Reyzábal (1993:139) define la comunicación oral como la base fundamental en la

educación de los niños, adolescentes, jóvenes y adultos, ya que es a través de ésta que los
seres humanos se organizan en comunidades para crear actos de vida y poder solucionar
los problemas y garantizar el bienestar social.

Cassany (1994:134) nos plantea “Siempre se ha creído que los niños y las niñas aprenden a
hablar por su cuenta, en casa o en la calle, con los familiares y los amigos, y que no hace
falta enseñarles en la escuela. Hablar bien o hablar mejor no ha sido una necesidad
valorada hasta hace poco.”

Por otra parte Amparo Tusón Valls (op cit. 1999:56) expone que:“podemos ahora
plantear, que formar hablantes y oyentes implica enseñar a “hablar” y a “escuchar”, pero,
claro, esto es algo que todo el mundo hace, que los alumnos ya hacen cuando llegan a la
escuela… Por lo tanto, si se considera objeto de enseñanza – aprendizaje tiene que ser
porque pensamos que no se hace bien, que se puede hacer mejor o de otras maneras, en
definitiva, que se puede incidir en el desarrollo de esta capacidad común a todas las
personas.”

García Alzola Ernesto (1992:15-16) quien manifiesta que: “Las bases del desarrollo
lingüístico se deben adquirir en la enseñanza primaria, por dos razones: a) Por la mayor
plasticidad verbal del niño en comparación con el adolescente. b) Por la posibilidad de
establecer relaciones vigorosas y duraderas entre pensamiento y lenguaje en la etapa en la
que ambos procesos describen la curva que va desde lo informe y pre lógico hasta lo
conceptual y racionalmente organizado.

Referente a la evaluación de la expresión oral y escrita, enunciado de la siguiente
manera:“En la lengua oral debemos evaluar los aspectos fundamentales: Fónico, léxico y
sintáctico. El fónico puede medirse mediante la lectura oral; el léxico, con pruebas de
vocabulario, y el sintáctico como es el que se refiere a la organización del pensamiento y
en la manera como este se vierte en palabras y expresiones u oraciones con sentido y
correctamente estructuradas, se evaluara con pruebas orales y escritas.” (Ibídem 131 -
132).

Según VernaHilderBranol (fundamentos para la educación infantil 305- 306- 307)
existen siete etapas en el desarrollo del niño con el lenguaje oral.
-Producción de sonidos verbales. 39
-Hablar por silabas y articular con claridad. -Nuevas palabras, combinaciones, afirmaciones
y preguntas, los niños se esfuerzan por comunicarse bien por lo cual memorizan y
verbalizan cada acción que realizan. -Aprendizaje del vocabulario, es necesario hablar al
niño claramente nombrarle objetos, expresar ideas y leerles para que amplíen su
vocabulario. -Uso de las reglas gramaticales con el uso diario los niños han aprendido a
usar correctamente la gramática. -Fluidez en el habla, es la capacidad del habla en toda su
plenitud es el uso adecuado y consultora del idioma puede ser entonces que escuchar y
hablar son dos procesos que van unidos y el uno depende del otro. A la vez surge el
interrogante ¿Cuál es la importancia de la expresión oral? A través del habla sedan las
relaciones con los demás y se mantienen. Hablar es una acción que hace a las personas,
seres sociales, diferentes a Otra especie (animales); por medio de las palabras somos
capaces de llevar a cabo las mayorías de actividades cotidianas. Mientras se pueda

Por eso se puede afirmar que es la expresión oral. religiosas. la base de las relaciones sociales teniendo en cuenta que todas las actividades profesionales. . La comunicación oral se da básicamente por la participación simultanea de las personas que intervienen en ella la presencia de los interlocutores en el tiempo y el espacio.conversar se podrá mantener el contacto con el mundo. constituyendo está en la más importante forma de comunicación de las diferentes sociedades humanas. culturales y vivenciales son ejercidas mediante diferentes tipos de oralidad. y su participación cara a cara. lo que hace que este tipo de comunicación sea veraz y directa.