You are on page 1of 4

PRISMA DE ACRECIÓN

Es el gran abastecimiento caótico de sedimentos que se acumulan en forma de cuña en la


zona subducción (Se refiere a aquellas zonas donde las placas chocan entre sí, en esta zona
estas placas se consumen entre sí. Se localizan en las fosas oceánicas, de los márgenes
continentales activos). En esta zona los sedimentos son arrancados de la corteza oceánica en
subducción y acrecionados al bloque de corteza continental (Figura 1).
Se forman en los márgenes continentales activos, si no hay prisma, los materiales que llegan
del continente se subducen con la placa. Algunos sedimentos que conforman el prisma de
acreción son arcillas que se acumularon en el fondo oceánico y luego fueron transportadas a
la zona de subducción por el movimiento de las placas. Otros materiales derivan de la
formación de arcos volcánicos. Un prisma de acreción evoluciona y se convierte en una
estructura compleja formada por rocas sedimentarias falladas y plegadas, y fragmentos de
corteza oceánica intermezclados con las rocas metamórficas formadas durante el proceso de
subducción.
Algunas zonas de subducción tienen prismas de acreción mínimos o no los tienen. La fosa
de las marianas, por ejemplo, carece de prisma de acreción, en parte debido a la distancia que
la separa de un área fuente importante. La subducción prolongada, en las regiones donde los
sedimentos abundan, puede engrosar el prisma de acreción bastante como para que
sobresalga por encima del nivel del mar. La estructura única de los prismas de acreción han
ayudado enormemente a los geólogos en su intento de reconstruir los acontecimientos que
han generado nuestros continentes actuales.

Figura 1: Prisma de acreación.


BIBLIOGRAFÍA
 http://usuarios.geofisica.unam.mx/cecilia/cursos/Ccias_tierra_tarbuck-Ch14-
BorCon.pdf
CORDILLERAS DE COLOMBIA.

Cerca de la frontera con Ecuador, la cordillera de los Andes se subdivide en tres alineaciones
que se extienden hacia el Norte hasta las tierras bajas de la costa del Caribe: Cordillera
Occidental, Cordillera Central y Cordillera Oriental La altitud supera en algunos picos los
5.700 m. y están cubiertos de nieves perpetuas. Los altiplanos de los valles intramontanos,
tienen una temperatura agradable y son muy fértiles, permitiendo hasta dos cosechas por año.
Los ríos que desaguan en los valles son numerosos y debido a su fuerte pendiente, poseen un
gran potencial hidroeléctrico. Un 80 % de la población vive en estos valles, notablemente la
ciudad de Bogotá. Las cordilleras tienen características geológicas distintas. La Occidental
y la Central son bloques cristalinos, mientras que la oriental está recubierta por sedimentos
plegados sobre la base cristalina.
La Cordillera Occidental, la Cordillera Central y la Cordillera Oriental, tienen características
diferentes. Geológicamente la Cordillera Occidental y la Cordillera Central forman los
bordes oeste y este de un masivo arco cristalino que se extiende desde la costa del Caribe
hasta el borde meridional de Ecuador. La Cordillera Oriental, sin embargo, está compuesta
por pliegues de sedimentos rocosos, con una base cristalina. La Cordillera Occidental es
relativamente baja y es la menos poblada de las tres cordilleras. Las cumbres alcanzan como
máximo los 3.000 m. sobre el nivel del mar y no permiten la existencia de nieves perpetuas.
Pocos valles intramontanos existen que comuniquen el interior del país, con la costa del
Pacífico: aunque uno de ellos constituye el asentamiento de la ciudad de Cali, a 1.250 m. de
altura. Con el puerto de Buenaventura, es principal acceso al Pacífico de Colombia. La
vegetación es densa y en la vertiente occidental es bosque tropical húmedo.
Origen: La cordillera a nivel general, cuenta con una compleja estructura cuya formación
tuvo comienzo durante el periodo jurásico, cuando se inició el proceso de subducción que
hoy en día conforma este conjunto montañoso. Se trata de la zona de subducción más antigua
del planeta, ya que a lo largo de decenas de millones de años el arco isla inicial ha ido
transformándose en una estructura cada vez más compleja en la que se combina magnetismo
activo que da lugar a la formación de volcanes y rocas plutónicas, con la formación de
montañas asociadas a la compresión originada por el choque de la placa oceánica con la
continental.
Cordillera oriental y central: La Cordillera Oriental (COr.), de Colombia es un cinturón
orogénico bivergente cuya fase principal de levantamiento ocurrió después del Mioceno
medio (Van der Hammen, 1958; Cooper et al., 1995) mediante la reactivación e inversión
tectónica de fallas normales de antiguas cuencas extensionales del Jurásico superior y
Cretácico inferior (Colletta et al., 1990; Cooper et al., 1995; Mora et al., 2006). Sin embargo,
episodios previos de deformación han sido documentados en varios sectores de la COr.
La Provincia Central está delimitada por la Sutura del Borde Llanero al E y por la Sutura de
Romeral al W, e incluye el basamento de las cordilleras Oriental y Central, parte SE del
basamento de la Sierra Nevada de Santa Marta, basamento de la Serranía de Perijá y los
Andes de Mérida (Figura 1). De acuerdo al concepto de terrenos geológicos, la Provincia
Central es un terreno generado durante el Proterozoico 1.1 Ga (Restrepo-Pace et al., 1997) y
acrecionado a un bloque de terreno autóctono, el terreno oriental correspondiente al Escudo
de la Guayana, a comienzos del Paleozoico (Touissaint, 1999). Se ha inferido que esta
Provincia Central representa el Cinturón Orogénico Caledoniano en Suramérica, resultado
de la colisión entre Norteamérica y Gondwana en el Silúrico tardío – Devónico temprano
(Forero, 1990). La Provincia Central está compuesta de rocas metamórficas de alto grado
como granulitas y neises del Precámbrico, rocas metamórficas del Paleozoico temprano
como filitas, 47 Víctor Caballero, Mauricio Parra y Andrés Roberto Mora Bohorquez
esquistos, cuarcitas y migmatitas y rocas plutónicas del Paleozoico y Mesozoico (Forero,
1990). Rocas sedimentarias marinas del Paleozoico superior recubren discordantemente las
rocas metamórficas del Paleozoico inferior. Este terreno se acrecionó al bloque autóctono y
fue afectado por un cinturón magmático en su borde occidental durante el Jurásico.
Posteriormente eventos de rifting dieron lugar a depositación de sedimento en el Mesozoico
y Cenozoico.
Cordillera occidental: La Cordillera Occidental está separada de la Central por el Valle del
río Cauca, el cual nace cerca de la forntera con Ecuador y fluye a través de las mejores tierras
de cultivo del país. Ciudades de Medellín y Pereira. Después de que ambas cordilleras
convergen el valle del Cauca es un cañón profundo que se abre paso hacia las tierras bajas
del Caribe.

BIBLIOGRAFÍA
 Bogotá, J., y Aluja, J. 1981. Geología de la Serranía de San Lucas: Geologia Norandina,
v. 4, p. 49-55.
 Butler, K., y Schamel, S. 1988. Structure along the eastern margin of the Central
Cordillera, upper Magdalena Valley, Colombia: Journal of South American Earth
Sciences, v. 1, no. 1, p. 109-120.
 Caballero, V., y Sierra, H. 1991. Estratigrafía del Cretácico en el Area de San Andrés,
Santander: Universidad Industrial de Santander, 121 p.
 Caballero, V. M. 2010. Evolución tectono-sedimentaria del Sinclinal de Nuevo Mundo,
Cuenca Valle Medio del Magdalena Colombia, durante el Oligoceno – Mioceno, MSc
Tesis: Universidad Industrial de Santander, 148 p.