You are on page 1of 2

CARTA DE LIBERACIÓN

Con esta carta liberas y te liberas de aquellas personas con las que adquiriste un contrato, un compromiso,
una promesa de amor, y que ahora en tu presente, resulta tóxica, no la puedes olvidar o no te permites
soltar. Con esta carta te liberas de cualquier circunstancia vivida en pareja y que te haya hecho daño.
Puedes ser una ex pareja, o tu pareja actual.

****************************************************************************

Yo… (Escribe tu nombre y apellidos), aquí y ahora, redacto esta carta con la firme
intención de rescindir, anular, romper, destruir, cualquier contrato de amor que hoy
se ha convertido en un lazo tóxico.
Hoy me libero, de cualquier relación afectiva que yo pudiera haber hecho, iniciado,
provocado, mantenido, forzado, procurado, consciente o inconscientemente con esa
persona , que se convirtió en una persona negativa para mí y mi vida.
Estoy plenamente consciente de que en su momento, yo no fui capaz de percibir,
reconocer o aceptar que esa persona tenía un comportamiento y/o características que
me resultarían tóxicas.
Reconozco, desde el fondo de mi corazón, que yo no elegí a esa persona
correctamente, que me equivoqué, que cometí un error, que deposité en esa persona
todas mis expectativas y sueños, olvidándome de mí.
Como portador de luz y ser divino del universo, rompo ese contrato o lazo negativo
para liberarme de (Escribe aquí el nombre de tu ex pareja o tu pareja actual ) y libero
a todos mis descendientes de historias de amor semejantes.
Con la ayuda de Dios, el Espíritu Santo y el Universo, hoy suelto mi apego por
(Escribe aquí el nombre de tu ex pareja o pareja actual). Declaro nulo aquel contrato
y anulo toda consecuencia o herencia negativa que pudiera suceder a lo largo del
tiempo y el espacio.
Con la ayuda, el amor y la presencia de Dios, el Espíritu Santo y el Universo, yo
bendigo a (Escribe aquí el nombre de tu ex pareja o pareja actual ), y lo perdono por
las faltas cometidas, perdonándome yo en igual medida. Lo libero y me libero, de
cualquier daño emocional que mutuamente hayamos cometido y que pudiera implicar
consecuencias para mi vida, mi salud emocional, mi salud física y mi felicidad.
Hoy suelto y entrego al universo, todas las mentiras, engaños, abandonos,
infidelidades, desconfianzas, celos, envidias, maltratos, golpes, violencia, faltas de
respeto, gritos, ofensas, violaciones y abusos que pudiera yo haber permitido o
soportado.
…aquí, comienzas a redactar todos los detalles que tú sí conoces:
Por ejemplo:
– Antonio, te libero y me libero de todas las noches que llegaste borracho.
– Antonio, te libero y me libero de la forma en que me pedías las cosas.
– Antonio, te libero y me libero de tus apuestas de juego, en las que perdías todo nuestro dinero. Etc.

Entrego también todos mis errores, creencias, costumbres, hábitos y


comportamientos que me llevaron a permitir una relación así. Hoy corto para siempre,
todo lazo con esta persona, la suelto y la dejo ir. Hoy comienzo una nueva etapa de
amor por mí , porque merezco un amor completo y sincero, porque yo merezco el
mejor amor. Me libero de todo el maltrato emocional que yo no merezco. Para mi
bien y el de todos los involucrados. Hoy agradezco a Dios, al Espíritu Santo y al
Universo por ayudarme en esta liberación. Hoy sé que soy libre y quedo libre para
siempre. Hecho está.
Gracias, Gracias, Gracias!

***********************************************************************************

Cuando hayas finalizado tu carta, preparas un día y un horario especial para leerla y quemarla. Busca un día a
solas, en donde nada te interrumpa y puedas hacer una “ceremonia de quema de carta” que impacte a tu
subconsciente. Puedes encender, velas o inciensos para acompañarte. Puedes también, quemar una foto de tu ex
pareja o pareja actual, o bien fotocopias de las mismas. Mantente consciente, de que no vas a quemarlos a ellos,
vas a quemar “lo malo de ellos”, para quedarte sólo con lo bueno. Así que no te asustes de quemar fotos.
Cuando llegue el día y el momento, lees tu carta completa, en voz alta, lentamente, para que tu inconsciente capte
todo lo que estás soltando. Una vez que la hayas leído, quemas hoja por hoja, quemas la foto y vas juntando las
cenizas para que al finalizar te deshagas de ellas. Puedes enterrarlas, echarlas al aire, echarlas al wc, tirarlas a la
basura, eso lo decides tú. Se trata de que te liberes de todas aquellas relaciones que tu inconsciente viene cargando
y peor aún, de patrones en las relaciones que repites y repites.
Una vez quemada tu carta, deberás esperar 30 días (Cuarentena), para que tu mente vaya asentando lo vivido, lo
sentido, lo soltado. Serán 30 días de cambios de ánimo intensos, días tal vez en que vivas una crisis de sanación
(incremento de síntomas físicos, dolores, mareos, náuseas, etc). Algunos días, podrás tener mucho sueño, o no
tener nada de sueño, estar alegre, triste, eufórico, emocionado, deprimido, etc. Y todo será perfectamente normal.
Para el día 30 o 34, te sentirás increíblemente ligero, con pensamientos y sentimientos más claros. Con paz
interior, certeza y conciencia plena de las relaciones tóxicas y parejas que has soltado. Comenzarás a tener más
claridad con respecto a lo que mereces en el amor, a lo que realmente valoras de tu pareja, al tipo de pareja que
ahora aceptarás, etc.

Importante:
– El período de cuarentena varía de persona a persona, por lo que puede ser que los cambios se noten a los 15,
30, 60 o 90 días.
Cada persona lo vive diferente.
– Esta carta se puede hacer todas las veces que sea necesario, por las misma persona, pero NO POR LOS MISMOS
MOTIVOS.
Es decir, si ya hiciste una carta de duelo por tu ex novio Miguel o tu esposo Vicente, ya la quemaste, ya hiciste
tu cuarentena, y dentro de 6 meses, recuerdas otro detalle negativo de alguno, puedes hacer una nueva carta, pero
sólo por ese nuevo hecho recordado, no debes mencionar lo que ya incluiste en tu primera carta.