You are on page 1of 2

EL TESORO DE CUCHIPATA

Unos nios y jvenes, en el pueblo de Cuchipata fueron al bosque a dar un


paseo como lo hacen siempre los jovenzuelos de la zona de pronto se
encuentran en la orilla de un riachuelo del pueblo, todos empezaron a quitarse
las prendas multicolores de sus cuerpos quedando desnudos para aceitar
brillosamente sus cuerpos con las cristalinas aguas del bosque; un descuido
uno de los nios se fue en busca de mejor espacio del rio avanzando hacia parte
arriba del ro, mientras los baistas generaban bullas de diferente notas de ecos,
como las aves del bosque. El nio descalzo pisando cuidadosamente con su
ropita pegada a su tierno cuerpito, temblando con el efecto del frio, con cabellos
de choza del ande se encontr con una hermosa mujer que llamaban sirena.

sta entabla con el nio una conversacin y le pregunt, que haca por aqu es
muy peligroso, tomo de la mano al nio y le condujo al fondo del ro para
demostrar los tesoros que guardaba en el fondo del rio; pero el nio no vea
tesoros, sino que sus brillosos redondeles observaba huesos humanos como
los tallos secos de los rboles del leado que alistaba en el monte para llevar a
casa.

La sirena despus de mostrar los tesoros brillantes que guardaba invit a salir
al nio despus un tiempo prudencial, el nio sale como de su casa y corre con
ganas de contar lo que haba visto durante su experiencia de buscar mejor
espacio para baarse, llega al grupo, se suma al grupo, nadie se haba
percatado de la ausencia del nio, con ganas de contar lo sucedido se acerca a
sus amigos, les cont y sus amigos no les tomo en cuenta, no les ha credo.

Para que les creyera, el nio les llev al sitio donde a l tambin le llev la sirena.
Los jvenes entraron por el lugar indicado hasta el fondo del riachuelo llegando
a ver los tesoros brillantes como el nio haba manifestado y estos se apoderaron
de todo para luego cargar, salieron del fondo del agua; pero el nio quien les
llev y acompa no sac nada, porque no quera aduearse del tesoro ajeno.
Mientras los jvenes que llevaron los tesoros de la sirena fueron castigados con
enfermedades y otras maldades que haba lanzado la sirena.

Para sanar de los castigos y maldades que posean estos jvenes lanzados por
la sirena, tenan que ofrecer ofrendas (pagapu) a la tierra y as liberarse del
castigo de la tierra, pero el nio por ser honesto, no fue castigado y vivi feliz en
su tierra.

Related Interests