You are on page 1of 5

Facies

La expresión facial o fisonómica es, extraordinaria-
mente rica, en datos valiosos para el diagnóstico. La im-
portancia de estos datos y el número casi infinito de facies
descritas harían inabordable su estudio, si no nos
limitáramos a estudiar las facies patológicas más impor-
tantes, clásicamente descritas.
En realidad, el estudio de las facies es eminentemente
objetivo, por ello nos limitaremos aquí a consignar sus
características más salientes e iremos completando su
estudio a medida que las vayamos encontrando en la prác-
tica. Ordenaremos su estudio por sistemas, reservando
para el final la descripción de las más interesantes facies
debidas a procesos generales.
Entre las facies más interesantes encontradas en las
enfermedades del sistema respiratorio, elegiremos para su
estudio dos de ellas: la facies adenoidea y la facies
neumónica.

Facies adenoidea
Es muy característica. Se presenta por lo general en los
niños que sufren de vegetaciones adenoideas (de donde
toma su nombre) o de otras causas de obstrucción de la
nasofaringe. Como consecuencia de la dificultad en la
respiración nasal que estos procesos determinan, los su-
jetos que la padecen presentan, por lo general, la boca
constantemente abierta, con la mandíbula inferior caída y
saliente, la nariz fina, con sus aberturas poco desarro-
lladas, y una expresión poco inteligente de la cara (aun
cuando se conserva una inteligencia bien desarrollada) que
completa de un modo muy expresivo el carácter de esta
facies (fig. 24.12).

Completa el conjunto de las características de facies de tan grave pronóstico el Facies ansiosa de la asistolia desplazamiento hacia fuera del lóbulo de la oreja por Se destaca la expresión de ansiedad que le da nombre. facies también se le llama facies de muñeco chino. 24. la llamada facies renal o edematosa. Se caracteriza por la la facies aórtica y la facies ansiosa de la asistolia. b. en la que pueden observarse pequeños vasos en forma de araña que se denominan ara- Facies renal o edematosa ñas vasculares o telangiectasias aracnoideas. expresivo de la intensa disnea que caracteriza a esos Se observa en los que padecen de enfermedades del enfermos.13).12 Facies adenoidea: a. se encuentran en muchos dibujos chinos. merece un ciencia hepática. especialmente de veces se observan.Fig. le porales y especialmente en las del cuello. la cretinoidea. le confiere al creción interna. Fig. aunque a veces puede percibirse un ligero tinte apareciendo la primera como alargada. y en la insufi- Entre las facies de las enfermedades renales. por ojeras violáceas. El hundimiento de las partes blandas cia de las válvulas sigmoideas aórticas. Hay palidez de la destaca la nariz y las formaciones óseas de la cara. lo que. Esta. intestinales. Entre conjunto un aspecto muy parecido al de los muñecos que ellas estudiaremos la facies acromegálica. hígado. La infiltración edematosa redondea la cara. Se observa en las nefritis que dan lugar a edema y en las nefrosis (fig. en ocasiones se confiere un aspecto peculiar e impresionante a la observa un movimiento especial de la cabeza como si fisonomía. etc. el color cianótico pronunciado de la cara. manchas oscuras pigmentarias. algo ansiosa por la disnea y un enrojecimiento muy visible en una de las También llamada facies hipocrática. amarillo o pajizo de la piel. amplios latidos arteriales en las arterias tem. lo que. Algunas Se caracteriza por edema de la cara. extrema. inminencia de su desenlace fatal. adelgazada y cianótico. en las endocrinopatías. El aleteo de la nariz producido por la disnea y la graves procesos abdominales (peritonitis séptica.) y en el estadio En el sistema circulatorio son interesantes de estudiar agónico de otras enfermedades. consecutiva al propio todo. por lo cual a esta la mixedematosa y la basedowiana. con el marcado saliente de los pómulos. contracción local. per- aparición de vesículas de herpes alrededor de la comisura foraciones de úlcera gástrica o duodenales. 24. Se observa en mejillas. cara. expresión ansiosa y la palidez terrosa de la cara con los ojos y las mejillas hundidos. Facies aórtica que parecen perderse en el fondo de las órbitas. y la palidez de la piel. en las mejillas y en la frente sobre los párpados. Pero donde se encuentran numerosas y muy interesan- con el estrechamiento de la abertura palpebral que tes facies es en las enfermedades de las glándulas de se- determina el edema de los párpados. junto a la mirada vaga. tórpida de estos hicieran con ella constantes gestos afirmativos (signo de enfermos. afilada. hernias estranguladas. 24. especialmente los primeros. especialmente de marcha crónica. que está Facies hepática edematosa en muchos casos. leve. orlados Se observa en los sujetos portadores de una insuficien. En las enfermedades del sistema digestivo estudiare- mos la facies peritoneal y la facies hepática. edema. refleja fielmente la gravedad del proceso y la Musset). es decir. frontal. y el aleteo constante de la nariz. . Facies neumónica Facies peritoneal o peritonítica En ella observamos la mirada brillante. perforaciones labial completa esta facies. Se caracteriza esencialmente por un tinte estudio especial. b.13 Facies renal: a. perfil.

Fig. En ella la expresión general es de apatía y estupor. a las durante la vida fetal. deja asomarse la lengua. dejan ver la mucosa de la casos de cretinismo esporádico. En estos casos se observa marcado crecimiento de las manos y de los pies. la piel es rugosa. verse obligado a aumentar progresivamente el número del calzado o de los guantes que utiliza. el pelo poco cialmente de un estado de hipotiroidismo que comienza abundante y con tendencia a la caída.Facies acromegálica Se caracteriza por el desarrollo considerable que alcan- za el esqueleto del cráneo y de la cara. y el espesamiento de la bóveda craneal. 24. la nariz es ancha. con labios gruesos y cejas). . La nariz es ancha y aplastada. 24. y la piel seca y engrosada. como las cejas. salvo los largos.14 Facies acromegálica. La nariz aumenta de tamaño de modo muy característico. boca. relación con la existencia de una hipersecreción de la hormona de crecimiento.14). especialmente en an- chura. con un Facies basedowiana o hipertiroidea tinte pardusco. gran desarrollo de los pómulos y de las arcadas cigomáticas y.16 Facies mixedematosa. 24. pelo es escaso y frágil. las mejillas a menudo Facies cretinoidea cianóticas y los párpados abotagados. En ambos. sobre todo. del maxilar inferior que se hace prognático. Estos enfermos presentan una expresión estúpida y muy limitada inteligencia. que despierta la atención del enfermo al Fig.15). elaborada por las células Facies mixedematosa eosinófilas del lóbulo anterior de la hipófisis. con frecuencia se Es una facies muy característica y de gran valor diag- nóstico. por déficit de la secreción tiroidea (hipotiroidismo) (fig.15 Facies cretinoidea. en el mixedema originado la boca. generalmente abierta. por lo general. También se observa una hipertrofia de la lengua con mayor prominencia de sus papilas y un espaciamiento o separación de los dientes que es debido al crecimiento anormal del maxilar inferior (fig. notable aumento de tamaño de la protuberancia occipital externa y de las protuberancias frontales. Este proceso está en observa entre ellos la sordomudez o la mudez (fig. 24. especialmente. sino que afectan también los demás huesos. aumentada de tamaño. el 24. que. les falta la cola (signo de la cola de las Se caracteriza por una cara ancha. 24.16). seca y espesa. Se observa en los casos de bocio exoftálmico. las orejas gruesas. Fig. que son muy poco alterados. se trata esen. Estos trastornos del crecimiento de los huesos no se limitan al esqueleto de la cara y del cráneo. Los labios grandes y Se presenta en el cretinismo endémico y en los raros ligeramente vueltos hacia fuera. Se observa. desarrollándose.

la disnea y la facial periférica se observa. En estos casos. lo que determina un aspecto especial del cianosis y el edema suelen extenderse a la cabeza. por falta de descenso del la vena cava superior en el mediastino. La inmovilidad de la cara. facies muy interesantes. Nos referiremos solamente a la facies de la parálisis facial y a la parkin. y la los músculos de la cara.donde existe tirotoxicosis o hipertiroidismo. 24.17). Puede observarse aquí.17 Facies basedowiana o hipertiroidea. Facies mediastinal censo de la comisura labial y ausencia de los pliegues Se destaca la coloración violácea de la cara que aparece faciales en la mitad paralizada de la cara. En las afecciones del sistema nervioso encontraremos. además. En la parálisis abotagada -francamente edematosa-. las extremidades superiores y la porción superior Esto se conoce con el nombre de signo de Bell. Otras facies que podemos encontrar en distintas afec- Facies de la parálisis facial ciones son: Se caracteriza por la desviación que experimenta la boca hacia el lado sano en los estadios iniciales. Facies febril . A la gran abertura palpebral se le conoce como el signo de Dalrymple. 24. con gran abertura de la hendidura palpebral. el párpado superior queda retrasado. la facies del enfermo parece corresponder con la de una persona que hubiese sufrido un fuerte susto. también. En estos casos la párpado superior. le da un aspecto de más- facies. Los ojos aparecen a menudo inteli- Fig. en la que ese signo no se observa (fig. con aumento de volumen de la glándula tiroides (bocio).19 Facies parkinsoniana. que es del tórax. inexpresión del resto de la facies (fig. muy abiertos. con des. saltones (exoftalmía).18). Fig. se unen los ojos salientes. también. lo que se describe como cianosis o edema en útil como elemento diagnóstico diferencial con la parálisis esclavina. cuello. el ojo que recuerda el de las estatuas. que consiste en que al dirigir la mirada hacia abajo. La ausencia o disminución del pestañeo ha sido descrita como el signo de Stellwag. A la expre- sión fisonómica asustada. 24. 24. 24.18 Facies de la parálisis facial periférica. facial de origen central. son bien característicos en esta falta de toda expresión mímica. la imposibilidad de ingurgitación de las venas consecutiva a la compresión de cerrar el ojo del lado enfermo. cara. Fig.19). gentemente expresivos. el signo de Von Graefe. y la ausencia casi com- pleta de pestañeo. de tal modo que se hace visible la esclerótica por encima del iris (fig. 24. la expresión fisonómica del sujeto es como de ad- miración o de susto. como si quisieran compensar la soniana. como de terror. Facies dolorosa Facies parkinsoniana La expresión de sufrimiento del enfermo y el aumento de los pliegues transversales de la frente y contracción de Es muy característica.

5 . se destaca. la expresión de somnolencia o de sopor y de gran agotamiento del enfer- mo. posiblemente determinados por la exis- tencia de cierto grado de excitación simpática. pue- de apreciarse la existencia de esta facies. desarrollados hasta el grado de integrar por sí solos una Fig.20 Facies tetánica. 24. Algunas enfermedades infecciosas presentan facies muy interesantes. Estudiaremos entre ellas. En los procesos generales acompañados de fiebre. 24. con los ojos cerrados o entreabiertos y los labios secos y cubiertos de pequeñas concreciones oscuras que se designan con el nombre de fuliginosidades.20). el que permanece postrado. Facies tifóidica o estuporosa Propia de la fiebre tifoidea y otros procesos graves toxiinfecciosos. lo que impide la abertura de la boca (trismo) (fig. tónicas fundamentalmente. y. Facies tetánica Se destaca la existencia de una expresión de risa permanente en la boca (risa sardónica). El cuadro se completa con las convulsiones. con frecuencia. de los maseteros. con contractura de los músculos de la cara. opistótonos por ejemplo. sobre todo. enrojecimiento de los pómulos y palidez del resto de la piel. que conducen con frecuencia a la adopción de actitudes especiales. con su mirada brillante. la facies tetánica. Constitución Concepto e importancia de la constitución La importancia extraordinaria que adquirieron en su momento los estudios sobre la constitución individual. y la tifóidica o estuporosa.