HONORABLE CAMARA DE DIPUTADOS MESA DE ENTRADAS Y SALIDAS ENTRO: 07/07/2010 HORA: 19:07 PROY Nº: 615 BLOQUE UNION CIVICA RADICAL

EL PODER LEGISLATIVO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ RESUELVE

Artículo 1°.- SOLICITAR al Poder Ejecutivo Provincial, que dentro de los noventa (90) días proceda a dictar la reglamentación de la Ley nº 2964 que crea el Programa Provincial de Control y Prevención del Tabaquismo (PCyPT). Articulo 2°.- De Forma.-

Firma el Señor Diputado: Jorge Fernando CRUZ.-

FUNDAMENTOS

Señor Presidente:

Mediante la ley provincial nº 2964 sancionada el 08 de marzo del 2007 y promulgada por decreto 888/07, se creó el Programa Provincial de Control y Prevención del Tabaquismo (PCyPT). A pesar que la mencionada norma estableció que dentro de los noventa (90) días a partir de la publicación en el Boletín Oficial, el Poder Ejecutivo debía confeccionar la reglamentación pertinente, a la fecha no se ha dictado el decreto correspondiente, por lo que no es operativa su aplicación. El tabaquismo es una enfermedad crónica sistémica perteneciente al grupo de las adicciones y está catalogada en el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales DSM-IV de la American Psychiatric Association. Actualmente se cree la causa principal mundial de enfermedad y mortalidad evitable. Se considera una enfermedad adictiva crónica con posibilidades de tratamiento. Según la Organización Mundial de la Salud el tabaco es la primera causa de enfermedad, invalidez y muerte prematura del mundo. El fumar puede ser el causante de varias enfermedades, como el cáncer de pulmón, la bronquitis, el enfisema pulmonar. El tabaquismo es reconocido desde hace varios años como un problema de salud pública, debido a que los daños a la salud asociados al consumo del tabaco causan más de medio millón de muertes en el continente americano. El fumar es la causa más frecuente de muertes que pueden evitarse. Según los últimos informes, cientos de miles de personas mueren anualmente de forma prematura debido al tabaco. Estudios recientes indican que la exposición al humo de los cigarrillos fumados por otra gente y otros productos del tabaco, producen al año la muerte de miles de personas que no fuman Pese a estas estadísticas y a numerosos avisos sobre los peligros de fumar, millones de adultos y adolescentes siguen fumando. De todos modos se están haciendo progresos: cada día son más las personas que dejan de fumar. En el año 2004, la Organización Mundial de la Salud estimaba en 4,9 millones el número de muertes anuales relacionadas con el consumo de tabaco. Pese a existir una probada relación entre tabaco y salud, esto no impide que sea uno de los productos de consumo legal que puede matar al consumidor asiduo.

Fumar un sólo cigarrillo da lugar a una elevación del ritmo cardíaco, la frecuencia respiratoria y la tensión arterial. El humo produce una reacción irritante en las vías respiratorias. La producción de moco y la dificultad de eliminarlo es la causa de la tos. Debido a la inflamación continua se produce bronquitis crónica. También produce una disminución de la capacidad pulmonar, produciendo al fumador mayor cansancio y disminución de resistencia en relación a un ejercicio físico. La Organización Mundial de la Salud (OMS) es el organismo internacional que abandera y estimula el cambio de actitudes de muchos gobiernos a la vez que trata de crear un convenio marco que suscriban los gobiernos y se comprometan a desarrollar acciones más decididas en la prevención y control del tabaquismo. Hay investigaciones que marcan la estrecha relación entre el tabaco y el riesgo de adquirir otras adicciones: un fumador tiene 3,4 más posibilidades de tomar alcohol que alguien que no fuma, ocho veces más riesgo de fumar marihuana y diez veces más de consumir otras drogas. En la Argentina 45.000 personas mueren cada año por causas asociadas al tabaco, un número muy elevado que explica los datos de la OMS que ubican al país como el segundo con mayor proporción de población fumadora (40,4%) en Latinoamérica, sólo superado por Venezuela (40,5%). Otro dato preocupante es la edad promedio de inicio del hábito de fumar entre los argentinos: 15 años. Estos fundamentos son coincidentes con los que se esgrimieron en el año 2007, oportunidad de la sanción de la ley 2964, pero es necesario acompañar los mismos con acciones concretas como, por ejemplo, la reglamentación imprescindible para la correcta aplicación de la norma y las penalidades por su incumplimiento, caso contrario estamos frente a una simple expresión de deseos. Entre el 12 y 14 de agosto próximo, se desarrollará en Buenos Aires el 5to. Congreso Argentino, Tabaco o Salud, actividad que se desarrollará sobre tres ejes a saber: Cesación Tabáquica, Efectos del Tabaquismo sobre la Salud y Políticas de Control del Tabaco, puntualizando este último en la Situación legislativa actual en las distintas provincias. Por lo expuesto solicito la aprobación del Proyecto de Resolución adjunto, solicitando al Poder Ejecutivo proceda, dentro de los noventa (90) días a partir de la sanción de la presente, al dictado del decreto reglamentario de la ley nº 2964 que crea el Programa Provincial de Control y Prevención del Tabaquismo (PCyPT). DIOS GUARDE A VUESTRA HONORABILIDAD.-

Firma el Señor Diputado: Jorge Fernando CRUZ.-