You are on page 1of 2

SOLUBILIDAD

Las fuerzas atractivas entre los átomos conducen a la formación de moléculas e iones. Las
fuerzas intermoleculares, que se desarrollan entre moléculas similares, son responsables del
estado físico (sólido, líquido o gas) de la sustancia en condiciones dadas, tales como
temperatura y presión. Bajo condiciones ordinarias, la mayoría de los compuestos orgánicos, y
por lo tanto la mayoría de las sustancias farmacológicas, forman sólidos moleculares.
Cuando las moléculas interactúan, las fuerzas atractivas y repulsivas están en efecto. Las
fuerzas atractivas hacen que las moléculas se cohesionen, mientras que las fuerzas repulsivas
impiden la interpenetración molecular y la destrucción. Cuando las fuerzas atractivas y
repulsivas son iguales, la energía potencial entre dos moléculas es mínima y el sistema es más
estable.
PREPARACIÓN DE SOLUCIONES
La mayoría de las soluciones farmacéuticas están insaturadas con soluto. De este modo, las
cantidades de soluto a disolver están por lo general muy por debajo de la capacidad del volumen
de disolvente empleado. Las resistencias de las preparaciones farmacéuticas se expresan
usualmente en términos de resistencia en porcentaje, aunque para las preparaciones muy
diluidas pueden usarse expresiones de relación de resistencia. Estas expresiones y ejemplos
se muestran en la Tabla 13.4. El símbolo% utilizado sin calificación (como con w / v, v / v o w /
w) significa el porcentaje de peso en volumen para soluciones o suspensiones de sólidos en
líquidos; Por ciento en peso en volumen para soluciones de gases en líquidos; Volumen en
volumen para soluciones de líquidos en líquidos; Y peso en peso para mezclas de sólidos y
semisólidos.
Algunos agentes químicos en un disolvente dado requieren un tiempo prolongado para
disolverse. Para acelerar la disolución, un farmacéutico puede emplear una de varias técnicas,
tales como aplicar calor, reducir el tamaño de partícula del soluto, usar un agente solubilizante,
y / o someter los ingredientes a una agitación vigorosa. La mayoría de los agentes químicos
son más solubles a temperaturas elevadas que a temperatura ambiente o por debajo porque
una reacción endotérmica entre el soluto y el disolvente utiliza la energía del calor para mejorar
la disolución. Sin embargo, las temperaturas elevadas no se pueden mantener para los
productos farmacéuticos, y el efecto neto del calor es simplemente un aumento en la tasa de
solución en lugar de un aumento en la solubilidad. Una tasa aumentada es satisfactoria para el
farmacéutico porque la mayoría de las soluciones están insaturadas de todos modos y no
requieren una concentración de soluto por encima de la capacidad normal del disolvente a
temperatura ambiente.
SOLUCIONES ORALES Y PREPARACIONES PARA LA SOLUCIÓN ORAL
La mayoría de las soluciones destinadas a la administración oral contienen saborizantes y
colorantes para hacer que la medicación sea más atractiva y apetecible. Cuando sea necesario,
también pueden contener estabilizantes para mantener la estabilidad química y física de los
agentes medicinales y conservantes para prevenir el crecimiento de microorganismos en la
solución. El farmacéutico de formulación debe tener cuidado con las interacciones químicas
entre los diversos componentes de una solución que pueden alterar la estabilidad y / o potencia
de la preparación. Por ejemplo, los ésteres de ácido p-hidroxibenzoico (metil-, etil-, propil- y
butilparabenos), conservantes usados frecuentemente en preparaciones orales, tienden a
dividirse en ciertos aceites aromatizantes (3).

muchas soluciones para los niños se dan por la gota con un cuentagotas calibrado suministrado generalmente por el fabricante en el paquete del producto. como 5 (una cucharadita). . USP.Este efecto de división podría reducir la concentración efectiva de los conservantes en el medio acuoso de un producto farmacéutico por debajo del nivel necesario para la acción conservadora. por ejemplo. 10 o 15 ml (una cucharada de sopa). Algunas soluciones tienen dosis inusualmente grandes. Magnesium Citrate Oral Solution. Los fármacos líquidos para administración oral se formulan normalmente de tal manera que el paciente recibe la dosis habitual de la medicación en un volumen convenientemente administrado. con una dosis adulta habitual de 200 mL. Por otra parte.