You are on page 1of 10

PINTORES GUATEMALTECOS

1. ELMAR RENE ROJAS AZURDIA


Elmar Rojas (Elmar Rene Rojas Azurdia), nació en Guatemala, en el año 1942.
Reconocido artista Guatemalteco, practicaba arquitectura antes de estudiar arte en
Guatemala, España, Francia e Italia. Fundador del Ministerio de Cultura de
Guatemala (Guatemala Centro América) en 1986; es protagonista de cientos de
exposiciones en las principales ciudades del mundo.
Su arte es conocido por expresar el "Realismo Mágico" ó "Realidad Maravillosa".
Sus premios internacionales incluyen el Gran Premio Iberoamericano "Cristóbal
Colón", presentado en Madrid, España, entregado por el Rey Juan Carlos de Borbon
de España.
Elmar Rojas es uno de los de los artistas más importantes de América Latina,
también es reconocido como gran promotor de cultura y uno de loas más
internacionales de Guatemala, su energía para la difusión del arte de su país es
incansable.
Su estudio y conocimiento de las artes platicas, le da a este creador Guatemalteco,
nos hablan del artista que conoce el oficio de la pintura y del diseño. En sus obras
constatamos siempre que frente a nosotros se abre un espacio intenso del cual
dimana un pasado que no pareciera cesar.
Que preña todas las cosas presentes de una emocionalidad callada y dulce, donde
la luz juega el rol de evidenciar redondeces y profundidades de paisajes sin mácula
de violencia. Luz de párpados entornados. Vacía la extensión de cosa alguna que
no sea misterio y evocación llena del más delicado lirismo.
2. IVÁN DE LEÓN RODRÍGUEZ
Pintor guatemalteco, hijo del escultor Adalberto de León Soto y de Fantina
Rodríguez Padilla, nació en París, Francia, el 15 de mayo de 1955. Miembro de una
familia dedicada al arte desde finales del siglo XIX hasta nuestros días, dentro de la
cual se cuentan su abuelo Rafael Rodríguez Padilla, uno de los fundadores de la
Escuela Nacional de Artes Plásticas, y su tío, Jacobo Rodríguez Padilla, artista de
gran importancia actualmente radicado en Francia. Además, su hermano, Zipacná
de León, es una de las grandes figuras de la plástica guatemalteca. Iván de León
realizó sus estudios de arte en la Escuela Nacional de Artes Plásticas Rafael
Rodríguez Padilla (Guatemala) de 1975 a 1981.
Estudió Modelado Escultórico con el Maestro Rodolfo Galeotti Torres; diseño gráfico
con el artista Erwin Guillermo. En 1990 trabajó como discípulo del Maestro Elmar
Rojas, quien lo introdujo en la concepción y valoración de la pintura contemporánea.
De 1975 a 1989 trabajó paralelamente en diseño; ha realizado toda clase de
trabajos: avisos de prensa, afiches, logotipos, símbolos, etc.
Paulatinamente ha evolucionado del realismo al figurativismo y de éste a la pintura
abstracta. Desde 1990 se dedica exclusivamente a la pintura, aunque ha tenido
algunas incursiones en grabado y dibujo. Sus obras se encuentran en colecciones
privadas de Guatemala, México, EE. UU., Europa y Asia.
3. MANOLO GALLARDO
Manolo Gallardo (Guatemala, 10 de junio de 1936-), es un pintor, escultor, dibujante
y retratista que ha destacado dentro del arte guatemalteco. Su pintura, de impecable
técnica académica pero de elegante soltura, abarca desde el retrato hasta el
surrealismo, pasando por la interpretación de diversos temas históricos, mitológicos,
folclóricos y politicos. Ha recibido más de 50 premios en su carrera por su
trayectoria, incluyendo la Orden del Quetzal en 1995 y el grado de Emeritissimum
de la Universidad de San Carlos de Guatemala (Móbil, 2002).
El pintor estudió en la Escuela Nacional de Artes Plásticas, a mediados de la década
de 1950. De 1957 a 1965 estudió alternadamente pintura y escultura, incluída la
fundición de bronce en España, en la Real Academia de Bellas Artes de San
Fernando, Academia Artium y la de Eduardo Peña (Mobil, 2002).
Su estilo era básicamente realista y surrealista. Sus técnicas principales eran el
oleo, lápiz, crayón y carboncillo. En escultura, modelado en barro y fundición en
bronce. Sus temas eran la figura humana, bodegón, paisaje, retrato y la libre
creatividad (Mobil, 2002).
Participó en más de 100 exposiciones personales y colectivas, entre ellas, la del
Museo Regional de Chiapas -en México-, El Museo del Vaticano en Roma -Italia-,
Expo 92 en Sevilla y Casa Do Brasil en Madrid -España-, entre muchas otras
(Manolo Gallardo, s.f.).
Gallardo también ha dedicado parte de su tiempo a la docencia, en la Escuela
Nacional de Artes Plásticas de Guatemala, en la Facultad de Humanidades de la
Universidad de San Carlos de Guatemala y en la Academia Gallardo de Guatemala
(Díaz, 2010).
4. MARÍA EUGENIA NÁJERA
Nájera es una artista que pinta con los pies y la boca porque tiene parálisis en sus
brazos y manos.
Es un modelo admirable de voluntad y coraje que venció todas las limitaciones para
realizarse como pintora. Ella afirma que "el verdadero trabajo del artista se lleva a
cabo dentro de uno mismo".
Desde sus primeros años escolares fue alumna distinguida en el colegio Ateneo y
el instituto Bethania, donde obtuvo el título de maestra. Está próxima a graduarse
de Psicóloga Clínica en la Universidad Francisco Marroquín.
Pertenece a la Asociación de Artistas de Boca y Pie del Mundo con sede en el
principio de Liechtenstein.
5. CARLOS MÉRIDA
Carlos Mérida (Guatemala 1891- México 1984) es uno de los pintores más
trascendentes de los que han visto la luz en Guatemala.
Criado en un ambiente familiar donde la cultura era importante, a muy corta edad
comenzó a adquirir conocimientos artísticos, especialmente de música y de pintura,
campos que le atraían mucho. Después que una sordera parcial le imposibilito su
deseo de ser músico, decidió, siendo aún muy joven, dedicarse a la pintura.
Desde sus inicios como pintor logró capturar escenas propias del folclore
Guatemalteco; sin embargo, en estas ya se notaba la influencia de las escuelas y
técnicas europeas de su tiempo, con las cuales entró en contacto gracias a una
larga estadía en Europa.
Ahí, Mérida fue testigo de la transición del impresionismo al cubismo, y vivió
plenamente la gran revolución del arte moderno.
Esta primera etapa es muy significativa, no por su obra en sí, sino porque es la
época donde redescubre, a partir de su conocimiento con otras sociedades, las
diferentes expresiones culturales de su Guatemala natal, presencia decisiva hasta
los últimos años de su labor artística.
En su obra posterior, existe un constante juego de líneas geométricas, que da como
resultado la abstracción de la aturaleza.
A simple vista los cuadros de Mérida parecen complejos, las figuras se entrelazan
o estallan en colores o nuevas figuras, a las cuales no siempre se les encuentra
correspondencia con objetos o seres reales, pero la intención es muy simple: la
composición de la pintura es la forma expresiva de la misma.
Se puede percibir también una gran influencia musical, la repetición de líneas y
colores recuerda los sonidos emitidos por instrumentos de percusión convirtiéndolo
en un elemento muy importante en toda su obra.
Carlos Mérida intentó destacar en su obra la cultura ancestral de su país, pero no
fue un pintor de paisajes o un retratista, fue un pintor moderno e innovador. Utilizó
las formas geométricas para recrear la desesperanza, las ilusiones y miedos
colectivos, típicos de su época. Fue testigo de grandes cambios artísticos, políticos
y culturales que plasmó en sus cuadros, y es sin duda alguna un pintor fundamental
para el descubrimiento del ser americano.
6. Zipacná
Ciudad de Guatemala el 25 de julio de 1948 y murió, en esa misma ciudad, el 21 de
enero de 2002. Hijo del escultor Adalberto de León Soto y de Fantina Rodríguez
Padilla, Zipacná nació en el seno de una familia de larga tradición artística, entre los
que se cuenta su hermano Iván de León Rodríguez. Fue una figura muy importante
e influyente en el ámbito cultural de ese país no sólo como pintor y ceramista, sino
también como personalidad, investigador y mecenas.
Habiendo iniciado sus estudios primarios en París (Francia), concluyó sus estudios
académicos en Guatemala. Aunque autodidacta en Pintura, también realizó
estudios formales. Se especializó en grabado con Lola Cueto y Carlos Jurado en
México (1968-1971), y con Carlos Colombino en la Universidad de Costa Rica
(1978). Estudió Arte Moderno y Museografía en el Centro Georges Pompidou (París,
Francia) en 1979.
Zipacná tuvo una destacada participación en as actividades de la Casa de la
Estampa Max Vollemberg y del grupo Trinovación. Cofundador de varias
instituciones culturales, resalta su labor como coordinador del Programa
Permanente de Arte Paiz (1978-1989) y la puesta en marcha de las Escuelas
Regionales de Arte (1989) (Ministerio de Cultura y Deporte de Guatemala) y así
como del Museo de Bellas Artes de Occidente Adalberto de León Soto.Por otra
parte, además fue catedrático de la Escuela Nacional de Artes Plásticas Rafael
Rodríguez Padilla (1977-1996). En septiembre del 2000, le fue conferido el título de
Ciudadano Distinguido de la Ciudad de Quetzaltenango.
En su haber tiene más de cuarenta exposiciones personales y múltiples colectivas
dentro y fuera de Guatemala. Entre sus publicaciones se cuentan estudios sobre
plástica guatemalteca y presentaciones de artistas nacionales y extranjeros.
Incansable viajero, también investigó el arte y la cultura alrededor del mundo en
múltiples viajes de estudios (Egipto, Taiwán, Grecia, Suiza, Costa Rica, etcétera),
lo cual enriqueció continuamente su visión del arte y la función de éste en la
sociedad moderna.
Falleció el 20 de enero de 2002 en la Ciudad de Guatemala. Su íntimo amigo y
también artista Erwin Guillermo fue designado heredero de su obra artística.
7. LEONEL DEL CID
Leonel del Cid es un artista dueño de un sinfín de recursos técnicos utilizando óleo,
pastel, acuarela, mixta, lápiz, tinta, fundición en cemento, tallado en madera y
grabado en madera y metal los cuales aplica en función de un efecto dramático por
medio del cual logra no sólo conmover al espectador sino también hacerlo
experimentar en carne propia el cúmulo de emociones implícitas en el drama con
un estilo surrealista, figurativo y abstracto.
Poniéndola en la perspectiva de su larga trayectoria artística, la serie de Quijotes
muestra a un Leonel del Cid que responde a necesidades expresivas en una obra
de muy extravagante dinámica y creativa. Una mezcla de increíble de lo lírico,
trágico, épico y cómico.
La imaginación de Don Quijote era la que transformaba las cosas de la vida
cotidiana, de la realidad, a un plano fantástico de aventura. Así, con sus Obras de
“El Quijote”, Leonel Del Cid nos muestra poco a poco su pintoresca personalidad.
El fuerte expresionismo de sus imágenes no se limita a los semblantes ni a los
escenarios de los personajes sino también a la manera de construirlos
pictóricamente: pinceladas decididas, esgrafiados poderosos, raspados de
acentuado ritmo que dejan su rastro sobre los colores violentos, dibujo que no deja
duda sobre las formas, las intenciones y las funciones expresivas de cada elemento,
de cada línea, de cada trazo.
Los temas de la pintura de Leonel del Cid sean “El Quijote”, no es sólo Obra literaria
sino propiamente pictórica, por las connotaciones irónicas y críticas sobre el hombre
contemporáneo que se desprenden de su obra que se representa reiteradas veces
la escena en que el armado caballero enfrenta a los molinos de viento, clásica
imagen de la locura y de la sinrazón, así como del descalabro definitivo de todo
idealismo, la búsqueda de la libertad y la justicia y los escenarios que van desde la
placidez ideal atravesando una amplia gama de colores y semblantes emocionales,
culminando en el desvarío y distorsionando la realidad con tintes de pesadilla sin
saber que es lo más cuerdo o lo menos loco.
Sin duda su obra está ligada a un concepto ético de la libertad, que trae a su vez
una serie de preguntas interesantes sobre ésta.
8. GUILLERMO GRAJEDA MENA
Guillermo Grajeda Mena nació en la ciudad de Guatemala el 1 de octubre de 1908.
Falleció en la misma ciudad el 5 de junio de 1995.
Fue escultor, pintor, dibujante, caricaturista, historiador y arqueólogo. Realizó
estudios de escultura, pintura, grabado y dibujo en la Escuela Nacional de Bellas
Artes entre 1936 y 1940. Fue discípulo de Rafael Yela Gunther, importante escultor
guatemalteco. Nuestro personaje fue cofundador de la Asociación de Profesores y
estudiantes de Bellas Artes en 1941. Entre 1945 y 1944 el Gobierno de Guatemala
le otorgó una beca para estudiar fundición en bronce y talla directa en Santiago de
Chile.
Al regresar a Guatemala, dirigió los Museos de Historia y Arqueología. Además, fue
fundador del Museo de Arte Contemporáneo.
Guillermo Grajeda Mena publicó diversos artículos sobre artes plásticas,
arqueología y etnografía. A partir de 1949 trabajó como decorador de museos. Se
desempeñó también como catedrático del curso de Modelado en la Facultad de
Arquitectura de la Universidad de San Carlos de Guatemala. Desempeñó múltiples
cargos honoríficos y fue ganador de muchos certámenes nacionales de escultura.
La obra de Guillermo Grajeda Mena ha sido expuesta en las principales salas de
arte de Guatemala, América y Europa. Entre sus obras más conocidas se encuentra
el relieve en concreto del edificio de la Municipalidad de Guatemala, denominado
La conquista (1957) y el mural del Museo de La Democracia, Escuintla, titulado La
cultura olmeca (1972). En La Democracia se encuentra una serie de once murales
realizados por el maestro Grajeda Mena en 1972.
Este importante artista guatemalteco también es creador de retratos, viñetas y
arlequines. Algunas de sus pinturas ilustran importantes libros. En otras áreas de
las artes plásticas, fue discípulo y colaborador del vitralista Julio Urruela, en los
vitrales del Palacio Nacional.
El último homenaje que recibió fue la exposición denominada El polifacético
Guillermo Grajeda Mena, una muestra del trabajo de toda su vida y un homenaje
póstumo otorgado por el Museo de la Universidad de San Carlos (MUSAC), en
1996.
9. JORGE MAZARIEGOS
Joven artista guatemalteco,integrante de la nueva generación de paisajistas, nació
en San Marcos el 13 de diciembre de 1970. Su formación artística empezó en el
año de 1979 en el estudió de su padre; el famoso paisajista Jorge Mazariegos
Rodríguez, continuando así una tradición familiar
Asus quince años tuvo su primer contacto en México D.F. con obras de los grandes
maestros y muralistas mexicanos. Continua su formación académica que ya había
comenzado en la escuela de Artes Plasticas de la ciudad de Guatemala en 1986
En Europa hizo estudios de dibujo y pintura en la Academia Artium de Madrid
España en el año 1987. En 1989 hizo estudios de Arquitectura en la Universidad
Rafael Landívar de Guatemala. Ha hecho numerosos viajes de estudio,
investigaciones y análsis de las obras de los grandes maestros en Inglaterra,
España, Suiza, Francia, Bélgica, Alemania, Austria, Italia, Holanda, Rusia, Estonia,
Ucrania, México y Estados Unidos.
Activo desde 1982, y durante el cuál ha participado en más de cien exposiciones
colectivas en las más importantes Galerías de Guatemala, como: El Túnel, El Attico,
Patronato de Bellas Artes, El Sereno, Estípite, Fórum, Museo Ixchel, Instituto
Guatemalteco Americano y Museo Nacional de Arte Moderno. Así mismo en
subastas“Paisajes recientes” Galería El Sereno. Su obra se encuentra en
colecciones privadas en los cinco Continentes.
10. ERWIN GUILLERMO
Es uno de los pintores guatemaltecos más relevantes en la actualidad por la
originalidad de sus temas y motivos y por la maestría de su técnica. Su tía abuela
paterna Wilfreda López Flores fue una importante grabadora. Graduado de Maestro
de Artes Plásticas de la Escuela Nacional de Artes Plásticas Rafael Rodríguez
Padilla, ha trabajado casi todas las técnicas pictóricas: el óleo, acrílico, pastel,
acuarela y grabado a punta seca.
Vemos que dibuja con enorme maestría y que su manera de combinar el color es
extraordinaria. Sus motivos han sido guerreros, corazas, marionetas, personajes
dentro de la parodia y la alegoría, y actualmente trabaja la figura humana, rodeada
de animales, frutos y objetos dentro de una narración política y simbólica. Erwin
Guillermo ha configurado un vocabulario propio donde los bananos, las iguanas, las
figuras femeninas, las columnas griegas, las artesanías guatemaltecas, los
personajes que representan el poder se mezclan para hacer una visión propia. Su
obra ha sido expresionista, y actualmente ha dado un giro simbolista, pues como
todo artista, ha ido pasando por una evolución temática y formal. Sus cuadros antes
eran más sobrios y menos coloridos; hoy, son exuberantes, ricos y muy sugestivos.
Sus exposiciones individuales más relevantes han sido en: El Traspatio del Paraíso,
Galería Plástica Contemporáneastica, 1994, Zona Tórrida Galería Sol del Río, 1993,
Obras recientes Galería EL Laberinto, San Salvador, El Salvador, 1992. Ha
participado en las colectivas: Indagaciones, instalaciones, Galería Sol del Río, IV
Bienal Internacional de Pintura, Cuenca, Ecuador,1994, Imaginary Presence
Guatemalan Art of the 80's Mocha, New York,1989. Presencia Imaginaria, Plástica
Contemporánea de Guatemala, Museo de Arte Moderno de México, 1988.
Ha trabajado como maestro de Pintura en la Escuela Nacional de Artes Plásticas
Rafael Rodríguez Padilla. Sus obras se encuentran en el Museo Nacional de Arte
Moderno de Guatemala, Museo Julio Cortázar (Managua, Nicaragua), Banco G &T
Avenida de La Reforma.

ESCULTORES GUATEMALTECOS

ROBERTO GONZÁLES G.
Escultor Roberto Gonzáles Goyri nació en 1924. Hizo estudios en la Academia
Nacional de Bellas Artes, de Guatemala y en Art Student´s League y Sculpture
Center de Nueva York.Fue director de la escuela nacional de Artes Plásticas. Ha
participado en numerosas exposiciones colectivas y personales, dentro y fuera de
nuestro país.Su obra es muy apreciada.
Esculturas suyas figuran en colecciones publicas y privadas de Guatemala, San
Salvador , Nueva York, Nebraska, Miami, California.Ha ganado premios nacionales
e internacionales; entre ellos uno muy importante en Londres, en 1953.Como
escultor, Roberto Gonzáles Goyri ha realizado murales en algunos de los principales
edificios de la ciudad de Guatemala.
Efraín Enrique Recinos Valenzuela
Nació en Xela, nombre con el que se identifica al Municipio de Quetzaltenango,
cabecera departamental de Quetzaltenango, segunda ciudad en importancia del
país, un 15 de mayo 1928. Sus padres fueron María Trinidad Valenzuela Micheo y
José Efraín Recinos Arriaza. Es el mayor de tres hermanos: Clemencia, Ana María
y Efraín
Debido al trabajo de su padre la familia se mudó en muchas ocasiones, dándole un
mejor punto de vista, una adaptabilidad y un sentido de pertenencia a su país…
además esto permitió que los grandes amigos de Efraín fueran los lápices y, en
mejores tiempos, los crayones. Así, Efraín hijo, a sus 5 años ya se había iniciado en
el arte cuando dibujaba terribles monstruos, guerras, soldados y grandes batallas.
Con los años las figuras se convirtieron en hermosas damas, retratos y héroes. Su
dibujo fue autodidacta, lleno de detalles y colores, aplicaba el libre uso de la
perspectiva y sus trazos estuvieron siempre alejados de la influencia de su padre
quien indirectamente promovió su desarrollo, dejándole a sus talentos brotar tal cual
estos eran…
Por lo que sin influencias externas el pequeño Efraín creo en su mente ese caudal
gigantesco de imaginación y creatividad que hoy constituye parte de su legado.
Aprendió a leer y escribir a los 7 años. La marimba, el violín y la mandolina fueron
instrumentos que sus manos empezaron a acariciar en el seno de su hogar junto a
sus hermanas y su padre. Ya viviendo en Ciudad de Guatemala, su padre lo
inscribió en la Escuela Nacional de Artes Plásticas para que estudiara dibujo y
escultura.
Contrario a su experiencia en la escuela, aquí fue el más pequeño de sus
compañeros todos adultos, por lo que recibió siempre duras críticas de parte de sus
maestros, quienes le gritaban y destruían su labor. Esto le provocaba mucha
frustración. Como vemos, es comentado ampliamente que uno de los factores
detonantes de las cualidades geniales del Maestro Efraín Recinos fue su padre, Don
Efraín Recinos Arriaza

Un hombre visionario que supo cultivar en su hijo la capacidad de pensar, de soñar,


de crear, de hacer cosas y no tener límites, de lo que se desprende otra anécdota
excepcional de su vida, Don Efraín Padre, tenía como costumbre “premiar” a su hijo
cuando alcanzaba algún resultado o lograba alguna meta
De esta cuenta, el día que el Maestro aprendió a leer y escribir, a los 8 años de
edad, su padre le informó que había recibido una notificación del gobierno francés
y que iba firmada, nada más y nada menos que por Napoleón.

Efraín, el niño, con una imaginación tan grande y colorida más su ingenuidad
natural, a sus ocho años lejos estaba de comprender que Napoleón había vivido
200 años antes, pero si sabía que era uno de los generales del ejército francés que
había logrado tantos éxitos en el campo de batalla y por su innato liderazgo,
entonces, Efraín, emocionado de saber que Napoleón había enviado un “despacho”

Recibió de manos de su padre una medalla, la cual consideró un gran honor y lo


hizo sentir motivado a seguir creciendo en capacidades y talentos, valga mencionar
que dicha medalla, creada por su astuto padre, estaba hecha en simple cartón y
colgaba de una pitita, pero en ella, escrito a máquina lo que leemos en la ilustración.
Pero, como por arte de magia, era en ese momento cuando, repentinamente,
desaparecía el amor, así pasó su adolescencia, hasta que un día conoció a Elsa, la
hermosa joven de quien se enamoró, con quien sostuvo un corto romance de 17
años, incluyendo un viaje a Estados Unidos que ella hizo y con quien se casó, años
después.
En este período involucró a sus propios personajes, que poco a poco se convirtieron
en protagonistas de sus creaciones y hoy forman parte de figuración que lo
caracteriza.
Dos años después, en 1956, ganó el examen privado de la carrera de Ingeniería
con una Especialización en Estructuras con lo cual pasó a ser Jefe de la Sección de
Diseño en Obras Públicas. Por las noches y fines de semana pintaba y empezó un
proceso de inmersión en el arte de la escultura.

En 1967, se casó con la dama que lo conquistó años atrás, Elsa, con quien procreó
a su única hija, Lorena. Al año siguiente, en 1968 y por espacio de casi un año fue
a estudiar cerámica, mosaico y vidrio soplado al Instituto Politécnico de Leicester,
Inglaterra. En este tiempo nace Lorena.