You are on page 1of 3

2

Alimentación del recién nacido sano


Concepción de Alba Romero

H
asta el siglo XVIII casi todos los do proteico del 7-10%, la grasa del 50% y los
recién nacidos que vivían eran ama- hidratos de carbono del 40%. El contenido de
mantados por sus propias madres o proteínas, sodio, minerales e inmunoblobuli-
por nodrizas. La lactancia materna era una nas es mayor en la leche madura. La leche que
apuesta de vida o muerte para los recién naci- se obtiene al final de la toma contiene más
dos. Los intentos por conseguir un sustituto grasa y menos proteínas que la leche al inicio
de la leche de madre a partir de la leche de de la toma, y aunque las cantidades de mine-
vaca supusieron un gran esfuerzo científico. rales y vitaminas sean menores que en las fór-
Poco a poco, la apuesta en marcha de normas mulas, la biodisponibilidad de todos los
higiénicas y el desarrollo de técnicas para la nutrientes es máxima, fenómeno que no se
conservación de la leche llevaron en los años reproduce con la leche artificial.
cincuenta a una gran expansión del uso de El contenido de hidratos de carbono (lactosa
fórmulas infantiles como alimentación del y oligosacáridos) es mayor durante los prime-
recién nacido con el consiguiente descenso ros meses de lactancia. Los oligosacáridos
importante del número de niños lactados al intervienen en el desarrollo neuronal (síntesis
pecho y la menor duración de la lactancia. de gangliósidos y esfingolípidos) y en el
Otros incentivos para el empleo de los deri- campo inmunológico, impidiendo la adhesión
vados artificiales fueron los cambios sociales bacteriana al epitelio intestinal y estimulando
como consecuencia del desarrollo de las ciu- el crecimiento de lactobacillus bifidus.
dades, la creciente incorporación de las muje-
res al trabajo etc. La leche humana es una leche relativamente
baja en proteínas, conteniendo aproximada-
mente una cuarta parte de la concentración pro-
Lactancia materna teica de la leche de vaca. Además, la proteína de
la leche de madre difiere cualitativamente de la
La leche humana está especialmente adapta-
de la vaca, siendo la de esta última casi entera-
da para el recién nacido, y constituye una
mente caseína y proteínas séricas (principal-
fuente completa de nutrientes al menos
mente lactoglobulina). Esto se relaciona en
durante los primeros 6 meses de vida. La com-
parte con la excelente capacidad gastrointesti-
posición de la leche de madre continúa sien-
nal de asimilar estos nutrientes. Por otra parte,
do en muchos aspectos un misterio por su
la lactoalbúmina contiene una mayor cantidad
variabilidad tanto entre las mujeres como
de aminoácidos sulfurados que pueden ser esen-
en una misma mujer a lo largo del día y del
ciales durante la infancia. La presencia de lacto-
tiempo.
ferrina e inmunoglobulinas (sobre todo la IgA)
La leche humana madura contiene una densi- es también importante y contribuye a la pecu-
dad calórica de 67 kcal/ml, siendo el conteni- liaridad de la leche de mujer.

19
Protocolos diagnósticos y terapéuticos en pediatría

La grasa está constituida por ácidos grasos no utilizar suplementos de leche artificial.
como el oleico, palmítico etc. y ácidos de Éstas son algunas de las pautas marcadas en
cadena muy larga como el araquidónico y 1989 por la Organización Mundial de la Salud
docosahexaenoico que son imprescindibles en y la UNICEF.
el desarrollo y función neuronal y retiniana.
Los profesionales de la salud debemos conside-
Es importante conocer también que los patro- rar siempre las fórmulas como sustituto de la
nes de crecimiento no son iguales que los de lactancia materna, y limitar su uso cuando la
los niños alimentados con fórmulas, aunque a leche de mujer no esté disponible como en
la larga se igualen. Con la lactancia materna casos de enfermedad grave, presencia de deter-
la ganacia de peso es más lenta y a veces se minadas infecciones como la tuberculosis acti-
interpreta erróneamente por parte de los va o la infección por VIH. Hay pocos fárma-
padres o del pediatra como desmedro secun- cos que contraindican la lactancia o bien
dario a escasez de aportes o se ve como una enfermedades metabólicas en el recién nacido,
desventaja. como la galactosemia, que precisa de dietas
La superioridad de la leche materna se funda- especiales. Las madres deben ver la lactancia
menta no sólo en aspectos nutricionales sino no como una obligación, sino como una fuen-
psicológicos, en la mejora del vínculo afecti- te de placer con beneficios adicionales no sólo
vo entre madre e hijo, en la protección frente para el niño sino también para ella misma.
a patología infecciosa y otras como obesidad,
diabetes mellitus, enfermedades respiratorias,
atopias y muy probablemente en la reducción Lactancia artificial
del síndrome de muerte súbita del lactante así
como en la mejora del desarrollo psicomotor Desde los años cincuenta, sociedades interna-
tanto en su conjunto como particularmente cionales han ido concretando directrices
en el cociente de inteligencia, aunque este específicas orientadoras y a veces de cumpli-
punto es motivo de controversia ya que inter- miento obligado para la creación de nuevas
vienen factores de tipo genético, ambiental y fórmulas. Durante los primeros meses de vida
emocional. se eligirá una fórmula de inicio que cubrirá
completamente las necesidades del lactante
Aunque el análisis científico y la experiencia
hasta el 5º mes de vida y que puede llegar a
demuestran los beneficios de la lactancia
utilizarse junto con otros alimentos durante el
materna como factor protector de la salud del
primer año de edad.
recién nacido, la realidad nos muestra que el
desarrollo de la sociedad ha supuesto un aban- Las fórmulas estándar se derivan de la leche
dono de la lactancia natural que precisa de de vaca y se caracterizan por una densidad
una reconducción de los hábitos. Por esto, es energética de 67 kcal/ml, con una proporción
importante realizar programas de promoción del 50-55% de grasa, 5% de proteínas y 30-
de la lactancia dentro y fuera de los hospita- 35% de hidratos de carbono. La proporción
les, capacitar al personal de salud para que seroproteínas/caseína aproxima el aminogra-
puedan poner en práctica las pautas que se ma de las fórmulas al de la leche humana. En
establezcan, facilitar el contacto con la madre los últimos años se han añadido aminoácidos
y puesta al pecho precoz tras el nacimiento como taurina y carnitina en un intento de
del niño, ofrecer alimentación a demanda y igualarse a la leche de madre con el propósito

20
Neonatología

de mejorar entre otras cosas el sistema inmu- les óptimos y seguros que se precisan y en qué
nitario intestinal. niños sería beneficioso añadirlo. Estre estas
últimas tendencias se encuentra la adición de
El hidrato de carbono predominante es la lac-
bifidobacterias para aumentar su colonización
tosa, que contribuye a la absorción del calcio
en el intestino del lactante de forma similar a
y a mantener la flora bífida predominante.
los lactados con leche de mujer y así dismi-
La fórmula deberá contener una proporción nuir la incidencia de diarrea fundamental-
adecuada de ácidos grasos saturados, monoin- mente por rotavirus.
saturados y poliinsaturados (LCP); estos últi- En resumen, se debe tener en consideración
mos juegan un papel fundamental en la con- que cualquier cambio que se haga en las fór-
figuración y función de las membranas celula- mulas se debe basar en criterios científicos y
res, en la inmunidad y en la regulación del en ensayos clínicos para que produzcan no
colesterol, y son muy importantes para el des- sólo beneficios comerciales sino también
arrollo cerebral y la agudeza visual. En los mejorías reales para el niño.
últimos años se han estudiado otros compo-
nentes de la leche materna que no tienen una
adecuada representación en la leche de vaca Bibliografía
para añadirlos sin que exista una base clara
1. Izatt SD. Lactancia materna. Manual de cuida-
para su uso, esto conduce a preguntarnos si dos neonatales. Cloherty JP, Stark AR. 3ª ed.
estas “nuevas fórmulas” son realmente “mejo- 1999; 153-157.
res fórmulas”. Por eso, añadir LCP en las
2. Lo CV, Kleinmann RE. Infant formula, past and
leches de prematuros que nacen con pocas
future: oportunities for improvement. Am J
reservas puede tener algún sentido, sobre todo Clin Nutr 1996; 63: 646S-6S.
si se hace de forma transitoria hasta que se
alcanza la madurez de los sistemas enzimáticos 3. Moreno JM. Fórmulas para lactantes sanos. An
Esp Pediatr 2001; 54(2): 147-150.
para la producción endógena; sin embargo,
añadirlo en la leche de los niños a término y 4. Powers NG, Slusser W. Breastfeeding update2:
de forma prolongada debería hacernos pensar Inmunology, nutrition and advocacy. Pediatr
si existe algún beneficio o inconveniente. Rev 1997; 18: 147-161.
Como antes se ha reseñado, también se están 5. Slusser W, Powers NG. Breastfeeding update 1:
añadiendo ácidos nucleicos y derivados que Inmunology, nutrition, and advocacy. Pediatr
favorecen el desarrollo y proliferación de teji- Rev 1997; 18: 11-119.
dos con rápida velocidad de crecimiento, 6. Wagner CL, Purhohit DM. Clinical aspects of
como el intestino, médula ósea y linfocitos, human milk and lactation. Clin Perinatol 1999;
pero todavía es necesario determinar los nive- 26: 2.

NOTAS

21