You are on page 1of 2

Surrealismo

:

“El surrealismo nació de las cenizas del Dadaísmo”

Orígenes: André Bretón (1896-1966) que había sido un ferviente partidario del dadaísmo, en el
"Congreso Internacional para la Determinación de las Direcciones y la Defensa del Espíritu
Moderno" rompe por tener diferentes opiniones sobre lo que debía ser el arte. Bretón compartía
con el dadaísmo su espíritu crítico contra la sociedad burguesa, contra sus instituciones y su moral,
sin embargo, él buscará hacer la crítica desde una posición teórica más clara en la que influyó el
psicoanálisis. Esta influencia va a explicar la evolución, la tensión y las variaciones en las
posiciones de los diferentes artistas que asumieron el surrealismo como una corriente estética e
incluso como una forma global de ver el mundo, es decir, como una cosmovisión.

André Bretón en el Primer Manifiesto Surrealista de 1924 define lo que entiende como
Surrealismo.

"SURREALISMO : sustantivo, masculino. Automatismo psíquico puro por cuyo nombre se intenta
expresar, verbalmente, por escrito o de cualquier otro modo, el funcionamiento real del
pensamiento. Es un dictado del pensamiento, sin la intervención reguladora de la razón, ajeno a
toda preocupación estética o moral.”
Además, establece:
"Creo en la futura armonización de estos dos estados, aparentemente tan contradictorios, que son
el sueño y la realidad, en una especie de realidad absoluta, en una sobrerrealidad o surrealidad, si
así se le puede llamar". En ese mismo documento señala una opinión sobre "lo maravilloso" que
se hecho famosa y que ayuda a entender al Surrealismo : "En la presente ocasión, he escrito con
el propósito de hacer justicia a lo maravilloso, de situar en su justo contexto ese odio hacia lo
maravilloso que ciertos hombres padecen, este ridículo que algunos pretenden atribuir a lo
maravilloso. Digámoslo claramente : lo maravilloso es siempre bello, todo lo maravilloso, sea lo
que fuere, es bello, e incluso debemos decir que solamente lo maravilloso es bello".

Características:

•Pretende acceder a la esencia última de la realidad adentrándose en los campos profundos del
pensamiento y dejando a éste libre de toda sujeción racional y, en gran medida, al margen de toda
preocupación estética o moral.

• Esta nueva apreciación de la realidad lleva a un universo nuevo para el surrealismo: el del
subconsciente, donde aquélla se manifiesta en su totalidad, y que es tan importante o más que la
vigilia. Esto permite hablar de una "poética del sueño", capaz de producir obras inquietantes y
extrañas, dominadas por la irracionalidad, por la no-lógica y por las técnicas de libre asociación.

• En consonancia con el rechazo de una visión informativa o descriptiva de la realidad.

 Interés manifestado por los mitos, entendidos como símbolos. Para Breton, el surrealista
es "un portador de llaves" y, por tanto, los mitos son los verdaderos conectores entre lo
real y lo suprarreal. Es el paso del subconsciente individual al subconsciente colectivo. A
partir de aquí se entiende el interés por el folklore, las leyendas y otras formas de creación
colectiva.

aparecen asociaciones libres e inesperadas de palabras. en la libera en que libera al propio lenguaje del peso de las pasiones reprimidas. sentimientos y conceptos que la razón mantiene separados. Pero todo ello no responde a un impulso : para el surrealista su lenguaje acarrea una densa carga humana. imágenes oníricas y hasta delirantes.• Pretende desentrañar el sentido último de la realidad. metáforas insólitas. A través del lenguaje se desvela el subconsciente libre de cada uno y de todos. de una realidad más amplia o "superior". . incluso una carga subversiva.  Mezclan objetos.