You are on page 1of 12

Krishna es la fuente de todas las

encarnaciones

Oh Arjuna, aquel que conoce la naturaleza trascendental de mi


aparición y actividades, al abandonar este cuerpo no vuelve a nacer de
nuevo en este mundo material, si no que alcanza mi morada suprema.

Bhagavad-gita 4-7
®r… ®ukadeva Gosv€m… dijo:

¡Oh, rey!, la Suprema Personalidad de Dios Se


encarna en diversas formas a fin de proteger a
las vacas, a los br€hmaŠas, a los semidioses, a
los devotos, las Escrituras védicas, los principios
religiosos y los principios destinados a satisfacer
el objetivo de la vida.

Encarnación y reencarnación

En la Bhagavad-gita se dice que el Señor, cuando desciende al mundo


material, viene como una persona por medio de Su propia energía, atma-
maya.

Ninguna energía superior Le El El cuerpo del alma común de


fuerza a venir. Viene por Su no depende de su elección.; sino
propia voluntad, y esto según su karma. Cuando quiere
puede recibir el nombre de ser consciente de Krishna, la
lila, Su pasatiempo. Pero el potencia interna, le ofrece un
alma condicionada se ve cuerpo apropiado, y cuando
forzada a tomar un quiere dar satisfacción a sus
determinado tipo de cuerpo y de sentidos
sentidos, se le le ofrece
bajo la influencia de las tres un cuerpo material.
modalidades de la naturaleza material.

El planteamiento del filósofo mayavadi es que la entidad viviente, cuando


acepta un cuerpo de cerdo, está disfrutando de sus pasatiempos. Esta teoría,
sin embargo, no puede aceptarse, porque el sentido implícito en la palabra
«pasatiempo» es de «aceptar voluntariamente para disfrutar». Por lo tanto,
esa interpretación lleva a engaño. La aceptación forzosa de sufrimientos no es
un pasatiempo. Los pasatiempos del Señor y la aceptación de la reacción
kármica por parte de la entidad viviente no están al mismo nivel.

“pareces en diversas
encarnaciones, con la forma de un
ser humano, un animal,
un gran santo, un
semidiós, un pez o
una tortuga,
manteniendo con ello
toda la creación en distintos sistemas planetarios y acabando con los
principios demoníacos”.

Prahlad Mj.

Purusa Avatares

El mundo espiritual original, el cal se asemeja a una flor de loto, se llama


Goloka Vrindavana. Ese planeta es la morada del Señor Krishna, la Personalidad
de Dios original.
Ese planeta espiritual original, Goloka, despide una refulgencia espiritual,
denominada brahmajyoti.(brahmajyoti es la iluminación de los planetas
Vaikuntha, los cuales no necesitan sol, luna o electricidad.
En el seno de ese ilimitado brahmajyoti hay cantidades ilimitadas de planetas
espirituales, de la misma manera que hay innumerables planetas materiales en
el seno de los rayos solares de los universos materiales.
A veces, una nube espiritual ocupa repentinamente un rincón del brahmajyoti
del cielo espiritual, y la porción cubierta recibe el nombre de mahat-tattva .
Krishna, la Suprema Personalidad de Dios original desciende desde su energía
interna (del mundo espiritual), Por su emergía marginal (brahmajyoti) a su
energía externa (los universos materiales). El primer descenso de la
Personalidad Suprema, Sankarsana (Balarama).
Las diferentes categorías de las expansiones en el mundo Espiritual
simplemente son para facilitar las relaciones con sus expansiones separadas
(los seres vivientes en el reino espiritual).

El Señor Balarama es el Sankar ミ ana original. Adopta otras cinco formas para servir al Señor
K ヘミ Ša.Él mismo ayuda en los pasatiempos del Señor K ヘミ Ša, y Se ocupa de la creación en
otras cuatro formas.
Adi lila 8/5

Balar€ma, la primera expansión de KŠa, Se expande en cinco formas:

El Señor KŠa, por medio de Balaram tiene cuatro manifestaciones originales


(catur-vyuha), a saber: V€sudeva, Sa‰karaŠa, Pradyumna y Aniruddha, y una
quita

Mah€-Sa ‰karaŠa

Sesa

V€sudeva Sa
‰karaŠa Pradyumna
Aniruddha

Narajana
K€raŠ€bdhi€ji-visnu Garbhodaka€y…-visnu
K…rodaka€y…-visnu

Estas cinco porciones plenarias de maha-sankarsana son las responsables


tanto de las manifestaciones cósmicas espirituales como de las materiales. En
estas cinco formas, el Señor Balar€ma asiste al Señor KŠa en Sus
actividades. De entre estas formas, las cuatro primeras son responsables de
las manifestaciones cósmicas, mientras que ®ea es responsable del servicio
personal del Señor. A ®ea se Le llama Ananta, o ilimitado.

Me entrego a los pies de loto del Señor Nityananda Rama, conocido como
Sankarana, componente del catur-vyuha [que consiste en V€sudeva,
Sankar ミ ana, Pradyumna y Aniruddha]. Él posee todas las opulencias en
plenitud y reside en VaikuŠ˜haloka, mucho más allá de la creación material. Adi
lila 15/5

Purusa avatar
Todas las encarnaciones de Dios son porciones plenarias o partes de las
porciones plenarias de los purua-avat€ras, pero el Señor primigenio es
el Señor KŠa. Él es la Suprema Personalidad de Dios, el manantial de
todas las encarnaciones.

La Bhagavad-gita declara que la Personalidad de Dios Sri Krishna mantiene


estos universos materiales mediante la extensión de Sus expansiones plenarias
o purusas. Existen tres aspectos purusa que representan la primera
encarnación del Señor en la creación material:

ahaˆ sarvasya prabhavo mattaƒ sarvaˆ pravartate

«Yo soy la fuente de todos los mundos espirituales y materiales. Todo emana
de Mí».
Bhaga
vad-g…t€ 10.8

Karanodakasayi Vishnu - " maha-visnu, El Señor


que está en el océano causal”.

Garbhodakasayi Vishnu - " El Señor que está en el


océano universal”.
Ksirodakasayi Vishnu - " El Señor que está en el océano de leche y en el
corazón de cada entidad viviente”.

Karanodakasaji Visnu maha Visnu

”Suta dijo: Al principio de la


creación, el Señor se expandió
primero en la forma universal purusa,
y manifestó todos los ingredientes
para la creación material. Esto tenía
por objeto crear el universo material”
Srimad Bhagavatam (1.3.1)p

Karanodakasaji Visnu es la encarnación original dentro del mundo material. El


se acuesta en alguna parte del cielo espiritual por su propio y libre albedrío. Así
pues, Él se acuesta en el océano de karana que emana de su propio cuerpo
trascendental. Esa agua recibe el nombre de océano Causal ( Karana jala).
De Su propia respiración se generan también innumerables universos. Esos
universos flotantes están diseminados por todos el océano Causal. Cuando Él
exhala, los universos salen y cuando él inhala ellos entran de nuevo en Él. Así la
duración de la existencia de cada universo es sólo un tiempo de su respiración.

Así maha Visnu respirando las semillas de los universos por los poros de Su
cuerpo gigantesco, y por la mirada a la naturaleza material (Mayadevi), el
mahat-tattva se fecunda de inmediato y los universos se impregnan con las
entidades vivientes.
Este acto de mirar se describe en el Upanishads “sa iksate” Simplemente por la
mirada de la primera encarnación purusa, la conciencia se pone presente
dentro de la materia. Esta conciencia es conocido como el Maha tattva.
Los entidades vivientes afortunadas que, después de muchísimos nacimientos
en el mundo material, captan la verdad y se entregan a los pies de loto de
Vasudeva, se unen a las almas eternamente liberadas Nitia-lilas,
permitiéndoseles así entrar en el reino de Dios. Después de esto, esas
afortunadas entidades vivientes no tienen que venir de nuevo a la esporádica
creación material. Mas aquellos que no pueden captar la verdad constitucional,
se funden de nuevo en el mahat-tattva en el momento de la aniquilación de la
creación material. Cuando la creación se monta de nuevo, ese mahat-tattva
vuelve a dejarse en libertad.

«Yo adoro a Govinda, el Señor primigenio, cuya porción plenaria, Maha-Vi ミ nu, se
acuesta en el océano Causal y entra en el soporte místico de la eternidad; de los
poros capilares de Su cuerpo trascendental se generan todos los universos».
B
rahma Samhita

El mahat-tattva

En el cielo espiritual, la
refulgencia Brahman se
difunde por todas partes.
En algún rincón del vasto
e ilimitado cielo espiritual,
se manifiesta una nube
que es únicamente una
insignificante porción de
todo el cielo espiritual
(que una vez que es
fecundada por la mirada
de la Suprema
Personalidad de Dios) se
denomina mahat-tattva o
cielo material. El mahat-
tattva contiene todos los
ingredientes de las
manifestaciones
materiales (pradhana),
incluyendo a las almas
condicionadas (una vez
que la conciencia es
puesta en ella por el
Señor).
La Suprema Personalidad
de Dios es la causa del
mahat-tattva, no hay
diferencia entre el Señor y
la manifestación cósmica.
Pero el Señor es independiente de su creación.
De la misma manera que el alma individual tiene un cuerpo material se ha
formado a partir de una chispa espiritual; de la misma manera, el cuerpo
universal (mahat-tattva) se ha formado a partir de la chispa suprema, la
Superalma.
La naturaleza material no tiene ningún poder para crear sin el poder del purusa,
tal como una prakrti, o mujer, no puede procrear un niño sin relacionarse con
un purusa, u hombre. El purusa fecunda, y la prakrti da a luz.

Garbhodakasaji Visnu segunda encarnación del


purusa

El purusa, después de crear infinidad de universos en


el mahat-tattva, entró en cada uno de ellos como el
segundo purusa, Garbhodakasayi Visnu .
Cuando Él vio que dentro del universo sólo
había oscuridad y espacio sin un lugar para
descansar, llenó la mitad del universo con
agua que exhalaba de Su propio cuerpo, y se
acostó en esa misma agua. Esa agua se
denomina Garbhodaka. Él se acuesta en Su
cama de la serpiente divina (quien es otra
expansión del Señor, conocido como Ananta-
sesa).
Garbhodakasaji Visnu mantiene cada universo y
atiende a sus necesidades. Aunque Él está dentro
de los universos materiales no esta condicionado a
ellos..

El propio Señor, como Visnu, se hizo cargo de la conservación del universo. se


volvió el Señor de la modalidad de la bondad. Brahma se originó a partir del
raja-guna de prakrti, o la modalidad de la pasión de la naturaleza. De Brahma
surge Rudra Siva, el cual está a cargo de la modalidad de la ignorancia u
oscuridad. Él destruye toda la creación, por la voluntad del Señor.

Garbhodaka€y… ViŠu es una expansión de K€raŠodaka€y… ViŠu, que es


una expansión de Sa‰karaŠa. De este modo, en última instancia KŠa es la
causa de todas las causas (sarva-k€raŠa-k€raŠam). La conclusión es que tanto
el mundo material como el mundo espiritual deben considerarse el cuerpo del
Señor Supremo.

Brahma, Visnu y Siva (son los guna-avatares, encarnaciones plenarias de una


encarnación plenaria para cada modalidad) son encarnaciones del
Garbhodakasayi Visnu. A partir de Brahma se encarnan los otros semidioses. El
Visnu que es la porción plenaria del Garbhodakasaji Visnu es la Superalma de la
vida universal (en cada entidad viviente y átomo), y es conocido como el
sustentador del universo o Ksirodakasaji Visnu.
Así se entienden, pues, los tres aspectos del purusa original. Y todas las
encarnaciones que hay en el universo (posteriormente) son emanaciones de
este Ksirodakasaji Visnu.

Podemos comprender que la causa del cuerpo material es el cuerpo espiritual, del que, por lo tanto, es una
expansión. Así, cuando emprendemos la práctica de actividades espirituales, todo el cuerpo material se
espiritualiza. De manera similar, cuando el movimiento para la conciencia de K ヘミ Ša se propaga por el
mundo material, todo el mundo material se espiritualiza. Mientras no comprendemos esto, vivimos en el
mundo material, pero cuando somos perfectamente conscientes de K ヘミ Ša, ya no vivimos en el mundo
material, sino en el mundo espiritual.

“Una
parte
del

purusa se acuesta en el agua del universo, del lago del ombligo de Su cuerpo un tallo del loto
crece, y de la flor del loto encima de este tallo se manifiesta Brahma, el amo de todos los
ingenieros en el universo”.

“ Dentro del tallo del loto hay catorce divisiones de sistemas planetarios, y los planetas terrenales
están situados en el medio. Hacia arriba hay otros sistemas planetarios que son mejores, y el
sistema más elevado se denomina Brahmaloka o Satyaloka. Por debajo del sistema planetario
terrestre hay siete sistemas planetarios inferiores, habitados por los asuras y otros seres vivientes
materialistas similares”.

“Por lo tanto, se concluye que el purusa-avatara se manifiesta en tres aspectos: primero, el


Karanodakasayi Visnu que crea en el mahat-tattva el conjunto de los ingredientes materiales;
segundo, el Garbhodakasayi Visnu que entra en todos y cada uno de los universos; y tercero el
Ksirodakasayi Visnu, que es el Paramatma de todo objeto material, orgánico e inorgánico”

Srimad Bhagavatam

Ksirodakasayi Vishnu
Paramatma .

La tercera encarnación de Vishnu, Ksirodakasayi


Vishnu reside en la isla conocido como Steva-dvipa (la
isla blanca) en medio del océano de leche dentro del
universo. Él es la superalma de todas las entidades
vivientes (sentado en su corazón) y todos los objetos
materiales (sentado en cada átomo).

Él es una expansión de Garbhodakasayi Vishnu y de Él se


extienden todas las encarnaciones dentro del
universo.

Por la creación material, la expansión plenaria del Señor


Krishna asume tres Visnus.

El primer, Maha-Vishnu, crea la energía material total, conocido como el


mahat-tattva. El segundo, Gabhodakasayi Vishnu, entra en todos los universos
para crear las diversidades en cada uno de ellos. El tercero, Ksirodakasayi
Vishnu, se difunde como la Superalma, saturando en todos los universos y es
conocido como Paramatma. Él incluso está presente dentro de los átomos.
Cualquiera que conoce estos tres Visnus puede liberarse del enredo material.
Recordar que Param€tm€ es nuestro compañero constante, y, por
consiguiente, Él conoce todo, pasado, presente y futuro. Y debido a que el
aspecto Param€tm€ del Señor KŠa asigna todas las acciones y reacciones,
Él es además el controlador supremo. Ni una brizna de hierba se mueve sin Su
sanción. A los seres vivientes se les da tanta libertad como merecen, y el mal
uso de esa libertad es la causa del sufrimiento. Los devotos del Señor no hacen
mal uso de su libertad, y, por ende, ellos son los hijos buenos del Señor.

“Así como el Sol, aunque es único, aparece reflejado


en incontables joyas, en forma similar Govinda Se
manifiesta [como Param€tm€] en el corazón de
todos los seres vivientes”.

El Sol está situado en un lugar preciso, pero se


refleja en incontables joyas y aparece en
innumerables aspectos determinados. De modo
semejante, la Suprema Personalidad de Dios,
aunque está eternamente presente en Su morada
trascendental, Goloka Vnd€vana, Se refleja en el
corazón de cada ser como la Superalma. Se dice
en los Upaniads que la j…va (entidad viviente) y
Param€tm€ (Superalma) son como dos pájaros en
el mismo árbol. La Superalma hace que el ser
viviente se ocupe en actividades fruitivas como
resultado de sus hechos pasados, pero Param€tm€
no tiene nada que ver con esas ocupaciones. Tan
pronto como el ser viviente cesa de actuar por
motivaciones fruitivas y emprende el servicio del Señor (Param€tm€), dándose
cuenta de Su supremacía, queda libre inmediatamente de toda designación, y
en ese estado puro entra en el reino de Dios
conocido como VaikuŠ˜ha.

La Superalma (Param€tm€), guía de los seres


vivientes individuales, no toma parte en el
cumplimiento de los deseos de estos seres
vivientes, sino que los cumple a través de la
naturaleza material. Tan pronto como un alma
individual toma conciencia de su eterna relación
con la Superalma y sólo mira hacia Él, se libera en el acto de las
complicaciones de la satisfacción material. Los filósofos cristianos, que no
creen en la ley del karma, se valen del argumento que considera absurdo
aceptar los resultados de hechos pasados, porque no se tiene conciencia de
ellos. A un criminal, en un tribunal de justicia, los testigos le recuerdan sus
delitos, y entonces se le castiga. Si la muerte es el olvido completo, ¿por qué
castigar a una persona por sus delitos pasados? La concepción de Param€tm€
es una respuesta irrebatible a estos argumentos falaces. Param€tm€ es el
testigo de las actividades pasadas del ser humano individual. Puede que un
hombre no recuerde lo que ha hecho en su infancia, pero su padre, que le ha
visto en las distintas fases de su crecimiento, sí que lo recuerda. Igualmente, el
ser viviente cambia de cuerpo muchas veces al pasar por muchas vidas, pero
la Superalma también está con él y recuerda todo lo que ha hecho, a pesar de
su evolución pasando por cuerpos diferentes.