You are on page 1of 2

LO QUE SUCEDE CUANDO UNA MADRE ORA

9
Y se levantó Ana después que hubo comido y bebido en Silo; y mientras el sacerdote Elí estaba sentado en una
silla junto a un pilar del templo de Jehová, 10ella con amargura de alma oró a Jehová, y lloró abundantemente.
11
E hizo voto, diciendo: Jehová de los ejércitos, si te dignares mirar a la aflicción de tu sierva, y te acordares de
mí, y no te olvidares de tu sierva, sino que dieres a tu sierva un hijo varón, yo lo dedicaré a Jehová todos los
días de su vida, y no pasará navaja sobre su cabeza.” -- 1 Samuel 1:9-11

El poder de la oración perseverante es algo que todo cristiano debe conocer, pero hoy
hablaremos específicamente de la importancia de la oración de una madre por sus hijos.
Muchos padres y madres, por las múltiples ocupaciones de la Vida, descuidan ese hábito. Sin
embargo, es esencial que los padres sepan cómo orar por sus hijos, especialmente cuando
enfrentan situaciones difíciles. La mayoría de hijos conocen a Dios por medio de sus padres y
aprenden a orar juntamente con ellos. Sin importar qué edad tengan, asuma la
responsabilidad y el reto de orar por sus hijos, sin desmayar, porque éste es un privilegio que
Dios le ha dado.

Instruye al niño en su camino, y aun cuando fuere viejo no se apartará de él. — Proverbios
22:6

Una madre posee influencia espiritual y natural para lograr que sus hijos hagan la voluntad de
Dios, la cual es buena, agradable y perfecta y para que caminen en justicia y rectitud delante
de los ojos de Dios, Si tenemos fe y oramos por nuestros hijos, Dios nos escuchará y los
bendecirá.
Cuando una mujer de Dios toma la decisión de hacer la voluntad de Dios y le pide a Dios el
valor para vencer y obedecer lo que Él le pide hacer, podrá derrotar a los enemigos de su
matrimonio y de su familia y ser usada para que Dios transformación me la vida de todos a su
alrededor. Aun cuando a veces sea dif(cil, o sean muchas las ocupaciones de la casa, el
negocio, o el trabajo, Dios respalda y concede la victoria a las madres que perseveran como
intercesoras de su familia, ¿Cómo orar por sus hijos?

• Empiece dando gracias y pida perdón.
El Salmo 100:4 dice: "Entremos por sus puertas con acción de gracias, por sus atrios con
labanza".

• Ore de acuerdo a la voluntad de Dios. como Jesús. • Repita las promesas de Dios en voz alta. Sus oraciones deben ser específicas: Que conozcan a Jesús. Cuando aún estén en su Vientre y mientras crecen. sanos. a través de las generaciones venideras y que todo 10 que tocan es bendecido. • Sea especifico. y la fe de su familia. Declare la protecc16n sobrenatural de Dios sobre sus vidas. afirmados y liberados de todo temor. al darse cuenta que tuvo respuestas a todas sus oraciones. Algunas oraciones son "oraciones de espera". por ejemplo: Eres esforzado y valiente. Que sepan escoger compañeros sin vicios ni malas influencias. Todo lo puedes en Cristo que te fortalece. • Sea especifica al orar por sus hijos. Que sean llenaos del Espíritu Santo y sigan Su dirección. que temerán a Dios. en estatura y sabiduría. que la herencia de fe continuará sin cesar. Declare que son salvos. Ore por la elección de su carrera y de su futuro c6nyuge mientras aún son niños(as). ya que no veremos respuestas inmediatas. pr6speros y altamente bendecidos todos los dias de su Vida. Dígales. Para esto es indispensable la guía y dirección del Espíritu Santo. sean Justos y que sean librados del mal. Que aprendan a discernir entre el bien y el mal. . ellos son fortalecidos en su fe.Primero debemos dar gracias a Dios por todo para luego pedir perd6n por nuestros pecados y por los de nuestros hijos. Que se mantengan sexualmente puros. Debemos pedirle que nos revele lo que hay en Su corazón para nuestros hijos y que nos muestre el camino. sino que tendremos que esperar el tiempo señalado por Dios para que cada petici6n sea respondida. Declare que son cabeza y no cola. Que cumplan con los mandamientos. Que siempre tomen en cuenta a Dios en sus grandes y pequeñas decisiones. declare que caminarán en rectitud. Bendiga el fruto de su vientre aun antes de concebir a sus hijos. en su levantar y acostar. Esto aumentará su fe. Que honren a sus padres. Cuando declara las promesas de Dios sobre sus hijos. Escriba las oraciones. en su entrada y su salida.