You are on page 1of 3

SECRETARÍA DE EDUCACIÓN GUERRERO

SUBSECRETARÍA DE EDUCACIÓN MEDIA SUPERIOR Y SUPERIOR


DIRECCIÓN GENERAL DE OPERACIÓN DE SERVICIOS DE
EDUCACIÓN MEDIA SUPERIOR Y SUPERIOR
DEPARTAMENTO DE DESARROLLO PROFESIONAL DEL MAGISTERIO

CENTRO DE ACTUALIZACIÓN DEL MAGISTERIO

PROCESOS DE CONSTRUCCIÓN DEL APRENDIZAJE.

Maestra: Silvia Vargas Luviano.

Alumno: Luis Felipe Nuñez Segura

Evidencia 6: Ensayo del capitulo tercero del libro “Humana mente, el


mundo la conciencia y la carne”
Juan Ignacio Pozo

IGUALA DE LA INDEPENDENCIA, GRO., DICIEMBRE, 2017.


En las siguientes líneas se dará un muy breve análisis y mis opiniones generadas
durante el análisis del tercer capítulo, sistemas y niveles de análisis cognitivo, del
libro “Humana mente, el mundo, la conciencia y la carne” de J. I. Pozo.

En este tercer capítulo del libro se analizan dos partes muy importantes de la teoría
cognitiva que el autor propone en esta obra, los sistemas de memoria y los niveles
de análisis cognitivo.

En la primera parte, se enfoca a la manera de diferenciar como es que la memoria


responde a las distintas maneras de las situaciones en la vida cotidiana que se le
presentan, de como se procesa estas representaciones o ciertos estímulos. De
manera general el autor plantea dos sistemas diferentes en los cuales trabaja la
memoria, el implícito y el explicito, en lo personal considero que la principal
diferencia radica en los procesos de adquisición de cada uno de estos sistemas
cognitivos, REBER hace una propuesta evolucionista en la que defiende la primicia
del aprendizaje implícito, basado en la detección de regularidades en el ambiente
por procesos de computo de contingencias. Según REBER (1993), por oposición al
aprendizaje explicito, el aprendizaje implícito es mas antiguo en la filogénesis y en
su ontogénesis, más robusto y económico desde el punto de vista cognitivo, y no se
ve afectado por el desarrollo cognitivo, la cultura o la educación.

En mi opinión el sistema cognitivo implícito la basa en (como menciona el autor)


“unidades de información” que el individuo va registrando en la memoria de una
manera natural y arbitraria que se logran relacionar entre si gracias a asociaciones
que se establecen, situaciones básicas y muy restringidas, un sistema que
considero pobre en el aspecto cognitivo. En cambio, en el sistema cognitivo explicito
es donde esas “unidades de información” adquieren un contenido representacional
o simbólico, el cual les da un significado para la mente. En este mismo sistema
aparece un ámbito crucial a mi parecer en el desarrollo cognitivo de cualquier
individuo, el cultural. “No se puede tener pensamiento simbólico en una mente
individual, solo en una mente que parte de una cierta cultura. Pensamos como
pensamos porque unas generaciones anteriores han inventado los modos de
pensar que ahora usamos y han acumulado mucho de lo que constituyen los
contenidos específicos de nuestro pensamiento” (KINTSCH, 1998, pág. 29). De esta
manera creo que los procesos cognitivos de cada persona están en gran modo
influenciados por los marcos culturales en los cuales se va desarrollando, y claro,
también bajo este sistema cognitivo explicito la manera en que se da la adquisición
de las diferentes representaciones nos permiten ir representando conceptos nuevos
y lo mas interesante, ir haciendo modificaciones ha las concepciones en nuestra
conciencia gracias a la enorme diversidad cultural en la cual nos desarrollamos.
En la segunda parte de este capítulo se abordan los niveles de análisis cognitivo,
de manera muy específica, a pesar de todas las referencias que se citan en este
breve capitulo, considero más específicas y útiles las propuestas de niveles de
análisis cognitivo que hace al autor, las cuales son cuatro:

1.- Representaciones implícitas, analizadas en una forma de memoria distribuida,


basada por ejemplo en redes neuronales producto de la conexión entre unidades
de información, el nivel mas inferior y básico.

2.- Representaciones simbólicas, presentes en la memoria como “paquetes de


información”, es donde se toman referencias culturales para asociar estas
representaciones.
3.- Representaciones explicitas, al tener una instrucción explicita, la conciencia
logra modificar, si es el caso, su representación y con ello el significado que se tenía.

4.- Representaciones culturales, es el nivel mas complejo, donde el individuo


después de interiorizar, analizar y reflexionar los estímulos y representaciones toma
conciencia y lo pone en practica en un ambiente colectivo o cultural.

Me gustó mucho la metáfora que implemento el autor de sus niveles de análisis


cognitivo con las obras de Julio Cortázar, donde implementa “unidades de
información” (capítulos), y el lector con sus representaciones simbólicas e incluso
explicitas, que se dan mediante momentos previos o situaciones experienciales le
da un sentido a esa unidad de información, teniendo como resultado la famosa
frase; “el libro que el lector ha elegido leer”, para apropiárselo en su conciencia y
mente.

En conclusión, el análisis de las teorías cognitivas del pensamiento de la mente


humana es muy diverso y complejo, después de leer, releer y analizar este tercer
capítulo del libro “Humana mente, el mundo, la conciencia y la carne” de J. I. Pozo,
no se logra comprender a ciencia cierta de que manera es que se manejan los
procesos cognitivos de una mente humana, pero nos brinda una perspectiva mas
cercana a lo que podría ser, sin duda alguna en los próximos capítulos, en las
siguientes partes de esta obra nos podremos idealizar de manera concreta la teoría
cognitiva que este autor nos propone.