You are on page 1of 5

Quitar la joraba

a) Describe círculos con los hombros hacia atrás, inspirando al expandir el tórax.
b) Elevar los hombros intentando tocar las orejas. Primero alternándolos y después los dos a la vez.
c) Describe círculos con los brazos, lentamente, hacia delante y luego hacia atrás.
d) Lleva los hombros hacia el frente intentando que se toquen por delante (espirando), luego hacia
atrás intentando también que se toquen (inspirando).
e) Coloca las manos en los hombros y describe con los codos círculos hacia atrás (inspirando) y hacia
delante (espirando), sin que las manos se separen de los hombros.
f) Coloca las manos en la cintura, al mismo tiempo que inspiras llevas hacia atrás los hombros y espiras
relajándolos.
Los siguientes ejercicios han de hacerse de una forma controlada, con el abdomen contraído y llevando
la respiración de la siguiente forma, antes de comenzar el ejercicio se toma aire y al realizarlo se suelta
de una forma lenta y controlada, manteniendo la posición y llevando ya una respiración normal. En
ningún momento se ha de sentir dolor, sin embargo si se sentirá como una pequeña molestia (depende
del grado que se tenga de curvatura), y en ningún caso hay que esforzar al máximo, poco a poco se irá
avanzando en la amplitud del ejercicio, hasta conseguir la máxima amplitud.
Se puede comprobar cada poco tiempo como se va corrigiendo la postura, como la curvatura de la
espalda va a menos. El cuerpo es muy agradecido y si hacemos estos ejercicios conseguiremos, si no
corregir totalmente este problema, minimizarlo mucho. Insisto en que hay que ser constante, hacer bien
los ejercicios y realizar cualquier otro tipo de ejercicios que ayuden a que el abdomen, la parte
abdominal, se haga fuerte.
Todos los ejercicios que os aconsejo a continuación se pueden realizar en casa, o en cualquier lugar, no
se necesita ninguna cosa en especial para realizarlos.
Ejercicio 1
Entrelaza las manos por detrás y junta los omóplatos, intenta estirar los codos y eleva los brazos
(mantener medio minuto).

 los dedos hacia arriba. Repite llevando los brazos al contrario. Junta los omóplatos y los codos hacia atrás.Ejercicio 2 Sentada o de rodillas. sobre los talones. manteniendo las manos lo más cerca que se puedan entre sí. si no llegas. el otro por debajo y hacia detrás de la espalda también. utiliza una cuerda. . o una servilleta. Mantén la posición medio minuto o cuentas hasta treinta. una toalla. Ejercicio 3 Junta las manos por detrás uniéndolas. lleva un brazo por encima del mismo hombro y por detrás de la espalda. Mantén hasta treinta. Entrelaza los dedos. a la altura de los omóplatos.

 Si hay dolor no lo hagas. colócate de espaldas a un mueble o barra (como puede ser la barandilla de la terraza) y sujétate con los brazos muy juntos. Cambia de brazo. Mantén medio minuto con cada uno. juntando los omóplatos. evoluciona lentamente. hasta que lo consigas sin dolor. Ejercicio 6 Una vez conseguido lo anterior. Al inspirar impulsa el tórax hacia delante. Da un paso al frente e intenta estirar los codos.Ejercicio 4 Sujeta el codo izquierdo por detrás con la mano derecha y llévalo suavemente hacia la derecha. los pulgares hacia dentro y los codos estirados. Mantén hasta veinte. . Ejercicio 5 Coloca las manos en el marco de una puerta en la que estás de espalda.

 Son muy importantes pero no suficientes. Adopta esta posición siempre que puedas. . con las piernas estiradas. para obligar a los omóplatos a juntarse y eleva el tórax. produciendo elasticidad en las articulaciones. Ejercicio 8 La misma posición anterior pero apoyada sobre los codos y teniéndolos muy juntos. Estos ejercicios que os explico a continuación tienen el objetivo de estirar. Mantén hasta contar treinta. coloca las manos por detrás lo más juntas posible.Ejercicio 7 Sentado en el suelo. una vez adquirida la suficiente flexibilidad hay que potenciar la musculatura.

 o algún peso similar. Espira al hacer el esfuerzo. . junta los omóplatos y estira los codos. Estira los codos y abre los brazos al espirar. despega el glúteo del suelo y mantén hasta contar 10. las palmas flexionadas y las puntas de los dedos hacia afuera. como si hubierais crecido. Ejercicio 4 De pie. Ejercicio 3 Utiliza una pelota medicinal (es una pelota con peso). porque lo primero sin lo segundo seria incompleto y lo segundo sin lo primero seria bastante perjudicial. luego 20. distánciate del suelo y permanece así mientras cuentas hasta treinta. que estará en las muñecas. con la espalda muy derecha. eleva el glúteo. Ejercicio 2 A partir del ejercicio 8. Si se realizan regularmente estos ejercicios notareis a los pocos meses que se va más erguido. Repite 10 veces. Elévala controladamente 20 veces. por detrás de la espalda. Ejercicio 5 Realiza abdominales. Así hasta que consigas llegar a la cifra de 100.Ejercicio 1 A partir del ejercicio 7. recuerda que hay que hacer las elevaciones correctamente. Es conveniente realizar ejercicios de flexibilidad y de potenciar los músculos a la vez. Y sobre todo hay que recordar que siempre hay que mantener la postura correcta. pero de una forma relajada. es decir los hombros hacia atrás. etc. coloca los brazos detrás y unidos por una goma o banda elástica.