You are on page 1of 3

REPOSTERIA

REPOSTERIA La preparación de estos alimentos requiere de cierto equilibrio dentro del servicio es decir si

La preparación de estos alimentos requiere de cierto equilibrio dentro del servicio es decir si este plato se combina solo o después de una comida este no debe tener grandes proporciones sino uno de tamaño moderado, así mismo a la hora de ofrecerse debe tenerse en cuenta los componentes de medida que no caiga pesado para el estomago del comensal, así mismo debe tenerse en cuenta que si la comida incluye salsas como salsa blanca o bechamel, soufflés, etc., no deben ofrecerse cremas o salsas dulces como postre ya que generaría al comensal pesadez e indisposición luego del postre lo cual no es bueno para el restaurante. La combinación de pastas y tortas no es buena, van mejor los platos frescos, como macedonias de frutas. Tampoco deben repetirse las frutas en los platos salados y dulces.

La repostería es un arte en el mundo de la cocina, totalmente autónoma e independiente de la gastronomía y a la vez está ligada a ella, dentro de la jerarquía gastronómica el chef de la cocina y el maestro pastelero posiciona el mismo lugar importante, a la cabeza de la cocina paralelamente, aunque muy rara vez esos cargos los posee una sola persona ya que un chef no tiene especialidad en repostería y viceversa.

REPOSTERIA La preparación de estos alimentos requiere de cierto equilibrio dentro del servicio es decir si

Los postres han sido en la actualidad uno de los platos dentro del servicio gastronómico más invocado y mas apetecido, ya que este no implica que sea inferido solo al final de una comida sino puede ser consumido a cualquier hora, la denominación postre incluyen preparaciones dulces o simplemente frutas que pueden estar preparados bajo diferentes estilos, variedad y sabores, todo depende del que se va a preparar; Los dulces son alimentos con un alto contenido de carbohidratos, principalmente por la miel o azúcar, por ello es recomendable consumirse moderadamente para mantener un equilibrio

alimentario

ya

que

son

potentes

energéticos

que

producen

calorías

abundantes.

ANTECEDENTES DE LOS POSTRES

Desde siempre los postres han tendió un sentido maravilloso, mágico y lleno de ilusión para los niños. Inclusive muchos adultos no pueden pasar el día sin probar algún delicioso dulce. De hecho, los postres se han convertido en un complemento ideal en toda gastronomía.

alimentario ya que son potentes energéticos que producen calorías abundantes . ANTECEDENTES DE LOS POSTRES Desde

El origen de estos azucarados alimentos se remonta a tiempos inmemoriables, pero uno de los postres más solicitados y con historia es el chocolate, cuyo origen fue en América, donde era consumido por los indígenas aztecas. Los españoles al probar el "chocolat", que es como le llamaban al chocolate los aztecas, quedaron gratamente sorprendidos y lo llevaron a Europa donde fue procesado y transformado en el tradicional chocolate que conocemos hoy día.

Otro postre de historia conocida son los helados. Se sabe que antiguamente se recogía nieve de las montañas y se endulzaban con miel, siendo este uno de los más cotizados postres, sobre todo en temporadas con mucho calor. Muchos reyes y monarcas eran verdaderos adictos a este postre, al extremo que aquellos que eran asignados a la tarea de recoger la nieve eran severamente castigados si su preciosa carga llegaba a derretirse. Hoy día, existen gran variedad de tipos de helados que satisfacen el gusto de todos los consumidores.

La existencia de los postres se encuentra marcada por una enorme variedad de tipos y estilos. Se puede escoger postres que no son más que simples golosinas como el algodón de azúcar y los caramelos, hasta aquellos que son verdaderos alimentos como es el caso de las tortas y de los quesillos

Hallado en la Antártida un bizcocho de frutas de hace 100 años “casi comestible¨

(Noticia)

El edificio más viejo de la Antártida guardaba una curiosidad sorprendentemente bien conservada: un bizcocho de frutas horneado hace un siglo que, gracias al frío extremo del Polo Sur, estaba "casi comestible". Un equipo de restauradores neozelandeses ha encontrado el postre dentro de una lata, probablemente llevada por el británico Robert Falcon Scott en la expedición de Terra Nova, realizada entre 1910 y 1913. La lata, de la marca de pastelería británica Huntley & Palmers, fue sometida a un proceso de remoción de óxido, estabilización química, desacidificación de la envoltura de estaño y reparación de la envoltura de papel. Lo llamativo fue que al llegar al contenido, los investigadores se encontraron con que el bizcocho "se veía y olía (casi) comestible", según ha informado el Fideicomiso del Patrimonio Antártico ( Antartic Heritage Trust ), la fundación responsable de las restauraciones. La lata de 'Huntley & Palmers' después de la restauración. ANTARTIC HERITAGE TRUST

"Encontrar un bizcocho tan perfectamente conservado entre un puñado de latas corroídas y sin identificar fue una sorpresa. Es un alimento con alto contenido de energía, ideal para las condiciones antárticas, y sigue siendo uno de los elementos favoritos en los actuales viajes a lugares de hielo", ha dicho Lizzie Meek, directora del proyecto que encontró el postre.

El equipo de restauradores trabaja desde hace un año buscando artefactos en Cabo Adare, la zona de la Antártida más cercana a Nueva Zelanda. Ahí se ubica el edificio más antiguo del continente, una cabaña construida en 1899 y utilizada después por el equipo de Scott. El explorador intentaba ser el primero en alcanzar el punto exacto del polo sur, pero llegó el 17 de enero de 1912, 35 días después que el noruego Roald Amundsen. La expedición Terra Nova tuvo un trágico final, ya que los cinco miembros murieron cuando regresaban a su base. El Fideicomiso del Patrimonio Antártico ha restaurado varias cabañas de la región y los artefactos que encontraron en ellas, a los que ahora se suma el bizcocho de frutas encontrado. La fundación cree que este trabajo puede atraer más visitantes a la Antártida, que está creciendo como destino turístico, según la revista National Geographic.