You are on page 1of 1

Mi otro yo

Quiero empezar agradeciendo a Dios


y a mis padres por haberme dado ,
a dos ngeles como hermanos
porque siempre estn a mi lado
cuando ms los he necesitado.
Alex, en muchas ocasiones fuiste como un padre
en otras tantas como un amigo,
fuiste t quien me ense a valorar las cosas
y a llenar mi vida de alegra.
Stalin, con tu gua y firmeza
generaste en m seguridad,
gracias por ensearme siempre
a trabajar con responsabilidad.
A los dos quiero agradecerles
por ser la luz en mi caminar,
son unos verdaderos hroes
y orgulloso de ustedes siempre voy a estar.
Quiero seguir comprometido
a luchar por lo que quiero ,
y compensar todo el tiempo
que ustedes me ofrecieron.
Ahora que estoy grandecito
y valoro todo lo que me han dado,
solo quiero recordarles
que aqu tienen un gran hermano.

Michael Merino R.