CONOCER-CONOCIMIENTO

“Quizá mi verdad interior, mi aproximación a lo que soy, pase por desaprender todo lo aprendido. Tenemos demasiadas ideas y conceptos, guardamos conocimientos como si almacenáramos cosas en el desván para un futuro que puede no llegar nunca. La conexión con el ser y con la fuente debe ser directa, sin intermediarios. Tanta tinta, tantas letras, tantos sistemas y ópticas para mirar el mundo. Pero, ¿qué de mí?, ¿qué de los que soy? Un piadoso olvido me dejaría desnudo y virgen sobre un mundo recién nacido. Entonces, quizá, mi propia voz iluminaría desde las profundidades verdaderas eternas.” (Luis Maggi) Cuando obtengas conocimientos, no te preguntes sólo de qué te sirven, sino más bien a quién más puede serle útil. (Anónimo) Si te llenas de conocimientos podrás pasarte días enteros hablando. Eso: hablando. Haciendo suposiciones. Los conocimientos son ajenos, la sabiduría es tuya, eres tú. Lo trascendente eres tú. “El motivo del conocimiento no es que se encuentren respuestas a las preguntas, sino que se tengan preguntas que hacer”. (Desconocido) “La sabiduría no es otra cosa que la medida del espíritu, es decir, la que nivela al espíritu para que no se extralimite ni se estreche.” (San Agustín) “Cuanto más tranquilo haga las cosas un hombre, mayor será su éxito, su influencia, su energía. La tranquilidad de la mente es una de las joyas hermosas de la sabiduría.” (James Allen) “La sabiduría de la vida consiste en eliminar lo que no sea esencial.” (Lin Yutang) “La mitad de la sabiduría es aprender a desaprender lo que se sabe.” (Larry Niven) “Para adquirir conocimientos, uno debe estudiar, pero para adquirir sabiduría, uno debe observar.” (Marilyn Vos Savant)

Francisco de Sales

CONOCER-CONOCIMIENTO

“La verdadera sabiduría de la vida consiste en ver lo extraordinario en lo común.” (Pearl Buck) “Conocerse de verdad a uno mismo no es otra cosa que oír de Dios lo que Él piensa de nosotros...” (San Agustín)

Conocimiento es la acumulación fría de información. Sabiduría es el arte de sentir y comprender, y el remate cálido y personal con que cada persona individualiza los asuntos generales. La diferencia es muy notable. Al principio pueden ser muy útiles los conocimientos ya que su función es recordarnos lo que ya sabíamos y teníamos desatendido, o poner en marcha el mecanismo propio que convierte la información, tras un proceso de elaboración personalizada, en sabiduría. Los conocimientos no son tan importantes como parece. Quien tenga una buena capacidad de memorizar puede acumular muchos, y será una enciclopedia andante; eso le puede aportar crecimiento social, e incluso personal, pero no crecimiento espiritual. Lo importante no es que uno sepa repetir lo que han pensado o descubierto otros, sino la versión propia o la opinión particular de eso mismo; lo que ha quedado integrado, el poso que ha dejado, lo que uno ha elaborado, la sabiduría propia en que se ha convertido… Francisco de Sales

CONOCER-CONOCIMIENTO Lo importante es comprender (RAE: contener, incluir en sí algo. Entender, alcanzar, penetrar), incluirlo en uno. No en la memoria, sí en el alma. No filosofía ajena, sí filosofía con el toque que personaliza, que la hace exclusiva, que hace que uno la pueda firmar como propia.

REFLEXIONES PETULANTES Los conocimientos van directos al archivo del cerebro; la sabiduría vive en el corazón.

SOLUCIONES O SUGERENCIAS No tengas miedo: si en algún momento te falla el conocimiento, utiliza tu sabiduría.

CUENTECITO Dijo el Maestro: “Un burro alojado en una biblioteca no se hace sabio, y un burro con un cargamento de libros tampoco”. Los conocimientos son poco más que un pasatiempo. La sabiduría es Uno Mismo expresándose.

POR SI NO LO SABES
La sabiduría es una habilidad que se desarrollada con la aplicación de la inteligencia en la experiencia, obteniendo conclusiones que nos dan un mayor entendimiento de la vida, que a su vez nos capacitan para reflexionar, sacando conclusiones que nos dan discernimiento de la verdad, el bien, lo bueno y lo malo. La sabiduría y la moral se

Francisco de Sales

CONOCER-CONOCIMIENTO interrelacionan dando como resultado un individuo que actúa con buen juicio. (Definición de sabiduría)

RESUMIENDO Conocer está bien. Los conocimientos nunca sobran y, socialmente, están valorados: uno queda bien en cualquier reunión. Pero no nos estamos preparando para un examen general, nos estamos preparando para ser mejores personas, para estar más a gusto con nosotros mismos, y para ser más felices, para crear nuestras propias filosofías políticas, religiosas y de la vida cotidiana. Para ello no son imprescindibles los conocimientos, sí la sabiduría. Todos tenemos sabiduría porque todos llevamos incorporado un sabio por naturaleza. Lo que necesitamos es despertarle y ponerle a trabajar.

Francisco de Sales