EL EDITOR

CLASE 1

1. Diccionario de la lengua española (vigésima segunda edición, 2001):
3. m. y f. Persona que publica por medio de la imprenta u otro procedimiento una obra,
ajena por lo regular, un periódico, un disco, etc., multiplicando los ejemplares.

4. m. y f. Persona que edita o adapta un texto.
[comp. la definición de la vigésima primera edición, 1992)

2. Ley del Libro española
Persona natural o jurídica que, por cuenta propia, elige o concibe obras literarias, científicas y en
general de cualquier temática y realiza o encarga los procesos industriales para su transformación
en libro, cualquiera que sea su soporte, con la finalidad de su publicación y difusión o comunicación.

3. Manuel Pimentel (Cómo funciona la moderna industria editorial, 2007)
El editor dirige los pasos precisos para que nazca el libro desde el manuscrito del escritor. La
acepción de editor tiene una doble significación: la de actividad profesional –la persona que realiza
esos trabajos de edición-, o la de actividad empresarial –el que arriesga su capital o el de la
empresa, como responsable de la empresa editorial-.

Gestor empresarial/ editor-profesional
Publicar/editar
[v. Esther Tusquets 19, Herralde 21, Epstein 22, Bourdieu 24]

4. Carmen Barvo
Publisher/ Copyeditor

1) Publisher
El publisher es la persona que está delante de una empresa comercial que adquiere manuscritos,
los transforma en libros y los comercializa.
El editor, a nombre propio o de la casa editorial que representa, apoya con recursos económicos el
proceso de edición, impresión, distribución y comercialización de una obra literaria.

2) Copyeditor
El editor o copyeditor trabaja para una empresa editorial, de planta o por contrato ocasional.

Funciones:
-Puede contribuir en la selección de títulos y autores.
-Determinar los tirajes.
-Transformar y corregir manuscritos en su estilo gramatical, y en algunos casos inconsistencias
dentro de su contenido.
-Marca las correcciones sobre el manuscrito para la persona encargada de insertarlas.

Esta última función u oficio es denominada en español CORRECTOR DE ESTILO.
El corrector es la persona que modifica y revisa gramatical, y en algunos casos, conceptualmente,
un original; advierte sobre las representaciones equívocas o erróneas que puedan presentarse en un
texto.

Es preciso que exista un total acuerdo entre editor y corrector sobre el tratamiento de los
manuscritos, lo mismo que uniformidad de criterios y de conceptos.

Si bien un editor asume, en ocasiones, las funciones de corrector, esto no es lo ideal.
Las editoriales imprimen sus propios manuales de estilo.
CORRECCIÓN
Actividad que consiste en revisar los textos originales de una obra hasta llevarla a su estructura o
composición definitiva.
Puede comprender varias especialidades que abarcan desde la construcción gramatical del
lenguaje (corrección de estilo), la corrección de los errores tipográficos de un texto, hasta la elección
de los caracteres empleados.

CORRECTOR O LECTOR DE PRUEBAS
Durante esta actividad se detectan los errores que eventualmente haya cometido la persona que
levantó o digitó el texto.

III. Edición

Reúne al conjunto de actividades y pasos previos a la publicación de un impreso.
Igualmente, este término se asimila al conjunto de ejemplares impresos de una obra en un primer,
segundo o consecutivo tirajes de imprenta (reimpresión). Para el proceso de edición se hace
necesaria la participación de diferentes especialistas que aportan sus conocimientos durante las
distintas etapas de producción para hacer posible la materialización de un proyecto gráfico.

5. Irene Sharpe/Gunther

Editor de adquisiciones
Editor senior o director editorial. Su función es adquirir libros. Los busca. Da forma al libro. Sugiere,
no ordena.
Es un lector voraz.

Editor de contenido
Función más que un título. Preservar estilo del autor, su estilo literario, la forma en que escribe.

Corrector de estilo
Lee el manuscrito detalladamente. Corrige errores gramaticales, ortográficos y de uso, mala
sintaxis, metáforas mezcladas, inconsistencias. Verifica que se respete el estilo de la editorial.
Reemplaza el lenguaje discriminario (sexista, racista), controla jerga, expresiones ofensivas o
difamatorias y detecta plagio. Solicita aclaraciones y precisiones.
Funciona como el primer corrector de pruebas (signos de puntuación sin cerrar, errores,
porcentajes).
Marcar tipografía (cursivas, negritas, versalitas)
Debe tener muy buen ojo. Pasión por la precisión. Atención a los detalles. Puntilloso.

Corrector de pruebas
Ojos editoriales, pero no editores. Van detrás del corrector de estilo buscando errores de
coherencia, estilo, gramática y demás, que pueden haber pasado inadvertidos. Son el portero o
arquero.
-verifica errores tipográficos (erratas) una vez que el manuscrito ha sido compuesto. Lee las
galeras o galeradas (páginas impresas preliminares) y las coteja con el manuscrito que ha pasado
por corrección de estilo.
Coloca las correcciones en los márgenes, no entre los renglones, para que el compaginador pueda
ubicar fácilmente los cambios que debe realizar.
Lee lentamente, no como lector común.

EDITAR
I. Según la RAE
editar. (Del fr. éditer).
1. tr. Publicar por medio de la imprenta o por otros procedimientos una obra, periódico, folleto, mapa, etc.
2. tr. Pagar y administrar una publicación.
3. tr. Adaptar un texto a las normas de estilo de una publicación.
4. tr. Organizar las grabaciones originales para la emisión de un programa de radio o televisión.
5. tr. Inform. Hacer visible en pantalla un archivo.

II. Revisar los originales de una obra para seleccionar las partes de la misma que deben suprimirse,
ampliarse, adicionarse o modificarse. (Carmen Barvo).
III. El arte y el oficio de dar forma a un manuscrito y mejorarlo para convertirlo en un libro publicable
(Sharpe/Gunther).
IV. V. CMR: Corregir, Mejorar, Resumir.

Manual de edición y autoedición, José Martínez de Souza, La legibilidad y la
lecturabilidad CLASE 2

I) LEGIBILIDAD
es la cualidad de un texto de ser fácilmente leído desde un punto de vista mecánico o tipográfico -
escrito con CLARIDAD y el argumento es asequible por el lector.

La LEGIBILIDAD se refiere a factores personales de índole somática principalmente (agudeza visual,
p.e.) y se juzga por las características externas de la publicación (FORMA):
-clase de papel
-tinta de impresión
-tamaño, tipo y cuerpo de la letra
-longitud de la línea
-espaciado entre líneas (interlineado)
-tamaño de las ilustraciones

Aspectos que contribuyen a una mejor legibilidad:
1) puntos y aparte frecuentes (corresponde establecerlos al autor)
2) texto interlineado
3) medidas más bien pequeñas
4) tamaño de letra adecuado a la medida
5) elección de caracteres con cualidades de legibilidad (preferible redondeados a los estrechos
y las negritas a las cursivas, las minúsculas a las mayúsculas y la redonda a la cursiva).

-Palabras: son más legibles las más cortas, las más conocidas, las morfológicamente simples:
LEGIBILIDAD ----- aspectos formales
1) cualidades somáticas del lector
2) cualidades gráficas y materiales del texto
1) Cuestiones de índole somática
a) La edad.: una persona de edad tiene más dificultad para leer textos en cuerpos pequeños.
b) Agudeza visual: las personas de edad o las que tienen defectos de visión experimentarán
mayores dificultades para leer textos en cuerpos pequeños.
2) Cuestiones materiales
a) Clase de papel: Los de mala calidad, con poca blancura o amarillentos se prestan mal a la
lectura de los textos impresos en ellos.
b) Tinta de impresión.. Cuanto más clara sobre fondo blanco o poco nítido, menos legible; si es
de color, los colores cálidos, especialmente los del grupo amarillo, son menos legibles.

3) Cuestiones tipográficas:
a) Diseño de los caracteres
—Los textos compuestos con letra paloseco (sin serifa) son de lectura más pesada y cansan antes
al lector.
— A veces pueden resultar confusos: Farna y Farna
— Igual sucede con la I (i mayúscula) y la l (ele minúscula) : Iliaco / Iliaco
b) Tamaño o cuerpo del tipo
CUERPOS: 6 es poco legible en cualquier familia de tipos
7: legible (dependiendo de la familia de tipos)
8 en adelante: normalmente legibles:
1) para niños y personas de edad: de 12 a 16
4) para adulto normal: del 7 al 12
5) cuerpos mayores en un texto ordinario pueden producir molestias en la lectura
c) Longitud de la línea
Cuanto más pequeño sea el cuerpo y más larga la línea, menos legible es un texto
d) Justificación de las líneas
El lector está más acostumbrado a leer textos justificados (libros, periódicos, revistas) que sin
justificar.
e) Interlínea
- Los textos muy amazacotados, o con interlínea negativa, son más difíciles de leer que los que
tienen interlínea 0 o positiva.
- Las líneas muy juntas o excesivamente separadas hacen que el texto sea menos legible que las
que tienen un punto o dos de interlínea.
- Cuanto más separadas entre sí estén las líneas, especialmente si es manifiestamente exagerada,
con tanta más razón el fondo del impreso toma mayor protagonismo indebidamente y resulta
molesto.
- Debe buscarse un equilibrio entre el fondo y el texto.
f) Prosa o espacio entre letras
La reducción exagerada del espacio entre letras convierte los textos en ilegibles o legibles con
dificultades.
g) Caja de las letras
Un texto en letras estrecha o chupada es menos legible que uno en letra redonda normal.
h) Clase de letra
La cursiva es menos legible que la redonda y la negrita, pero la redonda es más legible que la
negrita. Las letras que tienen rasgos de unión son menos legibles que las redondas.
i) Altura de la letra
La minúscula es más legible que la versalita o la mayúscula, pero la versalita es más legible que la
mayúscula.

4) Cuestiones relacionadas con el texto:
a) Los fondos
Un texto impreso sobre un fondo será tanto menos legible cuanto más pequeño sea el cuerpo de la
letra y más denso el fondo.
Si el fondo es el color, el texto es tanto menos legible cuanto más se acerquen las tonalidades del
texto y el fondo.
Son más legibles los textos impresos en negro sobre un fondo blanco. Si el fondo es una tonalidad
del negro, el texto será tanto menos legible cuanto mayor sea el porcentaje de la tonalidad negra.

b) Los párrafos
Para un texto normal el párrafo elegible es el ordinario, es decir, el que lleva sangrada la primera
línea.
La medida de la sangría debe estar en relación con la de la línea. En líneas menores de veinte
cíceros, la sangría debe medir un cuadratín; en medidas mayores, cuadratín y medio.
Si el texto corresponde a un glosario, vocabulario o diccionario, la forma má clara de presentarlo
(aunque admite otras, v. RAE) consiste en el empleo del párrafo francés, en el cual se sangran todas
las líneas menos la primera.
También se aplica este tipo de párrafo en los apartados, es decir, e las líneas en que se divide un
párrafo para especificar las partes de que consta un todo o sus componentes, normalmente
numerados con cifras o con letras minúsculas cursivas.
El párrafo alemán o moderno, que no usa sangría de ningún tipo, sólo puede emplearse si los
párrafos se separan entre sí mediante una línea de blanco como mínimo.

c) Los cuadros y tablas
Todos deben ser claros para que su interpretación no ofrezca dudas.
Cuando por sus dimensiones no quepan enteros en la posición normal de lectura, se colocan de
través, con la cabeza a la izquierda y el pie a la derecha.

II ) LA LECTURABILIDAD
La lecturabilidad o comprensibilidad se refiere a la facilidad de comprensión e interpretación de un
texto relacionada con el estilo y el argumento (fondo del mensaje).
Afecta a factores personales de índole espiritual (nivel cultural e intelectual, personalidad, actitud)
y está en función de las características estructurales y de contenido del texto: interés humano,
dificultad, diversidad, densidad, longitud de las frases, elección de las palabras.

1) Empleo de palabras cortas
2) Entre dos palabras del mismo o parecido sentido, debe elegirse la más conocida y la más simpre
desde el punto de vista morfológico.
mejor “redundancia” que “pleonasmo” (“lo vi con mis propios ojos”)
anginas / amigdalitis a salvamano / a salva mano
aprisa / a prisa enseguida / en seguida
fueraborda / fuera de borda
3) Debe evitarse el uso de tecnicismos
Apendicectomía / extirpación del apéndice Reprografía ilegal / piratería

4) Empleo de frase cortas
En general, se considera que es corta una frase de menos de 14 palabras, mientras que son
normales las frases de 20 a 28 palabras y son muy largas las que tienen 29 o más.
5) La fraseología debe emplearse solamente los casos en que su comprensión por parte de todos
esté más o menos garantizada.
(p.e.: “Para mí tengo yo que…” / Mejor: “Me parece que…” o “ Creo que…”)

6) No se deben emplear dichos y refranes si su sentido no es transparente.
(“A Dios rogando y con el mazo dando”).
7) En la construcción de las oraciones gramaticales, debe tenderse al empleo preferente del orden
lineal, es decir, sujeto, verbo y complementos.
Mejor: Antonio entrega el regalo a su madre (construcción lineal)
Que: El regalo a su madre Antonio entrega (construcción envolvente)

8) En la medida de lo posible, debe evitarse el uso de oraciones pasivas.
Mejor: El toro hirió al torero.
Que: El torero fue herido por el toro.
Excepción: El torero fue herido por el toro, un soberbio ejemplar de Miura criado por el rancho
Ibáñez.

9) Los verbos deben aparecer, preferiblemente, en modo indicativo.
Mejor: No voy a llegar a tiempo
Que: No creo que llegue a tiempo.

10) Debe evitarse el uso gratuito de extranjerismos, salvo en que se carezca de equivalente en
español.
En vez de standing, debe usarse categoría, posición, nivel.
En vez de issue, debe usarse tema, cuestión o asunto.
En vez de foul, falta o infracción.
Latinismos se aceptan, pero se tildan a la española: quórum.
Debe preferirse, sin duda, currículo a currículum,
Y referendo a referéndum.

11) La longitud de los párrafos no ha de ser excesiva.
Usar puntos y aparte frecuentes.

12) Se debe escribir con la máxima pulcritud y corrección ortográfica.
Estorban la atención al texto y desautorizan el discurso, lo tornan poco serio y creíble.
(ejemplo del cuico flaite)

13) Debe hacerse un esfuerzo para puntuar con propiedad.
Puede cambiar el sentido y refleja un esquema mental bien ordenado.
“No lo hizo como lo ordenaste”. “No lo hizo, como lo ordenaste”
(significan, respectivamente, que “lo hizo de otra forma” y que “siguió las instrucciones”).
No podré asistir por motivos laborales No podré asistir, por motivos laborales
14) Entre los aspectos ortográficos en que con mayor frecuencia se falta a las normas están la
acentuación y la morfología.
Médico, medico, medicó. Porque, porqué, por que, pro qué.
15) Deben usarse las mayúsculas necesarias, pero sólo esas.
(el español no necesita tantas mayúsculas como el alemán o el inglés).

16) En el mensaje escrito no se deben utilizar abreviaciones, es decir, ni abreviaturas (incluida
la del etcétera) ni símbolos (por ejemplo, el de metros o kilómetros) ni siglas.
Si su utilización resultase obligatoria (en un texto científico), al comienzo del trabajo debe ponerse
una lista de estos símbolos con su desarrollo.
Las siglas sólo pueden emplearse si a continuación de ellas, entre paréntesis, se añade el desarrollo
del sintagma o enunciado de que se derivan (o a la inversa).
Para que no sobresalgan indebidamente en un texto, las siglas deben componerse con versalitas.