Aspectos psicológicos del cáncer y su afrontamiento

Arrivillaga (2007). el cáncer a pesar de los avances científicos, farmacológicos y tecnológicos,
continua siendo una de las principales causas de muerte en el mundo: las cifras de crecimiento
de esta enfermedad resultan preocupantes en todos los países sin importar si son o no son
industrializados. Esta problemática de salud está vinculada con los estilos de vida poco
saludables de las personas y de las comunidades. Según algunos estudios, el comportamiento,
en combinación con la exposición a los factores de riesgo medioambientales (consumo de
tabaco, alcohol, de alimentos ricos en grasa y sal, el sedentarismo, las relaciones sexuales a
temprana edad y sin protección, entre otras) Mas que la genética, es el factor que tiene mayor
incidencia en el desarrollo y la evolución del cáncer y de otras enfermedades crónicas.

El cáncer es la multiplicación descontrolada de células que dan lugar a la destrucción de tejidos
normales y a la formación de masas tumorales llamadas neoplasias.

Según Orr-Weaver y Weinbirg (1998; citado por Arrivillaga, 2007), de acuerdo con la ubicación
del tumor y con el tejido que involucre:

La investigación en el tema se ha orientado hacia aspectos como la influencia de estados
emocionales con malos estilos de vida y algunos factores sociales y ambientales en la aparición
de la enfermedad y en la sobrevida de quienes la enfrentan, lo cual dio origen a la psicología
oncológica como una vertiente de la psicología aplicada a la salud.

Considerando la importancia del rol del comportamiento en la prevención de las
complicaciones y la calidad de vida del paciente y su familia, revisaremos los aspectos más
relevantes del afrontamiento de un diagnóstico de cáncer.

Impacto psicológico y reacciones emocionales en el paciente con cáncer

El cáncer es una problemática crónica de salud que puede afectar, de manera considerable, el
bienestar de las personas que han desarrollado la enfermedad, así como de quienes se
desarrollan con la enfermedad, especialmente la pareja y la familia. De ahí que la evaluación y
la intervención profesional, con el fin de favorecer la calidad de vida de estos grupos
profesionales, consideran el impacto que el cáncer tiene a nivel físico, psicológico, social e
incluso espiritual.

Durante muchos años el cáncer tuvo una connotación catastrófica, cargada de miedo,
indefensión y desesperanza, reacciones exageradas por la comunidad debido a la falta de
información y a la presencia de factores culturales, como las creencias, las expectativas, los
temores (especialmente frente a la enfermedad y la muerte), la desinformación en el sentido
de poco control. Esta imagen social de cáncer ha sido reforzada por los profesionales de la
salud como un mecanismo de control, pero a su vez a ocasionado un miedo irracional hacia la
enfermedad y la estigmatización de los pacientes (kaufmann, 1989.- citado por Arrivillaga,
2007) a pesar de los anteriores el cambio de paradigmas en torno a la salud y la relación entre
los profesionales de estas disciplinas y los pacientes, así como el desarrollo mismo de las
ciencias, han aportado nuevos esquemas, respuestas y alternativas para el manejo del cáncer .

. donde en ocasiones se presentan evasivas como la inasistencia a citas médicas y el aplazamiento de la realización o la entrega de las pruebas confirmatorias. El proceso que vive el paciente. el sexo. el tipo de cáncer y su localización. pues la primera barrera que deberá enfrentar el paciente es contrarrestar la influencia negativa y derrotista en sus interacciones familiares y sociales. En esta fase el paciente interactúa con diversos profesionales y recibe información. teniendo en cuenta las actitudes que manifiesta la comunidad y los cuidadores del paciente hacia la enfermedad. el sexo. 2.. 3. la realización de exámenes. las creencias religiosas. los posibles tratamientos. Con relación a la enfermedad se resaltan aspectos clínicos como el tipo de cáncer. las habilidades para resolver asuntos como las conceptualizaciones relacionadas con el cáncer. Las reacciones iniciales y el mantenimiento de los estados emocionales dependen de gran medida de la interpretación de los síntomas y de la situación en general. las condiciones físicas de la persona y eficacia de las redes de apoyo social. que posibilita o dificulta el acceso a la atención médica y a tratamientos.. el auto concepto y el sentido de autoeficacia de los pacientes.El cubrimiento de la seguridad social. desde la percepción de los síntomas esta mediado por el contacto con los médicos. Algunas enfermedades suelen ser más agresivas porque afectan de manera directa la imagen corporal. Por último.Las reacciones emocionales de quienes afrontan el diagnóstico de cáncer son variables y pueden estar en función de aspectos como la edad. por tratarse de una enfermedad de alto costo. la localización del tumor. entre los factores medioambientales se incluyen: 1. pues ellos ofrecen un nivel de apoyo y contención. la presencia de dolor.Las redes de apoyo. los antecedentes que se tienen con relación a otras enfermedades.El entorno físico del enfermo en el cual. Entre los factores personales se encuentra la edad. el pronóstico. hay que evaluar el impacto psicológico del cáncer. .