You are on page 1of 2

¡Este primero de mayo nos desafía a seguir luchando!

¡Hagamos asambleas en todos los lugares de trabajo
y autoorganicémonos para enfrentar el ajuste!

Los trabajadores y las trabajadoras venimos de un paro muy importante contra el
ajuste del gobierno, del que salimos más fuertes y el gobierno más débil. Fue un paro muy
importante que nos mostró una foto de la fuerza que tiene la clase trabajadora cuando se
organiza y lucha, pero tenemos que tomar esa foto y volverla película, porque la lucha
sigue. ¡Sigue el desafío de hacer asambleas en todos los lugares de trabajo para
autoorganizarnos y no depender de los burócratas sindicales!
Para valorar la fuerza con la que adherimos lxs trabajadores al paro, quizás basta
con recordar que no solo el Gobierno sino la misma la CGT oficialista de Caló llamó a los
trabajadores del transporte a no parar y recibió el rechazo de choferes y maquinistas que
pararon masivamente junto a muchos otros sectores obreros contra el ajuste a pesar de las
presiones gubernamentales y de la burocracia aliada que tiene. O quizás, para tener una idea
del impacto de la medida de fuerza, hay que recordar que, sólo unos días antes del paro, lxs
empleadxs de comercio habían arreglado un aumento del 29% en dos cuotas, pero, a causa
de la fuerza de la huelga general, Cavallieri se vio obligado a rechazar la firma del aumento
pactado y a ir por más para no perder legitimidad en los trabajadores. Esto no sólo nos
marca la potencia del paro que realizamos el 10/04, sino también nuestro más importante
desafío a futuro: para poder doblarle la mano al ajuste del kirchnerismo, necesitamos correr
a la traicionera burocracia sindical del medio de nuestra lucha. Para eso, proponemos construir
un plan de lucha desde asambleas: repetirlas donde las hubo (que le dieron fuerza al paro) y llevar
las asambleas a los lugares de trabajo donde todavía no hubo. Para vencer el ajuste del Gobierno,
necesitamos darle continuidad al proceso empezado por el paro del 10/04; y construirla y
decidirla desde abajo porque ninguna propuesta de este tipo vendrá de la burocracia.
El ajuste del Gobierno empezó con aumentos en la nafta, el transporte y los
servicios, que, junto con la devaluación de principio de año, empujaron la inflación; a esta
situación, el Gobierno le sumó la parte más importante de su ajuste: imponer techos a las
paritarias para que los salarios crezcan por debajo de la inflación. El Gobierno necesita un
ajuste más fuerte y todavía no lo es por la pronta y fuerte demostración de fuerza de lxs
trabajadorxs. La forma de derrotarlo totalmente es con más autoorganización del pueblo
trabajador, y eso sólo podemos lograrlo si empezamos a llenar el país de asambleas de
trabajadorxs en las fábricas, las oficinas y todos los lugares de trabajo.
Este primero de mayo nos encuentra, luego de años de crecimiento, con amenazas
de despidos, con más del 35% de los trabajadores en negro y salarios que pierden con la
inflación. El gobierno aumenta la presencia de las fuerzas represivas en los barrios y la
legislación antipopular como la ley anti-terrorista o el nuevo proyecto de ley anti-
manifestación. Hasta defiende, con falsas acusaciones, el encarcelamiento de los obreros
petroleros de Las Heras. El FMI considera la devaluación y el ajuste del Gobierno como
“medidas apropiadas”; mientras tanto, el kirchnerismo está viendo cómo hace buena letra
con el Fondo para endeudarse de nuevo afuera y compensar así el pronunciado descenso de
las reservas del Banco Central.

AUTODETERMINACIÓN y LIBERTAD . Y lo que necesitamos son fuerzas políticas que ayuden a construir caminos donde el pueblo trabajador logre autodirigirse. Sigamos el camino que nos marcan los docentes. asambleas en cada sección o lugar de trabajo. Tanto los Caló y los Cavallieri que llaman a no parar como los Moyano y Barrionuevo que llamaron a un paro dominguero y traban la posibilidad de un plan de lucha contra el ajuste. muchas organizaciones volverán a juntarse para competir entre ellas quién es la mejor para dirigirnos. desatarnos las manos. donde podamos. por la incorporación a planta permanente de los trabajadores precarizados. Decidimos apoyar este acto y no el de la Plaza de Mayo ya que pensamos que en este último. de mayo en Plaza Lorea (Paraná y Rivadavia . porque ellos son el primer obstáculo que nos quita la fuerza para luchar.al lado de Plaza Congreso) a las 12. hagamos. lamentablemente. por la prohibición de los despidos (como el de 700 trabajadores que acaba de anunciar la Volkswagen) y las suspensiones (como la de 500 trabajadores de Renault y la de 800 trabajadores de Iveco) y por el 82% móvil a los jubilados con un básico igual a la canasta básica.30 hrs. Para eso. Dicen que falta plata: ¡entonces que le suban los impuestos a las ganancias patronales en vez de tocarnos el salario! !Dejemos de pagar la deuda externa ilegítima y fraudulenta que ya pagamos muchas veces! ¡Los trabajadores no tenemos por qué pagar la crisis que creó el Gobierno! Tenemos que luchar por un salario mínimo igual a la canasta básica. Para lograr estas conquistas. más allá de los órganos antidemocráticos de la burocracia. por una actualización automática de los salarios según la inflación real. Necesitamos derogar la ley de asociaciones profesionales que apoyan los gobiernos y los empresarios para asegurar aparatos y patotas sindicales cómplices. Y lxs invitamos a compartir el locro y acto que se realiza el 1ro. que hoy siguen luchando en Salta y en otras provincias. tenemos que correr a la burocracia del camino. Es el desafío para todos los pueblos en este día internacional de lucha contra la explotación del hombre por el hombre. autoorganizarnos para liberar todas las fuerzas que tenemos como clase trabajadora.