You are on page 1of 2

Jackeline Loaiza M

Antes de empezar, si quieres pones esto en alguna parte de la presentación:

John Rawls (1921-2002)

● Fue uno de los filósofos políticos más importantes de la tercera parte del siglo XX en
el mundo de habla inglesa.
● Rawls entiende a la sociedad como un sistema de cooperación en el que los
individuos son libres e iguales.

● El objetivo fundamental de la filosofía política de Rawls es presentar cómo es posible


construir una sociedad mundial de pueblos liberales y decentes.

● Su teoría se basa en la concepción de la justicia como equidad. Sus tres grandes


obras son: Teoría de la justicia (1971), Liberalismo político (1993) las cuales abrieron
un debate filosófico en gran potencial para influenciar la política y las políticas
públicas alrededor de los grandes valores y demandas de igualdad de libertad. Y,
derecho de gentes (1999) que ha dado pie al debate sobre las relaciones
internacionales y de justicia más allá de las estructura Estado- nación.

___________________________________________________________________

Ahora sí:

El contrato social en John Rawls:

Para crear su visión de contrato social, Rawls se pregunta por cómo se vería una sociedad
justa y si una sociedad se tiene que organizar bajo un contrato social, cuáles serían las
característica de éste. Para responder a estos interrogantes, Rawls propone su teoría de la
justicia como imparcialidad en la que los individuos dejan atrás su posición social, sus
capacidades y preferencias para elegir lo más conveniente y justo para todos.

Hay dos conceptos fundamentales en su concepción del contrato social:

Posición original:

Es una situación ficticia de igualdad entre individuos racionales que deben escoger los
principios básicos de organización de una sociedad que serían universales, públicos, justos
y definitivos. Los participantes de la posición original son desinteresados ( ni egoístas puros,
ni altruistas) y escogen bajo el velo de la ignorancia en donde todos, para elegir, obvian su
posición social y se postulan como iguales.

Velo de la ignorancia: Consiste en que los contratantes desconocen su posición frente a


otros en relación con sus intereses, sus bienes, poderes, etc. Ellos solo están en capacidad
de aceptar lo que convengan de manera colectiva y desde los postulados de la justicia
como imparcialidad. El velo de la ignorancia garantiza que nadie introduzca desigualdades
en la escogencia de los principios de justicia.

Por último, el contrato social de Rawls se basa en una sociedad bien ordenada en la que
todos los individuos son libres e iguales, a partir del seguimiento de principios acordados
por individuos racionales. Estos principios forman la estructura básica de la sociedad en la
cual se aplican, y en la que se distribuyen derechos, recursos y oportunidades. Para ello, los
contratantes deben estar de acuerdo sobre dos principios básicos:

1. Principio de igualdad

Todas las personas son iguales en punto a exigir un esquema adecuado de derechos y
libertades básicos iguales, esquema que es compatible con el que es usado para todos; y
en éste esquema se garantiza su valor equitativo a las libertades políticas.

2. Principio de desigualdad

las desigualdades sociales y económicas tienen que satisfacer dos condiciones: primero,
deben estar vinculadas a posiciones y cargos abiertos a todos en condiciones de igualdad
equitativa de oportunidades, y segundo deben promover al mayor beneficio para los
miembros menos aventajados de la sociedad.