadió el Avemaría, en honor de la Stma.
Virgen. Se empezaron a decir 150 Avemarías y a este rezo se le llamó el
Salterio de la Stma. Virgen.
La composición del rosario en decenas, como se reza actualmente, se
atribuye a Enrique Egher, un monje cartujo de fines del siglo XIV, de
Colonia (Alemania), y fue difundido especialmente por los Dominicos.
Un siglo más tarde, el rezo del rosario reveló toda su eficacia con ocasión
de la victoria de los cristianos sobre los turcos, en Lepanto (1571). El Papa
San Pío V convocó a los cristianos al rezo del rosario, como apoyo a las
tropas cristianas. En acción de gracias, el Papa instituyó la fiesta de
Nuestra Sra. de las Victorias el 7 de octubre. Podemos recordar justamente
a San Pío V como "el primer Papa del Rosario".
Su sucesor, Gregorio XIII, instituyó la fiesta solemne del rosario en el primer
domingo de octubre.

VALOR SIMBOLICO DEL ROSARIO
Rosario quiere decir guirnalda, corona, ramo de rosas. Desde siempre la
rosa se ha considerado reina de las flores por su forma, color y perfume. El
poeto Sedulius (430), hablando de Adán y Eva, dijo que por su pecado la
tierra dio espinas, pero de un tallo de éstas salió una flor sin espinas, una
rosa única, la Stma. Virgen María, Madre de Jesús.
El poeta Dante Alighieri, en el Paraíso contempla y llama a María "la rosa
en que el Verbo Divino carne se hizo". En las Letanías Lauretanas, una de
las advocaciones que se le da a la Stma. Virgen es "Rosa mística", es decir
roso espiritual.
En la tilma del Beato Juan Diego, el 12 de diciembre de 1531, se dibujó la
preciosa imagen de la siempre Virgen María de Guadalupe, al caer las
rosas que el mensajero Indio había recogido en el cerro del Tepeyac.
La rosa roja es símbolo del amor, y, el amor llevado hasta el sacrificio, es el
símbolo de los mártires. Por eso Santa María Goretti y la Beata Anuarite,
promartir del Zaire, están representadas con una rosa roja en sus manos.
El rosario, pues, es una serie de rosas: blancas por los misterios gozosos,
símbolo de la inocencia de Jesús; rojas por los misterios dolorosos, símbolo
de la sangre derramada de Jesús; color de oro por los misterios gloriosos,
símbolo de la caridad del Hijo de Dios.
"El rosario es una lluvia de rosas que cae sobre el mundo entero. Por cada
Avemaría que un alma reza con amor y con fe, Yo dejo caer una gracia" (La
Virgen a María Valtorta).

VALOR TRINITARIO DEL ROSARIO
El rezo del rosario empieza con la señal dc la cruz y las palabras: "En el
nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo", las mismas con las
cuales Jesús envió a sus apóstoles a predicar la Buena Noticia a todo el
mundo. De esta forma también nosotros, cuando empezamos a rezar el
rosario nos ponemos en marcha, con el pensamiento y la oración, hacia los
confines de la tierra, para ayudar a todos nuestros hermanos necesitados.
Después seguimos con la oración del "Gloria al Padre, al hijo y al Espíritu
Santo", oración de alabanza que repetimos al final de cada decena de
avemarías, como glorificación a Dios, uno y trino, por quien y en quien
subsiste todo (MC 49).
En la oración del Padrenuestro, clamamos: iAbba, Padre!, pedimos que los
hombres participen de la santidad de Dios y sean santos, como santo es
por excelencia su Espíritu. Le pedimos, al Padre, además del pan material,
el Pan de Vida, el pan de todo el hombre y el pan para todos los hombres.
La oración del Avemaría es el saludo que Dios Padre dirigió, por medio del
ángel, a la "Llena de gracia", es decir, llena del Espíritu Santo que habitó en
María desde su inmaculada concepción, y tiene su cumbre en la bendición
del "fruto de su vientre, Jesús”.
Por fin, los quince misterios del rosario nos recuerdan la historia de nuestra
salvación, que es la obra máxima de Dios, uno y trino. En los misterios
gozosos subrayamos la obra del Padre que envía a su Hijo al mundo; en
los dolorosos recordamos la pasión y muerte del Hijo de Dios; y en los
gloriosos
subrayamos la misión del Espíritu Santo en la fundación de la Iglesia.

VALOR EVANGELICO DEL ROSARIO
En la exhortación Marialis Cultus, el Culto Mariano, el Papa Pablo VI llama
el rosario "Compendio de todo el evangelio", ya que el rosario toma del
evangelio el enunciado de los misterios fundamentales de nuestra fe:
Encarnación, la Pasión y Muerte y la Resurrección del Señor.
Esta triple división de los misterios del rosario refleja el esquema primitivo
del primer anuncio de fe: Encarnación- Muerte-Resurrección de Jesús. De
aquí que el rosario es una forma breve y sistemática del anuncio del
evangelio. En este sentido el rosario tiene una fuerza evangelizadora
especial.
El evangelio nos presenta a la Stma. Virgen como misionera, llevando la
Buena Noticia de la encarnación del Hijo de Dios a su prima Isabel.
En Caná de Galilea, la intercesión dc María provocó la fe de los discípulos
de Jesús que "creyeron en él". Y en el día de Pentecostés, la Madre de
Jesús fue el corazón de aquel acontecimiento misionero, porque por su
presencia y su oración el Espíritu Santo se derramó con mayor abundancia
sobre los Apóstoles.
En el rezo del rosario aprendemos el espíritu misionero de María. Por eso
el escriturista Garrigou-Lagrange dijo que el rosario es la teología de los
laicos, y el teólogo holandés Schillebeck afirmó que el rosario es un arma
importantísima para instruir a la comunidad eclesial en el dogma cristiano.
El gran Papa del rosario, León XIII, también dijo que el rosario es una forma
sencilla y popular de predicación y presentación de la fe católica.

EL ROSARIO, ORACION ECLESIAL
La Iglesia le ha dado al rosario un lugar tan sorprendente que merece toda
nuestra reflexión.
La Iglesia es el Pueblo de Dios, llamado a la salvación mediante la fe en
Jesucristo. Ahora bien, el rosario, al pasar en revista todos los principales
misterios de nuestra salvación,
solicita de parte nuestra una humilde adhesión.
Es impresionante y significativo que a Io largo de los últimos cinco siglos los
Papas han promovido y recomendado con tanta insistencia y constancia el
rezo del rosario. Desde San Pío V hasta Juan Pablo II, es una tradición
ininterrumpida de encíclicas, exhortaciones y documentos sobre el rosario.
A León XIII se le puede merecidamente llamar "El papa del rosario" por sus
doce cartas encíclicas y dos cartas apostólicas sobre el rosario. El
consagró el mes de octubre a la Reina del Rosario, invitando a las familias
a rezarlo diariamente.
San Pío X escribió: "La oración del rosario es, entre todas, la más hermosa,
la más rica de gracias y la que conmueve más el Corazón de la Madre de
Dios".
Juan XXIII señaló el rosario como el modo en que toda la Iglesia podía
colaborar con el Concilio Vaticano II.
Maravilló como el dulce Papa Luciani, en sus 33 días de pontificado, habló
del rosario tres veces. Y Juan Pablo II sorprendió al mundo cuando dijo en
la plaza de San Pedro: "El rosario es mi oración preferida".

EL ROSARIO, LITURGIA DOMESTICA
"La familia que reza unida, permanece unida", fue el lema de la Cruzada del
Rosario del Padre Peyton.
Indispensable es la oración individual, pero también importantísima es la
oración comunitaria, porque dijo Jesús: "Donde están dos o tres reunidos
en mi Nombre, ahí estoy yo en medio de ellos" (Mt 18,20).
Tradicionalmente el santo rosario fue Ia más hermosa oración familiar. Para
el bien de la familia, de las personas y de la sociedad es necesario volver a
la práctica del rosario en familia. Todas las familias necesitan encontrar el
tiempo y el modo para volver a esta antigua y hermosa costumbre.
"De un modo particular - escribió el Papa Pío XI - deseamos que los padres
y madres de familia, den a sus hijos ejemplo de esta práctica del rosario; y
cuando ya al anochecer, vuelven todos de sus trabajos y negocios, delante
de una imagen de la Madre celestial, todos reunidos, recen el rosario. Esta
es una bellísima y santa costumbre que, sin duda, trae la paz a las familias.
Por esto, cuando recibimos con frecuencia la visita de nuevos esposos, les
hablamos paternalmente, les entregamos el santo rosario y les
aconsejamos que, a ejemplo nuestro, no dejen un solo día de rezarlo,
aunque estén abrumados de trabajos".
El Papa Luciani dijo: "El rosario, rezado en la tarde por los padres junto con
los hijos, es una especie de liturgia doméstica"
El Documento de Puebla dice que la familia cristiana, evangelizada, tiene
que volverse evangelizadora por medio de la oración en familia, haciendo
de la familia un núcleo de
evangelización (933).

EL ROSARIO QUERIDO POR LA VIRGEN
En 1858 la Virgen María se apareció en Lourdes a Bernardita, con el
rosario en la mano, invitándola a rezar. "Recé el rosario sin dejar de mirarla
- contó la vidente - Ella pasaba las cuentas, pero sólo rezaba los Glorias
bajando la cabeza. Al acabar el rosario, la Blanca Señora sonrió y
desapareció".
El 13 de mayo de 1917, en Fátima, la Santísima Virgen repitió los mismos
gestos con los tres niños, Francisco, Jacinta y Lucía, y les dijo: "Recen el
rosario todos los días para alcanzar la paz del mundo y el fin de la guerra"
Nunca como en Fátima recomendó la Santísima Virgen el rosario tantas
veces y con tanta insistencia. En la última aparición del 13 de octubre del
mismo año, Ella dio su nombre: “Yo soy la Virgen del Rosario. Sigan
rezando el rosario todos los días".
Sesenta y cuatro años más tarde, en 1981, en Medugorie (Yugoslavia), la
Virgen se apareció a cuatro muchachas y dos muchachos, rezó con ellos el
rosario y les dijo: "Tomen el rosario en la mano, oren donde quiera que
vayan, oren siempre. Recen juntos el rosario todos los días. El rosario en
sus manos será para Satanás la señal de que ustedes me pertenecen".
A los peregrinos dijo: "El rosario no es un ornamento para la casa, sino un
medio para orar”.
Y a los sacerdotes la Virgen les pide que inviten a todos sus feligreses a
rezar el rosario. "Con el rosario ustedes vencerán todos los obstáculos con
los cuales el Maligno quiere destruir la Iglesia".

EL ROSARIO, ORACION UNIVERSAL
El rosario es la oración más conocida y practicada por los cristianos de todo
el mundo. No es solamente la oración de los pobres, de los atribulados y de
los que sufren, sino también de los sabios cristianos.
Haydn, el gran músico y compositor austriáco, cuando se sentía sin
inspiración, dejaba de tocar y rezaba el rosario, recibiendo casi siempre de
esta oración, una belleza especial para su música.
Andrés María Ampere, matemático y físico francés, era un ferviente devoto
del rosario. Su discípulo, Federico Ozanan, dijo de él: "No tengo necesidad
de más explicaciones para creer, después de haber visto a mi profesor de
matemáticas, Ampere, rezando el rosario de rodillas".
El rosario es una oración universal también porque es en favor de todos los
hombres del mundo, también para los que no creen en Cristo y en Dios,
"puesto que la maternal intercesión de la Virgen es para todo el género
humano motivo de esperanza" (MC 57).
La misma oración del Padrenuestro es universal por el hecho de que todas
las peticiones se hacen en plural, en nombre de todos, de toda la Iglesia, de
toda la humanidad, y nunca a título personal. Así decimos "Padre Nuestro",
es decir de todos los hombres; "Santificado sea tu nombre", por todas
las bocas, en todas las lenguas; "Hágase tu voluntad', por todos nosotros y
por todos los hombres; "Danos hoy nuestro pan", el pan de todo el hombre
y para todos los hombres; "Perdona nuestras ofensas", y las de todos los
no creyentes.
En el Avemaría suplicamos "ruega por nosotros, en la hora de nuestra
muerte".

MARIA, ESTRELLA DE LA EVANGELIZACION
Juan Pablo II, en su encíclica Redemptoris Mater, afirma que la Stma.
Virgen estuvo activamente presente en la vida de la Iglesia en su comienzo
(misterio de la Encarnación), en su fundación (misterio de Caná y de la
Cruz) y en su manifestación (misterio de Pentecostés). Es una presencia
operante a través de toda la historia del Pueblo de Dios; es más se
encuentra en el "centro de la Iglesia en camino", en la que desarrolla una
múltiple función: de cooperación al nacimiento de los fieles a la vida de la
gracia, de ejemplaridad en el seguimiento de Cristo y de mediación
materna.
La Conferencia de Puebla (1979) le dedica unos párrafos muy hermosos y
profundos a la "Estrella de la Evangelización” de América Latina (282-303).
Traemos uno solamente:
"En nuestros pueblos, el evangelio ha sido anunciado a través de la Virgen
María. Desde los orígenes, en su aparición y advocación de Guadalupe,
María constituyó el gran signo, de rostro maternal y misericordioso, de la
cercanía del Padre y de Cristo con quienes Ella nos invita a entrar en
comunión.
María fue también la voz que impulsó la unión entre los hombres y los
pueblos. Como el de Guadalupe, los otros santuarios marianos del
continente son signos del encuentro de la fe de la Iglesia con la historia
latinoamericana" (282).
"En vísperas del tercer milenio - dice el Papa en la RM -, toda la Iglesia es
invitada a vivir más profundamente el misterio de Cristo. Esto lo hace con
María y como María, su madre y modelo: es ella, María, el ejemplo de aquel
amor maternal con que es necesario que estén animados todos aquellos
que cooperan a la regeneración de los hombres" (92).

“RECEN POR EL MUNDO"
El rosario debe ser una oración universal, es decir, en favor de todo el
mundo, En Fátima la Virgen dijo a los tres videntes, repitiéndolo varias
veces: "Recen el rosario todos los días para alcanzar la paz del mundo.
Oren y hagan sacrificios por los pecadores".
El 27 de noviembre de 1830 la Virgen, Reina del cielo, se apareció a una
humilde novicia de las hijas de la Caridad, Catalina Labouré, en la capilla
de la Rue du Bac de París. Sus manos, elevadas a la altura del corazón,
sostenían un globo de oro, con una crucecita encima. La aparición tenía
una actitud suplicante, como ofreciendo el globo a Dios. A veces miraba el
ciclo y a veces la tierra. Era la Virgen Santísima, Madre de la Iglesia, que
tenía en sus manos el mundo, es decir, a todos los pueblos de la tierra.
En 1884 el Papa León XIII aprobó la imagen de la Virgen del globo,
nombrando a María, Reina del Mundo, El mismo Papa autorizó que en el
congreso Mariano de Friburgo de 1902 se coronara a Nuestra Señora,
como Reina del Universo. Mons. Angel Roncalli, el futuro Juan XXIII,
cuando trabajaba en la Congregación de la Propagación de la Fe, propuso
y se aceptó que la Virgen del globo fuera elegida como "La Reina de las
Misiones".
Escribió el Concilio Vaticano II: "La Madre de los hombres (LG-54), Madre
de todos los vivientes (56) y Reina Universal (59), aunque asunta a los
cielos, no ha dejado su misión salvadora, sino que con su amor materno
cuida de los hermanos de su Hijo, que todavía peregrinan en la tierra hasta
que sean conducidos a la patria" (LG 63).
El documento de Puebla dijo: "María no solamente vela por la Iglesia; Ella
tiene un corazón tan amplio como el mundo e implora ante el Señor por
todos los pueblos" (289).

EL ROSARIO MISIONERO
El rosario es una oración universal, no sólo por su estructuro interior, sino
porque es una oración eclesial, querida por la Virgen, recomendada por los
Papas, rezada por todos los cristianos del mundo y en favor de todo el
mundo. Por eso es una oración eminentemente misionera.
Hace unos años, en los Estados Unidos, nació la, Cruzada del Rosario
Misionero, por la iniciativa de Mons. Fulton Sheen, director nacional de las
Obras Misionales Pontificias. La Cruzada nació de un principio universal de
intercambio de oración: orar por todos los hombres de todos los
continentes.
Las instituciones políticas han fallado, ya que ninguna de ellas reconoce
prácticamente la Ley de Dios. La paz perdida del mundo llegará solamente
cuando los corazones de los hombres hayan cambiado.
Para obtener este cambio es necesario orar.
¿Qué se propone la cruzada del Rosario Misionero? Movilizar a todos los
cristianos para que tomen el rosario en sus manos y lo recen para la
conversión de todos los hombres. Es cuanto pidió la Santísima Virgen en
Fátima.
Dos cosas necesitan especialmente los hombres en este en la justicia y el
retorno a Dios. Hay una
Auxiliadora y Mediadora que nos puede ayudar para que alcancemos estos
dos regalos: la Madre de la Iglesia, Reina del Universo. "Denme a unos
cristianos que recen bien el rosario - dijo el Papa San Pío X - y yo
conquistaré el mundo"
Cuando se termina de rezar el Rosario Misionero, se ha dado la vuelta a
todo el mundo y se ha abrazado con la oración a todos los pueblos de la
tierra.

LA FUERZA MISIONERA DEL ROSARIO
Algunos historiadores católicos atribuyen la conservación de la fe en
algunos países a la devoción del rosario. Durante algunas épocas y en
algunos países en donde la predicación, por varios motivos, vino a cesar,
¿cómo se explica el hecho de que la fe no haya desaparecido? Mientras los
predicadores callaban, el rosario mantuvo la fe. Durante siglos de
persecución, el único signo misionero fue el rosario,
El rosario colgado al cuello de San Francisco Xavier y sus compañeros
jesuitas cuando de viaje cruzaban la Alemania protestante rumbo a Roma,
bastó para que el pueblo dijera: "¡Mintieron los que afirmaron que el culto
de María estaba abolido, que la Iglesia Católica estaba muerta!".
El rosario fue también símbolo de fe para los cristianos japoneses cuando
en 1865 los misioneros descubrieron las cuentas del rosario que los
primeros cristianos japoneses habían recibido de los misioneros jesuitas, y
que ellos guardaban celosamente como señal de su fe.
La oración en favor de las vocaciones apostólicas y por la perseverancia de
los alumnos misioneros en su vocación es, además, una de las intenciones
del rosario misionero, según el pensamiento y la recomendación de Jesús
en el evangelio: "Rueguen al Dueño de la mies para que envíe obreros a su
campo" (Mt 10,38).
Igual recomendación nos hace el Concilio Vaticano II cuando nos dice: "Los
fieles ofrezcan a Dios oraciones para que fecunde con su gracia la obra de
los misioneros" (AG 36); "De esta manera toda la comunidad ruega,
coopera y actúa entre las gentes" (AG 37).

LOS CINCO COLORES DEL ROSARIO MISIONERO
Las cuentas de las cinco decenas del rosario misionero son de distinto
color. El color evoca al continente por el que estamos rezando.
La primera decena, VERDE, es por África, y recuerda las verdes selvas
africanas, y es el color sagrado de los musulmanes.
La segunda decena ROJA, es por América, que tuvo por primeros
habitantes a los pieles rojas.
La tercera decena, BLANCA, es por Europa y por el Blanco Padre que
desde Roma guía a los cristianos de todo el mundo.
La cuarta decena, AZUL, es por Oceanía y sus inmensas islas esparcidas;
en las azules aguas del océano Pacífico.
La quinta decena, AMARILLA, es por Asia, tierra del sol levante, continente
de antiguas civilizaciones.
Las tres Avemarías finales son por los MISIONEROS esparcidos por el
mundo entero.
No es estrictamente necesario usar el rosario de cinco colores, para que la
oración sea misionera. Lo importante son las motivaciones y la
universalidad de la oración. El Papa Juan XXIII, por ejemplo, en una de
estas "quince ventanas abiertas al mundo", como le gustaba llamar a los
quince misterios del rosario, al llegar al tercer misterio gozoso, el
nacimiento de Jesús, hacía una intención especial por todos los niños del
mundo que iban a nacer en ese día.
La devoción a María no es sincera, si no es misionera.

AFRICA (Primera decena: VERDE)
El color verde simboliza las inmensas selvas africanas y es el color sagrado
de los musulmanes.
Hace poco más de cien años la gran mayoría dc los habitantes de África no
conocían a Cristo, pero a finales del siglo pasado y sobre todo en este
siglo, por el trabajo apostólico de los misioneros, el evangelio ha sido
generosamente predicado y muchos se han convertido a la religión católica.
En pocos años los católicos allí han llegado a 78 millones.
Es sobre todo en África Central (Zaire, Rwanda, Burundi, Uganda, Kenia,
Tanzania, Angola) en donde la Iglesia hoy en día cosecha más
abundantemente. Los obispos de raza africana son 480 con 15 cardenales,
y los sacerdotes alcanzan la cifra de 18,500. Hoy África es una de las joyas
más hermosas del catolicismo, y es el jardín y la esperanza de la Iglesia.
Sin embargo, aún hay mucho que hacer. Se necesita todavía misioneros y
misioneras, laicos y expertos. En algunos países se han expulsado a los
misioneros, y en otros no se les da el permiso de entrada. Los musulmanes
siguen siendo muy numerosos y proselitistas, ocupando todo cl norte de
África (Egipto, Tunesía, Argelia, Marruecos, Sudán, Chad, Nigeria, Sierra
Leona).
África - dijo el Papa Juan Pablo II - constituye una verdadera reserva de
numerosos y auténticos valores humanos. Está llamada a compartir estos
valores con otros pueblos y naciones, y a enriquecer así a toda la familia
humana".

AMERICA (Segunda decena: ROJO)
El continente americano con sus 437 millones de católicos, tiene, en
proporción, el mayor número de creyentes de todo el mundo. Sin embargo,
miles de católicos aparecen sólo en las estadísticas porque han apartado
su vida de todo compromiso cristiano.
América presenta dos zonas distintas: América del Norte, en prevalencia
protestante o indiferente, y América Latina, más pobre, pero casi totalmente
católica y rica en fe, aunque en algunos lugares es necesaria todavía una
primera evangelización o por lo menos una mayor adhesión al evangelio.
En efecto numerosos católicos están sumergidos en la ignorancia o en la
superstición,especialmente entre los indígenas y los negros. Además, una
avalancha de sectas protestantes está invadiendo vastas áreas católicas
haciendo muchos adeptos, aprovechando de la ignorancia y la pobreza de
la gente.
"Nuestra Iglesia de América Latina - dice el documento de Puebla - con
nueva lucidez y decisión quiere evangelizar en lo hondo, en la raíz, en la
cultura del pueblo y por eso se vuelve a la Virgen María para que el
evangelio se haga más carne, más corazón de América Latina. Esta es la
hora de María, tiempo de un nuevo Pentecostés que Ella preside con su
oración, cuando, bajo el influjo del Espíritu Santo, inicia la Iglesia un nuevo
tramo en su peregrinar" (303).
Oh Madre nuestra de Guadalupe, intercede por tus hijos de América, para
que, por medio de tu Hijo, puedan encontrar la verdadera liberación.

EUROPA (Tercera decena: Blanco)
Europa es el viejo continente donde el cristianismo se desarrolló durante los
primeros siglos y de donde salieron casi todos los misioneros para
evangelizar el mundo; es el lugar donde reside el Vicario dc Cristo, el Papa,
signo de unidad y de caridad entre las iglesias.
En el pasado, casi todos sus habitantes eran católicos. Ahora Europa está
dividida en tres grandes grupos religiosos: los Católicos que son 278
millones, los Ortodoxos que son 190 millones y los Protestantes que
alcanzan los 170 millones. Algunos países de Europa se han vuelto países
de misión y necesitan misioneros.
En estos últimos años ha caído la cortina de hierro y los pueblos que antes
habían sido satélites de Rusia, han vuelto a tener libertad política y
religiosa. Muchos seminaristas se están preparando en Polonia y en otros
países para ir luego en ayuda de Rusia.
Esperamos que la Iglesia del Este, mártir del marxismo y que acaba de salir
de las catacumbas, no caiga en cl neo-paganismo de los países
centroeuropeos, más atcezante que el mismo comunismo.
Por eso, oremos por Europa, protagonista de la fe y de la evangelización,
que trajo a América Latina la semilla de la fe cristiana.
Oh Virgen Santísima, concede a estos hermanos nuestros de Europa la
voluntad de reavivar su fe en Jesucristo para que vuelvan a ser misioneros
como en los siglos pasados. Renueva su vida familiar, dales dirigentes
audaces y sabios y pon en sus corazones la humildad necesaria para ir
más allá de sus fronteras.

OCEANIA (Cuarta decena: AZUL)
EI continente australiano es el más pequeño y el menos poblado de los
demás continentes. La mayoría de la población es protestante, pero
también los católicos empiezan a hacerse notar y a ejercer cierta influencia
en la vida pública. Existen más de treinta diócesis con obispos del lugar y
con cuatro cardenales.
Las innumerables islas de Micronesia, Polinesia y Macronesia, diseminadas
en el océano Pacifico, cuentan aproximadamente con 25 millones de
habitantes, de los cuales 7 millones son católicos. Siguen existiendo
millones de isleños animistas que no conocen a Cristo y necesitan la
presencia de los misioneros.
Nuestro pensamiento corre hacia San Pedro Chanel, cuya sangre fecundó
la isla de Futuna y la convirtió completamente al catolicismo. En otra isla,
Molokai, predicó el evangelio entre los leprosos el famoso Padre Damián de
Veuster, que pasó a la historia como el apóstol de los leprosos. Esta isla,
antes llamada maldita porque en ella estaban condenados a morir miles de
leprosos, por el apostolado del Padre Damián se convirtió en la antesala del
Paraíso.
Oh Virgen de los Mares, como Madre buena, conduce a todos tus hijos al
encuentro con tu Divino Hijo para que tengan la salvación. No permitas que
tus misioneros pierdan el ánimo ni la certeza de que un día también en
Oceanía brotarán comunidades vivas y apostólicas.

ASIA (Quinta decena: AMARILLO)
Asia es el continente más grande y más poblado del mundo, y donde Cristo
es menos conocido. Asia cuenta con 3 mil millones de habitantes, de los
cuales más de 1,000 millones pertenecen a China, 750 millones a la India,
180 millones a Indonesia y 130 millones a Japón.
Los católicos son solamente 76 millones, es decir, poco más del 2%. En
algunos países, como en Corea del sur y en la India (Kerala) están en
constante crecimiento. Sólo Filipinas es predominantemente cristiana.
En el pasado grandes misioneros estuvieron evangelizando Asia,
empezando por los Franciscanos (Domingo de Aragón, Juan de Pian dei
Cárpini, Beato Odorico de Pordenone, Juan de Montecorvino, Guillermo de
Rubrouck) y los jesuitas (San Francisco Xavier, Mateo Ricci, Roberto de
Nobili).
En Asia han nacido las grandes religiones del hinduismo, budismo,
confucianismo y sintoísmo. Existe en el hombre asiático una gran ansia de
Dios y hacen grandes esfuerzos por aferrarse del lejano e infinito misterio
de Dios. Existen en Asia países en donde está prohibida la predicación del
evangelio, tales como el Tíbet, Arabia, Afganistán, Nepal, Bután.
Para los cristianos de América Latina, Asia es un reto. ¿Estamos listos a
compartir con ellos nuestra fe? ¿Sabremos enviarles misioneros para
dialogar con ellos y anunciarles la fe?.
Oh Virgen de la Ternura, llama a estos numerosos hijos tuyos a la doctrina
de Jesús, y que la sangre de sus numerosos mártires sea semilla de
nuevos cristianos.

MODO DE REZAR EL ROSARIO
Señal de la cruz: Por la Señal de la santa cruz, de nuestros enemigos
líbranos, Señor Dios nuestro, en el nombre del Padre y del Hijo y del
Espíritu Santo. Amén.
Acto dc contrición: Señor mío Jesucristo, Dios y hombre verdadero, me
pesa de todo corazón de haber pecado, porque he merecido el infierno y
perdido el cielo, y, sobre todo, porque te ofendí a Ti, que eres bondad
infinita, a quien amo sobre todas las cosas. Propongo firmemente, con tu
gracia,
enmendarme y evitar las ocasiones de pecar, confesarme y cumplir la
penitencia. Confío en que me perdonarás por tu infinita misericordia. Amén.
V. Señor abre mis labios.
R. Y mi boca proclamará tu alabanza.
V. Dios mío, ven en mi auxilio.
R. Señor, date prisa en socorrerme.
V. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
R. Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos.
Amén.
V. María Reina de las Misiones.
R. Ruega por nosotros y por el mundo entero.
V. Oh Jesús mío,
R. Perdona nuestros pecados; líbranos del fuego del infierno; lleva al cielo a
todas las almas, especialmente a las más necesitadas de tu misericordia.

Misterios gozosos (lunes y sábados)
1. Primer Misterio Gozoso:
LA ENCARNACION DEL HIJO DE DIOS
Lectura bíblica: Fue enviado por Dios el ángel Gabriel a una ciudad de
Galilea, llamada Nazaret, a una Virgen desposada con un hombre llamado
José, de la casa de David; el nombre de la Virgen era María. Y entrando, le
dijo: "Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo" (Lc. 1,26.28).
Reflexión: "Dios Padre, por amor a los hombres, quiso entrar en la historia
de modo nuevo, enviando a su Hijo al mundo, a fin de arrancar, por medio
de Él, a los hombres del poder de las tinieblas del pecado" (AG 3).
"La Virgen María, con su respuesta "He aquí la esclava del Señor", se hizo
activamente presente en la vida y en la obra de su Hijo Jesús, sirviendo con
diligencia al misterio de la salvación de los hombres" (LG 57).
"También la Iglesia, para poder ofrecer a todos el misterio de la salvación,
debe insertarse en todos los grupos humanos con el mismo afecto con que
Cristo se unió por su encarnación a las determinadas condiciones sociales
y culturales de los hombres con quienes convivió" (AG 10).
EN ESTA PRIMERA DECENA, VERDE, OREMOS POR LOS 75
MILLONES DE CATOLICOS DE AFRICA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

2. Segundo Misterio Gozoso:
LA VISITACION DE NUESTRA SEÑORA
Lectura bíblica: En aquellos días, se levantó María y se fue con prontitud a
la región montañosa, a una ciudad de Judá. Entró en la casa de Zacarías y
saludó a Isabel. En cuanto Isabel oyó el saludo de María, saltó de gozo el
niño en su seno, e Isabel, llena del Espíritu Santo, con gran voz dijo:
"Bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu seno" (LC 1,39-42).
Reflexión: La visita de la Virgen a su prima Isabel es para todo cristiano,
un modelo y ejemplo de actividad misionera. En ese viaje brillaron en la
Virgen la caridad, el sacrificio, la alegría, el servicio y el celo apostólico.
También hoy María está en camino hacia todos sus hijos y "precede con su
luz al peregrinante Pueblo de Dios como signo de esperanza cierta y dc
consuelo, hasta que llegue el día dcl Señor" (LG 68).
"Toda Iglesia particular debe abrirse generosamente a las necesidades de
las demás. La colaboración entre las Iglesias es también fuente de
enriquecimiento para todas y abarca varios aspectos de la vida eclesial. A
este respecto, es ejemplar la declaración de los Obispos en Puebla:
"Finalmente, ha llegado para América Latina la hora de proyectarse más
allá de sus propias fronteras, ad gentes. Es verdad que nosotros mismos
necesitamos misioneros. Pero debemos dar desde nuestra pobreza" (RM
64).
EN ESTA SEGUNDA DECENA, ROJA, OREMOS POR LOS 430
MILLONES DE CATOLICOS DEL CONTINENTE AMERICANO
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

3. Tercer Misterio Gozoso:
EL NACIMIENTO DEL HIJO DE DIOS
Lectura bíblica: Y sucedió que mientras ellos estaban en Belén, se le
cumplieron a María los días del alumbramiento, y dio a luz a su hijo
primogénito, lo envolvió en pañales y lo recostó en un pesebre, porque no
hubo lugar en el mesón (LC 2,6-7).
Reflexión: En el nacimiento de Jesús estaban presentes todos los pueblos
de la tierra: Los primeros adoradores del Niño Dios fueron María y José,
después los pastores y más tarde las gentes ilustres, precedidas desde
lejos por una estrella. De esta manera, pasaron delante de los ojos de
Jesús todos los pueblos de la tierra.
Fue María, la Madre de Jesús, que presentó a su Hijo a los pastores y a los
grandes de la tierra, a los pobres y a los ricos, a los cercanos y a los
lejanos, porque Ella es la Madre Universal y la Reina del género humano.
Desgraciadamente en diversas naciones todavía no resplandece la estrella
de la fe. "En algunos países está prohibida la entrada de misioneros; en
otros, está prohibida no sólo la evangelización, sino también la conversión e
incluso el culto cristiano" (RM 35).
EN ESTA TERCERA DECENA, BLANCA, OREMOS POR EL SANTO
PADRE Y POR LOS 279 MILLONES DE CATOLICOS DE EUROPA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

4. Cuarto Misterio Gozoso:
LA PRESENTACION DE JESUS EN EL TEMPLO
Lectura bíblica: Cuando se cumplieron los días de la purificación de María,
llevaron a Jerusalén para presentarlo al Señor, como está escrito en la Ley:
"Todo varón primogénito será consagrado al Señor", y para ofrecer en
sacrificio un par de tórtolas o dos pichones" (LC 2,22-24).
Reflexión: Desde los brazos maternos de María, Jesús se ofrece al Padre
con una renovada consagración, total y perfecta, de toda su persona, y al
mismo tiempo se ofrece a sus hermanos los hombres, como Luz y
Revelación a las gentes, y Esplendor del pueblo elegido.
"Aunque a todo discípulo de Cristo incumbe la tarea de propagar la fe
según su condición, Cristo Señor, de entre los discípulos, llama siempre a
los que quiere, para que lo acompañen y para enviarlos a predicar a las
gentes. Por lo cual, por medio del Espíritu Santo, que distribuye los
carismas según quiere para común utilidad, inspira la vocación misionera
en el corazón de cada uno y suscita al mismo tiempo en la Iglesia institutos
que asuman como misión propia el deber de la evangelización" (AG 23).
"Los Institutos misioneros continúan siendo muy necesarios, no sólo para la
actividad misionera ad gentes, sino también para la animación misionera
tanto en las Iglesias de antigua cristiandad, como en las más jóvenes" (RM
66).
EN ESTA CUARTA DECENA, AZUL, OREMOS POR LOS 7 MILLONES
DE CATOLICOS DE OCEANIA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

5. Quinto Misterio Gozoso:
JESUS PERDIDO Y HALLADO EN EL TEMPLO
Lectura bíblica: Y sucedió que, al cabo de tres días, lo encontraron en el
templo sentado en medio de los maestros, escuchándolos y
preguntándoles. Todos los que lo oían, estaban estupefactos por su
inteligencia y sus respuestas (LC 2, 46-47).
Reflexión: A los doce años Jesús era un pequeño misionero: misionero de
su Padre Dios. Así lo encontraron María y José en el templo: en actitud de
escuchar y de preguntarles a los doctores. Jesús se sentía feliz y a gusto
en su pueblo de Nazaret. Y sin embargo, Jesús no se sentía hecho para
quedarse a la sombra de la sinagoga, tenía a otras ovejas que era preciso
traer al redil de su Padre.
La Virgen María, Reina de los Apóstoles y Madre de los Consagrados, no
entendió la respuesta misteriosa de su Hijo "ocupado en las cosas de su
Padre", pero la meditó en su corazón y, llegado el tiempo, dejó que Él se
marchara a la misión. Sublime ejemplo para las madres de los misioneros.
"Que los misioneros y misioneras, no se dejen atemorizar por dudas,
incomprensiones, rechazos, persecuciones. Aviven la gracia de su carisma
específico y emprendan de nuevo con valentía su camino... lanzándose en
ayuda de las necesidades de toda la Iglesia" (RM 66,67).
EN ESTA QUINTA DECENA, AMARILLA, OREMOS POR LOS 74
MILLONES DE CATOLICOS DE ASIA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

Misterios Dolorosos (martes y viernes)
1. Primer Misterio Doloroso:
LA ORACION DE JESUS EN EL HUERTO
Lectura bíblica: Jesús se apartó de ellos, y puesto de rodillas oraba
diciendo; "Padre, si quieres, aparta de mí esta copa; pero que no se haga
mi voluntad, sino la tuya". Entonces se le apareció un ángel que le
confortaba. Y sumido en agonía, insistía más en su oración. Su sudor hizo
como gotas espesas de sangre que caían en la tierra (LC 22, 4-44).
Reflexión: Jesús, en el huerto del Getsemaní, experimentó el dolor y la
tristeza hasta la muerte. Esto nos sirve de estímulo para que sepamos
aceptar la cruz del sufrimiento,
Semejante a la de Jesús es con frecuencia la agonía de los misioneros que
se sienten solos, aislados, incapaces de proveer a las inmensas
necesidades de la misión, en un campo de apostolado a veces difícil y
hostil.
La Iglesia, cuerpo místico de Cristo y su prolongación sobre la tierra,
sostiene también hoy duras batallas en todos los frentes del mundo; sin
embargo, ella no puede ser derrotada porque es asistida por el Espíritu
Santo. "La Iglesia -dijo San León Magno - no se echa atrás por causa de
las persecuciones, sino que aumenta, y el campo del Señor se reviste de
mieses cada vez más ricas, puesto que cada grano que cae, renace
multiplicado".
EN ESTA PRIMERA DECENA, VERDE, OREMOS POR LOS
PROTESTANTES DE AFRICA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

2. Segundo Misterio Doloroso:
LA FLAGELACION DE JESUS
Lectura bíblica: Pilato, entonces, queriendo complacer a la gente, les soltó
a Barrabás y entregó a Jesús, después de azotarle, para que fuera
crucificado (Mc 15,15).
Reflexión: Jesús, abandonado por sus amigos y arrastrado como un
malhechor ante el procurador romano, recibe el horrible suplicio de la
flagelación que desgarra su carne inocente. "Tan desfigurado estaba su
rostro que no parecía hombre" (Isaías).
Cristo, antes de ofrecerse a sí mismo como víctima inmaculada en el altar
de la cruz, rogó al Padre por los creyentes, diciendo: "Que todos sean uno,
como tú, Padre, estás en mí y yo en ti, para que también ellos sean uno en
nosotros, a fin de que el mundo crea que tú me has enviado"
"La división de los cristianos perjudica a la causa santísima de la
predicación del Evangelio y cierra a muchos las puertas de la fe. El hecho
de que la Buena Nueva sea predicada por los cristianos divididos entre sí
debilita su testimonio, y por esto es urgente trabajar por la unidad de los
cristianos, a fin de que la actividad misionera sea más incisiva" (RM 50).
EN ESTA SEGUNDA DECENA, ROJA, OREMOS POR LOS
PROTESTANTES DE AMERICA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

3. Tercer Misterio Doloroso:
LA CORONACION DE ESPINAS
Lectura bíblica: Los soldados lo llevaron al atrio del Pretorio. Lo vistieron
de púrpura y, trenzando una corona de espinas, se la ciñeron. Y se
pusieron a saludarlo: "iSaIve, Rey de los judíos!" Y lo golpeaban en la
cabeza con una caña" (Mc 15,16-19).
Reflexión: Jesús, es verdaderamente Rey, no sólo de los judíos, sino de
todos los hombres de la tierra. Una realeza proclamada, sin saberlo, por la
misma autoridad romana, en las tres lenguas entonces conocidas: hebreo,
latín y griego; la lengua de la religión, del poder y de la cultura.
Jesús, con su sacrificio, sometió pacíficamente la creación entera,
entregándola a Dios, su Padre: un reino eterno y universal, un reino de la
verdad y la vida, un reino de santidad y gracia, un reino de justicia, de amor
y paz.
La Iglesia, sacramento de salvación para todos los hombres, es ahora la
encargada, a través de sus hijos, a trabajar para que venga lo más pronto
el Reino de Dios, y nos venga por María, la Madre de Jesús.
EN ESTA TERCERA DECENA, BLANCA, OREMOS POR LOS
PROTESTANTES DE EUROPA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

4. Cuarto Misterio Doloroso:
JESUS CON LA CRUZ A CUESTA
Lectura bíblica: Tomaron, pues, a Jesús, y él cargando con su cruz, salió
hacia el lugar llamado Calvario. Y allí Io crucificaron (Jn 19,16-17).
Reflexión: Jesús acepta y lleva su cruz con valentía en el camino del
calvario. También la Virgen María, "supo mantener fielmente su unión con
el Hijo hasta la Cruz" (LG 58), con espíritu de participación en sus dolores.
"Los misioneros, a impulsos del Espíritu Santo, son enviados a evangelizar
a los pobres, caminando por el mismo sendero de Cristo, es decir,
recorriendo el mismo camino de la cruz, de la pobreza, de la obediencia,
del servicio y el ofrecimiento de sí hasta la muerte. Por que así caminaron
los Apóstoles, que con múltiples tribulaciones completaron lo que falta a la
pasión de Cristo" (AG 5).
"Oh Jesús, que has querido que la mutua caridad fuera el distintivo de tus
seguidores, te encomendamos a nuestros queridos misioneros que en
lejanas tierras derraman sudores por la dilatación de tu Reino.
Fecunda con tu gracia su apostolado, defiéndelos de los peligros y hazlos
cada vez más dignos de trabajar y padecer por la gloria de tu nombre. Así
sea". (Ven. Conforti).
EN ESTA CUARTA DECENA, AZUL, OREMOS POR LOS
PROTESTANTES DE OCEANIA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

5. Quinto Misterio Doloroso:
LA CRUCIFIXION Y MUERTE DE JESUS
Lectura bíblica: Era ya cerca de la hora sexta cuando, al eclipsarse el sol,
hubo oscuridad sobre toda tierra. El velo del templo se rasgó por medio y
Jesús dando un fuerte grito, dijo: “Padre en tus manos pongo mi espíritu" y,
dicho esto, expiró (LC 23,44-46).
Reflexión: Junto a la cruz de Jesús estaba su Madre, “consintiendo
amorosamente en la inmolación de la víctima que Ella misma había
engendrado; y finalmente, fue dada por el mismo Cristo agonizante en la
cruz, como madre al discípulo con estas palabras: "Mujer, he ahí a tu hijo"
(LG 58), llegando a ser, de esta manera, "la Madre de los hombres,
especialmente de los fieles" (LG 54).
Nuestra oración se dilata en un horizonte universal:
"Oh Jesús, que has muerto por la salvación de todos los hombres, y has
fundado la Iglesia para continuar sobre la tierra tu obra de redención, te
rogamos, multipliques el número de misioneros. Redobla su celo, santifica
sus fatigas, a fin de que aquellos que se encuentran todavía privados de la
inestimable gracia de la fe, pronto te conozcan y te amen en la tierra, para
gozar de ti, después, en el cielo. Así sea." (Ven. Conforti).
EN ESTA QUINTA DECENA, AMARILLA, OREMOS POR LOS
PROTESTANTES DE ASIA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

Misterios dolorosos (miércoles y domingos)
1. Primer Misterio Glorioso:
LA RESURRECCION DE JESUS
Lectura bíblica: El primer día de la semana, muy de mañana, fueron las
mujeres al sepulcro llevando aromas. Pero encontraron que la piedra había
sido retirada. Se les presentaron dos hombres con vestidos
resplandecientes que les dijeron: "¿Por qué buscan entre los muertos al
que está vivo? No está aquí, ha resucitado" (LC 24,1-6)
Reflexión: "El Espíritu Santo resucitó a Jesús de entre los muertos" (Rom
8,11) y resucitará también a los hombres muertos por el pecado. A una
pecadora convertida reserva Jesús su primera y pública manifestación
pascual: María Magdalena. No sólo, sino que a ella Ie confió el mensaje
para sus Apóstoles: "Vete donde mis hermanos y diles: Subo a mi Padre y
su Padre, a mi Dios y su Dios". La hace mensajera de la paternidad
universal de Dios y de la hermandad entre nosotros.
Saludamos a la Virgen que nunca perdió la fe en su Hijo: "Dios te salve
María, llena eres de gracia, el Resucitado es contigo, gloriosa eres entre
todas las mujeres, y glorioso es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María,
Madre del Resucitado, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de
nuestra muerte. Amén.
EN ESTA PRIMERA DECENA, VERDE, OREMOS POR LOS 497
MILLONES DE NO-CRISTIANOS DE AFRICA
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

2. Segundo Misterio Glorioso:
LA ASCENSION DE JESUS AL CIELO
Lectura bíblica: Fue levantado en presencia de ellos y una nube Io ocultó
a sus ojos. Estando ellos mirando fijamente al cielo mientras se iba, se les
aparecieron dos hombres vestidos de blanco que les dijeron: "Galileos,
¿qué hacen allí mirando al cielo? Este Jesús que les ha sido llevado,
vendrá así tal como lo han visto al cielo" (Hch 1,9-11).
Reflexión: "Jesús, una vez que hubo completado en sí con su muerte y
resurrección los misterios de nuestra salvación, habiendo recibido todo
poder en el cielo y en la tierra, antes de ascender a los cielos, fundó la
Iglesia como sacramento de salvación y envió a los Apóstoles al mundo
entero, mandándoles: Vayan y enseñen a todas las gentes, bautizándolas
en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo" (AG 5)
"De aquí proviene el deber de la Iglesia de propagar la fe y la salvación de
Cristo. La misión, pues, de la Iglesia se cumple haciéndose presente a
todos los hombres o pueblos, para llevarlos, con el ejemplo de su vida y la
predicación, con los sacramentos y los demás medios de gracia, a la fe, la
libertad y la paz de Cristo" (AG 5).
En este misterio glorioso encomendamos a Nuestra Señora de Guadalupe,
el Continente de la Esperanza.
EN ESTA SEGUNDA DECENA, ROJA, OREMOS POR LOS 247
MILLONES DE NO-CRISTIANOS DE AMERICA
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

3. Tercer Misterio Glorioso:
VENIDA DEL ESPIRITU SANTO
Lectura bíblica: Al llegar el día de Pentecostés, todos los discípulos
estaban reunidos en un mismo lugar. Se les aparecieron unas lenguas
como de fuego, que se repartieron y se posaron sobre cada uno de ellos, y
quedaron todos llenos del Espíritu Santo (Hch 2,1-4).
Reflexión: "El día de Pentecostés, el Espíritu Santo descendió sobre los
discípulos, unidos con María en el cenáculo, para permanecer con ellos
para siempre, "convirtiéndolos en testigos y profetas, infundiéndoles una
serena audacia que los impulsó a trasmitir a los demás su experiencia de
Jesús" (RM 24).
Bajo la acción del Espíritu Santo, el protagonista de la nueva misión, la fe
cristiana se abrió a las gentes más importantes del mar Mediterráneo para
llegar luego a Roma y al extremo occidente. Es el Espíritu quien impulsa a
ir cada vez más lejos, no sólo en sentido geográfico, sino también más allá
de las barreras étnicas y religiosas, para una misión verdaderamente
universal" (RM 25).
"También hoy la Iglesia debe reunirse con María, Madre de Jesús, para
implorar el Espíritu y obtener fuerza y valor para cumplir el mandato
misionero" (RM 92).
EN ESTA TERCERA DECENA, BLANCA, OREMOS POR LOS 421
MILLONES DE NO-CRISTIANOS DE EUROPA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

4. Cuarto Misterio Glorioso
LA ASUNCION DE NUESTRÁ SEÑORA
Lectura bíblica: María ha sido elevada al cielo, los ángeles se alegran
(Liturgia). Toda espléndida, la Hija del Rey, sube al cielo, resplandeciente
como la aurora cuando amanece, con vestidos recamados en oro (Sal 44).
Reflexión: "La Virgen María, terminado el curso de su vida terrena, fue
asunta en cuerpo y alma a la gloria celestial" (LG 59). Sin embargo, asunta
a los cielos, no ha dejado su misión, sino con su múltiple intercesión
continúa obteniéndonos los dones de la salvación eterna" (LG 62).
"En víspera del tercer milenio, toda la Iglesia es invitada a vivir más
profundamente el misterio de Cristo. Esto lo hace con María y como María,
su madre y modelo; es Ella, María el ejemplo de aquel amor maternal con
que es necesario que estén animados todos aquellos que, en la misión
apostólica de la Iglesia, cooperan a la regeneración de los hombres.
Por eso, la Iglesia, confortada por la presencia de Cristo, camina en el
tiempo hacia la consumación de los siglos y va al encuentro del Señor que
llega. Pero en este camino, precede recorriendo de nuevo el itinerario
realizado por la Virgen María" (RM 92)
ESTA CUARTA DECENA, AZUL, OREMOS POR LOS 17 MILLONES DE
NO-CRISTIANOS DE OCEANIA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

5. Quinto Misterio Glorioso:
LA CORONACION DE NUESTRA SEÑORA
Lectura bíblica: Se abrió el templo de Dios en el cielo y dentro de él se vio
el arca de la alianza. Apareció entonces en cl Cielo una figura prodigiosa:
una Mujer, vestida de sol, con la luna bajo sus pies y una corona de doce
estrellas sobre su cabeza (Ap 12,1).
Reflexión: "La Virgen María, Madre de Dios y Madre de los hombres,
ensalzada por el Señor como Reina Universal' (LG 59), por encima de
todos los ángeles y santos, "es el gozo de todo el paraíso. Pues en Ella se
gozan, no sólo los coros angélicos y las muchedumbres de los santos, sino
que el Padre, el hijo y el Espíritu Santo la contemplan como a la obra más
bella de su Trinidad de amor" (María Valtorta).
"Pero, al mismo tiempo Ella intercede ante su Hijo, para que todas las
familias de los pueblos, tanto los cristianos como los no-cristianos, lleguen
a reunirse felizmente; en paz y concordia, en un solo Pueblo de Dios, para
gloria de la Santísima Trinidad" (LG 69).
"El ejemplo y la laboriosidad de la mujer virgen, consagrada a la caridad
hacia Dios y el prójimo, son indispensables en las misiones. Es de desear
que muchas jóvenes mujeres cristianas sientan el atractivo de entregarse
con generosidad a Cristo entre los pueblos que aún no Io conocen" (RM
70).
EN ESTA QUINTA DECENA AMARILLA, OREMOS POR LOS 2,850
MILLONES DE NO-CRISTIANOS DE ASIA.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

Misterios luminosos (jueves)
1. Primer misterio luminoso
El Bautismo de Cristo en el Jordán
Lectura bíblica: Una vez bautizado... Se abrieron los Cielos y vió al Espíritu de
Dios que bajaba como una paloma y se posaba sobre El. Al mismo tiempo se oyó
una voz del cielo que decía "Este es mi Hijo, el Amado; éste es mi Elegido".
(Mateo 3, 16-17)
Reflexión: Pidamos por el pueblo Africano, para que al igual que en el Jordán,
escuche la voz de Dios que también a él le dice, en medio del sufrimiento
provocado por el hambre, las continuas guerras y las desigualdades raciales, "Este
es mi hijo muy amado", y para que surjan grandes evangelizadores entre los
mismos africanos.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto
2. Segundo misterio luminoso
Cristo se da a conocer en las bodas de Caná
Lectura bíblica: Pero su madre dijo a los sirvientes: "Hagan lo que les diga".
"Jesús dijo "Llenen de agua esos recipientes". Y los llenaron hasta el borde.
(Juan 2, 5-7)
Reflexión: Pedimos por nuestro pueblo Americano, para que Jesús se nos siga
manifestando como lo hizo en las bodas de Caná, y para que nosotros sepamos
obedecer el consejo de María que nos dice: "Hagan lo que Él les diga".
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

3. Tercer misterio luminoso
Cristo proclama el Reino de Dios y llama a la conversión
Lectura bíblica: A lo largo del camino proclamen: ¡El Reino de los cielos
está ahora cerca! Sanen enfermos, resuciten muertos, limpien leprosos y
echen los demonios. Ustedes lo recibieron gratis, denlo gratis. (Mateo 10,
7-8)
Reflexión: En el tercer misterio luminoso contemplamos la Predicación con
la cual Jesús anuncia la llegada del Reino de Dios e invita a la conversión.
En este misterio pidamos a Dios que suscite en la Iglesia europea valientes
misioneros que prediquen y anuncien el Reino de Dios, invitando a la
conversión, como lo hizo Jesucristo.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto
4. Cuarto misterio luminoso
La Transfiguración
Lectura bíblica: Y mientras estaba orando su cara cambió de aspecto y su
ropa se volvió de una blancura fulgurante. De la nube llegó una voz que
decía: "Este es mi Hijo, mi Elegido; escúchenlo". (San Lucas 9, 29-35)
Reflexión: En el cuarto misterio luminoso contemplamos la Transfiguración
de Jesús que, según la tradición tuvo lugar en el Monte Tabor.
Pidamos en este misterio para que a todos los hombres de Oceanía se
manifieste la gloria de Jesucristo para que lleguen a contemplar su rostro y
a encontrarse personalmente con Él y a exclamar como Pedro: ¡Señor, qué
bien estamos aquí!
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

5. Quinto misterio luminoso
Jesús nos entrega la Eucaristía
Lectura bíblica: Después tomó pan y, dando gracias, lo partió y se lo dió
diciendo: Esto es mi cuerpo, que es entregado por ustedes"...Hizo lo mismo
con la copa después de cenar, diciendo: "Esta es la alianza nueva, sellada
con mi sangre, que es derramada por ustedes". (San Lucas 22, 19-20)
Reflexión: En el quinto misterio luminoso contemplamos la institución de la
Eucaristía, en la cual Cristo se hace alimento con su Cuerpo y su Sangre
bajo las especies del pan y del vino, dando testimonio de su amor por la
humanidad "hasta el extremo".
Pidamos en este misterio a Jesucristo, que quiso entregarse como alimento
espiritual, que también proporcione el alimento material a los millones de
hombres, mujeres y niños que padecen el hambre atroz y la miseria
extrema en el continente más poblado del mundo.
Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia…
Reina de las Misiones... Oh Jesús mío…
Canto

Concluidos los misterios se reza:
Padrenuestro…
Dios te salve, María Santísima, Hija de Dios Padre, Virgen purísima antes
del parto, en tus manos encomendamos nuestra para que la ilumines y los
misioneros para que los guíes: Llena eres de gracia...
Dios te salve, María Santísima, Madre de Dios hijo, Virgen purísima en el
parto, en tus manos encomendamos nuestra esperanza para que la
alientes y la paz del mundo: llena eres de gracia…
Dios te salve, María Santísima, esposa de Dios Espíritu Santo, Virgen
purísima después del parto, en tus manos encomendamos nuestra caridad
para que la inflames y nuestra comunidad para que la unifiques: llena eres
de gracia…
Dios te salve, María Santísima, templo y sagrario de la Santísima Trinidad,
Virgen concebida sin mancha del pecado original.
Dios te salve, Reina y Madre de misericordia, vida, dulzura y esperanza
nuestra, Dios te salve. A ti llamamos los desterrados hijos de Eva; a ti
suspiramos, gimiendo y llorando en este valle de lágrimas. Ea, pues,
Señora, abogada nuestra, vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos.
Y, después de este destierro, muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu
vientre. iOh clemente, oh piadosa, oh dulce Virgen María!
V. Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios.
R. Para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Nuestro Señor
Jesucristo. Amén.

LETANÍAS MISIONALES
Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, ten piedad de nosotros.
Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, óyenos.
Cristo, escúchanos.
Padre celestial, que quieres que todos los hombre se salven.
Ten piedad de nosotros.
Hijo, Redentor del mundo, que sufriste la muerte en cruz por todos los hombres.
Espíritu Santo, que atraes a todos los hombres a la verdad.
Santísima Trinidad, que eres un solo Dios.

Santa María
Santa Madre de Dios
Madre de la Iglesia
Reina de los Apóstoles
Reina de las Misiones
San Pedro apóstol
San Pablo apóstol
San Francisco Xavier
Santa Teresita del Niño Jesús
Santas Perpetua y Felícitas
San Antonio Abad
San Pablo Ermitaño
San Macario
San Mauricio y compañeros mártires
San Cipriano
Santa Mónica
San Agustín de Tagaste
San Fulgencio de Ruspe
San Frumencio
San Justino de Jacobis
Santos Carlos y compañeros mártires
Beata Clementina Anuarite
Beata Victoria de Madagascar
Beato José Gerard, apóstol
Todos los santos mártires y confesores de África

ruega por nosotros.

(África)

San Francisco Solano,
San Luis Beltrán
San Juan Macías
Santa Rosa de Lima
San Martín de Porres
San Felipe de Jesús
Santo Toribio de Mogrovejo
San Pedro Claver
Santos Juan Isaac y compañeros mártires
San Roque González y compañeros mártires
San Alfonso Rodríguez apóstol
San Juan del Castillo apóstol
Beato Juan Diego
Beato Junípero Serra apóstol
Beato Sebastián de Aparicio
Beatos Antonio, Juan y Cristóbal
Beato Miguel Agustín Pro
Beato José María de Yermo
Beato Benito de Jesús
Beata Mariana de Jesús Paredes
Beato Miguel Febres Cordero
Beato Pedro de San José
Beato Ignacio de Azevedo
Beato Ezequiel Moreno
Beata Ana de los Ángeles
Beata Laura Vicuña
Beata Teresa de los Andes
Todos los santos mártires y confesores de América

(América)

San Patricio, apóstol de Irlanda
San Remigio de Reims
San Agustín de Cantabria
San Bonifacio apóstol
San Oscar apóstol
Santos Cirilo y Metodio apóstoles
San Leandro de Sevilla
San Fidel
San Josafat apóstol

(Europa)

San Juan Leonardi,
Santa Francisca Xavier Cabrini
Todos los santos mártires y confesores de Europa
San Pedro Chanel, apóstol y mártir de Oceanía
Todos los santos mártires y confesores dc Oceanía

(Oceanía)

Santo Tomás apóstol
Santos Pablo Miki y compañeros mártires
Santos Lorenzo Ruíz y compañeros mártires
Santos Andrés Kim y compañeros mártires
Santos Andrés Dung-Lac y compañeros mártires
San Juan de Britto apóstol
Beato Valentín Berriochoa
Beato Martín de San Nicolás, mártir
Beato Melchor de San Agustín, mártir
Todos los Santos y Beatos mártires y confesores de Asia
Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo,
Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo,
Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo,

(Asia)

perdónanos, Señor.
escúchanos, Señor.
ten piedad de nosotros.

Bajo tu amparo nos acogemos, Santa Madre de Dios, no desprecies
nuestras súplicas en las necesidades, antes bien líbranos de todo peligro, oh
Virgen gloriosa y bendita. Amén.

ORACION FINAL PARA LAS MISIONES
Señor y Dios nuestro, que has querido que tu Iglesia sea sacramento de
salvación para todos los hombres, a fin que la obra redentora dc tu Hijo
perdure hasta el fin de los tiempos, haz que tus fieles caigan en la cuenta
de que están llamados a trabajar por la salvación de los demás, para que
todos los pueblos dc la tierra formen una sola familia y surja una humanidad
nueva en Cristo nuestro Señor. El cual vive y reina contigo en la unidad del
Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Ofrecimiento del Rosario.
Por estos Misterios santos, De que hemos hecho recuerdo, Te pedimos, oh
María, De la Fe santa el aumento; La exaltación de la Iglesia; Del Papa el
mejor acierto; De la Nación Mexicana, La unión y feliz gobierno; Que el
gentil conozca a Dios; Que el hereje vea sus yerros; Y todos los
pecadores Tengan arrepentimiento; Que los cautivos cristianos Sean libres
del cautiverio;
Goce puerto el navegante; Y la salud los enfermos; Que en el Purgatorio
logren Las ánimas refrigerio; Y que este Santo Rosario Tenga aumento tan
completo En toda la Cristiandad, Que alcancemos, por su medio, El Ir a
alabar a Dios, En tu compañía, en el Cielo. Amén.
Avemaría purisima (tres veces)

+Por la señal de la Santa Cruz, de nuestros enemigos líbranos
Señor, Dios nuestro. +En el nombre del Padre, y del Hijo, y del
Espíritu Santo. Amén.