You are on page 1of 6

18

SUPERYO Y FRACASO EN LA CURA


(REACCION TERAPEUTICA NEGATIVA\

1. -EMPEORAR AL iv!E.°".J()RA.R~. UN FUNESTO PRONOSTJCO FREU01AN9

Herr:,os insfst!do sobre el entrelazamiento de_q;_L.P.f!!'.!d_Ó. culoo ti goce. Ahora es


1 tiempo de lnt:::rrogar có-rno tnctden estas c<J.Legorí:::s en la cur;) analitlca y, espe-
cificarnente, en la neurosis.
la clinica pslco2nalítica de las neurosis Uene si..: correlato en los derroteros
de la demanda, es de.cir, trátase:~e ~~<1_ ciir.J.;.§1..9._~ prlvllegta la trarsferer;cia.7
Entonces, son las v1c:situdes de la demanda las cue balizan ei trayecto ae la
transferencia: _pr.~senc:a del anaHsta, p!-fl~~cjón de Cier~_apertu_r~.~:_~~
cientsJYlovimien_t_o de!_ lado del A.ut.::Jmaióri_
· Contrari-;mente. sffOSaVá:~~--de:-f~~ral1§Ie"r:~.E:'.~~~gtran hacia.Ja Y.~cM, se
pro~_uce un Il.º-=~~ar:._cesCOe_ Tis ~·p~gJ5;g~Q.¡~m~~_f:! !nco~sc!_e~fe. ;:,e perfila un
··inas--arladef ejerclcio del Inconsciente··:(!) encuer:lfá-cófl lo Real. Reierenc!a al
obstáculo más reacio a Ja cura, ~a Reacción Terapéutica ÑegaUva (R.T.N.). aca-
so el "agujero negro" de la exper1eñ-aaanalíuca:--------"-
La R.T.N. es una n1anifestaclón clínica elocuentemente palmaria de la pre-
sencia mortífera del superyó La preinisa freudlana se eleva al rango de ax.io-
rrta:""efiel. superyó reina la pulsión de muerte". Punto de problemat1zación de
la cuestión del mal. Según la letra lacaniana: -al proyecto del mal corno tar.(2)
El efecto clinlco más reconocible de la R.T.N. fue detectado y caratulado por
Freud: un ern.peorar al m~orar d.LJrc.nt~Lrrmlento. Este saldo clínico puede
no ser tan lnesperadoSTSé·~ e1 lugar estrncturaL en la subjetividad,
del superyó y el rnasoqt\lJ?II!Q¡_ fieles ernbajadores de l,g__ Q..i.1]2.~1.Qe _n1uer.te..
Pero, y esto ya lo seflakunos en otra oportunidad, es necesario Q.iferenctar la
R.T.N. (respuesta a los efectos de !a cura -einpeorar al mejorar- ligada a la s!n-
gulit.ri.dad del caso por caso) del rasgo de caracter los que fracasan al triUrifEE,,
rasgo propio de un conjunto o coiecUvo, de '"tipos"' en los cuale_tlajncidencia
del goce superyolco precipita a un fr~S~-º detivado de la culpa. Mientras aqui
se trata del carácter. alla se trata de una respuesta a los avatares de la trans-
ferencia. que despierta el goce superyoico en la dimensión del casugo. Rebeldía
producida por los avatares de ta transferencia. contra si misma.
Recordemos que en la primera parte destacamos la alusión que hace freud.
en "'El yo y el ello", a esa trastornada. reacción de algunos sujetos frente a los
progresos de la cura ·[ .•.) empeoran en el curso del tra~_a¡_níento, en lugar de
SUPERYÓ Y FRACASO EN lA CU!t.A ·257
256 MARTA GEREZ·AMBERT!N

niejorarn,f3) lo cual permite infe-rlr a las claras que es producto, efecto del aná-
lisis y no tan contingente:, sino una inevitabl5" que aflora en el.
1nlento a!H donde se produce una a la c.a~Lf:.19.Qri. Goce. cast.t9<?: ~ul]Ja
r· y duelo revelan Ia inm2.nencla d~~-·la R~T.!J. en !a cura~ ya sea··por las vic!sltUdeS-
i de !a ttansferencla en el levah:tafl'Uento del síntoma. y2 sea en la travesía de!
L_rantasma hacía el fín del análisis. E:s cierto que se ha enfatizado mas su pre-
sencia por el lado de la travesía del fantasm_a que por el duelo que convoca: sin
embargo, no hay olvidar que en el del levantamtento C:ei sü1toma
{tar:npoco aJeno por otra parte) se hace.presente:_ Es pre-
cisa1nente en relaclóu con esta faz que freud !a ubica c:<o:~m~,o~Ji~;~~~~;¿¡~.~~~
de la estú es, de! síntoma en l.i
se una declln:acfón de! sufrtm1e-n to.
caratula de autopuntt!.vo desde l 893. y de
reaccfhn ru.»ga.Uva. pasajera en e1 Hombre de los .Lobos {1914), adgu_~re_ (je!Jmi-
üt_~i.~n -~-?E_cegt_U:§Lr:,ecfén_ a p_a_r_!;lr d~l m~C:GD:ísin_~_Y. la _p_~lsl~!l ~-rr¿~ en·-
tan_to lo autopun!Hoo encuent!'ª~ue.e:~_1_92P]l nom.Q:i:e.. d~.-ucornpuJsJ_ón_a la
i-e¡Je"ticíon~. Desde taf compuisíón. y vinculada a lo traumático, ha de interro-
garse por la \'ͪ inercial del fantasma.
Sln duda la R.T.N. hace transitar a to-do an.alfsta por te que Lacan llama
aporía étJca: ¿por qué un analista llevarla ta cura hacia su empeoramiento, ha~
cia un punto de fracaso?, en suma, que pretende reducir
el del sufdmiento, de esé gOC:e? ~ -·
··ae· lo real en la cu··

fa mala a nivel de Ja Reacción Terapéutica Negauv:o"


las prernl.s:as freuchanas ref-ertdas. jus~'m:ente, •.~:>r::ecesi:dc:d.de:_~s.t;u

ar¿:'~ü~I1li1~~~,~~ •?ero. ¿qu.é es ese mas


12

-R.TJ\L? ¿Por se lo ha re!acloriaclo con tanta con la Si nos


rerniLímos a las prernísas ya índíc:-zdas de Jos regfsl>us de lo-culpa {capitulo 161,
debernos ser caut.e!osoo rn este p~Jnto por cuanto nótase clerta vaclla.clón freu-
diana para est.ab-i':'.'cef fa causa!!dad de la R.T.I'IL: por tanto, será necesario ha-
cer algunas aclaraciones que permitan deslindar cuál es el registro de ]a cuipa
!mpiJca.do en la R.T.N,
-El yo y el ta R.'f.N. se esboza en el plano moral -tacan lo especif1ca
como étlco- traktrse de un "señ'ITmleTit_o dc·-c:_ufpa qú&~halla su satisJa.c.cil:)n
en la ;;,;J_i'.;;-.aSugO~dJ'::_µadecer~.(3} La distinción
es clara:
no sie;-npre ~f. .. J el
senum.1.~nto de cu.tp;;-, es ;rnJ.dc, (el p:aclente} no ~;,e sl~rite stno enfer-

I~
fü?~::!"3fNo "se traTueñronces, Para el anal!zante, -de declarar o·padecer una -cul-
pa sino -~t~. . ~~- ef casttgo de padecer.
Lo que fue una vactlac{o-n comienza a tornarse tnSJstencla y acaba por acen-.:
tuar uno de Jos polos del binario: ·en "Ja R.T.N. se presenJific"a una lnerclal sa-
zos del masoquismo inmanente. ..
tisfacción. Pese a esto, y apenas un año des pues," en "'El 'problema ecOnófI'..iCÓ
2~!_maso~. no sólo fluctúa sino que complica más la cuestíon: resafta
¡ Por Jo <lemas, será en el Inconcluso~ Abrlss donde especifique
suPERYO y FRACASO EN LA CURA 259

258 MARTA GEREZ·AMSEfl:ilN ll del nlatestar en ta cu!Ltua. la R.T.N. instala


Descendlenlt directo del meo 0 t d un "emoeorar al mejorar~ asentado
dad de castigo, en cuanto "~_!-!J~:n~·. es el escollo fundamental de la R.T.N. ¡ a en •anto se tra a e ... - ¡
el 1nalestar en a cur ~ . t"fera torna al masoquismo estatu~~~:.
que bloquea toda tramitnclón por la ruta del deseo y torna Ineficaz cualquier en e.!' goce que. desde una erouca mor 1 . , ; curarse·-(s) _y_baee·ae·ia- necesíd.a.d
intervención del anallsta. Con antecedente tal, Freud -que no retrocede ante -· - - "L vida que no qu1e ..
datnental del sujeto:_ ª la fatalidad letal d~~-P-~':illi
esta estocada de la pulsióri de muerte- invita a :_~s~!!.~.r_poC!) a poco este de castigo su ~Jrenda sa~ríflclal a erte en 1a cufa .. !:'.'Onj4ga ~aso~~!"!!º~~
superyó hosttl".{7) Paradójicamente. encontramos que la única via para ·ese Presencia de la pu~~.ton d~. m~ · · -- '(Htante del descubrimiento freudiano, Y
/ .. desmontaje" es negociar desde el deseo para hacer condescender -1a necesl- yó .. Si para ::i.lgunos Cs el punto es~~~:ntar ei anfl.\\sls por el emblemático ldeal
: dad del castigo de padecer .. hacia la culpa consciente e tnconsctente. recurso por tanto hay que desecharlo pa~a Uf" Iones cual único recurso de la cura
: que hace posible reinstaurar la demanda. Dicha culpabtHzacfón abre una via del yo UtAJ], convocando a las 1 en icac !do5) para Lacan, en cambio. que
'.para operar sobre la R.T.N_ .. _modo nada despreciable en la cura si sabemos re-
currJr a él con la caUtela necesaria.
(sus lamentables resulta_d~~ son har~~nc~o~s el ~je que posibilita trabajar no
la reconoce en Mla mald1c1on asum1 '. . toma y fantasma. slno también el
Esterecorrido sumamente sintético muestra a las claras que, pese a cierta 1
sólo et triplico castración-deseo-~oce. ~ ª ~;no puede emitirse. obviamente, al
vacilación freudiana. no es posible correlacionar la R.T.N. con la culpabilidad duelo.y la cuestión del _fin del anallslsl ~~ oi.ro que revela el goce impuesto~
consciente e 1nconsciente sino que debe enfatizarse lo que en su efecto tera- masoqutsmo: tnscripcton f~nQarnenta e\ astro del padre~ en fin.Ta marca de
peuuco negativo re~ac~rw-~g>ID_Q __sati.sfacctón_puls!onr;ú_.en la __ ~!!lel:lt_sl_?r:i s~­ Jos .alb_ores d.~Ja -~~rst!~~_c!.0 1'.!.- de~ ~\lJeto, e r
peryolca. esto es._lc;::~sfdad.-de ca.stJ.ga..Y en todo caso, cuando la (az traml- \a esLructura como tal.
: tabre-de ra-cü1pa _pUede hacerse. presente es que se trata, en realidad, de la

~
emanda, lo cual ya es un claro índia. -ador de la ,decllnactón de la satisfacción MUDA t:N NEUHOS!S
e! castigo de padecer. un regateo deUdeseo con el goce. un camino posible pa· 3. NECE.SlDAD DE CASTIGO y CULPA
a desbloquear la ruta de la demanda y de la transferencia. - . . ~ s un Me1npeorar al mejorar~ en la cura
En efecto, en su .faz tramitable, la culpa se refiere al deseo del Otro: en fin, Para rr~Ud, ya lo d.!Jin1os. la R.T.~;, es a lo.s que recurre: senUm1ento de cul-
se trata del deseo· culpable relativo al Padre Muerta. Cuando son anudados cu!- propia de la neurosis. Las dos c::ileg0, .a figur<Jn un btnarlo no siempre conci-
12a...y_dg_~:Sé---soslfehei1 . désdé-el campo déT Otro: en cambio, la culpa muda no pa _(ncon.scJ.ente_ y necesidad de ca.sttgo ~on - lo refe;ente a su intersección. En
Lrainitable -necesidad de castt.140-. condesciende siempre al goce del OLro y. en ll ,ble y h::r_.. que guardar suma caute1a en b. , con ¡, R T N finalmente se
,.... · " · ¡ - ado a <:"Jm as
esfá"fí)~aC!ón posible..-en la é¡ut Se obtléne saUsfacclón, fra:c3.sa cualquler··apela· efecto. aunque freud haya re ac1on
! ..... • •
d de su tenaz atrincheramiento

cor;-
ción a la le~lsiac!ón del Otro, le~!slac!ón que conducirla a una economia de go- dectde por _la neces~ de cas,tigo ~~;:r~~al!sls. El vinculo de la R.T.N. con 1 ª
ce. El saldo clinlco -que deja la teoria permite diferenciar las manifestaciones tra cualqu1er ¡nejorta que pr~\ieng. or el énfasis freudiano en la serte de
de Ja culpa: culpa stn necesidad de castígo. culpa con casttgo y.- finalmente, necesidad de casugo qu_eda _aemosLra~o pdl.• padecer, la retención del stifrtmten-
castl.e;o sin culpa o éulpa rnuda._f:n lá R,T.J':l."..~e_.tca.t<:l~-~1-~_rn_j)r.e de la culpa mu" lo autopwtítloo. la saHsJaccton dc-t cas go
d~_I· por ello su prohóstico es tar¡_fun~s,to._ -· · ···-·- to y la necesidad de estar enfermo. d 1 a ha vacilado ostenstblemen-
fo
Respecto del senUn1iento Inconsciente e ~u que sostiene cierta tradicion
te: no se liga facHmente a la R.T.N. (a pes~rse~Umiento Inconsciente de culpa.
2. LA R.T.N. EN LI\ Cl)RA analítica) salvo que. en vez de acentuar ~ttca culpa muda por ta cual el anaw
reparemos en la expresión freudtana en!go Sorprendentemente no hay regtstro
El funesto pronóSUco de la R.T.N. que Freud ha desplegado. implica el reco- hzante no se siente culpable slno enfermbnto Mrelvlndtcactón orgullos.a del ~u~
noctmiento de un campo minado consubstancial a la cura: en eUa es posible de culpabilidad en la R.T.N. porque, eni te en mantener el malestar y el pa e-
conducir al frac-aso y al empeorami--ento ahí mismo donde parece triunfar y per- frlmiento" .(10) revela un sujeto que lns s .,
mitir una mejoría. La R.T.N. sobrey_ien_ejuego_c;le la__~I].!!°~~.<!-~n -~')_á_li~s y supo~ el miento hecho satisfacción. rnantfestaclone§..en htstm=fo 11 oose
ne un efecto terapéutico lrnpos-lbl_e__ d_e.J?:ppor:t~r__p~~-~J_gpaJ.1.z~Qt~.·- Se éfiíere_r~~¡a La necesidad de castigo ~ne diferen~s +_,, ;~riffdD ep 13 pdmera
clararnente de la transfc.'íencta nega_ttua_ que mantiene la transferencla como ~:i~FeJ:füai~~iillfD!n~a~m~b~a~s.!e~s;e~l~saroe.u.;r
Slón.. pero el f comun e de ado Este ,,...__ matiz.rdlferencla las- res-
pulsación Y- cle'fi-é dCi inconsciente~ ·av·at3.r de la demanda deveñldo' resistencia. co-mo ofr;u,na: y en_l~gunda_cof!l~-~!!~~ -;:-
la cual, a su vez. es respuesta a la pretensión del analista de dirigir la vida del puest.3.s de la R.T.N. en uno y otro upo cllntco~anlfiesta conscientemente. s61o
analizante. La transferencia negativa arroja como saldo el odlo, a dlferencla de En ia obsesión la necesidad de castigo s:escindible. la cual. sorprende~t.c­
la R.T.N. donde opera una res.ls_teru;lf'.C! Je; ~e§.(~tl!flcia cie._tr:ansjerenda que deja asi se alimenta y Justifica la condena lr:1P r un crimen irreconocible: {.•.1
en suspenso el sostenlmJento transfer:enclal y, como saldo, una nada Inercial h sJno fomentar la codtc a po qusttma mepec;
mente. no ace . rohibtctoneU...1 genera un_a_..c;!'l tón intcma
silenciosa.
0
quien padece_~~~mp~~~Y-aT del castigo. se anuda_aJiLPS.f.f#'~ modmqrlo
~t1~n~~:lf;}(tJ:1~J:,'iifaio-es-nu-Cstfo.f!,~~~:~::;:;1e~;; de, dcsg~:~ ~
Temible amena7..a en la cura, la R.T.N. se entromete vía síntoma y fantasma
con el masoquismo tnma.nente que da cuenta de la dJvJslón del sujeto contra si
mtsmo y de la cura contra si misma. Jaque mate al psicoanálisis, arrastra del -que busca sati~~::!_ó~ _e_n_~l ~l~su~:-e~! tentacion: el gor;t. que proyt:~~:~ ~¿
padre a Jo peor. y es preciso estar alertas pues acecha en las vicisitudes de la ---·pe-rono-el cr1men-presen e so
e1a .
~ \&
.;;:
transferencia cual respuesta Inevitable en todo analtsts que se precie de tal.
SUPERYO Y FRACASO EN 'uO.. CURA :'ó 1
260 MARTA .GEREZ·AMBERT!t--.1
Agresión vengaiiua que negociada en el coslo del masaqutsmo hace nexo en-
io~ b.utorreproches, sanciones.Insensatas y de Ja 5 -- f
mina abusando cruelmente no sólo dei obsesivo .<-<lls.acc.lo~ en el castigo. ter-
• • tre culpa~angusUa-puntc!ón. Toda Msofocacíón" de consumar la venganza con-
tes. Lacan Hama a esta guia obsesiva d d s¡~o ~tamoien de sus semejan- tr~ el padre hostil y poderoso potencta la culpa y revela un exceso de goce.
neurosls.(12) · e con ena., efecto superyo!co- en la Culpa amordazada en la R.T.N. que se sostiene en el Implacable rechazo a reci-
bir cualquier don del Otro.
En ta h.isterta, en cambio, la necesidad d , s 11 La .. culpa muda" deja sujeto ~n. suspenso entr_~ l_fl ley del padre y su falta.
reproches se dirigen a1 Otro; se hace castt e ca.. ;,go
Se ~~crlflca al partenatre como victt
0 pasa desapercibida. Los EslC la_d_o.§tlencioso de la culpa en la R.T.N. se manifiesta en)~
necesidad dC-
castigo, tyqwcamente rmpide la circu1aclón de la demanda y mantJ-e5ie:-vacua-¡z~·~~­
gar, pe. tampoco sabe del crimen.
que nunca Hega. ínsistenteffif:nte or;:;'f'':,ºcur~~do una retvindt.cación forzada
lazo a lo oeor del Cua· ·µ b : · . una dora de carne" con la que hace poslción del analista: de et no es posible recibir nada, o merÍos ciue Dádi, -S.D'fc:-
d~yorar y, en ese padecimlento cómp11ce, en<:u~ntra ~uª ~¡<>~ ar~.n~ qu:__~~-Y.é!:.5-
· · 1 o re v1curna te 1e la t 1 d 1 . iO peor: eLPicieclmlent.o. de la enfermedad. cuando Lacan reitera que la R.'f.N.
es la maldición asurnlda de ~la vtda."que no quiere curarse" (S) y ~aq_ueUo que
En . ambos tinos ciíntcos _la: necesidad d
desde 'i.lli.- so-sr:.. ..M el s-"- s-h
.. - · g -·-
e c:sugo se ostenta como en la u!da puede preferir Ja muerte'",(4) nos conduce al campo de das-Dfng, el
~
!
~1 vVre e crt!JU?"l y sopo-ta i l sacriflcio
. ·-- -· ~- y,
EI crimen pasa des:a.......rcib!do para º'l ¡·' ' n su nrno actón ,:;J Otro. que enlaza a :la R.T.N. y al superyó.
y~ = men .ar su tentación· e ¡
al nudo p~tógeno del Edi.pa: t~sro y ~fdto,. r" 11:1ell:_q1:_1~; ..ef! ~~1-
5. DAS-DlNG Y R.T.N., LO !NASIMILllBLE
Ya en el .. Entwurf' Freud establece las premisas sobre las ralees del superyó
y, por tanto, las claves de la rocosa R.T.N. Dirá .. [... } verstangigu.ng {comunica-
ción} y el inicial desvalimiento de los seres humanos. es la fuente primordial de
todos los motivos rnorales ... (14/
~?.~~911-~guajc y ~S,!~~~tp_go_DefL~L~.l:11~-~'?-a..:::~T~e,?_?e~ pr~\~~. _
mo ª-~~por or..ra parte, su... 1-'..~oplo re_conoclm1en.to__ :.::::::_:~r1t::..:_?e-rtea10-
gla(ie la moral en Freud y lit.oral mismo de ello j
A partir de ese -otro .J'.rój\mo,. s_f:._d.1~~!'3-~~~~.~ JP.. q¡en_t?"p_r9piQ,, __g¿a.rtWJQT-9:"J!l~::..
mo. -ñti$--YíFZtCDgiJOOi,-y· tambf¿fi'-lc fncomparable~trn:-onmensurabte (da.s·-[J.ingj
éOntraiiO--alO cOffipa.rable-conmensurable sujeto a sustitu.ctones de tnvestich.1-
ras.Lo das·Dtng sr:: _rehu_sa a la acUv!dad .Judicativa de ia conciencia
111asim!lable e rásu5tfii.tib1e. se- refiere al ·oti'O abs01uto ar que
tenta ·vorvef'aEñC0i1ti.li-. C0,50:. ~-rJ~5tt¿e. ~~!1fia· order~~·:Jf. 5'.~ Cosa codf-
clada. falta de origen, peca-d'il'~ Oríginat lnt.erdicto. Bipolartdad de ta Ley paterna:
prohtbiclón de ía-Cosa (que: condesciende al deseo} y anhelo de la-Cosa lque
presentifica e.l goce).por un 13.do.
freud reconoce. no es posible desalojar a este tnmv.t.ab{e Y,
por otro, su ne-fasta R.:T.N.: '"\•••! ahi uno no es im-
portante la forma en que la retistencia, si coxn.o o ·no.
Lo decisivo es. que la rest:st.eru:::fc que: se produzca" c2rnbfo
que º'todu permanezca e.orno es'\{15/ su r<'>.yaao es nuestro
Perrnanenc!a fija. e inrnóvii a lo peor de un-padre, 1a~Cosa iJechr.i
J-
i!Yl-
plde la recurrenci.a sustituible de la metáfora (lo compara:Jtc). :>e-
pronóstlco.

sa muda y su deViene:n de
castigo que dtsuelvti el "falso de ia El anaUzante perma~
nece en el d~spos1uvo analítlco, su set·goza al rechazar ia cura y al pretender
tentar al analista en ese Hamo.do al goce: por tales razones, sl intern.nnpe el
SUPERYO Y FRACASO EN lA CURA -,263

262 MARTA GEREZ-AMBERTIN


_\'.Q_~alJR)}9_ll~1.isl..Q..n "presión constante~ (!freciendo el cuerpo en sac1lf1cio,
es de·
ar:::illsls empeora ·~ clr, inclinarse obedientetT\ente a\_ feroz mandato paterno. No es pos1ole recibir
aun pone coto al m:is,
excesopues
de pierde
ese ocetoda•o.refef('- '.1C_1u , que, pese a todo.
a un Q,_ro sus palabras [co1no dones). no es posible esCucha"rla~rp-orque vaclia la med,\a-
3pelar a todo recurso dispon1·b1 g . F slc1on et1ca. l.:i. del analista que debe t.'ión de la met:ifora paterna que puede sl_e,ntficarlo como sujeto en la cadena
, e para conseguir que e (f
eseo por las vías de la cu!pabU"d d _ .- se ....oce condescienda al sl,¡!nlflcante. Sólo por la n1ediac1ón de la rnetafora puede recibirlas o rechazar-
d Aqui d _ 1 a 1nconsc1ente y del amor
• a emas, encontramos un camino po lbl . las. es decir. ponerlas en ctrcu!actón para s!gniílcattzarlas. Al mandato del
ma de las resistencias · Freud dlferenc1a 1as res!stenctas s e para de dirimir
t
et espinoso te·
.r. Otro como sanción {y paradójicamente. allende el Otro), en cambio, no puede
_res!stencfas al levantamfento de . is ... . - --··---· de las-
ra_!!._sJ_erencia
· 1as res Wnctas lig d ·
R.T.N. la reslstencl~- a la resistencia i . e---- a as_ mas ..aJa Tut;}~. .En la ~9?lt;.iQn
cerrarle sacrtfic!al del sujeto en ta R.T.N., la vida ~1 ... l desposeida de su pa-
la oreja.
placer v conlleva la puls1o·n de tmp le dedsde el mas allá del principio del labra" (8) no quiere curarse. Efecto del masoqufsmo tn~i:i:~ Tal. la catego-
J(lC~pn~.
· - · -~ - muer e asenta a en el bi
vlsc;.Q!:;ldad libldinal e inercl .
1
nomlo e lo·superyó: ft-- rla que .freud establece, finalmente. en 1937 cual posición estructural de la
- ~':1_ccI_6!!._QrJmarJa del sintoma y del~ pul~¡!on,~! df1cen de _la potencia de la satis· subjetividad: poslclón que no es poslb1e dejar de tocar en la cura.
To R T N e ---.. --·--·~~-- .... _.. __ yac. ac on antasmattca
El sac_r!fl.cio. ofrece, a _un I?los cruel y malvaGo~- ~.~-s.d~_u_n_aJI}JS,?-.. ~~-~~~~J]2~:~~
- .
· · - amo resistencia !m ·¡ -...... -- ·. - - ·-- ·. · - •
abona en el ello y de él recibe su f~t~ls~~~e~~l~~lstente del superyó crece Y se ta.. el holocausto .de_ la.v:lda mlsma. Se diferencia del don. que es correlato del
al mismo tiempo, el vinculo de lo erótico del ~a n~cesldad de castigo revela. t:~idre coffio Met"ó.f.Qi:ªj-~ ~ólo puede ser <?to.rga:d_o por !a. paJabra que ~SifuñóTic~
no sin una buena dos\$ puislrin l F - d y~ con . o destructivo del superyó, e impHca, en su .c!Icu1ación. el ¡ntercambi.c y la a.Hanza\·~s deCtf,-el p·actO_ p~c.l- ·
referida a la R.T.N.: .moralldadp:~ftt~:~1l6~on ensa todo esto en la expresión nCante con_eLpaci_r.e. En el sacr1flcto ..en cambio, el sujeto-_def)e j)rObai-st tJenC
algún Jugar en el deseo del Otro ysi el ·sagrado herejt" padre.desea· algo:ex-" •.
Lfaño ardid con e! que queda a merced. no del deseo, sino del goce de Otro.
Cabe recordar que, en h:1 n~i¿r9s_i_?_, los manáamientos de o-oce del super:tL
están coordinad_o.s a la ~ACló.fo_ra Paterna (s!gpifl_c_atizados}, el superyó, comb
G. LA R.T.N. y E-L SACRIFICIO AL PADRE

Gñ!Jer?:tlvo tñS_eñS~to."se cuela en el lugáfde1 r~ác2.~o"de.1a l~y. funct.ona coro.o


Sobre la rebe!dia del~sujeto a tolerar una mej .
dida de goce, dirá Freud· "! l n ¡ ·· ona, en suma. a soportar per- f:,ª.!:!~1 de deseo y manuenese articulado a la demáñda:·?or "Su !ñc1de-rú:fa~e1su:
qu1ere estar ob!íg8.(ió a ; ;~decº qu ere someterse a un su·sututo del padfe. no jeto queda en suspenso entre la demanda del Otro y ei -objeto a, y con dtsUntas
curactón.(15} Esta afir~a~lón ai~~~ ~!p;~.e~o no quiere aceptar del medico- la respuestas posibles. E.n ia R.T.N.~ dada la vacl}fl.f&n 9~1 f~nt~fI1":! .. .tl~!.t[!:~~o
de involucrar a !a muier desde el Ls ~ :_e en la_ protesta virlL . pero no deja l!.@Eo a la C!.flpa muda involucra algo de la Cosa lncon.mensurable que pone en
pone sop?rLar el pesc""de !~_castra~~~._,,~: -ln.t<.:·dºnoce_r ..al.p~e una_<:U!,~ su- jue~o_ e.l obje_t? a: "'Una mirada que mira fijamente, que Juzga. una voz que con-
te, :i
nuao acropolttano;.--que no logra· dfrlnfirs~ ~:il Otro,.)'. es e..ste: preclsameñ- déDU."Uná. fúidá.que persigue. que vuelve tmpotente hasta aplastar ... esta es lo
dre se logra sólo a con-~!clón de servirse del . - a ;_.T.N. El mas allá del pa- que se entreve de la Cosa, dei objeto preso en el fantasma superyoico, en el go-
g~ner_~..el g_r~y~men d~ l_a_d.~uda_slmbóllc.a:_ ~:Odre _ew1plco_.Y ~!::!s ..!Jones.!Jo~~!
procura soorepasarle re·activanle t --~ 1 . --, p " ¿c~mo recibir esos dones sl se ce del fantnsma".(18)
El ofrecimiento de la necesidad de castigo significa un paradoja! redobia-
dicta? n e. s se o suoest1ma y se clama por una vtn~
nlleri.to de la renuncia pulsional que termtna por encontrar en sus próxtn1as
cura
Ladel analítica abre un no s 1emp_re sorteable
- camino
_ vueltas dtmls!ones-sumfsionc-s potencladas logrando, asi, un ptus de goce ma-
clón padre ue uedé hacia la. desldeaHz.a· yor .al hallado en la satisfacción puisional mlsxna. Economía de! masoquisn10
clón. Posible re~ela~lón ·'e~~:~e~~:e ~o!~ a ltravés de las Vicisitudes de Ja castra· que conjuga erotismo y pulsión .de muerte. La entrega al padre gozador redobla
a un no· todo. esto es' vatven de' ~1a. ..e a inconsistencia del padre que alude la apuesta al goce por el mandato superyo!co. Del sacro y hereje padre sólo se
E!!!t!!g~_l}Ci.a _del duelo.que produ~e ~::n~~:~ ·~no" Y ..~orno no-uno (-l)ft.(17) puede recibir ia wsatisfacción ... del castigo". Desarticulación de la-Cosa y la Ley
O~ro se. desvanece· y hay perdida de oce fl antasmatica, la dimensión del \ en la Imposición de goce que arrastra la R_T.N.
cl.on del objeto a puede provocar la i~p .i~ Ic~. En este duelo la pr~sentlf!ca­
de sometimiento a un Otro cruel· Mp e on La.e un goce superyoico en forn1a
h . QLDQ ~s r_obligado .a agradecerle.: .efttá
obligado a padecerle Ante el
SUBJSTIVA~ EN LA CURA
~ste de v1cllma o vl~tlmarlo. ª~n e~~c~':n':r%:e}:r reactlvamente al padre. tr~ca a 7. CULPA.BlL!ZAClON Y -RESPONSABlLIDAD

avance asesino" y vocifera mand t 1 . ,_,roz que clama venganza ante el Hasta aqui acentuamos, en la R.'f.N .• la necesidad de castigo, expresión de
Para ... a os nsensatos. la culpa muda en la postura sacrificial de la "vtda que no quiere curarse" que
sino una variante del ~nhelo crl ! l { ~ pa l re, se. le sacraliza. io que no es . se ofrece a lo peor del padre. Ante esto~ ¿qué coartadas posibles quedan para
no poder... Becrar más lejos" que el d
hercye-maldlto}. Ese anhelo crlmJ:ln;ejas~:oªs':J~o ~oblemente a sagrado y a el analista? El corte v el vactamiento de la Cosa. pero, ¿cómo? La.can ofrece la
dad de casttgo cuyo peso arrastra el sujeto en I a culpa muda y la necesf· respuesta: no desculÍ>abtltzar al paciente. pero. ¿de que culpabtltzactón se tra-
c~Jª-..~:.T-~. es correlalo de-la e . a R.T.N. --~.9.r este pes·o supery.oi..,_ ta? En 1950. al relacionar crimen y ley con e1 castigo. Introduce et concepto de
a1 d ¡ ,..... -- <!§Jf~~JQ.o_enla.no~castración~_en suma s
_ . -~--·· __ue o no siempre lramltable..en-la...cura-
un escollo "asenumrento subjetivo" (19) y alude tant.o a fa r~ponsabtlldad del st;/eto en la
~
, u pone
~ehusar a travcs de la ~ T N l falta como a lo que puede vtsiumbrarsc del goce del.,. crtmen. pueden emer-
ca r~!Jazar la deuda stmbóÍt~aX:~~=~~~opc~~~n:~i-~pll(Jre
. "--P<:_/·-%.' .,.r~,;:.z-:. >-- '·~. . . ,
___ -·- . --..··- . o; camente, a[sus dones. tmpll-
rnercecr-demu-ar
SUPERYO Y FRACASO EN LA CURA 265

264 MARTA GEREZ·AMBERT!N


NOTAS B!BL!OGRAFlCAS
ger ¡05 modos del sujeto en el regateo y administración de un goce que le es 1
propio. el cual podrá, o no, dejar en la apuesta de la cura. ·. El s · ,." \"-ro Vil La dica del psi.coanálisi.s ( 1859-60'¡, Paidós. 1' ecli-
l. J. Lacall. en11na ....... u.1 .
La culpabtlfzación en la cura recorrida por los senderos del fantasma permi- ción Buenos Aires. 1988. P· 112. . .,.,. · b !l 129
te atisbar el goce de! sacr!f!cío en la culpa muda (culpa en lo real) y negoclar , · El s · io libro VII .. La ética del ps1coa..rid.\1s1s. o · e ·· P- -
2.·~: ~e~. NEl enHn~relÍoN o e .vol XIX. Amorrortu. Buenos Aires. 1B79. p. 50.
desde el amor hecho causa con el deseo y el goce: pero también abre la posibl-
Udad de producir, en el .. asentimiento subjettvoQ del hgoce del crimenN, un sin-
3. - reu . El
4. ,L l...acan.

~e . 1iliro. vÍi .. ~ética del pstcoan.filisis". ob. ciL. p. 128.
emrnano. .· d uismoN. O.C .. vol. XIX. Amorrortu.
gular "trabajo de duelo" .(20) 5. S. freu<l ... El problema economico e1 masoq -
Sl para Lacan la culpa ""es la principal protección contra la angustia.. , si re-. Buenos Aires. 1979. p. 172. . .. C ¡ XXH Amorrortu. Buenos Aires. 1979. p.
6. S. Freud ...32~ conferencia . O. .. vo · ·
nunc!ar a la culpa es .. [... } un verdadero error [... J",(21) tampoco es posible con-
lOL ... ~ O e 1 XXIII Arnorrortu. Buenos Aires.
descender en la cura al atrincheramiento del sujeto en la culpa. Interrogar la 7. S. Frcud. -Esquema del psicoanahs1s · · ·· vo - ·
culpa hasta el Htoral~eal en el fantasma tambié_D_~a__n~m2'""0ñS'Ubi!tdad 1980, p. 180. .... Se . . libro lI El yo en ta teoría de F'reud y en la técnica psícoanaH-
_ettca de! anallsta. 8. J. Lacan. ""- 1 m 111 ano, •
iíca{l954-55}. Paidós. 1ª e,dlci.ón, Buen.os.i:ires. Tru·=ísis. ob.
¡ 1983 p 348
~it.. 372. P.
9. J. Lacan. El Semtrtan.o, libro VII, La eti:~ ~- psEscritos I Siglo XXI 13ª edición. Buew
10. J. Lacan. -La agresividad en psicoanálisis· · ·
RESUMEN CAPITULO 18
nos Aires. 1985. . ' r.
l l. s. Freud. -Acciones obsesivas y practicas re ig_¡osas · · ..
wvol.oe rx.
Amorrortu.
Superyó y fracaso en la cura (R.T.N) But"nos Aires. 1979. p. 1.06.. . V ·t.a ~ aciones del inconsciente" (195-7-58). inéN
12. J. l.acan. E! Se;ntnano. libro . s onn
El superyó tiene una presencia determinante en uno de los obstáculos más <lito. clase del 14·5-58. . .. Xlll Anlonurtu Buenos Aires, 1980, p. 147.
1
13. s. F'reud. 'íólem y tabu . o.e .. ~o. 'lfVfüS': o e voi I An1orrortu. BueN
reacios a la curá:'1a Rea9~JíZ,atiYa (R-.T.N.), ese parad ojal ~em+ '
e.'.:.9!_a_r:_,?;!_meJ?!:.ar~CfW-an_te el trat"amiento. Advertir las diferencias entre esta
14. s. Freud. -Proyecto de psicologia para neuro ~e- · · ·· · ·
nos Aires. 1982. p. 377. . . , ble- e vo1. XXllI. Amorrortu. Bue-
reacción y el rasgo de caracter ..los que fracasan ai triunfar" hace entender que 15. S. Freud. -Ana.lisis tenn1nable e 1ntenn1na · · 0 · ·-
ia incidencia del goce superyoico en la rebeHón a la cura muy poco tiene que nos Aires. 1980. P· 253. . ru· . ?w OC vol. XX. Amorrortu, Buenos Aires.
ver con e! trazo caracter!al de "los que fracasan ...... 16. -¿Pueden los legos e1erccr el an, 1s1s · · ··
El esmerado seguimiento que Freud hace de la "reststenc!a superyoica" en 1979. p. 209. La . t'fi ción- (1961-62) inédito.
la cura- permite af!rmar que no es la mera culpa la que pro1nueve esa resisten- 17. J. Lacan. El Sen1inar~, libro 9. - 1.0 en; ica . ~t os!Uo~ del analyste dans la
cia feroz sino- la necesidad de castigo. una necesidad vinculada a la compul- 18. J+P. Baccara. "React1on therapeud~ique n~~ª~;f 2ai~po Freudiano. vol- XII. Paris.
cure~. Actes de !'E-cole de la Cause freu ienne. e·
sl_?!l a l_a repeticiOfi': ·a1 masoquismó y a la Ql,ll_$.!6ó ~de)Tiµ!;rte .. _ _,, _________
1987. p. 45. (La traducción :~s mi~.). f . s del psicoanalisis en criminología~.
¿Cómo o.bordarla en ia direcetón de la cura? Freud señala que la clave ha de 19. J. L.:-ican. "lntroducc1on tconca a 1as unc1one
buscarse por el 1ado de una "resistencia' a la resistencia transferenc!al~ empa- . ·g1 XXI 13ª dición Buenos Aires. 1985. P· 129.
Escntos I. Si o . · . e " ~ · . ~ ( 1962 63¡ inédito. clase del 3w 7-63.
20. El Senlinano, !ibro X. La angustI~ . SI P, ucault y Lacan.. Anagrama. Col. Ar-
N

rentada a! parricidlo y al complejo de castra(:.lón. Parrictdlo....Y.:ColTIQlej.QJ:J.e,,_s::as-


traclOn·-san; pues, parámetros que orientan en l.~renc!g.~.....s_;~ R.T.N. y 21. P. Caruso. Conversaciones con Lévt- ra!L"iS, 0
t~~fere~a n?!jatlva, Una fatal deuda_~~~-t:l,p~dre se dtrime ~n !a resiSteñcia gumentos. Barcelona, 1969. P- 121.
superyt?iC<4 deuda que ~O_ c!_rcula_ por las _estradai:SIITió~ólfcfúLJi6[CfQ.i.1~ªiñO por
los_ sllenci®.os3ieñdeiiiii:cie.la.cu!pa muda y.el ofrecimiento sacQ{ic;!<ll. ·
Mas allá de las modalidades diferenciales destacadas de las respuestas que
la reacción terapéutica negativa manifiesta en hfsterta y obsesión, el común
denominador de las neurosis ancla en la patogenia del Edipo (Incesto y parrici-
~dagar ese denominador común lleva :a dirimir el "'i-eg!stro aeía culpa.~
mas directamente involucrado en la R.T.N .. para puntualizar desde allí, y en
tomo al "sacrificio al padre" los recursos y alternativas posibles que caben en
el abordaje de esta nefasta. aunque estructural, respuesta a los efectos tera~
péuttcos de la cura analítica.