You are on page 1of 4

La Ría de HUELVA en la salida

hacia el NUEVO MUNDO
odo el mundo sabe que las notablemente desde su formación cumentos escritos como los diarios

T “tres carabelas” salieron
hacia el descubrimiento
del nuevo mundo desde el
puerto de Palos; sin embargo, no
todo el mundo conoce la geografía
y merece un análisis retrospectivo
de su transformación que pueda
darnos algunas de las claves que
nos hagan entender el porqué eli-
gieron Colón y los hermanos Pinzón
de a bordo, sí que aportan detalles
que pueden ser reconstruidos.
Estas reconstrucciones se hacen
cada vez más fiables mediante el
auxilio de modernas técnicas que
de este entorno. Los libros de his- algunos detalles del momento de la ofrecen la geología y los sistemas
toria han ubicado, en ocasiones de partida, detalles que forman parte de información geográfica.
forma errónea, el lugar de la partida de la historia pero que han sido En el caso de la Ría de Huelva, gra-
de estas tres naves que acabarían hasta ahora totalmente obviados. cias a la realización de cientos de
cambiando la historia, en lugares sondeos y el empleo de dataciones
tan alejados como El Puerto de LA RECONSTRUCCIÓN DE GEO- radiométricas (carbono 14 o plomo
Santa María (Cádiz) o el cabo de GRAFÍAS ANTIGUAS 210), hoy se conoce que los fangos
Palos (Murcia), quizá por la similitud De acuerdo con la perspectiva ante- negros que rellenan la ría se acu-
de sus topónimos o quizá con otro rior, cada vez con más frecuencia los mulan a un ritmo de 3 milímetros
tipo de intereses. El visitante de los historiadores están comprendiendo por año. Esto siempre que no exista
auténticos “Lugares Colombinos” en que la geografía existente durante vegetación de marisma, ya que
la orilla sur del estuario del Tinto los acontecimientos del pasado no cuando las espartinas hacen acto de
(Ría de Huelva) intentará imaginar puede ser idéntica a la actual; sin presencia esta tasa se incrementa
desde la plataforma elevada donde embargo, en los sistemas costeros hasta alcanzar un centímetro por
se encuentra el Monasterio de La ofrecen bastantes dificultades a la año. Tales datos implican una cons-
Rábida el escenario de aquel día 3 hora de reconstruir esas geografías tante pérdida de profundidad, así
de agosto de 1492; no obstante, al antiguas, ya que son medios muy como el estrechamiento de entre
preguntarse dónde está actualmen- dinámicos y donde los cambios se 6 y 12 cm cada año para canales
te aquel “Puerto de Palos” estarán suceden muy rápidamente. Por otra con una pendiente media del 5%.
cometiendo el error de suponer parte, los métodos cartográficos de Estos datos permiten calcular con
que este estuario se ha mantenido antaño no representaban fielmente una buena aproximación la profun-
invariable en los más de 500 años la escala ni las proporciones del didad de la ría y la anchura de los
trascurridos desde entonces. medio real, pero afortunadamente canales en el momento histórico
Lejos de ello, la Ría ha evolucionado estas “cartas de marear” y los do- que queramos analizar.
4
RECUERDA: La legislación vigente, si encuentras objetos de valor patrimonial.
FRESCO DE DELLEPIANE, siglo XVI, Palacio
de Albertis (Génova) con las tres carabelas
saliendo por la Ría del Tinto con el Monasterio
de La Rábida al fondo.
Dr. Juan Antonio Morales
Grupo de Geología Costera,
Universidad de Huelva.

EVOLUCIÓN DEL ESTUARIO,
desde su invasión por el nivel ma-
LA RÍA DEL PASADO parte de una subida rápida del rino (izquierda) hasta los periodos
La persistente sedimentación que nivel del mar que tuvo lugar cuan- tartésico (central) y romano (dere-
acabamos de describir hace que a do se produjo un rápido deshielo cha). La comparativa de los tres
lo largo del tiempo este estuario en los polos después de la última mapas permite observar un pro-
haya sufrido una profunda transfor- glaciación, hace unos 12 mil años. gresivo relleno de la ría, el desa-
mación, tal que la Ría de Huelva ha Esta subida del nivel del mar co- rrollo de islas barrera que cierran
pasado de ser una laguna costera rrespondió al último de los cuatro el primitivo golfo y la cada vez más
de unos 12 metros de profundidad ciclos de ascenso y descenso que se importante extensión de marismas.
en tiempos de la civilización tartési- sucedieron durante el cuaternario y
ca, a un medio palustre somero en que han controlado la evolución de
el periodo imperial romano (Palus los sistemas terrestres a la escala
Ligustinus), para terminar siendo de miles de años, de tal forma que en que el nivel del mar se estabiliza
en los últimos cientos de años un en nuestra costa la última subida esta bahía se ve dominada por las
sistema de extensas marismas del nivel del mar, conocida como mareas, cuyas fuertes corrientes
saladas separadas por caños ma- Transgresión Flandriense, supuso comienzan a redistribuir el poco se-
reales. una invasión del curso bajo de los dimento arenoso que suministraban
ríos e hizo que lo que ahora es la los ríos. Tienen que pasar cientos
Esta evolución morfológica y sedi- Ría de Huelva, que hasta entonces de años para que el oleaje sea ca-
mentaria ha estado controlada por era parte del curso medio de los paz de comenzar la construcción
la actuación de las mareas, el oleaje ríos, se convirtiera en una extensa de barreras con arena de origen
y los aportes de agua y sedimentos bahía en forma de i griega abierta marino, aislando la bahía interior y
desde los ríos Tinto y Odiel, aguas al mar y con los ríos Tinto y Odiel dándole el carácter de laguna que
extremadamente ácidas por su conectados ahora a sus extremos tendría en los tiempos tartésicos,
procedencia de los yacimientos de más internos. hace unos 3.500 años.
piritas más antiguos y extensos de
Europa. Parece que los investigadores no A partir de la construcción de
se ponen de acuerdo sobre la fecha las primeras barreras arenosas,
Pero el lector quizá se pregunte en que el nivel del mar alcanzó su cerrando la desembocadura, se
cuál fue el momento de partida posición actual, pero lo que nadie dividen dos zonas con diferentes
de esta evolución. Pues bien, todo discute es que a partir del momento patrones dinámicos: a) La zona
5
RECUERDA: No utilizar el detector de metales dentro de los límites de yacimientos arqueológicos ni zonas protegidas.
GEOGRAFÍA EXISTENTE EN EL PERIODO COLOMBINO
determinada por geocronología. Los canales mareales se han ido ha-
ciendo más someros y estrechos, mientras que las marismas han ido
ganando extensión. Las islas-barrera han comenzado a crecer hacia
la zona marina y en isla Saltés aparecen nuevas islas-barrera al frente
de las anteriores. Los deltas de reflujo (Barra de Saltés) van ganando
extensión convirtiéndose en sistemas complejos con muchos canales y
bajos que dificultaban la navegación. En la carta se indica la ruta suge-
rida por los autores.

CARTOGRAFÍA DE 1872 en la
que se indica la derrota de las
naves sugerida por D. José
Montojo.

exterior o marina, que va a estar forma de “bajos” o “barras”, que qué forma la geografía de los bajos
dominada por el oleaje, seguirá con son conocidos por los geólogos de Saltés influyó en la decisión de
la construcción y crecimiento de las como deltas de marea. Es precisa- Colón y los Pinzón? ¿en qué medida
barreras arenosas en Punta Um- mente en el periodo “colombino” influyó el viento que se cita y que
bría, Isla Saltés y Punta Arenillas cuando el crecimiento de estos es persistente en las mañanas de
y b) el dominio interno, que está bajos hacia el mar adquiere una verano?
dominado por las mareas y donde mayor dimensión condicionando
va a existir a partir de ahora una el posterior desarrollo de Huelva y Existen algunas hipótesis sobre la
sedimentación de fangos negros su papel en la historia. Estos bajos derrota que siguieron las naves en
que, en el transcurso de pocos fueron conocidos en su época como la salida; merece destacar la hipó-
siglos, van a colmatar la laguna “Barra de Saltés” y son citados en tesis de D. José Montojo en 1872.
hasta transformarla en el pantano el diario de Colón en su primer día Montojo, marino y cartógrafo de
somero que conocieron los roma- de travesía. gran prestigio, trazó una trayectoria
nos y posteriormente en extensos para él totalmente coherente en el
cuerpos de llanuras intermareales LA RÍA DEL DESCUBRIMIENTO mapa que él mismo había levantado
y marismas. Cita este diario: “Partimos Viernes para el Instituto Hidrográfico de la
3 días de Agosto de 1492 años, de Marina. En su propuesta, el marino
Conforme el estuario interior se la barra de Saltes, a las ocho ho- intentó evitar el paso por los peli-
fue rellenando de sedimento, las ras: anduvimos con fuerte virazón grosos bajos, haciéndolos transitar
corrientes mareales perdieron fuer- hasta el poner del sol hacia el Sur por el canal de Punta Umbría (que
za y entre las diferentes islas que sesenta millas” entonces aún no tenía ese nombre).
cerraban parcialmente el estuario Pero, ¿por qué salió Colón preci- Sin embargo, este ilustre hombre
comenzó a depositarse la arena en samente ese día y a esa hora? ¿en de mar erró por varios motivos
6
RECUERDA: Respetar el Patrimonio Histórico de nuestro país
IMAGEN DE LOS BAJOS DE LA
BARRA DE SALTÉS en 1956. Aun-
que no es idéntica a la existente en
1492, presenta un dispositivo de bajos
y canales muy similar y el lector podrá
hacerse una idea de la dificultad que
entrañaba navegar por los canales si-
tuados entre esos bajos arenosos.

que ahora se hacen evidentes. En
primer lugar, Montojo consideró que
en el momento de Colón la Ría de
Huelva presentaba la misma fisio-
grafía que a finales del siglo XIX.
Por otra parte, el marino ignoró
las condiciones de viento y marea
que reinaban en el estuario en el
momento de la partida.

Es totalmente desconocido, y no se
cita en ninguna fuente bibliográfica, del Piedras bajos como aquellos, y MONASTERIO DE LA RÁBIDA en la
que la marea del día 3 de agosto de quien haya intentado navegar entre década de 1920, con la Ría de Huelva al
1492 correspondió con una marea los mismos sabe la dificultad que fondo.
viva de coeficiente de 81, siendo entraña no encallar sobre arenas
la mayor marea de todo el mes y, separadas por canales en constan-
aunque se sabe que atravesó los te movimiento. En este caso, los
bajos a las 8 de la mañana, ha Pinzón, grandes conocedores del de un canal orientado en dirección
sido hasta ahora ignorado que esta sistema en el que vivían, sabían que sureste, que mostraría la orienta-
navegación se realizó alrededor de debían atravesar la barra en un mo- ción hidrodinámica más favorable a
una hora antes de la bajamar, con mento en el que el nivel de luz y la fuertes corrientes que garantizarían
corrientes de vaciante. marea permitieran ver con claridad la profundidad mínima para que
En estas condiciones, la derrota su- dónde estaban los bajos y dónde los pudiera navegar la Santa María, que
gerida por Montojo ofrecería gran- canales y hacerlo, además, en un con un calado de 2,10 metros era
des dificultades, ya que obligaría a momento en el que la corriente de la mayor de las naves.
las embarcaciones a desplazarse marea vaciante ayudara a las naves
contra viento y marea durante un impulsándolas a través de estos Seguramente esta dificultad en
tramo muy prolongado. caños. También conocían que en la entrada y salida de los navíos
las mañanas de agosto suele haber a vela atravesando los bajos fue,
Actualmente, el espigón Juan Car- fuerte foreño o virazón, que es la junto a otros motivos, la causa que
los I ocupa esa posición geográfica, brisa de origen térmico que sopla dio lugar a la desestimación de los
no quedando rastro de los antiguos desde el suroeste tal como se indi- puertos onubenses como base para
bajos, aunque éstos pueden obser- ca en el diario de Colón; pues este la carrera de Indias, apartando a
varse en las fotografías aéreas an- viento sería aprovechado también Huelva de un contacto directo con
teriores a su construcción. También para aumentar la gobernabilidad América en los siglos subsiguientes.
existen hoy día en la cercana Ría de las naves a fin de salir a través Pero eso ya es otra historia.
7
RECUERDA: Recoge todos los elementos contaminantes que localices en tus búsquedas.