La Importancia de Daniel para el siglo XXI

Israel fue conquistado y fueron llevados cautivos a Babilonia, entre ellos estaban
Daniel y sus amigos. Babilonia era un pueblo pagano, con costumbres y tradiciones muy
diferentes a lo que conocían. Eran de linaje real, Daniel tenía alrededor de 15 años, el de
sus compañeros se desconoce.

La determinación que tenía Daniel de no contaminarse con la comida del rey, es
indispensable para el hombre del siglo XXI, nuestro carácter al igual que el de Daniel
siempre está en prueba día a día. Si hablamos de una vida cristiana, rodeada de tradiciones
“Babilónicas”, debemos cuestionarnos si somos fieles a Dios en su plenitud. Daniel fue
puesto a prueba, el objetivo era que se volviera pagano y adorase a los dioses de Babilonia.
Él pudo ceder, al fin al cabo era órdenes del rey del país donde estaba, tenía presión de
algún modo, y era perfecto para excusarse por despreciar las enseñanzas de Dios, algo
que hoy en día hacemos muy bien.

Daniel y sus amigos prefirieron cuidar su integridad, ellos podrían haber bebido
vino y atentar contra sus facultades físicas y mentales, pero era consientes de las
consecuencias que traería tal acción y fueron leales a las leyes de Dios. Los jóvenes de
hoy en día beben sin medir las consecuencias, tienen la opción de ser íntegros, pero
atentan contra ella y esto los idiotiza, van perdiendo sus facultades mentales y hace que
pierdan el interés de alguna forma en las cosas de Dios. En este factor la educación tiene
gran importancia, la instrucción, la orientación y el buen ejemplo en el hogar juega un
papel importante en la formación del carácter del joven. Hace falta inculcar el dominio
propio que tenía Daniel en los niños. Porque de nada sirve tratar que sean íntegros cuando
viven rodeados de muchas cosas que no le ayudan a serlo.

Algunos tienes la determinación de cuidar su integridad, pero muchos flaqueamos
en nuestra persistencia por cumplirla; sin embargo Daniel fue persistente, nunca cedió a
ofender a Dios con su desobediencia, no permitió que las normas, leyes y decretos dejará
de lado sus propósitos. A consecuencia, fue lanzado al foso de leones, a un horno de fuego
ardiente. Los jóvenes de hoy en día, dejan de ser persistentes y se entregan al fracaso en
su vida espiritual y en otras áreas de sus vidas. Y vemos la importancia que tiene ser
persistente, al igual que Daniel. La religión para las personas de este siglo, no necesita
tener respeto a Dios, y eso hace que la vida cristiana sea un tanto difícil de mantener
integro. No somos capaces de sostenerlo por mucho tiempo, siempre tendemos a dejarlo

Daniel sabía quién era. Es el desarrollo de las providencias de Dios. no saben quiénes son. entre ellas se encuentra la teoría de la evolución. Daniel era bueno en lo que hacía. ya perdió el interés en responder sus preguntas existenciales. y nos damos cuenta de cuan fieles somos a los mandamientos de Dios. Y la creación viene a formar parte de esa búsqueda. sus propósitos y su identidad bien definida. en algunos casos.”. El enemigo se encargó que perdieran esa identidad. sin embargo esta es refutada por científicos y estudiosos. y eso les da por abandonarse y entregarse a los vicios. El mundo entró en un estado de confusión conforme fue avanzando la ciencia. sean religiosos o no. constancia y no se preocupan de ser íntegros en todo y cuidarlo. sus convicciones. A lo que aspiran todos los jóvenes y lo que busca el hombre de este siglo: Éxito. Los jóvenes de hoy no hallan identificarse. ya que ahí radica el éxito de muchos personajes bíblicos. Fanny Yessica Maquera Mamani 814 palabras. ser fiel a sus propósitos. White en sus escritos de Profetas y Reyes menciona que “el verdadero éxito no es resultado de la casualidad ni del destino. El hombre de este siglo necesita ser persistente ante sus determinaciones. . de la virtud y de la perseverancia. la recompensa de la fe y de la discreción. El no saber quiénes son hace que pierdan propósito. al igual que los hombres exitosos de hoy en día. de donde venía y a donde iba. La religión ha contestado de algún modo a esas preguntas.de lado. Y lo más importante viene a ser a poner a Dios en primer lugar y serle fiel a sus estatutos. Tenía una identidad bien definida. Conocía los propósitos de Dios para él. Y es algo que nosotros necesitamos para llevar una vida cristiana de éxito. El mundo ha ido buscando su identidad y ha formado muchas teorías a su alrededor. para obtener logros y alcanzar metas. El hombre de este siglo. Elena G. Daniel era excelente. ya no sabe quién es y a que se debe su existencia. Dios lo bendecía y lo prosperaba. Daniel es importante por su estilo de vida.