You are on page 1of 13

Redes sociales y bibliotecas, vínculos que crecen

TALLARICO, Gabriela – BERTI, Hugo / (Abril 2017)
INTA. Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria – UNR. Universidad Nacional de Rosario
tallarico.gabi@gmail.com – hugoberti@gmail.com

Resumen

La mediatización digital está modificando los modos en que leemos, compramos productos,
aprendemos y nos informamos. Esta transformación implica una verdadera revolución en las
prácticas de comunicación, permeando todos los dominios sociales. En ese ritmo acelerado de
innovación sociotecnológica, las redes sociales virtuales son constitutivas de todos los ámbitos
donde se despliegan prácticas de comunicación. Explorar esas prácticas es una oportunidad para
que las bibliotecas fortalezcan sus vínculos con la sociedad.

El texto parte de una reflexión sobre los cambios socioculturales (en una etapa de mediatización
profunda), la evolución del ecosistema de medios (la multiplicación de pantallas, la digitalización y
las redes) y las prácticas comunicativas de actores individuales, colectivos y organizacionales en
distintos dominios sociales, y pone el foco sobre las consecuencias en los hábitos de lectura,
consumo y apropiación del conocimiento. Se describen las opciones estratégicas para que las
bibliotecas estén presentes en las redes sociales virtuales logrando acciones que potencien sus
actividades y se abren preguntas sobre los nuevos desafíos a los que se enfrentan las bibliotecas
para atender a las tendencias y requerimientos que dejan en suspenso las redes sociales. Se busca
así reconocer problemáticas emergentes surgidas de las nuevas prácticas de comunicación a través
estas redes, como la curación de contenidos digitales o la conservación de formatos efímeros.

Palabras clave: redes sociales, bibliotecas, mediatización, comunicación digital, entornos digitales

Página 1 de 13

la conectividad y convergencia entre estos medios. Andreas Hepp (2017) dice que la construcción de los dominios sociales se transforma a través de la comunicación en un contexto de mediatización profunda. Para Hepp. la mediatización profunda refiere a cinco tendencias de un entorno mediático cambiante: una creciente diversificación de los dispositivos de comunicación que usamos. del papiro y el pergamino. En este universo mediático ningún medio tiene una posición dominante como ocurría en el pasado. permeando a todos los dominios sociales. vino el papel y luego el celuloide y ahora son los bits…” (Piscitelli: 2002) Introducción La mediatización digital está modificando los modos en que leemos. La manera en que usamos los diferentes dispositivos y plataformas tecnológicas da forma significativa a nuestras interacciones públicas. lo que significa no solo que la aparición de cualquier nuevo medio trae cambios en todo el ecosistema de comunicación sino también un proceso de digitalización global y conectividad de los viejos medios de comunicación que conviven con otros nuevos medios digitales. El término mediatización describe la creciente adopción de los medios tecnológicos en la sociedad y cómo los diferentes dominios sociales están cada vez más moldeados por estos medios. con software específicos e infraestructura subyacente para su visualización y aplicación en distintos ámbitos. su omnipresencia en diversas situaciones sociales. vínculos que crecen “Después de la piedra y de la arcilla. Al hablar de mediatización profunda entendemos que nuestras prácticas cotidianas y la construcción de sentido en los diferentes dominios sociales están ligadas estrechamente con las comunicaciones mediadas por las tecnologías digitales. de lo laboral y lo comercial y del amplio campo de las relaciones sociales. aprendemos y nos informamos. que es la representación de la vida social en datos digitales. En ese contexto de mediatización profunda. dice Andreas Hepp (2017). La mediatización profunda del mundo social es cross-media. El ecosistema mediático digital conforma un entorno envolvente y ubicuo de pantallas cuyos usos se inscriben en significados de lo público y lo privado. a los procesos de aprendizaje e incluso a los cursos de vida personales. las organizaciones se vuelven cada vez más dependientes y moldeadas por diversos medios de la era digital. lo personal y lo doméstico. Página 2 de 13 . a la socialización.Redes y bibliotecas. un ritmo acelerado de innovación en tecnologías de medios y una creciente “dataficación”. compramos productos. Esta transformación implica una verdadera revolución en las prácticas de comunicación. Las comunidades se constituyen a través de distintos tipos de medios: los viejos medios que no se han extinguido y se convierten en digitales y las nuevas plataformas de medios sociales basadas en la web.

qué acciones realizar. Con la tecnología y las redes sucede lo mismo. No todas las semillas crecerán del mismo modo y si uno selecciona previamente cuáles son más oportunas y pertinentes seguramente concentrará los esfuerzos en aquellas plantaciones que tengan más posibilidades. corregimos. Cada tecnología de red ofrece una manera concreta de relacionarse entre los miembros que la forman y unas ventajas que se derivan de estas relaciones. cuál es su ambiente. a través de qué tecnología de red nos vamos a comunicar. . necesitamos conocer el tipo de suelo. Para pensar estas prácticas comunicativas como una oportunidad para las bibliotecas.) donde se despliegan prácticas de comunicación. Ya no es el medio que se inscribe y usa en un tejido social externo a él. Sin embargo. con sus propias prácticas. La mediatización profunda del mundo social hace posible la emergencia de configuraciones on-line de esos actores. fundamentalmente los hábitos de lectura. qué tenemos para decir Página 3 de 13 . sino que es el uso del medio el que constituye la red y configura las prácticas de sus actores. la digitalización y las redes virtuales). podremos determinar qué tipo de cultivo será el más apto para ese entorno. los espacios educativos. colectivos y organizaciones en diferentes plataformas. y las prácticas comunicativas de los distintos actores.Si queremos hacer crecer una planta. . etc. Esto equivaldría a explorar las transformaciones socioculturales (que describimos como mediatización profunda). reiteramos. las prácticas comunicativas de los actores (no solo individuos) son cross-media. necesitamos prestar atención a los usos y a las interacciones que involucran a personas individuales. los ámbitos laborales. ¿Por qué estamos integrados en las redes sociales? ¿cómo se forman? ¿cómo funcionan? ¿cómo nos afectan? Desconocer las prácticas comunicativas que involucran a los medios sociales es un grave riesgo para las organizaciones cuyo interés es estar en contacto con la gente y poner a disposición conocimiento. sus configuraciones se interceptan en cada dominio social y.Una vez que tomamos contacto con la humedad del suelo y pudimos removerla. Definimos en qué espacios participar. Daniel García Gimenez (2010) define a las redes sociales como una herramienta contemporánea con capacidad para socializar a un grupo de personas de manera paralela a la realidad social física. Las redes sociales virtuales son constitutivas de los dominios sociales (la familia.Mediatización y redes sociales Para describir el ecosistema de medios y las consecuencias de la mediatización en diferentes dominios sociales no alcanza con observar la evolución de los dispositivos tecnológicos. ver cómo está compuesto. la evolución del ecosistema de medios (la multiplicación de pantallas. qué sustratos necesita. construidas totalmente por los medios tecnológicos de comunicación. el universo virtual y el mundo de la vida “real” no van en paralelo. nos permitimos hacer una analogía con el universo semántico de los cultivos agrícolas. consumo y apropiación del conocimiento.

crecimiento. observar demandas y tendencias que no son del todo visibles.gl/Q3pTUn – Árbol frondoso: https://goo. con disponibilidad de revistas. libros. Primero lo googleo. impera una lógica de ponderación de los resultados de búsquedas en base a algoritmos 1 Fuentes fotográficas: Manos https://goo. ambiente. tierra. El acceso ilimitado. trabajo de fertilización y protección con monitoreo constante. el efecto Google ha ocasionado una fuerte tendencia a aceptar lo que se presenta de forma inmediata. Suelo. ramas ECOSISTEMA DIGITAL ESTRATEGIA DESAFIOS. NUEVOS ROLES Y de REDES PREGUNTAS Mediatización profunda. . el usuario no entiende de restricciones. Quiere “todo y ahora” y a la vez. situado y con horarios (en su mayoría) definido por las salas de lectura de las bibliotecas o centros documentales.Brotes: https://goo.Con los primeros brotes y en la evolución del crecimiento surgirán nuevas exigencias de mantenimiento que no se consideraban inicialmente. ir a la biblioteca era muchas veces el único recurso para conseguir un texto específico. monitoreo y prestar atención a las situaciones críticas. contacto directo con los autores. Hoy puede llegar a ser el último paso. nuevas nuevos hábitos y expectativas estar en las redes demandas y nuevos perfiles Expectativas de los usuarios Hasta no hace muchos años. tareas continuas y estar atentos a los nuevos desafíos. cuidados específicos para esa planta fortalecida. se necesita planificación. se daba por hecho que encontrar información precisa requería esfuerzo y mediación del bibliotecario. No son acciones esporádicas y sin continuidad. ecosistema1 Selección y manejo de cultivos Consolidación. Para Seoane Catuxa (2012) los avances tecnológicos y la opulencia de la información digital han modificado las expectativas de los usuarios. La web es una gran biblioteca global. o incluso el patrimonio digitalizado de las bibliotecas. usuarios con Criterios y estrategias para Comunidades mutantes. del mismo modo.gl/vKKxfT Página 4 de 13 . En el paradigma de lo impreso. Estar en las redes requiere. en esas redes. en el paradigma de lo digital. ubicuo y en todo momento de la web contrasta con el espacio físico. ¿queremos estar en las redes sociales virtuales? ¿en cuáles es más conveniente? Son decisiones que exigen planificación y profesionalización de la comunicación digital. La mediación es invisible.gl/f57QhK .

La convergencia del texto escrito con la oralidad. (Cartier: 2017) La mediatización profunda describe prácticas de comunicación cross-media que trazan configuraciones en distintos dominios sociales. que reproducen modelos tradicionales. El desarrollo a escala mundial de las tecnologías para la transmisión de datos a gran velocidad ha expandido y transformado las condiciones de la comunicación humana a lo largo del siglo XX (Gutierrez: 2009). Las cualidades hipertextuales de la red se corresponden con nuevos hábitos y competencias de lectura: la hiperlectura. informativos. revistas académicas de acceso libre. Esto va unido a otros configuradores del entorno web. narrativos. los signos acústicos y el lenguaje audiovisual en un mismo soporte (la pantalla). la producción científica también se ha visto reconfigurada. Las tecnologías basadas en la web no solo vinculan personas. lúdicos) en las redes globales puso. No tanto en las prácticas de producción de contenidos científicos. redes sociales temáticas o académicas. sitios de redes profesionales. Durante siglos los sistemas de reproducción basados en la lectoescritura han tenido un lugar dominante en los procesos de producción social de sentido. sin embargo. como la posibilidad constante de ser productores de contenidos y ser referentes de recomendaciones. se trasladó a la pantalla perdiendo sus cualidades materiales y resignificando su productividad simbólica. circulación y consumo de textos en diferentes lenguajes. la convivencia de contenidos digitales de géneros diversos (científicos. Esas prácticas son observables en procesos complejos de producción. La llegada en el siglo XX de los medios electrónicos de transmisión de sonido e imagen ampliaron y diversificaron el ecosistema de comunicación de masas. El formato libro. Primero la radio y luego la televisión desplazaron a los medios gráficos en el dominio hegemónico de la construcción de sentidos. repositorios universitarios. definitivamente en crisis la hegemonía de la escritura y el régimen del libro como centros articuladores de poder sobre la circulación social del conocimiento. Leemos a saltos. se fragmentó en múltiples unidades o “bocadillos de lecturas”. La disponibilidad de esos contenidos es incomparable con tan solo 20 años atrás: blogs especializados. entre otras tantas posibilidades. conservaron para el libro un lugar privilegiado en la circulación de conocimientos.que el usuario desconoce. La linealidad del texto escrito en el papel y su invitación a la lectura secuencial. sino en los circuitos de circulación y acceso a la información. sino que también enlazan textos construyendo un tejido hipertextual con múltiples puntos de entrada y salida de impredecibles recorridos. Prácticas de lectura: la hiperlectura “Tal vez el mundo digital pueda transformar radicalmente la cultura escrita si definimos el fragmento no como parte de una totalidad sino como unidades textuales autónomas”. Las prácticas sociales. abriendo Página 5 de 13 . mientras que el uso de los medios electrónicos y sus contenidos se expandían en el campo del entretenimiento. desde los inicios de este milenio. En este este ecosistema de medios digitales.

editores. brevedad de los contenidos. Oralidad. No son solo lectores. nuevas destrezas de lectura. Se hace cada vez más necesario seguir la premisa de tener en cuenta las lógicas de los usuarios de las tecnologías. Los hábitos de lectura de libros y de diarios de papel. diálogos entremezclados. sino productores. participar en los espacios mediatizados donde sus usuarios construyen sus configuraciones. pero. el consumo de programas de televisión. lenguajes. con sus propias virtudes y desventajas: limitado volumen de información. la escucha de las emisiones radiofónicas. Hoy presentar un libro sin mostrar los vínculos que lo nutren. sobre todo. estilos coloquiales. que también impactan sobre el modo en que nos relacionamos con los textos de los antiguos medios gráficos y electrónicos. portabilidad. estilistas de procesos de creación colectiva y de producción de información de modo continuo. las interacciones por la telefonía celular y los variados usos de los dispositivos tecnológicos digitales. emojis. Sin lugar a dudas. luego una supremacía de lo textual con la galaxia Gutenberg y todo lo que ello implicó en la humanidad. se ensamblan en la vida cotidiana con las conversaciones en las redes. Comprender estas transformaciones sobre las prácticas de comunicación en el entorno digital. accesibilidad. y sigue mutando a una nueva oralidad. desafía a las bibliotecas a diseñar estrategias innovadoras en sus servicios con propuestas basadas en la colaboración colectiva. Las pantallas saturadas de lenguaje multimedia e hipertextos implican una nueva alfabetización. Entramos y salimos del contacto con las pantallas de los nuevos medios y los ensamblamos con los viejos en prácticas de lectura cross-media que conforman nuestro particular repertorio mediático e intertextual. las visiones que lo contradicen o los recorridos que estimula. como presencia expandida y extendida. cruzando autores. desde lo oral primitivo con los jeroglíficos. quienes son parte activa de las configuraciones comunicativas. viviendo cambios vertiginosos. plataformas. narrativas. que construye su propio modelo de prácticas comunicativas haciendo converger contenidos en su repertorio de medios. en el repertorio individual de medios y en el ecosistema de comunicación social. La práctica lectora se orienta entonces hacia escenarios sinérgicos y convergentes que implica una relocalización del libro.y cerrando ventanas. con habilidades diversas. En esta transformación las redes sociales juegan un rol determinante en las configuraciones de las prácticas lectoras dentro y fuera de las pantallas. abreviaturas. Página 6 de 13 . su lugar va a depender de la conectividad con otros soportes y su localización en las arquitecturas informativas (Gutierrez: 2009). Para Vicente Luis Mora (2012) aún estamos en una fase de mutación. están y producen sentidos: las redes sociales. para perfilar un mundo en lo que predomina es una impronta generalizada de la imagen. comienza a “saber a poco” en un paisaje de lectores cross-media que plantean desafíos para la particular estructura cerrada del libro de papel. los autores que lo preceden. Es un lector múltiple. en la búsqueda de sinergias y en el uso diferente y creativo de los recursos. que se muestra en las redes con su máxima expresión: inmediatez del mensaje.

también la visibilidad y el posicionamiento en el sector. En Argentina la presencia de las bibliotecas en las redes virtuales es mínima. “Las bibliotecas a través de Facebook buscan el interés de sus usuarios (reales. el acceso a la información y la retroalimentación de lo que se comparte y de lo que hacen otras bibliotecas. Este proceso es precisamente una de las redefiniciones fundamentales de la escritura y la lectura en la red y en los nuevos soportes: prima la interactividad más que la recepción. la atención y Página 7 de 13 . “En su conjunto. La convergencia del entorno físico de la biblioteca y el cada vez más diverso ecosistema de medios en todo su conjunto. A pesar de la revolución digital que ya nos envuelve. en definitiva: buscan crear una comunidad. coordinaciones de acciones e intercambios simbólicos. propiciando la transformación de las relaciones interpersonales y su extensión. Pero no solo buscan eso. encuentran un escenario configurador en las plataformas de redes sociales virtuales. es el aprendizaje de un nuevo tipo de lectura y escritura que recoge la densidad de la experiencia de interacción social y la traduce en formas del “cara a cara”. los actores individuales o colectivos interactúan unos con otros produciendo configuraciones comunicativas. las redes sociales se han extendido ampliamente. “nuestra semilla”. a pesar de basarse en un sistema mediado. identidad y comunicación en las redes. En ocasiones se asumen limitaciones de tiempo o de personal en las bibliotecas para actuar en esos nuevos escenarios de comunicación. y los métodos de monitoreo.El desarrollo de las plataformas de redes sociales virtuales potenció el carácter interactivo de lo social. (Gutierrez: 2009) Las bibliotecas en las redes Siguiendo con las analogías con el mundo agrícola podemos decir que tenemos un suelo fértil. para hacer germinar un proceso de visibilidad. con nutrientes variados. pero requieren que definamos una planificación que conduzca y oriente la selección de nuestros contenidos. Las posibilidades de comunicación entre individuos. distintos tipos de sustratos y muchas posibilidades de asegurarnos una buena disponibilidad de agua. las prácticas de comunicación de las bibliotecas a través de estas plataformas sociales aún no son significativas. crear una imagen y una reputación. colectivo y organizaciones se ampliaron y globalizaron a través de una tecnología que hace invisible la mediación. potenciales) e incluso de personas que nunca llegarán a ser usuarios suyos. pero que si serán fans de sus páginas en Facebook. Los flujos circulan sin la presencia obligada de un conductor jerárquico que situado en el centro de las interacciones genere u ordene las conversaciones. la búsqueda de colaboración con otros usuarios u organizaciones. que puede ser imprescindible en las estrategias de comunicación de las bibliotecas. las prácticas a realizar. En la era digital. Las tecnologías digitales de la comunicación en red son cada vez más amigables con los usuarios. y lo emergente comunicativamente más que lo establecido”. pero creemos que se minusvalora la rentabilidad comunicacional que las bibliotecas pueden obtener al intervenir en las distintas configuraciones sociales que se modelan en los entornos virtuales.

4. detectar tendencias. las redes crean comunidades. Aportar contenido y nuevos servicios La atracción y del logro de los objetivos anteriores se da a partir de la calidad de los contenidos ofrecidos. 3. escuchar recomendaciones. Las redes brindan la posibilidad de establecer diálogos ampliados. permite conocer mejor a la audiencia. interacción y participación. si no se enfocan en objetivos concretos en el marco de un plan de trabajo estratégico que defina los lineamientos de cómo “estar y ser en las redes”. Además de favorecer la difusión de eventos. sin la centralidad del medio. Marquina: 2010. según varios autores (Catuxa: 2012. Creando espacios de lectura y escritura más cercanos a la manera en que sus usuarios se comunican actualmente. comentarios. Generar contactos Las plataformas de redes sociales (Facebook. Los usuarios recurren a las redes para conocer novedades. y también manifestar sus críticas frente a determinadas cuestiones. (Marquina: 2012) Los beneficios de incluir a las redes sociales. Página 8 de 13 . apreciaciones que dan un valor añadido a lo que la institución genera. En esas comunidades. la biblioteca puede constituirse en un actor de referencia en la recomendación de novedades bibliográficas y actividades relacionadas con distintos libros. afirmar su identidad institucional y construir una reputación digital amplia. actividades y lograr conocimiento compartido. demandas y ofrecer nuevos servicios y productos gratuitos y de fácil uso. la biblioteca promueve una mayor motivación por el placer de leer “por todos los medios”. Andrade y Velázquez: 2011 y Manso Rodríguez: 2012) en las prácticas de comunicación de las bibliotecas y centros. Twitter. servicio al usuario. La escucha activa de esas conversaciones. se pueden agrupar en cuatro objetivos: 1. configuraciones de individuos vinculados por intereses comunes que se encuentran para intercambiar opiniones. Promover comunidad Al establecer una comunicación horizontal con los usuarios. son también un medio eficaz para brindar respuestas que satisfagan las necesidades de los usuarios y para atraer a usuarios jóvenes. Establecer conversaciones La posibilidad de estar donde los usuarios interactúan. la dinamización. Las prácticas de comunicación en las redes sociales no pueden producir resultados efectivos para las instituciones. De este modo. Instagram y otras) no son todas iguales. las redes sociales facilitan un diálogo directo con la comunidad de lectores. Las redes sociales superan las barreras de tiempo y espacio de la biblioteca física para atraer a personas no asiduas a la biblioteca 2. pero todas contribuyen al objetivo de dar visibilidad a la biblioteca. cada una tiene sus códigos de interacción. de conversar con ellos de modo amigable es una gran oportunidad para las bibliotecas. fomentando el intercambio y el aprendizaje colaborativo entre el personal de la biblioteca y los usuarios. atraer a nuevos usuarios”.

el “tono” de la voz institucional. protocolo de calidad. En las redes el contenido que se publica se caracteriza por ser efímero. el crecimiento de las bibliotecas en las redes y la relevancia de la presencia de las instituciones públicas nos ubica frente a nuevas problemáticas que antes no eran de incumbencia o preocupación de los bibliotecarios. Arroyo toma un concepto del mundo de la educación digital. Natalia Arroyo Vázquez (2014) recomienda que las bibliotecas “no cometan el error de despersonalizarse cuando interactúan en redes sociales. sin diferencia entre lo virtual y físico”. Tarea difícil – dice. tácticas de vinculación con los usuarios. como ya estamos acostumbrándonos los seres humanos. Una de las primeras problemáticas no visibles que podemos analizar se relaciona con la esencia misma de la gestión del conocimiento. Para que haya una biblioteca interactiva o conversacional en las redes sociales tiene que haber un cambio de percepción de la biblioteca física. Las lógicas de preservación tradicional de los textos en oposición al universo líquido de las redes abre algunos interrogantes: ¿los contenidos de las redes deben ser conservados? ¿los textos que en distintos lenguajes ponen en circulación las instituciones públicas de ciencia y tecnología deben formar parte de algún archivo documental? ¿qué valor tienen esos fragmentos en el discurrir de las conversaciones en las redes? ¿serán solamente las propias plataformas tecnológicas externas a las instituciones públicas quienes centralicen la conservación de esos contenidos? Página 9 de 13 . son algunas de los recursos que se pueden normalizar para intervenir en las conversaciones digitales. Arroyo Vázquez afirma que la biblioteca no encontró su eje para comunicarse con los usuarios en entornos virtuales de alta interacción. La relación entre biblioteca y usuarios se debe establecer en base a esa planificación definida. de cómo vamos a mantener la conversación e interacción de la biblioteca con los usuarios en estos espacios. Necesitamos bibliotecas activas en el mundo digital y presencial en forma constante. Tensiones de la mediatización digital en los dominios de las bibliotecas De las redes a las bibliotecas La maduración de los entornos digitales. que se muevan activamente en los dos espacios. instantáneo. Cambiar esa representación requiere que las bibliotecas estén más activas en el mundo digital y presencial de una manera interactiva y consideren estratégico comunicar en las redes sociales. “imagino una "blended library" o bibliotecas en forma semipresencial. frecuencia de publicación. poniendo en tensión lo efímero y lo conservable. pautas orientadas a la construcción de contenidos. Es mucho más gratificante saber que hay una persona tras estas publicaciones capaz de mostrar sentido del humor”.“puesto que biblioteca en el imaginario social simboliza un espacio. prevalece la obsolescencia de lo inmediato que contrasta con la preocupación constante de los centros documentales de conservar y proteger los contenidos de valor.Libro de estilo. un lugar más pasivo que activo”.

La preocupación por la memoria histórica y el acceso continuo a lo que en su momento fue relevante motivó esa idea de conservación. lo que permite que se mantenga la memoria histórica de lo realizado. que sirve para poner en agenda esta problemática. efímeros. La desintermediación de la publicación y los contenidos nativos de las redes hacen que éstas se conviertan en canales de “derrame” de conocimiento. Los esfuerzos de conservación mutan a decisiones Página 10 de 13 . en tanto le otorga a las publicaciones de las redes el valor de un material digno de ser guardado.Frente a estas preguntas hay un caso de referencia.org. En la finalización de su mandato. Asegurar que las próximas gestiones y administraciones estatales puedan seguir utilizando los canales digitales que se han creado para conectar directamente con las personas que atienden. no ya en espacios institucionales. queriendo asegurar que esta transición digital cumpla tres objetivos claves (Schulman: 2017): 1.org o en archieve. 3. por fuera de los ámbitos tradicionales de circulación y almacenamiento documental de las instituciones. la espontaneidad del momento y la facilidad de las plataformas permite que los autores creen nuevos circuitos que no pasan necesariamente por las bibliotecas. de ser cuidado o “atesorado”. también puede verse desdibujado por las opciones de uso que adoptan los usuarios. la preocupación fue justamente “preservar y transmitir el legado digital de la administración Obama”. forman parte de un archivo documental histórico. Se elige conservar las producciones personales. los contenidos que se publican en las redes pertenecen a un diálogo social que es constituyente de cualquiera de sus fragmentos. o incluso en Linkedin. o de su contexto temporal de circulación. Preservar el material que se ha creado. y temporalmente situados. sino que en sitios de la web social como academy. Asegurar que esos materiales sigan siendo accesibles en las mismas plataformas para las que fueron creados. Esta preservación sin precedentes de los contenidos de los medios sociales es sin duda una práctica a tener en cuenta en las instituciones públicas. Los textos de las redes sociales son altamente contextuales. 2. o de su lugar en el tejido conversacional al que pertenece? Los archivos personales y la identidad digital El espacio centralizador de la biblioteca como núcleo de conservación del conocimiento de las instituciones. Un ejemplo que describe esta situación es la tendencia a generar archivos personales públicos. Barack Obama ha sido uno de los presidentes que ha incorporado activamente a las redes sociales en su estrategia de comunicación. El interés por la publicación ágil. Esas publicaciones conservadas de las redes ya no tendrán actualizaciones ni nuevas intervenciones. La conservación de contenidos que circulan en las redes desafía la dinámica misma de las conversaciones digitales. Nos preguntamos entonces: ¿cómo afecta al sentido de un texto publicado en las redes si se lo extrae del soporte nativo. A diferencia del libro que se encuentra en la biblioteca muchos años después de su fecha de publicación.

que desde la sociología se viene analizando como fenómeno de identidad mosaico2. y a la vez también permite varias nominaciones distintas para una misma persona. que no siempre necesariamente tiene correspondencia con la real Página 11 de 13 . en todos los contenidos que los autores están creando. película o cualquier contenido de interés es más confiable.particulares de cada autor. En los centros documentales. sin embargo bibliotecarios y mediadores en los centros documentales vienen realizando esa tarea como una actividad habitual. El reconocimiento personal para seleccionar y acceder a un libro. y se reflejan en perfiles personales que arman su curriculum en función de lo que cada plataforma habilita. En cambio. a compartir información y a opinar o valorar los contenidos que les son más interesantes. 2 Identidad mosaico: construida por partes dispersas en distintos espacios en los que las personas muestran distintos características. exigiendo nuevas habilidades informacionales para identificar a un autor y reconocer su identidad. ser agregador. Es decir. evaluador de contenidos y fuentes. diversas presentaciones y producciones fragmentadas. Los entornos de redes virtuales le permiten al bibliotecario asumir un rol visible y activo de respaldo a ciertos contenidos y mostrar su alta capacidad de discernimiento para la selección de materiales de valor. y a la vez tiene las capacidades para filtrar información. con la intención de que la información se transforme en conocimiento. Esto deriva en otra arista a considerar. Según Roser Lozano (2010) las bibliotecas tienen la responsabilidad de mantener una política de difusión y promoción de los libros. En la web participativa ese rol se plantea como una nueva función. El bibliotecario como curador de contenidos La curaduría de contenido es una actividad que se instala en el mundo digital como una demanda frente a la sobreabundancia de información. Catuxa Seoane García (2012) resalta que el bibliotecario como curador de contenidos puede ser el centinela de la información. la identidad del autor es única. Los hábitos adquiridos y los conocimientos demostrados por los bibliotecarios en los entornos físicos para escoger y recomendar encuentran en las redes posibilidades de expandirse con intensidad. las lógicas de las plataformas y la libertad de autodenominarse de cada autor habilitan la presentación de distintos perfiles para una misma persona. Las redes han demostrado que frente a una oferta sobreabundante de contenidos cada vez resulta de mayor importancia la recomendación entre pares. la construcción de la identidad digital se nutre de múltiples fuentes. sintetizador y organizador. con nomenclaturas estandarizadas y un registro que lo ubica y lo diferencia de otros autores. la búsqueda de sinergias y el uso eficiente de los recursos. Ser curador de contenido implica encontrar. apostando para ello por la innovación basada en la cooperación. y que consiste en elegir y presentar contenidos valiosos en los contextos adecuados. Ramón Manso Rodríguez (2012) también lo ve como una oportunidad para que las bibliotecas animen a los usuarios a desempeñar un papel activo. lo mejor y más relevante.

En Dosdoce. Celaya (2007) considera que las redes sociales son herramientas que ayudan a fomentar una conversación en red entre lectores.gl/uS2FqJ GARCIA GIMÉNEZ. v. El fomento de la lectura en la biblioteca pública 2.gl/Z0xf1M LAUDANO. Nacional de La Plata. Ramón (2012): Bibliotecas. María Inés (2014) Los usos de la red social Facebook en las bibliotecas de institutos y centros de investigación en Argentina En Revista Palabra Clave. “El empleo de las redes sociales es una vía idónea para llevar acciones que potencien el fomento de la lectura entre los usuarios de la biblioteca. julio-agosto. N° 16 . Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación – Dep.0: una apuesta por la innovación y el riesgo.Bilbao. 21. Junio. Charles (2016): La transformación digital en las organizaciones culturales https://goo.gl/T6B7To CATUXA. de Documentación y Biblioteca. PLANAS. Univ. (Manso Rodríguez: 2012) En el momento de planificar la estrategia de comunicación de la biblioteca en las redes. Octubre 2014. Bibliografía ANDRADE. Universidad de la República. Erika (2011): La biblioteca universitaria en las redes sociales: planificando una presencia de calidad. https://goo. Javier (2007) “Fomento de la lectura en Red”. Javeriana https://goo. Barcelona. donde se anima el intercambio de opiniones sobre libros y autores. Javier. 4. Uruguay N° 42 Ene – Mar. Charla TED Traducción de Sebastian Betti. p. Ma. En Revista BID. además de contribuir al desarrollo de las habilidades de información y comunicación en la comunidad.de Bibliotecología LUIS MORA. https://goo. Natalia (2014) Pinchar la burbuja de las bibliotecas en Facebook: el reto de la comunicación. Vicente (2012). es necesario también tener en cuenta el efecto contagio social que ejercen las redes: se lee por recomendación. En Communicative figurations. pp. 978-84-322-1408-0 LOZANO. v. Marzo. 4. Andreas (2017): Transforming Communications. Anuario ThinkEPI. Claudia. Working paper. CORDA. Facultat de Biblioteconomia i Documentació Universitat de Barcelona N°24. Anuario ThinkEPI. 26. Los medios sociales pueden expandir la labor de fomento de la lectura que se realiza en las bibliotecas. 26 junio 2007. 87-90. 2014. 20-32. actuando como un punto de información y de encuentro participativo. Seoane (2012): Reconquistando a usuarios y enamorando a ciudadanos: las bibliotecas y la web social Ponencia Bibliotecas Municipais da Coruña https://goo. Una realidad que las bibliotecas tienen hoy al alcance de la mano. 2010 En https://goo. Visitado: Mayo 2016 https://goo.gl/dALKJ1 MARQUINA.gl/XUyDDz CHRISTAKIS. 8. com.ISSN 2367-2277.gl/vCJuwq Página 12 de 13 . Dep. Roser (2010). ARROYO-VÁZQUEZ.gl/ZIFG7U MANSO RODRÍGUEZ. ISSN: 1386-6710 https://goo. https://goo. Julián (2010) El uso de Twitter y Facebook en las bibliotecas.gl/fTa1mC HEPP. 27 y 28 de junio CELAYA. Las opiniones. n. 2012. Eduardo (2009): Leer digital: la lectura en el entorno de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.gl/W5dElc GUTIÉRREZ. evaluaciones y recomendaciones serán el valor añadido que contribuya al éxito de la actividad y aumente la visibilidad de la biblioteca”. https://goo. ISSN 1853-9912 – Univ. Daniel (2010): Redes sociales: posibilidades de Facebook para las bibliotecas públicas. Estela y VELÁZQUEZ. BECKETT. nº 1.XXVIII · Enero – junio. ISBN. 111-121. 27 septiembre. vol. Nicholas (2010): La influencia oculta de las redes sociales. Cecilia. En Revista Signo y Pensamiento 54 · Vol. El lectoespectador. Seix Barral.gl/8FhIfn . Kessler. pp. Media-related Changes in Times of Deep Mediatization. propiciar su participación activa y estimular el intercambio de contenidos. fomento de la lectura y redes sociales: convirtamos amigos en lectores En El profesional de la información.

https://goo. Enero 17.207 https://goo. 2017 Visitado. En Revista Nexos.gl/TEbdCo TORIZ. https://goo. Rafael (2017) El lugar del libro ante el mundo digital. Julián (2013) Informe APEI sobre Bibliotecas ante el siglo XXI: nuevos medios y caminos. Entrevista con Roger Chartier. 13. Kori (2017) The Obama Administration Digital Transition: Moving Forward.MARQUINA.gl/dXJGLy SCHULMAN.04.gl/mtj3an Argentina. 2017. Página 13 de 13 .