You are on page 1of 35

El objetivo de este artículo es proporcionar una visión integrativa de la

neuropsicología de los lóbulos frontales, su organización funcional básica y las
funciones cognitivas y conductuales que soporta, entre ellas las funciones
ejecutivas. Los lóbulos frontales son las estructuras cerebrales de más reciente
evolución en la especie humana, presentan la organización funcional más
compleja y diversa del cerebro humano. Se dividen funcionalmente en tres
grandes áreas: orbital, medial y dorsolateral, en éste artículo se presenta un
revisión básica de las funciones neuropsicológicas soportadas por cada una de
estas áreas. Esta revisión pretende aportar al lector una comprensión básica de
la neuropsicología de los lóbulos frontales y de su aportación heterogénea a la
conducta humana. Palabras clave: Lóbulos frontales, neuropsicología, funciones
ejecutivas, conducta humana
Introducción
El objetivo de este artículo es proporcionar una visión integrativa de las
propiedades neuropsicológicas de los lóbulos frontales, las funciones que
soporta, entre ellas las funciones ejecutivas, y su aporte heterogéneo a los
distintos aspectos de la conducta humana. Los lóbulos frontales son las
estructuras cerebrales de más reciente desarrollo y evolución en el cerebro
humano, su perfeccionamiento en los primates se relaciona con la necesidad
de un control y coordinación más compleja de los procesos cognitivos y
conductuales que emergieron a través de la filogénesis de estas especies.
Desde un punto de vista neuropsicológico los lóbulos frontales representan un
sistema de planeación, regulación y control de los procesos psicológicos;
permiten la coordinación y selección de múltiples procesos y de las diversas
opciones de conducta y estrategias con que cuenta el humano; organizan las
conductas basadas en motivaciones e intereses, hacia la obtención de metas
que sólo se pueden conseguir por medio de procedimientos o reglas. También
participan de forma decisiva en la formación de intenciones y programas, así
como en la regulación y verificación de las formas más complejas de la
conducta humana. Debido a esta capacidad de regular, planear y supervisar los
procesos psicológicos más complejos del humano, se considera que los lóbulos
frontales representan el “centro ejecutivo del cerebro”. El daño o la afectación
funcional de los lóbulos frontales tienen consecuencias muy heterogéneas e
importantes en las conductas más complejas del humano, desde alteraciones
en la regulación de las emociones y la conducta social, hasta alteraciones en el
pensamiento abstracto y la metacognición. Por lo que es necesario contar con
un conocimiento lo más completo posible sobre sus propiedades
neuropsicológicas.
Neuroanatomía funcional de los lóbulos frontales

Los lóbulos frontales son las estructuras más anteriores de la corteza cerebral,
se encuentran situadas por delante de la cisura central y por encima de la
cisura lateral. Se dividen en tres grandes regiones: la región órbital, la región
medial y la región dorsolateral; cada una de ellas están subdividida en diversas
áreas. A continuación se revisan de forma breve las características funcionales
y anatómicas de estas áreas. Corteza frontal dorsolateral La corteza frontal
dorsolateral es la región más grande y filogenéticamente más nueva de la
corteza frontal, principalmente su región media y anterior. Se divide en cuatro
áreas principales: corteza motora, premotora, dorsolateral y anterior. Corteza
motora y premotora La corteza motora participa en el movimiento específico
de los músculos estriados de las diferentes partes del Neuropsicología de
Lóbulos Frontales Revista Neuropsicología, Neuropsiquiatría y Neurociencias 49
cuerpo. Por su parte la corteza premotora permite la planeación, organización y
ejecución secuencial de movimientos y acciones complejas. La región más
anterior de la corteza motora suplementaria se relaciona con la selección y
preparación de los movimientos, mientras que su porción posterior se relaciona
principalmente con la ejecución de los mismos. Tres áreas que involucran
regiones premotoras y motoras suplementarias se encuentran particularmente
muy desarrolladas en el humano: 1) el campo oculomotor , involucrado en la
percepción y síntesis de información visual compleja; 2) el área de Broca (AB
44 y 45), relacionada con los aspectos más complejos del lenguaje como la
sintaxis; y 3) el área de control del movimiento complejo de las manos y dedos
(AB 6 y 4) (corteza premotora lateral). Representación esquemática de una
vista lateral en donde se señalan las distintas áreas de la corteza motora y
premotora. Corteza prefrontal dorsolateral La región anterior a la corteza
motora y premotora se denomina corteza prefrontal y, en comparación con los
primates más cercanos, representa la estructura neo-cortical más desarrollada,
particularmente su porción más anterior (AB 10), presenta un desarrollo y
organización funcional exclusivos de la especie humana (Stuss & Levine, 2000).
Estas zonas se consideran regiones de asociación supramodal o cognitivas ya
que no procesan estímulos sensoriales directos (Fuster, 2002). Se ha
encontrado una mayor relación de sustancia blanca/sustancia gris en la CPF en
el humano en comparación con otros primates no-humanos, destacando la
importancia que esto tiene para las conexiones funcionales entre las diversas
zonas de la CPF, así como de sus conexiones con la corteza posterior y
subcortical. La región dorsolateral de la CPF se denomina corteza prefrontal
dorsolateral. Se divide funcionalmente en dos porciones: dorsolateral y
anterior, y presentan tres regiones: superior, inferior y polo frontal. La porción
dorsal se encuentra estrechamente relacionada con los procesos de
planeación, memoria de trabajo, fluidez, solución de problemas complejos,
flexibilidad mental, generación de hipótesis, estrategias de trabajo, seriación y
secuenciación; procesos que en su mayoría se consideran funciones ejecutivas
(FE). Las porciones más anteriores (polares) de la corteza prefrontal
dorsolateral (AB 10) se encuentran relacionadas con los procesos de mayor

jerarquía cognitiva como la metacognición, permitiendo la auto-evaluación
(monitoreo) y el ajuste (control) de la actividad en base al desempeño
continuo, Neuropsicología, Neuropsiquiatría y Neurociencias Miyashita, y en los
aspectos psicológicos evolutivos más recientes del humano, como la cognición
social y la conciencia autonoética o auto-conocimiento (integración entre la
conciencia de sí mismo y el conocimiento autobiográfico), logrando una
completa integración de las experiencias emocionales y cognitivas de los
individuos. Visión esquemática de las distintas áreas de la CPFDL. Corteza
órbitofrontal La corteza órbitofrontal (COF) es parte del manto arquicortical que
proviene de la corteza olfatoria caudal-orbital. Se encuentra estrechamente
relacionada con el sistema límbico, y su función principal es el procesamiento y
regulación de emociones y estados afectivos, así como la regulación y el
control de la conducta. Además, está involucrada en la detección de cambios
en las condiciones ambientales tanto negativas como positivas (de riesgo o de
beneficio para el sujeto), lo que permite realizar ajustes a los patrones de
comportamiento en relación a cambios que ocurren de forma rápida y/o
repentina en el ambiente o la situación en que los sujetos se desenvuelven.
Participa de forma muy importante en la toma de decisiones basadas en la
estimación del riesgo-beneficio de las mismas. La COF se involucra aun más en
la toma de decisiones ante situaciones inciertas, poco especificadas o
impredecibles, se plantea que su papel es la marcación de la relevancia
(emocional) de un esquema particular de acción entre muchas opciones más
que se encuentran disponibles para la situación dada. En particular su región
ventro-medial (AB 13) se ha relacionado con la detección de situaciones y
condiciones de riesgo, en tanto que la región lateral (AB 47 y 12) se ha
relacionado con el procesamiento de los matices negativo-positivo de las
emociones. Figura 3. Representación esquemática de las distintas áreas de la
COF. Corteza frontomedial La corteza frontomedial (CFM) participa activamente
en los procesos de inhibición, en la detección y solución de conflictos, así como
también en la regulación y esfuerzo atencional. Además, participa en la
regulación de la agresión y de los estados motivacionales. Se considera que la
corteza del cíngulo anterior (AB 24) funciona de Neuropsicología de Lóbulos
Frontales Revista Neuropsicología, Neuropsiquiatría y Neurociencias 51 forma
integrada con esta región (Miller & Cohen, 2001). Su porción inferior
(inferomedial: AB 32) está estrechamente relacionada con el control
autonómico, las respuestas viscerales, las reacciones motoras y los cambios de
conductancia de la piel, ante estímulos afectivos; mientras que la porción
superior (supero-medial) se relaciona más con los procesos cognitivos. Las
porciones más anteriores de la corteza frontomedial (prefrontal medial: AB 10),
se encuentran involucradas en los procesos de mentalización (teoría de la
mente). Figura 4. Se observa de forma esquemática las zonas de la corteza
frontomedial. Diferencias hemisféricas Existen importantes diferencias entre el
funcionamiento de la CPF izquierda y la CPF derecha. La CPF izquierda, está
más relacionada con los procesos de planeación secuencial, flexibilidad mental,

La CPF izquierda se relaciona más con decisiones que tienen una lógica. Se definen como un proceso o una serie de procesos cuyo principal objetivo es facilitar la adaptación a situaciones nuevas. productivas y útiles para sí mismos. la memoria episódica. ya que con independencia del sujeto que las haga el resultado es prácticamente el mismo. sus condiciones no son claras ni el espacio en donde se desarrollan son completamente conocidos (i. a este tipo de decisiones se le ha denominado “verídicas”. también permiten que los sujetos se involucren exitosamente en conductas independientes. así como en el establecimiento y consolidación de rutinas o esquemas de acción que son utilizados con frecuencia. En cambio la CPF derecha se relaciona más con decisiones subjetivas y adaptativas que no son lógicas. la regulación y la planeación eficiente de la conducta humana. también permiten la creación de patrones nuevos procesamiento cuando no existen esquemas que puedan enfrentar la situación . existen diferentes procesos que convergen en un concepto general de las funciones ejecutivas (Fernandez- . Representan un sistema cuyo desempeño es optimizado en situaciones que requieren la operación de diversos procedimientos cognitivos. al igual que cuando se necesita seleccionar y programar secuencias apropiadas de respuesta. opera por medio de la modulación o el control de habilidades cognitivas más básicas. no existe una función ejecutiva unitaria. Neuropsiquiatría y Neurociencias prefrontal.fluidez verbal. estrategias de memoria (material verbal). algunas de ellas dependen de otras regiones de la CPF ó incluso de toda la CPF en su conjunto. estas habilidades o rutinas son procesos sobreaprendidos por medio de la práctica o la repetición e incluyen habilidades motoras y cognitivas. Debido a que en la mayoría de las situaciones de la vida diaria es necesario hacer adaptaciones conductuales. memoria de trabajo (información verbal). participan en el control. ante la situación: ¿qué línea de metro tomo para ir a la universidad? únicamente hay una respuesta correcta y está decisión se realizará con relativa independencia del sujeto que la haga. la memoria de trabajo para material visual. situaciones de la vida diaria como: ¿qué ropa me pondré hoy para ir al cine?. entre ellas las funciones ejecutivas (FE) son soportadas principalmente por la corteza Flores & Ostroksy-Solís 52 Revista Neuropsicología. son relativas al momento y espacio de un sujeto en particular. condiciones determinadas y un espacio de decisión conocido. la conducta y la cognición social . como la lectura. ¿qué película veo? ¿voy al cine ó al teatro?)). por ejemplo.e. Lóbulos frontales y funciones ejecutivas Las funciones más complejas del humano. así como en la detección y el procesamiento de información y situaciones nuevas . La CPF derecha se relaciona más con la construcción y diseño de objetos y figuras.. A pesar de que la mayoría de las diferencias hemisféricas citadas se relacionan principalmente con la CPFDL. este sistema se necesita aun más cuando se tienen que formular nuevos planes de acción. codificación de memoria semántica y secuencias inversas . la apreciación del humo.Aunque se ha identificado y estudiado un número importante de ellas. la memoria o el lenguaje .

Las situaciones de la vida diaria con frecuencia son altamente cambiantes y los parámetros y criterios de respuestas no dependen de una lógica inflexible y generalizable a todas las circunstancias. También implica la generación y selección de nuevas estrategias de trabajo dentro de las múltiples opciones que existen para desarrollar una tarea (Miller & Cohen. 2001). 1986). otra función ejecutiva importante) que al seriarse con los pasos directos. en particular por la CFM. Por medio de estudios de neuroimagen funcional se ha encontrado que las porciones dorsolaterales de la CPF. Simmons. 2000). 1998). Morris et al. permite retrasar las tendencias a generar respuestas impulsivas. por un breve periodo de tiempo.. Memoria de trabajo La memoria de trabajo es la capacidad para mantener información de forma activa. 1998). el control conductual. Control conductual Una de las funciones más importantes de la CPF es la capacidad de control sobre los demás procesos neuronales que se llevan a cabo dentro y fuera de la CPF (Cohen. son las áreas que se encuentran principalmente involucradas en los procesos de planeación (Baker. o a los cambios en las condiciones del medio y/o de las condiciones en que se realiza una tarea específica. con frecuencia se realizan pasos indirectos o en sentido inverso (para lo cual también se requiere de flexibilidad mental. 2005). requiere de la capacidad para Neuropsicología de Lóbulos Frontales Revista Neuropsicología. 1998). se consigue llegar a la meta planteada (Luria.Duque et al. originadas en otras estructuras cerebrales. así como en la producción de elementos específicos en un tiempo eficiente. sin que el estímulo esté presente. así como también para el curso de los procesos de pensamiento (Baddeley. para realizar una acción o resolver problemas utilizando información activamente (Baddeley. Planeación La planeación es una de las capacidades más importantes de la conducta humana. & Paulus. Ante diversas modalidades de información o tipo de procesamiento existe participación diferente de diversas estructuras de la CPF para el mantenimiento de la memoria de trabajo. 1993). En algunas ocasiones la planeación no sólo se realiza en una sola dirección. Rogers. es un importante atributo de la CPF y se . afectan de forma importante la solución de problemas (Robbins. & Takahashi. 1990). & Owen. el control inhibitorio ejercido por la CPF. la flexibilidad mental. se define como la capacidad para integrar. Flexibilidad mental La capacidad para cambiar un esquema de acción o pensamiento en relación a que la evaluación de sus resultados indica que no es eficiente. la excesiva fijación de un criterio. la memoria de trabajo y la fluidez. 1996. Fujii. Fluidez La velocidad y precisión en la búsqueda y actualización de la información. 2001). sino que dependen del momento y el lugar en donde se desarrollen. siendo esta función reguladora primordial para la conducta y la atención (Matthews. una hipótesis o una estrategia de acción. Entre todas las descritas destacan: la planeación. Arce. secuenciar y desarrollar pasos intermedios para lograr metas a corto. 1994). mediano o largo plazo (Tsukiura. 2003). lo cual se extiende más allá de la división verbalvisual (Goldman-Rakic. Neuropsiquiatría y Neurociencias 53 inhibir este patrón de respuestas y poder cambiar de estrategia (Robbins..

2001). Hofer. La fluidez de lenguaje. Stuss & Levine. seleccione. Neuropsiquiatría y Neurociencias 2003). Stowe. 2004). se ha denominado mentalización y es una de las capacidades humanas más importantes para las relaciones interpersonales y sociales (Shallice. Conducta social Durante el desarrollo. 2004). La fluidez de diseño (dibujos y figuras) se relaciona con la CPF derecha (Ruff. Se ha propuesto que esta dificultad se debe a que el daño en la COF no permite crear y/o adjudicar redes neuronales que representen marcadores afectivos de lo correcto o incorrecto (desde un punto de vista social) de las conductas que presentan en los niños durante su desarrollo (Damasio. se relaciona más con la actividad de la zona premotora y con el área de Broca (Weiss. Se ha encontrado que el daño frontal perinatal y en la infancia temprana. Cognición social La capacidad de cognición social se ha propuesto para definir los procesos cognitivos que incluyen al sujeto (con . 2003). pensará y/o reaccionará en relación a una situación o evento particular. 2001). Niemann. Tranel. Daffner. Los sujetos con alteraciones en la capacidad de mentalización no pueden estimar ni comprender el proceso de pensamiento de otras personas y no pueden estimar las experiencias psicológicas desde la perspectiva de los demás (Frith & Frith. sino capacidades de mayor jerarquía cognitiva. 1990) que se caracteriza porque a partir de la adolescencia se presentan conductas antisociales que van desde robo. permitiendo que de forma flexible se alterne. Farrow. 2003). como la metacognición. violencia y adicción a drogas. 1994). 2005).. Siedentopf. 2000).relaciona con la función ejecutiva de productividad (Lezak et al. produce una alteración denominada: discapacidad de aprendizaje social y conductual (Price. las cuales cuando adultos. 1998).. y con frecuencia este tipo de pacientes terminan en prisión (Anderson. & Wylie. en particular la fluidez de verbos o acciones. actualice y se ejecuten procedimientos efectivos de conducta en base a situaciones sociales determinadas (Bunge. Recientemente se ha hecho énfasis en capacidades psicológicas no incluidas dentro del concepto FE. Es definida como la capacidad para monitorear y controlar los propios procesos cognoscitivos (Shimamura. & Deisenhammer. aprender y desarrollar diversos sistemas de reglas cognitivas y sociales. Damasio. & Damasio. los niños tienen que asimilar. 2000). Se ha encontrado que en sujetos con autismo la capacidad de mentalización se encuentra afectada y se ha propuesto que esta situación es una de las características más importantes de este trastorno (BaronCohen & Belmonte. Por medio de estudios de neuroimagen funcional se ha encontrado que la CPFM es la región de la CPF más relacionada con la capacidad de mentalización (Shallice. Metacognición La metacognición es el proceso con mayor jerarquía cognitiva y no se considera una función ejecutiva sino un proceso de mayor nivel (van den Heuvel et al. Esta serie de capacidades se ha denominado: implementación de reglas. Mentalización La capacidad de pensar lo qué otra persona puede estar pensando. Allen. 2000. la mentalización y la cognición social (Shimamura. & Mesulam. 2000). particularmente el daño en la COF y CFM. Flores & Ostroksy-Solís 54 Revista Neuropsicología. les permitan interactuar propositivamente con su medio.

2000). el tiempo de desarrollo de la lesión y el impacto de la desconexión funcional con otras áreas corticales. permitiendo enfocarse más en procesos y mecanismos cognitivos que en zonas del cerebro. en dependencia de la(s) zona(s) que se lesionen. se ha advertido que no existe una entidad única y simple Neuropsicología de Lóbulos Frontales Revista Neuropsicología. regular y planear cómo puede lograr satisfacer sus intereses en un ambiente social complejo (Stuss & Levine.sus motivaciones y valores) en un contexto social en donde hay que tomar decisiones personales (Stuss & Levine. Las lesiones más polares producirán alteraciones en las capacidades de cognición social y metacognición. Cada sujeto tiene intereses personales. el daño en la COF producirá alteraciones en la regulación afectiva y conductual. 1999). como son la interpretación del humor y la interpretación no literal de mensajes verbales como los refranes (Ferreti. la magnitud e imprecisión anatómica de las lesiones frontales. debido a esto. 2002). 2006). Lo que admite describir en el nivel cognitivo y funcional las alteraciones presentadas. Se ha identificado que la CPF derecha. Esto permite implementar y utilizar métodos de evaluación y rehabilitación provenientes de la psicología cognitiva tanto en la evaluación como en la rehabilitación de las muy diversas consecuencias neuropsicológicas del daño frontal. el daño cortical versus el subcortical (o ambos). puede ser el nodo más importante en el soporte de estas capacidades (Shammi & Stuss. el tipo de patología. Neuropsicología del daño frontal El análisis neuropsicológico del daño frontal se complica por la variabilidad del tamaño de la lesión. Neuropsiquiatría y Neurociencias 55 como “síndrome frontal”. Se plantea que la cognición social requiere de un modelo mental del sujeto (autoconocimiento) que le permita identificar su papel particular dentro de un contexto familiar. 2000). También se ha propuesto agrupar a los pacientes por medio del criterio funcional (Stuss & Levine. 1994). debido a que para su comprensión se requieren de la actualización e integración de elementos autobiográficos (Shammi & Stuss. laboral y social. Las regiones polares de la CPF (particularmente el polo frontal derecho) son primordiales para algunas capacidades incluidas dentro de la cognición social. Por ejemplo. en tanto que el daño en la CPFDL. afectará principalmente funciones ejecutivas. la región de la corteza afectada. 1999). Las lesiones de la CFM prefrontal medial producirán alteraciones del control atencional y de mentalización. debido a todos estos factores es que las definiciones del “daño frontal” varían considerablemente. profesionales y sociales los cuales intenta desarrollar en dependencia de la evaluación de su pertinencia social-ambiental. en particular el polo frontal. 2006. Schwint & Katz. de forma que pueda estimar. agrupar como una sola todas sus variantes es un error (Kertesz. El daño frontal produce muy diversas características cognitivas y conductuales. describe un amplio espectro de alteraciones frontales y ejecutivas sin precisar sus correlatos anatómicos. debido a la gran variabilidad en el tipo. de esta forma el “síndrome disejecutivo”. Thoma & Daum. Conclusiones Los lóbulos frontales presentan una organización neuropsicológica muy heterogénea. su aporte a la conducta y la .

justo detrás de la frente (ver figura 1). se relaciona principalmente con el control de procesos cognitivos complejos. la memoria de trabajo. temporal (azul). las llamadas funciones ejecutivas. Las regiones menos evolucionadas desde el punto de vista filogenético: la COF y la CFM. el movimiento o la autoconciencia dependen del lóbulo frontal. las regiones más anteriores de la CPF soportan los procesos más desarrollados y exclusivamente humanos: la cognición social. De la misma forma el daño o compromiso funcional a sus distintas áreas y zonas puede presentar una sintomatología muy distinta. Es el responsable de procesos cognitivos complejos. el autoconocimiento y la metacognición. permitiendo la elección de objetivos y la organización de los planes de acción para realizarlos. la mentalización. Constituye una región cerebral que nos hace humanos y únicos porque es de las más recientes filogenéticamente y la última en madurar en la ontogénesis 3. La región ejecutiva: la corteza prefrontal La parte anterior de la corteza frontal. posibilitan que podamos elegir.cognición humana es complejo y diverso. parcialmente. el lenguaje. se relacionan con el control conductual y afectivo. Según Elkhonon Goldberg. la inhibición y la flexibilidad cognitiva que son componentes claves de las funciones ejecutivas 4. Estas funciones son operaciones mentales dirigidas hacia un fin que permiten el control conductual. el lóbulo frontal es al cerebro lo que un director a una orquesta: coordina y dirige las otras estructuras neurales del cerebro en una acción concertada Fig 1. como el pensamiento. La memoria de trabajo. Se ha demostrado que existe una relación entre el desarrollo de las funciones ejecutivas y el proceso de maduración de la corteza prefrontal. . Lo que eventualmente permitirá un abordaje clínico más acorde a esta complejidad. en dependencia del tipo de lesión y de la(s) zona(s) dañada(s). es decir. parietal (verde) y occipital (amarillo)2. Representación de los cuatro lóbulos cerebrales: frontal (rojo). así como la originalidad y la creatividad (para innovar hace falta conocer. . la corteza prefrontal (ver figura 2). desempeña el papel decisivo en las funciones ejecutivas a través de la integración de la información. en tanto que la región con mayor evolución filogenético: la CPFDL. planificar y tomar decisiones voluntarias y conscientes. El desarrollo en el conocimiento de la neuropsicología de los lóbulos frontales permitirá avanzar en la comprensión de las zonas del cerebro más importantes para la conducta y la cognición humana. lo que indica la importancia de la memoria de trabajo). el control ejecutivo. Algunos estudios demuestran que en niños de 5 años ya se han desarrollado. Por último. l lóbulo frontal es uno de los cuatro lóbulos de la corteza cerebral y constituye una región grande que está situada en la parte delantera del cerebro. el lenguaje. entre otros más.

se comprobó una mayor activación en las partes posteriores de la corteza respecto a las frontales mientras se asimilaba la experiencia. evitar la desconexión cuando creen que puede existir alguna información importante. Desde la perspectiva educativa. . es importante analizar el aprendizaje de las funciones ejecutivas del cerebro. La práctica continuada de las tareas hacía que el lóbulo frontal izquierdo se activara más que el derecho. que forma parte de la corteza prefrontal. el flujo sanguíneo desaparecía. Mediante la tecnología PET (tomografía por emisión de positrones) se observó un mayor flujo sanguíneo en el lóbulo frontal. cuando los participantes seguían con el experimento y el proceso se convertía en rutinario. En un estudio 5 se pedía a los participantes el verbo adecuado que representaba a un sustantivo que era presentado visualmente. aburridos ante nuestras explicaciones. En otro estudio6 se midió el flujo sanguíneo cerebral (mediante la misma tecnología que el anterior) a participantes a los que se presentó una tarea novedosa y se observó que el lóbulo frontal derecho se activó más que el izquierdo. Fig 2. dada su responsabilidad en la dirección y regulación de la conducta del alumno. en el trabajo cooperativo y su responsabilidad en las funciones frontales se debe a sus conexiones con la amígdala y el sistema de motivación y gratificación de la dopamina. Al introducir una nueva tarea similar a la inicial. Autocontrol En un artículo anterior 7. Sin embargo. Esto sugiere que en el proceso de aprendizaje existe un desplazamiento del control cognitivo desde el hemisferio derecho al izquierdo conforme la tarea novedosa inicial se hace más familiar. Y el que permite a nuestros alumnos. se observó un aumento del flujo sanguíneo frontal que no alcanzó los máximos iniciales. La investigación demostró una . está implicada en el procesamiento y control socioemocional. asumiendo el control el resto de la neocorteza. El autocontrol y la capacidad de inhibir la respuesta instintiva constituyen factores críticos en la optimización del rendimiento académico (y no sólo académico). Una muestra más de la confrontación continua entre el cerebro inconsciente (más emocional y automático) y la consciencia (más racional y no automática).La corteza orbitofrontal. Este estudio resultó de suma importancia porque también determinó que el lóbulo frontal (especialmente el derecho) es el responsable de mantener la atención continua. analizábamos los experimentos realizados por Walter Mischel sobre el aplazamiento de la recompensa en niños de 4 años de edad. El lóbulo frontal en acción: novedad y rutina Diversos experimentos han demostrado que el lóbulo frontal se activa más cuando la tarea es novedosa. Cuando las tareas realizadas ya son conocidas la participación del lóbulo frontal es menor. Representación de la corteza prefrontal. Esta investigación demostraba la importancia del papel desempañado por el lóbulo frontal en el procesamiento cognitivo novedoso. Además.

¿qué emociones recuerdo de aquel suceso?. el niño necesita al adulto para que sea un guía válido que permita ayudarle en el proceso de reflexión y vaya induciendo creencias positivas sobre su capacidad. La cooperación se aprende conviviendo.10 Somos conscientes que cuando manifestamos emociones positivas podemos focalizar la atención en las tareas deseadas. Aquí tiene un gran valor el habla interior: ¿Cómo realicé el ejercicio?. Es conveniente que a los niños (especialmente a los más pequeños) se les recuerde los objetivos continuamente y. las interacciones sociales tempranas entre la madre y el niño son cruciales para el desarrollo normal de la corteza orbitofrontal durante los primeros meses de vida.… Según Antonio Damasio . mediante la motivación adecuada. como objetivo educativo esencial. Resumiendo. las pruebas de aplazamiento de la recompensa de los niños de 4 años de edad predecían mejor que el cociente intelectual los resultados en las pruebas SAT (Test de Aptitud Académica). Las emociones y lo sentimientos que de ellas se derivan9 son componentes imprescindibles en los procesos de razonamiento. juicio y toma de decisiones que requieren la presentación y manipulación de enormes cantidades de conocimuiento”. por la enseñanza de la gestión emocional. Aunque existen predisposiciones genéticas. La dependencia inicial va generando la propia autonomía. que depende del desarrollo y que constituye un factor crítico en la madurez social. el aprendizaje de comportamientos cooperativos implica a la corteza orbitofrontal y su falta de desarrollo en los niños hace que les sea difícil cooperar. Además. llevar a cabo estos planes y saber también evaluar los resultados. la tristeza) pueden ralentizar el proceso de razonamiento. ¿Por qué hay niños que son capaces de aplazar la recompensa con 4 años y otros no? Según Allan Schore 8. compartiendo y comprendiendo. En concreto. toma de decisiones y experiencias sociales. que ha de ser aceptada y asumida por los alumnos. el verdadero aprendizaje se obtiene en la escuela de la vida. Consideraciones pedagógicas finales Otro de los conceptos relevantes en el marco global de las funciones ejecutivas es el de la responsabilidad. que es lo que posibilita el lento desarrollo del lóbulo frontal a diferencia de otras especies. Al gran crecimiento del cerebro durante el primer año. Los experimentos de Mischel y similares sugerían cómo mejorar el autocontrol: cuando se dieron instrucciones a los niños impulsivos sobre cómo obviar la recompensa (en aquellos casos las golosinas) se observó que eran capaces de inhibir el impulso. construyendo una voluntad que no es innata. mientras que las emociones negativas (por ejemplo.correlación entre la incapacidad para controlar los impulsos básicos en la infancia y connotaciones socioemocionales y académicas negativas en la adolescencia. asumiendo con naturalidad la presencia de emociones positivas y negativas aunque intentando cultivar las primeras en detrimento de las segundas. ¿qué consecuencias tuvo su resolución?. Cuando son capaces de identificar en qué pueden influir o no. Emociones y sentimientos en la toma de decisiones Continuamente abogamos. facilitar la . “el hecho de que los sentimientos sean acontecimientos mentales nos ayuda a resolver problemas no rutinarios que implican creatividad. Es muy importante tener objetivos. La impulsividad infantil se puede educar de forma progresiva: el niño comienza obedeciendo las instrucciones del entorno familiar y educativo para luego darse a sí mismo las instrucciones necesarias para ejecutarlas. aumenta la probabilidad de que acepten las consecuencias de su comportamiento. pero para ello hay que afrontar las dificultades que puedan surgir y aprender de los errores. Como comentábamos anteriormente. las emociones desempeñan un papel importante en la cooperación. saber planificar. hay que añadir la influencia de los cuidadores sobre el bebé que afecta a las conexiones entre el cerebro ejecutivo (lóbulo frontal) y el cerebro emocional (sistema límbico).

Elkhonon. hiperactividad. 3 La filogenia hace referencia al origen y desarrollo de las especies mientras que la ontogenia se refiere a la formación y desarrollo del individuo. la neuropsicología y las neurociencias en general. planificación o perseverancia. “Maduración de la corteza prefrontal y desarrollo de las funciones ejecutivas durante los primeros cinco años de vida”. Human brain anatomy in computerized images. falta de atención. Crítica.atención que podemos favorecer elogiando los progresos y estableciendo rutinas para desarrollar las tareas. sino por las importantísimas funciones y capacidades cuya existencia debemos a esta estructura. La educación cambia el cerebro y el cerebro va a cambiar mucho la futura educación. . con criterio propio. 2009. descontrol. La toma de decisiones adecuadas requiere autocontrol. 2009. El cerebro ejecutivo: lóbulos frontales y mente civilizada. Como el desarrollo del lóbulo frontal depende de la interacción social. su desarrollo en el individuo no finaliza hasta entrada la edad adulta. 2005. No sólo por el hecho de ser el lóbulo más grande en el encéfalo humano. la conciencia o la cultura que nos hace seres humanos. El lóbulo frontal (y en concreto la corteza prefrontal) apareció muy tarde en términos evolutivos y su desarrollo posibilitó la aparición del lenguaje. Impulsividad. 1 Goldberg. La flexibilidad cognitiva permite adaptar nuevas estrategias para aprender. flexibilidad cognitiva. Oxford University Press. Sin embargo. Lo novedoso estimula la atención y fomenta una actitud proactiva. por lo que el aprendizaje de los sistemas ejecutivos se nos antoja imprescindible como objetivo educativo primordial.. Revista de Neurología. Hanna. con la posibilidad de actuar según estrategias complejas y bien preparados para vivir en sociedades muy grandes. el proceso educativo resulta clave en la maduración del individuo. El lóbulo frontal es una de las partes del cerebro más estudiadas y más interesantes desde el punto de vista de la psicología. todas aquellas que atribuimos exclusivamente a los seres racionales. 2 Damasio. 4 A.…caracterizan a muchos de los niños en la actualidad. ¿Qué capacidades son estas? Te puede interesar este post: "Los lóbulos del cerebro y sus distintas funciones" Básicamente. García-Molina et al.

sino también los únicos que hacen posible la existencia una gran variedad de funciones y capacidades únicas. ya que ocupan aproximadamente un tercio de toda la corteza cerebral. es decir. Si bien es cierto que el cerebro de nuestra especie es distinto a los del resto en muchos más aspectos que afectan a su globalidad. A pesar de que se le puede considerar una de las muchas partes del cerebro. y que sólo cobran sentido como estructura cerebral cuando trabajan coordinadamente con el resto del encéfalo. en el encéfalo humano los lóbulos frontales son los mayores de todos. La importancia de las funciones ejecutivas Los lóbulos frontales del cerebro destacan especialmente por el hecho de estar muy involucrados en las llamadas funciones ejecutivas. es la parte del cerebro gracias a la cual dejamos de convertirnos en sujetos pasivos para pasar a ser agentes activos. esta afirmación es. en parte. En líneas generales. Está separado del lóbulo parietal por la Fisura de Rolando (o Fisura Central) y del lóbulo temporal por la Fisura de Silvio (o Fisura Lateral). y la resolución de problemas específicos que tienen que ser abordados focalizando la atención en aspectos concretos. hay que tener en cuenta que los lóbulos frontales no trabajan por sí solos. más cercana al rostro. la selección de objetivos.¿Cómo es el lóbulo frontal? El lóbulo frontal es una estructura anatómica situada en la parte más frontal del cerebro. verdadera. . Además. puede decirse que el lóbulo frontal de cada hemisferio sirve para convertir la información sobre el entorno en materia a partir de la cual decidir lo que se hacey diseñar un plan de acción para intervenir sobre lo que nos rodea. con capacidad para cambiar cosas respondiendo a unos objetivos concretos elegidos por nosotros a partir de lo que hemos ido aprendiendo. De algún modo. Ahondando en detalles Suele decirse que el lóbulo frontal es la parte del cerebro que más nos diferencia del resto de animales. ¿Por qué? Porque nuestros lóbulos cerebrales no son sólo los más grandes proporcionalmente. Estas funciones son las que asociamos a la cognición y la toma de decisiones: el uso de la memoria. la planificación.

todo esto no lo hace solo. Así. metas e incluso necesidades en un punto muy alejado del presente. todo ello a partir de las normas y dinámicas que se han ido aprendiendo por el camino. ya que no evocamos por el hecho de estar siendo registradas por nuestros sentidos en ese momento determinado. lo cual incluye la posibilidad de pensar en cómo pensamos. a meses o años vista. por ejemplo. y que una vez solucionado este perderán su valor. A su vez. Ideación a largo plazo Actualmente se cree que el lóbulo frontal permite proyectar experiencias pasadas en situaciones futuras. Gestión de la memoria de trabajo Lesiones en ciertas partes del lóbulo frontal hacen que la memoria de trabajo se vea afectada. . para iniciar una secuencia de movimientos voluntarios. relacionados con la ejecución de movimientos automatizados fruto de las experiencias pasadas y la continua repetición. También es importante hacer notar que este tipo de pensamiento puede tener varios grados de abstracción. Esto significa que el lóbulo frontal tiene un papel a la hora de mantener en un tipo de memoria "transitoria" información relativa a un problema que debe ser resuelto en tiempo real. Algunas funciones básicas del lóbulo frontal Entre las funciones y procesos ejecutivos que asociamos al lóbulo frontal podemos encontrar los siguientes: Meta-pensamiento Es decir. Es imposible entender cómo funciona el lóbulo frontal sin saber también cómo funcionan otras estructuras del cerebro.El lóbulo frontal no opera aisladamente Por supuesto. el lóbulo frontal necesita que estén activados los ganglios basales. Es en este tipo de procesos en el que intervienen las Terapias Cognitivo-Conductuales. de las que no sólo recibe información sino que además funcionan coordinándose con este en tiempo real y a una velocidad vertiginosa. esto permite situar objetivos. la capacidad para pensar en abstracto sobre cosas que sólo están presentes en nuestra imaginación.

sino que también nos ayuda a navegar por ellas buscando nuestros propios objetivos. . además de sus posibles resultados y consecuencias. y que esto influya en nuestra conducta. El lóbulo prefrontal no sólo "crea" posibles escenas futuras en nuestra mente. semanas e incluso meses recapitulando todas las sub-estructuras que pueden encontrarse en un lóbulo frontal común y corriente. Sin embargo. puede decirse que las principales áreas del lóbulo frontal son las siguientes: 1. Es por eso que una de sus funciones es amortiguar los efectos de estas señales. En definitiva. para evitar que ciertos arrebatos emocionales e impulsos que requieren ser satisfechos cuanto antes entorpezcan los planes cuya meta está situada a largo plazo. De este modo. la estructura en la que se originan las emociones. que queda cerca de las órbitas de los ojos) está en constante relación con los impulsos que vienen de la zona del sistema límbico. Puede entenderse que es en esta parte del cerebro donde la información sobre el entorno y sobre la propia información que se procesa en el cerebro se convierte en acción. Corteza motora La corteza motora es la parte del lóbulo frontal involucrada en los procesos de planificación. es decir. interiorizamos posibles estados mentales de la gente que nos rodea. en señales eléctricas destinadas a activar músculos del cuerpo. Cognición social Los lóbulos frontales nos permiten atribuir estados mentales y emocionales a los demás. la zona inferior de este. ejecución y control de los movimientos voluntarios. ya que siempre es posible ir desgranando hasta el infinito una parte en otras más pequeñas.Planificación Pensar en el futuro permite imaginar planes y estrategias. Partes del lóbulo frontal Podríamos pasarnos días. Control de la propia conducta La zona orbital del lóbulo frontal (es decir. todo esto facilita el autocontrol.

Área motora suplementaria (AMS) Está involucrada en la realización de movimientos muy precisos. en el lóbulo parietal. como los que requieren de la utilización de los dedos de las manos de forma coordinada.La corteza motora está situada justo al lado de la fisura de Rolando. existen. y por lo tanto recibe muchas información proveniente del área somatosensorial que se encuentra justo al otro lado de esta "frontera". los que se realizan con partes del tronco o zonas muy cercanas a él). concretamente. Corteza pre-motora (APM) La corteza pre-motora es la parte del lóbulo frontal encargada de hacer que el aprendizaje de experiencias pasadas influya sobre la técnica de movimiento. 2. algunas facultades y funciones cognitivas que normalmente se atribuyen a los lóbulos frontales en general. Trabaja recibiendo información de los ganglios basales y el tálamo. especialmente. La corteza motora se divide en corteza motora primaria. . En realidad. Corteza motora primaria (M1) Es en esta zona donde se originan gran parte de los impulsos nerviosos que bajarán por la espina dorsal para activar músculos concretos. que es la región de la corteza que ha evolucionado más recientemente. Corteza prefrontal Muchas de las características y rasgos que atribuimos en exclusiva a nuestra especie tienen su base neural en esta región del lóbulo frontal: la capacidad para reprimir impulsos y para pensar en ideas abstractas. Por eso. gracias a la corteza prefrontal. la imaginación de las posibles situaciones futuras a partir de lo que hemos visto en el pasado y la interiorización de las normas sociales. corteza premotora y área motora suplementaria. como los que están asociados con el control postural y los movimientos proximales (es decir. tiene un papel muy importante en los movimientos que realizamos constantemente y de los cuales somos "expertos".

Asimismo. pero que el lóbulo frontal se dedica a modular. destaca el hecho de que mientras determinadas lesiones unilaterales puede tener efectos discretos o nulos en una determinada función. el lóbulo frontal se dedica a adecuar las funciones de los otros lóbulos en función del contexto espacio-temporal y social. El animal que más se parece al hombre en cuanto a la proporción del lóbulo frontal es el chimpancé.. debe distinguirse entre las funciones que corresponden directamente al lóbulo frontal y las propias de otros lóbulos. el lóbulo frontal se caracteriza por su escasa lateralización. Por lo tanto. A este respecto. cabe mencionar que las divisiones anátomo-funcionales pueden ser también las siguientes: áreas motoras centrales (áreas 4. Muchas funciones son atribuidas a este lóbulo: atención.. ante ciertas tareas de tipo frontal que implican la memoria de trabajo y la memoria asociativa. . Las observaciones a lo largo de la historia también han demostrado la complejidad de dicho lóbulo: frenología. desde aquí se emiten señales que irán a parar a la lengua. Las asimetrías de funciones frontales son cuantitativa y cualitativamente escasas. Ciertos estudios concluyen que el proceso de mielinización continúa hasta los 30 años de edad. Sin embargo. movimiento. interviene en todas las funciones cognitivas y conductuales.. Estudios con makakas mulatas han demostrado que. A nivel estructural se pueden observar ciertas divisiones:  Área motora (área primaria)  Área premotora (área secundaria)  Área prefrontal (área terciaria)  Área paralímbica (área límbica) Asimismo. lenguaje. emoción. las bilaterales son capaces de anular totalmente dicha función. el lóbulo frontal no puede considerarse como una sola entidad o estructura. conducta..3. ya que es una de las áreas que se mieliniza de forma más tardía. A nivel funcional y estructural. se obtienen resultados similares a los obtenidos con humanos. Su evolución filogenética ya demuestra su complejidad: el tamaño del lóbulo es mucho más grande cuánto más evolucionada es la especie. estudio de casos (Phineas Gage). cirugía de la epilepsia. Área de Broca Esta zona está involucrada en la realización de movimientos concretos para articular el habla. la laringe y la boca. 6. Así. La ontogenia también demuestra la complejidad del lóbulo frontal. Es decir. memoria. Introducción: la complejidad del lóbulo frontal El lóbulo frontal es el lóbulo más complejo.

11. Contiene las siguientes áreas de Brodmann: área 4. pero los finos quedan definitivamente perdidos. en el que la persona no sabe cómo parar un movimiento. Contiene además una representación detallada del hemicuerpo contralateral. el córtex dorsolateral (áreas 9. parte posterior del área 8. y el área 44. Así. que también pueden ser uni o bilaterales. se observa que el córtex dorsolateral está esencialmente irrigado por la arteria cerebral media y el córtex orbital y medial por la arteria cerebral anterior. las regiones orbitales (áreas 10. Se utilizan las siguientes pruebas para analizar la posible alteración de esta área: . y parte de las áreas somatosensoriales 1. el denominado “homúnculo motor” de Penfield. apraxia de la marcha). o en la finalización.8 y 44). premotoras y prefrontales. los grandes infartos de la arteria cerebral media izquierda que causan afasias. Tras la evolución. 45. El área premotora El área premotora es un área de gran interés para los neuropsicólogos. El área motora suplementaria contiene la representación neuronal del cuerpo y el área de Broca interviene en la regulación de los aspectos motores del habla. parte posterior del área 6. pueden reaparecer los movimientos gruesos. en el mantenimiento de dichos movimientos. El área motora Los neurólogos se encargarían del estudio del área motora. 46 y 47). Las lesiones unilaterales dan lugar a hemiplejías contralaterales. y la parte medial que abarca tejido motor. 2 y 3. las lesiones más leves producen hemiparesias. de la convexidad lateral y de las regiones orbitales. puede haber alteraciones en el inicio de los movimientos voluntarios (por ejemplo. Por su parte. producen también alteraciones motoras. produciéndose la extinción de los mismos. Finalmente. 11. La función de control de los movimientos voluntarios es sumamente interesante. Incluye las siguientes áreas de Brodmann: área motora suplementaria (parte medial y lateral del área 6). La lesión grave bilateral del área motora produce parálisis. 10. El área motora está relacionada con la coordinación y expresión del movimiento tanto grueso como fino. 12 y 13). Así. Modula y ejerce influencias de control de los impulsos y está implicado en la programación de los movimientos y del aprendizaje de nuevos programas motores. en cuanto a los territorios vasculares. incluyendo el área del cingulado anterior (área 24). lo cual explica algunos déficits cognitivos asociados a la afasia.

El paciente debe alternar las dos series automáticas: 1. 45. El paciente debe seguir la numeración con un lápiz. se obtiene una puntuación más premotora. evaluando la velocidad motora.. así como la velocidad de reproducción. Las pruebas que se utilizan para evaluar su estado son:    Subtest de aritmética del WAIS.6 segundos) 61 números del 1 al 9 y los debe ir sumando siguiendo una serie especial: cada número nuevo proporcionado por la cinta debe ser sumado con su . Alternancias gráficas: se proporciona al paciente una cenefa y se le pide que continúe la serie.. Se le pide al paciente que realice varias pruebas.. En una hoja aparecen números y letras salteados. Implica una inhibición de una serie automática para poner en funcionamiento la otra.  Trail Making B: es más complejo que el anterior. 12. Asimismo. Se evalúan los mismos parámetros que en el gráfica. palma. Se evalúa el control motor y óculo-motor. Una de las funciones esenciales es la memoria de trabajo o working memory. Una de ellas es el tapping. se evaluaría la memoria a corto plazo. Si se restan las puntuaciones obtenidas entre la A y la B. PASAT: al paciente escucha una cinta que le proporciona progresivamente (1 cada 1. los errores.. en la que se debe tocar las fichas lo más rápido posible. palma. 9. y 47. la velocidad. existe la prueba del laberinto. sin levantarlo. Subtest de dígitos inversos del WAIS: la prueba de dígitos directos no sirve para evaluar este tipo de memoria puesto que no implica trabajar la información que se proporciona. parte anterior del área 8. B. El área prefrontal (dorsolateral) Al área prefrontal se le atribuyen varias funciones e incluye las siguientes áreas de Brodmann: 10. A.  Trail Making A: en una hoja aparecen números salteados. 2. Se analiza si presenta problemas al inicio.  Sistema Viena: consiste en un panel con varias fichas. La función de esta memoria es la de retener la información el tiempo necesario para trabajar con ella. en el mantenimiento o al final. Esta prueba se encuentra a caballo de la exploración del área premotora y el área prefrontal (por la memoria de trabajo). puño. 46. pero sin retenerla después.  Alternancias motoras: el paciente debe repetir una secuencia (programa motor) como puño. Otra prueba es la de los puntos. Se evalúa la precisión motora. 11. etc. en la que el paciente debe tocar unos determinados puntos con una vara. en la que se debe seguir un trayecto determinado sin tocar los laterales. En ese caso.

el paciente va aparejando sus cartas con las 4 cartas de partida en función del criterio que crea conveniente. La variante es que en una de ellas. que debe ser sumado con el 4 y no con el 7. El problema de esta prueba es que no tan sólo interviene el prefrontal. En cada intento se aumenta el tiempo de la tarea distractora. debe haber una inhibición del proceso de lectura. Es una prueba que implica olvidar la propia respuesta. Se evalúa mediante las pruebas:    Go – no go: al paciente se le sitúa ante una plataforma con dos luces. ya que el tiempo de presentación es escaso. el 5. Cuando ha acabado. Wisconsin Cards Sorting Test: al paciente se le proporciona un bloque de 128 cartas que varían en el número de figuras. pero en la segunda se le pide que diga el color de la tinta con que está escrito cada nombre. Así. Asimismo. Es la única prueba que evalúa una tarea visoespacial prefrontal. Debido a que las luces se encienden rápidamente. El córtex prefrontal también tiene una función de inhibición de respuestas o de conductas. que se dedica mayoritariamente al trabajo con dígitos y palabras. Es tarea del prefrontal el inhibir esta respuesta. que se puede evaluar con:  Test de rotación de figuras matrices de Yela: implica rotación mental de las figuras tridimensionales. se dan los números 3 y 4 y el paciente contesta 7. por ejemplo.anterior. Cuando consigue emparejar 10 cartas según el criterio que el examinador tiene en mente. a continuación. La dificultad reside en que el paciente debe obviar su propia respuesta para continuar haciendo las sumas. Se le pide que en la primera lea el nombre de los colores (lectura). A continuación se proporciona otro número. contar al revés.  Prueba de Brown-Peterson: al paciente se le dan tres consonantes y. Se le da la consigna de que cuando se encienda la luz roja. Así. en la forma de éstas y en el color. el resto son posteriores. están escritos con tinta negra (color neutro) y en la otra con tintas de colores. El paciente debe adivinar las reglas del juego basándose en la información que le proporcione el examinador (si o no). evalúa la atención. sino también el cingulado anterior. debe repetir las tres consonantes. Stroop: al paciente se le proporcionan unas láminas con nombres de colores escritas en ellas. la res-puesta correcta sería 9 y no 12. de carácter más automático. la persona levanta el dedo para accionar la palanca. En este caso. éste último cambia de . Por ejemplo. debe accionar una palanca con un dedo. Todas estas pruebas evalúan al prefrontal izquierdo. se realiza una tarea distractora. El prefrontal derecho se encarga de trabajar con la rotación espacial de figuras.

Es la motivación voluntaria. El prefrontal también se encarga de las funciones ejecutivas y la planificación de tareas. Es una prueba que implica la formación de conceptos y la regulación de la conducta mediante feed-back. distractibilidad y docilidad. Para ello se utiliza la torre de Hanoi. Lo normal es que se realice con 64 cartas. sino la capacidad de modular la intensidad del afecto de acuerdo con la significación ambiental del evento. la lesión en unas determinadas zonas prefrontales puede hacer aparecer los síndromes pseudodepresivo y pseudopsicopático. el lóbulo frontal tiene una diversidad de . Finalmente. Se debe realizar en menos de 10 movimientos y si la persona sobrepasa este número. otras funciones del córtex prefrontal son las de la regulación y dirección de la atención. 32. pero si el paciente acaba las cartas antes de encontrar los criterios. No se pierde la capacidad emocional. en la que el paciente debe trasladar una figura formada con tres discos de diferente tamaño que está ensartada en un palo a otro de los palos (hay tres). Asimismo. El cambio de criterio se realiza 6 veces. 25. Las lesiones bilaterales del córtex cingulado anterior producen mutismo acinético. los pacientes con lesiones prefrontales presentan dificultades en la orientación espacial que se basa en la posición del cuerpo (posición egocéntrica) y orientación personal. funciones lingüísticas. las lesiones en la región paralímbica producen alteraciones en las respuestas emocionales a los estímulos. Se dedica a la atención y a la motivación con un objetivo o motivación dirigida a una acción. incontinencia de esfínteres. debe volver a comenzar. Además. Las condiciones son que nunca un disco de menor tamaño puede estar debajo de otro mayor y que no se pueden pasar dos discos a la vez. En cuanto a éstas últimas. y las partes posteriores de las áreas 11 y 12. El área paralímbica EL área paralímbica incluye las siguientes áreas de Brodmann: 24 (cingulado anterior).criterio y el paciente debe adivinar que las reglas del juego cambiaron y debe ver cuál es el nuevo criterio de clasificación. es decir. y funciones visoperceptivas. Las funciones del lóbulo frontal Al igual que a nivel estructural. interfieren la integración social. Son las lesiones parietales las que provocan alteraciones en la orientación extrapersonal. El fracaso puede evidenciar la falta de regulación de la acción de acuerdo con el resultado obtenido. ciertas características de la emoción y afecto. por ejemplo. tendencia a la fabulación. la capacidad de emplear unos recursos conductuales determinados acordes al contexto social. se vuelve a empezar.

reconocimiento de fuentes y necesidades y elección de estrategias. Funciones ejecutivas: la función ejecutiva es aquella que permite adoptar una serie de patrones de conducta que están dirigidas a un objetivo. Atención: el arousal supone la capacidad de estar despierto y de mantener la alerta. de los programas motores. estímulo-dependiente.funciones que son controladas por él. o Formular una intención: reconocer y seleccionar las metas u objetivos. o Reconocer los patrones de prioridad: reconocer las jerarquías y el significado de los estímulos. Las lesiones frontales producen distractibilidad... no intervienen otros lóbulos. su conducta es cada vez más estereotipada y presenta dificultades en aquellas conductas ordenadas temporalmente. así como de seguir órdenes o estímulos. Entre ellas. Deben tenerse en cuenta las propias capacidades para saber cuáles son las actividades o pasos necesarios.. modificar las estrategias según la propiedad del plan. Cuando el lóbulo frontal falla. aparece la atención involuntaria. Cuando un paciente no es capaz de llevar a cabo la función ejecutiva. se deben iniciar o inhibir actividades. Se trata de saber qué es lo más importante. Los componentes de esta función ejecutiva son 6 y una lesión en alguno de estos procesos puede comportar alteraciones en la función ejecutiva: o Dirigir la atención: hacia un determinado estímulo o información sensorial específica e inhibir los estímulos no relevantes. es decir. mantener la secuencia de las actividades y el esfuerzo. se encuentran:    Motricidad: se encarga del control de la motricidad voluntaria. valorar el progreso. lo que ocasiona una atracción anormal por todo el medio circundante. En este paso. o Reconocer el logro: reconocer la necesidad de alterar el nivel de actividad. E incluso algunos autores consideran que es “la” función del lóbulo frontal. revisarla y generar nuevos planes.. La función ejecutiva es claramente frontal. El mutismo acinético y el coma vígil son dos alteraciones de la atención. o Hacer el plano de consecución o logro: debe planificarse mediante el análisis de las actividades necesarias. guiada por el mundo exterior o por . o Ejecutar el plan: el fallo más típico es el paso de la planificación a la ejecución.

Éstas se resumen en déficits en la ejecución de tareas de discriminación estructurada. como las de solucionar problemas de los tests de Orientación de Líneas. Conducta adaptada al contexto: el córtex prefrontal tiene la función de usar un conjunto de conocimientos en acción para lograr un fin de acuerdo con el contexto espaciotem-poral y social. la metamemoria. no se ven afectadas por las lesiones frontales. es decir. Las lesiones en el córtex prefrontal causan alteraciones conductuales no producidas por otras zonas del córtex. También se encarga de la orientación espacial personal. como en el caso de los niños pequeños. la percepción se sitúa en los lóbulos temporal y parietal y la percepción espacial se sitúa en el lóbulo occipital. como la memoria asociativa. Conceptualización o razonamiento abstracto: se encarga de la formación de categorías y de conceptos. etc. que permite modelar apropiadamente la conducta. el córtex orbital probablemente contendría la información referente a las unidades para el manejo del conocimiento social y el córtex prefrontal dorsolateral las unidades para el uso del conocimiento cognitivo. mientras que la orientación extrapersonal está a cargo del lóbulo parietal posterior. puesto que un sector del lóbulo frontal comprende estructuras límbicas. Según Grafman. estimar la frecuencia de ocurrencia de eventos o aparición de palabras y ubicar el contexto espaciotemporal de su memoria autobiográfica. déficits en la ejecución de tareas demoradas y trastornos de la emoción y conducta social. siempre que no comporte trabajar con ella. Los pacientes lesionados son incapaces de realizar este tipo de acciones: obtienen bajas puntuaciones en tests como el Wisconsin Cards Sorting Test. la memoria contextual. Reconocimiento de caras. fallan en la capacidad de apreciar la propia capacidad de memoria.     emergencias emocionales. Además. Pero la manipulación espacial es claramente frontal (rotaciones mentales). las capacidades espaciales y perceptivas. que se encarga de asociar dos estímulos presentados. . Emoción y afecto: destaca el caso de Phineas Gage. porque los pacientes son capaces de mantener la información visual a corto plazo. Discriminación visual de Formas. Pero existen otros tipos. Test de Matrices Progresivas de Raven. La relación del lóbulo frontal con las emociones es obvia. y la memoria representacional. Así. Los pacientes con lesiones frontales tienen importantes dificultades en recordar el orden temporal. Percepción: generalmente. Memoria: la memoria de trabajo es la que más asociada está al lóbulo frontal. que permite saber dónde y cuándo se han aprendido unos determinados contenidos.

que se origina en el área motora suplementaria. Por ello. pero se presenten los signos y síntomas propios de una lesión de este tipo. Circuito dorsolateral. atención. cuya lesión produce conductas perseverativas.  Circuito órbito-frontal lateral. personalidad. percepción. occipital. Existen cinco circuitos. habla o acciones. los circuitos son cerrados y paralelos. alteración de la atención y capacidad de concentración. es posible encontrar casos en los que no exista lesión “frontal”. dificultad en iniciar y planificar una actividad. lenguaje y control del movimiento.. el núcleo estriado. desintegración de la personalidad y del funcionalismo cerebral. solución de problemas. tras una lesión frontal se pueden observar un exceso o defecto de activación. Los complejos frontales sintomáticos La sintomatología frontal es muy variada y depende de la localización. sino que también las lesiones subcorticales (no observables en neuroimagen) producirán los síntomas. que se origina en el campo ocular frontal. y el tálamo. aunque pasen por las mismas regiones. desinhibición y reducción de la capacidad de monitorizar el autocontrol de los pensamientos. La sintomatología frontal típica no sólo aparecerá. De forma específica. profundidad y lateralidad de la lesión. Tras una lesión frontal se han descrito trastornos afectivos. Estos tres complejos son: . Finalmente. memoria. todos pasan por 4 estaciones: el córtex.  Circuito cingulado anterior. humor. En segundo lugar. de carácter. los circuitos están segregados. Existen tres complejos frontales sintomáticos que están relacionados con los circuitos fronto-basales y que son claramente correlatos anátomofuncionales. es decir. apatía y euforia.Los circuitos fronto-basales Las divisiones estructurales no tan sólo se pueden realizar a nivel de la corteza.. por tanto. sino que también pueden realizarse a un nivel más subcortical. motivación. En tercer lugar. en todos los circuitos el núcleo estriado recibe proyecciones de otras partes del cerebro: lóbulo parietal. Todos los circuitos tienen una serie de características comunes. razonamiento. con lesiones frontales. extensión. no lo hacen por el mismo lugar exacto. ya que la información se procesa a la vez. En primer lugar. el globo pálido y la substancia negra. Circuito óculo-motor. que fueron propuestos por Alexander:    Circuito motor. llamados fronto-basales. son prácticamente independientes y. cuya lesión provoca alteraciones en la memoria de trabajo espacial.

decremento de la fluencia verbal.  Complejo órbito-frontal: se caracteriza por la alteración en la adecuación al contexto de la conducta. Se trata de un término paraguas. no iniciar conversaciones e hipocinesia. euforia. existen muchas pruebas de la aparición del llamado síndrome frontal. falta de motivación. hiperreactividad. y problemas para resolver problemas complejos. aficiones. sexualidad).. Sin embargo. Se produce por una lesión masiva bifrontal. puerilismo. ausencia de autocrítica. distractibilidad y desinhibición de instintos tanto laborales como familiares. se define como un síndrome hipocinético-apático-abúlico y se caracteriza por apatía. que aparece después de una lesión frontal. incapacidad de planificar el futuro.. apatía.. es decir. decremento de la fluencia de los dibujos. desinhibidas. Se produce por lesiones biorbitales. El síndrome frontal A nivel clínico. de la impulsividad y de los hábitos adictivos. sobretodo el izquierdo. pero también interviene la personalidad premórbida. culpa o ideas de suicidio. se caracteriza por un incremento de la agresividad. extensión y localización de la lesión y a su etiología. además. Pero no se caracteriza por la presencia de tristeza. decremento de la memoria asociativa. Síndrome de la mano ajena: la mano izquierda suele ser percibida como ajena.. cada paciente tiene una distribución distinta de estos signos que. Implica una negligencia de esta mano y suele estar . pueden cambiar según el día de examen. falta de iniciativa.  Complejo del cingulado anterior: básicamente se caracteriza por problemas de motivación. que abarca un conjunto de cambios conductuales. evaluados por los subtests de aritmética y dígitos inversos del WAIS. irritabilidad. es decir. concretamente a nivel del cingulado anterior (circunvolución situada encima del cuerpo calloso) y del córtex prefrontal dorsolateral. La conducta aparece socialmente alterada. poca habilidad para dibujar. Pseudopsicopatía: igualmente delimitado por Blumer y Benson en 1975. aparición de problemas en el cambio de actividad o estrategia. La variabilidad se debe a la lateralidad. decremento de la actividad (trabajo. tanto fonémica como semántica. con presencia de actos delictivos no planificados. Los diferentes tipos de síndromes frontales son:    Pseudodepresión: delimitado por Blumer y Benson. Suele ser el más típico y las personas aparecen irritables. Complejo sintomático prefrontal dorsolateral: se caracteriza por la aparición de problemas en la memoria de trabajo. en 1975.

por ejemplo. sin que se le haya pedido que lo haga.causada por una desconexión del cuerpo calloso. finalidad o motivación interna. las aportaciones de los estudios sobre tumores cerebrales han sido influyentes: rasgos depresivos en los pacientes con meningoblastomas. que en pacientes con Parkinson y Corea de Huntington existen rasgos obsesivo-compulsivos y depresivos. además de otras áreas. Por ejemplo. El paciente no utiliza la mano en condiciones de manipulación en las que habitualmente se ayudaría de ella e. Si el frontal está lesionado no puede llevar a cabo esta acción y aparece la conducta no adaptada al contexto. Y se ha observado. suele responder a preguntas que no van dirigidas a él. se envía una señal al lóbulo frontal quien decide si realmente se debe actuar así o no. también ha habido otros estudios que han sugerido la influencia del lóbulo frontal en ciertas patologías psiquiátricas y que han sido los que se han centrado en las patologías idiopáticas (no adquiridas) de pacientes obsesivo-compulsivos. puede pelearse con su propia mano.  Síndrome de la conducta de imitación: el paciente imita los gestos. Además. Es importante la distractibilidad y la hiperreactividad a los estímulos externos. Patología psiquiátrica En ciertas enfermedades psiquiátricas existe cierta implicación del lóbulo frontal. la mano izquierda deshace la cama mientras se utiliza intencionadamente la derecha para hacerla. lesiones.  Síndrome de la dependencia del medio: la persona depende del medio y del entorno. dementes. en los que los pacientes muestran ciertas características depresivas. Asimismo. el paciente está pendiente de todo lo que ocurre a su alrededor y no puede concentrarse. Así. del examinador. incluso.  Síndrome de la conducta de utilización: la persona utiliza de forma indiscriminada aquellos objetos que se le ponen delante sin que exista intención.. Sin embargo. Se supone que está causado por una liberalización del lóbulo parietal o ausencia de control del lóbulo frontal sobre el parietal. obsesivocompulsivas. El paciente está claramente hiperactivo. Cuando se ha realizado la asociación entre los estímulos. En conclusión. Ello se ha demostrado gracias a los estudios sobre patologías adquiridas. se puede observar que en las . esquizofrénicos. etc. Se produce por una falta de control del lóbulo frontal respecto del lóbulo parietal. conducta. etc. etc. de todos los estudios. Este síndrome está relacionado con las áreas de las apraxias ideomotrices: área 40 (supramarginalis) parietal inferior izquierdo. en el que se realizan las asociaciones entre el estímulo y la respuesta.. esquizoides. no pudiendo inhibir los estímulos externos.

que engloba una serie de procesos encaminados a realizar conductas complejas del tipo toma de decisiones. corteza promotora. a la monitorización de los actos motores (corteza singular) y con áreas de procesamiento sensorial de alto nivel (áreas de asociación parietal). La corteza orbitaria mantiene conexiones con regiones asociadas al procesamiento emocional. como la amígdala. memoria (hipocampo) y procesamiento visual (áreas de asociación visual temporal). Los lóbulos frontales constituyen la estructura más voluminosa del SNC del ser humano. lo que conlleva mayor complejidad a nivel de conectividad interneuronal. que los separa del lóbulo parietal. En principio. que los separa del lóbulo temporal. y área motora suplementaria).siguientes patologías intervienen las siguientes áreas del lóbulo frontal:    Depresión: la zona del frontal más implicada es el córtex prefrontal dorsolateral izquierdo y el cingulado anterior bilateral.  Desde el punto de vista de la lateralidad a nivel frontal. Se han estudiado mucho las funciones prefrontales con pruebas como el Wisconsin Cards Sorting Test y la Torre de Hanoi. todas ellas importantes para la supervivencia adaptada del individuo a la sociedad a la que pertenece. Su función se ha hecho equivalente a lo que en términos neuropsicológicos se denomina función ejecutiva. históricamente se han atribuido funciones de lenguaje a la corteza izquierda y funciones visuoespaciales a la corteza .  NTRODUCCIÓN  El lóbulo frontal constituye una estructura esencial en el desarrollo del sistema nervioso central (SNC). la corteza prefrontal es un área de asociación heteromodal o supramodal.  A nivel histológico. con más tendencia en la izquierda que en la derecha. se observa una afectación de todas las funciones cognitivas.   LA ANATOMÍA DEL LOBULO FRONTAL  Los límites anatómicos de los lóbulos frontales son la circunvolución central. la corteza dorsolateral tiene conexiones recíprocas con regiones cerebrales asociadas al control motor (ganglios basales. Trastorno obsesivo-compulsivo: la zona del frontal más implicada es la prefrontal orbital izquierda. Esquizofrenia: parece que el prefrontal dorsolateral es el que tiene mayor influencia en esta patología. la cisura de Silvio. consecución de metas. Respecto a esas conexiones. pero las demás áreas frontales todavía se están investigando. y el cingulado anterior. así como a su vez con la corteza dorsolateral prefrontal (Gomez Beldarrain M 2007). y el cuerpo calloso. pero no está totalmente determinado ni replicado. que los separa entre sí y de estructuras subcorticales (Damasio H 1989).

-circuitos prefrontales (dorsolateral. flexibilidad mental de acuerdo al desarrollo de los planes(Hornak et al. planificación y secuenciación de acciones de forma concreta (Zalla et al. 2003). 2004). siendo incapaces de evaluar las consecuencias de sus actos. Detallamos dichas funciones:  -Capacidad de concentración. 2002). de planificación.   LAS FUNCIONES DEL LÓBULO FRONTAL  El lóbulo frontal es responsable de las llamadas funciones ejecutivas.derecha. Oldberg (Goldberg E 2001) afirma que esta dicotomía es muy simplista y preconiza el hecho de que la asimetría es fundamentalmente para guiar las conductas. Suponen la capacidad organizativa. -Replantear las situaciones. -La capacidad para pensar acciones alternativas y visualizar las posibilidades de éxito(Gomez et al. entre otras. solución de problemas. tanto económico.  SÍNDROMES FRONTALES  -Síntomas comunes a todos: Los pacientes a menudo no son conscientes de sus habilidades cognitivas. 2004). que parte del área 8 de Brodmann. Por Tanto. Sin embargo. orbitario y circunvolución singular anterior). como social o moral (Moll et al.  Las conexiones frontocerebelosas son relevantes en los mecanismos de aprendizaje y control motor (Schmahmann 1991). -Capacidad de anticipación respecto al futuro inmediato y visualizar las consecuencias de nuestros actos (Gilbert et al. implicado en la dirección de la mirada. razonamiento abstracto. la corteza prefrontal izquierda sería dominante para funcionar en la rutina diaria.  La corteza frontal está conectada con diversas estructuras subcorticales formando circuitos (Saint-Cyr 2003). bien por representaciones internas (conocimientos) en el caso del sistema frontal izquierdo. -un circuito motor que tiene su origen en el área motora suplementaria y cuya función sería el inicio y ejecución del movimiento. recuerdan y entienden las . y externas (ambiente) en los derechos. 2005). mientras que la derecha sería crucial para afrontar nuevas situaciones. -Valorar la viabilidad de emprender acciones desde distintos puntos de vista. Suponen unas de las funciones de mayor complejidad en cuanto a su definición se refiere. -Solución de problemas. Las conexiones frontosubcorticales comprenden: -un circuito oculomotor.

 *Memoria operativa: es la información que una persona es capaz de mantener activa en su mente y que va a requerir en un breve espacio de tiempo. desmotivados. 2004). detectar y aprender secuencias verbales. A la memoria operativa también contribuyen áreas apriétales y temporales así como el cíngulo (capacidad atencional). distraídos. Tanto a nivel del mantenimiento de la misma el tiempo requerido (atención mantenida o sostenida) como sobre un estímulo relevante (atención selectiva). La monitorización de este proceso corresponde al cíngulo (Gehring and Fencsik 2001).. No solo interviene en el almacenamiento temporal de esa información sino también en la planificación y organización de futuras acciones (Pochon et al.  *Lenguaje: no presentan un trastorno afásico puramente dicho. y perseveran en sus conductas de forma reiterada (Gomez-Beldarrain et al. 2001). Igualmente la corteza prefrontal está implicada en la metamemoria (capacidad para realizar juicios sobre su propia memoria) y por tanto se verá afecta (Tirapu-Ustarroz and Munoz-Cespedes 2005).  -Síndrome dorsolateral:  *Atención: la corteza prefrontal es la máxima responsable de nuestra capacidad atentiva.  *Comportamiento: cuando la lesión se sitúa a nivel dorsolateral el comportamiento es apático.  *Memoria: mantienen la capacidad para almacenar la información pero tienen dificultades para recuperarla. sin poder tomar decisiones. Es frecuente que estos pacientes no recuerdan el lugar donde aprendieron una determinada información y el orden de aprendizaje(Romine and Reynolds 2004).instrucciones a realizar pero no se traduce en una ejecución correcta en la vida real. sin curiosidad. mientras realiza una acción concreta.  *Programación motora: se explora mediante tareas motoras alternantes o recíprocas con las manos.  *Secuenciación y ordenación temporal de acontecimientos: presentan incapacidad para seguir. 2002). aunque sí dificultades para encontrar palabras y comprender estructuras gramaticales en lenguaje oral y escrito. apareciendo frecuentemente confabulación. motoras o conductuales (Gomez et al.  -Síndrome orbitario: el córtex orbitario corresponde a la representación neocortical del sistema límbico. . chistes secundario a una incapacidad para seguir la secuencia lógica de los acontecimientos más que un problema afectivo (Shammi and Stuss 1999). dependientes del ambiente. así como en dos sucesos a la vez (atención dividida). mostrándose inatentos.  *Sentido del humor: incapacidad para interpretar bromas.

 *Dependencia del entorno y comportamiento: algunos pacientes tienden a adoptar conductas de imitación respecto al examinador o tienden a tocar y utilizar los objetos a su alcance(Lhermitte 1986). Una de las teorías para poder explicarlo es la denominada “marcador somático” de Damasio (Martinez-Selva et al. *Normas sociales: estas son olvidadas. si inquiera frente al dolor(Devinsky et al. Se vuelven rígidos. pero sumido en una profunda apatía.  ETIOLOGÍA DE LOS SÍNDROMES FRONTALES (Gomez Beldarrain M 2007)  -Vascular: los aneurismas de la comunicante anterior. y poco meticulosos y con poca autoestima. Según esta teoría. El grado de suma apatía se denomina “abulia” que significa ausencia de deseo. siendo extremadamente a las respuestas inmediatas.  *Teoría de la mente: los pacientes son incapaces de imaginar los pensamientos de otros. 2006). Igualmente la toma de decisiones se correlaciona con funciones ejecutivas como la planificación y la memoria operativa. 2004). -Tumoral: provocan un deterioro cognitivo subagudo en ocasiones indistinguible de una demencia. -Traumática: son la causa más frecuente de síndrome disejecutivo en adultos jóvenes. no reconocen la autoridad y por consiguiente esto provoca graves dificultades en la convivencia en comunidad (Karafin et al. Presentan como consecuencia dificultades para cooperar con otros. 2006). poco amables.  *Personalidad y emoción: se trata de pacientes menos abiertos. Todo ello secundario a una desinhibición franca. Se muestran impulsivos pero no adoptan conductas de riesgo. se produce el llamado clásicamente mutismo acinético.  *Empatía: la capacidad para sentir el estado emocional del otro y entenderlo es muy pobre (Jackson et al. Igualmente los ictus de la arteria cerebral media pueden provocar un síndrome frontal. Esto es clave en la vida en sociedad(Stuss and Anderson 2004). poco flexibles. comprimiendo la región orbitofrontal o en la hoz del cerebro provocando un síndrome dorsolateral.  -Síndrome mesial: en caso de que la lesión sea bilateral. sus opiniones o sentimientos. ya que sin ella los pacientes no aprenden de la experiencia emocional para tomar decisiones y por tanto no anticipan las consecuencias de sus actos. carente de emociones. los ictus isquémicos o hemorrágicos del territorio dicha arteria condicionan un síndrome orbitofrontal. Los meningiomas pueden situarse en la cisura olfatoria. 2005). No son creativos ni imaginativos. El paciente permanece despierto.  *Toma de decisiones: son incapaces de tomar decisiones ventajosas para la vida real. La superficie orbitaria y el polo frontal son las regiones afectas con más frecuencia. irritables y egocéntricos(Gomez et al. 1995). la corteza orbitaria ventromedial sería fundamental para esta función. -Degenerativa: la degeneración lobar frontotemporal .

la memoria. 1990). mientras que el lóbulo frontal derecho desempeña un papel en capacidades noverbales. Algunas investigadores acentúan que este papel no es absoluto y que con mucha gente. Un fenómeno interestante del daño frontal del lóbulo es el efecto insignificante que puede tener en la prueba tradicional del indice de intelligencia. El lóbulo frontal izquierdo está envolvado en el movimiento relacionado de la lengua que controla. Hay también evidencia que demuestra interferencia persistente con la atención y memoria incluso después de la buena recuperación de un TBI (Stuss et al. la espontaneadád. Los lóbulos frontales son extremadamente vulnerables a lesión debido a su localización en el frente del cráneo. No hay otro parte del cerebro donde las lesiones pueden causar una variedad tan amplia de síntomas(Kolb & Wishaw. La afasia de Bronca. ha sido associado a daño frontal por Brown (1972). Otra área asociada a menudo a daño frontal es la del "espontaneadad del comportamiento. Los estudios de MRI han demonstrado que el área frontal es la región más común de lesión que sigue suave a moderado lesión del cerebro. Los lóbulos frontales están envolvados en la función del motor. la iniciación. Los pacientes con daño frontal del lóbulo exhiben poca expresión facial espontánea. y de los dedos (Kuypers. la lengua.1981). o la flexibilidad y capacidad de solucionar de problema. Hay diferencias asimétricas importantes en los lóbulos frontales. del la proximidad a la ala del sphenoid y de su tamaño grande. el control del impulso y el comportamiento social y sexual.Los lóbulos frontales se consideran nuestro centro y hogar emocionales de control a nuestra personalidad. El daño frontal del lóbulo se parece tener un impacto en el pensamiento divergente. Los investigadores creen que este puede tener que hacer con las pruebas del indice de inteligencia tipicamenete la determinación de convergente más bien que el pensamiento divergente.1985).. Las cadenas complejas del movimiento del motor también se parecen ser controlados por los lóbulos frontales (Leonard et al. de las manos.1988). El disturbio de la función del motor es caracterizado típicamente por la pérdida de movimientos finos y de fuerza de los brazos. que señala al papel de los lóbulos frontales en la expresión facial. solucionar de problema." Kolb &Milner (1981) encontraron que individuos con daño frontal . ambos lóbulos están envolvados en casi todo el comportamiento. el juicio. o la dificultad en el discurso..

incluyendo la orientación de nuestro cuerpo en espacio (Semmes et al. 1975).. Los lóbulos frontales son las estructuras cerebrales de más reciente desarrollo y evolución en el cerebro humano. mientras que lesiones derolaterales pueden reducir interés sexual (Walker y Blummer.los cuales. El perseverar en una respuesta (Milner. Una de las caracteristicas más comunes del daño frontal del lóbulo es dificultad en interpretar la regeneración del ambiente. tomar un riesgo. la prueba Token (habilidad de lengua). El daño frontal izquierda se manifiesta generalmente como daño frontal de depresión falsa y de la derecha como psicopática (Blumer y Benson. cada no se dividen en cuatro lóbulos. El comportamiento sexual se puede también afectar las lesiónes frontales. hablaron menos palabras (lesiones frontales izquierdas) o excessivamente (lesiones frontales derechas). INTRODUCCION El cerebro humano se divide en dos partes más o menos iguales. El daño frontal orbital puede introducir comportamiento sexual anormal. y incumplimiento con reglas (Miller. 1964).exhibiaron menos movimientos faciales espontáneos. 1975) son algunos ejemplas de este tipo de déficit. Los lóbulos frontales también se piensan desempeñar una parte en nuestra orientación espacial. La personalidad de una persona puede experimentar cambios significativos después de lesión a los lóbulos. Hay algunas diferencias en la izquierda contra lóbulos frontales derechos en este área. su perfeccionamiento en los primates se relaciona con la necesidad de un control y coordinación más compleja de los procesos cognitivos y conductuales que emergieron a través de la filogénesis de estas especies . el occipital. Uno de los efectos más comunes del daño frontal puede ser un cambio dramático en comportamiento social. el temporal. el frontal.1985). el parietal. especialmente cuando ambos lóbulos están envolvados. denominadas hemisferios. y aprender asociado deteriorado (el uso de señales externas para ayudar a guiar el comportamiento) (Drewe. 1975) Algunas pruebas comunes para la función frontal del lóbulo son: El clasificar de la tarjeta de Wisconsin (inhibición de la respuesta). ANATOMIA Y FUNCIONES 1. El golpear ligermente del dedo (habilidades de motor).1963).

Por esto el objetivo de esta investigación es conocer sus funciones pero de una manera más profunda identificándolas juntos con sus animalias diferentes. la memoria funcional. el juicio. funciones motoras. sabemos que el lóbulo frontal se relaciona con el control de los impulsos.Desde un punto de vista neuropsicológico los lóbulos frontales representan un sistema de planeación. En este caso centraremos nuestra investigación en el lóbulo frontal 2. También participa de forma decisiva en la formación de intenciones de programas. control y ejecución de las conductas. Conocemos las funciones del lóbulo frontal de una manera general. hacia la obtención de metas que solo se pueden conseguir por medio de procedimientos o reglas. organiza las conductas basadas en motivaciones y intereses. conocer las diversas anatomofuncionales del lóbulo de cada una de estas . regulación y control de los procesos psicológicos. coordinación. comportamiento sexual. OBJETIVOS. permiten la coordinación y selección de múltiples de las diversas opciones de conducto y estrategias con el que cuenta el humano. así como la regulación y verificación de las formas más complejas de la conducta humana. socialización y espontaneidad así como también que asisten en la planificación. la producción del lenguaje.

“pensamiento rígido” afectividad afable. aumento de la locuacidad. gustativas b) Estados de ensoñación con crisis uncinadas c) Cambios emocionales y de la conducta d) Delirio . pérdida de la iniciativa c) Si es por completo premotor o polar. atrofia de los labios y la lengua o sin ella c) Apraxia simpática de la extremidad izquierda d) Pérdida de la fluidez asociativa verbal. dificultad para adaptarse. Afección de cualquiera de los lóbulos temporales a) Alucinaciones auditivas. c) y d) 4. olfatorias. agnosia verbal auditiva) c) Amusia d) Trastorno en las pruebas del material verbal presentado a través del sentido del oído e) Disnomia o afasia amnésica f) Agnosia visual g) A veces. Afección unilateral lóbulo no dominante a) Cuadrantanopsia homónima superior b) Incapacidad para juzgar las relaciones espaciales en algunos casos c) Trastorno en las pruebas del material no verbal presentado por medios visuales d) Agnosia para los sonidos y ciertas cualidades de la música 3. visuales. succión. Afección unilateral lóbulo dominante a) Cuadrantanopsia homónima superior b) Afasia de Wernicke (sordera a las palabras. b). Afección frontal derecha a) Hemiplejía izquierda b) Cambios como en 1. tendencia a hacer chistes (Witzelsucht). incapacidad para anticipar situaciones. abulia o mutismo acinético. incapacidad para conservar la atención y resolver problemas complejos. Afección bilateral a) Hemiplejía bilateral b) Parálisis bulbar espástica (seudobulbar) c) Si es prefrontal.LOBULO FRONTAL 1. Afección frontal izquierda a) Hemiplejía derecha b) Trastorno motor del habla con agrafia. no hay hemiplejía. desinhibición conductual. imitación obligada o comportamiento de utilización d) Alteración en la marcha y pérdida de control de esfínteres LOBULO TEMPORAL 1. b). Afección frontal unilateral. perseveración e) Cambios como en 1. cambios en el estado de ánimo y diversas combinaciones de movimientos de prensión. síndrome amnésico (Korsakoff) 2. c) y d) 3. falta de tacto. los reflejos de prensión y succión o de prensión instintiva pueden liberarse d) Anosmia con afección de las partes orbitales 2. ya sea izquierda o derecha a) Hemiplejía espástica contralateral b) Elevación ligera del humor.

hipersexualidad. Afección del lóbulo occipital derecho a) Hemianopsia homónima izquierda . apraxia del vestir y de construcción d) Confusión e) Tendencia a conservar los párpados cerrados. Afección unilateral derecho o izquierdo a) Síndrome corticosensitivo y extinción sensitiva (o hemianestesia total con grandes lesiones agudas de la sustancia blanca b) Hemiparesia leve (variable). Afección unilateral. Afección del lóbulo derecho a) Trastornos visuoespaciales b) Pérdida de la memoria topográfica c) Anosognosia. confusión derecha-izquierda) c) Agnosia táctil (astereognosia bimanual) d) Apraxia ideomotora e ideatoria bilateral 3. alexia y defectos para designar los nombres de los colores c) Agnosia de los objetos visuales 3. que puede ser central (que divide la mácula) o periférica. Afección del lóbulo occipital izquierdo a) Hemianopsia homónima derecha b) Si la sustancia blanca profunda o el esplenio del cuerpo calloso están afectados. ya sea derecha o izquierda a) Hemianopsia homónima contralateral (congruente). hiperoralidad. indiferencia emocional (síndrome de KlüverBucy. discalculia. pobreza de movimientos. agnosia digital. Afección bilateral a) Defecto amnésico de Korsakoff (formaciones del hipocampo) b) Apatía y placidez c) Hipermetamorfopsia (compulsión por atender todos los estímulos visuales). resistencia a su apertura y blefaroespasmo 4. en el hombre rara vez ocurre el síndrome completo) LOBULO PARIETAL 1. hipotonía.e) Trastornos de la percepción del tiempo 4. hemiataxia (ocasional) c) Hemianopsia homónima o cuadrantanopsia inferior (incongruente o congruente) o falta de atención visual d) Abolición de nistagmo optocinético con un blanco móvil hacia el lado de la lesión e) Descuido de la mitad contraria del espacio externo (más notable en las lesiones del lóbulo parietal derecho) 2. desorientación espacial y síndrome completo o parcial de Balint (apraxia óptica) LOBULO OCCIPITAL 1. Afección bilateral a) Falta de percepción espacial visual. Afección del lóbulo izquierdo a) Trastornos del lenguaje (en particular. también hemiacromatopsia homónima b) Alucinaciones elementales (no formadas) 2. alexia) b) Síndrome de Gerstmann (disgrafia. atrofia muscular unilateral en niños.

negación de la ceguera cortical) c) Pérdida de la percepción del color (acromatopsia) d) Prosopagnosia (temporooccipital).b) Con lesiones más extensas. simultanagnosia (parietoccipital) e) Síndrome de Balint (parietoccipital) . ilusiones visuales (metamorfopsias) y alucinaciones visuales (más frecuentes con lesiones del lado derecho que del izquierdo c) Pérdida de la memoria topográfica y de la orientación visual 4. Afección bilateral a) Ceguera cortical (pupilas reactivas) b) Síndrome de Anton (anosognosia visual.