You are on page 1of 34

Las soluciones en química, son mezclas homogéneas en iguales o distintos

estados de agregación, la concentración de una solución constituye una de sus


principales características. Bastantes propiedades de las soluciones dependen
de su concentración .Siendo un tema de vital importancia para su estudio

La termoquímica estudia los cambios de energía asociados a las


transformaciones químicas.

Cuando en una reacción química los reactivos (R) y los productos (P) se encuentran a la misma
presión (frecuentemente la presión atmosférica), el calor puesto en juego durante el proceso
(R P) se denomina variación de entalpía (DH = Qp). En los procesos químicos

Exotérmicos donde se desprende calor DH < 0, mientras que en los


endotérmicos, donde se absorbe calor, DH > 0.

La variación de entalpía de algunas transformaciones químicas puede


determinarse

Experimentalmente por medida del calor involucrado en las mismas, con un


equipamiento relativamente sencillo.

La cinética Química es la variación a lo largo del tiempo de las concentraciones


de los reactivos y productos que intervienen en una reacción química

Observa el siguiente mapa conceptual aquí se resume de manera


generalizada lo que respecta a las soluciones o disoluciones
SOLUCION O DISOLUCION

Una solución (o disolución) es una mezcla de dos o más componentes,


perfectamente homogénea ya que cada componente se mezcla con el otro, de
modo tal que pierden sus características individuales. Esto significa que los
constituyentes son indistinguibles y el conjunto se presenta en una sola fase
(sólida, líquida o gas) bien definida.

Una solución que contiene agua como solvente se llama solución acuosa.

Si se analiza una muestra de alguna solución puede apreciarse que en


cualquier parte de ella su composición es constante.
Entonces, reiterando, llamaremos solución o disolución a las mezclas
homogéneas que se encuentran en fase líquida. Es decir, las mezclas
homogéneas que se presentan en fase sólida, como las aleaciones (acero,
bronce, latón) o las que se hallan en fase gaseosa (aire, humo, etc.) no se les
conoce como disoluciones.

Las mezclas de gases, tales como la atmósfera, a veces también se consideran


como soluciones.

Las soluciones son distintas de los coloides y de las suspensiones en que las
partículas del soluto son de tamaño molecular y están dispersas uniformemente
entre las moléculas del solvente.

Las sales, los ácidos, y las bases se ionizan cuando se disuelven en el agua

<iframewidth="640"height="360" frameborder="0"

Características de las soluciones (o disoluciones)


I) Sus componentes no pueden separarse por métodos físicos simples como
decantación, filtración, centrifugación, etc.

II) Sus componentes sólo pueden separase por destilación, cristalización,


cromatografía.

III) Los componentes de una solución son soluto y solvente.

IV) En una disolución, tanto el soluto como el solvente interactúan a nivel de


sus componentes más pequeños (moléculas, iones). Esto explica el carácter
homogéneo de las soluciones y la imposibilidad de separar sus componentes
por métodos mecánicos.

Componentes de una disolución


Soluto es aquel componente que se encuentra en menor cantidad y es el que
se disuelve. El soluto puede ser sólido, líquido o gas, como ocurre en las
bebidas gaseosas, donde el dióxido de carbono se utiliza como gasificante de
las bebidas. El azúcar se puede utilizar como un soluto disuelto en líquidos
(agua).

Solvente es aquel componente que se encuentra en mayor cantidad y es el


medio que disuelve al soluto. El solvente es aquella fase en que se encuentra
la solución. Aunque un solvente puede ser un gas, líquido o sólido, el solvente
más común es el agua.

Mayor o menor concentración

Ya dijimos que las disoluciones son mezclas de dos o más sustancias, por lo
tanto se pueden mezclar agregando distintas cantidades: Para saber
exactamente la cantidad de soluto y de solvente de una disolución se utiliza
una magnitud denominada concentración.

5.1.3 Clasificación de las soluciones


Dependiendo de su concentración, las disoluciones se clasifican en diluidas,
concentradas, saturadas, sobresaturadas.

A)Según su concentración

.Diluidas: si la cantidad de soluto respecto del solvente es pequeña. Ejemplo:


una solución de 1 gramo de sal de mesa en 100 gramos de agua.

Concentradas: si la proporción de soluto con respecto del solvente es grande.


Ejemplo: una disolución de 25 gramos de sal de mesa en 100 gramos de agua.

Saturadas: se dice que una disolución está saturada a una determinada


temperatura cuando no admite más cantidad de soluto disuelto. Ejemplo: 36
gramos de sal de mesa en 100 gramos de agua a 20º C.

Si intentamos disolver 38 gramos de sal en 100 gramos de agua, sólo se


disolvería 36 gramos y los 2 gramos restantes permanecerán en el fondo del
vaso sin disolverse.

Sobresaturadas: disolución que contiene mayor cantidad de soluto que la


permitida a una temperatura determinada. La sobresaturación se produce por
enfriamientos rápidos o por descompresiones bruscas. Ejemplo: al sacar el
corcho a una botella de refresco gaseoso.
b)según su estado

Disoluciones sólidas: son las aleaciones de los metales

Ejemplos:

Bronce(Cu-Sn)Acero (Fe-Cu)
rDisoluciones líquidas

Disoluciones gaseosas

Aire

Smog

5.1.4 Modo de expresar las Concentraciones


Ya sabemos que la concentración de las soluciones es la cantidad de soluto
contenido en una cantidad determinada de solvente o solución. También
debemos aclarar que los términos diluidos o concentrados expresan
concentraciones relativas.

Las unidades de concentración en que se expresa una solución o disolución


pueden clasificarse en unidades físicas y en unidades químicas.

5.1.4.1 Unidades físicas de Concentración


Las unidades físicas de concentración están expresadas en función del peso y
del volumen, en forma porcentual, y son las siguientes:

a) Tanto por ciento peso/peso %P/P = (cantidad de gramos de soluto) / (100


gramos de solución)

b) Tanto por ciento volumen/volumen %V/V = (cantidad de cc de soluto) / (100


cc de solución)

c) Tanto por ciento peso/volumen % P/V =(cantidad de gr de soluto)/ (100 cc de


solución)

a) Porcentaje peso a peso (% P/P): indica el peso de soluto por cada 100
unidades de peso de la solución.
b) Porcentaje volumen a volumen (% V/V): se refiere al volumen de soluto por cada
100 unidades de volumen de la solución.

c) Porcentaje peso a volumen (% P/V): indica el número de gramos de soluto que hay
en cada 100 ml de solución.

Ejercicio:

Se tiene un litro de solución al 37%. ¿Cuántos litros de agua se tienen que


agregar para que quede al 4%?

Resolvamos:

El problema no indica las unidades físicas de concentración. Se supondrá que


están expresadas en % P/V.

Datos que conocemos: V = volumen, C= concentración

V1 = 1 litro

C1 = 37%

37% P/V = significa que hay 37 gramos de soluto en 100 ml de solución


(solución = soluto +solvente).

C2 = 4%

V2 = ¿?

Regla para calcular disoluciones o concentraciones

V1 • C1 = V2 • C2

Puede expresarse en: % P/V

Reemplazando los datos que se tienen del problema, se obtiene:


Entonces, si tenemos un litro de solución al 37%; para obtener una solución al
4% es necesario tener un volumen de 9,25 litros; por lo tanto, para saber
cuántos litros de agua hay que agregar al litro inicial, hacemos:

V2 – V1 = Volumen de agua agregado

9,25 – 1 = 8,25 litros

Respuesta: Se deben agregar 8,25 litros de agua


5.1.4.2 Unidades Químicas de Concentración
Para expresar la concentración de las soluciones se usan también sistemas
con unidades químicas, como son:

a) Fracción molar

b) Molaridad M = (número de moles de soluto) / (1 litro de solución)

c) Molalidad m = (número de moles de soluto) / (1 kilo de solvente)

a) Fracción molar (Xi): se define como la relación entre los moles de un


componente (ya sea solvente o soluto) de la solución y los moles totales
presentes en la solución.

Ejercicio:
Se agregan 3 gramos de sal en una cacerola con 4 litros de agua ¿cuál es la
concentración de sal?, o dicho de otra forma ¿cuál es la concentración de la
solución?

Calcular la fracción molar de solvente y de soluto: Recordemos que la fracción


molar expresa la concentración de una solución en Moles de Soluto o de
Solvente por Moles Totales de la Solución.

Solvente: agua (H2O)

Soluto: sal (NaCl)

Datos que conocemos: 3 gramos de soluto y 4.000 cm3 (4 litros) de


solvente.

Con estos datos debemos resolver el problema, calculando 4 valores


significativos: moles de solvente, moles de soluto, fracción molar de solvente y
fracción molar de soluto.

Para el agua, se conoce su masa molar = M(H2O) = 18 g/mol (1 mol de H2O


contiene 18 g, formados por 2 g de H y 16 g de O).

Averiguar cuántos moles de solvente H2O) tenemos:

Para la sal (NaCl) su masa molar = M(NaCl) = 58,5 g/mol (1 mol de sal equivale
a 58,5 g, formados por 23 g de Na y 35,5 g de Cl)

Averiguar cuántos moles de soluto tenemos:


Ahora que conocemos la cantidad de moles de solvente y la cantidad de moles
de soluto, podemos calcular las fracciones molares de solvente y de soluto:

Fracción molar del solvente = Xsolvente

Fracción molar del solvente (agua) = 0,99977

Fracción molar del soluto= X soluto

Fracción molar del soluto= 0,00023

Pero sabemos que:

Entonces: 0,99977 + 0,00023 = 1

b) Molaridad (M): Es el número de moles de soluto contenido en un litro de


solución. Una solución 4 molar (4 M) es aquella que contiene cuatro moles de
soluto por litro de solución.
Ejercicio:

¿Cuál será la molaridad de una solución que contiene 64 g de Metanol (masa


molar del metanol 32 gr/mol) en 500 ml de solución?

Datos conocidos: metanol 64 g

Masa molar del metanol: 32 g/mol

Masa de la solución: 500 ml (0,5 litro)

Primero calculamos la cantidad de moles que hay en 64 g de metanol.

Si un mol de metanol equivale a 32 g, 64 g equivalen a 2 moles (64/32=2)

Aplicamos la fórmula:

Respuesta: 4 molar

c) Molalidad

En primer lugar debemos advertir que molalidad no es lo mismo que molaridad


por lo cual debemos evitar confundirlas puesto que el nombre es muy parecido
pero en realidad cambian mucho los cálculos, y es un grave error pero muy
frecuente.

En la molalidad relacionamos la molaridad del soluto con el que estamos


trabajando con la masa del disolvente (en kg) que utilizamos.

La definición de molalidad es la siguiente:

Relación entre el número de moles de soluto por kilogramos de disolvente (m)


5.1.5 Propiedades de las Soluciones
Propiedades constitutivas: aquellas que dependan de la naturaleza de las
partículas disueltas. Ej. Viscosidad, densidad, conductividad eléctrica, etc.

Propiedades Coligativas: dependen del número de partículas disueltas en


una cantidad fija del disolvente y no de la naturaleza de estas partículas. Ej.
Descenso de la presión de vapor, aumento del punto de ebullición, disminución
del punto de congelación, presión osmótica.

5.1.6 Solubilidad
En química, la solubilidad mide la capacidad de una determinada sustancia
para disolverse en un líquido.

Algunos líquidos, tales como agua y alcohol, pueden ser disueltos en cualquier
proporción en otro solvente. Sin embargo, el azúcar tiene un límite de
solubilidad ya que al agregar cierta cantidad adicional en una solución está
dejará de solubilizarse, llamándose a esta solución saturada.

Es la proporción en que una cantidad determinada de una sustancia se


disolverá en una cantidad determinada de un líquido, a una temperatura dada.

En términos generales, es la facilidad con que un sólido puede mezclarse


homogéneamente con el agua para proporcionar una solución química.

La solubilidad es la mayor cantidad de soluto (gramos de sustancia) que se


puede disolver en 100 gramos (g) de disolvente a una temperatura fija, para
formar una disolución saturada en cierta cantidad de disolvente.

La capacidad de una determinada cantidad de líquido para disolver una


sustancia sólida no es ilimitada. Añadiendo soluto a un volumen dado de
disolvente se llega a un punto a partir del cual la disolución no admite más
soluto (un exceso de soluto se depositaría en el fondo del recipiente). Se dice
entonces que está saturada.

Pues bien, la solubilidad de una sustancia respecto de un disolvente


determinado es la concentración que corresponde al estado de saturación a
una temperatura dada.

Las solubilidades de sólidos en líquidos varían mucho de unos sistemas a


otros. Así a 20º C la solubilidad del cloruro de sodio (NaCl) en agua es 6 M
(molar) y en alcohol etílico (C2H6O), a esa misma temperatura, es 0,009 M
(molar). Cuando la solubilidad es superior a 0,1 M (molar) se suele considerar
la sustancia como soluble en el disolvente considerado; por debajo de 0,1 M
(molar) se considera como poco soluble o incluso como insoluble si se aleja
bastante de este valor de referencia.

La solubilidad depende de la temperatura; de ahí que su valor vaya siempre


acompañado del de la temperatura de trabajo. En la mayor parte de los casos,
la solubilidad aumenta al aumentar la temperatura.

Factores que determinan la solubilidad

Solubilidad en líquidos: al elevar la temperatura aumenta la solubilidad del


soluto gas en el líquido debido al aumento de choques entre moléculas contra
la superficie del líquido. También ocurre lo mismo con la presión.

Solubilidad de líquidos en líquidos: Al aumentar la temperatura aumenta la


solubilidad de líquidos en líquidos. En este caso la solubilidad no se ve
afectada por la presión.

Solubilidad de sólidos en líquidos: la variación de solubilidad está relacionada


con el calor absorbido o desprendido durante el proceso de disolución. Si
durante el proceso de disolución se absorbe calor la solubilidad crece con el
aumento de la temperatura, y por el contrario, si se desprende calor durante el
proceso de disolución, la solubilidad disminuye con la elevación de
temperatura. La presión no afecta a la solubilidad en este caso.

Unidades de medida

Puesto que la solubilidad es la máxima concentración que puede alcanzar un


soluto, se medirá en las mismas unidades que la concentración.

Es habitual medirla en gramos de soluto por litro de disolución (g/l) o en gramos


de soluto por cada 100 cc de disolución (%).

Aunque la unidad de medida se parezca a la de la densidad, no es una medida


de densidad. En la densidad, masa y volumen se refieren al mismo cuerpo. En
la solubilidad, la masa es de soluto y el volumen es de la disolución, de la
mezcla de soluto y disolvente

Ejemplo:

Calcular la molaridad de una solución que contiene 44g. Sulfato de amonio


(NH4)2SO4 y ocupa un volumen de disolución de 650 ml.

¿M?
44g. (NH4)2SO4

650ml. Disolución

N: 14.00x2= 28.00

H: 1.01x8= 8.08

S: 32.07x1= 32.07

O: 16.00x4= 64.00

1mol (NH4)2SO4 = 132.15g. (NH4)2SO4

1L. = 1000ml.

X = 650ml.

= 0.650 L.

M= 44g. / 132.15 (g/mol)/ 0,650 L.

M= 0.512(mol/L.)

Primera ley de la Termodinámica


El primer principio establece que la energía de un sistema se conserva
siempre. Si al experimentar un proceso disminuye la energía del sistema debe
aparecer una cantidad equivalente de energía en su entorno. De hecho, el
primer principio de la termodinámica explica cómo afectan los intercambios de
calor y trabajo a la energía de un sistema; para ello se emplea una magnitud
denominada energía interna que se representa por la letra U. La capacidad de
un sistema de realizar trabajo (W), su reserva total de energía, se denomina
Energía Interna, U. No se puede determinar el valor absoluto de U de un
sistema, lo mejor es medir los cambios en la energía interna. #U= U final – U
inicial

Con estos tres conceptos: energía interna (U), trabajo (W) y calor (Q) puede
enunciarse el primer principio de la termodinámica cómo: "La variación de la
energía interna de un sistema es igual al calor desprendido o absorbido por el
sistema más el trabajo realizado por o sobre el sistema".

DU= Q + W

La 1° Ley de la Termodinámica establece que la energía Interna de un sistema


aislado es constante y es la base de la calorimetría. El calorímetro y su
contenido constituyen un sistema asilado y todo el Q absorbido o emitido por el
proceso es emitido o absorbido por el calorímetro. En un sistema aislado
(sistema que no tiene intercambio de calor ni materia con el medio) no es
posible ningún cambio de energía y DU= 0. Si el sistema tiene paredes
aislantes,

Adiabáticas, como las de un termo la energía sólo puede transferirse como W


(Q=0). Las paredes que permiten la transferencia de energía como Q, se
denominan Diatérmicas. Si ocurre una reacción química en un recipiente rígido,
el sistema no puede realizar W de expansión (V=constante; W=0),
entonces DU= Q

Para un gas ideal es importante saber que DU sólo depende de la


Temperatura, en un proceso ISOTÉRMICO (a T=cte.) DU=0

Ya hemos visto que un sistema termodinámico puede intercambiar energía con


su entorno en forma de trabajo, de calor o de ambos aumentando o
disminuyendo su energía interna. El primer principio de la termodinámica
establece la relación entre estas tres magnitudes y no es más que la aplicación
del principio de conservación de la energía a los sistemas termodinámicos.

Escribamos el principio de conservación de la energía en el caso de que exista


trabajo externo: Como hemos visto, si un sistema absorbe calor también
aumenta la energía total de este: Si hay realización de trabajo y absorción de
calor:

Ahora, si tenemos en cuenta que la energía interna es la suma de todas las


energías de las partículas que tiene el sistema (recuerda que se excluyen la
energía cinética y potencial del sistema tomado como un todo), la ecuación
anterior quedara:

Criterio de signos

Si trabajamos con un gas, el trabajo de las fuerzas externas es el mismo que el


realizado por el gas pero cambiado de signo: si el gas se expande, como el
sistema pierde energía interna, lo consideraremos negativo en la ecuación
anterior y positiva si el trabajo se realiza sobre el sistema. Del mismo modo, si
el calor es absorbido por el sistema lo consideraremos positivo y si es cedido al
entorno negativo.

Procesos termodinámicos

Se denomina proceso termodinámico a la evolución de un determinado


sistema, para su estudio se observa la variación de determinadas magnitudes
termodinámicas. Estas

Transformaciones deben transcurrir desde un estado inicial a otro final; es


decir, las magnitudes que sufren una variación al pasar de un estado a otro
deben estar perfectamente definidas en dichos estados inicial y final. Un
proceso termodinámico puede ser visto como los cambios de un sistema,
desde unas condiciones iniciales hasta otras condiciones finales, debidos a la
desestabilización del sistema.

Proceso isócoro. Un proceso isócoro es un proceso termodinámico en el cual el


volumen permanece constante; ΔV = 0. Esto implica que en el proceso no se
realiza trabajo presión volumen, ya que este se define como W = PΔV, donde P
es la presión. El primer principio de la termodinámica lo escribiremos así: ΔU =
Q

En un proceso isócoro todo el calor que transfiramos al sistema se sumara a su


energía interna, U.

Proceso adiabático. En el no hay intercambio de calor con el entorno. En estos


procesos la variación de energía interna coincide con el trabajo: ΔU = W

El calentamiento y enfriamiento adiabático son procesos que comúnmente se


dan debido al cambio en la presión de un gas. Esto puede ser cuantificado
usando la ley de los gases ideales: P V = n R T

Proceso isobaro. Es un proceso que ocurre a presión constante; en general,


podrá haber realización de trabajo (W = PΔV). La variación de energía interna
en este caso será: ΔU = Qp +

W Proceso isotérmico. En este tipo de procesos la temperatura se mantiene


constante. Si hablamos de un gas ideal (sin fuerzas entre sus partículas), como
la energía interna dependerá solo de la energía cinética de sus partículas, no
variara la energía interna en estos procesos por lo que:
0=Q+W

Calor a volumen y presión constantes

Calor a volumen constante. En termodinámica llamamos transformación


isocora a la que transcurre sin cambio en el volumen del sistema. Muchas
reacciones en química transcurren sin un cambio apreciable en el volumen:
neutralización de una base con un ácido en disolución acuosa... A la absorción
o emisión de calor en estas condiciones las denominamos calor a volumen
constante. Si recordamos el primer principio de la termodinámica vemos que en
este caso la variación de energía interna coincide con el calor a volumen
constante ya que no hay realización de trabajo al no variar el volumen del
sistema:

Calor a presión constante. En termodinámica llamamos transformación


isobara a la que transcurre sin variación en la presión, este es el caso de
muchísimas reacciones químicas que se producen en el laboratorio a presión
atmosférica y que implica el concurso de gases. En este caso sí que puede
haber realización de trabajo, por lo que deberemos tenerlo en cuenta al utilizar
el primer principio de la termodinámica. El calor absorbido o cedido en estas
reacciones recibe el nombre de entalpia de la reacción.

Si trabajamos con gases a presión constante, el trabajo realizado se deberá a


la variación producida en su volumen, por tanto podemos escribir:

Donde Δn es la variación en el número de moles de gas producida en la


reacción.

Ecuaciones termoquímicas

Expresan tanto los reactivos como los productos indicando entre paréntesis su
estado físico o de agregación, y a continuación la variación energética
expresada como ΔH (habitualmente como ΔH0).

Ejemplos: CH4 (g) + 2 O2 (g) CO2 (g) + 2 H2O (l); ΔH0 = –890 kJ

H2 (g) + ½ O2 (g) H2O (g); ΔH0 = –241,4 kJ

Leyes termoquímicas:

1. ΔH depende del número de moles que se forman o producen. Por tanto, si


se ajusta

Poniendo coeficientes dobles, habrá que multiplicar ΔH0 por 2:

2 H2 (g) + O2 (g)2 H2O (g) ΔH0 = 2 x (–241,4 kJ)


Con frecuencia, suelen usarse coeficientes fraccionarios para ajustar las
ecuaciones:

H2 (g) + ½ O2 (g)H2O (g) ΔH0 = –241,4 kJ

2. Cuando se invierte una ecuación, se cambian los papeles de reactivos y


productos, por lo tanto la magnitud de H se mantiene igual pero cambia
de signo.

CO2 (g) + 2 H2O (l) CH4 (g) + 2 O2 (g) H = 890,4 kJ

CH4 (g) + 2 O2 (g) CO2 (g) + 2 H2O (l) H = - 890,4 kJ

5.2.1 Entalpia de Reacción


Ya hemos visto que el calor absorbido o desprendido a presión constante en un
proceso se llama (variación de) entalpia.

Esta variación de entalpia la podemos escribir como ΔH, si tenemos en cuenta


el primer principio de la termodinámica para un gas ideal:

ΔU = ΔH + W = ΔH - PΔV

Reordenando:

ΔH = ΔU + P・ΔV

Podemos definir la entalpia absoluta como: H = U + P・V

En concreto, si este calor es desprendido o absorbido en una reacción química


recibe el nombre de entalpia de reacción y lo simbolizamos como ΔHr.

Una reacción se llama exotérmica si su entalpia de reacción es negativa (es


decir, si el sistema cede calor) y endotérmica si su entalpia es positiva (es
decir, si el sistema absorbe calor).

Entalpia normal de reacción. La variación de la entalpia normal o estándar


(denotada como Δhor) es la variación de entalpia que se da en un sistema
durante una reacción química bajo condiciones normales (P = 1 atm, T = 25
°C). Su unidad es el J en el sistema internacional de unidades (aunque es más
habitual encontrarla expresada en kJ).

5.2.2 Entalpia de Formación


En química y en física usamos muchas magnitudes son relativas, es decir su
valor depende del punto de referencia escogido. Algunas de estas magnitudes
son la posición, la velocidad, la energía cinética, la energía potencial... Sin
embargo, sus variaciones de una situación a otra si que tienen un valor
determinado (independientemente del punto de referencia escogido). Cuando
hablamos de la entalpia o de la energía interna, nos encontramos ante una
situación parecida: no es posible conocer el valor absoluto de la entalpia H,
pero si que podemos determinar el valor de sus cambios ΔH. Es posible, por
tanto, escoger arbitrariamente un origen para estas magnitudes y a partir de ahí
trabajar con sus variaciones.

Para cada compuesto definiremos como entalpia normal de formación ΔHfo a


la variación de entalpia que se produce cuando se forma (en condiciones
normales) un mol de sustancia a partir de sus elementos constituyentes.

Consideraremos (arbitrariamente) que los elementos en su estado habitual en


condiciones normales tienen entalpia de formación nula. Esta consideración
nos permite construir una tabla de entalpias de formación estándar (o normal)
para los diferentes compuestos.
5.2.3 Entalpia de enlace
Una reacción química consiste en la formación de nuevas sustancias
(productos) a partir de otras (reactivos). En este proceso se rompen enlaces de
los reactivos y se forman otros nuevos en los productos. Por ejemplo, si
pensamos en la reacción de formación del agua:

2 H2 (g) + O2(g) → 2 H2O(g)

Vemos que, a nivel molecular, se debieron romper los enlaces de las moléculas
de hidrogeno y de oxígeno para formar nuevos enlaces entre el oxígeno y el
hidrogeno.

La energía (o entalpia) de enlace º. En el caso de moléculas diatómicas con un


solo enlace, se corresponde con la energía necesaria para disociar 1 mol de
dicha sustancia en los átomos que la forman. Para moléculas poli atómicas, la
energía de enlace se toma como el valor medio necesario para romper cada
uno de los enlaces iguales; por ejemplo, se sabe que para romper el primer
enlace H–O del H2O se precisan 495 kJ/mol mientras que solo se necesitan
425 kJ/mol para romper el segundo, por lo que se suele tomar el valor medio
(460 kJ/mol) como energía del enlace H–O. Si sabemos cuál es el valor de las
energías de los enlaces formados y destruidos, podemos calcular la entalpia de
la reacción:

ΔHro = Σ(Energía de los enlaces rotos) - Σ(Energía de los enlaces formados)

Por tanto, si disponemos de una tabla de energías de enlace, podremos


calcular las entalpias de reacción para los diferentes procesos químicos.
5.2.4 El Ciclo de Hess
Se enuncia como: " El cambio de entalpía para una reacción es el mismo, ya
sea que esta se efectúe en un solo paso o en una serie de pasos". En otras
palabras, si podemos separar la reacción de interés en una serie de reacciones
para las cuales podemos medir el valor deH°reac podemos calcular H° para la
reacción total.

El ciclo (o ley de Hess) se refiere a la aditividad que tienen las entalpias de


reacción y no es más que una consecuencia del hecho de que la entalpia es
una función de estado.

En otras palabras, si nos dan una serie de reacciones con sus


correspondientes entalpias, para determinar la de una reacción particular,
podemos combinar las reacciones dadas (sumarlas, invertirlas o multiplicarlas
por un escalar), para obtener la reacción pretendida. Si se invierte una
reacción, entonces el signo de su ΔHr se cambia; además, si una reacción se
multiplica por un factor, el valor de su ΔHr también se debe multiplicar por el
mismo número.
Como aplicación de la ley de Hess, podemos estudiar la formación del CO2(g)
en una sola etapa en la que reaccionen el C(s) y el O2(g) o en dos etapas
produciéndose primero CO(g) a partir del C(s) y del O2(g) y, posteriormente,
CO2(g) a partir del monóxido de carbono por reacción con el O2(g):

Dos etapas: 2 C(s) + O2(g) → 2 CO(g) ΔHor1 = - 220.8 kJ

2 CO(g) + O2(g) → 2 CO2(g) ΔHor2 = - 566.2 kJ

Una etapa: 2 C(s) + 2 O2(g) → 2 CO2(g) ΔHor (TOTAL) = -787.0 kJ

ΔHor (TOTAL) = ΔHor1 + ΔHor2

Para calcular la entalpia del proceso en una sola etapa ha sido suficiente sumar
las entalpias de los dos procesos más sencillos, ajustando, obviamente, todos
los coeficientes estequiométricos.

Si queremos conocer la entalpia normal de formación del CO2 (g) será


suficiente dividir la tercera ecuación por dos: ΔHof = - 393.5 kJ/mol.
La ley de Hess nos permite calcular la entalpia de cualquier reacción si
conocemos las entalpias de formación de las sustancias que en ella
intervienen.

Ejercicios para practicar


Ejercicio 1 A la temperatura de 298 K y volumen constante, la combustión de
1 g del compuesto C2H2O4(s) desprende 2834 J en forma de calor. Calcula la
energía que se obtendrá en la combustión de 1 mol de este compuesto a
presión constante y 298 K.

Datos: R = 8,314 J/Kmol, C:12, H:1, O:16.

: Escribimos la reacción de combustión balanceada del compuesto dado,


señalando los estados de los compuestos que intervienen: C2H2O4(s) + O2(g)
→ 2CO2 (g) + H2O(l). El dato que nos dan, al ser un calor a volumen constante,
corresponde a la variación de energía interna, que habrá que expresarla en
kJ/mol y será negativa pues es un calor liberado (proceso exotérmico): ΔU
= · = -255,06 kJ/mol. Nos están preguntando el calor a presión constante, es
decir, la variación de entalpía de la reacción. Aplicamos la relación
conocida: ΔH = ΔU + ΔnRT, donde el incremento de moles de gases en la
reacción es Δn = 2 - = (el compuesto que se quema y el agua, en las
condiciones planteadas de temperatura, no son gases). Por lo que: ΔH = ΔU +
ΔnRT = -255,06 + · 8,314·10-3·298 K = -251,34 kJ/mol.

Ejercicio 2,.) A 1,013∙105 Pa y 25 °C, el calor de combustión, a presión


constante, del etano es 1559,8 kJ/mol y el del eteno, de 1410,8 kJ/mol.
Sabiendo que la entalpía de formación del agua es

-285,8 kJ/mol, determina:

a) La entalpía, en condiciones estándar, de la reacción C2H4+ H2C2H6.

b) La variación de energía interna de la reacción anterior. R = 8,31 J/Kmol

R: a) Como no conocemos las entalpías de formación del Etano y del eteno,


hemos de calcular la entalpía de la reacción dada mediante la ley de Hess. Las
reacciones que intervienen en el proceso global son:

1) C2H6 + O2  2CO2 + 3H2O H1° = -1559,8 kJ/mol

2) C2H4 + 3O2  2CO2 + 2H2O ∆H2° = -1410,8 kJ/mol

3) H2 + O2  H2O ∆H3° = -285,8 kJ/mol


A partir de una combinación lineal de las anteriores reacciones, hemos de
generar la reacción pedida:

2CO2 + 3H2O  C2H6 + O2 -∆H1°

C2H4 + 3O2  2CO2 + 2H2O ∆H2°

H2 + O2  H2O ∆H3°

C2H4 + H2  C2H4 ∆H° = -∆H1°+∆H2°+∆H3° = 1559,8 – 1410,8 -285,8 = -


136,8 kJ/mol.

b) Para la reacción anterior, en la que todos los compuestos son gases, ∆n = 1-


(1+1) = -1. Por lo que: ∆U° = ∆H° - ∆nRT = -136,8 + 8,31∙10-3 ∙ 298K = -
134,32 kJ/mol.

Ejercicio 3) A partir de los datos experimentales siguientes:

1) 2C6H6 (l) + 15O2 (g) → 12CO2 (g) + 6H2O (l) ΔH1° = -6603 kJ/mol

2) C6H12 (l) + 9O2 (g) → 6CO2 (g) + 6H2O (l) ΔH2° = -3951 kJ/mol

3) 2H2 (g) + O2 (g) → 2H2O (l) ΔH3° = -571,7 kJ/mol

Calcula:

a) La entalpía estándar para el proceso: C6H6 (l) + 3H2(g) → C6H12(l).

b) La variación de energía interna para el proceso 1) a 298 K. R = 8,314


J/Kmol

c) La energía en forma de calor obtenida en la combustión de 1 dm 3 de


benceno, de densidad 0,8 g/cm3, si el proceso se realiza a presión constante y
a 25 °C. C:12, H:1

La masa de ciclohexano que habrá que quemar, a presión constante y a 25 °C,


para calentar 100 L de agua a 10 °C hasta 60 °C, si suponemos que el
rendimiento térmico es del 80%. Ce(agua) = 4,18 kJ/kgK

a) Aplicamos la ley de Hess:

1) (C6H6 + 15O2 → 12CO2 + 6H2O) ΔH1°

2) 6CO2 + 6H2O → C6H12 + 9O2 -ΔH2°

3) (2H2 + O2 → 2H2O) ΔH3°


C6H6 + 3H2 → C6H12 ΔH° = ΔH1° -ΔH2° + ΔH3° = (-6603) –(-3951) + (-571,7)
= -208,05 kJ/mol

b) La entalpía que nos dan en el proceso 1) realmente corresponde a 2 moles


de C6H6, por lo que la entalpía real de combustión del benceno es la mitad. Si
dejamos escrita la reacción como nos la han dado, con el dato de la entalpía
aportado, el resultado obtenido para la energía interna de ese proceso no
estará expresado en kJ/mol sino en kJ/2mol.

El incremento del número de moles para la reacción 1) es Δn = 12 – 15 = -3.


Por lo que la variación de energía interna del proceso será:

ΔU° = ΔH° - ΔnRT = -6603 kJ + 3·8,314·10-3 ·298K = -6595,57 kJ/(2mol)

c) Qp(1L C6H6) = 1000 cm3 C6H6 · · · = -33861,54 kJ

d) Primero nos calculamos el calor que ha de liberar el ciclohexano para


calentar esa cantidad de agua y, a partir de ese dato, los moles y la masa
necesaria:

η = Qp = = = 26125 kJ. Como sabemos que 1 mol de ciclohexano libera, en


condiciones estándar, 3951 kJ:

5.3 Velocidad de Reacción


Representa la rapidez con que tiene lugar la transformación química de unas
sustancias, los reactivos, en otras distintas, los productos.

Velocidad media de una reacción se mide a partir de la disminución de la


concentración de un reactivo o el aumento de la concentración de un producto
en un intervalo de tiempo.

Las velocidades suelen medirse en moles por litro y segundo (mol.L-1.s-1.)

Supongamos la reacción homogénea:

aA + bB → cC + dD

Para que la velocidad de la reacción sea la misma tomando una u otra


sustancia y que sea siempre positiva, las velocidades podrían ser expresadas
de la siguiente manera:

Vmedia de reacción = - 1/a. Δ [A] / Δ t =- 1/b. Δ [B] / Δ t

Vmedia de reacción = 1/c. Δ[C] / Δ t = 1/d. Δ[D] / Δ t

Es decir la velocidad media de reacción no es constante, sino que varía según


el intervalo de tiempo elegido, por lo que al comienzo de la reacción es más
elevada y va disminuyendo gradualmente hasta llegar a ser nula cuando la
reacción se completa.
- La velocidad instantánea: se expresa mediante la derivada de la
concentración con respecto al tiempo de un reactivo o de un producto dividida
por su correspondiente coeficiente estequiométrico y convertida en una
cantidad positiva.

V instantánea de reacción = - 1/a. d[A] / Δ t =- 1/b. d[B] / Δ t

V instantánea de reacción = 1/c. d[C] / Δ t = 1/d. d[D] / Δ t

5.3.1 Teoria de las reacciones Químicas


Existen dos teorías que proporcionan explicaciones razonables acerca de cómo
ocurren las reacciones químicas y qué condiciones se requieren para ello.

- Teoría de las colisiones. Para que tenga lugar una reacción química debe
producirse

el choque o colisión de las partículas de los reactivos, sean éstas átomos,


moléculas o

Iones.

Para que el choque sea eficaz, las partículas deben:

- Disponer de la energía cinética suficiente para que se realice el


reordenamiento de los enlaces y la formación de una nueva sustancia.

- Colisionar con la debida orientación.

- Teoría del complejo activado o del estado de transición:

Cuando las moléculas de los reactivos se aproximan, experimentan una


deformación que, en el choque, da lugar a un estado intermedio de alta energía
y corta duración: el complejo activado

- La energía de activación es la energía adicional que deben absorber las


moléculas de los reactivos para que, al colisionar, lleguen a formar el
complejoactivado.

5.3.2 Ecuación de Velocidad o ley de Velocidad


Es una expresión matemática que relaciona la velocidad instantánea de una
reacción en un momento dado con las concentraciones de los reactivos
presentes en ese momento.

v = K.[A]x .[B]y .........

v = Velocidad instantánea de la reacción


K = Constante de velocidad

[A] , [B],.... = Concentraciones molares de los reactivos en un instante dado.

X, Y,...= Exponentes calculados de forma experimental, se les denomina orden


de reacción de esos reactivo

El orden de una reacción respecto de un reactivo es el exponente al que se


eleva la concentración de éste en la ecuación de velocidad.

El orden global de una reacción es la suma de los exponentes a los que


están elevadas las concentraciones de los reactivos en la ecuación de
velocidad.

5.3.3 Factotres que influyen en la velocidad de reacción


- Temperatura de reacción. Por regla general, la elevación de la temperatura
produce un importante aumento de la velocidad de reacción. La ecuación de

Arrhenius relaciona la constante de velocidad, K, con la temperatura:

K = A.e - Ea/RT

A = Factor que tiene en cuenta la frecuencia de las colisiones en la reacción y


cuyas unidades son las de la constante K. (cuando las moléculas son
complejas, la orientación en que se produce la colisión también influye)

e = Número e, base de los logaritmos neperianos. (2,7182812....)

Ea = Energía de activación (J.mol-1)

R = Constante de los gases (8,314 J.K-1.mol-1)

T = Temperatura absoluta (K).

- Concentración de los reactivos. Un aumento de la concentración de los


reactivos favorece la velocidad de reacción.

- Naturaleza química de las sustancias.

- Estado físico.

- Grado de división de los sólidos.

- Uso de catalizador. Un catalizador es una sustancia que, estando presente


en una reacción química, produce una variación en la energía de activación, y
como consecuencia una variación de su velocidad, sin ser consumida durante
el transcurso de aquella.
Muchas reacciones suceden a través de etapas intermedias o reacciones
elementales que no constan en la ecuación estequiométrica y que configuran
el llamado mecanismo

de reacción.

La molecularidad de una reacción elemental es el número de átomos o


moléculas independientes que intervienen en ella.

La etapa determinante de la velocidad en un mecanismo de reacción es la


reacción elemental que, por ser suficientemente lenta, determina la velocidad
de la reacción global.

Ejercicios para practicar


Ejercicio 01.- El Cl2 (g) puede obtenerse por oxidación de cloruro de hidrógeno en
fase gaseosa:

4 H Cl (g) + O2 (g) ⇔ 2 Cl 2(g) + 2 H2O (g)

Razona si para incrementar el rendimiento del Cl2 (g) lo más conveniente es:

a) Aumentar la presión manteniendo constante la temperatura.

b) Reducir la concentración de HCl.

c) Disminuir la presión manteniendo constante la temperatura.

d) Aumentar la concentración de agua.

Solución:

a) Aumentar la presión manteniendo constante la temperatura

Un aumento de la presión supone un aumento del número de moléculas por unidad de


volumen. El sistema contrarresta este efecto disminuyendo el número de moléculas
por unidad de volumen, para lo cual se desplazará hacia la derecha.

4 H Cl (g) + O2 (g) ⇔ 2 Cl 2(g) + 2 H2O (g)

Qc =( n(Cl2 ) / V )2 .( n(H2O ) / V )2 / (n (HCl) / V)4. (n (O2) / V)

Qc = V. ( n(Cl2 ) )2 .( n(H2O )2 / (n (HCl))4. (n (O2))

Si aumenta la presión, disminuye el volumen V, el cociente de reacción disminuiría,


siendo Qc < Kc. Para que llegue a ser Qc = Kc, deben aumentar los moles de n(Cl2
) y los de n(H2O) , es decir, debe desplazarse hacia la derecha.

b) Reducir la concentración de HCl.


Si se reduce la concentración de [ HCl ] , el sistema se desplaza en el sentido que
aumente

[ HCl ] , es decir, hacia la izquierda.

Como Qc = V. ( n(Cl2 ) )2 .( n(H2O )2 / (n (HCl))4. (n (O2))

Si se reduce la concentración de [ HCl ], será Qc > Kc

Para que Qc sea igual a Kc, debe aumentar el denominador, n (HCl) y (n (O2)), para
la cual el sistema se desplaza a la izquierda.

c) Disminuir la presión manteniendo constante la temperatura.

Una disminución de la presión supone una disminución del número de moléculas por
unidad de volumen. El sistema contrarresta este efecto aumentando el número de
moléculas por unidad de volumen, para lo cual se desplazará hacia la izquierda.

4 H Cl (g) + O2 (g) ⇔2 Cl 2(g) + 2 H2O (g)

Qc = (n(Cl2 ) / V )2 .( n(H2O ) / V )2 / (n (HCl) / V)4. (n (O2) / V)

Qc = V. ( n(Cl2 ) )2 .( n(H2O )2 / (n (HCl))4. (n (O2))

Si disminuye la presión, aumenta el volumen V, el cociente de reacción aumentaría,


siendo Kc< Qc. Para que llegue a ser Qc= Kc, deben disminuir los moles de n(Cl2 ) y
los de n(H2O) , es decir, debe desplazarse hacia la izquierda.

d) Aumentar la concentración de agua.

Si se aumenta la concentración de [H2O] , el sistema se desplaza en el sentido que

disminuya [ H2O ] , es decir, hacia la izquierda

Como Qc = V. ( n(Cl2 ) )2 .( n(H2O )2 / (n (HCl))4. (n (O2))

Si se aumenta la concentración de [ H2O ], será Qc > Kc

Para que Qc sea igual a Kc, debe aumentar el denominador, n (HCl) y (n (O2)),

para la cual el sistema se desplaza a la izquierda.

Ejercicio 02- Respecto a la velocidad de una reacción:

a) ¿Qué término se modifica por el uso de un catalizador?


b) ¿Qué influencia ejercerá la temperatura? “Razonar” como influyen en la velocidad.

Solución:

a) ¿Qué término se modifica por el uso de un catalizador?

El término se modifica es la Energía de activación y como la ecuación de Arrhenius


relaciona la constante de velocidad de la reacción con la Energía de activación:

K = A. e – Ea / RT

Siendo K la constante de velocidad de la reacción,

A una constante llamada factor de frecuencia,

Ea la energía de activación,

R la constante de los gases y T la temperatura.

Por lo que si el catalizador es positivo, disminuye la Ea, haciendo que K aumente y

por lo tanto también aumenta la velocidad, pues según la ley de velocidad sabemos
que:

v = K [A]α. [B]β

Pero si el catalizador es negativo(veneno), sucede todo lo contrario, aumenta Ea,


haciendo que K disminuya y por lo tanto también disminuye la velocidad.

b) ¿Qué influencia ejercerá la temperatura? “Razonar” como influyen en la velocidad.

La ecuación de Arrhenius relaciona la constante de velocidad de la reacción con la


temperatura:

K = A. e – Ea / RT

Siendo K la constante de velocidad de la reacción

A una constante llamada factor de frecuencia

Ea la energía de activación

R la constante de los gases y T la temperatura.

Por lo que un aumento de T puede aumentar la velocidad en una reacción química,


ya que al ser el exponente negativo si disminuye el valor absoluto de la fracción, se
consigue un valor mayor de K y por lo tanto también aumenta la velocidad, pues según
la ley de velocidad sabemos que:

v = K [A]α. [B]β
Conclusiones
Al terminar el tema de Soluciones podemos concluir que la concentración de una
solución depende directamente de los factores de molaridad y normalidad, las
cuales son propiedades que determinan las características de una solución, con lo
cual se puede saber que tan básicas o ácidas pueden ser estas soluciones.

Es muy importante tener presente el conocimiento de las expresiones que nos


ayudan a conocer algunas de las características básicas de una solución, con las
cuales se pueden calcular soluciones de diferentes grados de concentración.

Además el estudio de las soluciones posee una gran importancia, ya que se


puede decir que es la base de la industria química, por un sin número de
procesos y productos provienen de los compuestos entre solutos y disolventes,
como en el caso de la industria de los alimentos, perfumes,farmacéuticos,
pinturas, etc. Una gran economía o pérdida en la industria, la representa el
correcto estudio y manejo de los reactivos de una solución, dado que al optimizar
estos, depende el ahorro o el desperdicio de los mismos.

La primera ley de la termodinámica establece la conservación de la energía

La ley de Hess establece que el cambio total de entalpia en una reacción es igual a
la suma de los cambios de entalpia de los pasos individuales que conducen a la
reacción total. La velocidad no es constante, sino que varía continuamente a
medida que cambia la concentración

La velocidad de una reacción química se manifiesta en el cambio de la concentración


de los reactivos a productos en relación al tiempo

Lecturas o recursos recomendados


Para saber más

Ponemos a tu disposición y te invitamos a revisar los interesantes documentos


que te ayudaran a reforzar y ampliar los temas que hemos estudiado

- http://dcb.fic.unam.mx/CoordinacionesAcademicas/FisicaQuimica/Quimica/

- www.ehu.es/reviberpol/pdf/ABR03/pascual.pdf

- http://www.chem.iastate.edu/group/greenbowe/quimica/reacciones/concentra.htm

- http://www.deciencias.net/proyectos/4particulares/quimica/reacciones/temp.htm