You are on page 1of 3

CAUSAS Y CONSECUENCIA DEL AGUA EN EL FUNCIONAMIENTO DE LOS

MACIZOS ROCOSOS

En un contexto geológico, puede definir una masa de roca como una cantidad formada
por la misma matriz (roca) y los diversos tipos de discontinuidades que afectan un
material rocoso particular que generalmente se ha desarrollado como resultado de la
naturaleza. En rocas fragmentadas o estratificadas, la influencia del agua sobre las grietas
es un aspecto importante a estudiar; cuando el agua está en estas grietas, ejerce presión y
actúa como un lubricante, juntos se puede lavar el relleno débil de las fracturas, lo que
hace que el entorno sea muy complicado. Enfatizo que en las rocas más fuertes y menos
fracturadas la influencia de la humedad ya no es válida; por el contrario, en las rocas
fuertemente fracturadas, el agua debilita este material más fácilmente y por lo tanto
interactúa con la digestión.

Es inevitable no encontrar agua (subterránea) en los macizos rocosos, ya que es un


material geológico que coexiste en las rocas e influye en su comportamiento mecánico. El
flujo de agua a través de estos conglomerados proviene principalmente de perturbaciones
y discontinuidades, produce una filtración que puede ser particularmente importante en
las rocas sedimentarias, dependiendo del material en sí mismo y de las propiedades
topográficas y geológicas de la masa rocosa.

Haciendo hincapié en el grado de cambio que tiene lugar en el agua sobre el material
rocoso, se debe tener en cuenta que clasifican los diferentes tipos de roca por
permeabilidad (conductividad hidráulica) con respecto al flujo de agua. Por definición, la
permeabilidad es la fuerza del flujo de agua bajo una diferencia de presión dada. La
filtración de la masa rocosa a menudo está muy por encima de la roca intacta (roca virgen
o nueva), ya que el flujo ocurre principalmente a lo largo de discontinuidades, uniones,
canales de disolución, entre otros. Esto puede variar desde la dirección de la
estratificación, y los sistemas de parachoques principales generalmente tienen
orientaciones definidas y es a través de estas discontinuidades como se produce una parte
importante del flujo de agua. Entre las grietas habrá una cadena con rellenos de arcilla tan
impenetrables como sea posible, que pueden ser más o menos continuos y abiertos. Todos
estos canales forman las llamadas "redes de flujo de agua" en los macizos rocosos.

De manera similar, el agua también ingresa a la infiltración masiva de rocas de la lluvia o


al lecho de un río que está sobre el nivel del agua subterránea. Son áreas de recarga o
niveles de energía más altos para las aguas subterráneas, que tienen una influencia
importante sobre las propiedades de estos sólidos bruscos, las consecuencias más
importantes se encuentran: reduce la resistencia de la matriz de la roca en roca porosa
(que representa la presencia de errores que un camino dominante para el flujo de agua),
Meteorización y erosión; El agua también puede untar familias de discontinuidades y
mover rocas. La excavación también se ve afectada por la influencia del agua subterránea,
que interfiere con la estabilidad de la masa rocosa, acelerando la debilidad y favoreciendo
el deslizamiento.

Por último, las rocas son materiales muy penetrables o casi impermeables, por lo que se
supone que la permeabilidad de la misma a partir de las pequeñas articulaciones, fractura
se produce o plan permite la circulación abierto de filtración de agua a través de él. La
temperatura también juega un papel clave en el agua a través de este filtrado que ayuda a
abrir o cerrar las grietas en la masa rocosa. En la técnica, debe definirse una
permeabilidad muy suave, tratada para trabajar por equipos y encuestas que determinan el
nivel de dificultad que crea la humedad en el trabajo.
Bibliografía

Antalia, G., Fagundo, J., Carrillo, J., & Rodriguez, R. (2012). Geoquímica de los sistemas
de flujo de agua subterránea en rocas sedimentarias y rocas volcanogénicas de
Loreto, BCS, México. Boletín de la Sociedad Geológica Mexicana, 12.
Blessent, D. (2013). Representación estocástica de facies de rocas fracturadas para la
modelación del flujo de aguas subterráneas. DYNA.
Lacomte, K., Garcia, G., Formica, S., & Depetris, P. (2011). Hidroquímica de ríos de
montaña (Sierras de Córdoba, Argentina): elementos mayoritarios disueltos. Latin
American journal of sedimentology and basin analysis, 15.
Perucca, L., & Esper, Y. (2009). El deslizamiento de rocas y detritos sobre el río Santa
Cruz y el aluvión resultante por el colapso del dique natural, Andes Centrales de
San Juan. Revista de la Asociación Geológica Argentina, 10.
Ramia. (2017). Determinación del contenido de agua líquida en rocas Mediciones de la
capacidad dieléctrica. Anales (Asociación Física Argentina).