You are on page 1of 100

LA MUTUAL

. DE
LOS RUFIANES
UN FRAILE
DE
TE:
Los temas Todo es Historia los publica
mensualmente.

que el país Libros de tesis, polémicos, actuales.

debate.
"iI" 't
nwrx oc '9 , .....
Los enfrentamientos, las crisis, las polémicas.
mee m •

+ f

El pasado histórico argentino desde un punto de vista distinto y audaz.

Desde la colonia hasta la "'.ctualidad. Sin prejuicios -ni preconceptos.


lo insólito, lo veraz, lo anecdótico, las luchas de una sociedad que cimentó
nuestra argentinidad.
Encuadernado en tomos de 6 ejemplares, en vis-
tosa presentación con letras
doradas.
Un regalo imagina-
tivo que usted
puede ofrecer.
Una inagotable
fuente de consulta
que enriquecerá su
biblioteca.

Editorial TODO ES 11ISTOftlA, Viamonte 1479, 11° e, Buenos Aires. Te!': 40·7545.
¡ tiTiSH
"
Amigo lector:

A lo largo de todo el mes de mayo hemos recibido tantas


y tan conmovedoras expresiones, que no podemos menos
que recogerlas en estas líneas ..
Ya se sabe: es de buena crianza felicitar a una persona o
institución, cuando ésta cumple años. Pero en nuestro caso,
hemos tenido la sensación de que no se trataba de un saludo
formal sino del reconocimiento de un triunfo: el obtenido por
la gente que ha hecho posible la subsistencia de una revista
como esta, durante una década. Así, las cartas de lectores
desconocidos, la aproximación ae gente que se llegó hasta Periodista de lucha, ex-
nuestra redacción para estrecharnos la mano, los mensajes cesivo en sus amores y
por carta y por teléfono desde los puntos mas dispares del odias el padre Castañeda
fue, por sobre toda, un
país, toda esta corriente amistosa fue diluyendo el maestro nato y un apa-
destinatario de etapas expresiones. Ya no era el director de sionado patriota.
Todo es Historia el receptor de estos saludos: eran los
lectores mismos quienes se congratulaban recíprocamente,
pues sentían como suyo el acontecimiento.
Y sin duda es así, Lo hemos repetido muchas veces: esta
publicación vive exclusivamente del apoyo de su público.
Para lograrlo y mantenerlo no hemos recurrido a la adulación HIS'F®RIA
de la demagogia ni a recursos ajenos a la temática
historiográfica que forma su contenido natural. Nos ha
bastado publicar con honradez el material que a nuestro "Historia. émula del tiempo.
juicio podía interesar a los lectores de una Argentina madura deposito de las acciones. tes-
tigo de lo pasado. ejemplo y
y reflexiva. Esta fórmula, repetida ciento veinte veces, nos ha aviso de lo presente. adver-
dado en el curso de estos diez años el mejor capital con que tencia de lo por ven". "
contamos, el imponderable capital que asegura la
subsistencia de Todo es Historia. (CERVANTES, Quijote, 1, IX)
Nos es imposible responder, uno a uno, los saludos de Prohibida la reproduccion
quienes nos hicieron llegar su alborozo por nuestra primera total o parcial del material
década de vida. Vaya en estas líneas nuestro agradecimiento contenido en esta revista, en
a ellos: y nuestra gratitud a todos los que siguen, mes a castellano u otro idioma.
mes, sosteniendo un esfuerzo que es de nuestros lectores, AÑO XI - N° 121
rnas que nuestro. Junio de 1977
Editorial:
FELlX LUNA Todo es Historia S.R.l.

Director: Félix Luna

Secretaria de Dirección:
M,:¡nsel Flores

Redacción: Vlamonte 1479


11° C . Tel.: 40'7545

4
y también
El Desván de Crío
Un fraile de com- Hace dos años: Curiosidades y rarezas
bate: el Rodrigazo en el desván de la
Francisco de Paula Historia.
Las dice León Benarós
Castañeda
Página 34
El rastreo que hace Miguel
Angel Scenna en esta Anticipos
nota, descubre al de "la Historicismo e
Santa Furia" como un ob- iluminismo en la cultura
sesivo educador y un pa- argentina, por Fermín
triota exasperado cuya lu- Chávez
cha, muchas veces exce- Página 52
siva, expresaba un tempe-
ramento no lejano al de Museo Histórico de
Sarmiento. la provincia de
Tucumán
Página 6
El país lo sintió como una sorpresiva agresión y fue, por Página 56
lo menos, un golpe que de pronto clausuró toda una
¿En qué libro época para iniciar una etapa dura y dificultosa para la
aprendió a leer? El libro de historia
mayoría de los argentinos. Fue en junio de 1974 y las
decisiones que entonces adoptó el ministro de Econo- del mes
Lo comenta Luis Alberto
mía prefiguraron, en las contradicciones que siguieron,
el derrumbe del régimen que lo sustentaba, como lo Romero
recuerda Daniel Delia Costa. Página 72
Página 38 Los testigos
Jorge Farias Gómez
Zwi Migdal, Página 93
la mutual de los rufianes Lectores Amigos
Página 96

iOh, los libros de lectura l


Asociados a la primera in-
fancia, algunas de sus
frases elementales persis-
ten tiernamente en el re- Fue en los finales del segundo gobierno de Yrigoyen y se
cuerdo. Pero los libros de prolongó durante el gobierno provisorio de Uriburu.
lectura tienen sus modas, Bajo la apariencia de una inofensiva mutualidad de
sus cuestionamientos y judíos polacos se ocultaba una organización siniestra,
sus persistencias, y Nico- basada en la explotación de mujeres. El submundo del
lás Rivera traza sobre su rufianismo apareció con la crudeza de una novela de Arlt
itinerario una historia de la al compás de la investigación judicial, que Gerardo Brá
alfabetización de los ar- evoca en una nota reveladora de un rostro vergonzoso
gentinos. eVidenciado en los finales de nuestros "años locos".
Página 58 Página 74

5
Hay per"onaje~ Ili"t(',- pHl'a el común de los
ritos que pare<:en di"eu- l!lOl'tHle~, I'o!' otra
ITil' a contrapelo dentro parte, e~tl' tipo dé' ('en-
de su tiempo, Personali- >,01' públieo ~ué'll' ~l'I' lo
dades fUC1'C:l de sel'ie, q\H...
l ¡'a~tanté' nJido"o como
no obedecen a ning'ún pal'H dejar Iluella de ~u
prototipo, que se alzan pa~O " da l' tema de con-
el la~ mIE:-~lP:.E:Hi<J1J~ID®m
con alg'o de pl'ofetas con- \'cl':-;,l('i()1l futura:-;
TEOFnASJ'rWl'/CO ..'llST.,COPOLlTICI)
tra la sociedad que los ~:enel'a('ioIH?s, de ¡nodo
rodea ~. la época que les que un e~pll'itu mús o ll¡'I:"O'·,'\l<l:~ IH1)\1"\'O 7 Ilf: )I.\YO 01: 18~Q.

tocó vi\'ir, para criticaJ'- menos cUl'i,,>,o dé' la po~­ Conr",,"lU, 1"'"'. G"C b !,oHtiea' hu_
m:tno. l' 1:. ("1,,, C,lo,oñ" pc,vi,tie""n
"",'"cm",,,,,,,,,. l., ,dibio". Y 1"" doreoho. dd h"m.
las, condenarlas, fusti- tel'idad ]IUedl' "ent.i I'"e ~:,'."::;;;;:~,,7,,';"::;. L,c; lo di,': '"0' cla",. los rund.,<I".
."",,,,, ',., .•.".. ,.." ,lo ,e\,ublic, po," (i,anito" " los
gal'las ~. señalal'les el interesado PO!'c'!. Q',te é''' S'e~"._ y G"il."l~, ,,] p,"cio,o dG" de
l., liben",] '" tr;~ieroh en di,iniJnJe ••
camino que, a su leal sa- lo que está oeul'l'iendo por GlLC ",,,",, muy bien., quo d "01"
,Io.lero 0;0, r.pmel>, 01 Í1oS p oli,m<>, •
ber y entender, debie- ahora entre el autor de y '''~ puede Im'm'i, la ,.¡"kltd." Y
lito",": ,,/Ji '1"·";/11$ dd ihi ¡¡hu/lu:
ran segui 1'. Especie de estas líneas y el padre Jc"J~ <.,,\i ¡~ I(oeraciu, y el e"i'lrilU

Catones empujados por fray Francisco de J'<lIlla


la llama de la pasión de Castaúeda, un aneba-
sus verdades, sin más tado y arrebatador sa-
impulso ni motor que el cerdote del siglo pasado,
del propio entusiasmo, al que Artlll'o Capde\'ila "'"'''"0 s.·
y entusiasmo significa llamó "el de la' Santa JJ ¡':S ¡.:;o.' c; ,\ Ñ ,\ no lt
Furia", G A U C!J: 1_ P o LIT 1 e o
etimológicamente "lIe- Faderi.monIOlj('¡"o" C""C"r.!~o."r¡rl!l(ll, (:/"'-
\N'protector, 11 l'ufi.rc/mf;ficador dc l"d()~
\'al' a Dios adentl'o". Era franciscano, lo {os /wm/;ra. d,· /;l~", 'fue ui,,'!n!l mt.eren
dcs¡,¡,úlada>· el< el siylQ diedll,wt,c de lnte ..•
N aturalmente, esta que no<; depara la pri- f,.« era cris/icu",.
gente se echa a medio meÍ'a sorpresa: que este
mundo encima y cose- formidable y agresivo
cha enemistades masi- poleri1ista, todo nenio y
\'amente, ya que a nadie acción, fuera hijo espiri-
le gusta que le señalen hu'al del Seráfico y per-
pú blicamente lacras o teneciera a la clúsica
defectos, Se los suele Orden de los mansos
considerar locos y se re- creada por el Santo de
cune al fácil trámite de Asís. Pero era francis-
desviar hacia la psiquia- cano como todo en la
tría un problema que \'ida: a su manera v en
suele ser ininteligible estilo inédito, '

6
Algunos de los infinitos
periód icos que
Kv:.!. ~.
escribió Castañeda y lanzó
a la escena política P ARAUPÓMENON D'. MARIA HETAZOS
como cañonazos. SUPLENENTO
D~ '"n,a,
'!'<Tu'celo!' \.
"~TOnt$1r. ... L.l"_"'M LITr.RH"E.~Tl: ~ .. n,\

nE;.~"O ... ¡¡O n-- v.' l"I~o<nPO, "URe·


O",
I"·,,roS Q""_ AL ""~,,"'oo l' co~ Ctl,",,"o ~o. ",,:1
7:S'~O"!'-'OO os u' ~iin "",,'i"E "~L SIOLO !>tu V
T~~r' H,"TnÓPLCO.
N"r,n: Dr. :"-~,,.,, .. t'.,. ~¡UsT;.'NA.

~,. P •• ,,,'';.,,," •.,. ,~:) ::,~ e~:('~,: ' "~")'.',~,:,,:,,)O¡~:_.,;'r"y~':-\'*;;o,,v,t~')(';;.(,1)


J\~.s". A,~r< ,\1,\\'013 ,,ro 1821.
~"' :;L":;:,~:'.~,~:~:'¿:'~o;~,:~~~~ ~;}l:!~~i~:. :;,~:,):~<:~~: ;~,,_,~,,;,;x, ;., ';0;'" ,,;,:~,',-, ':'':¡ ",-;¡"., ':>t"M'Q¡)Q""t,\'¡"';,~.(1-\)

" '·""'¡,1, 1,,,. ,"~I,<,"d,l. ~". "O~.j. ,,~ '''''so 41., ."0- CO¡;Hmic"d~n e,,¡rc el E.T'l~' ,<]r, !1c,~cr,,1 R"mirc:t,
",<l,1" "ot.» (1) 1'"<""';>0' 0"0' p"ul" •• d<O'<f~Oo,.do.l
¡, to," ¿, ~J... Ab,,,¡~. de ,offi, ;'I>',!o" to;"'~r<" <01> d ,l.
!I Do'l:u Mar¡~ reUt:".,
~ ,:. ,lo pr.,k",' 1" Pt",",W d,l P" ... ;lIud,o ¡c ¡'abh 'del E.cmo. S.. ,·,or ¡;cnorol O. Fr.!.n.
1.. ~,;,.,," ',,,I,nd. que •• ,J,¡."" ,,01 ",¡bui, 1" <orlo eh,,, R~r~iT'7., Fro ,i" con<ltimi'lIlO de c.".~, y qui.
01 ,~. 1\.¡,r,,,il,,r,h,n,i'o<C,,,,¡;,d •• ,) <",1 ,i'n,,,,,o po.
2~, qUil. ¡;" Ido ~q",1 ru~d.me~'o co" <¡,,~ oc pu •
.:" l., <>:" "'l,",I,)' ti -""no« prop'o~. Do. Abu,,;d., ~U. dior;, y del.;,,," bbbr O" I~ mal,ria.
r,.!. ~~.1' ~ii;,".1 e.u,1,;.!,,1;'i-',''''' ,,_""", tI 11,,.,,, fr<.
':".""0 .r. J,<.nd •• l H. P•• Y yO""'. ~"' '1";«0 ded¡- F,.,lon; Tenso el 1'0"01" do ","n'""~r cOn ~id,n Señor un
),0:" ,_,."",;0 ~". ",; .I~"" 'C""'. ,.... qui," ¿;" VO]'";'" corr',pondonlia "pi,tola, .c¡;",d". ell I~ cual eomo 'en
""'1, ~'Jj\j<;¡o,'; "l o ",Q d. "" d.mo",", .,., •• ,.,,,o"'~, qu; .... lllI ~!p.jQ ,e p~<d. ve, el alma de .u Ex",; yo ñ~.
", m... Dio, olJ"., y,;,"'p'oj""" At,,", ri~ ,un ag",.;o cl Pllblico oi no h m,miro.I .. ~ p.'" que
,.-'
p;
---------------
S, "ó." 1I","",.l/y',,~", d 1", 0""" ,1< 1","0-
la~o, C~"O<OU1 d )ean por la u:\'t, '¡u.icro d~dr al C>J".
,ne,o ~or 1, lOI1~. y.J loro por \0. 'e,ull.do, promi.
'0; .\, .'I" .. "~"" '" t1,""" COM p'I;,e.,' JI toJo <1 ,,",,¿o ,.~~ ncnl.:;, ce)'o "~'nhrc propio. yo no ,é porque dcsngra..
:,,;.,;"'"'<"~,.,p,"!I""'¡' ";",:,,,10'1.'"''''. ;011>10> W> <'t r:"lOh~s de l~, lec!ore ••
.. : ,;, I.d", d, so{{¡nc~.

10 ",,~:~:n~.,;~' .~~~~~,~~u:~ ;~'~o· ?on'l'm;;:T~,oqU:~n~


~k':'.T;>. ,.,~:" 1:, negocj~1 ro" lri,'ialo.; Ei, q~e tTIII

NU:>I. 1.
La GI/u/'dia l'l!ll/lida pur el Cellli~
l/e/a y la Irair:frl/! (!(J::c¡~{)ierta por
lfi.U\ 'ti' ffi ® K ~ el Oficial de dia.
","c"~"c'Oc,~",C,-",Cli~C,C,C,c""c""';,,,
e o DI E N ToIi 1) () R oIi I.q 1'"'ri~ e,"" <"I,d!:¡ro.

,._-----_._-
~
:OE LOS CUATno l'E:nrODISTAS, 1..",__, U ,h $'p,,-,,,'hr<: ,r, lSZ2
.Mi Sta. Da. Comenlml"rn' de lvi 1:11(1/1"0 pcriodisrcu. Yo h"bin de(~nltin~uo smpcm!cr dd toJo
mi p~,io~.ico, porquc nol
qt!wro C!lojnt'''o con
C~n ,in!,ul.r comploeenci3 he leido el Pró~peclo de- u\\ pueblo á qnien nUlO mos allí, de lo qoe
'" \¡;~n 'mcdil~do po,iódico, y ¡medo n.rgumr d. V, S. ('"\¡o .. ~n tQch hUI,,";);, pon~~I""do'l¡ y nun por
que cu>.nuo po._ rrula de mi. lar"os no hubi.~c c<ln,~;:uido CIO IÍli~mo en el ninncrn J 5 .Id l'nr~lipómo_

Olr~ .lid", ~ue la de ~:tilar al bello '"~~ ~ (I"~ I)O~ ilus-


non dejci cnct ,le intento fiquel !I\"i!o como PlI.
Ta I'rooocnr nI Centíndo. ol que mO cxcmrum
lre coc> s\,s. luces, y llO' contenga con I~ c(,c.dsimo. ~\:a·
c,t. mB1 r~to: crciame el públir.o que soy bo_
,,¡dad,de .u. ""zanudos discrctianc •• 'M IC!l,]¡ia yo por r.igllO, y CUfiño!o; créDme 1"mbien ue qM yo
nrr? ol~ l.". Gue mas llall,ooopemdo á in¡roducir el 6rU~~ eS!<Jy firmemcnto !,('r.,u~,l!do da ¡ue <l,:' la cipo-
en esl, rec¡c~ nccidn, y ya. decrepita r~pulJl;oa. ca prC!;CDte m' hay en cllinago lumano hom·
E,te m¡"",n ,ji" eonvn'I"C a m;. tOC~C"¡10T(:S, y es bre olguno n:es ingrato que vo, "i <pe peor
\ln d"h~r mio ~I;('gurar {¡ V, S. que los t""!ro, y aun ti ¡\lIya corre'pondido á los grn"Jc,·h"lIcJidos con
quinb etl di~C{)rdb f?mO~ el I'rimor <u~pojo do )01 muo <)u<J Dios me hll colmado dc~Jo ~"" 1110 cOnoz_
coZ no creo, no creo 10 mi,mo '¡ue c~toy vice_
~¡,C~ 'ri\lnf<'s que h~ coa',eguido, e ,m c'msi;;u;cn~o V. S.

UN FRAILE DE
do, y 1'011"">10 en mi. hermonos, y .¡ con·
;'. propordon, que nCllcl,,, 109 loaor"" d. TeCorrer enn h tCl;to ng-riamcntn sepll el tnundo que HO c~ si·
vista, y gral¡ar en el "1,,,,, lo, disCllruos lnn ~ncrgicos, !lO " prevendon') y 1nmbien COH In pcr.<uasion
romo ~c·ltin\ent,l,.., con 'tue V; S, Cl\lll¡,·~ lo. ""m'o"". arme en que he oh¡,]o ~iemllro de que los Dme_
p(mi"ni!~lo~ en wlc;,~ p.",,,- fóllNr en el golfo de t~n tem_ riconos c,tun dotado. de Ullo.\ cornzoncs de ce·

COMBATE: ro J y 'lile ,010 por cumo de!:l re, ,,:'Iciall cs-

-
tán talc~ ({ue yo m.i",!1l0 DO- [0\1 C!ltieudo,

por Miguel Angel Scenna

7
Era hijo de don Ventura Cas- la iglesia de San Francisco de de sus maestros, el padre Cris-
tañeda, un comerciante español Buenos Aires, en cuyo tóbal Gavica, que sentía fuerte
radicado en Buenos Aires, y de convento inició Castañeda su inclinación hacia el alumno, al
doña Andrea Romero Pineda, que profetizaba grandes desti-
vida monástica nos. Primero disuadió al mu-
una dama de viejo tronco por-
teño y profunda devoción reli- chacho de abandonar la Or-
giosa. Vio la luz de este mundo den. Debla permanecer en ella
en 1776 y sus primeros años teologla, en las que no tardo en y superar en base a la fe lo que
transcurrieron bajo la induda- destacarse. Por allí no había no pasaba de meros desarre-
ble Influencia de la madre, que problemas. Las ·dificultades glo's muy humanos. Después
le trasmitió su robusta fe con el emergieron de la estricta dis- convenció a las autoridades de
deseo de verlo ingresar en el ciplina conventual, a la que el que no se pod ia perder a un
sacerdocio. Esta influencia joven tuvo enorme dificultad magnífico estudioso, teólogo,
pesó para que, a los once años, en adaptarse. de garra en potencia y futuro.
ingresara en el convento fran- No era para menos. Levan- gran sacerdote. Estuvieron de
ciscano, decidido a entregar su tarse en medio de la noche, acuerdo y el joven siguió sus
vida a Dios. La separación del cuando más tibias son las sá- estudios. Todo induce a pensar
núcleo familiar no fue fácil ni banas, para rezar maitines, de que las cosas fueron bien y
placentera. Tanto para el mu- contemplar a diario la salida que logró dominar sus ansias
chacho como para la madre, del sol, encarar la jornada cu- de sueño. ya que en 1798, a los
implicó un verdadero desga- bierta de trabajos, rezos y es- veintidós años, la Orden lo en
rramiento, sobre todo para el tudios hasta la hora de víspe- vió a Córdoba. Algun biógrafo
primero, trasladado brusca- ras, le produjo un alarmante ha su puesto que el traslado se
mente del sereno y protector déficit de sueño imposible de debió a problema de conducta
ambiente hogareño a la severa cubrir. El muchacho bostezaba del joven, que con su tempe-
disciplina de la rigurosa Orden. todo el día ysedormíaen todas ramento habría puesto en her-
Pero más allá del choque emo- partes, especialmente en los vor al pacífico convento por-
tivo, el jovencito se mostró un oficios divinos. La cosa llamó teño. Pero esas son induccio-
brillante estudiante, despierto, la atención de los su periores, nes basadas en las posteriores
de rápida cerebración y con que deliberaron gravemente actitudes de Castañeda Y nada'
ganas de aprender. Pronto el en torno al asu nto. Aparente- permite afirmar por ese tiempo
latín no tuvo secretos para él, mente, el aspirante no mos- que ya hubiera despuntado su
lo que le abrió la puerta de los traba suficiente vocación y tal personalidad tal como ha lle-
clásicos, y con la misma sol- vez fuera aconsejable sugerirle gado a nosotros.
vencia llegó a dominar el fran- que abandonara el convento, Lejos de apar,:cer c~mo un
cés, que le permitió conocer de volviera a casa y se dedicara a castigado, llego a. Cordoba
primera mano a los movimien- otra cosa. Hasta el mismo precedido de una solida fama
tos filosóficos de la época. Francisco de Paula llegó a du- de estudioso, que no tardó en
También mostraba insaciable dar de su capacidad para el sa- corroborarse cuando ganó por
curiosidad por la historia y la cerdocio. Entonces medió uno concurso la cátedra de filoso-

8
'1

:::-,(jo es Historia 121 escasas referenCias impiden


detectar que tipo de enferme-
,Un fraile dad padeCió y, ViStOS los ma-
gros conOCimientos de la me-
de dicina de entonces, es difícil
que lo supieran los mismos
combafe que lo atendieron, en primer
lugar el mediCO de cabecera,
fray Pedro LUIS Pacheco. Lo
Bajo el virreinato de cierto es que en un momento
Sobre monte despertó el dado se conSideró que fray
fervor patriótico de Francisco estaba a punto de
Castañeda entrevistarse con su Hacedor,
Empero, posiblemente debido
a su fuerte constitUCión y tam-
fray Gayetano Rodriguez: un bién a los esfuerzos de fray Pe-
dro Luis, el padre Castañeda
adversario de Castañeda
pudo su perar el trance y volver
dentro de su propia Orden
... a sus actividades.
Pero algo no terminaba de
andar'bien en sus relaCiones
dentro de la Orden. Fray Fran-
fia en la docta ciudad, Final- CISCO era un discutidor voca-
mente, en el año 1800 y con- cional, un polemista nato que
tando con 24 de edad, fue or- rozaba con todos los herma·
denado sa'cerdote por' el nos y de cuyo roce saltaban
obispo de Córdoba, José Ma- chispas, Vuelta a vuelta se
nuel Moscoso y Peralta, La trenzaba en fu ribundos deba-
primera meta de su vocacion tes con sus pares: que termi-
quedaba alcanzada, En tanto naban en sonoros gritos que
dictaba sus cursos y leia vo- sacudlan la venerable paz con-
razmente, rodeado de libros y ventual. Además, a medida que
papeles, comenzó a borronear pasaban los años, mostraba
unos apu')tes. El estudiOSO se una franca tendencia al indivi-
doblaba en creador, En 1802 dualismo y la independencia
entrego a la imprenta su primer personal. Cada vez le resultaba
trabajo, El alma de los brutos, más difícil soportar órdenes,
donde especulaba en torno a la reglamentos o disciplinas, lo
existencia anímica de los ani- cual le creo problemas con la
males. Es interesante señalar autoridad, que vela con cre-
que entre los brutos incluia al ciente sospecha al rebelde. Al
hombre" , cabo revolucionó lo bastante al
Pero como todos nos equi- convento y hartó sufiCiente-
vocamos en esta vida, tam bién mente a lajerarqula como para
fray Francisco de Paula cayó que lo fletaran de vuelta a Bue-
en el error y en 1803 descerrajó nos Aires, iLa paz volvlo a rei-
en verso u na Vida del ObiSpo nar en Córdoba l
Azamor, ded icada al fi nado En la capital del Virreinato
prelado de Buenos Aires, que qObernaba el marques de 30-
no contribuyó a exaltar la me- bremonte, piloteando una ad-
moria del desaparecido mon- ministración tranqUila y apa·:!-
señor, ya que Castañeda, como ble. Fray FranCISco volVIÓ él ver
p,oeta, era un excelente teo- con alegría a su familia y se
lago, alojó en el convento porteño
de la Orden, pero su nombre no
Los primeros tiempos tEll'do en trascender del reco-
leto recinto. Rápidamente
No todo eran flores en su ganó fama de predicador de
vida cordobesa, Un día se sin- verbo fáCil y agudo. Mostraba
tió enfermo y cayó presa de un un profu ndo amor por su tierra,
grave mal que lo puso al borde un robusto orgullo por el pais
de la tumba, A la distancia, las de su nacimiento, al tiempo

9
TOdO es Historia 121 tañeda le eSI'8raba una fructl- la organización españbla: de
fera vida de estudio. dedicado estructura arcaica y manejo
Un fraile a la predica. la catedra y la pesado, exigiendo uh' máyór
busqueda de DIOS. ladeado del campo para los criollos.
de respeto y el amor de los fieles. Es evidente que al fraile, lo
Entonces aparecieron los in- mismo que a destacados per-
combate gleses en Buenos Aires y tor- sonajes, el llecho de las inva-
cieron el curso de su vida. siones inglesas les habia mos-
que una segura fe en DIos y en Desde que entl"aron en la ciu- trado dos o tres real idades. La
los preceptos de la Iglesia. De- dad. fray FranCISco fue Irreduc- Reconquista y la Defensa ha-
seaba 'el progreso material y tible enemigo de Beresford y blan tenido lugar sin la menor
espintual del Virreinato y cntl- de SllS planes de incorporar es- partiCipación de España. Si el
caba las lacras que crela ver en tas reqlonp,s' al Imperio Britá- Virrelllato seguia siendo espa-
el sistema poi itico vigente. niCO, Mientras nada menos que ñol, era por voluntad y gracia
También le preocupaba la el obiSpo. rnonseñor Benito de sus pobladores. Las autori-
educaclon. a la que querla Im- Lue y Riega. junto con la Jcrar- dades vlrreinales habían de-
pulsar y difundir hasta que qUla ecleSiástica y buena can- mostrado tales falencias, que
todo niño tuviera acceso a las tidad de sacerdotes, se avenían se debió remover por vía popu-'
primeras letras y a las bases de a jurar al monarca británico y lar -caso inaudito- nada me-
una cultura general. El afán aceptaban la nueva domina- nos que a u n virrey yestablecer
docente, que le venía de lejos, ción. Castañeda, a la par del otro en su reemplazo, es decir
comenzaba a manifestarse de bajo clero, se negó a asumir que el Río de la Plata había
manera acuciante. Sostenía una pOSición que parecia una dado muestras más que sufi-
Ideas altamente novedosas traición lisa y llana al propio rey cientes de que era bien capaz
sobre el puesto de la mujer en y a la hispana tradición cató- de arreglárselas y gobernarse
la sociedad. En tiempos que el lica. por cuenta propia. Atrás que-
sector femenino de la humani- Ignol'amos qué hiZO durante daba el tiempo del tutelajE me-
dad ocupaba un lugar secun- la ocupación, y SI tuvo noticias tropolitano. Y cuando en Es-
dariO, su balterno, Castañeda de las lineas de resistencia que palla comenzó a desmoro-
afirmaba que la presencia de la se fueron tejiendo bajo cuer- narse la monarquía ante el em-
mujer era no sólo fundamental, das. Posi blemente pasara esos bate francés, Castañeda es-
sino imprescindible en toda días encerrado en el convento, tuvo resueltamente entre qu,e-
acción social y polltica, y a y mascullando contra la co- nes afirmaban que, cesados
ellas solla dirigirse en sus ser- bardía de los defensores, que los Borbones, el Río de la Plata
mones, exhortándolas a ocu- no supieron detener al invasor. no debía seguir la suerte de la
par el lugar que les correspon- Lo cierto es que tras la Recon- metrópoli, rechazar a la dinas-
dia. quista fue invitado a pronun- tia bonapartista y establecer un
Lo anterior le ganó un pres- ciar un sermón festejando el gobierno propio. Cuandu los
tigiO a fray Francisco y sobre él evento. Y no tuvo pelos en la acúntecinllefltos se preciplta-
comenzaron a menudear las lengua. Delante de la majestad rur] en mayo de H,1 D, es,,,' S3-
Invitaciones para ocupar los del obispo Lué, que se Ilallaba cUldote Lié 34 arios fue de los
púlpitos de las iglesias. Fuera en una posición Incómoda tras prrmeros y nrás entusla.stas
de ello vivía encerrado en su el giro de los acontecimientos, partidarios de la Junta presí-
celda, devorando libros o me- y del héroe del día, don San- dlda por don Cornello de Saa-
ditando incansablemente. Se- tiago de Liniers, fustigó a la vedra.
guia con la costumbre de to- administraCión española y a su
mar de vez en cuando la pluma corrupción, culpables, según Los primeros destierros
para despuntar el vicio de es- él, de que poco más de mil in-
cntor, pero ya no se dedicaba a gleses lograran dominar sin es- A partir de 1811 ocurren al-
temas teológicos o filosóficos. fuerzo ni lucha a una ciudad gunos eventos importantes en
Prefería componer himnos y como Buenos Aires. Es posible la vida de Castañeda. Co-
obras piadosas que luego que más de uno se revolviera mienza a preocuparle- la cre-
ofrecía a los feligreses. Tam- inquieto ante sus palabras, ciente IIlfluencia en la Revolu-
bién por este lado tuvo suerte, pero el sermón sirvió para ción del grupo ultraliberal em-
puesto que de otras congrega- asentar su prestigio. papado en filosofía iluminlsta
ciones le llegaron pedidos de Al año Siguiente volvieron francesa, cuya cabeza más vi-
composiciones para determi- los ingleses, más numerosos y Sible era don Bernardino Rlva-
nados santos. mejor preparados. Les fue muy davl3, que alentaba un erizado
Todo parecia indicar que mal y nuevamente Castañeda anliclericalismo que se iba
-salvo Inconvenientes proce- su bió al pul pito para cantar vic- convlltiendo en anticatoli_
dentes de su fuerte e indepen- toria. Atribuyó la hazana al cisma. Ello lo llevó a ensayar
diente carácter- al padre Cas- puebla y nuevamente le cayó a los prrmeros intentos de incur-

10
,sión 9:n política, en defensa de encerrado en el convento de la Uno de los más severosad-
la, fe, Como el púlpito no le al- Recoleta sin permiso de salida, versarios de fray Francisco
canzaba, salia a la calle yreco- es decir lo bastante lejos de la dentro de la Orden era su her-
rría las casas de los vecinos, en ciudad de entonces como para mano fray Cayetano Rodrí-
una insólita campaña de con- que dejara de perturbar. La guez, espíritu mesurado, equi-
vencimiento individual, La reacción de Castañeda fue pe- librado, que no podía tragar las
Ju nta Grande parecía navegar eu liar: se hizo humo, desapa- salidas y genialidades del in-
a la deriva y hacía agua inexo- reció del mapa, nadie podia 10- disciplinado sacerdote. Y fray
rablemente tras el desastre de calizarlo, En tanto su padre, el Cayetano le puso la proa a fray
Huaqui, Saavedra ya no repre- buen don Ventura, trabajó ac- Francisco. Criticó acerba-
sentaba un poder real y era tivamente, gestionando para mente al gobierno por haberle
inevitable su caída, en tanto la que se le levantara la pena. Al levantado una pena que obligó
escuadra ,española apretaba a cabo lo logró por medio del al- a dictar a la Orden, tolerando
Buenos Aires desde el río, A caide de segu ndo voto. Se le que la desob¡;deciera al ocul-
med iados de septiembre de permitió regresar a la ciudad, tarse como un delincuente.
1811 la disolución parecl8 lO- pero el episodio habria de te- Llegó a decir que si no se lo
tal. Fue convocado un cabildo nerconsecuencias dentro de la paraba a tiempo, la sola pre-
abierto para el19 de septiembre, Orden. sencia de fray Francisco termi-
que designaría dos diputados Hacía tiempo que fray Fran- naría por corromper a la Or-
para el Congreso Nacional, En cisco de Paula venía alboro- den, disolviéndola en la nada,
la votación previa que se llevó a tando a sus hermanos, acu- por lo que exigía el condigno
cabo ese día, de 16 candidatos sándolos de falta de fuego re- castigo para el rebelde. Con
.fueron elegidos Feliciano Chi- volucionario" de carencia de verdadero placer, Rivadavia,
clana y ,Juan José Paso, pero energía para defender la fe en su calidad de secretario, es-
también recibieron votos Ber- amenazada, de ausencia de cuchó las quejas y dispuso el
nardino Rivadavia y el padre real sentido misional. Con su destierro para el padre Casta-
Castañeda, cuya prédica se de- filosa verba los fustigaba por ñeda, el segundo, esta vez un
jaba oír. Días después los res- dedicarse a cánticos y medita- poco más lejos, ya que debería
tos de la Junta Grande, reuni- ciones cuando era menester recluirse en un convento de
dos bajo la presid encia de Do- salir a la calle a apacentar el , Catamarca.
mingo Matheu, dio fin a su co- rebaño para salvarlos de los y por segunda vez Casta-
metido al crear un poder ejecu- lobos ateos. ~Jaturalmente, las ñeda desapareció del hori-
tivo de tres vocales y tres secre- trifulcas menudearon en el zonte. Varias veces cayeron
tarios, además de una Junta convento, Dentro de los claus- por la casa paterna y siem pre
Conservadora, formada por los tros retumbaron los agrios in- recibieron la respuesta de que
diputados de las provincias y tercam bias de opin iones nega- el castigado estaba en viaje,
dos de la capital. Como los re- tivas entre los beatíficos con- pero en ningún lado se tenían
presentantes porteños pasa- tendientes. Sobre ello, el padre noticias del frai le -en Cata-
ron a formar parte del Triunvi- Castañeda se 'permitía deso- marca menos que en ningún
rato, debió pr.ocederse a una bedecer a la Orden y desapare- otro- y se tenía la tenebrante
nueva votación secreta, de la cer cuando recibía instruccio- certeza de que el hombre no
que resultaron elegidas fray nes de encerrarse en la Reco- había salido de Buenos Aires.
Ignacio Grela y el doctor José leta. Aquello era desafiar abier- Hubo un enorme despliegue de
Francisco Ugarteche, y en la ,tamente el principio de autori- papeleo burocrático, entre ofi-
que nuevamente Castañeda dad que debía ser estricta- cinas, conventos y despachos,
recibió votos, mente acatado, por lo cual con multitud de informes, no-
Pero la satisfacción ante esa tomó cartas en el asunto el tas y memorandos, en tanto las
confianza se vio velada por la propio Provincial. El reapare- investigaciones y las búsque-
elección de Bernardino Riva- cido Castañeda reaccionó en das continuaban sin que el fu-
davia como secretario y princi- su estilo personal: desautorizó gitivo apareciera. Así se llegó al
pal motor del nuevo organismo al Provincial, desconoció sus mes de septiembre, en que el
gubernamental, por lo cual atribuciones y manifestó no es- general Manuel Belgrano, sin
arreció la campaña casa por tar dispuesto a cumplir pasi- s,aberlo, salvó al padre Casta-
casa, desde el púlpito y en la vamente lo que consideraba ñeda. El magnífico triunfo de
calle, contra los que conside- arbitrariedades injustas. Ta- las armas revolucionarias en
raba enemigos de la religión, mano escándalo no se había Tucumán, acaecido en mo-
Fue tan efectivo y contundente visto nunca en Buenos Aires. El mentos de incertidumbre y te-
que terminó por molestar al pobre Provincial, agarrándose mor, colmó de alegría al conso-
gobierno, sobre todo al propio la cabeza, no sabía a quién en- lidado gobierno de Buenos Ai-
secretario, En julio de 1812 el comendarse ante hijo tan pe- res, que de inmediato dictó un
Triunvirato le ordenó, a través culiar a quien por supuesto, se decreto de am n istía general.
de la Orden, que permaneciera le instruyó causa de inmediato. Tan pronto como fue publi-

11
cado, se dignó reaparece-r t;;i Todo es Historia 121
padre Castañeda, que en nIn-
gún momento saliera de la ciu-
dad, y como si tal cosa volvió a ·Un fl!'ail~
establecerse en su celda del de
cOllvento de San Francisco,
para desconcierto de sus her- cmw'llbate
manos.
f'ero lo acontecido y la inca-
pacidad del fraile para mante- El director Alvarez, TbUlIlJS
nel'se en paz, pres¡¡giaban que escuchó eun cont&lIitia ira el
el r8scoldo de la discordia no sermón de Cas;¿ñ~¡ja dé! 25
tardaría en reencenderse. de mayo de 1815
Efectivamente, otra sonora <0'-
agarrada con el Provincial dio
pretexto para sacarlo del me- Juan Cruz Var~la o ·"Juan
dio, sin que esta vez pudiera Calavera": una equivocación
eludir el castigo, Tercer destie- de Castaileda
rro, esta vez en Luján y por
tiempo indeterminado, Eso en
teoría; poco' después una
nueva amnistía del Director
Supremo Posadas lo devolvió a
la circulación, De inmediato se ya por los religiosos y a veces
presentó en Buenos Aires en el por los dos juntos",
convento de San Francisco, Em pero, esos años fueron
dispuesto como nunca a dejar relativamente apacibles para el
oír sus verdades y a sacudir la rebelde sacerdote, en razón
placidez de sus queridos her- del giro polítiCO que tomaba la
manos. Los' franciscanos, re- Revolucion Castañeda con-
Signados, lo volvieron a acep- templó con preocupación y
tar en su seno. desaprobación la emergencia
del federalismo y de los caudi-
El sermón del llos del interior, Los consideró
25 de mayo de 1815 promotores de la anarqula,
fomentadores del caos, defen-
Algunas cosas habían cam- sores del atraso y obstácu los
biado en la vida de fray Fran- insalvables para el progreso.
CISCO de Paula, En el curso de Frente a ellos el Directorio, con
1812, año tan movido de su su tono conservador, aparecía
existencia, falleció el padre, como puntal del orden social y
don Ventura Castañeda, y la garantía para una organiza-
hermana inqresó en una Orden ción moderna del Estado, De
rel iglosa co'" el nombre de Sor allí que el fraile, aunque cnli-
Ignacia, Ello provocó un mayor cando con dureza algunos as-
acercamiento entre el sacer- pectos del gobierno central, lo
dote y la madre, doña Andrea, apoyara en cuanto represen-
Fray Francisco la ,idolat,raba, y taba a la legitimidad,
en cuanto a ésta, adorando al El año 1815 se Inició entre
hijo, dudaba entre la admira- som bríos presagios para las
ción por el sacerdote de nota y Provincias Unidas, La causa
el desconcierto ante franCIS- revolucionaria aparecía muy
cano tan poco contemplativo, comprometida y en ese am-
Indudablemente no era eso lo biente pesado muchos entu-
que había planeado para su siastas de ayer comenzaron a
vástago, pero el cari ño y el or- apartarse, a desligarse de lo
gullo hicieron que siempre es- que parecla un proceso ago-
tU'Jiera de parte de el, por más tado y destinado a la perdiCión,
350m broso que fuera este Cuando llegó el25 de mayo, no
fraile al que por momentos te- se encontró sacerdote d IS-
mía fuera un hereje, perse- puesto a pl"Onunclar el panegl-
guido ya por los anticlericales, riCO de la gesta de CII1CO años

12
atrás. Nadie queria quemarse Diego Thompson, introductor reaflrmaclon de lealtad hacia
cuando parecia inevitable el en nuestro país del sistema Fernando y una resolución de
regreso de los españoles. Na- alcanzar la libertad civil. De
lancasteriano
die, menos Castañeda. Con en- prevalecer Napoleón en Es-
tusiasmo aceptó hacerse paña, se hubiera declarado la
cargo de la defensa de la Revo- independencia para no seguir
lución pronunciando una lapi- la suerte de la metrópoli, pero
daria aunque poco evangélica sotros un padron o un monu- derrotada Francia, lo que se
frase- - iAunque sea en la mento, y lo celebrareis consa- qUIso fue la autonomia dentro
punta de una lanza nare la pú- grándolo al Señor en vuestras del Imperio Español, propósito
b/lca conleslOn de mi le poli- generacIOnes con un culto frustrado por la intransigencia
tica l - y allá estuvo, sobre el sempiterno." Recordó luego de la corte madrileña. Afirmó
púlpito. el 25 de mayo de 181 Ó. que la revolución había acae- Castañeda que esa libertad ci-
cido por fidelidad al rey jurado vil "la hubleramos gozado bajo
Se encontraba presente, en y por determinación de no la d"ecclOn del mismo Fer-
el lugar de honor, Ignacio Alva- obedecer otro poder que el de nando, oyendo este nuestras
rez Thomas. A los 28 años de Fernando VII, y aunque aún fal- quejas", pues lo que el Virrei-
edad, este hombre alentaba taba un año para la declaración , nato anhelaba era "que bajo
una profunda admiración por definitiva de la independencia, sus auspicIos nosotros mis-
sí mismo. Recientes acontecI- la dio por hecho consumado: mos nos gobernásemos, y no-
mientos habian contribuido a sotros tamblen le defendlera-
insuflarlo. EI12 de abril prece- "El dia Veinticinco de Mayo, ya
se considere como padrón o mas la tierra sin intervención
dente se habia su blevado en alguna de los ml.l1istros penin-
Fontezuelas, provocando la monumento eterno de nuestra
heo(Jca fidelidad a Fernando sulares, no solo múliles, no
caída del director Carlos María sólo caducos, sino también
de Alvear. Nombrado el gene- V// o como el origen, principio
y causa de nuestra absoluta {/1- perjudiCiales. "
ral Rondeau como Director De ese mod.o, en 1815, fray
Supremo, por ausencia de este dependencia po/¡tica, es y será
siempre un dia memorable y Francisco de Paula Castañeda
jefe militar, el cargo recayó con se adelantaba en más de un si-
carácter interino en el propio santo que ha de amanecer
cada año para perpetuar nues- glo a una interpretación histó-
Alvarez Thomas, que además rrca surgida en nuestros días.
fue ascendido a coronel ma- tras glorias, nuestro consuelo y
En tanto, el sermón seguía yel
yor. De modo que entró con nuestras felicidades."
d ilector Alvarez Thomas co-
paso imperial en el templo, Es importante el testimonio menzaba a impacientarse. Ni
dispuesto a escuchar su propio de Castañeda, testigo presen- una referencia a su persona, ni
panegírico antes que el de la cial y atento seguidor de los una palabra sobre su reciente
Revolución de Mayo. acontecimientos de mayo de trrunfo y ascenso. Lejos de eso,
1810, que contradicen a la clá- Castañeda analizaba la situa-
Castañeda empezo en tono sica interpretación de la histo- ción presente, amarga y peli-
menor: "Este dla será para vo- ria liberal. En mayo hubo una grosa, donde abundaban los

13
'Todo es Historia 121 na a cabo la celebracion ofi- ideado por el cuáquero inglés
cial. Quebrando el protocolo José Lancaster en base a los
tradicional, no invitó a Casta- ensayos previos de Andrés
Un fraile ñeda a concurrir al ágape. Pe- Bell. consistía en que los
de queña vengancita contra el in- alumnos mayores y más ade-
solente. Pero el franciscano lantados se encargaran de la
combate reCibió un premio mayor: el enseñanza de los menores,
numeroso público que había bajo la supervisión del maes-
arrepentidos y los dispuestos a seguido en suspenso su ser- tro. De ese modo éste tomaba,
poner fin a la Revolución. En món, bebiendo las palabras, lo por ejemplo, a los cuatro o
un mom'ento dijo: "SI somos esperó en el atrio y cuando cinco alumnos más capaces de
hijos nobles e Ingenuos: SI so- apareció rompió en cerrada cada clase y les encargaba a
mos vasallos generosos y lea- ovación. Entre vivas y aplausos cada uno cuatro o cinco niños
les, humillémonos a los pies fue acompañado por las calles· que comenzaban a aprender,
del trono: sujetemonos al des- hasta el convento de San Fran- en un sistema expansivo que
potismo y entreguémonos al cisco. Otro disgusto para Alva- permitía abarcar un amplio
poder arbltrano, poniendo rez Thomas. número de estudiantes con un
nuestra suerte en manos de solo maestro. En general el
Fernando, como esclavos Viles El maestro clero se opuso a este método,
en manos de su señor." Y al- sobre todo por su procedencia
zando la voz, endurecido el El sermón le valió a Casta- protestante, pero Castañeda lo
tono, agregó: "Al contrano, SI ñeda nombradía y prestigio, lo aceptó con entusiasmo. A su
estamos decididos a no reco- que tal vez sirvió para alcanzar entender, en u n país vac ío y
nocer más ley que la nuestra. uno de sus más caros propósi- despoblado como el nuestro,
digamos de una vez que somos tos, ajeno a la política. Educa- era un medio ideal para lograr
libres, y que lo somos desde el dor de alma, maestro vocacio- la rápida alfabetización de la
25 de Mayo de 1810." nal, el fraile quería fomentar la niñez.
Alvarez Thomas hervía de Instrucción de los niños, mol- Pero no era la procedencia
indignación. ¿Qué estaba es- dear su carácter dentro del co- de un método de enseñanza lo
perando ese fraile palu rdo para nocimiento. Atribuía mucha que preocupaba a Castañeda,
exaltar la grandeza del Di rector importancia al dibujo como sino su contenido y filosofía.
Supremo? Todo lo contrario, base educativa, y al respecto Por ello, si aceptaba el sistema
Castañeda entró a analizar los logró convencer al Cabildo de lancasteriano, rechazaba la
gobiernos y realizaciones la necesidad de abrir una Aca- tendencia a implantar una en-
desde 1810, enumerando un demia de Dibujo, que abrió sus señanza alejada de la religión u
, balance deplorable, donde el puertas el1 Ode agosto de 1815 opuesta a ella. Consideraba pe-
desorden, la corrupción, la en el convento de la Recoleta. ligroso y atentatorio contra las
anarquía y el olvido de las tra- Al inaugurar públicamente los más caras tradiciones apartar a
diciones habían primado sobre cursos, donde se enseñaba los niños y a los jóvenes de
el sagrado deber de constru ira además gramática y geografía, Dios. Por eso com batía con to-
la nueva Nación. Su conclu- Castañeda pronunció un dis- das sus armas a los devotos de
sión era terminante: "Por curso resaltando la importan- la filosofía francesa, sobre
nuestra parte, ninguna cosa cia del acontecimiento al todo a los seguidores de Vol-
buena hemos hecho en seis tiempo que fustigaba dura- taire y Jean Jacques Rousseau
años de revolución, y aún la del mente el atraso de la educación (al que llamaba correctamente
25 de Mayo no es obra nuestra, colonial, que debía ser supe- Juan Santiago), que con sus
SinO de Dios ... " rado por la nueva Nación. ideas habían traído sólo cala-
Concluido el sermón que Luego se dedicó a dirigir el es- midades sobre la tierra. Este
más parecia catilinaria, el sa- tablecimiento, que contaba pensam iento lo redondeó
cerdote descendió del púlpito. con una capacidad para dos- desde el púlpito de la Catedral,
Alvarez Thomas, furioso, per- cientos alumnos y que poco en 1818, en ocasión de recibir
maneció hierático y distante. después, por sus gestiones, al Director Supremo Juan Mar-
Ni una sola vez había sido fue trasladado a una depen- tínde Pueyrredón como her-
mencionada su persona; ni por dencia del Consulado, es decir mano de la Sociedad Teofilan-
cortesía se le había dirigido el a un lugar más céntrico yacce- trópica, de la que era fundador.
menor elogio. Había sido sen- sible de la ciudad. Tras denunciar la corrupción
cilla y olímpicamente pasado Preocupado y curioso ante reinante, la propagación de la
por alto. Terminando el oficio, los nuevos métodos de ense- impiedad y el flagelo de la ig-
apenas saludó a Castañeda, ñanza, se interesó por el sis- norancia como pesos muertos
con el máximo estiramiento tema lancasteriano, introdu- de la Revolución, agregó: "El
posible, pegó media vuelta y se cido en el país en 1818 por amigo Volter, el amigo Juan
dirigió al Fuerte donde se lleva- Diego Thompson. El método, Santiago, si quieren que los si- .

14
gamos, muéstrennos primero liar, solitario, que constitu ía en dro F. de Cavia y Santiago váz-
cuáles y cuántos fueron los su persona un partido de un quez, en defensa de los ideales
pueblos que fueron felices Si- solo afiliado, que necesitaba progresistas a la europea. Cas-
guiendo sus máximas curio- de manera visceral com u nicar tañeda le salió al cruce con una
sas: pero entretanto déjennos sus ideas, difundirlas, polemi- Primera amonestación a El
vivir sujetos a la segura má- zar con sus adversarios. Y para Americano, donde con el ma-
xima del Evangelio en la que ello había un solo camino, el yor desenfado le sacaba los
Jesucristo nos manda que del periodismo, y fue de esa trapitos al sol al cuerpo de co-
busquemos primero el reino de manera como, casi inadverti- laboradores del periód ico. La
Dios y SI) justicia, confiado en damente, este sacerdote que andanada del sacerdote pro-
que todo lo demás se nos con- alcanzaba ya los 45 años de vocó la reacción de El Ameri-
cederá. " edad, entró en un campo para cano, que le dedicó el si-
Justamente en referencia a el que estaba excepcional- guiente retrato:
los intelectuales e intelectua- mente dotado y descubrió una
loides (más de éstos que de vocación que hasta entonces Entre todos los cuerdos, des-
aquéllos) que se atiborraban se mantuviera oculta. Afirma preciado:
de pensamiento francés pre- Ricardo Piccirilli: "Castañeda entre todos los locos, cono-
revolucionallo a través de las llega en ese instante con todos cido.
lujosas ediciones que llegaban los atributos del luchador au- Por su hiel, entre víboras que-
de Europa, tuvo una frase feliz, téntico y sin tregua. Entrará rido,
que hizo carrera, al definirlos ahora a cobrar su puesto, pero y entre predicadores sonro-
como lectores de pasta do- no es nuevo. Un exceso de Jado.
rada. Ya comenzaba a inventar vida, de inteligencia y de con- De la discordia, el hijo enamo-
vocablos y forjar definiciones vicción sincera le impelen a los rado:
para determinados personajes grandes cometidos. Desde la del fanatismo, el héroe distin-
que no eran de su devoción. primera hora, la revolución le guido.
Feroz enemigo del caudillo debe su apostolado por la en- Alguna vez, por malo, perse-
oriental Gervasio de Artigas, señanza y su ministerio algu- guido:
Protector de los Pueblos li- nas reacciones del espíritu." y Si quiso ser bueno, se ha can-
bres, lo definió como gauchi- sado.
político, federi-montonero, Camino al periodismo iCaramba! ¿ y quién es ese ca-
chacauco-oriental, choti- ballero,
protector y puti-republicador. La cosa empezó de a poco. cuyo nombre feroz no se pu-
Repartiéndose entre los oficios Ante la creciente preeminencia blica
religiosos, los sermones y la di- del grupo que después se co- y se nos va quedando en el tin-
rección de la academia, Casta- nocería como unitario, que tero?
ñeda se multiplicaba en una contaba con prensa y plumas No se queda, señores, no se
acción creciente, pero la diso- afiladas, comenzó a escribir queda:
lución hacia la que marchaba cartas abiertas y panfletos ese santo que tanto perjudica,
el Directorio, el avance de la sueltos, que solía firmar con se llama fray Francisco Casta-
anarquía, la desunión de las extraños seudónimos, aunque ñeda.
Provincias Unidas, lo arrastra- todo el mundo sabía quién era
ban inexorablemente hacia el el autor. Así desfilaron Fray Ci- Mal informado, el sacerdote
plano político, para el que ca- priano, Bartola el Tonto, el creyó que el autor era Juan
recía de real vocación. Hermano Conejo, Dion, Con- Cruz Varela, gran pope del
No lo atraían los honores, no fucio y varios más, para rego- emergente grupo unitario y
lo acuciaba el afán de poder, cijo de los lectores, ya que el destacado poeta, por lo cual le
no ten ía interés en los puestos fraile utilizaba un humor ás- descerrajó una Segunda amo-
públicos y no compartía la pero y contundente, muy poco nestación a El Americano, ca-
ideología de ninguno de los respetuoso de las personali- yéndole en peso a Varela, al
partidos o grupos en juego. dades que criticaba. que deformaba la segunda ini-
Pero sentía como deber impos- El segundo paso fue enviar cial llamándolo Juan Calabaza
tergable, en su condición de cartas a los periódicos, en o Juan Calavera, en razón del
sacerdote y de ciudadano, el condición de lector. A veces se conocido donjuanismo del
decir su verdad, señalar erro- las publicaban, en especial Los elegante vate. Pero estaba
res, defender la fe y conservar Amigos de la Patria y de la Ju- equivocado, ya que el autor era
una tradición secular contra ventud, de Felipe Senillosa, Juan Crisóstomo Lafinur, mú-
los avances de teorías emer- que apareció entre 1815 y 1816. sico, poeta y periodista de 22
gentes de otras experiencias Esos fueron los prolegómenos años, que además dictaba la
históricas que nada tenían que de lo que recién se encauzó en cátedra de filosofía del Colegio
ver con la nuestra. Por eso se 1819. En ese año apareció El de la Unión del Sud -actual Na-
hizo político. Un político pecu- Americano, redactado por Pe- cional de Buenos Aires- donde

15
difundia su admiracion por Todo es HistOria 121
Voltaire, Rousseau, Mably y
demás pensadores franceses. Un fraile
es decir el prototipo del inte-
lectual combatido por Casta- de
ñeda. Enterarse el fraile de la
verdadera autoría y tomar la combate
pluma fue todo uno, y asi su r-
gió el Suplemento a la segunda
amonestación: manifiesto de Belgrano: "Es una ingratitud
Carancho contra el uno y el que clama al cielo"
otro abogado de El Americano.
Adolfo Saldías recuerda los
espantosos versos con que Iglesia y cementerio del Pilar,
aludió a su atacante: sede de innumerables
reclusiones de Castañeda.,..
La finura del siglo diecinueve
es la finura del mejor quibebe.
Diga yo novedades
aunque profiera
des.
m" barbarida-

Si se pierde el colegio
perdido quedará Sin sacrilegIO. nosotros les damos. i Sesenta y
Dale que dale, nueve palabras para un solo tí-
la pura novedad es lo que tulo! Peroel proyectoquedóen
vale!! ! proyecto.
Además, el ~uisquilloso Cas-
Más feliz estuvo al llamar ca- tañeda no descuidaba otros
ballo a Lafinur: frentes. Cierta vez se enteró
que en u na ju nta de altos jefes
Siendo tú del Pegaso p(/mo militares, Hilarión de la Quin-
hermano, tana se refirió peyorativamente
eres tan mancarrón y apotran- a su persona. Había relaciones
cado, familiares entre el sacerdote y
que nadie de las musas te ha el planchado militar, siempre
ensJllado, pulcro e impecable. que gus-
y les comes de balde paja y taba lucir sobre el uniforme las
grano. muchas condecoraciones ga-
nadas en buena ley desde las
Enzarzado en polémica con invasiones inglesas, tanto en el
Lafinur, por primera vez pro- Ejército del Alto Perú como el
yectó fundar un periódico pro- de los Andes. Pero tan brillante
pio. Hasta tenía título elegido. foja, como la previa amistad
Un título que más parecía en- familiar, no detuvieron al ofen-
sayo previo y que preanun- dido Castañeda. Busco una
ciaba la debilidad de Casta- forma de definirlo, ridiculizán-
ñeda por los nombres larguí- dolo, y la halló Recordó las
simas y alucinantes. La hoja se medallas, cordones y cintas
Ilamaria Monitor macarrónico que engalanaban el pecho del
o el citador y payaso de todos ilustre soldado, y lo llamó He-
los periodistas que fueron, son tabla de San Benito. Todos en
y serán, o el Ramón yegua, Buenos Aires conocían ese al-
Juan rana" Tirteafuera y Gerun- tar de la iglesia de San Fran-
dio solfeador de cuanto sico- cisco, venerado por los negros,
fanta se presentara en las ta- que lo habían colmado de ex-
blas de la revolución ameri- votos y adornos chillones y
cana, para que DIOs nos libre llamativos, con abundancia de
de tantos pseudófobos, de tan- colgaduras y colorinches: la
tos duendes, fantasmas, vam- comparación provocó la es-
piros, y de otras inocentes cria- truendosa risa de la ciudad,
turas que no tienen más manos que disfrutó a fondo con la
para ofendernos que las que comparación. El único que no

16
rió fue Hilarión de la Quintana, superioridad puso esta vez en ahorcado, que duró hasta el N°
que se tomó muy a malla cosa. vereda al rebelde fraile, que no 7, para volver a desaparecel·.
Salió al frente de un pelotón de consiguió la autorización ne- Del N° 8 al N° 12 en vez del
ocho soldados en busca del cesaria. fraile colgado se distingue una
fraile. Irrumpió en el convento, extraña Inscripción: Ensayo
sin hallarlo. Allanó la casa de Los periódicos HlstortcO de la Conjuraclon
doña Andrea, sin mejor suerte. de Castañeda Federal que debe preceder a la
Fray FrancIsco se Ilabía hecho Hlstorta de Cayo Salus/lano
humo. como él sabía hacerlo. La primera incursión perio- Chospo prometida en el nu ..
Entonces el militar publicó una dística de Castañeda como re- mero septlmo de este perto-
violenta carta abierta donde dactor y director de un perió- dlco.
afirmaba: "Nada más humi- dico, aconteció en una fecha En el curso de 1821 varió li-
llante para el hombre que verse incierta, hacia principios de geramente el título: Desen-
distraído y atacado por saban- 1820, en plena anarquía emer- gañador gauchi-politico,
dijas inmundas y asquerosas, gente del desmoronamiento ledert-montonero, chacauco-
contra las cuales un plumero del Directorio. Era una hOJa afien tal, cho/l-protector y antl-
sería la mejor arma." Anun- franca y virulentamente antife- republlcador enojadlsimo con
ciaba que si Castañeda se atre- deral, esencialmente opos'ltora todos los hombres de bien que
vía a pasar frente a su casa, le a Artigas, mencionado en el ti- viven y mueren descuidados en
haría dar cincuenta azotes por tulo con el sobrenombre que el siglo diecinueve de nuestra
uno de sus negros. Después Castañeda le otorgara. Y como era cristiana. Ya en el pros-
enumeró a los jefes que estu- no podía ser de otro modo, ese pecto que precedió a la apari-
vieran presentes en ocasión de título era kilométrico: El de- ción del Desengañador, anun-
su comentario, y juró que no sengañador gauch i-pol irico, ciaba claramente sus propósi-
demoraría en emprenderla a lederi-montonero, chacauco- tos: " ... los números irán sa-
sablazos con el chismoso si oriental, choti-protector, puti- liendo semanalmente mientras
llegaba a conocer su identidad. republicador de todos los subsistan los federales en
y de tanto en tanío tam bién hombres de bien que viven y nuestro territorio." Para pe-
Castañeda se peleaba con sus mueren descuidados en el si- riód ico de combate de la
hermanos franciscanos, como glo diez y nueve de nuestra era época, puede conSiderarse
para no perder la costumbre. Al cristiana. No llevaba día o mes larga la vida de esta hoja, pues
cesar como prelado de los re- de aparición, lo que hoy com- llegó a formar una colección
coletos, el Cabildo lo nombró plica las cosas, ya través de su de 27 números, el último de los
capellán de la cárcel. Fray existencia fue variando de im- cuales apareció el3 de octubre
Francisco se apresuró a acep- prenta, en forma tal que em- de 1822.
tar,' prescindiendo del ligero pezó por la de Alvarez, siguió Casi simultáneamente con el
detalle de que debía solicitar por la del Comercio y terminó anterior, Castañeda sacó otro
previo permiso al Provincial. con la de Niños Expósitos. A periódico, con título igual-
Por su puesto, se armó el es- partir del número 3 aparece mente abracadabrante: El
cándalo que era de esperar, y la una viñeta ostentando un fraile Despertador teolliantroPlco

17
Todo es Historia 121 Asamblea Constituyente for- federal. como sus herhlanoS,
mada exclusivamente por mu- estaba destinado a atacar a los
jeres, una por provincia, ade- cuatro periódicos que' defen-
Un fraiRe más de una india charrúa que dian la politica oficial,·dé taha
de oficiaba de secretaria. A través unitario.
de los Imaginados debates, Al año siguiente, 1821, yes-
combate cargados de humOrismo y do- tando en marcha al mismo
ble IntenCión, dirigió los ata- tiempo El Desenqañador, El
mlstico-politlco, dedicado a las ques más mordaces y efectiVOs Despertador, el Suplemento Vel
matronas argentinas y por me- contra el sistema. Cuando a fi- Parallpllmenon, Castañeda se
dIO de ellas a todas las perso- nes del año 20 aparece la figura sintlo con fuerzas en superávit
nas de su sexo que pueblan de Juan Manuel de Rosas y saco otro periodlco, que lle-
hoy la faz de la tierra y la pobla- como pilar del orden, se apre- vaba el extraño nombre de La
rán en la sucesión de los siglos. suró a saludarlo, comparán- matrona comendadora de los
Apareció el1° de abril de 1820y dolo con Clncinato. cuatro penodlstas. Como no
estaba compuesto en forma llevaba fecha de aparición,
epistolar. Castañeda aparen- Además El Despertador Zlnny supone que es de prinCI-
taba recibir cartas de matro- tiene otro merito nada desde- piOS de ese año. En el pros-
nas, a las que contestaba y co- ñable, señalado por Baltolomc pecto que anunció su apari-
mentaba en un fuerte tono anti- Mitre. Fue el único periódico Clan lo presentaba como pe-
federal y antiunltario. Sufrió de Buenos Aires que anuncIo rlodlCO de estilo familiar y di-
los mismos cambios de im- la muerte del general Manuel recto, y declaraba que no se
prenta que su hermano mayor 8elgrano, a través de los nú- admltlrlan corresponsales
y llegó a alcanzar 75 números, meros 10, 15 Y 17. El primero masculinos, ya que no estaba
hasta que cesó de aparecer el apareció cinco dias despues dispuesto a polem Izar con los
12 de octu bre de 1822. Como al del deceso del prócer, el 25 de doctos' Del mismo modo
parecer no le era suficiente con junio, con la noticia, yen el N° que El Despertador, tenía
los dos periódicos en marcha, 17, a traves de "malos versos". composIción epistolar de tono
a mediados de 1820 Castañeda como dice Mitre. se refirió a los fuertemente humoristico,
inauguró el Suplemento al funerales sentando Su protesta donde fustigaba a las perma-
Despertador teolllantroplco, por la ind Iferencla q ue rodeo al nentes conjuras como a una
que alcanzó 21 números y ceso acontecirn iento: peste que corroia a la repú-
el 12 de septiembre de 1822. blica. Tenía una aparición irre-
Porque es un desl1on'Jr a nuos- gular, que llegó a sumar 13
Para Adolfo Saldias El Des-
tro suelo, números, el último de los cua-
pertador fue el mejor periódico
es una Ingratitud que clama al
de fray Francisco, pues a través les es de octu bre de 1822.
cielo,
de él puede seguirse paso a ¿ Hemos completado la lista?
el tnste funeral pobre y som-
paso el proceso del año 20, con LeJOS de ello. El 27 de marzo
bno,
notable vivacidad y colorido. dio a luz a 011'8 hoja, de nombre
que se hizo en una iglesI81unto
Sus páginas rebosan de sátira Igualmente Insólito: Doña Ma-
al rio,
hacia el sistema federal, al que en esta capital al ciudadano rfa Retazos de variOs autores
ridiculiza en todos jos tonos. trasladados literalmente para
Ilustre General Manuel Bel-
Castañeda consideraba no instrucción y desengaño de'
grano.
viable al federalismo entre no- los Illosolos Incrédulos, que al
sotros por falta de experiencia deSCUido y con cuidado nos
Sin duda que Belgrano,
democrática y por carecer las han enlederado en el siglo XIX
desde el Cielo, habrá perdo-
provincias de un real sustento de nuestra era cristiana, dedi-
nado los versos en virtud de las
económico propio, con lo cual cado a combatir a Ramírez, a
intenciones.
demostró una agudeza de cri- Carreras, a Voltaire y a Rous-
terio realmente excepcional Como El Despertador y el seau. Pero también, y esto es
para la época. Com batió por Suplemento no alcanzaban, de señalar, propendió a la ne-
igual a Alvear, Soler y Agrelo, Castañeda echó a rodar otro cesidad de poblar la Patagonia
abundando en referencias a periódico, el Paralipomenon al para incorporarla a la repú-
los Alvearones, Salerones y Suplemento del Despertador, blica definitivamente y lograr
Agrelones, en quienes veia -y que no iba datado. Recorde- su desarrollo pleno. (Todavía
poco se equivocaba- meras mos que paralipómenos puede estamos en eso). Este perió-
apetencias personales despro- traducirse como "cosas omiti- dico consta de 15 números de
vistas de contenido, que ser- das" Enrique Peña supone colección y dejó de aparecer el
vían de obstácu lo para esta- que es de mediados de 1829, y 15 de octubre de 1822.
blecer unas Provincias Unidas publicó 13 números, el último Detengámonos aquí, pro vi-
progresistas y pujantes. Para de los cuales es del 7 de sep- soríamente, ya que la lista no
criticar al federalismo ideó una tiembre de 1822. De tono antl- está agotada. Pero interesa se-

18
ñalar,que a mediados de 1821 regular que yo estuviera de tes- contra espeCialmente dedica-
el padre Castañeda dirigía una tlgo, pues yo no qUIero ser tes- dos. Pedro José Agrelo publicó
batería pesada de seis periódi- tigo de los partos de las muje- uno cuyo !Í(ulo imitaba el estilo
cos sjmultáneos, desde los que res, Sino del parto de los varo- de los de Castañeda: La lIus-
bombardeaba con fuego gra- nes, para dar cuenta a! públiCO traclOIl Publica, con la flor y
neado al amplio espectro de cuando nazca el AntiCristo, Ilata de la Illantropia, periódico
enemigos que lo rodeaban. El que !la de ser !1I/0 de montone .. dedicado a la SOCiedad Teofi-
franciscano segu ía u na técn ica ros como usted." lantroplca del Buen Gusto, que
propia de combate, que como dirige, amasa y fomenta las ne-
todo lo suyo salía de lo común El IJolemisia fandas tareas del nuevo fraile
y corriente. Cuando un nuevo C/n/o de Buenos AIfOS, el cual
adversario aparecía en el hori- El tono de Castañeda, aSI será al mismo tiempo desper-
zonte, fray Francisco no agre- como el de sus oponentes, era tador a la nueva usanza para
gaba una hoja a su periódico ni bravío, mordiente, corrosivo, los CIUdadanos incautos que lo
publicaba una nota especial. por mornentros cercano a la in- aplauden. Allí don Agrelo se
Nadadeeso. Lefund~baun pe- juria. Y se decían cosas hermo- dedicó con fruición a sacarle
riódico nuevo, especialmente sas: badulaque, botarate, des- los trapitos al sol no sólo a fray
dedicado, desde donde lan- vergonzado, ladrón, borracllo, Francisco, sino a 'Ia familia
zaba andanadas al destinatario alcahuete, etc., etc. Una vez le Castañeda en pleno, en una
específico y exclusivo. escribió a José Miguel Carrera: verdadera cruzada de chisma'
El haberse convertido en pe- "Yo soy tan senc¡flo que aún grafía de conventi 110 barato. Lo
riodista full time obligó a Cas- VIVO persuadido de que usted mismo Pedro Feliciano de Ca-
tañeda a descuidar su obser- es un ammal racIOnal." via, que también sacudió al
vancia de religioso. Concurría Por su puesto, le contesta- fraile desde su hoja Cuatro co-
salteado a los oficios divinos y ban duro. En cierta oportuni- sas o el antifanático y el amigo
apenas paraba en el convento. dad tuvo palabras peyorativas de la IlustraCión, cuya hija pri-
Todo el día lo pasaba afuera, para algunos militares, lo que mogénda es la tolerancia.
dejando la celda vacía, lo cIJal provocó la reacción de un ofi- Pero Castañeda seguía con
provocó nuevas tensiones con cial, que envió una carta que denuedo su batalla, hachando
sus hermanos, que veían con fue pu blicada por La Gaceta a aiestra y siniestra. Cuando no
disgusto a tan peculiar có- del 19 de julio de 1820, donde le alcanzaba el idioma, inven-
frade. La cosa trascendió y le decían: "Ese tigre amorta- taba palabras, forjaba neolo-
terminó comentándose por jado por el hábito de San Fran- gismos, reunía dos en una, re-
toda la aldea que era entonces cisco, lunar de su religión y curría al latín, se remontaba al
Buenos Aires. En cuanto a fray descrédito del sacerdocio en- griego o bajaba al lunfardo.
Francisco, consideraba que tero, ha envuelto en su audacia Escribía en estilo directo, con-
estaba sirviendo mejor a Dios y sarcasmo brutal al cuerpo de tundente, que mostraba un ca-
en su diario batallar periodís- oficiales, acusándolos de pe- bal dominio del idioma, lo que
tico que encerrado en el con- ritos en la bara/a y de dispa- no le impedía incursionar por
vento, sumido en oraciones y radores. ¡Bribón I Mientras él una prosa francamente maca-
meditaciones. come y duerme a pierna ten- rrónica cuando lo creía nece-
Cierto día llegó de visita al dida (no se sabe si en el con- sario, o redactar en redondo
convento de San Francisco vento, pues mandado buscar cocoliche. Idiomáticamente se
don Francisco Xavier de Ri- por el Gobierno, a las nueve de permitía una asombrosa liber-
glos, acompañado por una hija la noche no estaba en él), mien- tad, sin par en nuestra historia.
en avanzado estado de preñez. tras en vez de confesar, orar y Pero su arma mayor era el hu-
Tan avanzado, que en medio dar buen ejemplo, no se em- morismo, donde encontró po-
de las cortesías em pezó el tra- plea sino en callejear, y deni- cos rivales. Y el humor es un
bajo de parto. Hubo que pro- grar cuanto se le presenta, .. ; ariete temible dentro de una
ceder a toda prisa en el santo esos oficiales reci ben heridas y polémica, pues nada derriba
lugar. Fray Francisco cedió su pasan a la intemperie, y mue- más a un adversario que po-
celda para que fuera atendida ren en el campo de batalla. nerlo en ridículo. Castañeda
la dama, y allí pudo dar a luz. ¿Quién es ese infame atrevido tenía el arte de la sátira pesada,
En tanto, Castañeda se fue a para comparar los entremeses que levantaba ampollas en las
dormir a casa de la madre. Al religiosos que hace con los almas de sus enemigos. José
día siguiente La Gaceta anun- trabajos y con la sangre de la Ingenieros, que sentía especial
ció en tono escandalizado que oficialidad? .. Está inmediato aborrecimiento por la memoria
el fraile había pasado la noche el castigo de su audacia, y olvi- de Castañeda, escribió: "So-
fuera del convento. De inme- dado lo sacerdote, no faltará bra sal en sus escritos, pero
diato el acusado tomó la pluma quien se acuerdo de lo desver- siempre es gruesa; arranca a
y replicó: "Sepa usted que pa- gonzado." ' menudo la carcajada, nunca la
fiO la hija del Sindico y no era Le sacaban periódicos en sonrisa. Aunque desciende a

19
veces hasta lo soez, no deja de ción se trocó en slmpatla. De
cascabelear en sus apóstrofes modo que buscó un acerca-
cierta bufonería truculenta que miento con el sacerdote. Cas-
invita a disculparlo, como si en tañeda, que no sabía de renco-
todo ello tuviera la malicia me- res ni ocultaba veneno en el
nos parte que la ingenuidad .. alma, vivió uno de los días más
Individualista, celoso de su felices de su vida. Con los bra-
libertad, seguro de su misión, zos abiertos recibió a Lafinur,
se le atrevía a cualquiera y en se reconciliaron de corazón, se
cualquier plano de jerarquía. visitaron, charlaron largo y
En eso era incorregible, Un día, tendido y del áspero choque
al sentirse enfermo, lomó una nació una sólida amistad.
purga y se metió en cama. AHí Pero este hombre fuera de
estaba cuando llegó al con- serie, infatigable, que parecía
vento un emisario para comu- vivir cuarentiocho horas por
nicarle que el gobernador Mar- día, no se l'lmitó a la multitud de
tín Rodríguez deseaba verlo. periódicos que publicaba. En
Mediante una nota, el fraile re- los ratos libres (¿de dónde los
firió a la máxima autoridad sacaría?) escribió, entre 1820 y
provincial el estado en que se 1821 tres obras que pueden
encontraba y la medicación in- llamarse teatrales, ya que esta-
gerida. Pero como no podía ban compuestas de manera
con el genio, agregó que, pese dialogada, siempre en tono
a todo, si se lo llamaba para fuertemente satírico: "El fre- Además de redactar seis pe-
confesar a alguno de los perio- nesi politlco filosófico del siglo riódicos y escribir tres obras
distas partidarios del gobierno, XIX refutado por los siete pe- dialogadas, Castañeda seguía
no dudaría en ir con la purga riodistas"; "Progreso de Juan dirigiendo la Escuela de Dibujo
puesta. Santiago en Sud América" y con el cariño y devoción del
En otra ocasión el Provincial, "Los solteros corregidos por la maestro vocacional que era.
asustado ante este 'fraile singu- Exma. e IItrma. Comentadora y Allí los problemas que se le
lar que dirigía mediadocenade por el escudero de Doña Mana plantearon fueron de orden
periódicos agresivos y estaba Retazos." A través de estos diá- económico, pues la mantenía
peleado con medio mundo, logos imaginados, Castañeda de su bolsillo y el dinero no
consultó al gobierno si la liber- efectuaba un hábil juego dia- abundaba en las alforjas del
tad de prensa incluía a los léctico para mostrar anverso y buen padre. Refiere Arturo
miembros de la Orden. Natu- reverso de cada idea en danza. Capdevila: "En plena tormenta
ralmente, lo que buscaba era También metía la pata. A del año 20, ¿no hu bo de habér-
una manera legal de callarlo. mediados de 1821 se desató en selas acaso ... con el propio
Enterado Castañeda, le mandó Buenos Aires una sonora po- Señor Jesucristo, puestos en
esta tajante nota: "Me hallo en lémica entre una actriz de se- conflicto su corazón religioso y
el convencimiento lirmisimo gundo rango y la celebérrima su espíritu pedagógico? Pues
de que como escntor público Trinidad Guevara, nuestra pri- aquel año sostenía de su pecu-
no estoy sujeto a V.R.P., ni al mera gran actriz. Dios sabe por lio, el buen fraile, su adoradí-
Gobierno, ni al Congreso qué, Castañeda tomó el partido sima escuela de dibujo, y tam-
mismo ... " Tal era el hombre. de la primera y desde el Des- bién el piadoso alumbrado y
A fines de 1821 Marcos Bal- pertador dirigió un feroz ata- culto de la Sociedad Teofilan-
carce le seguía juicio por inju- que contra la Guevara, que trópica, con luces, cantores y
rias, Hilarión de la Quintana lo causó una pésima impresión órgano. Pero el dinero co-
buscaba y se le sumaban los en Buenos Aires. Los porteños menzó a mermar. Necesitaba
enemigos. Valiente y solitario, podían reirse de sus políticos y mil pesos más sobre los m'¡J de
Castañeda continuaba su mar- figurones, pero no de su idolo, sus estipend ios. Y los suscrip-
cha, devolviendo golpes y máxime cuando era evidente la tores no aumentaban. ¿Qué
asestanzo hachazos. De vez en injusticia de ese ataque no hacer? Había llegado justa-
cuando tenía alguna honda sa- provocado. Para colmo, la gran mente a la encrucijada. Preciso
tisfacción. De ese modo, en actriz publicó una carta abierta era elegir entre los niños y
agosto de 1820 un amigo acu- donde, con una dignidad yal- Cristo. Se quedó con los niños.
dió a su celda de parte de Juan tura correspondiente a su con- Pero con buenas razones teo-
Crisóstomo Lafinur, su ene- dición de dama, contestó al sa- lógicas y cristianas. A Cristo y
migo de aye'r: el joven intelec- cerdote. Abochornado, dolo- no a los niños le quitará los mil
tual, pese a lo ocurrido, no po- rido, arrepentido, Castañeda pesos, . pues primero está el
día ocultar su admiración por no respondió, refugiado en el alumbrado formal de su
el coraje del fraile, y la admira- silencio. cuerpo místico que el alum-

20
, -
Todo es Historia 121" tre do¿'rlíéjillaS hund'idas, chu-
pó,das ..Boca pequeña, bien di-
Un fraile bujail'a,de ,labios delgados
curvad,6~)·~rÍ sardónica semi-
de sonrisa'. Un poderoso mentón
nendido avanzaba hacia ade-
combate lante, proclamando el tempe-
ramento decidido, batallador,
del sac'erdote. No es un rostro
Ilnd~"Pbr cierto, pero es un
Nota de Castañeda anunciando rost,,? Personal, tallado en
la apertura de su escuela en arruga,s'profundas que dicen
San José del Rincón, Santa Fe de la inteligencia, determina-
-<E- ción y austeridad del francis-
cano., Hecho todo pensa-
José Ingenieros: "Sobra sal en miento' yacción, Castañeda no
sus escritos, pero siempre es se cúidaba de sí mismo, de allí
gruesa" ~ que ofreciera un aspecto des-
cuidado, desprolijo. Así lo
veían pasar, sotana al viento,
avanzando en largas zancadas
hacia la imprenta o el con-
vento, los paseantes de la Bue-
brado material de su cuerpo nos Aires de 1820.
eucarístico' Aparte el físico poco agra-
ciado, más allá de las anécdo-
El pensamiento tas y' los insultos cambiados
de Castañeda con sus enemigos, ¿cuáles
eran las bases del pensamiento
¿ Cómo era físicamente este político de Castañeda? Reite-
tremendo sacerdote? ¿Cómo ramos que no era federal ni
lo vieron su s contem poráneos unitario, sino un pensador in-
cuando recorría infatigable las dependiente que, como afirma
calles o les dirigía un sermón Saldías, constituía una "enti-
desde el púlpito? En primer lu- dad que actuaba por su sola
gar, era cualquier cosa menos cuenta". Atacaba a los federa-
bonito. Más bien era irreme- les por considerar no viable el
diablemente feo. Bajo de esta- sistema y demasiado proclive
tura, magro de carnes, casi es- a la anarqu ía; atacaba a los u ni-
quelético, de aspecto move- tarios por europeizantes y an-
dizo y nervioso. En uno de los ticatólicos. En 1820 veía con
juegos de palabras a los que desolación el cuadl'O de gene-
era tan afecto. Capdevila sen- ral desgobierno de las Provin-
tencia: "toda su cara un des- cias Unidas, donde los intere-
caro" ses sectarios y personales pre-
Se ha conservado un retrato. dominaban sobre los genera-
hoy clásico, grabado por Des- les. Escribía: "Confesemos
caux, con las facciones de Cas- pues, que Sud América está
tañeda. El cerquillo o amplia llena de hombres guapos, asi
tonsura de la Orden cubría la como está llena de tigres, to-
parte posterior del cráneo, ro- ros, serpientes y otras fieras."
deado por un círculo de cabe- Temía que, de persistir la anar-
llos negros, desordenados, quía. volviéramos a caer en
que avanzaban sobre la amplia poder de España, e insistía co-
frente, oCU Itándola en parte. rrectamente en que nuestra in-
Dos cejas tu pidas, fru ncidas en dependencia no se debió a un
un ceño enérgico que servía de acto volitivo conciente, sino a
punta de arranque a u na larga y las circunstancias de 1810 y a
poderosa nariz, ligeramente la deserción de los Barbones
aguileña. Ojos OSCUI'OS, pene- en Bayona, frente a Napoleón
trantes, de mirar IróniCO. Pó- Bonaparte.
mulos salientes. huesudos, en- Deploraba la manía imitativa

21
Todo es Historia 121 bntano-gállco, pero lo que re- asegurar que en todo el año
sulto fue lo que no podla me- veinte. Siendo asi que lostmte-
nos de resultar, esto es una nllos anduvieron sueltos; para
Un fraile tercera entidad, o el espmtu disparar a su satisfaCCión por
de tnple gauchl-bntano-gállco, esos tngales de DIOS, n0 han
pero nunca el esp'ntu caste- disparado tanto como el ame-
combate llano, o el hispano amencano ricano anonimo que éscribió
e íbero colombiano, que no es en FranCia: elllOmbre desatina
todo nuestro IlOnor, y forma en pOlitica, desatina en teolo-
que hacía estragos en la revo- nuestro carácter. pues por gla, desatina en historia
lución: "Eche V. una ojeada Castilla somos gente.' eclelástlca, se contradice en
ráp ida sobre la conducta de Tal el meollo del pensa- cada renglon, y en cada página
nuestros poiftlcos en la decada miento de Castañeda. un ro- protesta que es católiCO, apos-
antenor, y verá que en vez de busto nacionalismo de buena tolICO, romano, y que lo será
fomentarlo todo lo han des- cepa, que exigía na Imitar a aLÍn cuando el Pontllice y la
truido, todo no más que por- Francia o Inglaterra, sino res- Iglesia declaren lo contrano."
que no está como en {-rancia,' catar lo mejor de España, de En la misma tónica, insistía:
en Londres, en Norteamenca o esa España que el país llevaba "Pero Sud Amenca, ocupada
en Flandes." y con ind'lgna- en la sangre y que era suicida en defenderse y defendernos,
ción remataba: "¿Cómo he- repudiar. La NaCión que fray sin duda no advierte, o qUizá
mos de tener espmtu nacIOnal Francisco soñaba habría de ser mira con desprecIO, los con-
SI en lo que menos pensamos profundamente hispanoame- trabandos que al descuido y
es en ser lo que somos?" ricana y el catolicismo sería el con CUidado se Introducen dia-
Insistía en que era menester cemento integrador, heredado namente para corromper y
volver a las fuentes, a las raíces de nuestros mayores por espa- pervertir la fe, la piedad y la
de nuestra tradición ancestral cio de siglos. Por ello se oponía religión dominante, y única de
para lograr una Nación con acerbamente a la filosofía en- sus 11110S. la Europa, reloj 'des-
rostro propio, no prestado: ciclopedista y sus derivados, pertador (hablo con el respeto
"nos hemos ido alejando de la que no pod ían servir como debido y qUIsiera que mis pa-
verdadera virtud castellana pautas de emulación. labras se tomasen sin agra-
que era nuestra virtud naCional En 1820 ·llegó a Buenos Ai- v/os), la Europa, digo, ya que
y formaba nuestro verdadero, res, introducido por Manuel de no puede arrancarnos a sangre
apreciable y celebrado c¡¡rác- Sarratea, uno de esos libros de y fuego el precIOso tesoro de la
ter ... "pasta dorada" que ponían libertad, qUiere a lo menos
Aborrecía a los pensadores frenético a Castañeda. Se titu- romper ese vinculo sagrado
unitarios -cam peones de la eu- laba Discursos sobre una que, umendonos con el ser su-
ropeización- pues lo único que constitución religIOsa, consI- premo nos constituye patnotas
lograrían sería forjar un mo- derada como parte de la cIVIl. religiosos, sensatos e incon-
delo híbrido, despersonali- El autor era el presbítero Juan trastables. ASI, pues, como en
zado, hecho de ideas foráneas Antonio Llorente, un sacerdote lo militar yen lo politlco hemos
desarraigadas: "Pero los de- español muy liberal, muy colocado un Inmenso caos en-
magogos, los aventureros, los afrancesado, muy ligado a la tre la Europa y la Aménca, es
sicofantes, los tintenllos, los masonería, que incursionaba precIso e mdlspensable que
70ilos indecentes, impregnán- frecuentemente en la hetoro- nuestra v/{tud nativa, y nuestro
dose en las máximas revolu- doxia y que aborrecía, casI carácter nacional, coloque
cionarias de tantos libros jaco- como asunto personal, al Papa otro inmenso caos entre la filo-
binos, cuantos abortó en el pa- y al Vaticano, al punto que in- sofía transatlántica y la nues-
sado y presente siglo la falsa tentó crear una iglesia espa- tra: toleremos a más no poder
filosofia, empezaron a revestir ñola apartada de Roma y de- que la fIIosoflB terrena, insen-
un carácter absolutamente an- pendiente del rey. La obra que sata, carnal, seductora y far-
tiespañol: ya vistiéndose de in- hemos mencionado tuvo entre sa/ca reine y florezca allá en
dios para ser ni Indios ni espa- nosotros mucha importancia, Europa: pero al pisar nuestras
ñoles: ya aprendiendo el fran- pues sirvió de guía para la pos- playas nléguese/e el derecho
cés para ser parisienses de la terior reforma religiosa de Ri- de la hospitalidad."
noche a la mañana: o el Inglés vadavia. Por ello exigía leyes propias,
para ser misteres recién de- Castañeda comprendió de surgidas de la realidad nacio-
sembarcaditos de Plymouth. inmediato el peligro que ence- nal y no dragadas en códigos
Estos despreciables entes rraba tal autor y tal libro, y en extranjeros. Así de lúcido,
avanzaban al teatro para desde agosto de 1821 lo atacó desde agudo y apasionadamente ar-
las tablas propinar al pueblo, las páginas del Despertador: gentino era el temperamento
ya el· espiritu bntánlco, ya el "El tal librito es de lo más mise- de Castañeda. Pero este insó-
espiritu gálico, ya el espíritu rable que yo he visto, V puedo lito padre habría de ofrecer

22
otra faceta inédita de su pen- dejado pasar dos meses Sin p'- fraile. Aquello era un insulto a
samiento, pues fue el primer sar su celda. tuvo otra trenzada la Sala. un agravIo Imperdona-
feminista de nuestra historia. con el P,ov,nc,al. y como el ble a los almidonados "repre-
Más de un siglo antes del voto asunto llego a la Curia man- sentantes del pueblo". Estallo
femenino, Castañeda querla a tuvo una sonora polémica con un verdadero escándalo, del
la mujer cívicamente a la par el provisor del Obispado, tras que participó c(\n entusiasmo
del hombre. Por ello buena lo cual siguIó haciendo lo que la barra Todos ped ían la ca-
parte de sus periódicos esta- su santa voluntad le mandaba. beza de Castañeda, que debió
ban dirigidos específicamente A lines de 1821, la gran sor- abandonar la sala bajo fuerte
a las matronas porteñas, Por presa. En las elecciones con- custodia, entre gritos, puños
ello el principal personaje de vocadas por el gobierno, Cas- en alto y amenazas. De Inme-
sus imaginerias es una dama, tañeda fue electo diputado diato la Legislatura exiglo al
doña María Retazos, diri- provinCial, Signo cierto de su gobernador Martín Rodríguez
giendo una sala de las Quinien- popularidad. Pero el sacerdote que tomara medidas ejempla-
tas donde debaten otras tantas no deseaba alternar con los res con el insolente, recomen-
matronas. Presentaba a doña que despectivamente llamaba dándole se lo alejara "a alguna
María Retazos como una dama "doctos" y no se sentia con distanCia" de la Ciudad. Era el
muy bella y donosa, alta e im- pasta para participar en los In_' 17 de septiembre de 1821.
portante, joven y suave, mo- terminables debates del El 25 cayó el rayo sobre el
desta e inteligente, siempre cuerpo legislativo. Por eso lo padre Castañeda. El goberna-
vestida de celeste y blanco. primero que hizo al ocupar la dor, con refrendo del ministro
¿No es exactamente la repre- banca fue renunciar. Pero re- Bernardino Rivadavia, deste-
sentación de la alegoria con nunció more Castañeda, a tra- rraba al franciscano a la guar-
que años después se presentó vés de una nota urtica?te que dia de Kaquel Huincul, en la
a la República Argentina? levantó ronchas en la Legisla- frontera con el indio, y se le
. tura. Decia el fraile: "La elec- sumaba una prohibición ex-
La guerra de Clon que este pueblo !la hecho presa de escribir durante cua-
los Franciscos en mi persona para que lo re- tro años. Kaquel era un fuerte,
presente, me !lace ver que, le- en el actual partido de Maipú,
En 1821 el padre Castañeda jos de ofenderse con la aCfl- perdido en el desierto y la sole-
era una figura ampliamente moma de mis escntos, ha sa- dad, es decir un lugar ideal
conocida en Buenos Aires, po- bido aprobar su buena inten- para mantener callado a Cas-
pular y respetada, y si sumaba Ción, atendiendo más bien al tañeda. Y allá se fue el pobre
enemigos, también arrastraba espintu de ellos que a la cor- fraile, desconsolado y depri-
buen número de simpatizantes teza exteflor, por más dura y mido, a cumplir su cuarto des-
y partidarios. Siempre celoso amarga que le !laya sido . .. He rrerro. Pero estaba de Dios que
de su libertad de pensamiento ViStO que la soberama mal en- este hom bre no encontraría la
y acción, se mantenía en sus tendida y mal buscada es el paz ni aún en el más vacío de-
trece contra amenazas y ata- origen de todas nuestras des- sierto.
ques, exigiendo se lo prote- dichas, y aunque bendigo a un Cerca de Kaquel Huincul se
giera en función de periodista. pueblo tan docll y de tal be- extendía laestanciade Miraflo-
Así, el 22 de marzo de 1821 es- nigna indole, renuncIO una y res, propiedad de Francisco
cribió al gobernador Martín mil veces al cargo de represen- Hermógenes Ramos Mejía, que
Rodríguez, a cuyo gobierno tante, porque no quiero ser había fundado una religión
fustigaba: "Señor, mi oficio de sino lo que siempre he sido: propia. Ya nos hemos referido
censor público, además de ser padre de mi pueblo. La repre- a este extraño personaje en
contra mi genio naturalmente sentación de una soberania otra oportunidad. Indudable-
compasivo, es también muy que desconozca, rebajando mente debió ser un formidable
odioso, y de mucho compro- ese mi antiguo carácter, me es predicador, pues convenció a
miso, máxime cuando aún es- injuriosa: y no puede m debe una importante cantidad de
tamos impregnado de piezas despojarme de esa paternidad gauchos e indios, que vivían en
heterogéneas, que pierden la con la cual reformo a .todos: la estancia de manera casi mo-
suavidad del patriotismo ar- por medio de mis siete periódi- nacal, e incluso llegó a conver-
gentino: por eso necesito pro- cos y de otros tres que safdrán tir al jefe militar de Kaquel
tección, no como quiera sino en primera oportunidad." Huincul a su religión, mezcla
toda la protección de V.E." Ese séptimo periódico men- de presbiterianismo, adven-
Siempre en estado crónico cionado llevaba el asombroso tismo, milenarismo yanimismo
de d'lficultades con sus herma- nombre de Eu nao me meto indigena.
nos, tampoco les aflojó un mi- con ninguem. Los graves Justamente a Kaquel Huin-
límetro. Acusado por el guar- señorones escucharon atóni- cul llegó el padre Castañeda.
dián del convento de pasarse tos, sin creer a sus oídos, lo Los esperaban meses, años de
en la calle noche y día y haber que decía el espectacular destierro sin posibilidad de de-
23
sahogo. Intermlnables:dias de
aburrimiento y hastio ..'C· Y de
pronto oyó hablar de Ramos
Mej ía ... i Un hereje a mano!
i Dios sea loado! El Señor en
persona debió cruzarlo en su
camino para dulcificar sus ho-
ras de proscripto .. Todo' lo que
había en Castañeaa de pole-
mista -y era casi todo- emergió
a borbotones. Se arremangó la
sotana y se arrojó a la brega.
En la guerra privada entre el
hereje de "Miraflores" y el des-
terrado de Fuerte Kaquel, fray
Francisco de Paula le llevaba
por lo menos dos ventajas a su
tocayo estanciero. En primer
término, era tan buen pole-
mista hablando como escri-
biendo ,mientras el otro, si bien
de palabra tenía un fuerte po-
der de convicción, pluma en
mano tropezaba con la gramá- Con tales proyectiles en su ba- una sola alma que le replicara,
tica y tend ía a convertirse en un tería comenzó el bombardeo, SI no fue el capataz de la estan-
galimatías. En segundo tér' predicando contra el predica- Cia, el tucumano Manuel Gra-
mino -tal vez más importante- dor a toda hora del día, en mala, el cual le dilO que el que-
el franciscano poseía un agudo cualquier lugar, en toda cir- na condenarse en su religlon."
sentido del humor, mientras cunstancia. Dado el carácter La guerra de los Franciscos
Ramos Mejía, a fuerza de buen de la polémica, se sintió exi- tomó mal cariz para Ramos Me-
puritano, carecía de élen mido de la prohibición de es- j ía. El padre Castañeda co-
grado heroico. Y también tuvo cribir, tomó con deleite la monzó a reconvertir gente en
que ver la distinta forja de am- pluma y empezó a borronear masa, sin cejar en la ofensiva.
bos contendientes: don Fran- páginas. El estanciero, con peligro de
cisco elaboró su sistema y pre- Véase una muestra: "Don perder su cl ientela y ante su an-
dicó a gusto sin una oposición FranCISco Ramos Mejla se ha taño id íl ica paz tu rbada por el
que lo obligara a la autocrítica erigido en hereSiarca blas- fraile, terminó pid iendo a gri-
y mejorara sus defensas; él era femo, y no contento con haber tos que le sacaran de encima al
el único intelectual en varias quemado las imágenes, con feroz oponente.
leguas a la redonda. Fray Fran- 11aber regalado un alba a su La polémica terminó en
cisco, en cambio, habia tenido capataz Malina para enaguas mayo de 1822. El 7 de ese mes
que afilar su hacha compi- de su mujer, el cingulo para el gobierno sancionó la Ley del
tiendo con señores polemistas, atarse el chiripá, ha erigido Olvido, pero al parecer lo pen-
hechos y derechos, entre los seis cátedras de teologia en la saron bien con Castañeda, ya
que se contaron varias estre- campaña del sur a vista y pre- que én un primer momento no
llas del unitarismo que, como sencia de los comandantes y fue incluido en el indulto gene-
se sabe, en eso de intelectuales del gobierno actual, que es- ral. Empero, el 18 se hicieron
no solían quedarse cortos. tuvo alli varias veces de ida y extensivos al franciscano los
Ramos Mejía se enteró de la vuelta, con toda la plana ma- beneficios, pero con la expresa
presencia de Castañeda yor, en su expedición a los in- aclaración de que seguía vi-
cuando ya los mordiscos de diOS. Don José de la Peña :'u- gente la prohibición de escri-
éste lo acosaban de cerca. Tal (ueta, comandante·de la Guar- bir. Castañeda dejó Fuerte Ka-
vez al principio pensara que dia de Kaquel, habiendo es- quel y se alejó de Ramos Mejía,
sólo era, otro ensotanado de tado cinco dias de convite en lo el que quedó con las cicatrices
campaña, arrojado por la frus- de don Francisco Ramos, vol- del duro combate.
tración a los lindes del de- vió tan convertido que insti-
sierto. Si tal pensó, se equi- tuyó la religión nueva de Ra- La lucha de Ca~tañeda
vocó feo. Al cabo de unos días mos en la Guardia y en la es-
el franciscano estaba al tanto tancia de la Patria la cual ley de De regreso a Buenos Aires,
de los pormenores de" Miraflo- Ramos se observó en ambos golpeó a todas las puertas y
res" y de la vida y milagros del distritos tódo el tiempo que es·· movió toda influencia para que
dueño, e incluso del personal tuvo de comandante, sin haber le fuera levantada la pesada

24
TOdO es Histol"ja 121 prohi bición de escrl bir. Al cabo rela, Florencia Varela e Ignacio
el gobierno cedió y otorgó el Núñez, con el fin expreso de
permiso. De inmediato reapa- defender la reforma eclesiás-
. Un fraile reció la media docena de pe- tica rivadaviana. Se llamaba El
de riódicos que se viera obligado Centinela y llevaba por lema
"¿Quién vive? La Patria".
a abandonar. Y en cantidad
combate creciente. Refiere Saldías: "Un Usaba lenguaje militar y un
día -dia único, tal vez-, el tono marcadamente castrense,
guapo franciscano no encon- que paulatinamente se fue des-
B¡G¡¡fi.j~ Piccirilli: "En la
tró un títu lo de su agrado para lizando hacia un lenguaje bajo
t1~¡orma Eclesiástica no fue algún nuevo periódico. Pues y procaz. Atacaba con fruición
;nr¡es~ la intención sino bien, el padre Castañeda bau- a los sacerdotes, que "subsis-
"yt;iVilcadc el procedimiento" tiZÓ a este hijo querido con el ten sin dinero y se propagan
nombre de El Padre Casta- sin mujeres", según su opi-
ñeda, titulo que todo lo decía y nión, y a los que dedicaba deli-
todo estaba ahí: en cada línea, cados versos, como el si-
aguda como la hoja de un'm/- guiente, en latín macarrónico,
sencord/a afiladísimo." puesto en boca de un cura:
A punto el retorno, porque
en el horizonte se alzaba otra Hermosisima Paela,
feroz polémica. Pau latina- si vis audire,
mente el gobierno, bajo ins- ego prometo tibi,
tancias del ministro Rivadavia, tecum dormire.
se aprestaba a implantar una
reforma religiosa de fondo, Alarmado ante el giro de los
que afectaría agudamente lasi- acontecim ientos, fray Caye-
tuación del clero, sobre todo tano Rodríguez decidió salir al
reg'ular. Ya el 17 de diciembre paso de El Centilena para con-
de 1821 el Poder Ejecutivo ha- trarrestar su prédica, y con tal
bía ordenado a los conventos fin, y usando el mismo tono mi-
que presentaran un detalle ex- litar, publicó otro periódico, El
haustivo sobre los bienes que Oficial de Guardia, cuyo lema
poseyeran y las personas que era "¿Quién vive? La Religión y
al bergaran. Poco después, la Patria". Pero llevaba las de
prohibió el ingreso a la provin- perder. A las calumnias e insul-
cia de todo eclesiástico proce- tos les oponía la reflexión y la
dente del resto del país o del persuación; al tono virulento e
exterior. En febrero de 1822 el iracundo, la propia modalidad
gobierno decidió que los mer- moderada y serena, que eludía
cedarios y los franciscanos cuidadosamente las injurias e
quedarían en adelante ,bajo su infamias de que los otros ha-
directa dependencia. El 10 ' de cían gala. No era fray Cayetano
julio de 1822 fue expropiada el hombre indicado para la ta-
la Recoleta. Todo esto fue rea. Allí hacía falta un pOle-
creando malestar en el clero, mista de pelo en pecho a lo fray
que advertía la ofensiVa que les Francisco de Paula Castañeda.
estaba llevando Rivadavia. Yeso fue precisamente lo que
También cayó Castañeda, pensó fray Francisco de Paula
cuando el Poder Ejecutivo ce- Castañeda. Con ánimo alegre,
rró su academia de dibujo, ale- el 9 de septiembre de 1822 sacó
gando que la necesitaba para a la calle otro periódico, con un
cuartel. De inmediato el fraile título de acuerdo a su costum-
pidió un cuartel para su es- bre: La guardia vendida por el
cuela. Dolorido, el pobre sa- Centinela y la traición descu-
cerdote perd ía u no de sus sue- bierta por el Oficial de Guardia,
ños más caros y contemplaba que ostentaba el lema "iAuxi-
impotente cómo ganaba te- lio/-¡Auxilio! iLa Patria está en
rreno el sentimiento antirreli- peligro/". Olvidó su vieja ene-
gioso del grupo unitario. mistad con fray Cayetano Ro-
El 28 de julio de 1822 salióa dríguez, dejó de lado el que
1,
la calle un periódico, cuyos re- diez años antes lo denunciara a
dactores eran Juan Cruz Va- las autoridades. Ahora ambos
25
Todo es Historia 121 -esta feroz polémica entre Cas- dad desnuda, que apareció el
taneda y El Centinela: "~Iunca 24 de septiembre ce 1822; des-
se derrochó mayor ingenio en pués le agregó El Lobera de a
Un fraile u na controversia period ística, 36 reforzado en octubre y aún
de ni rayó jamás a tanta altl.ll8 la estuvo meditando un tercero,
mordiscante virulencia de los Telón corrido, que no llegó a
combate contendores". Pero de pronto aparecer. Desde ei segundo
fray Francisco tuvo que librar amenazaba a El Lobera:
combate en otro frente. Hacia
septiembre de 1922 apareció Por tí l fraile !oberón,
franciscanos estaban en la padre de la desvergOenza.
otro periódico. violentamente
misma trinchera y se sentía en anticlerical: El Lobera del Año el miserere comienza
la obligación de apoyarlo. Veinte. El verdadero Ante- de nuestra vapulación.
Atacó con todo, en prosa y Cristo. Abortado por el último Apronta pues esa popa,
en verso. Así, escribió esta ho- esfuerzo, e ilJlcuo poder de las que allá van, a·quemarropa,
rrenda poesía: coronas cerquilladas, en opo- ciento y una maldición.
sición de los hombres virtuo-
iOh, ministros del cielo! El Lobera aparecía sin nom-
sos que trabajan por la verda-
iAlerta' iAlerta! . bre del 'edactor. por lo cual du-
dera felicidad de su país y de
Lns libertinos se reúnen, si, rante un tiempo fue un misterio
sus semejantes.
iCUldado! En tono insultante repartía la identidad del procaz perio-
Ya está la trama negra descu- calumnias e injurias a granel dista, pero al cabo se vino a
bierta: contra ei clero, conformando saber que lo redactaba un em-
el horroroso plan va está tra- una verdadera cloaca periodís- picado del ministerio que pilo-
zado: tica, que produjo hondo desa- teaba Rivadavia, de nombre
romped las tramas, y con brazo grado en la población por la José María :::;alderón. La vio-
armado, ruindad de su campana, tal lencia ele su prédica indujo al
los planes deshaced en guerra como lo anotó en su diario padre Ignacio Grela a solicitar
abierta. Juan Manuel Beruti. Entre sus la intervención de la Junta Pro-
iMedia la religión! Valor, cons- tectora de 1" Ub8rtad de Im-
blancos preferidos estaba, por
tancia: supuesto, Castaneda. Pero no prenta, que tomó cartas en el
Expatriarla pretenden ... 8sunto, haciendo extensiva su
era el único. Capdevila repro-'
iOh! iDios! iEntre qué tahures duce el aviso que se vio preci- acción a La verdad desnuda ya
anda el juego' sado a publicar el anciano sa- El Lobera reforzado de Casta-
¡Esta es la patria, en ella asi se cerdote Luciano Gadea ante ñeda.EI fiscal pidió para el
piensal
un infundio de El Lobera: "El fraile prohibición de escribir y
iOh, tiempos' iOh,costumbres! diez anos ele destierro, pero fi-
padre fray Luciano Gadea, re-
¡Oh. vergüenza! nalmente el juez lo sobreseyó.
ligioso expulso de la Recoleta,
También fustigaba al clero ofrece 25 pesos a cualquier in- En cambio El Lobera, del que
por su inacción ante el peligro: dividuo que le dé a conocer las sólo salieran tres números. fue
"Es una vergüenza lo que está dos hijas que ha tenido desde declarado ofensivo a la moral
sucediendo, por no unirse los que tomó el hábito, o a la ma- pública, clausurado, y su re-
ministros del culto y emplear dre en quien las hu bo." dactor Ca Iderón exonerado del
siauiera un cuarto de hora en Por su parte, José María ministerio. En cuanto al padre
escarmentar a cuatro polichi- Rosa recuerda este verso de El Castañeda, en octubre de 1822
nelas indecentes que, fiados Lobera sobre el clero: había alcanzado la cima de su
en la impunidad, están dando creatividad, ya que e/1 ese mo-
campanadas contra su clero, Se juegan con las mozas que m'ento redactaba ni más ni me-
que es lo único que tienen. les place, nos que i nueve periódicos!
iClero venerable! ¡Espero sólo predican malamente y como a
la señal! Y si me lo consentís, estajo, La reforma
yo solo me basto para poner un y esto es lo mejor que un fraile eclesiaslica
candado en la boca de los des- hace.
vergonzados, sin más trabajo ¿De qué nos sirve, pues, tanto El creciente desenfreno de la
que predicar un sermón en la espantajo? prensa durante la dura polé-
plaza pública ... El pueblo ¿ En qué letargo Buenos Aires mica entre partidarios de la
llora y lamenta este desorden. yace, inminente reforma religiosa y
Yo poco he de vivir, pero le que no los echa todos al . .. ? los enemigos de ella, indujo al
diQo a los sicofaustas devotos Por su puesto, Castaneda Poder Ejecutivo a elevar, el 13
dA la pasta dorada: icuidado! contestó de inmediato y con su de septiembre un proyecto de
icuidado! ícuidado!". clásica reacción de fundar pe- ley a la Sala de Representan-
Dice José Ingenieros sobre riódicos. Primero con La ver- tes, estableciendo la censura

25
previa. El 14 fue votado yapro- innecesa,"ia y agresiva reforma dríguez exclamó: - "iMaldigo
bado, pero nunca llegó a apli- militar, Rivadavia tenía una como Job el momento en que
.carse. Castañeda proclamó franca tendencia a s~~r conflic- vine al mundo para ver seme-
desde su batería periodística tivo. jante ignominia!" Poco sobre-
que aceptaría la censura. Tal vez tenga razón Ricardo vivió al desastre, que aceleró su
siempre que fuera eclesiástica. Picciri:li al decir: "En la re- fin. Fa!leció el 21 de enero de
El 9 de octubre de 1822 entró forma eclesiástlca no fue aviesa 1823, a los 64 3ños, despuós:j¿;
por fin en la Sala de Represen- la IrlLenClOn, sino equivocado haber servido a la Revolución
tantes el proyecto de reforma. el procedimiento" Pero tam- desde 18'10. No fue Illenos do·"
¿En qué consistía la misma? bién está en lo cierto lo que loroso para el clero que un ~:~;.­
Quedaban anulados los diez- recuerda José María Rosa: cerdote, el gobernador del
mOs que percibía el clero, se "Los frailes gozaban de gran obispado, Diego Estanislao ?a-
suprimía el Seminario Conci- prestigio en el público porque valeta, rivadaviano y obse-
liar, se establecían disposiciO- eran los maestros de ense- cuente con el gobierno, fuera
nes para alentar la secularIZa- fianza primaria, los enfermeros el encargado de llevar a la
ción del clero regular. Quedó de los hospitales y quienes práctica las reformas.
suprimida la autoridad de los acudían en ayuda de los po- Castañeda siguió su lucha
provinciales de las diversas bres. No pasaba siempre lo solitaria y sindescanso. A prin-
Ordenes, que pasaron a juris- mismo con los seculares." cipios de 1823 Rivadavia or-
dicción del ordinario dioce- Castañeda luchó con de- denó la preparación de II na
sano, al tiempo qUe el gobierno nuedo contra la reforma mien- oración religiosa y un cate-
inv,ldia el área espiritual al tras se discutía en la Sala de cismo infantil, que deberfan
otorgar ¡¡cenclas matrimonia- Representantes, y atacó a Ri- someterse a su aprobación.
les, alterar el texto de la misa y vadavia, a quien llamaba Ber- Fray Francisco perd ió los es"
al convertirse en supervisor de nardino Panza, en referencia al tribos ante esta nueva incur"
los estudios eclesiásticos. abultado abdomen del minis- sión del' ministro en un áré:8
Además se disponía que los tro, o el Sapo del Diluvio, ajena a su jurisdicción y cClpa-
conventos no podrían tener cuando recordaba su poco cidades, e indignado propuso
más 'de treinta religiosos, ni agraciado rostro. Pero se opo- la siguiente oración: "St3ñor
menos de dieciséis. Los prime- nía a todo ihlento de complot Dios altísimo, en cuyas manes
ros debían echar el excedente armado. Por ese tiempo escri- están los corazones de los
los segundos eran cerrados, bió: "Se repite por todas partes déspotas, dignáos prevenir
pasando los bienes muebles e que a los enemigos del orden con bendiciones de dulzura el
inmuebles al Estado. Fueron debe acometérseles comba- corazón del déspota Bernar-
clausurados los conventos de tiendo y no escribiendo, por- dino Rivadavia, para que do-
los merced arios, dominicos, que nunca dejarán las armas blando su orgullosa cerviz al
betlemitas y recoletos. Pudie- de la mano sino cuando sean vicario de Jesucristo, se abs-
ron salvarse los franciscanos, vencidos. Convengo en ello, tenga de trastornar los artícc-
pero docenas de sacerdotes pero tampoco nadie me negará los de la Fe, que hemos profe-
quedaron en la calle, sin me- que los enemigos mientras tu- sado en el Santo bautismo, y a
dios de subsistenCia, y muchos vieran la opinión en su favor nosotros danos la constancia
debieron em igrar. serán siempre invencibles, y que necesitamos para resistir
Esta reforma, que asumió ri- siendo así, que de los libros con ímpetu el filosofismo irrl-
betes absu rdos y agresIvos, fue .pende la opinión, es por consi- pío y de las blasfemias hereti-
llevada adelante por el sellar guiente cierto y seguro que si cales contenidas en esos iibras
Bernardino Rivadavia, empa- abundan los malos libros la de pasta dorada que con apro-
chado de regalismo, que se opinión se declarará a favor de bación del gobierno se repar-
decía católico militante, pero a: los anarquistas: luego, si que- ten entre jóvenes de ambos :";8-
quien ¡a influencia de sus lec- remos acabar con el desorden XOS, con el fin de corromper a
turas europeas desplazaba es preciso, es inevitable, subs- la provincia de Buenos Aires.
permanentemente de la reali- tituir a los malos libros por los Esta gracia, Señor, os la pedi-
dad americana. Aunque esta buenos. " mos por /a mediación l"'ie Nues··
reforma tuviera un sustento Ante los embates del clero, tro Seljor Jesucristo, que cor,-
real y en verdad hiciera falta Rivadavia ordenó enjuiciar a ligo vive y reina por los siglos
proceder a algunas modifica- todo sacerdote que comba- de los siglos. Amén."
ciones, de ningún modo se jus .. iima a ia reforma religiosa y también redactó Uil Credo,
tilicaba la manera y ia hondura ciesdd el púlpito. GI'acias a ello transcripto por Piceirilli: "Creo
de las disposiciones. M€nos fue Castigado Mariano Me- en Dios todopoderoso" usa-
aún en un momento político drano, Í"uturo obispo. La re- dar y conservador de Bernar-
que aconsejaba eludir situa- forma religiosa fue sancionada dino Rivadavla, y en Jesucristo.
ciones conflictivas. Pero as; el 2i de diciembre de 1822. De- redentor de Rivadavia. que
como ocurrió con la no menos sesperado, fray Cayetan::; Ró- está actualmente padeCIendo
en Buenos Aires muerte y pa- jarse para su quinto destierro,
sión bajo el poder de Rivada- que seria el definitivo. Vio por
via. Creo el1 el Espiritu Santo, última vez a Buenos Aires
cuya luz persigue Rivadavla. mientras se alejaba por el río
Creo en el perdón de los peca- rumbo a Montevideo.
dos, que no tendrá Rivadavla
mientras niegue.la resurrección Los últimos años
de la Carne y la vida perdura-
ble. Amen.'"
Para despuntar el vicio, si-
guió publicando por un tiempo
Pero poco más habría de en la Banda Oriental María Re-
mantenerse en campaña el pa-
tazos, pero sus otros periódi-
dre Castañeda. Sus agudos cos, que formaran batallón
ataques, la mordacidad de su desde 1820, desaparecieron
estilo, la dureza de su crítica,
para siempre. Pero a través de
molestaban cada vez más al
la puja con los unitarios se ha-
gobierno. Era menester silen- bía operado un sensible cam-
ciar al bravío sacerdote. De
bio en el padre Castañeda. Ha-
manera que por la Junta Pro-
bía llegado al convencimiento
tectora de la Libertad de Im- de que el partido u'nitario re-
prenta se le inició juicio por sus
presentaba a la anarquía, el
artícu los de La verdad des- caos, la disolución de los valo-
nuda. Fray Francisco de Paula una carta que reproduce S81-
res'ancestrales, por medio de
sabía que esta vez no habría días: '"La posición geográfica
ideas y filosofías foráneas mal
piedad para él. El gobierno. es- del lugar en que me encuentro,
digeridas y peor aplicadas, por
taba resuelto a sacarlo del me- me convida a nuevas empre-
lo que constituía el mayor peli-
dio y por tanto le esperaba una sas, porque tengo al norte limi-
gro para la República Argen-
larga y remota reclusión, que trofe el Gran Chaco, y del Entre
tina. En cambio los federales, a
no estaba dispuesto a aceptar. Rios sólo me separa el Paraná
los que antaño despedazara,
De manera que se ocultó yen- patrio porel sur. De aquí es que
se le aparecieron como garan-
cargó a su tío materno, Antonio por el ínterés de la escuela. me
tía de orden, sostenedores de
Romero, que lo representara' vienen a cada paso flotas lle-
la tradición hispanoamericana,
en el juicio. La sentencia fue representantes del verdadero nas de ángeles, para eJercI-
terminante: "Dicho papel es ser argentino, y como tales de, tarse en los primeros rudimen-
abusivo de la libertad de escri- bían ser apoyados. De ese tos de las letras y de la religión:
bir por contener dictados y no sólo vienen niños peque-
modo, tras un corto períOdO en
ofensivos al decoro y respeto ños a educarse, sino también
Montevideo, se trasladó a
debidos a la representación jóvenes educados ya, Importu-
Santa Fe, donde solicitó y ob-
soberana de la Provincia y al nándome a que los instruya en
tuvo permiso de Estanislao
Superior Gobierno, e igual- facultades mayores.
López para establecerse.
mente peligroso al orden y "En atención a esto se hEl
tranquilidad pública. Póngase Pasada la lucha, volvió a conclUido ya un aula de gramá-
en reclusión al R.P. Castañeda despertar en él la vocación do- tica, donde se enseña aaemás
en su convento por ahora, y cente. Solía decir "los niños de la geografía, 'el dibujo y la mú-
quede suspendido en el entre- primeras letras serán mi pri- sica: pues estoy convenCido
tanto de la facultad de escribir, mavera". y allá se internó el que durante la primera educa-
haciéndose saber a quienes fraile por la campaña santafe- ción se puede aprender con
corresponda: prohíbase al im- sina, llevado por su afán de seguridad muchas cosas, que
presor la venta por si o por sus maestro y por la luz de su fe. En después jamás se aprenden.
encargados, de más ejempla- un paraje desierto llamado "Las artes mecánicas tam-
res de dicho impreso.'" El fiscal Rincón de Antón Martín detuvo bién se enseñan en mi escuela:
pidió diez años de reclusión en su marcha. Levantó una iglesia a cuyo efecto tengo ya en ejer-
Carmen de Patagones. El juez y una escuela y empezó a reu- cícío una carpintería, una he-
los redujo a cuatro. nirniños y pobladores, inclui- rrería, una relojería y una es-
De riingLIn modo Castañeda dos algunos indios atraídos cuela de pintura."
acataría la sentencia ni se deja- por el buen sacerdote. Poco El buen eco que recogieron
ría confinar en el último rincón después era el hombre más sus esfuerzos lo llevó a abrir
del país, como era entonces popular del lugar y se sintió una segunda escuela en San
Carmen de Patagones, lugar con fuerzas para fundar un José Feliciano y una tercera en
de reclusos y castigados. Per- pueblo, al que llamó Rincón de' Paraná. En la paz de las aulas,
maneció escondido en tanto lo San José. Con orgullo infor- en la serenidad de los oficios
buscaban, hasta que pudo ale- maba a Estanislao López, en religiosos, pareció reencon-

28
r'
Todo es Historia 121 pués los emisarios siguieron
su camino:a Chile.
Un fraile Tarnbien a Castañeda le es-
cocía, del tanto en tanto, el pe-
de riodista que llevaba adentro.
Sentía que algo le faltaba. Año-
combate raba el. olor de la tinta, el ras-
gueo dela pluma sobre el pa-
pel, el manipu leo de los ti-
Reconstrucción del roslro de pos, el clamor de una buena
Castañeda, por el dibujante bronca. Pero ¿de dónde sacar
Beas Marengo una prensa en plena campaña
santafesina? Entonces Dios
acudió en SU ayuda. Por casua-
Estanislao López: "Necesito de lidad su po que su viejo ene-
V,E. acredite y garantice mi migo, el general José MiguElI·
Carrera, había llevado consigo
persona" ... una Imprenta a su paso por la
provincia, y que la misma había
quedado dispersa, con sus
elementos distribuídos por di-
versos lugares. iAlbricias! Y
trarse. a si mismo. Su fama allá se fue Castañeda a rastrear
trascendió de la provincia y se la imprenta, recogiendo pe-
extendió por la República. Re- dazo tras pedazo. Claro que no
cibió invitaciones de Pedro Fe- todos estaban en buen estado
rré para radicarse en Corrien- y además faltaban tipos. Pero
tes, e incluso Salvador Maria también tuvo suerte por ese
del Carril -unitario en estado lado. Conocía a un viejo militar
de pureza-lo instó a fundar un que fuera capitán de ingenie-
periódico en San Juan, pero el ros en los ejércitos de Napo-
fraile prefirió quedarse en león Bonaparte, el su izo Carlos
. Santa Fe, recorriendo sus A. Felis, que se encargó de re-
campos en busca de niños que construirla, fundir tipos y po-
educar. nerla nuevamente en condi-
ciones. Comenta Saldías:
De vez en cuando volvia al "Esta obra de romanos, en
terreno politico. Así, cuando· aquel tiempo yen aquella pro-
llegaron a Buenos Ai res el en- VinCIa, pobre y escasa en re-
vIado del Papa Pío VII, monse- cursos, excede a todo elogio."
ñor Juan Muzi, acompañado
por el presbítero conde Juan De inmediato le escribió a
María Mastai (el que años des- Estanislao López, pidiéndole
pués sería Pío IX), en camino licencia para publicar un pe-
hacia Chile, el padre Casta- riódico: "Necesito que V.E.
ñeda propuso se aprovechara acredite y garantice mi per-
la visita para convocar a un sona, que asegure a todos que
Congreso General que unifi- no es el león como lo pintan,
cara a la Nación, estableciera que si alguna vez hice algún
un concordato e iniciara rela- daño fue por haber sido provo-
ciones diplomáticas con la cado y que el hombre no se le
Santa Sede, con fines no sólo han de contar las peleas sino la
de terminar con la desunión razón que tuvo. Prometo no to-
nacional, sino también para car a la iglesia católica ni en su
poner punto final a la situación doctrina, ni en su moral, ni en
anómala con el Vaticano, con sus ceremonias y ritos, porque
el que estaban cortadas las re- estoy convencido que no es
laciones desde 1810. Pero no este tiempo oportuno para ha-
pasó nada porque la simpatía cer Innovación en esa mate-
ria. "
no emergió entre el poco hábil
monseñor Muzi y el estirado Obtenido el permiso, y como
ministro Rivadavia. Poco des- era de esperar, comenzó a sa-

29
car perlodicos por ristra: El TOdO es HlstOl ia 121 En el colmo de la indignaCión,
Santafeslllo a las otras provl"- y de acuerdo a su costumbre.
G/as de la antigua un/on, Po- fray FranCISco sacó de inme-
blaclon y rápido engrandecI- Un fraile diato un periódico. Bl1enos AI-
miento del Gran Cllaco. Obra res cautIVa y la NaclOn Argen-
postuma de nueve sabios que
de (¡na decapitada a nombre y por
muneron de retención de pa- combate orden del nuevo Calilina Juan
labra. Al estallar la guerra con Lavalle, que apareció entre el
Brasil agregó Vete portugues. 21 de enero y el 27 de mayo de
que aqUl no es. Pero el tono de 1829. En el primer número pre-
esta etapa santafesina difería sentó una ''BIografía del Inge-
mucho del de la porteña. Con- niOSO Hidalgo Juan Lavalle y
servando el agudo humor y la otras cosas más que leerá el
sátira de antaño, desaparecen que quiera leer horrores". Allí
los excesos y palabras fuertes, decía: "Por su orden Caín mató
para asumir un estilo más mo- en el campo al justo Abel, por
derado y sereno. En octubre de su orden los antediluvianos co-
1825, pasó a Córdoba con una rrompieron los caminos de
recomendación de Pedro Ferré toda carne dando con esto
y allí presentó otro periódico, ocasión a que Dios se mostrara
Derechos del hombre o discur- pesaroso de haberles infun-
sos histórico - mistico - poli- dido el espiritu de Vida: por su
lico - cntico - dogmáticos so- orden los hermanos de Jase lo
bre los pnnciplos del Derecho sepultaron en una cisterna y lo
POlitICO, del que alcanzaron a vendieron a los Ismaelltas
salir seis números. Lo dirigía cuando aquel joven inocente
desde Santa Fe, y al notar que les trala pan y Vino para alimen-
el impresor se tomaba ciertas tarios en el campo de Siquea:
libertades, le mando una carta: por su orden el pueblo de Israel
"He leído el prospecto que Ud. qUito la Vida al DIOS humanado,
se ha servido Imprimir, y en el crucificándolo entre dos la-
encuentro una cosa de más, y drones. y en fin cada vez que
otra de menos: las notas están los hombres Ilah obrado por su
de más, pues yo no he sido el orden han acreditado que son
autor de ellas, y asi le he de fieras: prueba es esta bien no-
estimar que en adelante ponga ble que solo la ley de Dios
Ud, al fin de cada nota una señal puede desnudarnos de esa fe-
que acredite que no es mía sino roCidad y bravura de nuestros
de ajena mano." Tuvo buen primeros padres: ya que esta
éxito en esta segunda incur- fiera racIOnal a los pocos mo-
,sión period ística, en la que si- mentos de haber salido de la
guió fustigando a los unitarios. nada, se embraveció contra su
Sus hojas recorrieron el país y mismo hacedor: y por su orden
el gobernador Manuel Oorrego y ley que él mismo se impuso,
tuvo la atención de hacerle lle- se precipitó, a si y a sus hijos,
gar elementos para su ím- en un abismo de miserias."
prenta. Por su puesto, echaba la
Hacia 1828 el padre Casta- culpa de todo a Bernardino Ri-
ñeda tenía fundadas esperan- vadavia y a los que llamaba sus
zas en el futuro. Tras el despla- "cuatro capellanes", a saber:
zamiento de los unitarios, la ·Valentin ,Gómez, Gregario
preeminencia de los federales, Gómez, 'Julián Segundo de
la popularidad de Oorrego y la Agüero y Bernardo Ocampo.
reunión de una Convención en Los once números del perió-
Santa Fe, todo permitía creer dico, que aparecía los miérco-
que en breve ,el país quedaría les y sábados, son de duro ata-
definitivamente constituido, que a los unitarios y de cre-
superadas sus' desavenencias ciente admiración por Juan
yen marcha hacia el progreso. Manuel de Rosas, a cuyos co-
Entonces ocurrió la revolución lorados llama "batallón vir-
unitaria de Juan Lavalle y so- tuoso". El futuro Restaurador,
brevino el drama de Navarro. por su parte, sentía simpatía

30
por el singular padre Casta- que se refiera a la muerte de hasta más allá de cualqUier
ñeda, cuyas definiciones y Castañeda en las antedichas sospecha, sus muchos enemi-
apodos sol ia repetir. circunstancias, pero sí I]ay uno gos no pud ieron encontrar un
Cuando Lavalle partió al des- que nos informa de la muerte lunar en su vida pública o pri-
tierro y los federales volvieron de un padre Ruvira (franCIS- vada para caerle encima. Es-
al poder, fray Francisco pudo cano) el 11 de agosto de 1821 taba convencido de la verdad
naber regresado a Buenos Ai- en el Tala (Entre Rios) a conse- d~ su fe y de la misión sagrada
res, pero prefirió quedarse en cuencia de la moderdura de un de la Iglesia Católica, y en ese
Santa Fe. Las horas de su gran perro rabioso. Esta notiCia sentido fue un sacerdote inte-
lucha habian pasado. Tenía debió de difundirse en la pro- gérrimo. Pero también fue un
más de cincuenta años, estaba vincia de Entre Rios, y tengo ser visceral mente indiscipli-
prematuramente envejecido, para mi que muchos años des- nado, incapaz de soportar re-
sen tia declinar su salud, y para pués algún viejo sobreviviente glamentos o limitaciones. Por
colmo, debido posiblemente a de la época trastocó fechas y eso anduvo a la greña con sus
una catarata, perdía la vista día nombres." hermanos franciscanos, con el
a día. El maestro, el escritor, el Pedro de Angelis publicó la Provincial de la Orden y hasta
periodista, pronto no podría noticia de su muerte y un elo- con la misma Curia, lo cual no
leer ni escribir. Sabía que es- gio de su carrera en El Lucero puede presentarse como mo-
raba al cabo del camino y que del 31 de marzo de 1932. De delo a imitar. En este aspecto
apenas ya pertenecía a este inmediato se dispuso el tras- Castañeda era un producto de
mundo. Dejó para siempre las lado de sus restos a Buenos Ai- su tiem po pues estuvo lejos de
imprentas y se dio a recorrer res, donde llegaron el 28 de ju- ser el único díscolo del clero.
los campos buscando niños a lio para ser recibidos con 110- Desde 1812, tras la muerte de
los que enseñar la maravilla del nares oficiales, de los que par- monseñor Benito Lué y Riega,
idioma. En los últimosdias vol- ticiparon el gobierno, el clero y el obispado porteño estaba va-
vía a ser el maestro. Rodeado el ejército. El general Lucio cante, y desde 1810 no había
del cari ño y el respeto general, Mansilla leyó la oración fúne- relaciones con la Santa Sede,
el magro y decaído franciscano bre y el cuerpo fue inhumado es decir que la iglesia argen-
marchaba hac ia su creador. en el templo de San Francisco. tina se encontraba decapitada,
Al comenzar marzo de 1832, Años después, en fecha des- lo que favoreció la prolifera-
muy enfermo y ya casi ciego, se conocida, fue retirado de la ción de rebeldías en cadena
trasladó a Paraná. Quería visi- cripta sin que se consignara el tanto en el clero regular como
tar una vez más aquella es- lugar del traslado, por lo cual en el secular. Eran frecuentes
cuela que fundara, donde se- los restos del peleador padre las discusiones y levantamien-
senta alumnos aprendían las Castaneda, desgraciadamente, tos contra los superiores, y
primeras letras. Allí sobrevino pueden darse por perdidos. hasta los sacristanes tend ían a
el desenlace. Al sentirse morir, insolentarse. Durante muchos
mandó llamar al párroco Fran- Conclusión años la Iglesia vivió en un es-
cisco Alvarez, que le impuso la tado semianárquico. En ese
extrema unción y al que pidió Debemos acercarnos ahora medio se desarrolló la persona-
ser enterrado con el hábito de al Castañeda hombre, tarea lidad de Castañeda, el que en
su querida Orden. Exhaló el úl- nada sencilla en razón de la su juventud pareciera desti-
timo suspiro ydejó la vida para distancia en el tiempo que de él nado a los claustros universita-
entraren la eternidad. Era el12 nos separa, ya las diferencias rios como destacado profesor
de marzo de 1832. Tenía 56 de valores con la época que le de filosofía y teología. y lo hu-
años de edad. tocó vivir. También debe te- biera sido si la Revolución no
Años después se forjó una nerse en cuenta que el buen lo hu biera arrastrado a la arena
truculenta leyenda en torno al fraile no fue una unidad vital, pOlÍtica en momentos en que
fin de Castañeda. Se afirmó-y sino un ser polifacético que cedía la disciplina eclesiástica.
muchos biógrafos recogieron reunía a varios personajes di- Pero si fue un sacerdote ob-
la versión- que habría muerto símiles. Era a la vez un sacer- servante y ortodoxo, estuvo le-
asaltado por una jauria de pe- dote, un educador, un perio- jos de ser un santo. Uno de sus
rros cimarrones que lo despe- dista y un político. Y desde biógrafos, el padre Pacífico
dazaron. Los enemigos del cualquiera de esos ángulos Otero, inducido por la simpatía
fraile repitieron con fruición el puede juzgárselo, para llegar a hacia el personaje, casi lo eleva
dato del horrible fin del tre- distintas conclusiones. a la santidad, pero conviene
mendo sacerdote. Correspon- En prrmer lugar, el sacer- parar la mano. Castañeda ca-
dió al gran historiador santafe- dote. Nadie puso jamás en rec ía de tolerancia, se dejaba
sino José Luis Busanlche disi- duda, a través de su agitada ca- arrastrar por su fuerte genio,
par el error. Arturo Capdevila rrera, la intachable honesti- pod ía ser implacable, deslen-
reproduce .su conclusión: "No dad y la estricta moralidad de guado y hasta rozar la injuria si
conozco ningún documento su persona. Austero y casto ello convenía a sus argumen-

31
tos. Le faltaba dulzura y pa- toda: y falsas pasiones nunca· de haber introducido, a la vez,
ciencia. Tenía la'sa:ngredema- su pieron perSistir de esa la casa y el nom bre: en sus d ia-
siado caliente, era demasiado suerte." rios, fielmente calcados sobre
hombre de guerra. En conse- De modo que en este as- sus similares españoles, apa-
cuencia, corre poco peligro de pecto hay acuerdo. Castañeda rece la calificación de 'apostó-
ser canonizado. Incluso la Igle- no sólo fue un educador, sino IIcos' y de 'ejércitos de la fe',
sia lo miró siempre c'Cincierta un gran educador y un precur- así como el famoso '¡religlón o
reserva y desconfianza, pues si . sos del gran mérito quereco- muerte l' recogido en sus ban-
las circunstancias lo llevaron giódespués Sarmiento. Sólo deras por Facundo Quiroga."
por el recto camino espiritual, falta reconocer al primero la Pero tengamos presente que
también, con su independen- . parte que indiscutiblemente le Ingenieros no era historiador,
cia de criterio, pudo, .haber corresponde. que entraba en frenesí ante
caído en la heterodoxiE!. Como periodista, que fue la cualquier referencia eclesiás-
Pasemos al educad'or. Su faéeta más sonora y 'detonante tica y que, como lo demostró
pasión por la docencia'emer- dé su personalidad, es natu- Arturo Capdevila, nu nca leyó
gió en los primeros anós y per- ralmente donde nos encon- un periódico del padre Casta-
sistió hasta el último día de su tramos con ju icios contrapues- ñeda.
vida. Fundó escuelas, probó tos, ya que al exam i nar a un Por supuesto, difícilmente
métodos, estudió sistemas, polemista es casi inevitable Castañeda pudiera servir de
dictó clases impelido por una caer en la polémica. Vicente modelo al periódismo actual.
fu.erza incontrastable que que- Fidel López considera gro- Pero está perfectamente ubi-
da terminar, ya y ahora, con la tesco a Castañeda, pero le cado en la época y el tiempo,
ignorancia y el analfabetismo. hace una gran concesión al cuando primaba una prensa
Era un fanático de las primeras decir que es "el polemista de montonera y bravía, injuriosa e
letras. En cada fisura detiempo estilo más puro, más vivaz y impúdica, que alcanzó su pico
que pudo disponer, juntaba ni- más castizo que haya tenido la más alto en 1820 y muchos de
ños, abría un aula ycomenzaba prensa argentina." Y Sald ías le cuyos caracteres persistieron
a enseñar. Era un permanente hace coro: "El fue quien creó hasta después de 1880. De
curioso al que la impaciencia le en Buenos Aires ese poder que modo que el fraile fue un pe-
impedía esperar, meditar. se llama prensa, como que por riodista acorde con el mo-
Adolfo Saldias es el primer his- él ycontraél, principalmente, se mento que le tocó vivir, yen su
toriador que comparó a Casta- sancionaron las leyes sobre li- estilo se mostró temible adver-
ñeda con Sarmiento, con el bertad de imprenta que han sario, de plu~a eficaz y corro-
que en verdad tiene muchos prevalecido más de sesenta siva.
puntos de contacto, tanto en años." Por su parte, Ricardo Como político no perteneció
su afán de educador como por Piccirilli asienta: "No ha exis- a ningún partido y sucesiva-
el temperamento atropellador tido ni antes ni después en la mente los atacó a todos. Pero
y arrebatado. El liberal Arturo historia del periodismo argen- fue un hombre profundamente
Capdevila redondea ese pen- tino, caso igual de amor por las comprometido y combatiente
samiento: "De suerte que allá imprentas. Ninguna pasión por su fe y por su patria, a las
en el principio de las cosas de m.ás dominante que la suya,. que defendió de modo honesto
la enseñanza argentina, ¿ no ningún reclamo interior más y valiente. Tuvo el coraje de sa-
fue Sarmiento? .. Ya se ve hondo para convertirse en rea- ber que tenía algo que decir, y
que no. En el principio, en el lidad de réplica o polémica decirlo con prescindencia de
alba de la patria, fue fray Fran- como su inspiración extraor- las consecuencias. En ese sen-
cisco de Paula Castañeda. dinaria. De ahí, que si la re- . tido, es absu rdo considerar a
Sarmiento, el maestro de forma eclesiástica tuvo serios Castañeda un promotor del
maestros, estuvo a punto de impugnadores, tales como Ma- absolutismo o del despotismo.
ser innecesario, porque casi, riano Medrana, fray Cayetano Toda su vida fue una enconada
casi nació tal cual, en el seno Rodríguez, y fray Ignacio de guerra por defender su dere-
de la Iglesia, bajo el nombre de Castro Barros, ninguno estuvo cho a pensar como quisiera y a
Castañeda. Pues de no ganarle armado de la reciedumbre de decir lo que pensaba. Conside-
al franciscano aquella santa fu- Castañeda. raba sagrada su libertad de ex-
ria que lo condujo a pasquinar, José Ingenieros no está de presión y la de los demás, y por
¿quién dudará que su vida en- acuerdo: 'Este pobre alie- tal encaró toda suerte de pode-
tera se hub;era dirigido a la nado, cuya vesánica literatura rosos y autoridades, y por ello
obra de la enseñanza y que adm i raron los sim patizantes sufrió cárceles y destierros.
ciertamente Sarmiento habría de la Restauración, fue el Fue un campeón de la libertad
estado de más? Como quiera, irresponsable instrumento del de prensa que no debe ser ol-
el fraile puso todo su corazón partido apostólico que se or- vidado.
en la em presa. Su pasión por ganizaba en la sombra: co- Para algunos, Castañeda fue
enseñar le llevó de largo la vida rrespóndele el triste pri\4ilegio sencillamente un loco. Al res-

32
,
Todo es Historia 121 . pecto repetimos lo que una vez en el alma. Meditando en su
dijimos sobre otro personaje: peculiar condición de fraile de
la palabra loco no tiene ningún combate, decia de si mismo: -
Un fraile significado en medicina y "Qué no diráh de un pobre
de cualquier divagación en torno
del m ismo nos mete de cabeza
fraile que cuando no está en la
cárcel, lo andan buscando'" -
combate en un campo difuso, ajeno a la De su lenguaje duro, implaca-
ciencia. ¿Demente, entonces? ble, afirmó: - "Yo castigo a mi
Demente es el incapaz mental pueblo sin misericordia, lo re-
por defic'lencia, el disminuido covengo, lo conmino, lo aver-
o inválido psiquico. No queda güenzo con la mayor serenidad
la menor duda de que el padre y sangre fría, dejándome llevar
Castañeda estuvo muy lejos de de mis amores." Y por fin esa
ser un demente, y por la miSma frase suya, que lo define ca-
razón no le cabe el diagnóstico balmente:- "Hago reír a todos
de insano. ¿Alienado? De y después me retiro a llorar a mi
acuerdo a Nerio Rojas, alie- celda."
nado es el "hombre cuya en- Habia una profunda veta de
fermedad mental lo hace dis- bondad debajo de su pasión,
tinto de si mismo y extraño a habia mucho de ingenuo en
10$ demás." Fray Francisco de este bravio peleador que bus-
Paula Castañeda fue una per- caba descanso entre los niños.
sonalidad persistentemente Había un sacerdote y un pa-
igual a sí misma a través de triota sincero bajo su hábito de
toda su vida, y los demás tam- franciscano. Tal es lo que
poco lo vieron distinto. ¿Fue comprendió cabalmente Ar-
un psicópata? Tal vez, pero el turo Capdevila al em prender su
sayo es tan amplio que nos biografía, al final de la cual
viene bien a todos, ya que para asienta estas magníficas y ho-
comprender el alcance de esa nestas palabras: "i Insólito pa-
psicopatía debemos empezar dre Castañeda! Hombre supe-
por definir al hombre mental- (lar, a fe mía. con todas las le-
mente normal. Y aqui empie- tras. Tal le veo más allá de las
zan las dificultades. Por ejem- polvaredas de sus refriegas, ya
plo, el psiquiatra Gregory Zil- que empecé a escribir esta
boorg define al hombre normal evocación de fray Francisco,
como aquel que "se encuentra bajo la fianza de mi honrado
en armonía consigo mismo y liberalismo, sin la menor inten-
que .no se halla en lucha con el ción de sacarlo santo, sin el
medio en que vive." Vale decir menor deseo de descubrirlo
que, según Zilboorg, habría granuja, aunque sospechando
que ira buscar a los hombres más lo segundo que lo pri-
normales al cementerio. mero, engañado de su fama."
Para Osvaldo Loudet fue un Ni santo, ni granuja. Un gran
excitado mental, y no cabe maestro, un devoto sacerdote,
duda de que la corteza cerebral un apasionado patriota, un
del franciscano fue una de las hombre de bien que dio a Dios
más activas de su tiempo, pero y a su Patria lo mejor de sí
fuera de ello poco adelanta- mismo. Que ya es mucho de-
mos por el camino <;fel conoci- cir, •
miento del hombre. Tal vez Bibliografía
Castañeda poseyera en su per- CapdeviJa Arturo. El padre Castañeda. Aquel
sonalidad un componente pa- de la santa furia. Ss. As. 1948
ranoide, que en ningún mo- Saldias Adolfo. Vida V,escritos del padre Cas-
mento lo llevó fuera de la nor- lañeda. Bs. As. 19U1
malidad. El mismo era con- Otero Pacifico. El padre Castañeda, su obra
anle la posteridad V en la Historia. Bs. As.
ciente de su rayadura, nadie 1907
como él sabía que el oficio de Loude! Osvaldo. El padre Castañeda a la luz
periodista de guerra lo erosio- de la psicologia palológica. Bs. As. 1934.
naba en su condición de sa- Plccirilli Ricardo. Rivadavia V su tiempo.
Tomo 11. Bs. As. 1960.
cerdote, y ello le provocaba Ingenieros José. la evolución de las ideas
verdaderas tormentas de dolor argenlinas. Tomo 1. Bs. As. 1951.

33
I
~d!}!!lJtll..JO.SeR~ l'
MucilG queda todavía
por escardar en la historia
M.l¡;tmut argentina. No pocos
Un benemérHo' hombres de singular mé-
rito -a'Cientinos v extran-
médico francés jeros·- dUermen en,los ar-
en la Guena del chivos familiares ,a la es-
P3!'('JUll;i\V y en !a pera del homenajequese
les debe:
cmuluis'iii !.h~~ tie- Uno de estos hombres,
si¡¡;riJL Enit'~ los quc prestó ponderables
servicios ai pais y muno
ra nqllf.! es. Dcla pobre, Gomo casi todos
mIH:!j¡;iml )1 !a api- los filántropos, fue el des-
¡¡¡loluri:l.
l' .' n .
¡.orama- tacado médico francés
Ac!olpi¡€ Joseph Michaut.
ticn ¡¡Ila! La QBnWeza del D.r.
Hugo Lucero Michaut
'--0;610 ,je aquel médico, y,
pDr su pa(i€, notablees-
íJBcializado en geología,
dé actu:icióninteinacio-
nal-- nos ha,oermitido,rB-
construir los' perfile's', más
destacados del.no,bie mé'~:,1
d iCD francés que nos
ocupa.
ti DI. AdolpheJoseptl
)¡1ICI13u! llegó 2 .nuestro
Da.!$ en "!Em6, ,contrJtado
por el ministerio de Gue-
n a y Mdrin3. ,1;cOfllpaño a
,DS doctores J. MiJlilz '/ F.
P. Soler en los hospitales
de Corrientes y presto SUS
selvlcios en la Guerra de!
Paraguay, en cuyos este-
ros murió la l!or de la mu,
chachada argPiltill3 de en-
tonces,. Durante varros
años, en líerra de ranql,e-
les, durante la Conquista.,
del Desielio, elDr. MI',
clmil acomrafló tambien
al,corone! Luc,io V. Mansi-
Ila, qUien lo recuerda' se·
liaiadamente en su libro
Una excursión a los In-
dios ranqueles. La vida
_ _ _o • _ _•

J I,---de_._es_'t_e medic_o_t_ie_ne no

34
, 'PQC9~~nOvelésco, Deoe Su vidaterminó .enlilsdi- , casado.can.Basllia ·NeIl,
·.·lOcnar contra lo.daslas chas trágicas circunsJan- El. du.~torAílo\Phe JOSllPhMI-' nacida én.DOlores (pro- ..
':chau,t;. un, -beJle,mé'rito:--,médico
supersticiones y' "nove- cias,el 19 déjujiode .fiánté'.quepresló liIániíjlpicos vincía .deBuenos,Ai res);
.•. dad\is'''.en.elartede curar 1909, . " ;. servi,~fos, atpais.:," hijadeíalemán.Friedricli .•
.' ·que.a/¡;anzan augealQ En l8S8se dirigiá,prel " ,·Nell,·. de.··Baden-Bade.n,El
.... l~tgodé~l!vida:.$u Wea . GÍsamente, a JapOrpora' esfo'rtadof~cultativo,se
Ptófesi()n¡¡1 se ve.ab$ur, . ción MuniGipal.de¡¡a~ ~asóen Paso (;1 rande(San
dartlente<desplazada .·P?r- Martín (que haCía la.sil!!: en
luis), provincia la.que
tículatmente >durantelil ces delntendenciaj"ofréc vivió hasta 1884, .año énel"
Wnporapaquepasaenla Ciendo .como hemos!ii- que se trasladó á Men,
· Villíloe. $anMartín (la 'le, oho, lail1stalaciÓnde¡;¡fl' daza. .
.' . tuaíciiJdadoeSanMartín; "botiquín", que. se prés,
· en. Mendoza), por toda taba aregentear, a cambio "ÑOS'.' V "NAS" .
elasede 'curanderos y cu- de un subsidio para ca m;
randera; los "ñO" y las pra de filedicamentos. . eón una ortograflapin-· .
'!ila~',a IO.~quehace refe' pues sucorencia hacia to ¡eSCamen te ·.afrance-
rencia.en 'un¡¡nota .al imposible el ejerciCiO de la. sada, en nota de feena 28
mismótie~PQ humorís- "m.edicinacientifica·', ..... de agosto de 188~ que
.ticay no pOCo dramática, "..Durante el lapso.' hemos mencionado, el
, enlaque!iolibita un sub- 187.1-1884 -crecuerdaufla DL Michaut seditige.a la
sidlo.pa.r~so.b{evivi r, de sus hijas, Rosa E. Mi- Corporación .Municipal de
atendilÍndO un. botiquín, chau! NeUde Lucero., San. Martín (Mendoza.y .
enun/nedioeoelque .Ia ejerCiÓ su profesión por el expresa: <'El ejerciCio deJa
· prqfesiónmédica: no per- norte puntano. Hectuo Medicina $cientifioaes
miteyasu b~istir comoga- sus.visitas médicas,ave: impracticablf)enelcampo .
leoo: '->', cesc.oryJBcorridosconsi- . cornomedío ¡jesubsis;
l~";ida·defQf, Michaut derables; .en.aquel. lamó- I tencia:no • hay un qon•.
encUeº~ratérmino en .San so caballo zaino: El ani: .uq~'DOña quena recetan;
··Marhn(Meíídozaj, en malmurió de.viejo" "En Qespués vienen IDsÑO,<:
df3:~~~~~i:I~~~~ed:d!~11 sus últimos años. 7ex~,
presa la señorá de Lu-
corno el médicoRe~; .~r.'·
médico Burgas, .elc;las ...;
ap:io~ltura, un incendio cero:' mi pádre lo alimen- ijAcomo lamédicabú;'
··des!r¡¡yelospanales y da taba.con "mote". (maiz .renza. Valentina, Juana(
muerte al' esforzado mli- cocido)". En 1884 el do c- una porción .de. parteras,
diqQ;' lorMichaut se trasladó de componen¡eSde~~~­
con su esposa desde Q~i­ sos. de cuerdas torcidas,
'.' •Datos nes(Sán Luis) a San Mar- anudadas; qecuranderaS
. El Di. Mic/jauJ nació en . tín (MendoZa). . de .pal\lbray .~.e..l!rujQ,
Acneu)(en Vimeu'-depar- En tierra. de ranqueles, .. rías, .una .infinida(l.'de. fa-
lamento La. Somme, Pi· salvó la vida al capitaneja' nátieosdetoda~lashere­
cardía(Francia), eL23 de Lemonao, hermano del glas del arte de curar, a .
·'.setiernbrede1835y falle-. cacique Rámón, con mo, saber:.la.hOmeQpatia, I~
•• ció, ·C.OrtlO se dijo, en .un . tiv().delo CúalésleJe re- Medicma' Lerqy,Jáde Gi,
.·/inceoa.io. d.e.sus· colme, galó al médico unodesus Ilés;d.e.Raspail. Dehart,
nas, cansado y desilusio- mejor8scaballos, Mansi- Si'ándellLHQlloway, Reu, .
·'n~t.lo~euna profesión, lIa, en su conocido libro, ter. ete, De lo que ante-
guenabía ejercido como califica al Dr. Michaut de cede resulta que se'ocupa
:,Un!lPosIOlado, sin la más "excelente facultativo". al MeClico .solament.e
l_,.~azona ble_:co:pensa.
El Dr. Michaut estaba como suplefalta, lo. bas-

35
1-
I .

.tante parapnvar!ode muchas·o2aslon?~.·nU~Q gyi.~s,are$íIIO.Queha po-


•. ocuparse eficazmente de.
otra· cosa, .. menos. para ··_r'C~'~ii.~ela~~~6Jla9ue··.1
dQ.clo,r,1lcffaulso!icilaun sub-
de ~compafjata.lastrw'
. I,pas,inst~land?secr;in·.s~. •••. ··
ppla rizado 'eLretrato de
Jtianpacundg. Quiroga, .
permitirle de remediarlas. botiqul.o·.yeaj¡l,.depiryjí¡¡· 94n.qu~··sínelexceso.de
.sidló.a la'C\lI)iQt¡lclórt.",únicit en. ranchbsdecortadenas piloSid~d%deICaudíHo, .
necesidades más urgen-. poi de;Sanr,1.rtin(Mendoza),
tes"'. . . Alude en la misma., 1" "~."y Entre otrasmuchas\cp, . • La tniradaserenay grave,
El Dr. Michaut, coma a, lo.s":"NU~:,', de,I"',Cu~"der¡smo sas.,. SOIi<l,[élatarque" élcaráctsr meditativo y
se ve, era un ortodoxo, en loc,a" ~ 'que" hacen; poco "meno:s yendo en . unaocasi?n.¡¡n sobtiÓ;GOmpletaban su
que,' impracHcable_ l.a prófe~ion
cuantO.a laaceptacion ex- mérli,ca. . , r11arch~ por ter\enóspa'; interesante •personal id.d,
clusiva de la medicina raguay.os, elde.staca: '.. Ouand9 ibade.v.isita me-
alopática. pero seguía te- mento argentino cancel.· di.ca;entrabaen casa del
niendo relOn en cuanto.al cual iba se encontró re, p~li~nte.e iba derecha,
auge delcuran.derismo, pentinamente fremea.un ·menl~qél,Sin gastarse en
~n sus más diversos. y a lo rnido moc.eto.nF~ ra~. cumpli'mientos, y.. hasta
veces estrafalarios mati- guayo'a rmildQda.uoa·· olvídándpsé. de .saludar.a
ces, Sin dejar de reconp, gran daga, qUeseilpeb losfamiliares,
cer la eficaCia de ciertas delc¡¡.balloy esperoeh,tie' .
. curanderas Que, con rá-' rra··ilpieJirmé~.resuelto·.a.·· .•. Dural1t~ los uljimos .
pida maniobra, tiran "el luchar contra, foqo.eldes; aMs:ocuPo susdlas. en
cuento "de las.cnaturasy tacamento ,El pomando esctrtlirlargameníe ... Es.
logran "curar el empa:. bizoadelantar cuatrq.sok··· poSible que se ttatarade i
cho''. cuanqo.nole rom- dados ··y,~esp.ues<de,. susmel11~riaspero su
pen la cOlummve(W brevel.ucha,ef·¡i?t~~ÜáyO: oat¡\ctereratan reservadp
bral. ,.' ..•. . , ' fuede9armadpy~nviadíF q4~.nodaba'wenta de
ser medlcoentonc'es a.la. ret;¡gua({jiq,Mi Paqr~ i ·nada de lb que estaba es-
era., verdaderamente,di:. .adm I rosie.rnpreétgesto snbieMo,:De talmodo, .
flcir y apostoli,co" Asila braYlp y.heiOicodel, para' coneltncendiocon·. que
entendió, asi lo practicó el guayo, así comótaníbien teitnínq.s~.vida, séper-
Dr. Michaut; cuyo maletm aduürabaJare,sistencJafí> ,.' dieroncon.·él, eolá obra
de cirujano se ha incorpo' slcayel valo(personal der< devas.tadora del fuego ,
rada recientemente al soldado argeotino aq:uien testimonios . seguramente
rl" Museo de Ciencias Médi- vio. ,ombatír fin Jo,s. este- ')nteresantesde un .hom-
cas ,de la ÚnrversidadNa- ros con elagtlahast¡lla ' bre quesirvi6 al paíS con
cional de. Córdoba, cintura,'" .' loi)1ej9rde siy de su cien-
cia)qPe, como tantos
Perí pecias, G~~ío y Figurii
.' ',,1"
otros, JeciIJió en pago in-
gratitudyolyido, . ..
Un valiente moc.etiJn ~ .. ."
'Seg úrUI1 af¿lag rafta
'

paraguayo Vale la Pena: pues,pa-


que se. conserva" .aIO[".
"El Or, MIcha.ut Michaut ~ri¡,>de j()~~n, ..• garle, por lo menos. en
,-cuenta su. hija Rosa E, I'¡OhJ ore·· de..hé rtnOsotos;' " ·.. parte;la(leuda que el paíS
Michaut de Lucero, falle- trollentidegrilvenobleza; , .tiemnoneIDi: MichilUt
aIta freníe a.bovedada ,la' Enlaátlualídild,una calle.
cida en 1976- relata~aen de la ciudad de San Mar-
,1, rued.a de famiha. que,du; closy abundasas cabellos
y poblado bigote, unióoa tín,en Mendota, lleva su
.t· rante su ,actuación en la
'la corta barba Pocsus nombre,_
campaña del paráguay, en

36
S ise pud iera extrapolar
el "rodrigazo' del contexto
polltlCO en que se desarrolló. tal
vez '10 mereceria que la historia
se ocupara especialmente de él.
Es que. en su caracter "técnico"
!IO sobresale de otros intentos
leilllzados en el último cuarto de
slqlü pala superar, mediante un
Iratilllllento de shock, los pro-
tJICll,lS eoonómicos planteados
pUl Id coyu!llura.
Pela elesde una perspectiva más
alllplla, el "rodrigazo' adquiere
Ulla significación singular. Desa-
Irolléldo en el marco de una dura
lucha por el poeler, senala el
PU'lto ele inflexlOn del vertica-
IlsIno peronista, el Inomento en
que la organización sindical'
asume el control político y
CUil!ldo el movimiento mayorita-
rlO. elesnuelanelo en esa cris'ls sus
propias cO!ltradicciones, escribe
el prologo ele su inevitable caída,
'a que se producirla llueve meses
ci espués.
Socialmente sign'lficó, además,
allJo nuevo en el país Más allá de
su necesidad o de su corrección
tecnica. fue vivido por la clase
Inedia como una verdadera agre-
slon para la cual clausuró un es-
tilo de vida relativamente cómodo
y confortable, quizás artificial.
Ese sector de la sociedad, acos-
lumbrada al acceso fácil a la vi-
vienda, al automóvil, a los bienes
y servicios "superfluos" de la re-
creación y la cultura -como un
buen veraneo o varios buenos li-
bros- se topó con una realidad
que todavía hoy perdura y que
reclujo ostens'lblemente sus posi-
bilidades económicas y de con-
sumo.

Concentración de trabajadores
frente a la C.G.T., el30 de
junio de 1975. Reclamaban
por la homologación de los
convenios colectivos de
trabajo, suprimidOS por el
Poder Ejecutivo a instancias
del ministro de Economia,
Celestino Rodrigo.
39
-Hola, Ricardo. Necesito ran una serie de medidas que suspendió la vigencia de la ley
verte. Existe el peligro de que era urgente adoptar. . 14.250; salvo las breves y par-
me nombren ministro de Eco- Creciente inflación, mer- ciales excepciones de las pari-
nomía. cado negro, evasión de divisas, tarias citadas a principios de
Corrían los primeros días de inminentes problemas de pa- 1971 y fines de 1972, desde
mayo de 1975 yel secretario de gos externos, im parable déficit marzo de 1967 hasta igual mes
Seguridad Social, Celestino fiscal, sumado a un grave au- de 1975 los salarios quedaron
Rodrigo, reclamaba de este sentismo obrero y caída verti- básicamente bajo control ofi-
modo la colaboración de su cal de la productividad, eran cial.
amigo Ricardo Zinn. Alfredo algunos de los síntomas que Según lo manifestara el doc-
Gómez Morales ya había pre- caracterizaban la coyuntura. tor Gómez Morales al autor de
sentado su renu nci a. la que es- Pero lo que complicaba so- esta nota, él ya tenía una clara
taba a consideración de la pre- bremanera todo el cuadro visión de los problemas que
sidente y era necesario hacer económico era la resolución aquejaban a la economía na-
con urgencia un diagnóstico presidencial de febrero de cional mucho antes, inclusive,
de la situación económica y 1975, convocando a la Gran de aceptar el cargo de minis-
elaborar un plan de corto Paritaria Nacional. La libre dis- tro. Sus discrepancias con el
plazo. cusión de los convenios sala- equipo Gelbard, particular-
Para entonces ya había riales conslstia el cumpli- mente con "don José" ysu sub-
tiempo que al com ún de los ar- miento de una promesa efec- secretario, el ingeniero
gentinos no se le escapaba que tuada por el mismo general Pe- D'Adamo, tomaron reiterado
el cuadro que presentaba la rón a los representantes sindi- estado público. durante el pe-
econom ía era crítico y testigo cales al firmarse, el 8 de junio ríodo en que ocupó la presi-
de ello era que se vivían aque- de 1973, el Acta de Com pro- dencia del Banco Central, en-
llos días como los últimos de miso NaCional entre la Confe- tre mayo de 1973 y septiembre
un tiempo de bonanza que sin deración General del Trabajo, de 1974.
duda lardada en volver. No lo la Confederación General . Algunos de los efectos nega-
Ignoraba tampoco el ministro Económica y el gobierno na- tivos del plan económico apli-
Gómez Morales. que había sa- cional. cado a partir de mayo de 1973
cado sus propias conclusiones Los salarios estaban dentro no eran totalmente advertidos
y pugnaba desde hacía más de del grupo de los precios con- por la mayoría dos años des-
treinta dias por que le aproba- trolados desde que en 1967 se pues. porque todavía persis-

40
Todo es Hislor"¡;:¡ 121

Hace dos años:


el Rodrigazo

Celestino Rodrigo. Intentó un


tratamiento shock para superar
una difícil coyunlura
económica. Las condiciones
politicas y sociales no lo
ayudaron y lo llevaron al
-+ fracaso.
~

José Ber Gelbard, ministro de


Economía en la primera etapa
del gObierno peronista. Detrás,
. el doclor Alfredo Gómez
Morales: desde la presidencia
del Banco Central criticó
reiteradamente la polifica de
aquel ministro.

tlall factores de arrastre del pormenorizados balances de


eXlto IniCial del programa y del la situación sectorial. Como
estado en que se habla reCI' excepción, el general Perón
bldo:a economía. El nivel de la había estado presente en una
demanda y del empleo eran al- de ellas y las cuatro horas que
tos. ya ello. más que a los efec- tomaron las exposiciones lo
tos del control de precIos o a la determlllaron a no volver. Sin
calda de la productividad, se em bargo tlem po después
atribula la escasez de merca- aconsejó a la vicepresidente a
derla y el mercado negro. La, que asistiera a una de ellas.
reservas acumuladas seguían
Siendo elevadas y la fírmeza En tono "blue"
con que se mantenía eltípo de
cambio no había despertada . 'Tal vez porque se trataba de
aun la aVidez por atesorar dóla~ una mujer -recuerda Gómez
res que luego se apoderó del Morales- las exposIciones de
comun de los argentinos. El ese día tuvieron un particular
deflclt fiscal creciente y su co- tono blue. Todo andaba bien,
bertura mediante recursos in~ los problemas lo eran sólo de
flaclonarlos: la caída de las In- detalle y las perspectivas resu 1-
versicnes internas y el nu lo taban excelentes. Por mi cargo
apolte del exteríor. la contrac- yo me encontraba siempre al
Ción de las exportaciones yel lado de Gelbard y era el penúl-
encarecimiento de los insumos timo en hablar. Entonces y' con
Importados, fruto de la CriSIS grave disgusto de los demás,
Internacional, todavía pasaban especialmente de O'Adamo,
desaperci bldos. que entendía que las críticas
Periódicamente se realiza- correspond ía hacerlas sólo
ban reuniones del equipo eco- dentro del equípo económíco,
nómico preSididas por Gel- le di a la señora vícepresidente
bard, en las que los responsa- mi versión de la Situación por la
bles de cada área efectuaban que atravesaba el país"

41
Todo es Historia 121

Hace dos años:


el Rodrigazo

Alfredo Gómez Morales.


Minislro de Economía después
de la muerle de Perón. Sus
propuestas de saneamiento
económico fueron jaqueadas
por el ministro de Bienestar
Social, José López Rega y por
los principales dirigentes
sindicales.
~

El presidente Perón mantiene


una reunión con .el equipo
económico de su gobierno, el
2 de noviembre de 1973, poco
después de asumir su
mandato.

Si bien en aquella ocasión Muerto Perón el 1° de julio


Isabel Perón no Ilizo ningún de 1974 y alejado Gelbard. Isa-
comentario sobre lo que había bel Perón ofreció a Gómez Mo-
oído, Gómez Morales sospe- rales el cargo de ministro de
cha que lo debe haber tras- Economla, estando en compa-
mítido a Perón. Lo cierto es ñia de Jase López Rega. "Yo
que por ese u otro motivo lo no querra aceptarlo ~nos dice-
citó, para un sábado por la ma- pero cuando, después de mu-
ñana, a la qUinta presidencial. cho argumentar, me pregunta-
"Fue la primera vez que tuve la ron si tenia alguna razón per-
oportunidad de estar a solas sonal para negarme, ya no
con él, desde que estuviera en pude hacerlo".
el gobierno". CasI simultáneamente, sin
embargo, adquirió conciencia
Gómez Morales ubica esa
acerca de dónde provendrían
reunión en los primeros díasde
mucllos de los problemas que
mayo de 1974, a menos de dos
deberra enfrentar en su ges-
meses de su muerte. Aunque
lióll. López Rega, al felicitarlo,
estaba decaído y con signos
le recordó algo con lo que ya le
evidentes de que su salud em- habla perseguido durante su
peoraba, lo escuchó atenta- desempe1lo en el Banco Cen-
mente durante dos horas. Al tral: la pretensión de que acep-
cabo comentó: "Si, tiene ra-
tara la trasferencia a Bienestar
zón, pero ya no hay tiempo, ya Social de la Caja Nacional de
no hay tiempo .... ·
Ahorro y Seguro.
"Al principio no lo com- Si se sigue la corta gestión
prendí ~confiesa Gómez Mora- de Gómez Morales en Econo-
les~ pero luego me di cuenta. mía, iniCiada el 30 de octubre
Me estaba diciendo que a él no de 1974, se advierte que sus
le quedaba tiempo, porque sa- mayores afanes se concentra-
bia que su muerte estaba pró- ron en frenar las expectativas
xlm;::¡" sin dejar de flexibilizar el pro-

42
ceso. Obervando desde la precios y estos se congelaron dentro de la serie de med idas
perspectiva de hoy su actitud retroactivamente al 28 de fe- que im'plicaba el plan, fue un
aparece como excesivamente brero. decreto de austeridad al que
prudente, especialmente en re_o Pero según lo manifiesta debía someterse todo el sector
lación con el tipo de cambio. Gómez Morales estas y otras público y que correspondía a
Claro síntoma de que se man- medidas no constituyeron sino' una iniciativa planteada ya sin
tenía sObrevaluado, no obs- expresiones episódicas de la éxito por el doctor Gómez Mo-
tante los ajustes que se le hi- luclla que debió llevar a cabo rales tiempo atrás. El que pri-
cieron por ese entonces, fue el dentro del gabinete, para que mero reaccionó antesureapari-
afán de viajar al exterior que se se aprobara la ejecución de un ción fue el ministro de Bienes-
apoderó de los argentinos, ya plan de corte global. tar Social. 'Antes de some-
sea por aumentar su cultura o terme a ese control-habría di-
por hacer jugosas diferencias lópez Rega, emir cho- prefiero renunciar". A lo
en el mercado negro. que su par de Economía res-
Lo que no debe olvidarse es La adopción de las medidas pondió que, en ese caso, le
que todo el manejo coyuntural recomendadas se prorrogaba aconsejaba para vivir un emi-
:Jurante su gestión estuvo In- de una reunión a otra y en lugar rato árabe y no una república,
I lu ic!e por u na ci rCU nstancia: la de ello Gómez Morales debió donde los controles sobre los
:onvocatoria a paritarias, que soportar, cada vez, I a exposi- funcionariOs públicos son na-
obligaba a manejar con gran ción de sus propias ideas por turales.
prudenc,a todas las variables parte de López Rega. Hasta Allí concluyó virtualmente
que pudieran influir sobre los que luego de una relación toda la posibilidad de. que pu-
precios internos. dramática acerca del estaclo al diera seguir formando parte
No obstante. durante los pri- q'Je habían llegado lascosas en del gobierno y presentó su re-
meros meses de 1975 se produ- ,,1""'S, la presidente, alar-
mada, pareció dar el visto
nuncia a comienzos de mayo
jeron aigunos retoques al tipo de 1975. Pero como él mismo
de cambio, así como a las tari- bueno al plan y le pidió que. lo acvierte no fueron sólo las
fas de los servIcIos públicos y para la reunión siguiente. tu- IIlterfer,mcias de López Rega
al precio de los combustibles: viera todos los decretos y reso- las que hiCieron naufragar su
en mal'zo los salarios se eleva- luciones listos para la firma. gestión. A partir de la convoca-
ron en $ 400, con prohibición El primer elemento sometido toria a paritarias advirtió que le
de trasladar su incidenci8 a los a la aprobación del Ejecutivo, habrla de resultar muy difícil

43
"poner en caja" a los gremia- SinO permanecer fresco en la dudable que ya no existían ra-
listas. Para evitar la estampida memoria de Isabel Perón el zones para mantener en el ga-
de los precios resultaba im- episodio ocurrido cuando, en binete a alguien cuyas críticas
prescindible llegar a las parita- su carácter de delegada de su y advertencias no cesaban y
rias habiendo establecido pre- marido, hiciera un viaje a la Ar- que, ímpuesto de sus propias
viamente un nivel promedio de gentina du rante la preSidenCia razones para negarse, insistía
aumento. En un informe que en del doctor Illia. La actitud de en oponerse al traslado de la
febrero dirigió al ministro de Timoteo Vandor, procurando Caja Nacional de Ahorro y Se-
Trabajo, Ricardo Otero, le fijó imponer su propio candidato guro a la esfera de Bienestar
en el17 Dfo. Esa fue la base para en unas elecciones provincia- Social.
las tratativas que inició con Lo- les, en rebeldía frente a la deci- Es decir que la decisión de
renzo Miguel y CasI Ido Herre- sión dellider, seguía siendo un imponer al ingeniero Celestino
ras si bien este último insistió antecedente válido para juzgar Rodrigo para cubrir el cargo,
desde un primer momento en las posibles intencíones de los un hombre sín mayor prestigio
que no podría ser inferior al gremialistas de la UOM. Lopez com o econom ista ni dentro del
40 Dfo. Rega, que fue testigo de aque- partido, pero de su confianza
lla ci rcu nstancia - por enton- personal y de su círculo, im-
El otro contexto ces conoció a Isabel- habrá plicó también que López Rega
pensado también que el re- decidía afrontar la lucha que
Es muy posible que cuando torno al régimen de la ley sin duda habría de sobrevenir y
le fue ofrecido el ministerio de 14.250 podía ser la oportuni- que comprometía en ella tam-
Econom ía al doctor Gómez dad ideal para que se planteara bién a la presidente. No sabe-
Morales, en la decisión haya nuevamente u na lucha por el mos si intuyó que en la jugada
prevalecido la intención de evi- poder. Por último era ostensi- incluía al partido y al mismo
tar, a través de la mediación de ble para los observadores que gobierno, como finalmente
'esta figura prestigiosa del pe- graves diferencias separaban a ocurrió.
ronismo, la confrontación que López Rega y el entorno presi- Celestino Rodrigo, un inge-
finalmente se hizo inevitable dencial, de Lorenzo Miguel y la niero industrial de 60 años -re-
entre la cúpula política y gre- cúpula sindical. cibido con medalla de oro, se-
mial. Pero al no haber dado resul· gún rezaba su curriculum- ha-
Si bien los protagonistas ya tado Gómez Morales como in- bía pasado desapercibido para
no eran los mismos, no pod ía termediario eficiente, era in'- los pel"Onistas hasta que asu-

44
Todo es Historia 121

Hace dos años:


el Rodrigazo

Reunión de Gómez Morales


con los dirigentes de la C.G.T.
Sus relaciones fueron siempre
.... difiGÍles.

~
Casildo Herreras, Secretario
General de la C.G.T. La libre
discusión de los convenios
salariales, anunciada a
principios de 1975, iba a
complicar gravemente el
cuadro económico.

mió como secretario de Segu- con sus familiares viajando en


ridad Social'. se había desem, subterráneo -vivía en Caba-
peñado hasta 1955 como sub- llito- simplemente porque en-
gerente del ex Banco Industrial contró que era la forma más
-allí conoció a Zinn- y estuvo rápida de hacerlo. Pero segu-
junto al general Savio cuando ramente su rasgo más ori ginal
éste proyectó SOMISA. -y que seguramente no contri-
En Seguridad Social tuvo un buyó a ganarle amigos en el
desempeño positivo yadquirió peronismo-fue la forma como
cierta notoriedad cuando par- encarÓ su mensaje inicial.
ticipó de la discutida Misión a Algunos le reprocharon al
Libia. Se suponía que era la doctor Gómez Morales que,
usina de donde se aprovisio- cuando se hizo cargo de la he-
naba López Rega de las ideas rencia que le dejara Gelbard,
económicas que luego volcaba no hu biera hecho u n balance
en las reuniones de gabinete. de la situación real que había
El plan que elaboró con Ri- encontrado, de modo de no
cardo Zinn les demandó unos verse asumiendo algún día
veinte días y lo sometieron. responsabilidades por hechos
antes de que tomara estado en los que no había partici,
público. a los que habrían de pado. "Pero es que como
ser sus colaboradores. hecho hombre del Movimiento yo no'
poco com ún hasta entonces. podía hacer eso", nos dijo.
.Rodrigo, dueño de otro es-
Un nuevo estilo tilo, procedió de distinta ma-
nera. Tal como si se hubiera
Desde un comienzo Rodrigo tratado del ministro de un ga-
imprimió a su gestión caracte- binete diferente, hizo un análi-
rísticas originales. Por ejemplo SIS riguroso del estado de la
el día fijado para que jurara su economía, sin reparar en abso-
cargo. el lunes dos de junio de luto que la suma de males con
1975. llegó a la Casa Rosada que se halló no eran otra cosa

45
que el efecto de la aplicaclon casI total de control de precios, del sector em presario -que
de poi íticas puestas en marcha Lo que se conoce como el veía bien este sinceramiento
a partir de mayo de 1973, en "rodrigazo " consistió en lo de la econom ía- y de los gru-
nombre de muy caros princi- esencial en lo siguiente: dras- pos liberales, que advertían
pios partida'rios. tica elevación del tipo de cam- con satisfacción que se aban-
Al hacerse cargo del ministe- bio (promedio alrededor del donaban las posturas estatis-
rio, Celestino Rodrigo halló 100 OJo, pero llegaba en algu- tas y se reclamaba el apoyo del
esta situación coyuntural, se- nos casos hasta el 160 y capital privado, nacional yex-
gún, diagnóstico de FIEL: signi- 230 Ofo); aumento de las tarifas tranjero. La reacción fue nega-
ficativa tasa de inflación in- de los servicios eléctricos y de tiva, en cambio por el lado de
terna; cre.ciente descolocación los combustibles (nafta, comunistas y radicales y entre
de los tipos de cam bio en tér- 181 %); del transporte (del 75 estos últimos el doctor Félix
minos reales; prOblemas de al150 OJo); de las tasas de inte- Elizalde llegó a decir que sólo
exportación provocados por la rés activas y pasivas, llevando eran aplicables amparadas por
crisis mundial; estancamiento varios rubros al libre; libera- las bayonetas.
interno ju nto con plena ocu pa- ción de los precios, excepto Ricardo Zinn, aunque con-
ción, caída de las inversiones y para el caso de un corto nú- fiara a algunos amigos que
probable fuga de capitales; mero de productos de la ca- creía en la habilidad política de
elevado déficit fiscal; u n pro- nasta familiar. Rodrigo para implementar y
ceso de redistribución de in- Estaba claro que a través de ejecutar el plan, no dejó de ex-
- gresos pero no desde las em- la política de shock lo que se presar tampoco que pudieran
presas hacia los asalariados, buscaba era evitar la cesación mantenerse en el gobierno por
sino de los sectores más con- de pagos externos -que hu- más de 45 días. Es que sabía de
trolados de la economía hacia biese tenido efectos catastró- antemano que la escasa
los que lo estaban menos. ficos sobre el nivel de ocupa- chance que les asistía radicaba
Ricardo Zinn nos confió que, ción- y reducir el déficit fiscal en el comportamiento del sec-
a su juicio, la situación here- en términos reales, con lo que tor laboral.
dada por Rodrigo era aún peor se establecía un mayor control
que la recibida por Martínez de sobre esta usina inflacionaria. La espada y la pared
Hoz de Mondelli, ya que la so- El primer Impacto de estas
brevaluación del peso era mu- medidas fue en general favo- Fue justamente su misión
cho mayor y existía un cuadro rable, especialmente por parte desde un comienzo ponerse en
46
',-~-

. Todo es Historia 121

Hace dos años:


el Rodrigazo

El ministro de Bienestar
Social, José López Rega,
entrega una plaqueta a
Celestino Rodrigo, recién
designado ministro de
+ Economia.
+
Otra foto de Rodrigo. Propuso
un sinceramiento económico
acelerado, pero ajeno al
contexto social y polilico.

contacto con los máximos di- cierto es que no tenran marg'8n


rigentes de la CGT para hacer- para otra actitud, vista la agita-
les com prender que, sólo a tra- ción que ejercían las izquier-
vés del éxito del programa das sobre las bases.
económico. se podria llegar a "Los gremialistas -nos di'Jo
las proximas elecciones presi- Gómez Morales- tenían capa-
denciales con la economía cidad para hacer frente al goo-
reorganizada y algo que ofre- bierno pero no a los obrero¡¡ y
cer a los electores. esto los llevaba a tener que po-
De aquel 17 % original por el nerse siem pre sobre la cresta
que empezara a luchar Gómez de la ola, a riesgo, si no, de
Morales se había pasado ya, a hundirse".
través de sucesivas concesio- Además, a medida que pa¡;a-
nes, al 38 %. Pero a medida ban los días el plan no sólo Ein-
que avanzaban'los días y se ad- contraba mayor resistencia (~n
vertian la magnitud y conse- ros medios fabriles, sino que
cuencias inmediatas del "ro- debió hacer frente a la oposi-
drigazo", las presiones para ción cada vez más firme y po-
que la convocatoria a parita- derosa de los medios pOlític'os,
rias se hiciera sobre bases inclusive los partidarios, mien-
realmente libres, crecieron tras se diluían las adhesiones
considerablemente. que inicialmente habían par-
En realidad la situación de tido de algunos círculos e,m-
los grem ial istas tam poco era presarios.
cómoda. Si bien Lorenzo Mi- Para los políticos opositores
guel, por ejemplo, asumía de la presidente y del lopezne-
como propia la rebeld ía frente guismo -entre los cuales se
al acotamiento que intentaban contaban también muchos pe-
imponer las autoridades, di- ronistas- la oportunidad I'ue
ciendo a Zinn que "con la' aprovechada para descarqar
14.250 nosotros le hemos roto los cañones sobre lo que a pa-
el c ... a muchos gobiernos", lo < recia como la posición más

47
Tocio es Historia 121

Hace dos años:


el Rodrigazo

Manifestaciones de
trabajadores contra el decreto
presidencial de Isabel
Martínez de Perón, que
suprimió los convenios
colectivos, a fines de junio de
~ 1975.
~

17 de junio de 1975. El
ministro Ricardo Otero firma
el primer convenio colectivo
de trabajo, de la Unión Obrera
de la Construcción. A partir de
alIí la crisis se precipitaría.

débil del adversario. La actitud A mediados de junio se refi-


pmsonal de Rodrigo también rió a un acto "muy pero muy
fue ayuda para aquellos pro- lindo" que habría de cumplirse
pósitos. en la Casa de Gobierno. Se re-
fería nada menos que al con-
Ya hemos dicho que como venio suscripto el 18 de junio
m inistro tenía un estilo hetero- con las empresas terminales
doxo. El humor que solía des- de la industria automotriz, por
plegar en sus charlas informa- las que se les otorgó la libera-
les con los periodistas resul- ción de los precios a cambio de
taba una mezcla de esponta- que éstas se comprometieran a
nBísmo inocente e inseguri- reinvertir sus utilidades en el
dad. "Mañana me matan o ma- país.y a dosificar sus remesas
ñana em pezamos a hacer las al exterior. Esto, unido al en-
cosas bien", expresó en rueda cendido elogio que se hizo en
informal de prensa el día que la oportunidad de las multina-
dio a conocer los aumentos. Y cionales, obligó una vez más y
re,\'iriéndose al déficit que sub- en muy corto tiempo, a los diri-
si~;tía, luego del incremento ta- gentes peronistas a comulgar
rifario -una cifra de miles de con verdaderas ruedas de mo-
m,'llones- dijo que ese dinero lino.
"ya lo habían de encontrar; Para acentuar esa imagen
esta brecha es ínfima, algo así pública de desubicación so-
como iracenary luego discutir brevino el descubrimiento de
qu ien da la propina". En la un libro del ingeniero Rodrigo
misma oportunidad, luego de que había publicado un paLde
dar a conocer al periodismo los años antes, "Espíritu y revolu-
formidables ajustes en que se ción interior en la actual socie-
acuñó el término "rodrigazo", dad de masas", que destilaba
preguntó a los periodistas: un confuso espiritualismo
"D ¡ganme ustedes, ¿esto es -que no pudo menos que aso-
mu cho?" ciarse con el esoterismo.que se

48
atribuia a López Rega- y cul- era más bien "un ministro de saje de una semana antes. El
minaba con una oración en la los sindicatos en el gabinete dla 14seemlte un decreto en el
que, luego de "invocar la pre- nacional" . que se establece que las con-
sencia divina con todo mi co- venciones deben firmarse an-
razón" y "plasmar la imagen de Finalmente rompieron el
fuego los metalúrgicos. res del 20 de junio creándose
e3a futura sociedad ya presen- un "salario conformado" su-
tida", se formulaba el propó- En tratativas previas el go-
bierno se había Gsl¡rad0 hasta perior a las remuneraciones
sito de "participar con mi pro- básicas. Esto perm ite a los
pia vida en las necesidades de un incremento del 45 %. Tras-
cendió que inclusive la CGT gremios obtener aumentos so-
todos los hombres (para alcan- bre los sueldos básicos y luego
zar) la tan ansiada armonía de presentó una propuesta por la
que aceptaba un 50 Dio, siem- aplicar el 45 Ofo.
los valores divinos y huma-
nos" pre que el 17 de octubre se
homologaran las paritarias. Se Esto parace satisfacer las
habría llegado a una fecha pretensiones de todas y la
transaccional -que oscilaba firma del convenio por el pode-
-os últimos diques roso gremio de la construcción
entre el 10 de noviembre y el 10
de diciembre- pero Isabel no lo aparenta confirmarlo. Los
Mientras el ingeniero Ro- anuncios iniciales afirman que
drigo y su equipo se dedicaban aceptó. Desde el punto de vista
del manejo de la circunstancia la UOCRA ha firmado por el
a perfeccionar su plan, era 45 Ofo, pero bien pronto se di-
cada día más evidente que los económica, sólo hubiera signi-
funde que no es así, ya que el
gremialistas no estaban de ficado una transferencia de las
ajuste oscila en realidad entre
ninguna manera decididos a expectativas e igualmente hu-
el 70 y el 80 Ofo y en 100 Ofo para
amoldarse a las pautas que biera hecho naufragar los efec-
ciel1as categorías.
pretend ía 1m poner el gobierno. tos del shock.
Este desborde no constituye
No eran sólo Casildo Herre· En la madrugada del 13 de sino el prólogo de otro mayor y
ras y Lorenzo Miguel los que junio la CGT se pronuncia que tiene todas las apariencias
pugraban desde el campo gre- abiertamente contra el techo de un verdadero desafío: la
mial; el mismo ministro de Tra- que se le pretende imponer y UOM consigue un convenio
bajo dec laró que" las paritarias reclama la plena vigencia de la que le significa al gremio un
no tienen topes", confirmando ley 14.250 lo que, por otra incremento promedio del
la observación que nos hizo parte, había sido garantizado 143 Ofo. Firmado el19de junio y
Góme_ Morales, de que Otero por la presidente en un men- dado a conocer el 24 cayó

49
como una verdadera bomba en vocó a las autoridades gremia- Todo es Historia 121
los medios oficiales. Y ese les a la quinta presidencial,
mismo dia. redondeando la para que éstas le dieran expli- Hace dos años:
maniobra, la UOM organizo caciones. Al día siguiente, sá-
una manifestación de 20.000 bado 28, en un mensaje diri- el Rodrigazo
personas en Plaza de Mayo de gido al país confirmó la anula-
"apoyo a la presidente" y de ción de las paritarias y que el
gratitud por el res u Itado de la aumento global quedaba Reunión de gremialistas con el
paritaria. firme. ministro de Trabajo Conditi, a
Isabel Perón recibió el ho-
principios de julio de 1975.
Puede decirse que a partirde
menaje acompañada en el bal- entonces y hasta el desen lace Casildo Herreras anuncia la
cón por Lorenzo Miguel, lo que de la crisis, se vivió en perma- decisión de continuar con los
en apariencia consumaba el nente estado de paro y asam- paros. ROdrigo renuncia a
éxito de la maniobra y lo con- blea que sólo culminó cuando, mediados de julio. El conflicto
sagraba virtual número uno del paralizado el país por la huelga era el prólogo de la futura
Movimiento. La otra conse, de 48 horas decidida por la caída del gobierno de Isabel
cuencia era el ecl ipse de la fi- CGT, la presidente accedió a Martínez, ocurrido nueve
gura de López Rega y el fra- sus reclamos. Vueltos de Suiza meses despué s.
caso de Rodrigo y de su plan. Miguel y Herreras pudieron
canalizar así, como otras ve-
Pero la presidente, que ces, las consecuencias de un
luego de agradecer a los mani- proceso que provenía de las
festantes aquel acto había bases y que no estaban en
dado a cohocer un comuni- condiciones de controlar.
cado recordando que "el mejor
reconocimiento por las con- Entantoel ingeniero Rodrigo
quistas alcanzadas es intensi- habia tenido ocasión, el 30 de
ficar los esfuerzos productivos junio, de dirigirse al país al
en el lugar de trabajo", prepa- cumplirse 28 dias de su ges-
raba todavía una sorpresa. tión, refiriéndose entonces al
"definitivo, expreso y formal
''El jueves 26 de junio, es decir respaldo a la política de rea-
sólo 48 horas después, Isabel lismo económico" que había
firmaba un decreto otorgando significado la decisión presi-
un aumento general de suel- dencial. Precisó aún más su
dos así escalonado: 50 0 10 de grave diagnóstico de la eco-
inmediato, 15 % a partir de oc- nomía y anticipó diversas me-
tubre y 15 0 10 a partir de enero didas destinadas a perfeccio-
de 1976. Las paritarias habían nar su programa.
muerto y el plan económico
volvía a tener vigencia. Ricardo Pero ya era tarde. Habló con
Otero renu nció y las reaccio- los em presarios, trató de con-
nes obreras no se hicieron es- vencer a los diputados que lo
perar. interpelaron -uno de ellos
llegó a decir que había descu-
bierto que en realidad "no ha-
El contrataque bía plan"- y alcanzó a hacer
algunos ajustes. Fue en vano.
Casildo Herreras y Lorenzo El gobierno no resistía la pre-
Miguel, que se encontraban en sión gremial y finalmente,
Suiza, acusaron al ministro de .Iuego de horas verdadera-
Economía de impulsar a la pre- mente dramáticas para el país,
sidente a un grave error y la la presidente debió resignarse
CGT resolvió c'onvocar, para el a acceder a la homologación
27, a una concentración en de las paritarias.
Plaza de Mayo -con cese gene-
ral de actividades- en apoyo de Esta capitulación no signi-
Isabel y para exigirle la homo- ficó solamente la muerte del
logación de los convenios. plan y la renuncia de Rodrigo.
Contem poráneamente con
La presidente no concurrió a este proceso se había ju gado
la cita y, en lugar de ello, con- otro, en el campo político, que

50
culminó con la designación del Cafiero intentaría rescatar en dos". A Rodrigo simplemente
doctorltalo Luder como presi- su programa aquellas "esen- por" los servicios prestados".
dente del Senado. Se acentua- cias", sin otra consecuencia Es decir que no fueron consi-
ban así las divergencias dentro que el retorno, ya en 1976, a un derados ni importantes ni pa-
del bloque partidario y se re- plan de estabilización que se trióticos. Un detalle singular en
forzaba el camino de las pre- confió al sexto y último minis- estas fórmulas protocclares
siones para lograr la resigna- tro de Econom ía del pero- que, antes que de otra cosa,
ción del mando por parte de la nismo, el doctor Mondelli. habla de la pequeñez induda-
presidente Q, al menos, su ale- b le de los vencedores.
jamiento por un cierto período, Así terminó, aparentemente,
lo que finalmente se produjo. El fin~1 este episodio al que el humor
También Raúl Lastiri debió re- popular bautizó como "el ro-
nu nciar posteriormente a' la Cuando la situación entró en drigazo". El tratamiento de
presidencia de la Cámara de crisis el ingeniero Rodrigo pre- shock aplicado por un ministro
Diputados y por último López sentó su renuncia. La presi- de mes y medio de duración,
Rega se alejó del país. dente jugó entonces su última tuvo largas consecuencias.
La situación quedó así vir- chance y habiendo perdido, el Pero si algo demostró, fue que
tualmente en manos de los 17 de julio se resolvió a acep- es imposible adoptar medidas
gremialistas. Un triunfo efí- tarla. Abandonó el cargo el 21 económicas drásticas si no
mero y pírrico que en lo eco- de julio y fiel a su estilo, cuando existe respaldo político eficaz.
nómico debía producir, según le preguntaron qué pensaba Es decir, que la econom ía no
el doctor Corvalán Nanclares, hacer, se limitó a contestar con puede separarse de la política
que reemplazó a Rodrigo hasta buen humor: "Como soy un ju- -entendiendo esta como un
la designación de Bonanni, el bilado y tengo más de 60 años, arte de conducción general del
"reencuentro con las esencias ahora de aquí me voy a casa". Estado- y que si la política está
doctrinarias del movimiento Como curiosidad histórica cargada, como lo fue en aquel
justicialista". Algo así como si cabe anotar que su labor tuvo caso, con un irredimible signo
el plan Rodrigo hubiera sido menos reconocimiento aún populista, es imposible dete-
tan solo un error o un intervalo que el que en su momento re- ner su marcha natural sin una
de enajenación. cibiera Gómez Morales. A éste decisión heroica y sin un poder
Tiem po después y con todo le dieron "las gracias por los real que sustente esta deci-
el apoyo de la CGT, Antonio importantes servicios presta- sión. _

51
~
~¿t}~ r~~--
1(~ ¡ ~~i>

~ ;.:~.'~if.'.·~.'¿r. !, ~o GS~~~'3
~".'141i
A
,\~)L
?,-",,\V
;;Jf:~ ,~
':1'/,"""
,(f;':I '7. 'lt"

EL NACIMIENTO DE
LA POESIA NACIONAL

~"':~'A!<~f:fí} 1, :\,,~:ISMO
';"',:;-"'Í'j/A- ~ '~::'L.J
7{';~'
Fue Sil creador un argel/tolO 01 /ellt(/!. ('Ol110
Ilo1l1l,IIM
genel,d
d. los ha.bit.wtes de Ll otr,l B,1..1\(,1,l (,1
Ldval1eja. El \¡\lO ,ti Inundo E'1l \10])-
~~
~~

~~ ¡ ACULTURA
~«~~:~j~~,#~~¡f ,~,~~,m!a
;' p~¿.f;)~ ~~ 111 te' "leo, y en hogar de ,ugentl11os: doo
Hidalgo y doñ.t Catalll1d Jllnénez. No tl,ljO ,ti
"1.'" ~
~
III siglo nqlleza o pahimonio m,ltell,d ,11LJ;1l1l0, \ ~
""~t'~ ti~ pOl eSd. C<Hlsa, desde chIco tU\ () que g,llI,t! se ~
:é~~' ~j", ~
'ARGENTINA por sí el sustento ¡¡sleo y espllltu,'¡,

~"~
~ i De los cinco IlennaJ}()S Il¡clalgo, (11,Ltl{) ('l,tll
1l1ujeres. Bmiolomé percilO <l su p,Hhe LlI,UH[O
~~
~~
I~",,~~~ "ún no había ,alido de ,m" luf,mel" POhwtOOd ~~
~, ,~ Debió Juchar, lepito, desde botl],t v t{)d,l L\ ~~
;::f::~~1.'0V"
f" //~ f/.
!¡ ,,,la Y"comoempleadodceonwlclo,Yd"oulO
soldado, fUnC10ll.trio, poet,l \ elld(·dOl ,llllbll-
~~
m
Iante de sus propios \ C:'rsos, y,l t,llllbH'1l COlll()
1Ml bero.
Tenía Lheciocho dilos cl1,lIldo OCU!IH'IOll LIS
Il1VaSlOnes Inglesas El mozo se dllstú PII Ll"
hlas del batallón de mihcI,mos " el\ des, \
por eomb,¡tió el 20 ele enero d<; lH07 <'11 Ll "('nó,,
del Cardal, contr<l rubios y LllllOSOS \ CtCI,UIOS
de la Gran Bletaña. Se proLú, elltO!lCCS, C{)JI

~
<uIténtlCos b,Ílh<llOS, en sentido SL'Il1<Í,ntlco
Cuanelo estalló la revuelt" de 1\1.\\ O, ll.l1to-

~
lomé HicLdgo se pronunció SIll m:ls \ el pOi LI ~

~
"primera p<ltria", y no lllucho dcs})Il('s S(' ~~<t'~
¡f~ aparición, el historiador Fermln contó entre los hombres ele eonh.lllz" el"l!,n, ~~f',I.;
~ ~ Chávez estudia las bases del me! e,lUcI,llo popllLtr de la Revol", ,ón: Jos,' ~~m
~~~ ~~m
~
e

~~
~~~íf'0/~7
~~~~
l'
iluminismo y el historicismo, como
¡Juntos de partida de dos grandes
corrientes culturales que"
aparecen a lo largo de la,hlstorla
Gen,lSlO Artigas. Por "'luellos dí"s de 1H1I
file COlllis,tr10 de GlIerr.. v "clmllllStr"dOl ell ,'J
dest.lc<lInento que cOJ11<;nd.th,t IIn COI c1oh{'·s:
don José AmbJOslo CUr,lllZ,l.
Este Jefe, con feeh .. 9 de oe!ub,e de 1011,
m
~
~
~~m
~¡,0 nacionaL Lo hac~ a trav~s d~ una ,lijo deljovell IIld"lgo en eUld"do testllllOl1lll. ~~m

~
~/,,~~ primera parte mas doctnna,na y " , .. desde 'I"e pisé en l.t eap,II", no se It" ~m

~~~
(/¿;' g'enél'ica y una segunda pal te separado de mI belo, lIev,mdo I., dll'eecir'lIl de ~~m

~
l' ,. mis consejos y trabé.lJelJ1dO en ohsequlO de tI ~

~
compuest,,: de ensayos llstoncos patna, todo clIanto le era posible, en eJ ',ligo ~

~
partlculanzados, En un anexo que provisionalmente le di, de eOmlS,lI111) ~m
// final, el libro incluye una serie de director pOI SlIS COnOClll11entos, e,lp,lCCS de ~
-' textos consIderados enc<trg.lrse de ctl.llqlller<l otI,l COIllI S](')Il' 1 ~~
Por tales palabras se \'e que el mozo CI,1 <1I,t-
II fe, y como respuesta .11 Informe de C<UI dIIZ,l,
el TIlllllVIrato de Buenos Aires deblO dccLl-
roldo <l Illd<llgo -como lo hlzo-- "henell){'llio
teñ<l y el Goherntldor Elío, que drmú ell se- que llcm llegddo klsta nosotros rodeddos de
guicLl contiencLl y por el cu<t1 los homhres de (,leIta nehulosa,
Buenos AiIes entregaron a los españoles tod,l Sí, porque esos pI1l11ero.'; cIelito,o,,¡ Hnnados
la Banda Onental y los pueblos entrerrianos ti'ente d las murclllas montevideanas :.;on de
de la costa del rív Uruguay, HlcLtlgo,junto con <lutor incietto, si bien lo más prohable es que
1."1. inmensa mayoría del pueblo oriental, Ilclyan sido compuestos por HIdalgo. Pena
acompaño a su jefe, Artlgas, ha'sta el término ctule letra a las guitcuras de lo:.; patrIota:.;, nues-
de la retIrada. o éxodo, en el AyuÍ, págind tro Homero escrihió aquelLts pnmeras com-
úlllca en la historia de América. senciIIdmente poslClones, en las que clún ,lsoma el lenguaje
homerictl, del romcl11cero hispánico y en las que todclvÍa
Los éugentmos de esos días, onentales y el nuevo género no ~lsume del todo el caste-
occidentales hechos al estoiCIsmo hIspano, es- llano arcaico y típiCO de los gclllChos:
taban preparados para afront<lr cualquier Sd-
crifíclO () penuria, Hidalgo lo puntualizd en su Vigodet en Sil corral
verso criollo que, por composI<.:ión de clehto, Se encerró con ~IlS gallegos
dice: y temiendo (fl/e lo pialen
Se anda haciendo el chancho rengo,
Mire que grande5 trabajo5
No apagan nltes'tros ardores, Cielo de lo~ mclnc<trrones,
Ni hamhres, mllertes, ni mlsen'a,s, ¡Ay/ cielo de lo, ¡",trillo"
ni agitas, fríos' !J calores. J Y(/ hnncarán cl/ando sientan
Las eS}Jltela~ U el 10HZ/l/O. 5
Esttlha el monte\ Icleano muy celca de los
orígenes, como hulHera dicho Ull Ha1l1tlnn o Durante el último telclo del siglo XVIII, en
un Herder, esos dos pensadOle'S que en el la ElllOjla radiante de tI Ilustración, los !i1l1-
último tercIO del siglo XVIII manifestaron su dadores del historicismo J. G" Hamann y J. G.
predilecclón por las edades pllmltl\ as de la Ilerder decLtraron que "la poesía es la lengua
11 terahn"tl. madre del género hl1m,l11o" 6 refut.l1'on la
Fue en Lls jornadas del éxodo oriental que teologícl I1uminist<l y el purismo racionalista
Hidalgo escribió b Marcha Patl"iótlca, en la de su tiempo, rehabilitaron la ba:.;uriada Edad
cual refleja la dureza y la:.; espinas de la 110- MedId, la malnombrada; levaloraron a Sha-
roiea retirada, ÚlllCO reClUSO con que contó kespedre, a Ossian, a los cantos populares y a
AItIgas para oponerse el la entrega de la Pro- los antiguos epigramas de la Antología Pala-
\ inda Oriental a godos y portugueses: tina, y reclamaron de sus contemporáneos que
se remontcU\lll <llos orígenes de la nacIón ger-
En movibles U pequeñas chozas mema. Herder, en su ol)1a e:.;crita en Riga,
Marcha el Pueblo con augusto pie, 1767-68, Fragmente ¡¡be/" dienellere delltsche
Ya en un monte ,se oculta afanoso, 1 \lntllll l11" I '1.':,,'1 ml'>I' El pn11lcr poelu cnollo dellh() de 1,1 PI,Itu 17/iH·
Ya fin gran río en SlIS ondas lo ve. 4 IS22 NOtlCI,1 ,uhre "1' Idu' 'u ohra, 1'.I1,m,l, 1911 S")!""dl e'[,~'''ll
;2 Id,m

Cuando el sitio de . Montevideo


'
por los
, "
pa- "
3 El )!1Il1e1W de 1.1 Guunha del Monte conlesh¡ ,11 11lllmlleslo dc fenulndo
.
tnotas, el soldado ClItlgUI sta pernlaneCIO en e l , 11" s,lllId,IUI .. unde de C,",l\') lores e<:m el slgulc'lle clchto en Sil ld,omu
. ·d " ¡. d I ell \11111111 nlo I (!!II'~ IIlh,n. "1' (,;,1,' 'Ido)' orr.ls de Burtol011ll' Ihdlllgo,
velntJ OS meses, y ue urante eSdS argas y a Imrncr lJoel,llIrllIo:UU\o, 1"l"I"I,\~"", \ I",,\ogo ti" '\'tn¡,h 1 ,,,l~) S,II1,mll',
veces oCIosas horas del asedio a su CiuCtld BII"II<h \'Il' 1951

natal por argentinos orientales y occidentales, I \ .da)' obrll' de Bllrtolom(' llld"l~o, "1' ~I¡

~
cuando se produjo el nacinliento de la poesía 5 C,elitos que con ucOmp,¡ñll'llIento de glntUrTll cUlltllhun lo~ tMtnot,IS 111 ~

~~
'~' ' '.' ' ' ' .' I' ~~
nueva, en estilo gducho es declf: nació nues- Irente de 11I~ mUnlllu~ de . . jonte\ldco -\I!;!~,I J,,'¡'~I,1Il0 C\lI,Ul~,'. en La
, ..' ,EllollCY,1 "menelln,., BOIl'''''' \In~, \lDCC( '\C\, d, l ,ll' llcl,to U'lnO d~'
tra naCiOnalidad literalla, con el elemento mas ::;t", .""",,,,,,, t , "nt"",,,,, , ",,' d,,, ", ,le· ""t"""""

~
~ onglnal de la cultura amel'lcana, ~~

~
Así BartoloIllé HIdalgo fue nuestro Ho- fi J"I,dlrnJ.ll"",e,dlJ"I'IlII\('l'm~Jhlll}.\lm(l73017S¡,¡,),te(\.11I)!O,Olll'nt,,· ~
~ Il'¡, \ 100"I"g<1 d.,
KI>lllh,helg, 11,lIn Ido
l'l .... t,''''n dd
~nltc \ lI"tM <llIt' ~
~ mero, como compOSitor de c,mtos populares ",11",,, ,,,t,·,,,,"',,,,,,,,,,· "" t!<-nle<. """ti,,,, ).,,,,,,, ~
~~~~~~.,
~ HISTOmCISMO
EiLUMINISMO
EN
LA CULTURA
ARGENTINA
posú al harhe ro })lonte\'¡ cleallo c:on doña J llana
Litteratll r, pltultC('>, por ini1uenc:ia de 11a- Cortina, portei1a, hija de Pedro Cortina v ele
mann, el \',t1or clcllenguaje como úrga-no del \li.lllllela GÓmez. Ya su tierra oriental,'" por
espíritu y de la poesía ele los puehlos ("el complicidad elel Directorio con los llls'itanos,
nenio de la lent!;lli.l es tambit'll el genio de la se 1Hlhía cOIl"eltido en "Pro\'incia Cispla-
literatura de lIll'a J)'H..'ic'JIl", decía); y ef'ectu(') la tina". En el Diálogo Patridtico Interesante,
distinción entre lenguas primiti\'as y pOl,ticas Jacinto Chano le dirá a su paisano Hamón
y lenguas c\dti\'acl,ts y Iihrescas. En S\11lla; IIlla Contreras lo qlle le pasa:
rebelión contra el purismo ele la I1ustraci('m,

~
que culmina con la tradueci()1l ilercleriall1l dcl AnsÍ yo de roncho en rU/lcho ~
Cid, ohra pústlllll<l editada en 1802 con el tí- y de tal'era en g(f!JJÓll ~~~
tlllo de Der Cid 1!(lch 8/)(wischell R017iall;::;ell Ando tris,te y sin reposo ~
/Jesl/ligc/!.7 Cantando con ronca t:o;::.
Con los cielitos lllontevideanos había nacido De mi Patria los trabajos,
el gl'nero gauchipolítico que, en la década de De mi destino el rigor .. . 10
lH20, se propagaría con fuerza extraordinaria,
casi insospechahle para muchos argentinos de El rigor elel destino lo trajo a Morón. Po-
hvy, trahajados por la cultura ilull1inista, (Ic! hre C0l110 laucha, como casi siempre lo fuera
/(S1I111 delp/¡inis. Nació el nue\'o génerocol1lo ell asulItos de la materia. Pobre también ele
cc.mción militante y comprometida, al son de salud, y bt¡scanclo aire mejores para sus pul-
bs guitarras outigllistas que se burlaban de Illones. La tisis hahía empezado a hacer estra-
godos y portugueses. Nació cOlllocontrapunto gos ell ese criollo de 34 aílos, al que ya le
a las armas colOlliales, y esa c<.l.racterÍstica de la Ldtaha resuello para decir, como <.ultes todo lo

~
poesía gaw. . II<l se conservaría Imsta su culmi- que tenía en el buche. No alcanzó c{ ver' 'su ~
nación c:on Hel11cíndez y Lus.'dch, cincuenta patria oriental lihre de portugueses; pero se ~~~
' aúos después. quedó aquí, en la patri,l de sus mayores: "En ~
En Ic.l "patria del medio", esto es, la que \'eintiocho de No\·e. de mil ochocientos
siguió a la c:aÍda de Montevideo, Hidalgo fue "einte y dos, yo, el cura de esta Parroqa. de
administrador interino de Correos, y en 1815, N.S. de Bllen Vii.~je, sepulté con ol"icio mayor
durante el gohierno de Fernando Ortogués, cantado, \'igilia quatro posas, y misa, el cadá-
ministro interino de Hacienda. Sin abandonar \'erde Dn, Bi.'utolomé Hidalgo, nat. de Monte- ~
, los versos, porque el 30 de enero de 1816 \ ideo, eelad treinta y cinco mios, Español, es- ~
',. estrenó en su ciudad natal su Unipersonal poso de DH. Juaml Cortina, el q. recivió todo ~
SentimieHt(),~· ele un patriota, y con éxito. 8 Por los sacramentos; doy fe. Casimiro José de la ~
eso el Cahildo de 1vlontevideo 10 distinguió Fuente" 11
con el cargo de director del Coliseo o Casa de ~
I e OllllC' ¡as. Con oticio mayor cantado misa; algo es Y, ~
~
i,': Después, con la patria ocupada por los lusi- algo, aunque fuese una rúbrica ,1 su hulto, que ~~
tanos del Bar/m de la Laguna, vino para Hi- ya no podía 1l10sqlllarse.. ~~
dalgo la suerte reculativ<l: el destierro, ese
que lo trae a Buenos Aires 'en 1818, y que lo ; L.¡'l'r"""d(")Cid-"·"""II,wd,n·(·tadd"lw"la)-"I'.I\"L"~·i!l[1nrL'iO,'),l'1I
somete lille\'amente a !)en llri as econón1icas. '1"1,111111.;,1. dI'. D¡,r Cid, (;e~l'hithle de., Don Huy Dinl. Gmsen ,on Bh-nr. ~
.... \ ,d".'" "1,,",,, d(" Il"LlI,,)nlll'· Ilnld!.!lI. "l'. (·,t. ~
I Es la época lnás fecunda de su vida de poeta u Snl1 tI" IIH)"lg o. pUl" ,·j,·IUI,)O. ,,1)("11\.':'1,1.1(" ,. ,.] ,·,td" d,' 1<:1 ucl ..Ue dc la ~~""
I I l ' , IIcciún de ;"faiplI. qm' d,ll" dt' 1sl.,". :1,]lI\ull[(<\uk."", le atl"ih"~'l' nlr" ~
P'l'!;', en ,,'I~O ,·"hll. lil"l"d" El tri"nl(I)' 1,,,hlll·,nLt ,"""lLllI"l)\~'"Il' ('n Ln ~~
'l'
", u;auc 10, si nos atenen10S a as noticH1S n1as
" ~iertas. Cielitos, diálogos y muy !)osiblemente Lir,,;\r)';cntin,¡,d,' ¡,,"ZI. ,." laq,>(' '" ,¡"tor~"("lt·l1Ja]" "donad,' ;"l,lipú. SI'"
dI' 1I ,d"))!,, ,.) Cielilu p¡¡lri<Ílico (lile cnmllllsu ¡.tllllcho 1)¡lr..1 c¡lIllar en In
111\
piezas teatrales, hrotan de su phuna para de- ~Ict'i,;n dc \bi["i. )' l'l"u],ah)I'IIH'llt<· tamh"·,, ,.] Cielito de ;"'I"yl'0 'jUl'
jarl10s traI)ujos 1,UIHIaciona Ies, que son nuces ' E d " " r d " ¡t>II.!'· ¡¡'he," I"dl" en ]a Col"'TI"1I (;"(,,., ,,'1 \" ,,' I",hlil'" <'11 19.'52.
el. E'¡u,,;''¡'' J"'!.é<" Il"wo, OhnlS, BI1"IHlS :\Il"l", 1.3D2." ,,,1. \1
de cultura \,', al mismo tiempo, lecciones de
l() l}i,í[u);o p"triúlicn illlerCsllntc ellln, Jacinto Chnllo. cn[lnla~. de IIlla <,.,1'111.
COJllprOlniso con el puehlo. 9 CiLl en la i~ILls del Turdill\), y el gauchu de la C""nli¡, elcl ;"'1"utc, IK21. ~~

~, n()~~r7(~ ~\~\~:;:.r~~J ~¡:}(~~~;t~~~)ll~~~;í ~~:d~~~ i;, ,:',~:':.',:;:, ',':,,',;,,'.;::::':::::::[~,,~~:',:::::;,I ;:::,,:,;,t, Il"""""" ,,,[,, 1119. ~
MEMORIAL
PXIBIA
O.E LA
DIrector
FELIX LUNA
Colaboradores
-Luis C. A1én .Lascana, Victor Bounly, Eduardo J. Cárdenas, Andrés M. Carr-etero.
Trinidad D. Chianelli, Gustavo FerrarJ, Roberto A. Ferr-ero. Hugo '-R. 'Galmarlni.
Guil!ermo Gasi6, Horacio J. Guido, Ju~jo Irazusta. José R lópez Hosas, Pedro S. Martfnez.
Carlos Páez de la Torre (h), Carlos M. Payá.' Luis A. Homero.
JuBo H Rube, Jimena Sáenz, María Sáenz auesada, Horacio Sanguinetti, Mario G. Saravi.
• Miguel A.. Scenna, Carlos S. A. Segretl y Juan C. Vedoya. .

TOMOS APARECIDOS
1804-1810: LAS BREVAS MADURAS, por M. A. 'Scenna
1810-1815: LA AURORA DE LA INDEPENDENCIA (dos tomos), porC. S. A. Segreti
1815-1820: ENTRE LA MONARQUIA y LA REPUBLlCA; por J. R. López Rosas
1820-1824: olA FELIZ EXPERIIENCIA, por L. A. Romero
1824-1830: DEL FRACASO UNITARIO AL TRIUNFO FEDERAL, por H. R. Galmarini
1830-1835: EL INTERREGNO DE LOS LOMONEGROS, por V. Bouilly
1835-1840: ·LA SUMA DEL PODER, por M. G. Saraví
1840-1850: LA SANTA FEDERACION, por A. M. Carretero
1850-1852: HACIA CASEROS, por J. H. Rube
1852-1855: LA REPUBLlCA DIVIDIDA, por M. Sáenz Quesada
1862-1868: EL GOBIERNO DEL PUERTO, por T. D. Chianelli
1868-1874: LA MAGRA COSECHA, por C. VedoyaJ:
1880-1886: ORDEN, PAZ, 'ENTREGA, por A. M. Carretero
1896-1904: EL TRANSITO DEL SIGLO XIX AL XX, por J. Irazusta
1904-1910: EN CAMINO A LA DEMOCRACIA POLlTICA, por E. J. Cárdenas y C. M. Payá
1910-1916: ENTRE DOS CENTENARIOS, por J. Sáenz
1922-1930: LA ARGENTINA ILUSIONADA. por L. C. Alén Lascano
1930-1938: LA DEMOCRACIA FICTA, por H. Sanguinetti
1938-1946: DEL FRAUDE A LA SOBERANIA POPULAR, por R. A. Ferrero
1946-1955: LA NUEVA ARGENTINA (dos tomos), por P. S. Martínez
DE INMEDIATA APARICION.
1855·1862 EL DERRUMBE DE LA CONFEDERACION, por C. Páez de la Torre (h)
1890-1896 SECUELAS DEL UN/CATO, por Horacio J. Guido

dl.trlbuldor exclusIvo S US e R IBA S E

~!~dO D~!!~S.R.L. L' Ediciones


LA BASTILLA
Lavaile 1208 • Te/. 35-1880 • Buenos Aires
Museo Histórico
Provincial de Tucumán
,
I

I, Por Ley 4500 del Superior Go- gobernador delegado en 1840 ,


bierno de la Provincia de Tucumán, 1841, unitario, decapitado por orden
I dictada el7 de julio de 1976,se creó de Oribe en octubre de 1841. Hipólita
lo que es hoy el Museo Histórico Pro- casó con don Juan Manuel Teran Alu-
I vincial. rralde, gobernador interino en 1861,
Se concreta asi el viejo anhelo de que como contrapartida de los idea-
I los tucumanos de contar con un les de su concuñado Marcos fue UIl
Museo histórico, resguardo y alber- ferviente federal, al punto que el eXI-
gue de testimonies del pasado de una mio pintor tucumano Ignacio Baz lo
tierra pródiga en hiJos ilustres que retrató con la divisa punzó.
forjaron nuestra independencia y que De las otras hermanas, Tomasa
1 precisamente tuvo a Tucumán por casócon Agustín Justo de la Vega .
.I gobernador en 1356 y Restituta con
! cuna.
El sajar destinado a su funciona- Sisto Terán Silva, mandatariO 8n
miento es también un.pedazo de his- 188.1. Las "niñas' sigUieron asi ulla
toria tucumana. Lo hizo construir tradición familiar ya que, la madre
don José Manuel Silva, gobernador Doña Tomasa fue hija y esposa de
de Tucumán en 1828, en el trans- gobernadores. Su padre fue dOl1
curso del año 1835 El proyecto y Clemente Zavaleta, Teniente Gobel'-
dirección de la obra se deben al inge- nadar en 1812.
niero francés Pedro Oalgare Echeve- Bien se podna llamarla "La casa
rry, responsable también de la cons- de las gobernadoras". mas en Tu-
trucción de la iglesia Matriz, iniciativa cumáh se la conoce por la "Casa de
del gobernador Celedonio Gutiérrez. Avellaneda", recordando a don Ni-
El edificio de dos plantas, con am- colás Avellaneda,' presidente de la
plios salones, patios y alegresbalco- República en 1875, aunque en reali-
nes en su frente de muros rosados, dad el presidente 110 Vivió en ella a
\ es un clásico exponente de la arqui- pesar de ser nieto de su duello. Es
1 tectura de la época. posible que la denominación tradi-
Su primer propietario, don José cional se deba, por un lado, a ese
I Manuel Silva, era casado con Doña lazo de parentezco, pero por sobre
1
Tomasa Zavaleta y Ruiz de H~idobro todo vive permanentemente en el re-
Aároz y del matrimonio nacieron diez cuerdo de los tucumanos el célebre
hijos. El único varón, don Brlgido, discurso pronunciado por el Or Ave·
soltero, integ rante de la Liga del Ilaneda,en 1876, a la sazón en clercl"
Norte falleció en 1843 durante su exi- cio de la primera magistratu ra, desde
lio en Copiapó. Las mujeres casaron el balcón del piso alto con motivo de
todas con tucumanos de ilustre tra- la llegada del ferrocarril. No fue su
yectoria y de activa participación en casa pero sí la' de sus célebres ante"
la vida política de la provincia. Hecho pasadas "Las gobernadoras".
por demás curioso es que la mayoria Además de estos hechos concre-
de "las niñas" se casaron con hom- tos los amplios salones y patios de la
bres que, en algún momento gober- vieja casona, fueron mudos testigos
. I
I naron Tucumán, y que respondian a de quién sabe cuántas reuniolles.
ideas políticas antagónicas. conspiraciones y sucesos anecdotl'
Dolores, esposa del Dr. Marco cos que no trascendieron de sus ro-
Avellaneda "el mártir de Metán" sadas pa redes.
[
Unitarios y federales, entroncados
en una misma familia, convivieron
baJo el mismo techo, en un simbó
Ilco anticipo del final de largos y,
cruentos enconos.
Casa de Silva, de Avellaneda, de
las Gobernadoras, nombres ilustres
y un pedazo de historia para una rea-
lidad esperada por años: Museo His-
torreo de Tucurnán.
Cabe destacar la colaboración
brrlldada por tradicionales familias
tucumanas en la primera etapa de
formación del Museo.
A. la semana de promulgada la Ley
de creaciónpudo ser inaugurado. Se
recibieron impOltantes donaciones y
prestamos de valiosas piezas.
Se exhibe una importante muestra.
de oleas de Ignacio Saz -20 aproxi-'
madamente- a través de la cual se,
puden apreciar las distintas etapas
pictóricas del artista. Una valiosa co-
lección de cuadros cuzqueños fueron.
facilitados por el Museo de Arte Reli-
gioso de la Catedral.
Se cuenta con una Sala de Nu-
mismática, cOlí más de mil piezas,
patrimoniO del museo. Espléndidos
Inuebles de jacarandá en la sala prin-
cipal. El piano que perteneció a la
celebre escultora Lola Mora. Objetos
personales de ex-gobernadores que
fueron donados porsus propietarios.
Todo ello conseguido en pocos:
dlas habla bien a las claras del interés
de los tucumanos por vivificar la his-
toria de la provincia.
Los responsables de la Dirección·
del Museo hacen desde su inaugura-
clan un llamado a todos los hijos de
esta tierra residentes en ella o no.
pMa ampliar este patrimonio cultu-
ral. que permitirá mostrar a su pue-
b,o ya quienes lo visiten la luminosa
trayectoria del Tucumán, desde la.
conquista hasta la década del 20 ..

57
¿En qué lib
por Nicolás Rivero

¿En qué libro proponemos un conocidos y otros


· , a 1eer ?....
apren d JO análisis sistemático raros por su escnsez
Es muy difícil que de textos y y CUrIOSOS por su
no lo recuerde; el métodos: sólo contenido que
texto en el cual pretendemos reflejan las
aprendimos las historiar y mostrar preocupaciones
primeras letras algunos ejemplares educativas de
queda grabado en tradicionales muy determinada época.
• nuestra memoria,
pero vigile la
respuesta porque su
primer libro de
lectura, con certeza
va a denunciar su
edad ...
La historia del
libro de lectura,
desde los primeros
silabarios hasta los
actuales
· profusamente
· ilustrados en
· colores, es el más
· completo
muestrario de los
métodos utilizados
en nuestro país
para enseñar a leer.
De donde resulta
que los textos se
· identifican
totalmente con la
evolución de la
metodología de la
lectura. Pero no nos

58
··1 ?
end. 10 a .eer .
B
,

La Época Colonial antecedentes que encontramos canzaba también a los maestros a


sea el "Reglamento de 1818 para quienes se les prohibía ultrajar a
las escuelas de primeras letras que los niños con dicterios indecent~s
Con frecuencia hemos leído que estableció el Cabildo" y que !leva y mucho menos "estropearlos
las autoridades coloniales descui- la firma del deán doctor Sáturnino con golpes·'. Tampoco podían, en
oaron la educación. Es una afir- Seguro la. Allí prácticamente se ningún caso, "recibir regalos de
mación utiliz.ada a menudo por transcriben, con ligeras variantes, consideración de los padres de los
quienes tejieron minuciosamente los principios que se encuentran ni ños", pero la redacción de este
la leyenda negra. A lbs abusos en un raro folleto impreso en la artícu lo nos trae algunas dudas
contra los indios, la servidumbre, Imprenta de los Expósitos, sin fe~ porque la valorización del obse-
las torttu'as. las traiciones, se quio quedaba, en última instanci.a,
cha de edición pero que, sin duda,
agíegó el supuesto propósito de debe ubicarse entre los años 1818 a criterio del maestro ... y cui~
rnant~ner a la población en la ig-
a 1821. dado con tener preferidos o "gatl~
norancia para facilitar su expolia- Recordemos algunas caracte~ chudos" pues "será digno de no~
ción. Todo era válido para contri-
rísticas del sistema: el ~Iorario dis- tar el maestro que distinguiese al-
buir al desprestigio de España. Sin contl nuo" por la mañana desde las gún niño, no por su mérito perso-
embargo -lo afirma el padre Fur- 7 hasta las 1O. y por la tarde de 3 a nal, sino por el influjo, comodida-
iong- . a fuer de justos, debemos 5, en el verano, yde 8a 11 yde 2a4, des, etc. de sus padres"·. Yaparece
reconocer que nuestros antepa- en el invierno". Se establecía un también aquí el remoto origen del
sados hicieron cuanto pudieron y régimen de premios y castigos. célebre cuaderno de actuación
hasta tal vez, en relación a los me- Decía el aviso: "Se darán premios docente porque según el artícu"lo
dies de que dispusieron, hicieron y se conferir.án honores a los niños 21° en cada oportunidad que se
más de lo que nosotros hacemos que se com porten bien y hagan castigase o se reprendiese a algún
al presente" rápidos progresos, en aprender. A maestro por sus excesos se anota~
Los gobiernos que actuaron este efecto se repartirán billetes rán en un cuaderno reservado que
después de 18·10 no pudieron sus~ diariamente a los beneméritos de deberá llevar el director,
traerse a! odio hacia los españoles cada clase y al fin del mes recibi-
que engendró la lucha por la inde~ rán el valor de estos bi lIetes en li~
pelldellcia y cargaron también la
Sarmiento y su
bros, estampas, juguetes y otras
mano elllo que respecta a su ante- alhajas". Por el contrario, "los ni~ método gradual
rior acción cultural. Pero lo cu- ños desobedientes o que se com~
rioso·es comprobar que siguieron porten mal, quedarán arrestados La obra educacional de Sar~
también en los primeros años, en en la escuela, después de la salida miento ha sido casi exhaustiva~
la enserlunza de la lectura la línea de los demás. El arresto será más o mente estudiada; pero caemos en
Ilispánica de l.uis Vives, José de ménos largo, según la gravedad de la tentación de relatar algunos as-
Calasanz, las hermanas de la la falta, y estarán constantemente pectos menos conocidos rela6io~
Compañía de María- que estable~ ocu pados en leer, escribir y contar nadas con la impresión de la pri-
cieron un colegio en la ciudad de durante dicho arresto". mera edición de su "silabario o
Mendoza- y José de San Alberto Este reglamento del deán Segu- método gradual de enseñar a leer
que la implantó en el reglamento rola dictado después de la decla- el castellano" que tal era el título
de las escuelas. ración de nuestra independencia completo de los manuscritos ori~
conservaba aún resabios de dife~ ginales -hoy extraviados pero de
renciaciones sociales y era, al cuya existencia no se duda- elabo~
Un Reglamento radas por el sanjuanino y remiti-
propio tiem po, contradictorio en
del deán Segurola sus mismas disposiciones. Si bien dos al ministerio de Justicia, Culto
el artícu lo 11 ° establee ía que" será e Instrucción Pública de Chile,
Hacia 1818 el sistema en boga reprensible todo niño que eche en para su aprobación, en junio 'de
era ellancasteriano, el famoso mé~ rostro cualquier falta en linaje a 1845. La Facultad de Filosofía y
todo de mutua enseñanza apli~ otro", el 19° expresaba "los niños Humanidades a la que se había
cado en Inglaterra por José Lan~ decentes no se mezclarán en la 'Jedido asesoramiento, lo aprobó y
caster que lo había adaptado del escuela con los de bajo color, I~I gobierno adquirió por decreto la
traído desde la India por el doctor como negro o mulato" propiedad literaria por la suma de
I\ndrés Bell, con quien mantuvo Las vacaciones era muy limita- mil pesos. En 1846 otro decreto· lo
finalmente una encarnizada polé- das, apenas 16 días y de ellos 8 declaró texto oficial para las .es-
rnica sobre la paternidad del sis- eran de asueto total, en los restan- cuelas fiscales y municipales.
t81ll 0.. tes se concurría solo a un turno. Al aparecer en 1845 la primera
Acaso uno de los más antiguos La severidad del Reglamento al~ edición no oficial del "Método' en

59
'Valparaiso, en la 1m prenta del Todo es Historia 121
"Mercurio, el periódico chileno "EJ
,P-rogreso" formuló el siguiente ¿En qué libro
comentario: "Esta obr'a está desti-
nada, a nuestro jUicio, a obrar una aprendió
'saludable revolución en la ense-
ñanza, que facilita por el meca- a leer?
nismo ingenioso de su composi-
ción, y la subdivisión del trabajo en
lecciones graduales. Pero tendrá
por largo tiempo que luchar con
,uJ1 enemigo formidable, cual es _la
,rutina protegida por la dificultad
q-,ue hay de hacer descender a-las
UltBHUIDHD.
capas inferiores de la sociedad el
'conocimiento de los buenos mé-
todos y la afición a las mejoras.
Las Escuelas del Estado serán, Sin
---
embargo, un buen medio de pro-
paganda. que concluirá a la larga
con las resistencias"
. La segunda. ediCión (1846) la
efectúa la 1m prenta de los TI'ibuna-
les y el-'decreto que ordena la
~reimpresi.ón fija en un real el pre~
~cjo de cada ejem piar.
- El "Método" alcanza evidente
éxito" y no solamente en Santiago
·cle Chile continuarán apareciendo
nuevas ediciones sino que se au-
toriza tambien a las provincias a I'f.kl>.II..!;1I.0 .,tTOPO

ímprimir ejemplares. de esta ma- Paro. cnBO~o.r y o.pronder .. lcer OOn fII,oiJjda,d
1"'I"".',ilo" 10· "ii.o. "n,-i.m" la l''''Lun y omo, ~ la ~j,l"d 1.1 L,.~uJQ
Her'a aparecen, ya en 1846, edicio-
-_hes eri Valparaiso, Talca, Colcha-
-gua, Maule y otras más. También D. MARCOS SASTRE
'~~~ piensa realizar una impresión "'"Lordol T.mpo Arjo",';OQ. d" lo. CoQ.~J(lI 01.0 o.., ..1>..
EJu .. ,,;~n. d. lo. Lo ..ion" ,tG O •• mili"". d., Orlo"",!l'" do
'-~h -Francia pero las gestiones fra- ""iL.,4t,co y d • ., •• Le.to. d •• n... r.anlll "ri...rIa
'casan: en 'Cambio se concreta en TO\Ios ap~obados por los Co)n~l'jos de tn~trucei<)n Filbliea
~:stados Unidos una impresión de de Buenos AIres y'Montevideo
'50.000 ejemplares e inmedlata-
'mente otros 50.000, asi ,fue como
'vTeron la luz las ediciones oficiales
'de 1858 y 1859 que:>i bien en la:> 7552
'portadas figuran como pie de im- ............ IElt TalE. t:11".EaII"
I
prenta en Santiago, 1858 y 1859,
¿respectivamente. en verdad se ti- CUADERNO PRIMERO
rOraron en Hobart and Robbins de BIBlIlITEIlA .ACIORAL
.60:>ton. DT ""...,.01
~. Desde la aparición del "Mé-
IItJUf06.U.J:1
todo" en 1845 hasta 19131acartilla
sarmientina alcanza un número ••••
"a-proximado de cincuenta edicio-
I '(¡es de las cuales-dejando de lado

-loas oficiales- tres se publicaron en


,~_!-Ienos Aires, por la Imprenta de
e~blo E. Conl en 1870, 1872 Y 1876;
rg.t,ra en Bélgica en la 1m prenta de la
v,iuda de C. Lelong en 1882 y fi nal-
'r~'iente otra más de tipo mu ral, que
:q9,rece de pie de imprenta, se uti~
:-l.1zó
,:,. , en nuestras escuelas.
. La eterna" Anagnosia"
,; Entramos ahora al largo período
'cubierto por don Marcos Sastre y
'su célebre y casi eterna" Anagno-
lsia". La vida de Ma reos Sastre

'60
- - - - - - - - - - - - - - - ' - - - - - - - - - - - - - - - - - - - . . . . , constituye un típico ejemplo del
hom bre lleno de saber y de entll-
siasmo por transmitirlo a quién las
mutaciones políticas impiden rea-
PABLO ,A,. PIZZURNO lizar una acción eficaz y perma-
nente. Sin embargo, cada vez qlJE
las circunstancias lo Obligaban:'a
un cambio de-residencia, voluntá.~
rio o 'no, en el nuevo lugar ddnde
se establecía reanudaba sus~'eS­
fuerzas por sacar al pueblo' de 'su
ignoranCia. A través .de su larga
v'ida-nació en Montevideo en 1808
y murró 'en Buenos Aires eh 188:?,r-
'\ padeció calumnias, 'persecuci:o-
nes y prisiones. Supongo qúe nijel
m ismo Sastre estaría seguro de'su
color político envuelto en aquella:
enconada lucha entre' unitariosf-y
federales y posiblemente no. tu-"
viera ninguno y'sólo el deseo irner:
frenable de hacer culturalmente
bien a su país cualquiera f~era~~1
gobierno que se lo permitiera, '::11'
Observando la enseñanza de ~lJ
tiempo Sastre se siente totalmer'\t~
Insatisfecho de los métodos: en
boga, especialmente del lancas~!i·
rlano, cuya enseñanza sobre J?
base del conocimiento delal(w
beto resu tta para el esco.lar. falt-
g081), monótono, aburrido,' R;y,.
suelve, entonces, inventar unq:
nace -'así la "Ana gnosia" , d ¡fici 1p'~­
labr~j.a que suscita al.9u~~s, di~ns­
genCJas sobre su slgnlflcaclO.l1
. castellana, aunque c()múnme~~
se [a traduce como "arte de .I.e?(;.
Este método em pieza por la ense·
ñanza de las vocales integran'~
sílabas en combinación con ,las
consonantes y termina por I,a fbi-
mación de palabras usuales cqr
.feO)] "PVrlvrLOj' la,s cuales el niño. está famili~r.:j­
'r\Xrr-'.L zado, '(1
Todo elmétodo consiste en tres
pequeños folletos que se estudiar
3ucesivamente y que darán por r,a,-
sultado, finalizado el último, queel
liBRO PUIMEUO alul)1no ~st~ e~ condiciones "~e
eer los dlanos . ..
Fue. exc.epcional la di'fusión :'-~te
l;f;/'t?/'/d . DE LECTURA· estos cuadernillos se'mejantes:,~n
presentación a las primeras ~'q)­
de/ (;:;/qy/O" cion~s de "Martín Fierro", Las"~­
passe imprimían en delgado pa~1
8.// NO,) Al!?!) de color -papel de barrilete s~ '1r¡-
cla entonces- y la pnmera edlc(9.,n
se imprimió en Santa Fe.en ..184'~:
desde esa fecha, estiman los'~~­
peclalistas, que se utilizó ha~(a
1911 aunq.ue noS consta que en-'el
nsterior se usó hasta mucho,s
años después. I? ~
La enseñanza por medio de la
"Anagnosia" se complementaba
con 6 cuadros que se adosaban1al
pizarrón o simplemente a la parétl
del aula, de un formato de 55 x 40
cm., incluían el método integro Todo es Historia 121
correspondiendo los cuadros pri~
~=-l
~..".--_.

mero y segundo a la primera.parte ~


del método incluyendo las leccio~ ¿En qué libro METODO
nes 1 a 17; los cuadros tercero y
cuarto a la segundEl parte con las
lecciones 18 a 43 y finalmente los
aprendió
a leer?
•• 1 ~
cuadros quinto y sexto contenían LECTUHA GRADUAL, :,¡,
lecciones 44 a 58 formando la ter-
11
cera y última parte del método.
He tenido oportunidad de exa- Portadas d.el método gradual de "mingo /,. ,!iBrlni.nto.
minar, en la Biblioteca Nacional de 1,
Sarmiento. Tomadas de la obra
Maestros, una muy rara colección
de estos cartelones que tienen de Carlos Stuardo "El método
de lectura., gradual de
II
también su pequeña historia. Alli-
quidarse la célebre imprenta que Sarmiento"
fundara el francés don Pablo Emi~
lio Coni y que continuaran a su
fallecimiento sus hijos Fernando y
Pablo el primero de ellos, el doctor
Fernando Coni Bazán, ofreció en
venta a la Institución en el año PUIS 1111::",1(:0

-
1958. un importante lote de obras UtlIIUU" i![ CH. blJU1Il1 !, l.lfI.kI::W lit 01. iIOOlIlT
de carácter educacional que se ..... '-- ' __ u. ,o.,,",," ... """""'."

conservaban en el archivo de la
editorial. No guiaba al ofertante un
propósito de lucro sino el deseo de
que ese material se conservara en
un repositorio oficial. Integraba , .•. _. ~, "11íiiZ
este lote los cartelones de la refe-
rencia y de los cuales extraigo los METODO . "
datos arriba consignados.
¿A qué se debió la inusitada di-
fusión de la "Anagnosia" que llegó
a la 44a. edición. y a tirarse, en LEUTlJHA GRADUAL
algunos años, más de 200.000
ejemplares? Varias fueron las
causas del éxito de este libr-ito DOMl"GO r. SARMIENTO

humilde en el cual aprendieron las


primeras letras muchas genera-
ciones de argentinos. En lo formal.
su tipografía de tamaño mayor a
la!" usuales entonces, con abun-
dancia de blancos y la holgada
disposición de las letras hacía fácil
su lectura: por otra parte, en~
trando en su contenido, el uso de
palabras comunes corriente en el
lenguaje familiar facilitaba la VALP..... 1tO
compresión y retentiva de los vo~ LIBBERIA DEL MERCURIO
cablos. Las breves frases que in~
cluía cada ejercicio tenian un sen-
tido. lo que no sucedía con algu-
nos métodos anteriores. Algunas
palabras y frases eran más campe~
sinas que ciudadanas. tales como
"mate", "taba", "bofe", "trilla" y
entre las frases "mi amado tatita".
"caballos lobunos", "mujidos de
vaca". "arroba de arrope", Otras
que sin duda se apartaban del vo-
cabulario "decente" que figuraron
en las primeras ediciones fueron
modificadas en las posteriores;
por ejemplo de la lección séptima
del libro primero. "su oso me mea"
que se transformará en "su oso me
oía"

62
lIlTOJlo
••
LECTURA GRADUAL,
...

-......
Imprenta Alb_DelIoIu"

JlETODO
..
LECTURA GRADUAL
lO'

DominIo F. Sarmient,t)

SAN TI Ato

,...

63
Todo es Historia 121
.. lhjad a lo. niñUl
que t)e"gtln a mí••
¿En qué libro
aprendiq • DespuhJ del pan, la educaClUft
es la p,"illler 1leCl'sidad del pueblo-,
a leer? DUfrÓ.. (1t1.).

/Jadme la pdueaci6n completa.


inf"gral, emancipadura" .eré dueño
del porvenir.
1
'Dad lo tJwior para la educaci6n
Página inicial de "Paso a de la jUti€1lt Hd.

Paso" de José Henriques Enseñad pO'f' la accidull para la


acció,,_
> Figueira

2
El doctor Francisco A. Berra,
autor de los "Ejercicios de
lectura" utilizados hasta
después de 1880.

3
"No lleves el cuchillo a la
boca ... "

De todos lo. Q.StUltO' . . . le .t¡Oo


aeilan ". la. t.ClUW, el ah 'la-
port4nt•• , el d.",'IIIo ",,, pi!""
~pre.a.

W. T. HAPIL

J0SERVAR, SENTIR, PENS~R, HABLA'"


ESCRIBIR,
1...,..,.,...,--._ _..,--_ _ _ _ _ LEER
_ _-,.----,_ _ _....,.,-_

64
La sencillez del método que canee intelectivo de mi método;
convertía la que antes era engo- pero ¿q'uién me negará la gloria
rrosa, difícil, extenuante tarea que de haber enjugado las ragrimas y
Frenciseo A. Be:rra
pOdía culminar en un castigo cor- devuelto la alegría a la inocencia:
poral, pasaba a ser para el escolar de haber dado el desmentido más
merced a la "Anagnosia" un entre- solemne al atroz adagio de nues-
tenimiento colectivo, agradab"le tros predecesores: "La letra e'on
que bien pronto rendía sus frutos sangre entra"?
cuando terminadas las primeras
lecciones comprobaba que leía "El Berra"
frases.
Pero Sastre perseguía u n pro- Otro libro de lectura que tuvo I

pósito más profundo que el mero dilatada vigencia en nuestro país


hecho de enseñar a leer, pretendía fue "Ejercicios .de lectura" del
crear en los escolares el hábito de doctor Francisco A. Berra. El doc-
:/ la lectura. Había comprobado tor Berra -a la inversa de Sast~'e
-como ya lo expresamos- que la que nacido en Montevideo actuó
enseñanza por métodos anterio- fundamentalmente en la Argen-
res' producía una tal repulsión que tina- nació en Buenos Aires
finalizada eran escasos los que vo- (1844), pero siendo un nirlO de
lu ntariamente leían y retornaban siete años se traslapó con su fami-
años después al analfabetismo. lia a Montevideo donde cursó sus
Alguna vez dijo Sastre: "He te- estudios costeándoselos con gran
nido la convicción de que todo li- esfuerzo, trabajando como de-

L __"-_ J~; I t )11) Uf- :>l'Il7.' n;; lllO!J


bro que ofrezca sus páginas a la
niñez, aún el primero en que se le
enseña a leer, debe ser un libro de
educación: "y el propósito se
pendiente en una casa de comer-
cio, hasta obtener finalmente su
título de abogado. Es así como su
actuación educacional se desarro-
cum pie y la enseñanza ~eligiosa y lla en el Uru guaY: En 1894 regr'esa
moral aparece desde el cuadro se- definitivamente a -su patria donde
morirá en 1906.
LO gundo de la "Anagnosia" donde
leemos "todos somos de Dios, A pedido de la Sociedad de A,nl'
"Dios nos sostiene". más adelante
QUE NO SE DEBE avanzada la enseñanza, en el ejer-
cicio 30 del cUaderno segundo,
gas de la Educación Populal' pu-
blica en 1878 "Apuntes para un
curso de Pedagogía", que a pesar
presenta el caso del "niño AgUl-
HACER rre' -ejemplo- para no imitar-
de la modestia del título es un ver-
dadero tratado de 700 paginas que
puesto que "metía 'bulla a todas no conocía precedentes en el Río
horas: les pegaba a los hicos y fas- de la Plata pues su autor es ori9i-
tidiaba a todos", y' que además nal y su método significa una In-
. apenas iba a la escuela dos días a novación dentro de los existentes
)1..:,\:'\ ADOLFO ESQUIVEL
la semana" pretextando que le entonces. Algunos comentaristas
dolía la cabeza o la barriga" fre- -tal el caso de J. M. de Vedia- lo
cuentaba péSimas compañías "los exaltan al extremo de compararlo
muchachos más pillos" y como re- con otros de antecesores tan Ilus-
~w..~ su Itado de estos desórdenes
r:cnClI:RJI. ZDJCJOllJ
tres como Pestalozzi y Froebel.
"aguirre quedó burro ¡necio i
Pero dejando de lado la teorl3 fun-
¡ lleno de vicios". Facil es imaginar
lo que fue su adolescencia luego
damental de los "Apuntes" que I(¡-
tenta dar a la Pedagogía la orde-
de tal infancia y lógicamente "se nación s'lstemática de que carecia
8UOIOS AIRES dio a la bebida i a los juegos de la para hacer de ella u na ciencia. trél-
baraja, de los dados i de la taba"; temas de explicar el sistema P¡'G-
el final era el previsible: "tuvo mu- ganado por Berra y que en la prác-
1888 chas borr"acheras i peleas, hasta tica se aplicaba en dos etapa~-;. En
que la justicia le echó la mano j le la primera se utilizaban los féll-no-
puso una cadena que nevó toda su sos Carteles que se adosaban al
vida, nena de miseria, de dolores i pizarrón o al muro, padian. Sin
penalidades", embargo, ser sustituidos por el pí-
El desinterés de Sastre era ex- zarrón en el cual se escribían las
tremo y jamás percibió suma al- letras, las sílabas, las palabr<1s y las
, guna por su método de ense- frases. Era allí, en forma colectiva.
donde se efectuaba el verdac!el ()
i ñanza: tuvo, eso sí. las satisfac-
i ciones morales pmpias de quienes aprendizaje de la lectura. En la se-o
gunda se utilizaba el primer Ilbl-o
I se dedicaron y se dedican a la do-
cencia y el legítimo derecho de
poder expresar alguna vez, ya en
de lectura cuyo autor fue el mismo
Berra a instancias de la SOCreci,ld
r sus altos años: "Bien puedo ha- citada. Aparece este ejemplél( titu-
l berme equivocado respecto al al- lado "Ejercicios de lectlHa' en

65
Montevideo, y posteriormente se , ,
imprimen otras ediciones en Bue~
nos Aires. Para entonces la uti1iza~
ció n de los Carteles y del libro de
lectura eran simultáneas pero
siempre conservaban aquellos su
primacía pues la finalidad de este
último era ampliar los ejercicios
que ya habían hecho sin él.
"El Berra", como se 10 denomi~ Para enseñar y aprender á leer con fa.cilidaa
naba familiarmente cuando adqui~ , "}' :.,'1,,;1",:, 10;.,: I,¡¡',r,,; "Il"¡,lll Ú la lf>ctul'U y DmOJ' Ú. 13 ,,·irtad,y al trabajo
rió difusión, se utilizó hasta des~
. pués de 1880. POI{

Andrés Ferreyra y
"su hijo querido"
D. MARCOS SASTRE
¡\:.:ll)r J~.; Tempr :\rjcntino. d.! lo!' Conspjos de Oro sobre
Pasemos al texto que, después r:(,iU,·:"(II.dL !l~ Jao.; L','cl;il)n'~s de Gramatira. de Ortografía.. de
de la "Anagnosia", gozó en nues-
tro país de mayor popularidad: ".EI .\I')tfuética~' Jt:'lIléis 1t'~t{J8 ue t'Hsp.ilanza !frim'arla
Nene" del profesor Andrés Ferrey-
ra. En 1892 aparece la primera TúrJoC' aprolJauo'S p,ór los CUlhPjos clelnstruccioll Pública
edición, nos- atrevemos a afir-
maria,' rectificando la fecha de de lluenos Aires y lIIontevideo
1896 que figura en gran parte de
los historiadores' de nuestra en-
señanza, pues hemos tenido opor-
tunidad de, tener en nuestras ma-
nos'un'ejemplar de ese año que
debe considerarse como edición
príncipe. Lo edita Angel Estrada y
Compañía y' fue impreso en la Im-
prenta de'don Martin Biedma ubi-
ca.da entonces en Bolívar 535. El
autor lo dedica en estos términos a
Telémaco González: "Acepte
'como testimonio de ree,onoei-
miento y.amistad el hecho de aso- CUADEHNO pm~1EHO
:ciar su nombre al de mi muy que-
rido hijo 'El Nene'." El texto y los
.uibujos de este raro ejemplar difie-
ren 'en mucho de las edici'ones
posterior~s:
Muerto Ferreyra en 1928 SU libro
se seguirá' utilizando' aún por va-
rios años, especialmente en las
escuelas provinciales.
Algunos de los presuntos lecto-
res .guardará el recuerdo de los
"pasos" en que se dividía "El
Nene"; del 27° por ejemplo ilus-
••••
( E. propiedad del autor)
trado con u na rata que come u na
horma de queso mientras la gata
duerme plácidamente,· Allí se lee:
"Una rata roe queso /iAy de la rata,
si la veJa gata! /Parece que la rata
no le hace caso iqué gata hara-
gana! I¿Para qué se quiere, esa
gata?/,
El éxito del libro se debió en
parte a las ilustrae,iones que con
todo no dejaron de merecer las cri-
ticas de pedagogos que habían
comprobado, que en ciertos casos,
especialmente en las primeras
lecciones en las cuales sóio figu-
. ran las palabras, los alumnos en la
duda recurrían a la figura. Y viene

66
Todo es Historia 121 al caso la anécdota referida por un
maestro de campaña entrerriano:
en el "Paso 22" tenemos el dibujo
Cml!!l'O lu'¡mel'l~
-~-----_.-
¿En qué libro de un pato; un discípulo suyo, de
escasas luces, en la imposibilidad
aprendió de leer la palabra expresó luego de
a leer? unos instantes de duda igallaretal

Olros texlos
Tapa y cuadros de la eterna y
Nuestra reseña prefiere dete-
" ."~
célebra "Anagnosia" de Marcos nerse por los años en que paulati~
'''',' ..,~ . :""";I!!O
, .. 1,"
Sastre namente va entrando en desuso el
libro de Ferreyra. Séría injusto con
todo, omitir la mención de otros
textos que tuvieron también auge.
Aunque "Paso a Paso" de José
Henriques Figueira, sigue las hue-
llas de "El Nene" mejora en m'u-
cha, en cuanto a preqentación e
ilustraciones, a su antecesor. Su
lema "Observar, sentir, pensar,
""",."'. ":""'-'d"":":"""
..: '.:'.: ~.' ~ •....• .•,'...,••. '•. '.'."
" ...
hablar, escribir, leer" se pone en
práctica desde las primeras pági-
,,' "" .c, " _ ..... , ,. . O,
~,,,,,,",,,=,"_. -_.~-----~~~, ;" nas; en una nota al ,pie de una
hermosa ilustración se pide a los
alumnos" que estudien las princi~
pales figuras de este libro" para
que vayan comprendiendo que
ellas constituyen "una forma de
lenguaje escrito" y así irán
"aprendiendo a leer" lo que el au-
tor ha querido expresar.
Ernestina López de Nelson pu-
blicaen 1906"Veoyleo",utilizado
durante muchos años y completa
la serie con otros títulos: "En torno
mío", "La señorita Raquel", "No-
sotros", "Nuestra Tierra" todos
ellos esmeradamente impresos
por Coni Hnos.
El libro que presenta un verda-
dero cambio con relación a los an-
'.~"v
teriores es "La Base" del profesor
• ~"", r '
José A. Natale que aparece en
1914, yqueen 1915 se lo adopta de
,,\ " _ o. . . . . '
•• ,,,, " .. ,,,. '.' .. " .• f.,
.
" ,,"'"
...... 0'"
manera oficial; va adquiriendo,
progresivamente, popularidad y
en 1933 era usado en la mayoría de
las escuelas de ia Capital.
El educador Pablo A. Pizzurno
es autor de la serie "El libro del
escolar" de la cual "Pininos", des-
tinado al primer grado, fue el de
mayor aceptación.

El bello sexo
Sin querer remontarnos dema-
siado atrás en el tiempo corres-
ponde citar, quizá como unode los
más lejanos antecedentes, el sis-
tema -en lo que concierne a la
educación de las niñas- denomi-
nado "de las amigas". Estuvo en
~i uso en Buenos Aires a mitad del
siglo XVII cuando no existían co-
t·, legios para mujeres y su funcio-
"L.___ namiento era muy simple: señoras

67
o señoritas de cierta ilustraclbn y
de intachable conducta recibíaM
en su hogar a un grUpo de niñas de
cuya educación cultural y moral se
encargaban. Parece ser que hacia
1653, aunque existían otras, la más
renombrada era la de doña Juana
Saavedra. Esta dama actuó por
muchos años en esta tarea y pos-
teriormente el Cabildo propuso la
creación de una escuela, que
luego se convertiría en convento,
cuya dirección le sería encomen-
dada. Hecha la petición al Rey la
demora en recibir una respuesta
favorable y la impaciencia de los
regidores hizo que se instalara, sin
más trámite, en el Hospital Militar
carente de enfermos -pero ocu-
pado por inquilinos e intrusos-
una escuela para huérfanas diri-
gida por doña Juana: sin em bargo,
para su desgracia, el Rey, aunque
tardíamente, desaprueba todo lo
actuado y ordena el inmediato de-
salojo del hospital disponiendo
que el Cabildo construyese un edi-
ficio para u bicar a las desalojadas.
Frente a esta emergencia el Ca-
bildo expresa que no tiene caudal
para llevar adelante lo ordenado y
además pone de manifiesto I,a na-
turaleza especial de estas huérfa-
nas que "las más que existen tie-
nen padres y parientes" quienes
pOdrían recogerlas en sus casas.
He citado este antiguo episodio
para dejar sentado que si bien no
existían aún por aquella época es-
cuelas o colegios destinados al
sexp femenino, la preocupación
de las autoridades era permanente,
en este aspecto.
Como el objeto de este trabajo
no es historiar la enseñanza preté-'
rita, sino algunos'de los textos
usuales nos vemos obligados a
efectuar un salto cronológico y
trasladarnos a la época rivada-
viana. Conocida es la preocupa-
ción del controvertido estadista en
materia educacional y social.
Mientras ejercía la Secretaría de
Gobierno en 1823 -siendo Gober-
nador don Martín Rodríguez- crea
la Sociedad de Beneficencia PÚ-
blica designando una comisión de lado "Cartas sobre la educación ción, tanto por su mérito como por
damas encabezadas por doña del bello sexo" por Una Señora las intenciones que la han dictado.
Mercedes Lasala, que ejercerá la Americana. Es un pequeño'ejem- Cooperar a los fines de ese insti-
presidencia. piar que cuenta con una hermosa tuto, a su prosperidad, a la ejecu-
Entre las atribuciones de la So- portada litografiada eh la cual fi- ción de las miras que se propone,
ciedad se encontraba "la direc- gura un medallón alegórico al es- tales son los deseos de R. Acker-
ción e inspección de las escuelas tilo griego. En su primera página mann
de niñas"; era, por t<;1nto, indis- leemos el siguiente ofrecimiento: ¿Quiénes eran Rodolfo Acker-
pensable contar con los textos ne- "A las.señoras de la Sociedad de man y Una Señora Americana?
cesarios para cumplir esta tarea. Beneficencia Pública de Buenos Vale la pena referirlo porque am-
Afortunadamente se recibió un Aires. Señoras: Pongo bajo la pro- bos tienen una interesante histo-
texto impresoen Londres en 1824 tección de Ustedes, esta obrita ria. Adelantemos que la Señora
por Mr. Rodolfo Ackermann titu- que quizás merecerá su aproba- Americana era un señor español:

68
Todo es Historia 121 interesara por ellas y se encargara
su confección, pasando luego de
los carruajes a todo tipo de dise-
I-IEPOBI.lCA AHGENTINA
¿En qué libro ños. Tan grande fue su éxito que al
aprendió cabo de unos años pudo inaugurar
EL NENE a leer?
un establecimiento denominado
"Depósito de las Artes" ubicado
en pleno centro londinense, pro-
visto, naturalmente, de una gran
ANDRÉS FERREYRA
im prenta, ru bro principal de esta
,.. """ ,c""" d, '0"'"",,,,.
; .. "" """"0' ''''0"'''' ••
~ru •• d••• '. CopiLo" co ......,".
r..... ~ ••,. ""' •••• <10 Portadas de libros de lectura importante industria que en su
momento de mayor auge contó
publicados a fines el siglo XIX y con más de 600 em pleadas. Con-
principios del XX, que cibió. la idea de publicar obras en
actualmente se encuentran en castellano para distribuir entre las
la Biblioteca Nacional de nuevas repúblicas ibero-
americanas y así tuvieron origen
Maestros. una serie de publicaciones, como
la citada y,numerosos catecismos,
que por el sistema de preguntas y
respuestas, aspiraban a brindar
los conocimientos elementales de
la mayoría de las ciencias.
Digamos en elogiO de Acker-
, euefolos ",¡AIb
mann, que si bien era un comer-
... ....
ANGf:L ESTRADA Y C.!e-.Qft'....
_o.~ Ol.lVlI . . . . . . ciante, tuvo el mérito de poseer la
preocupación por la ilustración de
los pueblos. En otro aspecto seña-
laremos que los ejem piares sali-
dos de sus prensas, fueron, en su
EJE¡¡CICIOS
época, ejem plo de presentación
tipográfica, de buen gusto y no
DE LECTURA merecieron jamás una objeción en
lo que a moral se refiere. No olvi-
(CU¡(SO rROGRESIVO)
demos que otros editores hicieron
circular por nuestra América, en
forma más o menos clandestina,
relatos escabrosos de condes per-
H {JOCTOR. f. A. DEfinA vertidos y marquesas licenciosas.-
Volviendo al autor de las "Car-
tas", J. J. de Mora-que se vincula a
la empresa de Ackermann en Lon-
dres- recordaremos que .estuvo
radicado en Buenos Aires, contra-
tado por Rivadavia conjuntamente
con el ilustrado y obsecuente na-
politano Pedro de Angelis. Produ-
ni DOS·,IJRES cida la caída de aquel, el gobierno
iKGEL ESTlIAlq ¡ e'. EDIlOIIES
"',,, ....... ". interino de Vicente López no res-
peta las contrataciones y ambos
literatos atraviesan difíciles mo-
mentos hasta que son llamados
por el presidente chileno, general
Francisco A. Pinto, a Santiago¡
donde, especialmente Mora, cum-
ple una fecunda acción educacio . .
don José Joaquin Mora. nal.
Ackermann fue hijo de un hu- El seudónimo de Una Señora
milde sillero sajón que no contaba Americana no mantenía ninguna
con otro bagaje cultural que los incógnita ya por entonces, era pú-
rudimentos de la instrucción pri- blica la autoría de Mora y si alguna
maria; Juego de probar fortuna en duda cupiere la disipa totalmente
distintas ciudades y países se es- Miguel Luis Amunátegui que in-
tablece en Londres, donde publica cluye a las "Cartas" en la lista
el "Diario de las modas" en el cual completa de lasobrasdelliterato y
aparecían diseños de carruajes pedagogo español.
que él mismo dibujaba y colo- Mora en su libro em plea el en-
reaba. La original"ldad de sus ilus- -lances tan en boga estilo episto-
traciones hizo que mucha gente se lar: la Señora Americana debió

69
abandonar -según el relato- por
razones politicas su pais y trasla-
darse a Europa. donde visita las
naciones más im portantes obser-
vando los sistemas educacionales
TRATADO DE URBANIDAD ANAGNOSI A
d8stinados al "bello sexo". Desde A1!REGLADO }. LOS NUEVOS PBOOIWl!S OPlllIALIB PARA EUEkAR y ~PRtNOER Jo LEER CDI mlllDAn
allí escribe a su hermana. radicada
en América. una serie de cartas
POR MARCOS SASTRE
que por supuesto "no estaban ~,,,, d., '1' ... ,< MI, .. I,••• d.l•• e....).. d. o,...bt.l. 1&.",<1.. ,
destinadas a la publicidad" pero al mxstJn !'\At;IOXAI, UE EDUCACl6N
.1 e.l.
d" l'"",,,, •.• \ IIIflO', "''''1<96''<oII".n.
'01"". S""d, •• " loc' .... P'" 1• • 11,... ~o<oI,o .. d' 0 .. ",111<0;
enterarse de la fundación en Bue.: ~"<lo." d. ell .."n, 1 "'.. """ d' .".. ~ .... p,l",,,,,.~
"H" •••p . . . . . _" . ,• • _ . , ' . , ''''''''1 .." ....,...... ,
nos Aires de la Sociedad de Bene- "'.BII... , """"''',
ficencia no puede sustraerse al '"'
EdIf'IOII . . .
deseo de colaborar en la empresa
y las da a la imprenta.
_~~""- ie'DJ\'IV[()A BN TIIES CUADERNOS
Las cartas, que llegan a veinte.
tratan en forma integral todo lo 1" 2' 3' Y 4' GradOI < (lll . . . .;Rl\' • • E(oIVNDO
I( -. l" '¡ I¡ :: (l
aHnente a la educación de la mu- '\ ! :~---­
jer: enseñanza moral, religiosa, in- .,' :: (/ ¡,;-y
telectual, física. domést'ica y artis- '" ,,'.fl 1.: E:'i oif,u 1\ E~
tica. .~:~: ·~4;eDta de Pablo &. Coni, Edller.
(iO-CAlll: AlS\~.-\i(¡
La transcripción de un párrafo HIHO
de una de las cartas nos dará idea LU.rorla y PIlI.'olerla 4e A\bel'eO 1\0. (~, p",ltol''¡ d,l A""I
del estilo y del contenido de los !:HU VIr-rOIU~, r,sc AIfTIQIIOT_"""

COnsejos: recordemos que el au- 1889


tor, hom bre y esp.oso, no desapro-
vechaba la oca'sión para acarrear UA EllEGAI'ICIA
agua a su molino: "En una'muger
es esencialisima la resignación. EN EL .TRATO SOCIAL
porque no hai circunstancia de su !'
vida que no le re'cuerde su inferio- Josl1 A. NATA.~L;oE~_~~ KECLAf; !'lE. E.TIQUETA y CORTESJA

ridad co'n respecto al otro sexo. y ¿


en '0<10' '0' ...... <l. l. v'd.
sí en vez de cede r se obstinare en
llevar adelante sus miras a punta
de lanza, ¿qué sacaria de esta lu- VIZCONDESA BESTARD DE LA TORRE
cha desigual si no es un vencI- TERCERA EDICiÓN
miento vergonzoso, un despecho ..
",,,,,,., ,,,., ,..'"."' .. ,.,-,.... ""
tardío, el menosprecio, y el aban-
dono? Por el contrario, pocos
hombres hai que resistan a la dul-
zura, a la sumisión, a la suavidad, a . M!?TQDO DE LA ESTRUCTURA DE LA 'PALABRA
,~. ",
la condescendencia de la muger ~
tales son nuestras armas, y nues- CONSIDERACIONES DIDÁCTICAS
tro propio interés exige que sepa-
mos hacer uso de ellas".'
PROURE:;O LITERARTO,
'V'"'" .,~ ..
iOh! La Urbanidad .......... O,Cl-L-...'C> ",0><;00""
",._ ... U"O.~._ ""
Los textos de urbanidad fueron
durante muchos años valiosos au-
xiliares de la enseñanza primaria y
los preceptos que incluían los nu-
merosos manuales que hemos
examinado -editados entre los
años 1880 y 1900- debian ser de
estricto cumplimiento para el ni ño
bien educado. Apresurémonos a
decir qué era la Urbanidad. Nos
valemos del "Tratado de Urbanl.-
dad" arreglado a los nuevos pro-
gramas oficiales del Consejo Na-
cional de Educación cuyo atJtor.
Miguel Bori, lo editó en Buenos
Aires en la librería de Alberto Ros,
en 1888: "Es el arte de armonizar
nuestros modales y nuestras pala-
bras, concretándo los a las c i r-
cunstandas de tiempo, lugQ.r, si-

70
Todo es Historia 121 tuación y personas" y su base es
"la benevolencia, la dulzura, la
Circunspección y el respeto".
¿En qué libro Preocupación de todos los auto-
res es el buen comportamiento del
aprendió niño en la mesa: se detalla el uso
a leer? específico de los cubiertos. El cu-
chillo está destinado exclusiva-
mente para cortar la carne u otros
alimentos cuya consistencia impi-
Retrato y firma de Andrés dan la utilización del tenedor. Es
así como en la colección "Biblio-
Ferreyra, autor de "El Nene" y teca de las Escuelas" en el tomo xo
d¡versas tapas de libros que corresponde al '"Tratado de
editados entre 1880 y 1914. urbanidad", Saturnino Calleja,
Madrid, 1901, leemos: "Nunca
debe llevarse el cuchillo a la boca.
ni élt'm con el pretexto de usar pre-
ferentemente la mano derecha
rnientras se tiene el tenedor en la
izquierda", Confirma el precepto
Juan Adolfo Esquivel autor de" Lo
que no se debe hacer'", Rafael Ba-
rreda, Buenos Aires, 1888: "No lle-
ves el cuchillo a la boca" y Manuel
Antonio Carreña en su "Compen-
dio del manual de urbanidad y
buenas costumbres", distribuido
por Angel Estrada e impreso por D.'
Appleton y Cia. Nueva York, 1879:
"No incurramos nunca en la grave
falta de llevar el cuchillo a la
boca", Esta unanimidad la rompe
Juan Cortada (¿seudónimo?)
quien en su "Tratado de urbani-
dad", contemporáneo a los cita-
dos, innova: "Algunas personas
bien educadas toman los manjares
con el cuchillo, aunque esto tiene
el inconveniente de ser más fácil
que alguna parte de lo que se toma
se caiga en la servilleta"
Como tales, los manuales eran
escuetos e incompletos, no con-
templaban situaciones imprevis-
tas que pUdieran presentarse du-
rante la comida: para resolverlas
correctamente se recurría a una
obra de mayor envergadura como
lo era las" Reglas de etiqueta y
cortesía en todos los actos de la
vida'" de la Vizcondesa Bestard de
la Torre, cuya 3a. edición la edita
Marcelino Bordoyen Buenos Aires
en 1898; dice en la página 179; "Si
por desgracia encontráis una
oruga en la ensalada o un objeto
extraño en cualquier otro guiso,
guardad silencio, y naced cambiar
vuestro plato, sin llamar la aten-
ción, excepto ,si se trata de Una
aguja, un alfiler o un pedazo de
cristal. Entonces se lo advertiréis
al que sirve la mesa, para que re-
prenda al cocinero, porque uno de
esos descuidos puede constituir
un serio peligro para la vida de los
comensales' ... iOh, la Urbani-
dad! •

71
EL LIBRO
DE HISTORIA DEL MES
Un amplio repertorio de Ciertamente, a cada berta de Prusia o Teresa
testimonios de viajeros uno de ellos lo movia un de Baviera y, también, cu-
alemanes, referidos a interés particular. La gran riosos trotamundos,
múltiples aspectos de la mayoría de los ingleses como Hesse-Wartegg.
realidad latinoamericana que llegaron a Latinoamé-
del siglo pasado, son pre- rica fueron comerciantes Hay en todos ellos, aún
sentados en esta traduc- y hombres. de negocios, en los más severos cientí-
ción de una edición ale- puesto que las relaciones fícos, una marcada atrac-
mana muy reciente. Es económicas con Gran Bre- cíón por lo pintoresco,
sabido que la presencia de taña era muy intensas. En- por el color local, por el
viajeros europeos en el tre los alemanes, por el alma de cada pueblo, el
continente americano, contrario, los comercian- volkgeist, muy propio de
apreciable desde los pri- tes fueron raros y no es de los escritores románticos
meros años de la con- ningún modo casual que, y muy adecuado para las
quista, fue relativamente en esta selección, predo- apetencias de los lectores,
escasa hasta fines de I si- minen los científicos. El pues existía por entonces
glo XVIII. Pero desde en- primero, y sin duda el más en el público europeo una
tonces, la reducción del notable desde todo punto real avidez por esa clase
estricto control impuesto . de vista, fue Alejandro de relatos. En una época
Crónicas de viales por la Corona española Humboldt que, junto con en que el libro era aún el
realizados por viaje- permitió la llegada en gran Bonpland, recorrió buena principal entretenimiento
de las clases medias y al-
ros alemanes en el. número, sobre todo du- parte de Hispanoamérica
tas, el descubrimiento de
siglo XIX por el con- rante el siglo pasado; en los años iniciales del
luego, a medida que otros siglo XIX. Vinieron luego ese mundo desconocido
tinente sudameri- medios de información arqueólogos destacados, que se produjo entre los
cano. Compilación de reemplazaron con ventaja como Tschudi que hizo la siglos XVIII YXIX provocó
Hans Joachim Wuls- a los tradicionales libros reconstrucción de la ciu- en ellas una verdadera an-
chner; traducción de de viaje, los viajeros- dad preincaica de Chan- sia por informarse, ente-
cronistas fueron cada vez Chan; botánicos y zoólo- rarse y, al mismo tiempo,
Willy Kemp. Editorial entretenerse con relatos
más raros. Más allá de las gos como Martius, autor
Sudamericana, Bue· motivaciones personales de una monumental Flora curiosos y divertidos. El
nos Aires, 1976. de cada uno de ellos, su brasil iensis, o el alemán lector del siglo XIX gus-
presencia correspondió a Burmeister, organizador taba, tanto como el via-
una fase muy precisa de la del Museo de Historia Na- jero, de lo raro, lo exótico
historia europeo-occi- tural de Buenos Aires; y lo pintoresco. En mo-
dental. A lo largo del siglo también hubo vulcanólo- mentos en que las formas
diecinueve Europa incor- gas, como Thielmann que de vida de la sociedad eu-
poró una seg unda perife- trepó al Popocatepetl y al ropea adoptaban un ca-
ria, y fue visible el interés orizaba , o Gussfeldt, que rácte r cada vez más con-
por Asia y África y, tam- fracasó en el escalamiento vencional y conformista,
bién, por una Latinoamé- del Aconcagua. Llegó estos' relatos debían ser-
rica cuyas reales posibili- también algún especia- vir, seguramente, como
dades se desconocían. lista en mineria, como evasión, satisfaciendo
Los viajeros fueron algo Burkardt, atraído por las también las necesidades
aSI como la avanzada de posibilidades de México, del hombre culto y edu-
esa expansión, los res- que terminó radicándose cado, que debía estar in-
ponsables -de distinto allí, y no faltó tampoco al- formado de muchas cosas
modo, según los casos-- gún pintor, como nuestro sin necesitar conocer en
de esa tarea de reconoci- conocido Rugendas, au- profundidad ninquna de
miento y evaluación en la tor de una excepcional se- ellas. -
que las motivaciones cien- rie de obras sobre Brasil. Hay libros de viaje de
tíficas no estaban reñidas Hubo gobernantes y di- todo tipo y de interés muy
con las económicas. plomáticos, como Adal- variable. Hay alqunos que
~------------------------
72
por Luis Alberto Romero
son meras crónicas, en la observación es reali- 1848, consideraba que dígenas de la Guayana o
las que se registran día a zada desde fuera del ob- los criollos eran perezo- de la Patagonia.
día sucesos e ínformacio- jeto. Recuérdese, por sos e indolentes. Es posi-
nes; hay m'nucíosas. des- ejemplo, la tremenda po- ble en muchos casos se- Este volumen ha sido
crípciones de la realidad breza de los testimonios parar las descripciones de · pensada más bien como
natural, de la socíedad ~ de la literatura argentina los Viajeros de sus valora- , libro de lectura que como
de las costumbres y hay, del siglo pasado en lo rela- ciones, pero muyfrecuen- obra de consulta. Los tex-
también, verdaderas jo- tivo a la sociedad urbana, !emente éstas se infiltran, · tos están ordenados geo-
yas del relato, aunque son más notoria por la pre- muy sutilmente, en la gráficamente, desde Mé-
los menos. Las págínas sencia de algunas excep- misma percepción de lo xico hasta la Patagonia,
de Humboldt, de Midden- ciones como El Mala- descripto. con independencia de las
don, de Burmeister, -es- dero, Facundo o más ade- fechas, de modo que se
casamente aprovechada lante, las obras de Payró. En un volumen como producen saltos cronoló-
por los historiadores ar- En este aspecto, el testi- éste, quien haga la selec- gicos que, en algunos ca-
gentinos- se encuentran monio de los viajeros es ción del material disponi- sos, son realmente nota-
sin duda entre las más so- irremplazable. ble tiene dos opciones: o bles. Las fechas en que
bresalientes de este grupo bien elegir un tema o un los autores viajaron o es-
de alemanes. Pero hay al- Pero lo es a condición campo determinado -la · cribieron sólo son indica-
gunas características co- de tener en cuenta un se- geografía, las ciudades- o , · das, sin demasiada preci-
munes a todos ellos y que gundo aspecto, indisolu- bien conservar la hetero- sión, en una cronologia al
hace a su valor testimo- blemente unido al pri- geneidad de enfoques que final de los textos. Las re-
nial. Los viajeros son, mero: su casi completo habitualmente caracteriza ferencias a los autores,
casi sin excepción, per- etnocentrismo. Prove- a los libros de viajes y que junto con las fechas
sonas educadas, curiosas nientes de una cultura que ofrecer un panorama podrían estar indicadas al
y observadoras; poseen estaba llegando a su cul- igualmente variado; esto comienzo o al fin de cada
una sólida cultura, que les minación, los Viajeros último, naturalmente, en- texto, sólo se encuentran
permite detectar lo nove- juzgan todo, lo local, lo cierra el peligro de no de- en esa cronología; pero
doso en el objeto que peculiar, lo pintoresco, en jar plenamente satisfecho como para ubicar a un au-
.examinan y una aguda relación con los valores y a nadie. En esta edición se tor es preciso conocer la
sensibilidad para apreciar formas de apreciación de optó por este último crite- fecha de su viaje, el pro-
" rápidamente sus aspectos su medio de origen y, en rio. Hay prolijas descrip- blema termina por resul-
más interesantes, aunque general, sus observacio- ciones del paisaje natural, tar insoluble, a'menos que
estos no sean evidentes o nes trasuntan siempre. y de la flora y fauna, como se realice una pequeña in-
visibles. Precisamente una actitud critica o des- en los excelentes textos vestigación, que puede
por provenir de una reali- deñosa. Las modalidades de Humboldt sobre el río ser entretenida pero que
ciad cultural y social tan de vida de una sociedad venezolano Apure, 'o en hubiera sido fácilmente
distinta de la que exami- como la latinoamericana, los de Martius sobre el evitable. A estas deficien-
nan, su testimonio es do- en la que los cambios sertao o de Hellen sobre cias, atribuibles al compi-
blemente valioso: todo económicos llegaban muy las cataratas del Tequen- lador alemán, los editores
aquello que por sertan co- lentamente, fueron juzga- dama, matizadas todas locales han agregado otra:
tidiano, tan sabido, tan das Aabitualmente según ellas con la narración de no se indica la existencia
poco destacado, habi- el ideal del homo eco no- las peligrosas aventuras de algunas ediciones cas-
tualmente no· aparece en micus, aquella personali- vividas por los explorado- tellanas de los libros de
la mayoria de los testimo- dad progresista y em- res. Abundan las descrip- viaje utilizados y que
nios locales, es motivo de prendedora, devota del ciones de ciudades, como como en el caso de Hum-
curiosidad, de observa- principio de la "lucha por Tegucigalpa, Bahia, La boldt o Burmeister, son
ción y análisis para el via- la vida", que forjó la so- Paz o nuestra Buenos Ai- notoriamente conocidas.
jero. Como es una loto- ciedad europea moderna. res a principios de siglo. Todo esto hace algo engo-
grafía, ningún detalle es Aún un hombre de arrai- Hay atractivos cuadros de rroso el manejo de este
descuidado ni omitido y gadas convicciones socia- costumbres, como la Se- libro en el que, de todos
es, en el sentido más es- les como el alemán Bur- mana Santa en México, y modos, se encuentran
tricto del término, un tes- meister, emigrado de las muchas descripciones de sobrados motivos de inte-
revoluciones europeas de rés, _
r; timonio objetivo, en tanto tipo etnográfico de los in-

73
por Gerardo Brá

. En el ejemplar del diario


"Critica", del martes 30 de
septiembre de 1930, apareció
en grandes titulares la noticia:'
"Para 108 tenebrosos se ha
dictado prisión preventiva".
y más abajo: "Son los socios
de la Migdal de los que el
juez Manuel Rodriguez
Ocampo halla la prueba del
delito". El pais se sintió
conmovido por esta especta-
cular revelación que asombró
e indigno y se convirtió en un
gran escándalo, para la colec-
tividad israelita en particulary
para toda la población en ge-
neral. Se trataba de la Zwi
. Migdal, una sociedad desti-
nada en apariencia a funcio-
nes de socorros y ayuda mu-
tua entre la colectividad po-
laca de religión judía. Pero,
tras esa fachada, acababa de
descubrirse una vasta organi:
zación de tratantes de blancas
que operaba en gran escala.
Esta es su historia.

El cementerio propio de la
Zwe Migdal, en Avellaneda.
Tras la apariencia de una
sociedad de ayuda mutua,
funcionaba una perfecta
organización de tratantes de
blancas.
75
La investigación había de- Un mes dcópues se aproba- TOdO es Histol'la 121
mostrado hechos sorprenden- ron los estatutos y se autorizó
tes. Las mujeres. obligadas a al presidente de la entidad
ejercer el oficio de la prostitu- -Noé Trauman- para que ges- La mutual
ción, eran traídas de Europa tione del Superior Gobierno de
-en su mayoría de Polonia- la Provincia de Buenos Aires el
de los
con promesas de matrimonio, reconocimiento de la persone- rufianes
empleos, o simplemente uni- ría jurídica. Los estatutos de la
das a través de casamientos sociedad no d iferí2.n de otros
falsos con cualquier rufián de similares: exigían honestidad a
turno. Muchas de ellas eran' sus miembros bajo pena de 1
rematadas al mejor postor o expulsión. Por ejemplo. el ar-
pasaban de mano en mano por cúlo 2 establecía: "El objeto es
distintos explotadores, previo crear u n fondo com ún desti-' Comisario Julio Alsogaray.
pago de una suma de dinero nado a socorrer a sus asocia- Durante largos años combatió'
que daba derecho a la "trans- dos en caso de enfermedad o casi inútilmente a los
ferencia". Esta "realidad que sus consecuencias y proteger explotadores de la prostitución
supera al folletín" -al decir de a los, mismos, prestándole la organizada. la campaña
un vespertino de la época-, si fuerza moral que esta asocia- emprendida por el juez
bien ocurría en nuestro país, ción puede tener, propen- Rodriguez Dcampo le
sus protagonistas eran todos diendo siempre a la fraternidad proporcionó la oportunidad de
extranjeros, a veces de impro- de sus asociados." Tal vez todo
comenzó con una buena in-
volcar su vasta experiencia en
nunciables nombres. Pese a
que los socios de la Migdal tención ... la lucha contra la temible Zwi
practicaban la religión judía MigdaL
-hasta tenían su propia sina-
goga- sus intereses estaban Veinte años después 2
dirigidos por el objetivo de la
ganancia a través del ejercicio En el año 1926 nos reencon- Juez Dr. Manuel Rodríguez
de la prostitución obligada, tramos con la "Varsovia" en lo Dcampo. Indiscuiido
existiendo entre ellos quienes que podríamos denominar "las demoledor de la poderosa
llegaron a prostituir a sus pro- e laves de su accionar". O sea, organización, a través de una
pias esposas o hermanas en en este año comienza a dete- acción judicial valiente y
procura del incremento de sus riorarse la pantalla "legal"
beneficios. ejecutiva. Su lucha marcó el
para traslucir las verdaderas comienzo del fin de una
actividades de la "Varsovia",
La sociedad ya estaba en ma-
página negra promovida por
El comienzo nos de rufianes. El interro· elementos del bajo fondo de
del drama gante que se plantea es si esto origen extranjero, que
comenzó en algún momento operaban en nuestro país en
posterior a su fundación o actividades relacionadas con
El origen de esta sociedad se siempre fue así. No hay prue- la trata de blancas.
halla en la Sociedad Israelita bas fehacientes de una u otra
de Socorros Mutuos "Varso- afirmación y sólo se pueden
via", que se fundó en el año manejar conjeturas. 3
1906. El acta de su fundación Un balance de aquel año
está fec hada en Barracas al sirve a modo de documento
Sud a los siete días del mes de para testimoniar la fachada Así veía el dibujante Mirabelli
mayo del año mil novecientos oficial y los miembros que la al Juez Rodríguez Dcampo,
seis. Entre los miembros titula- manejaban. La comisión direc- defensor deja mujer
res figuran en el acta Noé tiva estaba formada por el pre- infame mente arrastrada a la
Trauman, Adolfo Soringfeder, sidente Zacarías Zitnitzky; el esclavitud más abominable.
Marcos Posnansky, Hermán vicepresidente Felipe Schon:
Blauht, Adolfo Feldman, Líbert el secretario Max Saltzman; el
Selender, Hermán Bruschi y subsecretario Arnoldo Hart-
Maz Saltzman, de.quienes ahí glas; el tesorero, Simón Burt-
'mismo se dice que "resuelven kievich y otros miembros con
fundar una Sociedad de Soco- diversos cargos, entre los cua-
rros Mi.Jtuos, cuyos fines sean les se encontraban Wolf
como lo indica el lema, la Brockman, Simón Weisbrot,
ayuda mutua a todos SCJS aso- Salomón Grosflam, Abraham
ciados" ". Marchik, Jacobo Zabladovich,

76
Leopoldo Rosenberg, José 80-
renstein, Herman Levcovich,
Mauricio Steinberg, Marcos
Posnansky y Sally Berman.
Muchos de estos nombres apa-
recen en el acta de fundación
de la entidad y los veremos a lo
largo de esta sombría historia
oficiando de proxenetas,' ru-
fianes y otros oficios dignos
del peor ham pa.
La Sociedad, por ese enton-
ces, tenía su secretaría en Mi-
tre 452, Avellaneda. También
tenia una sucursal en la Capital
Federal en la calle Córdoba
3000, donde un suntuoso edifi-
cio de dos plantas se levantaba
en un amplio jardín con fron-
dosas palmeras. En su interior
funcionaban una sinagoga,
una sala de velatorios, un'có-
nodo salón de fiestas y hasta
habitaciones para alojamiento.
En rigor, la "Varsovia" lucía
una prosperidad sin límites. Lo
más llamativo era la existencia
de "su propio cementerio";
que estaba en Avellaneda,
donde eran inhumados exclu-
sivamente los restos de sus
asociados. Luego, este "privi-
legio" fue compartido con otra
sociedad israelita que se dedi-
caba tam bién a las actividades
delictivas: la Aschkenasum.'
1 Al frent'e de ésta se ,en-
contraba el más conspicuo re-
presentante de la trata de blan-
cas a escala internacional: Si-
món Rubinstein, que combi-
naba tal actividad con la del
contrabando de seda, siendo
dueño de importantes tiendas
de la Capital.
En el "Cuadro demostrativo
de ganancias y pérdidas" del
citado balance se muestra el
estado floreciente de dicha so-
ciedad. Arroja un pasivo de $
275.204,91, suma importante
para aquellos tiempos, y un
superávit de $ 94.117. Llama la
atención la ferviente religiosi-
dad de los asociados, quienes
solían hacer generosas dona-
ciones en dinero efectivo o de
elementos valiosos con des-
tino al templo ya los oficios del
culto.
Sin embargo, a pesar de su
hOlgada existencia, los mutua-

77
listas, en varias oportunidades
tuvieron que afrontar los em-
bates de quienes se empeña-
La mutual
ban en desenmascararlos. Uno
de los más tenaces investiga-
dores fue el comisario Julio AI-
de los -.
-"- -li
. ~",

sogaray, aunque sus esfuerzos rufianes


siem pre habían desem bocado
en una vía muerta gracias a !
!
"extrañas influencias" de al- Fachada de la sede social de
gunos jueces, abogados y le-
gisladores. Otro de los intentos
la poderosa organización. AIII
de denuncia provino de la So- se reunían los dirigentes y
ciedad Israelita de Protección asociados, funcionaba la
deNiñasfMujeres. Esta entidad sinagoga, la sala de velatorios
estaba afiliada a la Liga de las y el salón de fiestas. Era el
Naciones. En un informe pre- lugar desde donde se
sentado ante la justicia, fir- consumaba el tráfico de
mado por el secretario de la en- mujeres, a través de cerca de
tidad en nuestro país, Selig dos mil prostíbulos ubicados a
Ganopol, se consigna el "cu- lo largo de todo el pais.
rriculum" de algunos de los in-
tegrantes de la "Varsovia". El
informe estaba acompañado
por una presentación formal
que decia: "El veintiocho de
octubre de mil novecientos
veintisiete se presenta a esta
Inspección (se refiere a la Ins-
pección de Sociedades Jurídi-
cas) don Selig Ganopol, Secre-
tario de la Sociedad Israelita de
Protección de Niñas y Mujeres,
afiliada a la Liga de las Nacio-
nes, constituida por las socie-
dades Congregación Israelita
de la República Argentina, So-
ciedad de Damas Israelitas,
Sociedad de Beneficencia
Ezrah de Buenos Aires, Socie-
dad de Protección a los Inmi-
grantes Israelitas y el Comité
Central de Londres, todos con
personería jurídica, y mani-
fiesta que uno de los fines
principales de la institución
que representa lo constituye la
protección a las mujeres y ni-
ñas. Que en este sentido la ins-
titución realiza una obra bien
conocida en todo el país y para
ello tiene franquicia y conside-
raciones especiales dadas por
la Policía de la Capital Federal
para facilitar su misión y una
autorización expresa de la Di-
rección General de Inmigra-
ción para realizar inspecciones
en los barcos que conducen
inmigrantes, lo que justifica
todo en este acto con los do-
cumentos que exhibe. Que en

78
Todo es Historia 121 tal virtud viene a formular la si-
guiente denuncia: Que posee
La mutual conocimiento y pruebas sufi-
cientes que acompaña y hace
de los entrega en este acto, que la
rufianes Sociedad Israelita de Socorros
Mutuos "Varsovia", que tiene
personería jurídica acordada
por el gobierno de la provincia
La Sinagoga ubicada en la y con domicilio en Avellaneda,
sede de la calle Córdoba . .. está formada exclusivamente
Casamientos falsos o por personas de vida desho-
reales . .. según el caso. nesta unos, delincuentes
.Ritual y superstición. Los otros, traficantes de blancas y
depravados eran creyentes. prostitutas, lo que consta en
los documentos a que se ha re·
ferido y ha hecho entrega en
esta Inspección. ( ... ) El peli-
gro que sign ifica para la socie-
dad la existencia de dicha insti-
tución que amparándose en la
ley la utilizan para delinquir y
prostituir engañando a seres
inocentes que llegan a este
país en busca de mejorar su si-
tuación y caen en las garras de
esos traficantes. ( ... ) Que todo
lo expuesto es verdad y que
podría justificarse solicitando
informes a la Policía de laCapi-
tal Federal ya rnvestigar:;iones
de la Provincia. ( ... ) Que para
mayor ilustración solicita el
denunciante que la Inspec-
ción, recabe informes dire~ta­
mente si lo creyere necesarl-'
del Dr. S. Halphon, Presidente
de la Sociedad que represento,
Gran Rabino de la Congrega-
ción Israelita y Oficial de la Le-
gión de Honor, como, asi-
mismo, del Señor Ministro Ple-
nipotenciario de la República
de Polonia, Dr. Nasurkiewich".

Una investigación
sospechosa
El 2 de noviem bre de 1927 se
designó al inspector Martln Pé-
rez Estrada, para que, en nom-
bre.de la Inspección de Socie ..
dades Jurídicas, investigara e
informara de las actividades de
la "Varsovia". El citado inspec-
tor entrevistó con este fin al
presidente de la entidad. Zit-
nitsky. por supuesto, emitió
una declaración de tono indig-
nado. En algunas de sus partes
dice: "Los acusadores. no sa-
bemos por qué motivos incon-

81
fesables, no han tenido en Todo es Historia 121
cuenta todos estos detalles-se
refiere a u na reseña previa de La mutual
las actividades formales de la
entidad- y sin conocimiento de
de los
causa su ponen y por su poner rufianes
nos achacan delitos y felonías.
Solamente en· unos cerebros
enfermos y afiebrados pueden
caber semejantes cosas. Nos
preguntamos: ¿cómo es posi- Sala destinada a las reuniones
ble que durante 40 años de de la comisión directiva.
existencia de los Cuales 21 son
con personería jurídica, una
sociedad puede obrar impu-
nemente al margen de toda ley
y moral en la forma en que nos
acusaron los señores' Ganopol
y Cía? ¿ Es que en la República
Argentina no existen jueces ni
acusadores públicos? ¿ Creen
estos señores que aquí está
todo corrompido y solamente
ellos son los inmaculados y los
santos que, libres de toda
mancha, son los encargados
de hacer justicia? ... " Este fue
el principio de la defensa que
trató de probar la inocencia de
los acusados.
El "investigador" no aportó
mucho; simplemente repitió el
esquema prefabricado. Llenó ordenROO y que, en sus tramos
cuartillas prolijamente manus- finales decia:1°) Desestimar
critas con diversos pormeno- . la denuncia formulada por Don
res sobre la marcha de la so- Selig Ganopoi contra la Socie-
ciedad, sobre todo 'acerca de dad de Socorros Mutuos "Var-
su activo y pasivo. Pero todo no sovia" a que se refieren estas
fue más que escribir mucho actuaciones." ( ... ) "' ... No
para no decir nada. De esta existe constancia en la Comi-
forma demostró en sus con- saría de Policía respectiva de
clusiones que todos los acusa- que se dedique o haya dedi-
dos.consignaban u na actividad cado a actividades de orden
lícita que solventaba sus nece- delictuoso" Una resolución
sidades monetarias. El que no verdaderamente sorprendente
era fabricante, era comer- si tomamos en,cuenta que más
ciante próspero. tarde, cuando el juez Ocampo
se hizo cargo de la investiga-
Este investigador se había ción. pidió los prontuarios po-
olvidado de mencionar que en liciales ele cada uno de los
muchos comercios, como el miemblos, '1 todos, ,sin excep-
restaurant de Simón Brutkie- ción, tenían antecedentes de-
vich, se Ilavaban a cabo insóli- lictivos.
tos remates de mujeres organi-
zados por la siniestra socie- El cambio de nombre
dad, y que en la. peluquería del
indignado Zitnitzky se daba Después ele ese ernbate, la
cita lo más "jerarquizado" d.el sociedad vivió casi dos años
ham pa de esa época. sin ningl'nl tiíJO rle tropiezo.
La tenue investigación de- Pero parece que el Ministro
sembocó en una resolución del Plenipotenciario de Polonia,
Director Letrado que la había que por supuesto tenía cono-

82
cimiento de las actividades de dal", propuesta que fue votada torsión y asociación ilícita. La
la organización, amenazó con "por aclamación". Liberman había sido una de,las
poner las cosas en su lugar ha- Pero ¿cuál fue el origen de tantas víctimas. Traída al país
ciendo pública una protesta y este singular nombre? Zwi desde muy joven, fue obligada
solicitando a la Cancillería ar- Migdal había sido un personaje a convertirse en prostituta.
gentina que interviniera en el ligado a la sociedad en sus Después de mUchos años, la
caso. El motivo central del comienzos. Para algunos, un mujer consiguió reunir un ca-
"enojo" de dicho represen- "preclaro benefactor" en las pital con el que pensó retirarse
tante extranjero se originaba épocas honestas de la organi- del ambiente para rehacer su
básicamente en el hecho de zación: de allí el "homenaje" vida.
que una sociedaq de proxene- que se le rendía. Para otros, un Instaló un comercio de anti-
tas de Buenos Aires llevara el delincuente más cuya tumba güedades en la calle Callao.
nom bre de la capital de su país. se encuentra aún en el "ce- Despuésde un tiempo trabó re-
Como es lógico antes de que menterio rufián" lujosamente lación con un hombre llamado
este reclamo diplomático se ornamentada. 'Cualquiera sea Salomón José Khon, polaco,
concretara, llegó a oídos de la la explicación, su nombre lo ha de 31 años, soltero, con quien
Comisión Directiva de la So- trascendido de manera nada inició un idilio que culminó en
ciedad. Esta resolvió convocar envidiable. casamiento con rito religioso
a asamblea de socios-la N° 83- judío. Sin embargo, poco
para cambiar el nombre de la El caso tiem po después, descu brió
mutual. La "argumentación" Raquel Liberman que el sujeto con el que creía
formal para dicho cambio fue estar unida legalmente -se
que había muchas sociedades 31 de diciembre de 1929. com probó la falsedad de los
con igual denominación. En la Ante el juez Rodríguez esponsales- no era más que un
asamblea, se resolvió de Ocampo. Secretaría Frías Padi- agente designado por la tene-
acuerco con el proyecto de la lla, se presenta Raquel Liber- brosa organización dedicada a
Comisión Directiva, que la so- man, formulando una denun- la trata de blancas de la que
ciedad en adelante se denomi- cia primero y entablando había pretendido escapar.
nara "Sociedad de Socorros querella más tarde por los deli- Quedaba en claro que la so-
Mutuos y Cementerio Zwi Mig- tos de corrupción, estafa, ex- ciedad no permitía ningún in-

83
Mauricio Kirshtein. Fue Raquel liberman. Fue la Salomón José Khon. Un lalso
designado por la Migdal para heroina de esta historia. marido y eficiente macró. Su
tratar con Raquel Liberman. Cansada de ser explotada "casamiento" con Raquel
Hizo amenazas y ofertas .de arremetió contra la lacra Liberman, fue el detonante
dinero y alhajas. No obtuvo social que habia arruinado su que marcó el comienzo del fin.
ningún resultado. existencia. Tuvo éxito.

tento de rebeld ía. La Liberman en la tarea. La investigación que desistiera de su acción le-
comenzó a recibir amenazas practicada por el doctor Ro- gal. Pero la Liberman los re-
con la explicación de que "no dríguez Ocampo concluyó en chazó. Conocía bien a sús
era permisible que las mujeres un voluminoso sumario y puso enemigos y tenía la firmeza su-
sometidas a los rufianes se in- al descubierto que esta "so- ficiente para no vacilar en su
dependicen. Su 'amigo' debía ciedad de socorros mutuos" cometido.
ser sustituido por otro, quiera estaba dirigida por los más en- El 19 de mayo de 1930 se
ella o no lo quiera". cum brados personajes de la produjo el allanamiento a la
La Liberman contó que el su- trata de blancas que operaba verdadera sede de la Zwi Mig-
jeto Khon. luego del falso ca- en el país. dal, la de la calle Córdoba, ya
samiento, la había despojado Ante el cariz que tomaban que la de Avellaneda se limi-
de todo su dinero. Recurrió en- los acontecimientos, las má- taba a representar tan solo las
tonces al presidente de la so- ximas autoridades de la socie- actividades formales de la ins-
ciedad, un tal Simón Brutkie- dad pretend ieron presionar a titución. La comisión policial
vich, para rogar que interce- Raquel Liberman con el objeto se incautó de libros de regis-
diera y la ayudara a recuperar de impedir que llevara a Khon tros de asociados, de tesorería
sus bienes. Por supuesto que ante los estrados de la justicia. y otros elementos probatorios.
no encontró ningún respaldo. Uno de los mayores temores Se concretó la aprehensión de
En ese momento, el registro era que el ejemplo de esta vale- un centenar de proxenetas en-
de asociados de la organiza- rosa mujer fuera imitado por el tre los que se encontraba Si-
ción arrojaba 434 socios acti- resto de las explotadas y pro- món Brutkievich. José Zitnitzkl
vos. La mayoría tenían antece- vocara una rebelión generali- y algunos otros personajes de
dentes policiales no sólo por zada. Designaron a Mauricio la Comisión Directiva. Se les
corrupción, sino también por Kirshtein para que la amena- tomó declaración bajo la acu-
delitos contra la propiedad y zara a fin de que retirara la acu- sación de asociación ilícita, y
las personas, juegos de azar, sación. A pesar de las intimida- fueron remitidos a la cárcel de
etc. El Juez decrétó la deten- ciones -entre. ellas la de cor- encausados. Muchos consi-
ción de todos ellos, solicitando tarle lacara-, la Liberman no se guieron escapar aparente-
al ministro del Interior, Elpidio doblegó. También apelaron al mente en lancha rumbo al Uru-
González, que· pusiera a su chantaje: la mujer recibió un guay.
disposición un número mayor ofrecimiento de quince mil pe- Evidentemente este fue el
de empleados para colaborar sos y un regalo de alhajas para primer golpe serio asestado
84
Toc10 es Historia 121 "asqclados" viajaban a Polo-
nia y allí comenzaban a noviar
La mutual con jovencitas. Uno de los
pueblitos más frecuentados
de los era Lodz, aunque se operaba
rufianes también en la misma Varsovia.
Se hacían pasar por sólidos
comerciantes enriquecidos en
América que regresaban al
suelo natal con la intención de
encontrar esposa. De esta
forma lograban atraer a las
Inocentes mujeres a nuestro
país,Aquí contaban con la "co-
laboración" de algunos fun-
cionarios, obteniendo de esta
manera documentos especia-
les para facilitar el desembarco
de las víctimas. También tenían
un servicio de falsificación de
documentos para certificar la
Simón Brutkievich. Cuando se mayoría de edad, ya que era un
inició el juicio contra la requisito indispensable de esa
Migdal era el presidente de la época para que las mujeres
comisión directiva. Pudo pudieran ejercer la prostitu-
escapar a tiempo . .. ción legal.
La mujer que entraba en la
órbita de la institución jamás
podía obrar libremente: la so-
ciedad. mediante engaños o
contra la poderosa organiza- valiéndose de la fuerza, la obli-
ción. ya que la investigación gaba a permanecer de por vida
siguió su marcha a pesar de las en su condición de "esclava".
amenázas y de los intentos de Lo que agravaba la situación
soborno. De éstos tampoco se de las mujeres era el hecho de
salvó el Juez Rodríguez ser extranjeras, ya que sin
Ocampo a quien sin embargo apoyo social ni familiar alguno
no se logró disuadir de su pro- no tenían otra salida que estar
pósito de llevar la investiga- al servicio del explotador de
ción hasta sus últimas conse- turno.
cuencias. Para ello contó con La organización daba facul-
la colaboración del comisario tades a la Comisión Directiva
Alsogaray con sobrada expe- para intervenir en varias ope-
riencia en este tipo de tarea y raciones afines con la trata de
uno (le los pioneros en esta lu- blancas, tales como la venta de
cha. Desgraciadamente "esta mujeres, indemnización a los
epopeya moralizadora" no socios que se quedaban sin
trascend ió lo suficiente y, con víctimas, traslados de pupi-
la sola excepción de quienes las a distintos prostíbulos, im-
se interesaron por ella en su posición de multas por incum-
momento quedó inmerecida- plimiento de compromisos
mente en el olvido. contraídos, etc. También ofi-
ciaba de juez cuando se origi-
naban conflictos por "dere-
Se descorre chos" de explotación sobre al-
definitivamente el velo guna mujer o acerca del "lugar
de trabajo".
Los "remates" ocurrían en
Las investigaciones centra- diversos establecimientos co-
ron en principio en la forma de merciales cuyos propietarios
"reclutamiento" que tenía la eran miembros de la Migdal. El
organización. Muchos de los salón destinado a ese fin po-

85
Todo es Historia, 121 que el mejor pOSlOr se llevaba mujer ya que debió pasar a ser
la mercancía. propiedad del hermano del di-
L,a mutual La dependencia de la víctima funto, un tal Max Zisman, el
a su explotador era total y con- que continuó usufructuándola.
de los trolada de cerca por la institu- Un típico fallo de propiedad
rufianes ción. Para ejemplificarlo basta por herencia que si bien es sig-
nificativo fue uno más de los
mencionar el caso de Natalio
Zisman que explotó a Raquel muchos que se produjeron a!o
seía un tablado que oficiaba de Spertzein,hasta que un ataque largo de las actividades de la
escenario. Al descorrerse el te- de loe u ra obl igó a la interna- organización.
lón aparecían las mujeres to- ción del hombre en un instituto Cuando la 'Migdal fue alla-
talmente desnudas. Uno de los especializado. La sociedad nada contaba con cerca de dos
socios actuaba de rematador impuso a la mujer que costeara mil prostíbulos en todo el país,
mientrqs que los asislentes los gastos que demandaba la lo que sign'ificaba aproxima-
.,-entre los que no faltaba algún internación. Cuando se pro- damente 3.000 mujeres explo-
juez o p()lítico de importancia- dujo el fallecimiento del "ma- tadas. La relación de depen-
tenían autorización para pal- eró", la Migdal estableció que dencia entre los socios y la ins-
parlas, mirar su dentadura o ella debía pagar lo que insu- titución era muy estricta. Se
comparar las dimensiones de miera el entierro, obligándola dieron casos de pro)(enetas
su s encantos ... La escena te- además a erigirle un monu- que intentaron independizarse
nía como fondo las sucesivas mento en su tumba. Pero aquí realizando sus actividades en
ofertas dichas a viva voz, hasta no terminó la pesadilla de la forma independiente, pero, ta-

manos:, mientras
zaba los intereses, de
to'do~de religión judía.
Un éstudio practicaQo pQr el,
Asesor, L~trado de la, Municipalidad
de Avellaneda, doctorGarlosC¡¡stro",

86
les aspiraciones, desemboca- Dentro de la Comisión Direc- informar al señor Director, que
ron siempre en rotundos fraca- tiva había un personaje que te- la sociedad de la cual se han
sos. Esas aspiraciones de pro- nía las atribuciones de árbitro ocu pado los diarios de la Capi-
· greso individual eran frenadas med iador en los conflictos. tal y de la Provincia se refiere a
rápidamente con denuncias a Este daba la palabra final la ya mencionada Migdal, con
la policía, siem pre con e'l aval cuando se dirimían enfrenta- personería provincial, con do-
de algún personaje influyente. mientos por la tenencia de de- micilio en Avellaneda ~ en la
Tal exigencia de fidelidad· terminada mujer, o la suma que Capital Federal. Que es en este
era correspondida por la 'lnsti- .se estimaba prudente para la último sitio donde se realiza-
tución hacia sus socios: mu- compra de alguna infeliz que ban las actividades de tipo de-
chas veces ayudaba económi- por alguna razón su hombre lictuoso, y que el 75 % de sus
camente, con préstamos espe- había decidido abandonar. asociados estaban prontuaria-
ciales, a los miembros que por Asimismo, existía 'lIgo así dos en la Policía de Buenos Ai-
algún motivo se habían que- como una junta de disciplina, res como explotadores de mu-
dado sin mujer para explotar. que fijaba las sanciones a im- jeres. Que en iguales condi-
En varias ocasiones financiaba poner a las pupilas cuando se ciones se encontraban los
viajes a Europa con el fin de suscitaba algún intento de re- m iem bros de la actual com i-
que sus integrantes obtuvieran belión o desacato. Por otra sión directiva, incluso su Pre-
una nueva víctima. La ayuda parte, las llamadas "porteras" sidente, quien en este mo-
también se canalizaba hacia la -las regentes o clásicas ma- mento se encuentra prófugo".'
instalación de prostíbu los, pa- damas de los prostibulos- te- Las actuaciones desembo-
gos de coimas, etcétera. nían autorización de la Migdal caron en una resolución dic-
para imponer los castigos que tada por el ministro de Go-
consideraban adecuados se- bierno de la Provincia, que de-
gúnlas "faltas" que cometían term i nó: 1°._ Decrétase el retiro
las pupilas. de la personería jurídica acor-
dada a la sociedad "Zwi Mig-
Elreliro de personería dal" por decreto del 25 de julio
de 1906 y de conformidad con
El 27 de mayo de 1930, -en lo preceptuado por el artículo
".-;,;;
plena marcha del proceso- el 48 del Código Civil y 19 Y31 del
r~f¡án;'
,En elil,ño1948,;aosdoopi,' Director Letrado de la Inspec- decreto reglamentario del 12
cídosex-directivosqela' MigdaJ, ción de Personería Jurídica de de agosto de 1911".
Max. WonvoJer (al ','MaxéJas.~~·. la Provincia de Buenos Aires.
Un párrafo especial de los
· sino" yZacarías Zitnitzky(a) " 15- elevó al ministro de Gobierno
considerandos señalaba: "Que
"rael .el pagano",. emergen, como Provincial, Dr. Luis Rodríguez
si bien no se cumple en dicha
· Somprl\llde.lpasadp .invocandode' Irigoyen, las actuaciones sur-
sociedad lo que dispone el art.
rechos' sobre elcémenteri9.Elpn- gidas de la investigación dis-
19 del Reglamento de agosto
mero. de los nb.mbrado$,autotitu: puesta por esa misma direc-
de 1911, lo que sería motivo su-
ladopresidénte de una .ine.liistente ción.
ficiente para retirarle la perso-
"Sociedad Ce,menteria Is.raeHtáde . El investigador designado nería jurídica de que goza, hay
· Socorros Mutuos"--'conper$Onétía . ·-Mosquera Flores- no se con- razones muy superiores para
en trámite,.. reclama el ptediopor formó con lo declarado por considerar a dicha institución
'saresa entidad la sucesora. de la . Burtkevich -el presidente de la
al margen de las que deben
· Aschkenasi, Ashkenasumy Varsa:' entidad- y se apersonó ante el merecer las franquicias e im-
via(no nombra a la Migdal). El ex- juez Rodríguez Ocampo, quien portancia que otorga el ser re-
tensO alegado dice en uno de sús suministró toda la información
conocida su personería jurí-
párrafos: " .... S.embrando la con- , requerida.
dica, como lo evidencia la in-
goja de nuestros connacionales,. Luego de la actuación el ins-
vestigación que se está reali-
pues con lágrimas en los Ojoséxpli- pector presentó un informe zando en la Capital Federal, al
c.n que no se pueden acercar ala que en su tramo central dice: poner de manifiesto con el
sepultura de sus deudos,queno se "Que si bien es cierto que no consigu iente estu por general
podrá enterrara ninguno de la Co- podía poner a mi disposición los siniestros fines de toda su
lectivjdad, que'no somos dueños (el juez) en esta oportunidad. complicada organización, yel
de llegar a nuestra Sinagoga, ni. to, los libros y documentos que le hecho de que. casi la absoluta
carnuestros libros, y que nosotros solicitaba ver pertenecientes a ·totalidad de los miembros que
· aparentemente vivos estamos mas la sociedad Zwi Migdal de Ave-
la forman son sujetos de los
desgraciadamente muertos que los llaneda, por no entorpecer la
que yacen bajo tierra'· ... Lógica- Investigación que realizaba la
mente, el insólito reclamo fue de- justicia y por no violar el se- (1) De lo que se desprende que Simón Burt-
kevlch, luego de declarar ante el funcionario
sestimado. creto del respectivo sumario, de la Inspección de Personas Jurídicas. em-
ello no obstante, me autoriza a prendió la hUida.

87
Todo es Historia 121

La mutual
de los
rufianes

"Crítica" del 30 de septiembre


de 1930: anuncia la detención
dictada por el juez,

¡':nt~r"M Cill!r~r al· lí',,;'1-t Pfl/liltll


:~·ln tie!ftpo dr,!Jpt:é..o;, dI) ¡;"r:ul~riQ
""",,,,."'''''' qll~ h.bilL,'Vlmdida. 8B hahía M1\lPl'.fIdo,n lIi mi¡.¡ma,

más pésimos antecedentes y dos engañaban a las familias


prontuariados como elemen- de las víctimas y conseguían
tos de la peor especie so- ilusionar a las mujeres, Por
cial" otro lado aparecen las pruebas
de la obtención de pasaportes
falsos conseguídos no sólo en
Polonia sino también en Ale-
Los conclusiones mania y Francia_ El paso por
del sumario Montevideo y luego la llegada
al país en el vapor de la Carrera
En el abultado sumario ins- para, finalmente ingresar
truido por el doctor Rodríguez como pupilas en cualquier
Oca m po aparecen nu merosas prostíbulo,
pruebas de cómo los procesa- Entre las preguntas que el

88
lOls
'",,'

..-.",..'

juez efectuo figuran las referi- a que habia ganado mucho en lotería. Son sólo algunos de los
das al origen de las cuantiosas el hipódromo. Jacobo Rosen- incontables casos.
fortunas de los miembros pro- berg, en un lapso muy breve se El Juez, en su resolución fi-
cesados. Surgió que estos re- hizo dueño de una casa que nal decía: ,. Muy pocas veces la
currían a todo tipo de triqui- vendió en el año 1922 por la justicia habrá podido compro-
ñuelas para ocultar la verdad. suma de 200 mil pesos. Ber- bar la existencia de un peligro
Por ejemplo, Mauricio Klein nardo Gutvein, que 'había lle- real para la sociedad de la
declaró haber llegado a la Ar- gado al país hacía cuarenta magnitud que constituye la
gentina hacía 17 años, con una años, síendo al principio mozo . formación y desenvolvimiento
suma de dinero cuyo monto no de café, poseía una finca que le de una asociación como Zwi
recordaba. La propiedad que había costado cuarenta y cinco Migdal (ex-Varsovia), ( ... ) 'el
pudo adquirir en 25 de Mayo mil pesos. David Krasemblum caso que se investiga no se
763-valuadaen 900 mil pesos y atribuía su fortuna a la suerte trata de un solo hecho y una
que pagó al contado- se debía de haber sacado un billete de sola víctima, sino de toda una

89
sociedad de más. de cuatro- donde figuraban como copro- segunda instancia confirmó la
cientas personas reunidas cesados o como testigos entre prisión de solamente tres in-
para ayudarse mutuamente en sí. Estos procesados involu- culpados y la revocó con rela-
la inicua explotación, con la craban corrupción, ultrajes de ción al resto.
repulsiva circunstancia que in- todo tipo, lesiones, abortos, es- Algunos de sus fundamentos
tervienen en las operaciones tafas, extorsión, defraudación, expresaban:" " .Losjueces no
las propias esposas y parientes falso testimonio y otros delitos necesitan demostrar con pala-
más cercanos de los procesa- por el estilo. bras vehementes y decisiones
dos". rígidas la devoción por con-
La extensa resolución final ceptos primarios de ética indi-
señaló también entre otras co- El fallo vidual, ni su misión admite que
sas que ninguno de los asocia- apliquen el gran poder de que
dos depositaba sus ganancias En enero de 1931 todos los disponen para perseguir con
en los bancos sino en cajas de . procesados segu ían entre re- medios violentos reformas so-
.seguridad, para sustraer las jas en virtud de la prisión pre- ciales que corresponde procu-
fuertes sumas que poseían de ventiva que había dictado el rar a otras autoridades, sobre
cualquier observación curiosa. juez Rodríguez acampo. la base del estudio profundo de
Otro aspecto interesante del Desde la cárcel misma se mo- múltiples factores que originan
proceso es la declaración que vían muchas influencias ha- los males a remediar. Se ha ob-
efectuaron los detenidos ne- ciendo que varios abogados servado con razón en favor de
gando tener relaciones perso- excelentemente remunerados los encausados: si la Migdal,
nales con los demás socios de apelaran ante el tribunal supe- que tiene cérea de 450 socios,
la Migdal '10 que estaba des- rior. Ocurrió entonces algo in- es como se afirma una asocia-
mentido en otras causas exis- creíble dentro de esta historia ción tenebrosa dedicada
tentes en distintos juzgados, también increíble: el fallo de desde hace años a explotar in-
90
Todo es Historia 121 felices mujeres por el fraude y trevistarse con el Sub-prefecto
la violencia, no se explica que, General, a quien comunicó, en
La mutual presos más de un centenar de nombre de aquélla, que los ru-
de los aquellos y prófugos u ocultos fianes saldrían en libertad por
los demás, a fin de sustraerse a revocatoria del auto de prisión
rufianes las sanciones o los perjuicios dictado por el juez doctor Ro-
de este proceso;ni una sola de .dríguez Ocampo, y agregó que
las presuntas víctimas se haya este' anuncio oportuno colo-
presentado a formular denun- caba a la policía en condicio-
Depósito de tumbas levantadas cias concretas y demostrativas nes de adoptar las medidas
. del "cementerio rufián" ... Un en este sentido. Habría que restrictivas que juzgara conve-
largo silencio de muchos años imaginar un régimen de domi- nientes, ante la vigencia del es-
y un busto . .. ¿Zwi nación inverosímil para creer t¡;¡do de sitio. La conferencia
Migdal? . . que aún desde la cárcel o el entre ambos funcionarios se
sitio oculto o lejano de sus realizó en la tarde del 25 de
desconocidas viviendas, los enero de 1931, Y el auto de li-
explotadores, individualmente bertad apareció fechado el 27;
y como agrupación, continúan cuarenta y ocho horas des-
ejerciendo la actividad delic- pués. Ahora bien; como es
tuosa que se impone merced a inadmisible que el secretario lo
la intimidación o el en- conociera anticipadamente,
gaño" ." no acierto con la explicación de'
"La Razón" del 27 de enero la anormalidad aparente. La
de 1931 informó que "La Cá- hipótesis de que los magistra-
mara del Crimen com puesta dos emitieran opinión en un
por los vocales, doctores juicio de tanta importancia,
Oribe, Ortíz de Rozas, Coll, debe rechazarse por injusti-
dictó resolución esta tarde en ficada. ¿Qué es lo que sucedió
el ruidoso proceso de la Mig- entonces para que el fallo dic-
dal, por los delitos de corrup- tado el 25 apareciera fechado
ción, extorsión reiterada yaso- el día 277".
ciación ilícita contra los aso-
Es evidente que se abren
ciados de la nombrada socie-
muchos interrogantes más'
dad ( ... ) La Cámara del Cri-
men, si bien encuentra proba- frente a tan aberrante fallo.
dos los delitos de corrupción y ¿ Cómo es que la Inspección de
Sociedades Jurídicas de la
cohecho contra tres de los
Provincia de Buenos Aires re-
acusados, en cambio consi-
tiró la personería a la Migdal
dera que no está suficiente-
por su carácter tenebroso y los
mente probado el delito de
camaristas fallaron en sentido
asociación ilícita que se im-
contrario? ¿Acaso se puede
puta a todos los socios de la
aducir falta de pruebas frente a
Migdal. En consecuencia, se
confirma el auto de prisión un sumario constituido por
preventiva contra Mauricio La- más de cinco mil fojas? ¿ Tiene
coherencia afirmar la falta de
chman, David Sucernik y Sa-
muel Walschisch" ... testigos cuando el caso fue
abierto por acusación de Ra-
"Crítica", en su edición del
quel Liberman? ¿Por qué es-
día posterior, dijo: "Con estu-
caban los rufianes -como los
por recibióse un fallo de la Cá-
camaristas mismos reconocie-
mara" .... El título rezaba
ron- ante u n proceso que, si no
"iDeben ser alejados'" y de-
fuera peligroso para ellos, po-
bajo aparecía la fotografía de
drían afrontar con toda digni-.
tres procesados. También en
dad? ¿Con qué ojos los cama-
su libro, el comisario Alsogaray
ristas habían leído los prontua-
tiene palabras muy duras para
rios de todos ellos, donde des·
esta decisión judicial 2. Entre
filaban toda clase de deli-
otras cosas dice: ... "EI doctor
tos? . .. 3
Antonio Berutti, secretario de
la Exma. Cámara de Apelacio-
nes en lo criminal, llegó al De- (2) "Trilpgía de la trata de blancas" -Julio L.
partamento de POlicía para en- Alsogaray- Año 1938.

91
Todo es Historia 121 legal y marginada por sus com- Ulemas que creaba la prostitu-
patriotas de buena posición '. ción reglamentada o legal y los
La mutual La discriminación abarcaba entresijos del degradante co-
tanto el rechazo a sus círculos mercIO que suponía. Fue un
de los sociales, como hasta el mismG detonante que hizo posible un
rufianes derecho de entierro en el se- mOVimiento que culminó con
me;,terio israelita oficial s la sanción de la llamada" ley de
No hay su(¡clentes datos profilaxis", que aboliÓ el ejer-
para contestar este interro- cicio legal de la prostitución en
El saldo final ,gante, aunque es de suponer todo el país, en 1935. Desde en--
que el proceso de constitución tonces, aunque todavía se
No se puede decir que la lu- ysu fortalecimiento como ins- practicara la prostitución más O
cha contra esta especial mafia titución fue dándose junto con menos clandestinamente y
no haya arrojado resultado al- el afianzamiento del delito aunque en algunas zonas del
guno. Pese a la libertad recu- como "condición de eXisten- país, por razones excepciona-
perada por casi todos los ru- cia". En este sentido es intere- les, se tolerara su ejerciCIO le-
fianes, se resquebrajaron las sante observ.ar la importancia gal, las tristes sedes del oficio
sólidas bases de la organiza- que tenía la religión para estos fueron clausurándose progre-
ción. Se logró la dispersión de individuos, que no sólo habían sivamente hasta su casi com-
sus miembros porque ya se ha- construido una sinagoga sino pleta eliminación. Fue un re-
cía más di·ficil operar en la "le- que sus balances arrojaban ci- conocimiento de la dignidad
galidad"· como lo habían he- fras cuantiosas destinadas a de la mujer y un paso adelante
cho con la institución de res- ceremonias tales como la ce- en el mejoramiento de las pau-
paldo. Pero, es evidente que lebración del Yom Kipur o La tas d~ nuestra comunidad:
muchos habrán seguido con Pascua. acaso, por reacción opuesta, lo
sus actividades a pesar de no Cualquiera haya sido el ori- unico positiVO que dejó el
contar ya con la solidez de una gen, la constitución de la Mig- asunto de la Zwi Migdal, que
organización de más de cua- dal reflejó elempeñoque pusie- para la Argentina de aquellos
trocientos socios. ron.sus miembros en conquis- años reveló una sucia realidad,
tar para sí cierta "legalidad". apenas entrevista hasta enton-
A 46 años de su desaparición ·ces .•
fíSica, el caso de la Migdal Excluidos de su colectiVidad
llama a profundas reflexiones -sea por su pobreza o por su
(3) Cuesta creer que el famoso conde Key-
sociológicas. Porque la cohe- vida delictiva-, marginados de serling luego de visitarnos en mlsi6n de es-
sión de los proxenetas no sig- la sociedad en su conjunto, lo- tudio haya escrito cosas como estas: "Re-
graron por reacción conformar cuerdo una cena que unas cuantas personas
nificaba exclusivamente reu- de la ciencia ofiCial y la politica me ofrecie-
nirse para coordinar sus "ne- una entidad institucionalizada, ron en un burdel primitivo: el ambiente que
gocios", sino que actuaban con vida social propia, con sus en el se respiraba era apaCible y casero
como el del hogar de un ganadero campe-
orgánicamente, como un círcu los de reunión y ayuda SinO, De este modo, la trata de blancas y el
"grupo social" homogéneo, mutua. Lograron cohesión y proxenitismo se caracteriza alll por el hecho
de que las pupilas no son conSideradas tan
unidos a través de intereses no fuerza mimetizándose con solo como simples instrumentos de hacer
sólo "económicos" sino tam- quienes los segregaban: sólo dinero, sino que se las atiende y se las cuida.
Las mujeres arrastradas a la Argentina o al
bién sociales y corporativos: así se explica la existencia del , Brasil no encuentran 8111. por 10 general. un
La administración de la institu- cementerio y de la sinagoga. fin desdichado" (Hermann Keyserling: "Me-

ción se reveló prolija, con sus Esta fuerza surgida de una ditaciones Surarnericanas", Editorial Es-
pasa Calpe S.A., Madrid, 1933),
correspondientes inspeccio- identidad de intereses era la (4) Esta argumentaclon aduce también que
nes legales y con toda una fun- que permitió conquistar el an- la discriminación alcanzaba a aquellos pro-
fesantes del judaísmo que se casaban con
ción de asistencia social para sia de nivelarse soCial y eco- tristlanas, excluyéndolos de los circulos de
su masa societaria. nómicamente ya que la mayo- la colectividad. Asi aparecen los nucleados
ría de los miembros era de ori- en la Varsovia como individuos rechazados
por sus hermanos de raza a raíz de prejui-
Acá nace un poco la necesi- gen pobre y de bajísimo nivel cios.
dad de especificar cómo sur- cultural. En síntesis, este pro- (5) El historiador 80leslao Lewin dice: "A
causa de la lucha contra ellos emprendida y
gió la Migdal. ¿Provino de una' blema típico de un grupo anó- de su exclusión de todas las asociaciones
simple necesidad mutualista (o nimo o asocial no sería más comunitarias, inCluSO las religiosas. los ru-
sea, que sus comienzos fueron fianes judíos iormaron una entidad propia.
que el efecto de un sistema de Ella comenzó a actuar a fmes del siglo pa-
honestos) o realmente nació relaciones sociales en donde sado y se denominaba Varsovia. apelativo
como desafio a 'Ia sociedad toda una fracción queda al que luvo hasta el año 1928 en que cambió su
nOmbre por el de Zwi Mlgdal. Pronto la Mig-
global, como respuesta orga- margen de ellas yencuentran en dal se dividió en dos grupos: uno. más nu-
nizada frente a las normas mo- el delito una variante del poder merosO, que conservó el nombre original,
compuesto prinCipalmente por individuos
rales establecidas? Muchos y una forma de vida_ prpcedentes de Polonia. y otro. que se de-
afirman que la "Varsovia" en Sea como fuere, el escán- nominó Asquenazim. Integrado por sujetos
Originales de RUSia y Rumania"" (la Colecti-
sus orígenes era una mutual dalo de la Zwi Migdal alertó a la Vidad Judía en la Argentina-Boleslao LewlO-
"pobre", sin reconocimiento opinión pública sobre los pro- Alzamor Editores. 1974).

92
·La Sucesión
de Yrigoyen

nor
Jorge Farías Gómez
Jorge Farías Gómez ha actuado en
política desde su adolescencia y su
nombre está asociado al radicalismo
yrigoyenista. Después de 1946 adhirió al
peronismo, dentro de una posición
independiente. Ha sido periodista de
batalla y presidió tertulias políticas donde
se dialogó durante años sobre las cosas
del país. El testimonio que publicamos
ahora transmite la fervorosa vivencia del
partido en .el que militó desde muy joven,
respecto de la carismática figura de
Hipólito Yrigoyen.

93
La Sucesión
de Yrigoyen

Casa
os s.oclalis\C!s I .
'cJlenté,s 'de Di Toniasso.
mi 'p~.rte. 'aúr:rque más,

94

-'-"-'-~--
sea con su muda Simpatía. de embajador en Buenos no haber Sido así, esa turba milagro. Y cuando salió
también estaba el mismo Aires. Pero las clases altas be's-tlallzada hubiera con- de la casa Honorio Puey-
Alvear. Claro, él se cuidóde se sentían solidarias más sumado el atropello. JUI'O n·ecón. todos lo rodea-
hacer explicilQ algún tipo con el embajador alemán por lo que mas qUiero que ron', lo abrazaron, le mani-
de apoyo a la coaUcióri que con el ofendido minis- $1 en ese mismo rúa nefasto festaban el gran dolor de la ,
opositora, pero era uno tro argentino ¡Qué menta- del golpe se hubiera con- mulrltud, Es que mUChísi-
más de los engañados que lidad! ¿no cree? vocado a elecciones. Yri- mos radicales creían since-
creían que el pais estaba ya En ese entonces, todo goyen rlUblera ganado con ramente que el verdadero
harto-de Yrígoyen. Pero no era más simple. ¡Los m¡nIS~ ampllslma resonanCia y continuador de -Yrigoyen
hay Que prejuzgar. Lo im w
terios no eran más que consenso." en forma aplas- no debia ser Alvear sino ese
portante es que en dicha, ochol Uno de los ministros tante_ Toela esa masa tur- mismo Pueyrredón del cual
ocasión, Alvear fue tan más ,curiosos de Yrigoyen iJU lenta que se enc.am Inó a el embajador alemán se
digno como cuando Yrigo- era el llamado tuerto Gó- la casa de la ca líe Brasil fue había burlado tan míusta-
yen Jo consagró presi~ mez, un santiagueño. per- detonada, lamentable y do- mente.
dente. 'Se' decía de Al vear teneciente a una antigua lorosamente. por una JO- La sucesiól1 de Yrigoyen
que era un hombre de vida familia prOVinciana. Le de- cosa convoca tafia q L1e hizo no fue fan sirnple como se
,disipada. y creo que es cían' ·tuerto" aunque no sé Alfredo PalaCiOS. Se pren- cree. Después de la muerte
,cierto. En su ju ventud he- si le faltaba un ojo. Pero lo dieron mmedlatsrnente 10$ del destacado radical, tras-
redó dos o tres fortunas y clerto es que uno de sus estudiantes, muchos de cendió una anécdota. Co~
.,lasdilapidó en Paris. donde oías' guiñaba más de la puro bullangueros. Y fue menzó a Circular que Yri·
vivía como el niño mimado cuenta, Era un hombre muy como una bola de nfeve por goyen. todavía en el go-
'de una fam¡lia encumbrada activo ymuyastutoy, sobre el despeñadero de la mon- bterno. lo habia hecho lla-
y rica. Siempre estuvo ro- todo. muy conocedor del taña. Todo el pais tue a pa- mar a Delfor del Valle, un
,deado por su parentela mi- p,ueblo, Te'nia un instinto far al precIpicio. Que ru- Inedio hermano de Aristó-
llonaria. tan seguro y conocía tanta riOSo, los estudiantes bu lo del Valle, que frequen-
Vo era muchacho en ese gente y de tan variados sec- siempre estuvieron erra- taba los' circulas alvearis.:
momento y tenía algunas tores, que a veces. por dos. a contramano de la vo- tas. Dicen que a penas-Del-
Objeciones para la polít¡ca mera intuición, descubría luntad popular. Para que lar entro en el despacho,
del doctor Vd gayen. Me pa- cosas que ni la mismá poli- hablar de Yrlgoyen y sus ul- preSIdencial, Yrigoyen ·'le·
recía excesivamente, per- cía lograba saber. Y claro, timas vicisllUdAS' su estan- dIsparó la pregunta:
sonalista, aunque no tra- todo el mundo se ensañaba cia en Martín Garcla, su en- ··¿Sabe usted quién va a,ser
baba a sus ministros. Les con el tal Gómez, pero fermedad, su muerte en la mi sucesor en, la preside,n-
dejaba piedra libre. Pero en mientras los de arriba se re- casa' de 'la, calle Sarmiento, cia?"' Delfof del,'Valle ·se
aquel 'momento yo era tan ferian al "tuerto" con ironía Me acuerdo que en los úl" sorprendió de que ,'le, hi-
injusto con él como el res~o vitrióJica, la gente del pue- timos diasde su Vida, frente cIera esa preguntaYle con-
de la. opinión ilustrada de bJo se mofaba de 'él con a su casa se amontonaba testó: "Bueno, doctor~ acá
Büenos, Aires. Y has,la juz- verdadero cariño. CuandO una multitud muy distinta no hay nadie que ,lo sepa
gaba mal a'uno de los mejo- cayó Yrigoye,n, en el 30, de aqueJJa otra que lo fue a sinO es usted mismo. Pero
res hombres, que tuvo: el mucha gente comenzó a atropellar en 1930. Era una le puedoasegurarquetodo,
;"- ministro Salinas, de Ins- darse cuenta' que todas muchedumbre SilenCiosa. el mundo anda preocupado
trucción Pública. Era un esas burlas sobre los "tuer- entristeCida, temerosa de por el asunto" Cuentan
hombre plOtoresco. eso sí. tos" y los ",asnorios" del que en cualquier nloinento que Yrlgoyen le contestó:
por su afición a los latines, gobierno radical no eran un ocurriera el desenlace fa- "No se por qué se preocu-
por su manera tan 'criolla de íuego tan inocente como tal. Recuerdo que en esos pan tanto. Cualquiera de
'f seryporsuform'a'éaSérRd~ en un momento había pa~ días llOVió mucho. Yo tam- mis distinguidos c"orreli-
" desempeñarse en la fu n- reeido, Ya todo eso for- bién estaba ahl. entre la' giona.rios puede ser'mi su-
~: ción pública. Recibía a la maba parte de la campaña .multitud, esperando o. me- ceSOr. Todos ellos son dig-
:;'::;gente más encumbrada de desprestigio que se ha- jor dicho, temiendo cual- nos de ser preSidente de la
~_ . tomando mate en su des- bía lanzado sobre Yrigo- qUier novedad del agoni- Argentina" "Sí, doctor ":Ie
";; pacho ministerial. Y claro. yen. y bien eficiente que zante radical. AlgUien salla contestó Oelfor- pero la
';', la oposiCión se cebaba en r.esultó. al balcón (Je vez en cuando cosa del gobierno e's algo
~-'esas pavadas. En el fondo En 1930, a dos años de su y, en Val muy baja. comu- muy complicada' Yrigo-
~;era una manera de mosttar se'gundo gobierno, Yrigo- nicaba al pLiblico mas cer- yen se sonrió y le dijo:
f),~ la hilacha antipopular. Me yen fue volteado. Una turba cano las novedades medi- .. ¿Nadie pensó en Marcelo,
~~acuerdo que el embajado'r de lo más mezclada mar- cas. Y la notiCia. como un por ejemplo?"' "'Pues la
. ;'alemán cursÓ un telegrama chó. con tono am'enazante rurnor apenas perceptible. verdad, que no, doctor", le
:donde osó burlarse del mi- hasta la casa de la calle cornQ un murmullo, se iba contesló Delfor ,del Valle.
nistro Pueyrredqn. Oiío que Brasi'l , con el ániino de 10- extendiendo él Jo larqo ya lo ··¡Qué raro! -dicen que
'S'I bien el nombre del m'lnls- een,diarla. Afortwna,da- ancho de la muchedumbre exclamó Yrigoyen- Que sea
-aro era Honorio, en realidad mente Hóracio Ohhanarte ahi reunida. Por ultimo, Marcelo, entonces". Y
"era un "asnorio·'. Hasta Jos
embajadores extranjeros
se burlaban del elenco yri-
se había adelantádo a la
y
multitud. le avisó a Yrigo~
yen' de lo que estaba suce-
desde el balcon anuncia-
ron su muerte. Recuerdo
que nadie se movlo, la
bueno. no sé SI esta anéc-
dota es cierta o no, pero Jo
cierto es que MarceJo 'de
I
goyenista. Ese chiste le .diendo. LO'sacó de lacasa y gente se quedaba y se oue- Al vear Fue el suCesor de
costó al alemán su puesto lo llevó con él. Creo que de daba, como si esperara un Yngoyen . •

95
beneficios 'a un inqrato es cado a Juan Manuel de ROSAS (11)
lo mismo que perfumar a Rosas. Al hacerlo, puse mi

lectores
un muerto" atención en el ensayo de
No me refiero a la fecha Eilrique Barba sobre "Ro-
de nacimiento de la mad re sas y Buenos Aires". Si a Señor Director:
del Restaurador. 1976, que medida que avanzaba en

.amigos:
debe ser 1776, simple error su lectura me iba sin- El número 118 de Todo
de linotipia: ni al final' tiendo confundido, dado es Historia, dedicado a
sobre la chapa del alaud que más parece el alegato "Rosas': 100 años después"
una chapa. que es "50- de un fiscal que el repo- -encomiable iniciativa, un
bre la tapa del ataU(l uqa sado análisis hecho por tanto desvirtuada por la
chapa ... " del mismo ori- un reposado investigador, unilateralidad de las cola-
gen. con la última página lle- boraciones, excepto el
Me refiero a la reiteraclo" gue a la perplejidad. Allí ponderable y serio trabajo
, que hago en la pág, 87. se lee con relación a los de Luqui Lagleyze- desa-
LIMA primera colum na donde gobiernos provinciales de tará una catarata de res-
pongo nuevamente Mar ti'l Rod ríguez y Juan pues!as. realimentando
Señor Director: Fondo de la Legua (Ave- Gregorio de Las Heras: la saludable polémica en
nida Mitre)" por"" ,Fondo 'No fue un intento apara- torno al tema, el másdefini-
En la amena narración de de la Legua (Constituyen- toso corno alguien dio en torio de nuestra historia.
sus memorias sobre .. La tes)", por una parte: y, por decir de 105 proyectos de Solicitando un lugar en
frustrada candidatura de otra, a la "ingratitud Rivadav!a, que segun el ella le envío la presente,
Rodolfo Moreno a la presi- Un historiador Que me malIcioso sólo apuntaban ajustándome a la mayor
dencia" (Año X, N° 116), el honra con su amistad, en- a llegar el Registro Oficial síntesis posible.
doctor Vicente Solano terado de que estaba pre- de decretos que nacieron Hay coincidencia entre
Urna menciona que la opo- parado el trabajo sobre las muertos Obvialllente. la las diversas corrientes in-
sición del presidente Ra- casas de Rosas, me llama calificación de malicia terpretativas históricas en
món S. Castillo a la posible un día por teléfono y me corre a cargo del doclor los elementos básicos que
cándidatura presidencial aclara que aun existe la Barba, más la expresiófl condicionaron -y condi-
del general Agustín P. casa de Santos Lugares. corre exclusivamente a CIonan- la política y la ac-
Justo se basaba en la posi- Me conecta con los due- cargo de José de San ción de la provincia de
ción favorable a los "alia- ños, consigue la entrevista, Martín, quien la asentó en Buenos Aires: 1) La pre-
dos" en la segunda guerra concreta la visita,' me carta escrita en 1844 a un ponderancia de la burgue-
mundial del ex presjdente. acompaña. toma los apun- amigo chileno: "Sería de sía pecuaria-mercantil de la
Sin embargo, el doctor tes mientras yo saco fotos no acabar si se enumera- ciudad sobre la provincia.
Lima no aclara -y seria inte- -aparece en una de las que sen las locuras de aquel 2) la sujeción de la pro-
resante conocer- por qué he sacado· y luego me visionario. creyendo im- ducción agríCOla-ganadera
el doctor Castillo dio su aclara, a máquina. los provisar en Buenos Aires y artesanal a los intereses
"media palabra" en favor apuntes y me los hace lle- la civilización europea, del puerto y sus comercian-
de la candidatura del doc- gar, En el artículo agra- con los decretos con que tes: 3) la indiferencia
tor Robustiano Patrón Cos- dezco a la familia Comastri diariamente se llenaba lo -cuando no la hostilidad
tas no obstante la conocida y al señor Aubert. y olimpi- que Ise llamaba Archivo activa y frontal- haciá la
aliadofilia del entonces camente me "trago -al Pro- Oficial. . Lo transcripto población suburbana, rural
presidente provisional del fesor Diego del Pino autén- constituye la afirmación y del interior y 4) subordi-
Senado. tico investigador y gestor final de un juicio prece- nar la estructura político-
Muy atentamente " del hallazgo de la Casa de dentemente fundado en la institucional y económica
Rosas en Santos Lugares. enu meración de u na serie nacional a la hegemonía de
Alberto Carlés Por ello agradeceré incluya de obras que el Libertador la ciudad-puerta-provincia
Washington D.C. esta carta en 'Lectores reputa dessatrosas, bonaerense. Son las cons-
EE.UU. Amigos" ya que no quiero Sobre' la base de lo ex- tantes de nuestra historia.
caer en lo de Plutarco y puesto. me permito señalar qu'e signaron iJ Signan a la
menos en 10 de Séneca: mi total desacuerdo con el Argentina y a los pueblOS
"Nada se parece tanto a la cargo de malicioso que rioplatenses. hoy en pro-
injusticia como la justicia hace el señor Barba al pa- porciones colosales (en la
LAS MORADAS tardía Mi profundo agra- Capital Federal y Gran
dre de la Patria. Más grave
Señor Director: decimiento. pues. al amigo me resulta esto por ser el Buenos Aires viven y con-
del Pino y -si de algo sir- ensayista miembro de la sumen 9.000.000 de perso-
Años atrás, uno ae nues- ven- mil disculpas por la Academia Nacional de la nas, el 36 por ciento de la
tros más distinguidos his- omisión involuntaria. Historia y su presidente población total del pais, la
toriadores, ante una carta Atentamente desde el año pasado. más alta concentración ur-
mía rectificando un error Quizá he entendido mal bana del mundo) factor
por él cometido, me escri- Julio Luqui Lagleyze los dichos del señor Barba esencial de nuestras des-
bía:" ... Un amigo me dice Vicente López y le estoy adjudicando acti- gracias y frustraciones.
que a los 93 años tengo 'de- tudes que nunca pensó to- A su vez, Buenos Aires y
recho' a hacer esas maca- mar. Por ello. le pido la pu- sus territorios integraban el
nas, pero no quiero va- blicación de esta carta en la Virreinato del Río de la
lerme de este desgraciado sección de su revista dedi- Plata, que abarcaban éstos,
'derecho' , .... ¿Qué dere- cada a ello para que el doc- el Alto Perú, Paraguay, la
cho puedo invocar yo, con tor Barba tome conoci- Banda Oriental, el sur del
treinta años menos? En mi ROSAS (1) miento de su contenido y, Brasil. comprendiendo las
artículo "Las calles.'de la dándole respuesta pública, Misiones Orientales y Oc-
Trinidad" se me "escapó la me saque de mi perpleji- cidentales .y todas las re-
liebre" como ya aclaré Señor Director: dad. giones hasta Tierra del
luego: pero en "Las mora- Saludolo cordialmente. Fuego, totalizando un solo
das.de don Juan Manuel" Con demora, debido a e inmenso país de
no sólo se me vuelve a es- estar ausente del país, leí Lucas Villarroel 5.300.000 kilómetros cua-
capar sino que caigo en lo el número de marzo de Reconquista 269 drados. con 3.000.000 de
que dijera Plutarco: "Hacer Todo es Historia. dedi- Capital Federal habitantes, cuya parte más

96
poblada era el Alto Perú. fines, volvió a los ongenes gretl y AntoniO Castello, en cambio, pasan por alto
Hasta 1826, estos eran los de sus ambiCiones Imperia- aunque estos dos últimos que no estuvo en el rechazo
pueblos y territorios a or- les: la pirateria. el asalto y hflclendo algunas conce- a los invasores ingleses,
ganizar como Nación, El Vi- ocupación de pequeñas y siones formales, procu- pese a que tenía 27 años.
rrei nato era una potencia estratégicas posiciones (is- rando revet,r de cIerta se- Cuando Rosas asume su
con salida a ambos océa- las en el Caribe y Jas Anti- rredad a sus interpretacio- primer gobierno en 1829,
nos (Atacama, de la Inten- llas, bases en América Cen- nes. Pero. los pierde un de- los neojacobinos, directo-
dencia de Potosi, sobre el tral y del Sud) Intensifi- talle: que a esta altura de la riales y rivadavianos han
PacíficO) pero cuya parte cando su arma favorita. el Investigación histórica no perdido (regalado, sería
vulnerable a los ataques y contrabando, pues necesi- es eficaz el escamoteo de mas exacto) el Alto Perú y.Ja
penetraciones exteriores taba imperiosamente el oro situaciones, el' oculta- Banda Oriental. despre·
era el Aío de la Plata y las y la plata de las Indias para miento de datos, la mutila- ciando la sangre y lo::. sacri-
grandes extensiones al realizar sus ambiciones. En Clon de hechos y la crea· ficIoS vertidos por el pue-
Norte y Norest8 de la Banda el Atlántico Sur contaba r.ión de "zonas grises" o blo. han fusilado a 00-
Oriental, escenano, du- con una Inmensa base de "vaclos" entre tramos o rrego, enViado expedicio.
rante 3 siglos. de la pugna operaciones. las colonias sucesos del fluir historlco. nes militares Dara someter
histórica para rechazar las portuguesas, a cuya me- Vayan algunos ejemplos' a las provincias, rotos los
invasiones luso-brasileñas, trópoli dominaba. Rosas "no estuvo en la Re· pactos federales e hipote-
como vanguardia de la Si estos datos esenciales voluclon de Mayo~((,po(lI¡)n cado la tierra pública pro-
conquista Inglesa y el esta- no se tienen en cuenta -to Integrar un Cabildo Abierto VinCial como garantía del
blecimiento de factorias en dos y cada uno de ellos en los mozalbetes de 17 unesto emprestito Bar'ing
la margen oriental riopla- su evolución y circunstan- años:), Moreno tampoco y Brothers disimulandO el
tense para la penetración cias en distintos períodos- cuando se entero que era negocIo como una palabra
económica a través del la historia argentina se uno de los secretarios r ebu scada. "'en fiteu s ¡s",
contrabando, El pueblo convierte en la charada sin (cuenta su hermano Ma- que permitiÓ el reparto de
rioplatense se forjó en esa solución de las leCCIOnes nuel) "se envolvIó en mil leguas entre la burguesía
secular contienda, siempre. escolares de Grosso o en medItaciones sobre SI de- enflquecida con el contra-
victorioso en lo militar, Jos mamotretos indescifra- bia o no aceptar el nom'- bando, sin que les costara
aunque mucllas veces de- bles de Mitre, Fidel López y bramiento" y antes de de- nada. el erario público es-
bió resignar sus triunfos en Levene. monumentos al so· cidlfse consultó a. los taba exhausto, la moneda
la mesa de negociaciones flsma perpetuo y para- oidores de la Audiencia Eso envilecida gracias a los ne-
de las cortes europeas, digma de confusión. Es lo no obsta para que lo hayan gOCiados de ros Bancos de
donde España perd ía lo que hace:n los señores En- convertido en el "Númen Descuentos y Buenos Aires
que-sus súbditos ganaban rique Barba (adscripto a de Mayo", adornado "con y el territorio hipotecado
Cuando Inglaterra se con- una especie de "grossoleve- las virtudes obligadas de con efectiva posesión era
venció que en lo militar ja- nismo" con marcada in- los epitafios", como dida un cuarto del total provin-
más podría concretar sus quina a Rosas) Carlos Se- Sarmlenio. Sus exegetas, cial, limitando con el Sa-
.

Ediciones LA BASTILLA presenta


LA TIERRA AJENA. sivos de la personalidad-. Viviendas
precarias. Pobladores ocupantes de
tisemitismo. Las causas económicas.
El futuro del antisemitismo. 320 pági-
DRAMA DE LA "villas de emergenpia". Matriz de da- nas.
JUVENTUD AGRARIA tos. De donde se llega a dos millones y
medio de marginales. 164 páginas.
ARGENTINA EL OERECHO
por Gastón Gori EL ANTISEMITISMO. A LA REBELlON
SU HISTORIA Y SUS CAUSAS por John Locke
Contenido: Una constante sociohistó-
rica. Caracte"ríslicas de la juventud
por Bernard Lazare Estudio preliminar, selección, cuadro
campesina. Uniones de hecho. Anti- cronolócico v re.ferencias bibliográfi-
guas cofonias agríCOlas, LOS que Contenido: Causas generales del anti- cas de Enrique 1. Groismari.
abandonan el campo. Minifundios y la- semitismo. El antijudaísmo en la histo- Contenido: Consideraciones acerca
tifundios. Analfabetismo en las zonas ria. El antijudaísmo legal moderno. La de las consecuencias del descenso de
rurales. Organizaciones juveniles raza. Nacionalismo y antisemitismo. la tasa de interés yel aumentodel valor
agrarias. La juventud agraria y la te- Las causas políticas y religiosas del an- del dinero. Carta acerca de la toleran-
nencia de la tierra. La juventud agraria cia, Dos tratados sobre el gobierno.
y la legislación sobre tierra y coloniza- Biografía cronológica de John Locke.
ción. La propiedad de la tierra. Con~ 144 páginas.
gresos sobre temas agrarios. 168 pági-
nas,
EL GRITO OE LA TIERRA.
LOS HUNOIDOS. ,11.
EDITORIAL
REFORMA AGRARIA
Y SINDICALISMO
EVALUACION DE LA
POBLACION MARGINAL ",ASTREA por Carlos H, Luparia
por José Luis de Imaz Contenido: Estructura agraria y sindi-
de Alfredo y Ricardo
calismo. Evolución histórica del tra-
Contenido: La población marginal, ca- Depalma S.R.L. bajo rural en la Argentina. El trabajador
tegoría analítica y provisoria, Los re- rural. Sindicalismo agrario. Configu-
Lav.lI. 1208 - Tol. 35-1880 - Bs. As.
gistros estadísit~os en la Argentina, su ración del Derecho Sindical Agrario.
cantidad y calidad. Indicadores expre- 270 páginas.

97
guerras CIViles y ext~rnas, de rectificar un error histó- ser "'el edificio típ.ico de ar~
tentativas de nuevas se- rico. que viene repitién- quitectura rural de fines del

.lectores
.. , .
gregaciones territoriales y
contrnuas agresiones de
adentro y de afuera. Y está
el zarandeado asunto de la
dose por casi todos los que
han esc~ito sobre el lugar
de la entrevista de Lavalle y
Rosas y sobre la sede de la
Convención de Cañuelas,
siglo XVIII, conocida como
estancia del Pino, en el dis~
trito de la Matanza, perte~
neció al Virrey don Joaquín

amigos:
Constitución, el "librito del Pino" Nada dice el de-
mágico de los doctores", En el N° 118 de Todo es creto que fuera el lugar de
que comienza con los Re- Historia hay un artículo la entrevista entre Lavalle y
glamentos Provisorios de "Las moradas de don Juan Rosas y menos la sede de la
1811,1813 Y1815, violados Manuel" que vuelve a repe- Convención de ,'Cañuelas.
, . por la logia portuaria a tirse el error del lugar de la Como bien.dice el señor Ju-
poco de sancionados y si- famosa entrevista. lio A. Luq uí Lagleyze, tam-
gue con el Congreso de Creo. señor Director. que poco pérteneció al Virrey
1816, que declara la inde- es necesario ir en busca de del Pino,
lado al Sur y Fortí,n Merce- pendencia porque San la verdad y evitar que se Toda la documentación
des "al Noroeste; no había Martín es claro; si no hay esté informando por medio de la época de los hechos,
ejército, ni administración independencia no pelea, de carteles indicadores de ubica a la entrevista en Ca~
regular ni confianza en el pero se las arreglan para lugar histórico en la Ruta ñuelas y a la Convención.
Estado y'la_guerra civil, de- alargarlo 4 años y dictar la N° 3 frente a la estancia "El también. Lo dice Lavalle. lo
satada. por los unitarios, Constitución unitaria- Pino" que esa fue la sede dice Rosas. Los diarios de
presagiaba el desastre to- centralista de 1819. con un de la Convención de Ca- la época hablan del cam~
lal . príncipe a coronar y cul- ñuelas; y corregir lo que se pamento de Rosas en las
¿Qué podía hacer Rosas? mina con la de 1826, que ha escrito de buena fe, pero CañuelasyelBritish Packet
Lo que hizo,' sin dejar ello debia ser federal por man- erróneamente, en el libro en su N° 149 lo dice claro
de despojarlo de su condi- dato expreso de los pue- de Vigil "Lugares y Monu- "el gobernador provisional
ción de bonaerense y es- blos, pero sale unitaria y mentos Históricos". Lavalle y don Juan Manuel
tanciero, fundador de la es- reenciende la guerra civil. El Decreto N° 120.411 del de Rosas ·permanecieron
tancia moderna. los salade- Después, la de 1853, 21 de mayo de 1942, de· en la estancia del señor Mi-
ros (primera industrializa- franco-estadounidense fe- clara monumentos y luga- lIer" .
ción cárnea) y la flota mer- derativa, que Buenos Aires res históricos a diversos Saludo al señor Director
cante, pero corn pren- rechaza y recomienda la lugares e inmuebles, situa- muy atentamente.
diendo que la inevitable guerra civil y ni siquiera las dos en la provincia de Bue-
hegemonía de Buenos Ai- reformas impuestas por la nos Aires. En el caso de la Lucio V. García Ledesma
res sobre _.el país debía Oligarquía portuaria en estancia del Pino el consi- Libertad 175
asentarse en el consenti- 1860 la hacen "aceptable" derando es solamente por Cañuelas
miento del pueblo (el de las para la logia extranjeri-
invasiones inglesas; la de- zante. Cuando Rosas mu-
posición del 'Sobremonte; rió, en 1877, el "cuadernito
del 5 YSde Abril de 1811, la de los doctores" seguía
revolución de Cocha- presidiendo las matanzas y Primer Concurso Histórico sobre el Cuero
bamba de 1809. el rechazo destrucciones -luego de
al 'protectorado inglés pe- perderse y destruir el Para-
dido por Alvear en 1815 y. el guayo"- y recién en 1880 el Elcro Publicidad Editores ha organizado el "Primer
que, con los caudillos, im-
puso la RepúbOca a los que
puerto impondría su volun- Concurso Histórico'sobre el Cuero". La reglamenta-
tad a un país arrasado y mu-
habían pedido un príncipe tilado. ¿ Tenía o n.o razón
ción puede solicitarse por correo a Guia ELCRO,
europeo en 1820) y el res- Rosas? Fragata Presidente Sarmiento 730, Capital Federal.
peto a -las autonomías y En fin. señor Director, se- Plazo de presentación: 30 de agosto de 1977.
econom ¡as provinciales. ría largo rebatir 70 páginas
Puso orden y obtuvo con- de inexactitudes, deforma-
fianza y las provinci",s, cpn ciones y escamoteos. El
la ayuda de la. capital. des- "grosso-Ievenismo·· es
hicieron la aventura militar calcáreo y macizo. No aflo-
de Paz. cuya "Liga dellnte- jará su concepción del
rior" no fue otra cosa qlle la "país-factoría'·. La polé-
LIBROS RECIBIDOS
·imposición a sangre y mica seguirá.
fuego de un despotismo Saludo a Ud. atte. • Evolución Urbanística y Arquitectónica del
que los pueblos rechaza-
ban a costa de su sangre y
Paraguay, 1537-1911, por Ramón Gutiérrez,
Roberto Juárez
bienes. El Rosas de 1835 no Hornos 690
Departamento de Historia de la Arquitectura de la
es el de 1829; en su se- Capital Federal Universidad Nacional del Nordeste (415 págs.).
gundo gobierno no cree
más en el "librecambismo" • Buenos.Aires, Su Gente, 1800-1830 por Cé-
y dipta la Ley de Aduanas CAÑUELAS
de 1835-36, que revitahzó al sar A. Garcra Balsunce, director, Susana R. Frias,
destruido interior que. por Liliana R. Méndez, Mercedes Mu,o de Nadal y
esa vía, tuvo acceso a la Señor Director: . Mana Risolia de Capurro Robles, Emecé Distri·
Aduana sacrosanta del
puerto único. Todo esto en Me es grato comuni- buidora, Buenos Aires, ·1976 (280 págs.).
medio de conspiraciones, carme con usted para tratar
TODO ES HISTORIA- N° 121 - Junio de 1977 ~ Editor responsable: Todo es Historia S.RL Director: Fe\ix
Luna. Reúdccion y Administración: Viamonte 1479 - 11° e - Te\.: 40-7545. Inscripto en la Dirección >- TARIFA REDUCIDA
Nacional del Derecho de Autor bajo el N° 1.364.950. Miembro de la Asociación A~ge~tin.a de Ed,itore,s de g~§:~ CONCESION ND 8240
Revistas. Distribuidor en Capital Federal: Antonio Rubbo, Garay 4226, Capital. DistribUidor en Interior y ~ 1i:6 -g !--------I
exterior: SADYE SAC.l., Belgrano 365, Capital. Fotocomposición y armado: FOTOCOM S.A., Sarmiento c.:o :¡¡ Ú ~ FRANQUEO PAGADO
1113. Capital. Impreso en Artes Gráficas Papiros S.A.C.l., Erézcano 3158. CapitaL u Jl ~ CONCEStON NO 110

9~
Todo es Historia los publica
Los temas mensualmente.
Libros de tesis, polémicos, actuales.
que el país
NOMBRE ••••••••••••••••••••••••••••• ~ ••••••••••••••••••••••••••••••••••••••
DIRECCION •••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••
TELEFONO ••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••

.. .....................................

Related Interests