You are on page 1of 15

ESTRUCTURAS MOLECULARES DE TOXINAS DE CIANOBACTERIAS

CIANOBACTERIAS Y PRODUCCIÓN DE TOXINAS

Varias especies de cianobacterias en ambientes acuáticos, pueden producir potentes
toxinas; sin embargo, dentro de la misma especie, pueden existir cepas productoras y
no productoras. En muchos casos, las toxinas son metabolitos secundarios en la
formación delos fotopigmentos, que se acumulan en el citoplasma en determinadas
situaciones.

La producción de estas endotoxinas es máxima cuando las condiciones de crecimiento
son óptimas, por este motivo, se observa una producción directamente proporcional al
aumento de la biomasa. Cuando las condiciones ambientales son desfavorables, las
cianobacterias mueren, produciéndose la lisis celular y la liberación de las toxinas al
medio. Las toxinas de las cianobacterias se suelen agrupar principalmente en
neurotoxinas y hepatotoxinas. Las neurotoxinas son producidas principalmente por
especies y cepas de los géneros: Anabaena, Aphanizomenon , Oscillatoria,
Trichodesmium y Cylindrospermopsis.

Se conocen más de cinco neurotoxinas. La anatoxina-a, fue la primera en ser química
y funcionalmente definida. Se trata de un importante bloqueador neuromuscular post-
sináptico que impide la degradación de la acetilcolina ligada a los receptores. Un
mecanismo semejante tiene la anatoxina-a (s), estructuralmente caracterizada .
Otras neurotoxinas del tipo PSP (“Paralitic Shellfish Poisoning”), inicialmente
caracterizadas en dinoflagelados marinos causantes de las mareas rojas, han sido
aisladas en cepas de cianobacterias de los géneros Anabaena, Aphanizomenon,
Lyngbia y Cylindrospermopsis. Las neurotoxinas del grupo de las PSP, inhiben la
conducción nerviosa bloqueando los canales celulares de sodio.

La acción de las neurotoxinas es rápida, causan la muerte por parada respiratoria a los
pocos minutos de la exposición. La mayoría han sido identificadas como alcaloides o
compuestos organofosforados neurotóxicos. Dosis orales producen la muerte aguda
sólo en concentraciones elevadas, aunque la toxicidad de las células de las
cianobacterias es alta, y los animales pueden ingerir una dosis letal al beber unos
pocos mililitros de agua conteniendo altas concentraciones de cianobacterias
procedentes de las acumulaciones superficiales (“mantas”, “scum”) de los blooms
remansados en las orillas. Las Hepatotoxinas ocasionan el tipo más común de
intoxicación relacionado con las cianobacterias.

composición e isomerización de sus aminoácidos. Las especies identificadas como productoras están incluidas en los géneros Microcystis.De acción más lenta. precisa de estudios de control y seguimiento ante el peligro de que pequeñas dosis de toxinas en exposiciones prolongadas. Estas hepatotoxinas son péptidos. Oscillatoria. Actualmente son conocidas más de 8 nodularinas distintas. El hígado pierde su arquitectura y desarrolla graves lesiones internas. Nostoc y Cylindrospermopsis Las hepatotoxinas llegan a los hepatocitos por medio de los receptores de los ácidos biliares y provocan una retracción de los hepatocitos y una pérdida de contacto entre ellos y las células que forman los capilares sinusoides. causando daños severos en las células renales de los animales ensayados. y como pentapéptidos (nodularinas). en 1988. se ha demostrado que varias microcistinas y nodularinas son potentes inhibidores de las fosfatasas tipo 1 y 2A de las células eucariontes. fácilmente observable en la necropsia. por tanto. La pérdida de contacto entre las células origina espacios internos (vacuolización) que provoca la afluencia de sangre capilar. y fueron caracterizadas como heptapéptidos cíclicos (microcistinas). Otro alcaloide hepatotóxico. Estas toxinas han resultado ser potentes promotores de tumores hepáticos y. Nodularia. denominado cilindrospermosina. Esto ocasiona un edema hepático (hepatomegalia). La estructura general de las microcistinas fue definida por Carmichael y col. clasificadas de acuerdo con las variaciones en su grado de metilación. Anabaena. . A través del estudio de los mecanismos de acción de esas hepatotoxinas. acompañado de la anastomosación de los vasos sanguíneos. puedan aumentar la incidencia de cáncer hepático en las poblaciones expuestas. Su mecanismo de acción consiste en la inhibición de la síntesis proteica. causan la muerte en horas o a los pocos días. observable al trasluz en los hígados afectados. fue aislado en algunas especies de cianobacterias (especialmente en climas tropicales y templados): Cylindrospermopsis raciborskii y en Umenzaquia natans. la aparición de especies potencialmente productoras en nuestros ambientes acuáticos.

ORIGEN Y PROPIEDADES DE LAS TOXINAS DE CIANOBACTERIAS GÉNEROS ESTRUCTURA TIPO DE TOXINA N° VARIANTES PRODUCTORES MOLECULAR NEUROTOXINAS Anabaena. Aphanizomenon Phormidium Amina secundaria Homoantotoxina-a 1 Alcaloide Toxinas PSP. TIPOS. Aphanizomenon. Microcystis. 1 Amina secundaria Phormidium. “Paralitic Shellfish Anabaena Poisonig” Alcaloides Al menos 8 (Saxitoxinas. Alcaloide Anaxotina-a Oscillatoria. Toxinas GTX) Anabaena Éster de guanidina Anatoxina-a (s) 1 metil fosfato HEPATOXINAS Nodularia Nodularia Pentapeptido ciclico 6 Mycrocystis Anabaena Microcistinas Heptapeptido ciclico >50 Nostoc oscillatoria Cilindrospermosin Cylindrospermopsis Alcaloide cíclico 1 a Umezakia guanidina ENDOTOXINAS LPS Muchos géneros Lipopolisacárido >3 . neo- saxitoxinas.

alcaloides y lipopolisacáridos (LPS). 1. neurotoxinas. 2001). con los dos aminoácidos terminales de la línea de péptidos condensados. se han encontrado variaciones en la toxicidad. 2001).. una misma especie puede tener cepas productoras y no productoras de toxinas. 2003. hepatotóxicas y dermatotóxicas (Sivonen y Jones. Sin embargo. sino también las diferencias genéticas están relacionadas con las concentraciones de toxinas que se producen (Carrillo et al. al menos. También se han clasificado en función de su capacidad letal (Carmichael et al. en neurotóxicas. 2000. 2000). no sólo el factor ambiental. (1993) consideran que existen unos 150 géneros de cianobacterias con unas 2. no sólo entre distintas cepas de diferentes lugares de muestreo. dermatotoxinas y toxinas irritantes (lipopolisacáridos) (Wiegand y Pflugmacher. de forma muy clara..Péptidos cíclicos El primer compuesto encontrado en el agua producido por las cianobacterias fue un heptapéptido cíclico. consideramos que Sivonen y Jones (1999) establecen una clasificación de acuerdo con las características químicas de los compuestos tóxicos que permite. según su mecanismo de acción. moléculas largas de gran peso molecular que contienen siete y cinco aminoácidos. recibieron el nombre de microcistinas. 1999. Estos autores. 2005). Las cianotoxinas se han clasificado. Hasta ahora se han .. Por otro lado. que se acumulan en determinadas situaciones (Roset et al. también llamadas cianotoxinas. Las toxinas con la estructura de péptidos cíclicos son las microcistinas y nodularinas. sino también distintos niveles de toxicidad en cepas aisladas de una misma proliferación. en muchos casos. Esto podría deberse a que. demostrando así que. Graham y Wilcox.. por lo tanto. 1999) Estos compuestos fueron aislados por primera vez de la cianobacteria Microcystis aeruginosa y. 80 son productoras de toxinas.000 especies de las cuales.. 2005). Lee. clasifican a las cianobacterias en péptidos cíclicos. Otra clasificación las divide en hepatotoxinas. 1999. respectivamente. Se considera que entre el 50% y el 75% de las proliferaciones que se producen son tóxicas (Graham y Wilcox. entender los mecanismos de acción. 1990). Zurawell et al.CLASIFICACIÓN DE LAS CIANOTOXINAS Skulbertg et al.. Además. Roset et al. las toxinas son metabolitos secundarios en la formación de los fotopigmentos. citotoxinas. formando un compuesto cíclico (revisado por Sivonen y Jones.

2005. Oscillatoria (Planktothrix). 2005). 1999). Liu et al. 1999). ya que estas enzimas intervienen en la regulación genética. Las toxinas nodularinas han sido sólamente localizadas en la Nodularia spumigena (Sivonen y Jones. lo que tiene grandes consecuencias. 2005) siendo las cianotoxinas más frecuentemente aisladas en las proliferaciones de cianobacterias en aguas continentales (Huynh-Delermec et al. así como en el desarrollo de . Nostoc. Wiegand y Pflugmacher.. Anabaenopsis y Hapalosiphon (revisado por Wiegand y Pflugmacher. En las nodularinas se han caracterizado seis variaciones estructurales (revisado por Codd. Microcystis. 2000. 2005).. 2000). Las nodularinas son toxinas con idéntica acción y estructura muy similar (Sivonen y Jones. 2000). Estructuras de las microcistinas y nodularinas Las microcistinas se han identificado en las cianobacterias de los géneros Anabaena.caracterizado cerca de 65 variaciones estructurales de microcistinas (revisado por Codd. La toxicidad de las microcistinas y nodularinas se debe a su acción inhibitoria sobre las proteinfosfatasas (revisado por Codd.

Aun así. finalmente. Sivonen y Jones. por ello. En los casos de intoxicación crónica se ha visto que las microcistinas actúan como promotores de tumores. liberando las toxinas y dañando a las células intestinales que es donde se absorben (Falconer. animales y plantas (revisado por Codd. Ito et al. Wiegand y Pflugmacher. rotura celular. Gehringer. concentrándose. 2000). 2000. 2003. las últimas investigaciones han demostrado que las microcistinas pueden afectar a las membranas celulares de los invertebrados y plantas sin utilizar. 2000). 1996. que comienza con una desorganización del citoesqueleto. Las cianobacterias se lisan al llegar al estómago. que varía entre 50 – 300 μg/kg de peso vivo (Sivonen y Jones. Así. 1990. palidez. 2005). necesariamente.. posteriormente. 2005). pérdida de la integridad de la membrana.. mostrando vómitos y diarreas y. hemorragia intrahepática y. Los péptidos cíclicos son solubles en agua (con la excepción de alguna microcistina hidrofóbica) y. la hiperfosforilación de las proteínas celulares y dando lugar a la desestructuración del citoesqueleto del hepatocito. incapaces de atravesar directamente las membranas lipídicas de los animales. debilidad. desorganizando los microtúbulos en los filamentos de citoqueratina y los microfilamentos de actina. para lo cual utilizan transportadores. los síntomas clínicos de la intoxicación aguda son poco específicos. por tanto. la muerte por shock hemorrágico (Sivonen y Jones.. . 1992. 2000. como consecuencia de la hipovolemia. revisado por Huynh-Delermec et al. 1990. 2004). 1999. Codd. 1999). Sivonen y Jones. revisado por Gehringer. plantas y bacterias. peroxidación de lípidos. transportadores de ácidos biliares (revisado por Codd.procesos metabólicos y fisiológicos en bacterias. se han hecho asociaciones entre el cáncer de hígado y la exposición crónica a la toxina a través del agua de bebida en algunos pueblos de China (Ueno et al. Así. Codd. daño en el ADN. 2000).. 2004. en las células del sistema hepático gracias a los transportadores biliares (Carmichael et al. extremidades frías y disnea. presentando en el ratón una dosis letal 50 (DL50) por vía intraperitoneal. Codd. 1999.. por tanto. La mayoría de las variantes estructurales de microcistinas y nodularinas son altamente tóxicas. Los transportadores más utilizados son los que se encuentran en los ácidos biliares y. 1999. Wiegand y Pflugmacher. En los hepatocitos actúan inhibiendo las proteinfosfatasas 1 y 2A induciendo. 2005. la muerte de los vertebrados se produce como consecuencia del daño hepático. el hígado es el órgano diana de estas toxinas (Carmichael et al. 2000.. necrosis. 2000). Por lo tanto. Codd. Malbrouck et al.

en muchas ocasiones. Las cianobacterias pueden producir alcaloides neurotóxicos. 2. Cylindrospermopsis y Microcystis. 1999). que actúa como anticolinesterásico y 3) Saxitoxinas que actúan bloqueando los canales del sodio en la placa neuromuscular. que actúan mimetizado el efecto de la acetilcolina. sintetizados por plantas y bacterias. 2005). Aphanizomenon. citotóxicos y dermatotóxicos (Sivonen y Jones.1 Alcaloides neurotóxicos Sivonen y Jones (1999) establecen tres familias de alcaloides neurotóxicos: 1) la Anatoxina-a y homoanatoxinas-a. . Su estabilidad es muy variable y.. se producen transformaciones espontáneas que dan lugar a productos con mayor o menor potencia tóxica que la que presentaban inicialmente. de bajo peso molecular. Oscillatoria.Alcaloides Los alcaloides. en general. son sustancias tóxicas formadas por compuestos heterocíclicos nitrogenados.2. 2) la Anatoxina-a(S). aislado de la cepa Oscillatoria formosa (revisado por Wiegand y Pflugmacher.  Anatoxina-a y homoanatoxína-a La anatoxina-a es un alcaloide de bajo peso molecular producido por los géneros Anabaena. La homoanatoxina-a es un homólogo de la anatoxina-a.

opistótonos en aves y. . 2000). de acuerdo con su estructura: sulfatadas sencillas (gonyautoxinas. 2005). STX) que son las que aportan su nombre genérico (Sivonen y Jones. aparecen convulsiones como consecuencia de la bajada de oxígeno en el cerebro. 2000. es decir. 2000). disnea y. las PSPs son un grupo de alcaloides carbamatos neurotóxicos que pueden dividirse en tres grupos. incapacidad motora. actuando como un potente inhibidor de la acetilcolinesterasa que es la enzima encargada de la hidrólisis fisiológica del neurotransmisor acetilcolina en las terminaciones colinérgicas. Wiegand y Pflugmacher. una estimulación masiva de los receptores muscarínicos y nicotínicos y actuando sobre el sistema nervioso central.  Saxitoxinas o PSPs Las saxitoxinas o PSPs son alcaloides neurotóxicos muy conocidos en el sector productivo marisquero al ser toxinas producidas por los dinoflagelados en las mareas rojas y acumuladas en los bivalvos. Los síntomas clínicos de los animales afectados consisten en temblores musculares. 2000. 2005). provocando. Se han descrito. la muerte por parada respiratoria (Codd. En general. revisado por Wiegand y Pflugmacher. Por tanto. Estas neurotoxinas actúan en aves y mamíferos como potentes agonistas de la acetilcolina uniéndose. finalmente. por tanto. provocando. cuando los músculos respiratorios se ven afectados. Codd. doblemente sulfatadas (C-toxinas) y las no sulfatadas (saxitoxinas. la muerte del animal por parada respiratoria (Ecobichon. finalmente. esta toxina tiene propiedades similares a los insecticidas organofosforados. También se han detectado en cultivos de la bacteria Moraxella sp. revisado por Beltran y Neilan. Lyngbya wollei. parálisis flácida. los signos clínicos visibles son ptialismo. al menos. y Cylindrospermopsis raciborski. GTX).. 1996. los canales de sodio permanecen abiertos y se produce una sobrestimulación de las células musculares.  Anatoxina –a(S) Producida por las especies Anabaena floss-aquae y Anabaena lemmermannii. 20 variantes de la saxitoxina (Codd. mimetizan el efecto de la acetilcolina. provocando el envenenamiento del marisco o síndrome “paralytic shellfish poisoning” (PSP). 1994. y en el 40-60% de las bacterias aisladas de los cultivos de dinoflagelados (Humpage et al. diarrea. La misma familia de neurotoxinas puede ser producida por un amplio rango de cianobacterias filamentosas que incluyen a las especies Aphanizomenon floss-aquae. convulsiones. irreversiblemente. a los receptores nicotínicos bloqueando la placa neuromuscularpostsinápticamente. debilidad muscular.

La actuación de la toxina es muy rápida. son mucho menos sensibles a las PSPs (Beltran y Neilan. que es producida por las especies de cianobacterias Cylindrospermopsis raciborskii (Ohtani et al. Las neosaxitoxinas (neoSTX) y sus derivados presentan también una toxicidad alta. siendo las saxitoxinas no sulfatadas (STX) las más tóxicas. incluso. . mareos. si se puede mantener con vida a los afectados durante 24 horas. las toxinas-C. Todas actúan de la misma forma: su absorción es muy rápida a través de la mucosa digestiva y provocan un bloqueo selectivo de los canales de sodio de las membranas celulares en las células nerviosas y musculares. gonyautoxinas (GTXs). la muerte. especialmente los mejillones. 2000. 1994). La toxicidad de las PSPs varía. 2005). Estructura general de las saxitoxinas (Wiegand y Pflugmacher 2005) 2.2 Alcaloides citotóxicos La cylindrospermopsina es una cianotoxina. Umezakia natans (Harada et al. la entrada de sodio se interrumpe. son medianamente tóxicas (Beltran y Neilan. son menos tóxicas y las doblemente sulfatadas. Al bloquear la abertura del canal. provocando la parálisis de los músculos y la muerte de los mamíferos por parada respiratoria. el pronóstico es muy bueno. revisado por Wiegand y Pflugmacher. con una DL50 en el ratón por vía intraperitoneal de 5 μg/kg de peso vivo.. las sulfatadas sencillas. los síntomas comienzan con un ligero adormecimiento. esta toxina es eliminada muy rápidamente y. 1992). 2000). hasta una parálisis total e. Los invertebrados.. en concreto un alcaloide cíclico de guanidina. 1999). Sin embargo.

1997). Esta toxina se ha encontrado en las aguas dulces tropicales y subtropicales de Australia (Sivonen y Jones. 1998. y Anabaena bergii (Schembri et al.Aphanizomenon ovalisporum (Banker et al. Rhaphidiopsis curvata (Li et al. Stielow y Ballantine. 2001). 2001). Sivonen y Jones. se ha visto que el extracto puro administrado oralmente o inyectado provoca también lesiones en los riñones por necrosis epitelial en el túbulo proximal. afectando también al bazo. 1998. 2003). 2005) 2. 1999. 2003). se sospecha que está relacionada con lesiones mutagénicas y actividad carcinogenética (Sivonen y Jones. aplysiatoxinas y lyngbyatoxinas Las cianobacterias bénticas Lyngbya. 1998).. Además. lo que produce una importante e irreversible inhibición de la síntesis de proteínas teniendo un mayor impacto en las células del hígado donde provoca vacuolización. Sivonen y Jones. tras su ingestión. proliferación en la membrana hepática y citotoxicidad. 1998. timo y corazón. Stielow y Ballantine.3 Alcaloides dermatotóxicos. Estas toxinas causan severas dermatitis de contacto entre los deportistas nadadores (Ito y Nagai. 1999) y. Actualmente. 2005). 1999).. La cyilindrospermopsina es una hepatotoxina que produce daño hepático sin inhibir a las proteinfosfatasas. . Las lyngbyatoxinas también son promotores de tumores y activadores de la proteinquinasa C (Ito y Nagai. revisado por Wiegand y Pflugmacher.. provocan severas inflamaciones orales y gastrointestinales que dan lugar a una sintomatología de diarreas y fiebre (Ito y Nagai. 1999. Oscillatoria y Schizothrix pueden producir toxinas dermatotoxicas: las lyngbyatoxinas y aplysiatoxinas (Ito y Nagai. Estructura de la cilindrospermopsina (Wiegand y Pflugmacher.

donde forman complejos con las proteínas y los fosfolípidos. como las cianobacterias. normalmente una hexosa. Al estar situados en la pared celular pueden provocar irritaciones y respuestas alérgicas en los tejidos animales que entran en contacto con estos compuestos.. normalmente un ácido graso. La estructura de los lipopolisacáridos consiste en un azúcar. 2005). 2005). 1999). 1999). 2005) Conclusiones : El desarrollo de esta monografía permite establecer las siguientes conclusiones: MECANISMOS DE TOXICIDAD . Los LPS de las cianobacterias son mucho menos potentes que los de otras bacterias Gram negativas patógenas como la salmonella (Sivonen y Jones. La estabilidad de las LPS en la superficie del agua es desconocida (Sivonen y Jones. Las variaciones estructurales de los LPS son generalmente conservadas filogenéticamente (Sivonen y Jones. Wiegand y Pflugmacher. el ácido graso de la molécula de LPS suele ser el responsable de la irritación de piel y de la respuesta alérgica en mamíferos. La diferencia está en que los LPS de las cianobacterias tienen una gran variedad de cadenas largas de ácidos grasos insaturados y ácidos grasos hidroxi y carecen de fosfato (Sivonen y Jones.Lipopolisacáridos (LPS) Los lipopolisacáridos (LPS) se encuentran generalmente en el exterior de las membranas celulares de las bacterias Gram negativas. y un lípido. 1999. Estructura del componente tóxico de los lipopolisacáridos (Wiegand y Pflugmacher. Wiegand y Pflugmacher.3. 1999. En concreto.

llegándose a una inactivación irreversible. En hepatocitos fundamentalmente. y también en macrófagos. B. es donde se puede enfatizar acerca de los mecanismos de toxicidad de las MCs. observándose un aumento de fosfoproteínas y una serie de cambios morfológicos asociados en el hepatocito. se produce una reorganización del citoesqueleto. Debido a la inhibición de las fosfatasas de proteína 1 y 2A. Estas toxinas son captadas fundamentalmente por un transportador específico de sales biliares localizado en el hepatocito [54]. La interacción ocurre en dos etapas: en una primera etapa existe una unión rápida reversible que conduce a una inhibición nanomolar de la actividad catalítica. posteriormente se afectan los filamentos intermedios y por último los microfilamentos . que tarda un período de horas en producirse. La pérdida de los filamentos intermedios de citoqueratina. se establece enlace covalente entre el residuo de N- Metildeshidroalanina (Mdha) de las MCs y las posiciones nucleofílicas de las enzimas. encontrándose cambios en la estructura celular y alteraciones bioquímicas séricas. Inhibición de Fosfatasas de Proteínas Las MCs son potentes inhibidores de las fosfatasas de proteína: MC-LR inhibe a las fosfatasas de proteína tipo 1 (PP1) y tipo 2. Esta inhibición causa un aumento en la fosforilación de las proteínas celulares que activa la cascada de las caspasas desencadenándose el proceso de apoptosis con la consecuente muerte celular. esta inhibición rompe el equilibrio entre enzimas. las cuales regulan multitud de procesos biológicos. asociada con la fosforilación en células tratadas con MCs. 53].A (PP2A). La mayoría de los hepatocitos sufren una alteración de la estructura de los microtúbulos primero. filamentos intermedios y microtúbulos. Los cambios en los microfilamentos incluyen una agregación inicial de la actina [59]. indicadoras del daño hepático [27. pueden relacionarse con la actividad potencial promotora de tumores de las MCs [30]. ya que afecta a la organización de los microfilamentos. por tanto. Estimulación del Metabolismo del Ácido Araquidónico . en una segunda.La mayoría de los estudios existentes de toxicidad aguda con MCs revelan que son toxinas primariamente hepatotóxicas en mamíferos y peces. Se acepta que a nivel subcelular son inhibidores específicos de las fosfatasas de proteína tipo 1 (PP1) y tipo 2ª (PP2A). que podemos esquematizar de la forma siguiente : A. pudiéndose detectar dichas uniones covalentes in vitro e in vivo.

Bcl-2. el cual es inestable y uno de los más fuertes mediadores de la agregación plaquetaria. El grado de hiperfosforilación de los elementos del citoesqueleto.) que inducen más directamente esta forma de muerte celular [64]. El TXB2 deriva del TXA2. que contiene un grupo tiol y que pueden reaccionar con el grupo tiol del coenzima A (CoA) y/o inhibiendo la actividad de las enzimas acetil- CoA-acetiltransferasa y acetil-CoA-sintetasa.En los hepatocitos las MCs estimulan el metabolismo del ácido araquidónico por la vía de la ciclooxigenasa. la cual actúa como inhibidora de la agregación de plaquetas. La MC-LR produce una reducción significativa de la absorción y un aumento de la liberación de ácido araquidónico. El mecanismo de acción es similar al hepático. El mecanismo de liberación de metabolitos del ácido araquidónico aún no se conoce totalmente. resultando en la necrosis apoptótica de los hepatocitos [28. siendo fosfatidilinositol en parte el donador en el caso de la acción de las MCs . ya sea directa o indirectamente. produciéndose una activación de fosfolipasa A2 y ciclooxigenasa en conexión con el apartado A. pudiendo provocar cambios en la estructura de la membrana celular y alteraciones en el transporte y metabolismo de los ácidos grasos . produciendo un aumento de la síntesis de prostaglandinas. aunque se ha demostrado que reaccionan con compuestos como el glutation. bloqueándose la reabsorción del ácido araquidónico libre. etc. sugiere que la inhibición de las fosfatasas de proteína 1 y 2A por dicha toxina activaría la cascada de las caspasas. aunque las microcistinas modifican las señales bioquímicas que regulan la apoptosis mediante la potente inhibición de las fosfatasas de proteína-1 y –2A. 55. La 6-cetoF1α deriva de la prostaglandina I2. la inducción de apoptosis por MCs puede conducir a la hiperfosforilación de otras proteínas citoplasmáticas (p53. La síntesis y liberación de prostaciclinas (6-cetoF1α) y tromboxano B2 (TXB2) es estimulada por las MCs. las cuales regulan multitud de procesos biológicos. El hecho de que la adición de un inhibidor de caspasas (ZVAD-fmk) prevenga cambios apoptóticos en hepatocitos tratados con MC-LR. La liberación del ácido araquidónico a partir de la membrana celular varía según el tipo de célula y el donador del residuo del ácido. dicha inactivación de las fosfatasas de . aún no es conocido el mecanismo exacto de acción. como citoqueratina8 y 18. La exposición a MC-LR causa asimismo efectos tóxicos en riñón perfundido de rata. Alternativamente. afectando a la función renal y causando lesiones vasculares y glomerulares. puede determinar que la muerte celular ocurra por necrosis o por apoptosis. A la inversa. no así la liberaciónde prostaglandinas F2α o E2. 63].

Las ciclooxigenasas producen tromboxanos y prostaglandinas como mediadores químicos relacionados con procesos inflamatorios . sugiriéndose que los macrófagos sintetizan y liberan mediadores inflamatorios en respuesta a la exposición a MCs . por su facilidadde aislamiento. . Estas citoquinas inducen la producción del factor activador de plaquetas (PAF) y la activación de las ciclooxigenasas. PGE2 (175%) y TXB2 (169%) en macrófagos alveolares de rata. disminución del tamaño de la célula y formación de cuerpos apoptóticos. En los macrófagos las toxinas inducen al Factor de necrosis α tumoral (TNF-α) e interleuquina-1 (IL-1). células endoteliales humanas. células epiteliales humanas. IL-1 y TNF-α juegan un papel importante en el shock producido por las MCs. promielocitos de rata) también sufren estos cambios pero requieren un mayor período de tratamiento. La producción de TNF-α inducida por MCs ha sido observada tanto en ensayos in vitro como in vivo. Los cambios morfológicos y bioquímicos típicos de la apoptosis en hepatocitos de rata son los mismos que en otros tipos celulares. leucotrienos. y PAF. se pueden analizar tanto los efectos clastogénicos como los cambios morfológicos apoptóticos producidos por este tipo de toxinas . tras alteración del balance homeostático de la célula. MC- LR induce la liberación de PGF2α (140%). Otras líneas celulares (fibroblastos humanos. aunque no se han observado incrementos de PAF tras la administración de MCs. fibroblastos de ratón. a una proliferación celular . En linfocitos periféricos humanos. El aumentode estos mediadores provoca una liberación de otros mediadores: prostaglandinas.proteínas puede conducir. condensación de la cromatina. y consisten en redistribución de los orgánulos.