You are on page 1of 16

UNIVERSIDAD ABIERTA PARA ADULTOS

(UAPA)

Unidad III
Civilizaciones Antiguas: Fenicios y Hebreos

Alumno
Walkidia de Jesús p

Matricula
15-0716

Materia
Historia de la Civilización Antigua

Facilitador
Elida Eugenia Espinal

Fecha de Entrega
16/05/2018
TAREA II. HISTORIA DE LA CIVILIZACIÓN ANTIGUA

Bienvenid@s a nuestra tercera semana de trabajo la cual tiene como objetivo analizar las
culturas antiguas de los Fenicios y Hebreos, para esto se sugiere realizar las siguientes
actividades

Lectura de:

Los Fenicios del autor Roque Daniel Favale

Los fenicios eran un pueblo semita cananeo procedente originalmente del mar
Eritreo, actual Mar de Omán, desde donde emigraron en el año 2900 a. C., hacia su
definitiva radicación a orillas del mar Mediterráneo.

Desde este territorio, encerrado entre el mar y los montes de Siria, las circunstancias
de encontrarse casi empujados contra las costas (“botados al mar por su geografía”,
según el historiador griego Heródoto) y el decidido temperamento de esta
civilización, los llevó a concentrarse en desarrollar una economía basada casi
totalmente en la actividad marina, dejando de lado la agricultura. Con el paso del
tiempo fueron especializándose en la construcción de barcos, el desarrollo de
importantes instalaciones portuarias, y el fortalecimiento de una actividad comercial
que los llevó a surcar la aguas de casi todo el mudo conocido y a desarrollar una
importante industria manufacturera.

Su carácter los alejó completamente de una actitud conquistadora, convirtiéndose en


comerciantes y exploradores, lo que los impulsó, a través del intenso intercambio a
vincularse con todas las civilizaciones mediterráneas de la época, contribuyendo
además, por este medio, a difundir la cultura oriental por el mundo occidental
conocido. Esta actividad comercial logró forjar en esta civilización un carácter
decididamente enfocado hacia el lucro que, ante la perspectiva de enriquecerse, los
llevó a no dudar en traficar con esclavos y alternar el comercio con el pillaje y el
saqueo.

Estas lecturas están disponible en los recursos de esta unidad


Investigar en fuentes bibliográficas y/o electrónicas acerca de la organización
social política y económica de los fenicios y hebreos para presentar:

Organización social, política y económica de los fenicios

Organización política y social

Carecieron de una estructura política que se correspondiera con la constitución de


un verdadero Estado, a la manera de lo que luego sería Roma. Esto nos permite
pensar, entonces, en una nación y no en un Estado propiamente dicho. Su
organización se correspondía con un sistema de ciudades estados independientes,
cada una de ellas con sus respectivos monarcas y sistemas de administración de
gobierno, aunque intensamente comunicadas.

Durante los períodos de apogeo, el sistema de gobierno de estas ciudades estado fue
de carácter teocrático. Sin embargo, el poderoso rey, cuya majestad era recibida por
delegación divina, encontraba recortado su poder por un aristocrático consejo de
ancianos, integrado por los más ricos comerciantes. El carácter eminentemente
pragmático de este pueblo, se reflejaba en las funciones que tenía a su cargo el rey:
mientras que en otras civilizaciones los reyes de características divinas se dedicaban
a satisfacer sus más bajos instintos y caprichos a costa de las castigadas arcas del
Estado, un monarca fenicio se dedicaba a cobrar los tributos, establecer y dirigir las
políticas comerciales, y organizar las expediciones a lo largo de todo el mundo
conocido, todo ello, claro, bajo la atenta mirada del consejo de ancianos que
fiscalizaba su actuación.

La clase militar no tuvo importancia alguna ya que, al no ser un pueblo belicoso, no


formaron un poderoso ejército que según su criterio solamente les serviría para
dilapidar el erario, sino que se arreglaban con una pequeña milicia formada por
mercenarios, que se encargaba de la seguridad y la protección necesaria sobre las
actividades comerciales y viajes de exploración.
La intensa actividad comercial que brindaba prácticamente la totalidad de los
ingresos de las ciudades estado, así como la escasa extensión de tierra que
comprendía el territorio ocupado por este pueblo, hizo que casi no existiera la
actividad agrícola, determinando la inexistencia de una clase campesina, tan
numerosa en otras civilizaciones.

Las clases más bajas fueron conformadas por marineros y obreros, pero su nivel de
vida no era malo, debido a que la situación económica les permitía satisfacer sus
necesidades básicas, incluso en diferentes momentos de su historia, llegaron a
alcanzar importantes puestos de gobierno, por sobre los ciudadanos más poderosos,
miembros de las aristocracias de comerciantes, industriales y traficantes de esclavos.

Comercio e industria

A pesar de que la fama de los Fenicios proviene fundamentalmente de sus


actividades comerciales y colonizadoras a través de sus viajes marítimos, también
se destacaron en estas actividades por tierra, mediante el tráfico de caravanas de
camellos. Estas extensas filas de animales cargados de preciosas mercancías se
dirigían desde las ciudades fenicias hacia oriente, por las rutas de Armenia y hacia
el África atravesando el desierto del Sahara desde la colonia de Cartago.

De todos modos, la actividad marítima fue la más determinante en el desarrollo


económico de esta civilización. Sus embarcaciones comerciaban con todos los
pueblos del mar Mediterráneo y el mar Egeo desde miles de años antes de Cristo.

Con el paso del tiempo comenzaron a colonizar diversos territorios mediante la


fundación de colonias permanentes y factorías estratégicamente localizadas. A partir
del emplazamiento de estos establecimientos, se intensificó y se organizó la práctica
del tráfico de esclavos, lo que les proporcionaba enormes beneficios. Esta práctica
se desarrollaba mediante la compra de ejemplares que los fenicios pagaban a
traficantes, caciques y reyezuelos que previamente acopiaban grandes cantidades de
mercancía humana mediante cacerías realizadas tierra adentro de sus territorios.

También los fenicios se ocupaban a menudo personalmente de invadir poblados y


territorios de las costas africanas, no con el objeto de realizar conquistas, sino
exclusivamente para capturar hombres, mujeres y niños en buenas condiciones para
ser vendidos como esclavos en los diversos mercados en los cuales ellos
comerciaban.

Los barcos que utilizaban eran construidos con maestría por ellos mismos en
enormes astilleros que evidenciaban su poderoso desarrollo en la actividad marítima.
Las naves que construían eran de dos tipos: una ligera, de fácil navegación, que
llevaban una vela fija de forma cuadrangular, con una propulsión alternativa
proporcionada por una doble fila de remeros; otra más grande y pesada, especial para
grandes cargas, que era impulsada por dos velas cuadradas, una grande central, y
otra menor a proa, ésta última fija, mientras que la grande era movible y permitía el
aprovechamiento de vientos de distinta direcciones.

Navegaban mayormente de día, normalmente evitando alejarse de las costas y


durmiendo en campamentos que armaban en la playa durante la noche. Si debían
internarse en el mar de noche, procuraban orientarse por las estrellas aprovechando
los conocimientos astronómicos obtenidos de los caldeos, tomando como referencia
la Estrella Polar, denominada en la antigüedad Estrella Fenicia. Su maestría en el
arte de la navegación y el desarrollo de su ingeniería naval, les permitía desconocer
límites en sus desplazamientos.

Las mercancías que obtenían en un territorio, eran llevadas para su comercialización


a su propia tierra, y a ciudades y pueblos lejanos donde las apreciaban enormemente
y pagaban por ellas enormes sumas. De esta forma, cargaban en Arabia esencias,
mirra, oro y exóticas piedras preciosas; en Asiria obtenían porcelanas y delicadas
piezas labradas en fino marfil, procedentes de la China, telas de hilo, sedas y
algodón; de la India provenían las codiciadas especias, finas maderas y perlas. De la
zona del mar Negro y de la actual España, traían caballos, y además de, ésta última
y de algunas zonas del mar Egeo, obtenían mármoles con los que saciaban los
caprichos de reyes y potentados de todo el mundo conocido, que construían sus
viviendas y palacios con el fino material. De Egipto llevaban finas telas de lino y
cantidades de cereales, al igual que varios siglos más tarde lo haría el imperio
romano al convertir el Egipto prácticamente en el granero imperial.. Normalmente,
muchas de estas materias primas eran previamente convertidas en productos
manufacturados que inundaban todos los mercados y eran enormemente requeridos.
De esta forma, llegaron a alcanzar tal dominio sobre los mares, que ejercían un
virtual monopolio sobre las rutas marítimas a lo largo de todos lo mares conocidos,
cosa que, obviamente comenzó a despertar la codicia de quienes observaban cómo
los fenicios se enriquecían sin pausa. Esta situación los llevó a cuidar con tal celo
sus conocimientos sobre rutas e industria marítima y comercial, que ante la mínima
posibilidad de ver descubiertos sus secretos, no dudaban en hundir sus propios
barcos, o abandonar sus factorías, además de difundir aterradores rumores de
monstruos marinos, terribles catástrofes naturales y naufragios, que llegaron incluso
a seguir asustando a los marinos de más allá de la edad media.

El origen de los Hebreos del autor Roberto J. Ayala

Era un conjunto de tribus de pastores seminómadas con organización patriarcal.


Procedían de Mesopotamia y eran monoteístas (creencia en un solo dios). Sus textos
sagrados eran la Bibia y el Talmud.

El primer ‘hebreo’ “Cuando Elohim iba a crear el mundo no podía levantarlo sobre
la generación de Enoc, ni la del diluvio, porque llevaron al mundo a la destrucción,
pero cuando observó que Abraham se levantaría en el futuro, dijo: ‘He aquí, he
hallado una roca (Tzur) para edificar y fundar el mundo encima’. Por tanto, Elohim
llamó a Abraham roca (Tzur), como está escrito: “Mirad a la roca de la que fuisteis
tallados, al hueco de la cantera de donde fuisteis arrancados”” (Is. 51:1).1

Según la narración bíblica, la historia de los judíos comienza en Abraham, un


hombre que ha sido considerado como el padre de todos los hebreos y el fundador
del pueblo de Israel y por ende padre de todos los judíos. En principio el término
hebreo deriva del verbo, Ibrí) que se traduce “el que viene de más allá, que proviene
de la otra margen”; en un sentido más completo expresa “el que viene del otro lado,
de la otra margen, más allá del río (Éufrates)”. Se trata de un título que posiblemente
denota una procedencia geográfica ubicada en el oriente asiático, no es el nombre
por el cual se conoció a cierta etnia, es un recordatorio continuo de las raíces
orientales de un pueblo. El historiador Josefo plasmó lo siguiente al respecto: “Sem,
hijo de Noé, tuvo cinco hijos, que se establecieron en Asia hasta el océano índico,
desde el Éufrates. Su tataranieto fue Heber, causa por la cual los judíos fueron
originalmente llamados hebreos. A su vez, el re tataranieto de Heber fue Taré, un
pastor que vivía en Caldea, que a los 70 años fue padre de Abraham.”3
El término ‘hebreo’ como forma de denominar a los antepasados del pueblo judío
ha constituido un problema entre los historiadores cuyo uso han considerado como
punto de partida necesario para emprender las investigaciones sobre el origen del
relato bíblico, ya que el término habirú, del cual se presumió que derivaba, describía
más una forma de vivir que una procedencia geográfica o grupo étnico determinado,
sosteniendo que desde su principio y en una época determinada los israelitas
recibieron este nombre por parte de los egipcios y gobernantes vasallos cananeos en
manera despectiva o peyorativa de mencionar a los israelitas, sobre la época de la
dinastía XVIII y XIX de Egipto, pero tales argumentos luego fueron abrumados por
evidencias contrarias y fueron por los estudiosos y arqueólogos modernos quienes
posteriormente descartaron tal idea.

Organización social, política, y económica de los hebreos

Organización Social

Los hebreos eran semitas, originarios de Caldea (en Mesopotamia). Sus tribus
vivieron durante largo tiempo bajo la dirección de patriarcas, y bajo un estilo de vida
nómade, emigraban cuando se agotaban los pastos para sus ganados. Así fueron a
parar a Egipto, donde los faraones los esclavizaron y sometieron a trabajos forzados.
Al cabo de un cierto tiempo lograron escapar en masa formando una caravana, que
erró por los desiertos de Sinaí hasta llegar a Canaán, donde se establecieron para
siempre.

La sociedad israelita estaba íntimamente relacionada con su religión. El núcleo de


la sociedad hebrea es la familia. Esta es patriarcal. El padre es la máxima autoridad.
Existían también los esclavos; que se obtenían por compra o por ser prisioneros de
guerra; no se los trataba con crueldad. En los tiempos de nómades, los hebreos vivían
en tiendas con pocos muebles. Esta forma de vida les facilitaba su traslado en
búsqueda de pasturas para sus rebaños. Luego de asentarse en Palestina, habitaron
en casas de piedra, rodeados de hurtos, conformando poblados.

Organización Política

En el siglo XII a.C. los hebreos tuvieron enfrentamientos con los Cananeos. Al
establecerse en Palestina tomaron costumbres sedentarias y agrícolas. Continuaron
divididos en doce tribus, sin conformar un solo estado, además, eran religiosos.
Cuando eran atacados por enemigos, tenían un único jefe, llamado juez, que era un
caudillo. Este unía a varias tribus bajo su autoridad. La división del reino se
encuentra en dos estados diferentes:

a) las diez tribus del norte formaron el Reino de Israel, más vasto y fuerte, con su
capital en Samaria.

b) Las dos tribus del sur formaron el Reino de Judá, con la capital en Jerusalén.
Como consecuencia de esta división hubo una decadencia económica y religiosa.

La división y las luchas internas provocaron debilidad en los dos reinos. Esto
favoreció a los pueblos vecinos que, primero los asirios y después los caldees, los
invadieron, conquistaron y esclavizaron. El retorno a Palestina. La comunidad
religiosa: Cuando Ciro el grande destruyo el imperio Neo babilónico, permitió a los
hebreos a retornar a Palestina y los persas les permitieron reorganizarse como
comunidad religiosa de acuerdo con su política. Pero pese a esto, no todos regresaron
ya que temían ser esclavizados y se dispersaron por todo el mundo. Sin embargo,
quedaron unidos por su lengua, su religión y sus costumbres.
Organización económica de los Hebreos

La organización económica de los hebreos cambió cuando se establecieron en las


tierras de Canaán. De pastores nómades se convirtieron en agricultores sedentarios.
Muchos llegaron a enriquecerse y convertirse en terratenientes, con servidumbre y
numerosos esclavos.

A. La Propiedad

La igualdad primitiva sobrevivió a través del año sabático, que consistía en que un
año de cada siete, era necesario dejar en reposo los campos, cediendo a los pobres
lo que la tierra produciéndola a sí mismas.

Asimismo se celebraba el año del jubileo, fiesta solemne que realizaban cada
cincuenta años (siete veces siete años) en la que además de dejar en reposo las tierras,
volvían a sus dueños originales las fincas vendidas y recobraban su libertad los
esclavos.

B. Producción agropecuaria

Los hebreos se recalcaron en agricultura y sobresalieron en el cultivo del trigo, la


cebada, la vid, el olivo y las higueras. En sus campos pastaban cabras, asnos, ovejas
y bueyes.

C. El Comercio

El comercio y la industria prosperaron especialmente durante el rey Salomón.

Se comercializaban mediante caravanas por tierra por medio de embarcaciones con


los pueblos del Mediterráneo Oriental y del mar Rojo, para lo cual contó con el
equipamiento y guía de los fenicios.
 La tierra le proporcionaba trigo, aceite y miel que se cambiaban por la madera y
productos manufacturados de Fenicia.
 Del misterioso país de Ophir (costa de Somalia, África), traían oro, piedras
preciosas y maderas raras.
 Las especias y el incienso se importaban del reino de Arabia a Palestina, que
luego se distribuía en Egipto, Siria y Fenicia.
 Se establecieron relaciones comerciales entre Palestina y Tiro, ciudad fenicia que
dominaba el Mediterráneo.

a) Presentar un esquema ilustrado con las características económicas y


culturales de los pueblos fenicios y hebreos.
Caracteristicas
Económicas Los Fenicios Los Hebreos Caracteristicas
Económicas

micas
Los fenicios se dedicaron nicios
primordialmente al Los hebreos, establecidos en Palestina, se
comercio, la pesca y la piratería. Su situación mica
dedicaron a la agricultura y la ganadería. El cultivo
geográfica les ayudó a convertirse en los característico era el olivo y la vid, también obtuvieron
principales comerciantes del Mediterráneo. En legumbres y lentejas. El pastoreo de ovejas, bueyes,
su país se encontraban las rutas comerciales cobras, caballos y camellos acompañaba la
de Asiria a Egipto y del Asia Menor a actividad agrícola. También trabajaron cerámica y
Mesopotamia. Los fenicios comerciaban a confeccionaron numerosos tejidos de lana y lino.
través de la práctica del trueque o intercambio Loma importante de su actividad económica fue el
y su actividad comercial estaba protegida por comercio. Esto se debía a que su lugar de
una poderosa flota. asentamiento, Palestina, era una tierra puente, es
decir, un lugar de tránsito de mercaderes entre
Mesopotamia y Egipto: exportaban aceite y vino e
importaban metales (cobre de Chipre, hierro de
Cultura Australia, oro de Arabia), marfil y espacias.
El pueblo fenicio contribuyó a crear un
importante vínculo entre las
civilizaciones mediterráneas y más aún Cultura
entre las formas artísticas del mundo
antiguo, por imitación, fusión y difusión
de ellas, aunque no se le considere
En la cultura hebrea se ha producido una literatura muy
como original creador de una gran
abundante, parte de la cual ha influido fuertemente en las
cultura propia.
Los fenicios utilizaban un alfabeto otras culturas, como sucede con la Biblia. La música
fonético, que los griegos adaptaron a también fue cultivada por los hebreos, y Samuel, el último
de los Jueces, fundó una escuela de músicos. Lengua
su propia lengua y, con el tiempo, sirvió
hebrea y religión La lengua a través de la lengua hebrea se
de modelo para los posteriores
escribió0 la Biblia.
alfabetos occidentales. Este alfabeto
constaba de veintidós signos para las Arte: La mayoría de las obras literarias fueron complicadas
consonantes, y no tenía vocales, pero y organizadas durante el período de Apogeo de la
fue muy importante, pues era sencillo y monarquía y por obra de rey. Merecen especial mención los
práctico, a diferencia de otros. salmos, los proverbios, los cantos nupciales del cantor de
alfabetos coetáneos que solo los cantores, las Crónicas, el Génesis, el Éxodo, los
dominaban los escribas y altos Jueces, los Reyes y otros libros denominados Sapienciales,
funcionarios, tras un arduo como el Eclesiastés. Valoraron la música, la que fue
aprendizaje. utilizada en ceremonias.

b. Escribir de manera reflexiva un ensayo sobre la influencia de la religión


hebrea en las civilizaciones occidentales.

Los hebreos y su cultura

El aporte más destacado a la humanidad es la religión ya que dominó todos los


aspectos de la cultura hebrea. La prohibición de representar la divinidad estimulo la
literatura y el resultado fue la BIBLIA. También denominada Sagradas Escrituras.
El Antiguo Testamento está escritos por los hebreos. Habla de las costumbres y
pensamientos morales de los israelitas. Luego los cristianos agregaron el Nuevo
Testamento con la llegada de Cristo y los orígenes del cristianismo. La primera gran
diferencia de la religión del pueblo hebreo con los demás del Cercano Oriente es que
cree en un solo Dios. Este es justo y bueno y exige a su pueblo el cumplimiento de
una moralidad. No tiene forma humana, esto significa que no puede ser representado.
El hombre es inferior a él, pues Dios lo hizo a su imagen, inmortal, pero como ha
pecado debe ser castigado.

El pueblo del Oriente antiguo, a excepción de Egipto, que más ha influenciado en el


mundo moderno de Occidente lo es el pueblo hebreo. Este ha proporcionado gran
parte del fondo de la religión cristiana a saber: los mandamientos, los relatos de la
creación y del Diluvio, el concepto de Dios como legislador y juez, y más de dos
terceras partes de los escritos de la Biblia. Para los que siguen la tradición
judeocristiana, específicamente los cristianos, la Biblia representa el libro o los
libros guía para su vida espiritual. Biblia del griego que quiere decir libros, está
vestida de misterios y de incógnitas que aún siguen siendo motivo de estudio para
muchos eruditos y estudiosos del mundo antiguo.

Para los que siguen la tradición judeocristiana, específicamente los cristianos, la


Biblia representa el libro o los libros guía para su vida espiritual. Biblia del griego
que quiere decir libros, está vestida de misterios y de incógnitas que aún siguen
siendo motivo de estudio para muchos eruditos y estudiosos del mundo antiguo.
Sin duda alguna, la influencia del pueblo hebreo ha sido, sobre todo religiosa y
moral. El Antiguo Testamento fue fuente del derecho y de la teoría política de
muchos cristianos. Ha sido fuente de inspiración en el arte, en especial, el
renacentista y de las primeras civilizaciones moderna de Occidente.

La religión cristiana, base de la civilización occidental, está fundamentada en el


legado de los hebreos: las creencias de los fariseos, siendo ésta la secta mayoritaria
del pueblo judío, representaba la clase media y eran algunos de los hombres más
cultos del pueblo.

Las otras sectas son los saduceos y los esenios, disentían de los fariseos en sus
interpretaciones religiosas y políticas. Los saduceos incluían a los sacerdotes y las
clases más ricas, los cuales negaban la idea de la resurrección y de las recompensas
y castigos en el otro mundo. Aceptaban el gobierno romano. Los esenios, la menor
de todas las sectas, tal vez la más influyente en términos religiosos, estaba integrada
por las clases inferiores, practicaban el ascetismo y predicaban la vida ultraterrena
como protesta contra la riqueza y el poder de sacerdotes y gobernantes. Daban
importancia especial a la inmortalidad del alma, el advenimiento de un mesías
religioso y la cercana destrucción del mundo. El descubrimiento en el 1947 de unos
rollos cerca del Mar Muerto ha sido fuente primaria para el estudio de esta secta ha
influenciado grandemente en el Cristianismo. Teniendo su origen en el Judaísmo, el
Cristianismo ha tomado de la filosofía griega, especialmente del estoicismo para
reconocer la base de los derechos humanos y fomentar el desarrollo de una sociedad
libre. Con los rollos del Mar Muerto, otros hallazgos arqueológicos que demuestran
la existencia de otros documentos e información sobre la antigüedad hebraica, tales
como la existencia de Asherah, esposa de Yahweh, quedan por esperar en que se
profundice la investigación de la tradición judeo-cristiana.

El desarrollo social de los hebreos fue el resultado de una acción recíproca de


factores complejos y su cultura reúne materiales de muchas fuentes. La religión y
el culto a Yahveh, que articuló las experiencias de las tribus en las batallas
realizadas para dominar aquellos pueblos cuya cultura material era más avanzada,
fue su elemento característico.

El legado hebreo en el campo religioso toma mayor importancia a partir del


nacimiento de Jesucristo, a tal punto que este acontecimiento se convierte en
parámetro para medir el tiempo en las culturas occidentales, porque los hechos
históricos se establecen antes y después de Cristo. Además, la muerte de Jesucristo
coincidente con la festividad pascual hebrea, lo que ha repercutido en la confección
de los calendarios occidentales, porque se hizo necesario hacer coincidir la
celebración de la Semana Santa con la primavera hebrea; en esta época se
conmemora la salida del pueblo hebreo de Egipto. Otro legado importante del
pueblo hebreo para la humanidad fue la creación de un Dios monoteísta, universal
y ético.

2. Ver video Fenicios: Mercaderes y Navegantes.


Hacer un informe crítico reflexivo sobre los visto en el video.

Los fenicios eran navegantes y mercaderes que recorrieron el Mediterráneo. De ahí


su importancia, ya que se relacionaron con los territorios donde establecieron
colonias y factorías. Una de ellas fue Cartago (en el Túnez actual), que se desarrolló
formando un pequeño imperio incorporando, entre otras, las colonias fenicias de la
Península Ibérica que, tras la derrota cartaginesa por Roma, pasaron a formar parte
del Imperio Romano

Su gran aportación a la cultura fue la creación de una escritura moderna de tipo


alfabético, es decir: con sus veintidós signos fonéticos eran capaces de representar
cualquier palabra. Este alfabeto fue la base de los creados posteriormente, por
griegos y romanos del que procede el nuestro.

El alfabeto, fueron los legados más importantes que dejaron los fenicios. Aunque
tuvieron conciencia de su nacionalidad ni nunca fueron un imperio como tal,
ejercieron una poderosa influencia sobre toda la costa del mar mediterráneo, que
incluso los llevó a sitios tan remotos como las islas británicas y todo el continente
africano.

Se les ha llamado con mucha propiedad "recaderos del mundo antiguo". Su


importante marina iba a buscar los metales útiles como el estaño, cobre y oro en los
lugares más apartados, de los cuales se hacía gran consumo en la corte del faraón y
en Nínive y Babilonia. En las colonias fenicias del sur de España encontraron
grandes minas de plata, fuente de riqueza y expansión fenicia. Diodoros, escritor
clásico anota: " los fenicios allegaron grandes riquezas en el comercio de la plata.
Gracias a este comercio que realizaron durante mucho tiempo, crecieron hasta el
punto de poder fundar colonias en Sicilia e islas cercanas, en África y Cerdeña y en
Iberia".

Vendían en Grecia, en Italia, en todas las costas bañadas por el Mediterráneo, el


incienso y la mirra de Arabia, las piedras preciosas, las especias y marfil de la India,
la seda de China, los esclavos y caballos del Cáucaso.

El comercio fenicio era de intercambio y estos no usaron la moneda hasta el año


400 antes de la era cristiana. En Sidón, solo por la influencia de los persas se
empezaron a acuñar monedas. En el reverso estaba impresa la cabeza del rey persa,
lo que atestigua los estrechos lazos que por aquel tiempo unían a Persia y Sidón.

Los Fenicios Vivieron en la costa oriental del mar mediterráneo, se organizaban en


ciudades-estado, eran expertos navegantes y mercaderes, tejían telas teñidas de color
púrpura. El alfabeto fue aportado por los fenicios y más adelante surgieron
variantes de éste. Cuando colonizaban, las colonias las utilizaban como factorías
comerciales. Los fenicios consiguieron de la Península Ibérica metales, cereales,
vino, aceite e impulsaron la pesca y la salazón del atún.

Los hebreos se asentaron en regiones ubicadas en la península del Sinaí, Siria,


Fenicia, el río Jordán, y Canaán (Palestina, para los griegos). Se caracterizaron por
su laboriosidad, pero sobre todo por expresar la espiritualidad monoteísta. Yahvé
(Jehová) era su Dios único, y siempre defendieron su posición, por lo que tuvieron
que sufrir persecuciones.

Los hebreos era un pueblo nómada que hablaba la lengua semita, se organizaban en
clanes dirigidos por el patriarca que era el más anciano del grupo.

Según la tradición Abraham fue uno de los patriarcas elegido por su Dios Yahvé o
Jehová que le indicó que debía ir hacia Canaán que sería su tierra si se cumplían sus
mandatos. Abrahán marcho con su clan y se estableció en Palestina. Los hebreos
comenzaron a llamarse a si mismos israelitas o hijos de Israel que significa "los que
son fuertes con Dios"

Muchos hebreos emigraron hacia Egipto allí fueron perseguidos y esclavizados,


debieron huir, según la Biblia Moisés condujo a su pueblo a la tierra prometida y en
el camino recibió "la Tabla de los 10 mandamientos" leyes para el gobierno de su
pueblo.

Al llegar Moisés murió sin entrar a la tierra prometida, durante 2 siglos los hebreos
se enfrentaron con los cananeos para controlar la región. En tiempos de dificultades
las tribus hebreas reconocían al juez como autoridad.

A fines del siglo XI a.C. las tribus se organizaron en un estado: el reino de Israel, el
primer rey de los hebreos fue Saúl, le siguió David y luego Salomón, hacia el siglo
X a.C. se expandieron territorialmente y tuvieron prosperidad en el comercio.

A la muerte de Salomón surgieron luchas internas y el reino quedó dividido en Israel


al norte y Judá al sur; esta división provocó una decadencia tanto en lo económico
ya que no tenían el monopolio como en lo religioso ya que recibían influencias de
otros pueblos, allí surgen los profetas que eran los encargados de mantener la
doctrina de >Jehová y eran los interpretes de Dios.