You are on page 1of 10

CIMENTACIONES SEMIPROFUNDAS

POZOS DE CIMENTACIÓN O CAISSONS

Los pozos de cimentación se plantean como solución entre las cimentaciones superficiales,
(zapatas, losas, etc.) y las cimentaciones profundas, por lo que en ocasiones se catalogan como
semiprofundas. La elección de pozos de cimentación aparece como consecuencia de resolver
de forma económica, la cimentación de un edificio cuando el firme se encuentra a una
profundidad de 4 a 6 mts. Algunas veces estos deben hacerse bajo agua, cuando no puede
desviarse el río, en ese caso se trabaja en cámaras presurizadas.

Como soluciones constructivas para la ejecución de pozos de cimentación se puede indicar que
los pozos rectangulares o circulares están condicionados por los medios manuales de
excavación, pudiendo alcanzar profundidades de 30 mts con medios mecánicos. Se puede
observar cierta analogía con los pilotes de gran diámetro.

CARACTERÍSTICAS

Las formas geométricas adoptadas, según la capacidad portante del terreno y su situación
respecto a la edificación pueden ser:

 Los pozos circulares suelen variar desde los 0.60 m (dimensión mínima para permitir el
acceso de un operario) hasta los 2 m de diámetro.
 Generalmente, al producirse la acción lateral de las tierras sobre el pozo, impide el
pandeo de este, por lo que se calcula como un soporte corto.
 Según las solicitaciones, los pozos se pueden ejecutar de hormigón armado, o de
hormigón en masa.
 De forma análoga a las zapatas, se deben disponer vigas de atado entre los pozos, para
arriostramiento de los mismos, siendo criterio del proyectista cómo y cuándo deben
disponerse.
 Los caissons son de mayor diámetro que los pilotes y casi siempre van construidos in
situ.
 La particularidad del pozo de cimentación es que se va construyendo a medida que se va
hundiendo en el terreno.
 La sección transversal del Caisson generalmente es circular, pero existen también
secciones cuadradas, rectangulares o elípticas.
 Estos elementos son más utilizados en la construcción de edificios tanto residenciales
como comerciales o de uso público.

PROCESO CONSTRUCTIVO DE UNA CAISSON

Lectura, interpretación de planos y replanteo


Trazado del diámetro

Excavación del primer anillo o cuerpo

Armado de refuerzos
Ubicación de formaletas

Vertido del concreto

Desencofrado o decimbrado
Armado de la canastas de concreto

Fundida del fuste


TIPOS DE CAISSONS

Caisson abierto

Pueden ser de variadas formas: circulares, rectangulares, ovalados o de forma celular. Se


caracterizan por ser pozos abiertos en la parte superior e inferior durante la construcción. Son
muy apropiados para cimentaciones en ríos donde el suelo predominante consiste de arcillas
blandas, limos, arena o gravas, ya que son materiales que pueden ser excavados mediante
pozos abiertos sin ofrecer mayores resistencias a la fricción al hundirlos.

Caisson cerrado

Son elementos estructurales que tiene el fondo cerrado, son fabricados en un lugar central y
remolcado al lugar. Se recomienda emplear este tipo de cimentación debajo de construcciones
con suelo de baja capacidad portante y donde el uso de pilotes hincados puede ser no adecuado
por vibraciones durante el hundimiento o donde la profundidad para encontrar estrato firme es
excesiva.

Caisson neumático

Se utilizan en lugares donde es imposible mantener una excavación por causa del rápido
aflojamiento del suelo dentro de la excavación o cuando es necesario mantener el suelo
adyacente. Los caissons neumáticos requieren obturador de aire, una cámara de trabajo, una
cámara de descompresión y un medio para que los trabajadores puedan llegar hasta la cámara
de trabajo. El medio para remover el material excavado debe ser también previsto por ductos.

Caissons estructurales
Son aquellas que forman parte de de la cimentación de una estructura, trasmitiendo las cargas
a un estrato resistente.

Caissons de aproximación
Son aquellas para llegar a una zona de trabajo.

ELEMENTOS DE PROTECCIÓN PERSONAL

Casco Tipo II Con Barbuquejo de tres puntos.


Guantes anti-deslizante.
Botas de seguridad anti-deslizante con puntera.
Protección visual.
Protección auditiva.
Respiratoria.

SISTEMA DE DETENCIÓN DE CAÍDA

Trípode: Dispositivo de anclaje móvil diseñado para el acceso de personas en espacios


confinados. Destinado para actividades de pozos de cimentación, alcantarillados, perforaciones,
silos y todo lo relacionado con espacios confinados. Este equipo tiene tres pies telescópicos
completamente regulables en aluminio con pieza deslizante. El cabezal de aluminio está dotado
de dos poleas de servicio y un punto de anclaje para el sistema anticaídas.

Se utiliza con un torno y un anticaídas o un anticaídas de recuperación. Rápido y fácil de instalar.


Carga máxima: 250 kg.
Punto de anclaje: Los punto de anclaje tanto el de línea de vida, como el de la línea de trabajo
deben ser independientes el uno del otro y contar con una resistencia de 5000 libras (22.2
kilonewtos – 2.272 kg) por persona conectada.

Línea de Vida Vertical: Sistemas certificados de cables de acero, cuerdas, rieles u otros
materiales que debidamente ancladas en un punto superior a la zona de labor, protegen al
trabajador en su desplazamiento vertical (ascenso/ descenso). Serán diseñadas e instaladas por
una persona calificada, o por persona avalada por el fabricante. Esta línea debe cubrir toda la
altura del pozo de cimentación.(vertical).

Arrestadores o detenedores de caídas: Deben actuar automáticamente en su función de


bloqueo (detención de caídas). Los sistemas de detención de caídas a través de nudos están
excluidos por la resolución 1409/12, que establece el reglamento técnico para trabajo seguro en
alturas. Los arrestadores para líneas de vida verticales, deben estar debidamente marcados
indicando su dirección de uso.

Mosqueton: deben ser con cierre de doble bloqueo automático y fabricados en acero, con una
resistencia mínima certificada de 5000 libras (22.2 Kilonewtons – 2.272 Kg).

Eslinga con arrestador. Debe contar con una resistencia mínima certificada de 5000 libras (22.2
Kilonewtons – 2.272 Kg).

Arnés: Se deberán utilizar arneses de cuerpo entero con una resistencia de 5000Libras, debe
contar con una argolla dorsal, dos laterales, una frontal y debe ser certificado con forme a las
normas nacionales e internacionales vigentes.

CLASIFICACIÓN DE LOS FACTORES DE RIESGO EN ESTA ACTIVIDAD PRINCIPALES


RIESGOS:

• Derrumbes del terreno.


• Caída de materiales, herramienta y equipo al pozo.
• Derrumbe de estructuras aledañas.
• Volcamiento de maquinaria.
• Aplastamiento
• Atrapamiento.
• Contacto con aguas contaminadas, animales.
• Electrocución.
• Golpes
• Ruido.
• Caídas dentro de la excavación y caídas al mismo nivel.
• Asfixia e Intoxicación por atmosferas peligrosas.
• Ahogamiento (nivel freático, aguas torrenciales).

Señalización:
El área debe permanecer señalizada y demarcada en todo su perímetro, para impedir el ingreso
de personas no autorizadas. La señalización y demarcación debe estar instalada del borde del
pozo de cimentación (Caisson) hacia afuera 2.0 mt., mínimo. Como medida de protección contra
caídas se debe instalar barandas (2 pasamanos y rodapié con resistencia mínima al impacto de
200 lb), de acuerdo a la Resolución 1409/12. Los pozos de cimentación, que en el momento no
se esté trabajando, deben permanecer plafonados (plafones: cubiertas de protección tales como
rejillas de cualquier material, tablas o tapas con una resistencia mínima de dos veces la carga
máxima prevista que pueda llegar a soportar, colocadas sobre el orificio (hueco), delimitadas y
señalizadas, de acuerdo a la Resolución 1409/12. Antes de iniciar la actividad junto con los
trabajadores se debe realizar un Análisis de Riesgo por Oficio (ARO). Se debe adelantar
inducción específica a los trabajadores que van a realizar la actividad; seguido en el sitio se debe
diligenciar el permiso de trabajo; así como realizar la primer monitoreo de atmosfera.

Durante la excavación:
El encargado de seguridad, salud y trabajo, debe liderar y coordinar las medidas de prevención
de accidentes, durante el proceso.

Medio de acceso:

Escalera

a. Dimensiones Recomendables

• Sobre salir 1 metro sobre el borde del pozo de cimentación, deben estar aseguradas en el
extremo superior e inferior.
• La distancia entre escalones de 25 a 30 cm.
• Ancho mínimo de la escalera 60 cm.
• Distancia mínima del escalón a la pared 15 cm.
• Las escaleras que superen una altura 4,50 m sobre el nivel inferior deben contar con línea de
vida vertical con absorbedor de impacto en la parte superior para evitar sobrecargar el anclaje.
Serán diseñadas e instaladas por una persona calificada, o por una persona avalada por el
fabricante de acuerdo a la Resolución 1409-12.

b. Desplazamiento seguro

• Comprobar que la escalera no presenta defectos y está libre de sustancias resbaladizas, como
pueden ser barro, grasa, aceite.
• No subir o bajar cargado de herramientas o materiales. Los materiales y/o herramientas
necesarios se deberán subir o bajar utilizando algún sistema manual de izado y/o un porta
herramientas apropiado.
• Subir y bajar de cara a la escala utilizando ambas manos para sujetar firmemente los escalones
o largueros.
• Situar el pie firmemente sobre cada escalón antes de transferir todo el peso a cada uno de los
pies.
• Subir o bajar tranquilamente sin prisas evitando hacerlo corriendo o deslizándose sobre los
largueros.
• No saltar desde cualquiera de los escalones de la escalera. • Se debe ascender o descender
teniendo tres apoyos.

c. Se debe verificar
• La persona que se encuentre en el fondo de la excavación circular debe tener arnés con línea
de vida controlada desde la superficie.
• Debe existir comunicación constante entre la persona que se encuentra dentro del pozo de
cimentación y la persona que se encuentra en la superficie.
• Cuando exista presencia de agua subterránea o de lluvias se debe evacuar.
• Para retirar el material excavado, se debe subir por medio balde con un factor de seguridad
donde la resistencia a dos veces a la capacidad de carga, izado por un trípode o sistema
mecanizado.
• La línea de trabajo no debe contar con nudos.
• El trípode o elemento de izaje debe contar con un sistema de freno o paro de emergencia.
• El dispositivo que engancha el balde debe contar con un seguro , para evitar que la carga se
salga.
• El trípode o pluma debe estar asegurado sobre terreno nivelado apoyado, debidamente
asegurada.
• Emplear balde con un factor de seguridad donde la resistencia sea dos veces a la capacidad
de carga.
• El área perimetral debe permanecer despejada para prevenir caída de material.
• La persona que está dentro del pozo de cimentación, debe permanecer fuera del área del
recorrido del balde durante izaje.
• El trabajador que este dentro del pozo de cimentación o caisson debe realizar pausas y salir
periódicamente en lapso de máximo 45 minutos.
• El monitoreo de la atmosfera de debe realizar continuamente durante la actividad.
• Se debe cumplir con lo establecido en el programa de de gestión de protección contra caídas y
espacio confinado. (Permisos de trabajo y medición de atmosferas).

OTRAS CIMENTACIONES SEMIPROFUNDAS

ARCOS DE LADRILLO

Por lo general se realizan sobre machones de hormigón o mampostería. En zonas donde la


piedra es abundante suele aprovecharse esta como material de cimentación de mampostería.
Para grandes construcciones es necesario efectuar en un laboratorio de ensayo pruebas sobre
la resistencia de la piedra de que se dispone. Tratándose de construcciones sencillas, en la
mayoría de casos resulta suficiente efectuar la prueba golpeando simplemente la piedra con una
maceta y observando el ruido que se produce. Si este es hueco y sordo, la piedra es blanda,
mientras que si es aguda y metálico, la piedra es dura.

MUROS DE CONTENCIÓN BAJO RASANTE

Se realizan cuando no se considera necesario anclar el muro al terreno, para el sostén de la


edificación, debiendo tenerse en cuenta para la ejecución de los elementos de contención, las
cargas que les puedan afectar.

MICRO PILOTES

Son una variante basada en la misma idea del pilotaje, que frecuentemente constituyen una
cimentación semiprofunda.

PREVENCION EN LAS CIMENTACIONES SEMIPROFUNDAS

Es necesario realizar tres tipos de inspecciones antes de su vaciado:

INSPECCIÓN DEL TERRENO

Se realiza tan pronto se haya terminado la excavación y estén construidos los moldes para el
vaciado, no sin antes aprobar las condiciones del terreno para disponer los moldes, verificando
su compactación, humedad, forma y dimensiones establecidas en el diseño, así como la revisión
de la pendiente del talud de la excavación y su estabilidad, con el fin de evitar problemas de
deslizamientos o accidentes.

De igual manera debe disponerse y verificarse el drenaje para evitar encharcamientos durante
la construcción, eliminarse los charcos de agua antes de colocar el concreto, puesto que el
líquido aumentará la relación agua/material cementante y puede afectar directamente
la resistencia de diseño de la mezcla.

El refuerzo se puede colocar una vez aprobada la disposición del molde. En esta fase de la
inspección se verifica la correcta alineación de la zapata, según los ejes establecidos por el
diseñador, para evitar problemas de localización y posibles inconvenientes de alineación de las
cimentaciones.

Es importante aclarar que el concreto se dispondrá directamente sobre el terreno, por lo cual
debe protegerse por completo de la penetración de agua antes de ser colocado; si el suelo fue
ablandado por acción del agua, deberá ser recortado y compactado con material estructural de
relleno siguiendo las recomendaciones del ingeniero de suelos. Esta medida evitará problemas
constructivos de colocación del concreto y dificultades futuras de estabilidad.

Los puntos suaves y todas las porciones de la subrasante que pudieran estar sometidos a
asentamientos deben ser eliminados, incluyendo fisuras, capas inclinadas, capas de arcilla y
capas de arena que contengan excesos de agua.

INSPECCIÓN PRE-FUNDICIÓN EN LAS CIMENTACIONES SUPERFICIALES

Una vez la formaleta y el refuerzo estén en su lugar para el vaciado del concreto se debe realizar
una inspección detallada del refuerzo, verificando que los diámetros, espaciamientos y amarres
cumplan a cabalidad las especificaciones de diseño. Tiene gran importancia garantizar que el
recubrimiento del refuerzo esté acorde con lo estipulado por el diseñador puesto que estos
elementos tendrán contacto permanente con sulfatos provenientes del suelo y, por ende,
reclaman especial cuidado (ver Capítulo C.4, NSR – 10).

Esto evitará errores derivados de la deficiente colocación, disposición y amarre del refuerzo y
garantizará la durabilidad y buen comportamiento de la estructura. De igual forma,
debe verificarse que el molde se encuentre limpio y en buen estado general, con las uniones
debidamente cerradas.

Si se va a fundir concreto nuevo sobre concreto previamente colocado, la superficie


del concreto viejo debe encontrarse libre de aceite, grasa, materiales extraños y sustancias
ajenas a la mezcla. En ocasiones es necesario limpiarla con arena húmeda o soplete de alta
presión para exponer una superficie de contacto rugosa y que garantice buena adherencia entre
ambas mezclas.
No se debe olvidar que antes de vaciar el concreto es necesario comprobar que la mezcla cumpla
las propiedades estipuladas en su diseño. Para este fin se deben tomar muestras por lo menos
una vez al día por cada 40 m3 de concreto vaciado, o al menos una vez por cada 200 m2 por
superficie de losa.

Generalmente se prueba la manejabilidad con el ensayo de asentamiento utilizando el cono de


Abrahams y con la prueba de resistencia a la compresión a los 28 días (f’c)

INSPECCIÓN DURANTE Y DESPUÉS DE LA FUNDICIÓN

Este control debe realizarse durante e inmediatamente después de la fundición del concreto;
aquí se revisa su adecuada vibración, compactación y superficie homogénea. Es importante que
la cimbra se retire en el periodo específico de diseño y no antes de este.

El ACI 347 recomienda para losas y zapatas de cimentación manejar un tiempo mínimo de 7
días. Si las temperaturas son inferiores a las establecidas, los tiempos mínimos deben
incrementarse. El cumplimiento de estos tiempos garantizará que la estructura mantenga las
propiedades de diseño y que no presente fallas por descimbrado prematuro.