You are on page 1of 33

Derecho procesal penal

Unidad 1. Derecho procesal penal

Licenciatura en Seguridad Pública

Programa de la asignatura: Derecho procesal


penal

Unidad 1.Derecho procesal penal

Universidad Abierta y a Distancia de México


UnADM

1
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Índice

Presentación de la unidad .................................................................................................. 4


Propósitos.......................................................................................................................... 4
Competencia específica ..................................................................................................... 4
1.1. Generalidades del Derecho procesal penal ................................................................. 5
1.1.1. Aspectos básicos del Derecho procesal penal.......................................................... 6
1.1.2. Fuentes del Derecho procesal penal ........................................................................ 7
Actividad 1. Conceptos básicos y características del derecho procesal penal..................... 8
1.2. Sistemas procesales ................................................................................................... 8
1.2.1. Inquisitivo ................................................................................................................. 9
1.2.2. Mixto ........................................................................................................................... 10
1.2.3. Acusatorio .............................................................................................................. 11
Actividad 2. Los diferentes sistemas procesales .............................................................. 12
1.2.4. Justificaciones para el cambio del sistema de justicia penal en México .................. 12
1.3. Principios generales del proceso ............................................................................... 14
1.3.1. Principio de legalidad procesal ............................................................................... 15
1.3.2. Juicio previo y debido proceso ............................................................................... 17
1.3.3. Presunción de inocencia ........................................................................................ 18
1.3.4. Derecho de defensa ............................................................................................... 18
1.3.5. Libertad probatoria...................................................................................................... 20
Actividad 3. Principios generales del proceso penal ......................................................... 21
1.3.6. Objetivos y contenidos de la Reforma Constitucional Mexicana en materia procesal
penal ……………………………………………………………………………………………….21
1.4. Sujetos en el proceso penal ...................................................................................... 24
1.4.1. Juez ....................................................................................................................... 25
1.4.2. Ministerio Público ................................................................................................... 27
1.4.3. Inculpado y defensor .............................................................................................. 27
1.4.4. Víctima u ofendido ................................................................................................. 29

2
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Autoevaluación ................................................................................................................ 30
Actividades de autorreflexión ........................................................................................... 31
Cierre de la unidad........................................................................................................... 31
Para saber más................................................................................................................ 32
Fuentes de consulta......................................................................................................... 32
Fuentes cibergráficas ....................................................................................................... 33

3
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Unidad 1. Derecho Procesal Penal

Presentación de la unidad

En esta primera unidad del curso Derecho Procesal Penal se revisarán de manera
general los aspectos básicos y fuentes del derecho procesal penal, partiendo del
concepto, fines y características de la materia en estudio.

También se retomará el análisis de los tres sistemas procesales más comunes que se
aplican en diversos países tales como el inquisitivo, mixto y acusatorio, para llegar a la
justificación del cambio que operó en México con la reforma constitucional de junio de
2008 del sistema mixto al acusatorio adversarial.

En un mismo sentido se revisarán los principios que rigen a todo procedimiento penal,
tales como de legalidad, juicio previo, presunción de inocencia, etc. También se
analizarán los objetivos fundamentales de la reforma constitucional antes referida en la
materia que nos corresponde.

Por último, se explicarán brevemente las partes que intervienen en el proceso penal
dentro de cualquier sistema procesal, tales como el juez, Ministerio Público, víctima u
ofendido y la figura del inculpado y defensor.

Propósitos

Al término de esta unidad lograrás:

*Identificar las generalidades del derecho procesal penal y sus fuentes.


*Distinguir las características de los diferentes sistemas procesales.
*Identificar los principios generales del proceso.
*Identificar los sujetos que intervienen en cualquier procedimiento penal.

Competencia específica

Identificar los diferentes sistemas y principios procesales para


comprender las bases del derecho procesal penal a través del estudio
de las características, fuentes y generalidades.

4
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.1. Generalidades del derecho procesal penal

Por lo que hace a este tema, podemos empezar con la opinión de Hernández (2006) para
quien el Derecho Procesal Penal es:

“el conjunto de normas jurídicas, correspondientes al DERECHO público interno


en tanto regula las relaciones entre el Estado y los particulares, destinatarios de
ellas (aunque no en exclusiva) que hacen posible la aplicación del derecho penal
sustantivo a los casos concretos con el propósito de preservar el orden social”
(p.3).

En ese tenor se entiende que el Derecho Procesal Penal es el medio por el cual se
instrumenta o se aplican las normas jurídico-penales mediante un juicio, es decir, son las
reglas o etapas que todo proceso jurisdiccional penal debe contener para la correcta
aplicación e individualización de las normas penales, por lo tanto, y parafraseando al autor
antes citado, la importancia del derecho procesal penal constituye nada menos que el
medio por el cual han de aplicarse las normas de Derecho Penal sustantivo.

Retomando otros conceptos, veamos el criterio que ha mantenido el Poder Judicial de la


Federación al respecto (2006):

“es el conjunto de actividades, formas y formalidades de carácter legal que


son previamente establecidas por el órgano legislativo del Estado, y que
llevan a cabo las personas que intervienen en una relación jurídica de
derecho penal, con la finalidad de que un órgano del propio estado con
facultades jurisdiccionales, determine la aplicación de la ley penal a un caso
concreto.”

Para Colín (1989) el Derecho Procesal Penal es:

“el conjunto de normas que regulan y determinan los actos, las formas y formalidades que
deben observarse para ser factible la aplicación del derecho penal sustantivo” (p.3).

Por lo tanto, y en relación a las definiciones antes citadas, se puede concluir que el
Derecho Procesal Penal es el conjunto de pasos, etapas y reglas contenidas en un
Código procedimental con el objeto de que a través de un proceso jurisdiccional se
puedan aplicar las normas jurídico-penales o derecho sustantivo a los presuntos o
probables responsables sujetos a un juicio de reproche.
Una vez que se explicó en qué consiste el Derecho Procesal Penal, analizaremos el
objeto de la materia en estudio.

5
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Objeto de estudio del Derecho Procesal Penal

El propósito primordial es la preservación del orden social a través de la intimidación del


Estado para aplicar el castigo o pena correspondiente cuando se viole una determinada
conducta; es decir, el Derecho Procesal Penal es el medio por el cual el Estado ejercita el
derecho con el que cuenta para sancionar.

A continuación se abordarán los aspectos básicos del Derecho Procesal Penal, como son
sus características, la necesidad de existencia del mismo, así como los fines que
persigue.

1.1.1 Aspectos básicos del derecho procesal penal.


Características del Derecho Procesal Penal

Podemos mencionar como características de la materia en estudio las siguientes:

Interno

Instrumenta Público

Características
Derecho
Procesal Penal
Formal Adjetivo

Accesorio Autónomo

Es público ya que regula las relaciones entre los particulares infractores de la ley
penal y el Estado, a través de los órganos jurisdiccionales.
Es interno debido a que los cuerpos normativos, es decir, los códigos
procedimentales están destinados a una población en específico, por ejemplo el
Código de Procedimientos Penales para el Distrito Federal se aplica únicamente
en los juicios llevados en tal demarcación territorial.
Es instrumental porque es el medio o instrumento por el cual se hace valer el
derecho sustantivo.
Es formal, ya que debe cumplir con determinadas formalidades el procedimiento
penal.

6
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Es adjetivo, ya que es el conjunto de normas que establecen y regulan la


aplicación del derecho sustantivo a casos particulares.
Es accesorio debido a que se actualiza una vez cometida la conducta delictiva
para hacer posible la pretensión punitiva e imponer la pena correspondiente.
Es autónomo, pues no se encuentra subordinado a otra área del derecho, por
ejemplo, al derecho mercantil, civil, etc., es decir, es independiente.

Fines del derecho procesal penal

Los fines del Derecho Procesal Penal no divergen de los generales del derecho como
son la justicia, la seguridad, el bien común, etc.

El fin mediato se asemeja con el del Derecho Penal que es prevenir y sancionar los
delitos.

El fin inmediato se da con la aplicación de la ley impersonal al caso particular, son los
medios o reglas que tiene el Estado para la aplicación de las normas jurídico-penales.

Necesidad de existencia del derecho procesal penal

Las reglas procedimentales establecidas en los códigos procesales son necesarias e


indispensables para la aplicación de una pena. Por ejemplo, si un individuo comete el
delito de robo y dicha conducta se adecua al tipo penal en específico, sin embargo, para
fincarle una responsabilidad penal es necesario que se implemente un proceso
jurisdiccional debidamente regulado en los códigos de procedimientos, para poder, de
esta manera, aplicar la pena correspondiente e individualizar la misma en los términos
que señalan los códigos de procedimientos.

1.1.2. Fuentes del derecho procesal penal.

Podemos mencionar las siguientes fuentes:

Fuentes formales: Estas se refieren a la manera de producción o creación de la norma


jurídico-penal y son:
1. La Ley. Emerge del proceso legislativo, es por excelencia la fuente formal de casi
cualquier norma jurídica, para nuestro caso no es la excepción.
2. La costumbre. Se entiende como tal a las conductas que se practican en una
determinada zona geográfica, las cuales con el paso del tiempo se hacen ley; sin
embargo, en la actualidad es muy difícil encontrar como fuente del derecho
procesal penal a la costumbre, aunque en diversos estados de la república la
manera de aplicar la ley está determinada por la costumbre del lugar sin que esto
quiera decir que los códigos de procedimientos penales no sean de observancia
general.
7
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

3. La jurisprudencia. Se refiere a los criterios o sentencias que de manera


ininterrumpida por más de cinco ocasiones emiten los Tribunales Colegiados de
Circuito o en su caso la Suprema Corte de Justicia de la Nación en un mismo
sentido, los cuales son obligatorios para todos los órganos jurisdiccionales del
territorio mexicano.
Esta forma de creación de la Ley está perfectamente reglamentada en los
artículos 103 y 107 de la Constitución Federal en concordancia con los numerales
193 y 194 de la Ley de Amparo.
4. Convenciones internacionales. Son los tratados o acuerdos que el estado
mexicano celebra con otros países, los cuales son ley suprema a nivel de las leyes
federales, por lo tanto su aplicación y observancia es obligatoria en los términos
pactados en todo el país por las autoridades de impartición de justicia.

Actividad 1. Conceptos básicos y características del derecho procesal


penal
En esta actividad analizarás los puntos clave del Derecho Procesal Penal a partir de sus
principales características, para ello realiza lo siguiente:

1. Investiga las características principales y fundamentales del Derecho Procesal


Penal y analiza los elementos que identificaste.
2. Elabora un cuadro sinóptico donde integres los resultados de tu investigación.

Para saber más sobre cómo elaborar un cuadro sinóptico, revisa los documentos
“Otros organizadores gráficos” y “Otros procesadores” que se encuentran en la pestaña
Material de apoyo.
Guarda tu trabajo con la nomenclatura SDPP_U1_A1_XXYZ. Sustituye las XX por las dos
primeras letras de tu primer nombre, la Y por la inicial de tu apellido paterno y la Z por la
inicial de tu apellido materno.

Envía tu archivo a tu Docente en línea mediante la sección de Tareas para que lo revise y
te retroalimente.

*Consulta la escala de evaluación para conocer los criterios que serán tomados en
cuenta al momento de calificar tu trabajo.

1.2.Sistemas procesales.
Existen fundamentalmente tres sistemas procesales que se aplican en la actualidad, el
sistema inquisitivo, el mixto y el acusatorio adversarial; más adelante se explicarán las
características de cada uno de ellos.
8
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Cabe mencionar que el sistema procesal mixto se aplica en México desde 1917 a la
fecha; sin embargo, el sistema acusatorio adversarial se ha implementado en todo el país
a raíz de la reforma constitucional en materia penal de junio de 2008.
El sistema de procesamiento penal establece las reglas con las cuales se regirá y
resolverá un conflicto de intereses planteado ante un órgano jurisdiccional en razón de
una violación a una norma jurídico-penal.

1.2.1.Inquisitivo.

Este sistema se basa en actuaciones por escrito, de carácter secreto, sus diligencias o
desahogo de pruebas están formalizados por ciertas solemnidades que muchas veces
restringen el derecho a la libre defensa.

En la actualidad existe un sistema inquisitivo de impartición de justicia, en países


musulmanes, por ejemplo, la religión (islamismo) ejerce un poder público que afecta no
solamente el área administrativa o legislativa, sino también en la impartición de justicia.

Revisa el ejemplo de una noticia Ser mujer en Arabia Saudita. Notas sobre
el Derecho Islámico, que se encuentra en esta unidad como lectura.

Otro ejemplo del sistema inquisitivo es el contemplado en el Código Canónico, que es la


norma jurídica que utiliza la iglesia católica para dirimir sus problemas legales. Con esta
herramienta, a través de la inquisición, se perpetraron diversos actos de barbarie en
contra de los no creyentes (herejes o brujos) siguiendo un sistema procesal por demás
injusto.

Las características de este sistema son las siguientes:

a) En un solo órgano del Estado se funden las funciones de acusación, defensa y


jurisdiccional.
b) Existe secrecía en las actuaciones (no hay audiencias públicas).
c) El juicio se tramita preponderantemente por escrito.
d) Los medios de prueba están severamente restringidos de acuerdo a diversas
formalidades.
e) En consecuencia de lo anterior, no existe equilibrio entre la defensa y el órgano
acusador.
f) Dichos procedimientos tienen diversos medios de impugnación.
g) El interés particular está subordinado al de la sociedad.

9
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.2.2.Mixto.

El sistema procesal mixto tiene su supuesta justificación al pretender equilibrar el interés


social con el particular para la aplicación de la norma jurídico-penal. Es decir, este
sistema, que se aplica actualmente en México, vela preponderantemente por los intereses
del Estado, ya que, como hemos de recordar, los bienes jurídicos que más defiende el
Estado burgués mexicano son la propiedad privada o el patrimonio y la vida.
Por lo que hace a este sistema de procesamiento, según Hernández (2006), “tuvo su
origen durante la revolución francesa cuyas ideas liberales dieron pie a lo que
conocemos como el sistema acusatorio, tomando en consideración el sistema de
procesamiento inglés” (p.3).

Es muy importante resaltar que el Sistema Mixto es una mezcla de principios del
acusatorio y del inquisitivo aunque, para la realidad mexicana de 1917 a la fecha,
nuestro procedimiento en materia penal tiene más rasgos de carácter inquisitivo que
acusatorio, ya que las actuaciones son preponderantemente por escrito (antes de la
reforma constitucional 2008) y no existe oralidad dentro de los juicios.

Más adelante se analizará a detalle que el sistema procesal mixto está compuesto por dos
partes:

 Integración de la averiguación previa.


 La presentación del caso ante la autoridad jurisdiccional.

En la integración de la averiguación previa existen rasgos preponderantemente del


sistema inquisitivo, ya que la forma de plantearse es por escrito, en secreto y de forma
continua con excesivos formalismos para que la defensa del presunto responsable pueda
defenderse durante la indagatoria; es decir, los medios de prueba son restringidos.

Sin embargo, ya en el procedimiento jurisdiccional podemos encontrar rasgos del sistema


acusatorio, en razón de que las promociones y audiencias pueden ser de forma oral y
existe una gran libertad de prueba para el procesado, teniendo este último diversos
principios o dogmas penales que lo favorecen como son: en caso de duda absolverás (in
dubio pro reo), la presunción de inocencia y la irretroactividad de la ley, por mencionar
algunos.

Vale la pena mencionar que el sistema mixto mexicano tiene peculiaridades específicas
que lo han caracterizado como un sistema sumamente injusto, ya que la mayoría de las
personas que se encuentran restringidas en su libertad lo están por delitos que no
cometieron, porque no tuvieron una adecuada defensa, por irregularidades en el proceso
o por consigna política.

10
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.2.3.Acusatorio.

Por lo que hace a este sistema, tuvo su origen en Grecia y Roma, fue aplicado de manera
preponderante en el derecho anglosajón, es decir en Inglaterra y en el modelo de Estados
Unidos de Norteamérica, sus características son las siguientes:

a) Se encuentran perfectamente delimitados y diferenciados los órganos


jurisdiccionales, de acusación y de defensa, por lo que sus funciones recaen en
entes diferentes y autónomos, los cuales permiten una mayor objetividad e
imparcialidad para la aplicación de la norma.

b) Es necesario en este sistema que exista una acusación para que el juez pueda
someter a su imperio y a su jurisdicción el asunto a tratar, ya que de oficio el juez se
encuentra impedido a conocer de una causa penal sin que exista una acusación.

c) Es requisito fundamental para cualquier diligencia, tanto en la fase previa como


de juicio, la existencia de un defensor que cumpla los requisitos legales para
representar y defender correctamente al inculpado.

d) En este sistema rigen los principios de oralidad (en contrario al escrito), de


publicidad (en contrario a la secrecía) y de concentración de los actos procesales.
Lo que esto implica es que preponderantemente el juicio sea oral y se pueda escribir
o anotar lo más importante del proceso y diligencias.

En la actualidad, la reforma constitucional antes referida (2008) contiene la


posibilidad de grabar por medio de audio y video todas las incidencias del proceso,
dando mayor veracidad y autenticidad de los hechos al juzgador.

e) Existe una libertad probatoria para el órgano acusador y para la defensa, el juez
tiene libre valoración del material probatorio, teniendo el órgano jurisdiccional la
obligación de fundar y motivar sus resoluciones de acuerdo al acervo de pruebas
con que cuente.

f) Una de las peculiaridades más deslumbrantes de este sistema es que existe un


juez que se ocupa de instruir la causa penal, es decir, de recibir la acusación y
desahogar todas las pruebas, y otra autoridad judicial será la encargada de dictar el
veredicto o sentencia de acuerdo a las actuaciones judiciales.

11
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Actividad 2: Los diferentes sistemas procesales

En esta actividad analizarás los diferentes sistemas procesales a partir del d e s a r r o l l o


d e u n m a p a m e n t a l , para ello realiza lo siguiente:

1. Investiga acerca de las características históricas de cada sistema procesal.


2. Identifica los elementos que distinguen a cada etapa.
3. Elabora mapa mental, con llaves, en el que integres los resultados de tu investigación.

Para saber más sobre cómo elaborar un mapa mental con llaves, revisa los documentos
“Otros organizadores gráficos” y “Otros procesadores” que se encuentran en la pestaña
Material de apoyo.
Guarda tu trabajo con la nomenclatura SDPP_U1_A2_XXYZ. Sustituye las XX por las dos
primeras letras de tu primer nombre, la Y por la inicial de tu apellido paterno y la Z por la
inicial de tu apellido materno.

Envía tu archivo a tu Docente en línea mediante la sección de Tareas para que la lo


revise y te retroalimente.

*Consulta la escala de evaluación para conocer los criterios que serán tomados en
cuenta al momento de calificar tu trabajo.

1.2.4. Justificaciones para el cambio del sistema de justicia penal en


México

Como es evidente, después del estudio de los diversos sistemas procesales que se
explicaron anteriormente, y tomando en consideración las peculiaridades del sistema
mixto mexicano, es claro que esta nación requería de un cambio de sistema procesal, el
cual pudiera enjuiciar a los inculpados de una manera más pública y menos injusta
tratando de impedir, por lo menos en la letra, los actos de corrupción que han
caracterizado a la procuración e impartición de justicia.

A continuación se presenta de manera textual parte de la exposición de motivos que


presentó el Poder Ejecutivo para la Reforma Constitucional Penal de Junio de 2008.

Exposición de Motivos
La víctima u ofendido del delito son la parte más débil del sistema penal después de
resentir el daño cometido en su integridad física, moral o en sus bienes materiales,
las víctimas luego son víctimas de un orden jurídico y de una praxis tanto ministerial
como judicial que, en lugar de facilitarle las cosas, se las dificulta de manera real,
sistemática y estructural a grado tal, que resulta ineficaz el ejercicio de sus derechos
fundamentales.
12
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

No sólo sufren por el daño que les causa el delincuente sino que, además, tienen
que defenderse contra la falta de protección jurídica que se da por las antinomias,
defectos y lagunas normativas en el contenido esencial de sus derechos
fundamentales.

La víctima u ofendido están indefensos. No se encuentran en igualdad de armas


para enfrentar al Ministerio Público, al juez, al inculpado y a su defensor. La ley, por
un lado, tiene un alcance restringido y los jueces, por su parte, no tienen una
vocación garantista para desarrollar el discurso de los derechos pro víctima.

Desde esta perspectiva, es necesario que se reelabore el discurso legislativo, a fin


de que la omisión perenne del legislador y el inactivismo judicial anclado en un
paleopositivismo infuncional no sean los principales cómplices del delincuente en la
vulneración de esos derechos. Éstos, efectivamente, padecen un calvario procesal.
Se le niegan las copias de su denuncia, no hay quien lo asesore, le esconden el
expediente, congelan la investigación que solicita, no le reciben las pruebas que
aporta; en fin, la víctima no deja de ser, como señala Carlos Franco, "algo menos
que un espectador y algo más que un impertinente para los funcionarios".

La ineficacia de los derechos a favor de las víctimas u ofendidos se debe en mucho a


la imprecisión de las pretensiones morales que el orden jurídico debe proteger; es
decir, lo que sucede es que la Constitución y las leyes secundarias no definen de
manera garantista el contenido esencial de los derechos pro víctima, pues basta
observar que en la práctica le niegan las copias del expediente, justamente porque la
ley no señala categóricamente que se le deben entregar; no le procuran una
asistencia profesional porque no tiene derecho a la asesoría pública, como sí se le
reconoce el inculpado; si la averiguación se paraliza por negligencia o mala fe del
Ministerio Público, no puede pedir el amparo porque sólo puede impugnar cuando se
determina el no ejercicio de la acción penal, mas no cuando se archiva la
averiguación o se omite practicar pruebas conducentes para preparar la acción
penal; en fin, un largo etcétera sucede a ese "tercer protagonista de la justicia penal",
como le llamó Enrico Ferri, que primero no tenía reconocidos sus derechos y que
ahora que los tiene, paradójicamente, son tan limitados, estrechos y rígidos, que es
mayor su frustración por su nula protección, debido a que tanto la ley como la
interpretación de los jueces no son nada garantistas, lo cual confirma la frase de ser
entre los débiles "la parte más débil en el procedimiento penal".

Existen antecedentes. La historia legislativa contra víctima es un marco referencial


que permite explicar este problema. La legislación federal se ha preocupado poco
por diseñar instituciones que tiendan a salvaguardar los derechos de la víctima. No
hay una tradición garantista por profundizar en estos derechos. En efecto, la política
criminal en el siglo XX se olvidó de proteger de manera eficaz a la persona que
resulta afectada en sus valores fundamentales cuando se actualiza históricamente
un tipo penal.
Es la primera parte de la injusticia, porque una lectura moral del principio de dignidad
humana que reconoce nuestra Constitución y que forma parte de la doctrina panista
que asume como válida la fórmula kantiana de tratar a las personas como fines en sí
mismos y no como meros instrumentos, obliga a sostener que la víctima u ofendido
que ven lesionados sus intereses por un hecho sancionado como delito deben ser
sin duda los más protegidos por la ley: a todos nos debe interesar tutelar las
expectativas mínimas que se deben reconocer a la que resulta víctima de un
delincuente.

13
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

El Estado mexicano, por tanto, se debe preocupar por el más débil, como es la
víctima del delito, pues la construcción de un sistema penal en el estado social y
democrático de derecho por el que pugna el Partido Acción Nacional no sólo debe
girar en torno a los derechos del inculpado sino, también y sobre todo, en la garantía
efectiva de los derechos que tienen por objeto proteger los intereses que se ven
lastimados por el delito.

No obstante ello, el avance de los derechos pro víctima es relativamente reciente. El


texto original de la Constitución de 1917 no contiene ninguna referencia; nada más
reconocía los derechos de los inculpados…

Tomada de Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2008). Reforma Constitucional en Materia de Justicia Penal y Seguridad
Pública.

Revisa el siguiente link acerca de la exposición de motivos que presentó el poder


ejecutivo para la Reforma Constitucional Penal de Junio de 2008.

Reforma Constitucional en Materia de Justicia Penal y


Seguridad Pública.
http://www.diputados.gob.mx/sedia/biblio/archiv
o/SAD-07-08.pdf

1.3.Principios generales del proceso.

Todo proceso penal debe estar configurado a partir de determinados principios que lo
estructuren y que formen las bases en las cuales descansa el proceso, asegurando el
respeto a los derechos fundamentales de las partes que intervienen en el mismo.

Es básico entender que todo procedimiento jurisdiccional debe tener como principio rector
la igualdad de las partes; es decir, tanto en el sistema mixto como en el acusatorio, la
defensa y la fiscalía están en igualdad de circunstancias, con la salvedad de las garantías
constitucionales con las que cuenta todo procesado como la irretroactividad de la ley,
presunción de inocencia, etc.
Por último, vale la pena destacar que el sistema mixto, el cual actualmente se aplica en
México, y el incipiente sistema acusatorio, cuentan con principios en común tales como la
oralidad, libertad probatoria, imparcialidad del juzgador y que la trilogía juez-defensa-
acusador son entes independientes que actúan con total libertad. Sin embargo, el
principio de oralidad no juega el mismo papel en el sistema mixto que en el acusatorio, ya
que en el último de los citados, por regla general, las actuaciones preponderantemente
son orales y en el sistema mixto, en cambio, las promociones son por escrito, únicamente
las audiencias se desarrollan de forma verbal u oral.

14
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.3.1.Principio de legalidad procesal.

Como es evidente, el principio de legalidad de los procesos penales está íntimamente


relacionado con los artículos 14 y 16 de la Constitución Federal. Incluidos en la parte
dogmática del mismo cuerpo normativo, dicho principio tiene su sustento
preponderantemente en el artículo 16 constitucional que a continuación detallamos, esta
garantía está estrechamente vinculada con el principio de carácter penal, el cual se refiere
a que nadie puede ser juzgado por un delito que no está descrito previamente en un tipo
penal, “no hay delito sin pena” (Nullo crimine, nulla poena, sine previa lege penale).

Artículo 16. Nadie puede ser molestado en su persona, familia, domicilio, papeles o
posesiones, sino en virtud de mandamiento escrito de la autoridad competente, que
funde y motive la causa legal del procedimiento.
Toda persona tiene derecho a la protección de sus datos personales, al acceso,
rectificación y cancelación de los mismos, así como a manifestar su oposición, en los
términos que fije la ley, la cual establecerá los supuestos de excepción a los
principios que rijan el tratamiento de datos, por razones de seguridad nacional,
disposiciones de orden público, seguridad y salud públicas o para proteger los
derechos de terceros.

No podrá librarse orden de aprehensión sino por la autoridad judicial y sin que
preceda denuncia o querella de un hecho que la ley señale como delito, sancionado
con pena privativa de libertad y obren datos que establezcan que se ha cometido
ese hecho y que exista la probabilidad de que el indiciado lo cometió o participó en
su comisión.

La autoridad que ejecute una orden judicial de aprehensión, deberá poner al


inculpado a disposición del juez, sin dilación alguna y bajo su más estricta
responsabilidad. La contravención a lo anterior será sancionada por la ley penal.
Cualquier persona puede detener al indiciado en el momento en que esté
cometiendo un delito o inmediatamente después de haberlo cometido, poniéndolo
sin demora a disposición de la autoridad más cercana y ésta con la misma prontitud,
a la del Ministerio Público. Existirá un registro inmediato de la detención.

Sólo en casos urgentes, cuando se trate de delito grave así calificado por la ley y
ante el riesgo fundado de que el indiciado pueda sustraerse a la acción de la justicia,
siempre y cuando no se pueda ocurrir ante la autoridad judicial por razón de la hora,
lugar o circunstancia, el Ministerio Público podrá, bajo su responsabilidad, ordenar
su detención, fundando y expresando los indicios que motiven su proceder.
En casos de urgencia o flagrancia, el juez que reciba la consignación del detenido
deberá inmediatamente ratificar la detención o decretar la libertad con las reservas
de ley.

La autoridad judicial, a petición del Ministerio Público y tratándose de delitos de


delincuencia organizada, podrá decretar el arraigo de una persona, con las
modalidades de lugar y tiempo que la ley señale, sin que pueda exceder de cuarenta
días, siempre que sea necesario para el éxito de la investigación, la protección de
personas o bienes jurídicos, o cuando exista riesgo fundado de que el inculpado se
sustraiga a la acción de la justicia. Este plazo podrá prorrogarse, siempre y cuando

15
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

el Ministerio Público acredite que subsisten las causas que le dieron origen. En todo
caso, la duración total del arraigo no podrá exceder los ochenta días.

Por delincuencia organizada se entiende una organización de hecho de tres o más


personas, para cometer delitos en forma permanente o reiterada, en los términos de
la ley de la materia.

Ningún indiciado podrá ser retenido por el Ministerio Público por más de cuarenta y
ocho horas, plazo en que deberá ordenarse su libertad o ponérsele a disposición de
la autoridad judicial; este plazo podrá duplicarse en aquellos casos que la ley prevea
como delincuencia organizada. Todo abuso a lo anteriormente dispuesto será
sancionado por la ley penal.

En toda orden de cateo, que sólo la autoridad judicial podrá expedir, a solicitud del
Ministerio Público, se expresará el lugar que ha de inspeccionarse, la persona o
personas que hayan de aprehenderse y los objetos que se buscan, a lo que
únicamente debe limitarse la diligencia, levantándose al concluirla, un acta
circunstanciada, en presencia de dos testigos propuestos por el ocupante del lugar
cateado o en su ausencia o negativa, por la autoridad que practique la diligencia.

Las comunicaciones privadas son inviolables. La ley sancionará penalmente


cualquier acto que atente contra la libertad y privacía de las mismas, excepto cuando
sean aportadas de forma voluntaria por alguno de los particulares que participen en
ellas. El juez valorará el alcance de éstas, siempre y cuando contengan información
relacionada con la comisión de un delito. En ningún caso se admitirán
comunicaciones que violen el deber de confidencialidad que establezca la ley.

Exclusivamente la autoridad judicial federal, a petición de la autoridad federal que


faculte la ley o del titular del Ministerio Público de la entidad federativa
correspondiente, podrá autorizar la intervención de cualquier comunicación privada.
Para ello, la autoridad competente deberá fundar y motivar las causas legales de la
solicitud, expresando además, el tipo de intervención, los sujetos de la misma y su
duración.

La autoridad judicial federal no podrá otorgar estas autorizaciones cuando se trate de


materias de carácter electoral, fiscal, mercantil, civil, laboral o administrativo, ni en el
caso de las comunicaciones del detenido con su defensor.

Los Poderes Judiciales contarán con jueces de control que resolverán, en forma
inmediata, y por cualquier medio, las solicitudes de medidas cautelares, providencias
precautorias y técnicas de investigación de la autoridad, que requieran control
judicial, garantizando los derechos de los indiciados y de las víctimas u ofendidos.
Deberá existir un registro fehaciente de todas las comunicaciones entre jueces y
Ministerio Público y demás autoridades competentes.
Las intervenciones autorizadas se ajustarán a los requisitos y límites previstos en las
leyes. Los resultados de las intervenciones que no cumplan con éstos, carecerán de
todo valor probatorio.

La autoridad administrativa podrá practicar visitas domiciliarias únicamente para


cerciorarse de que se han cumplido los reglamentos sanitarios y de policía; y exigir
la exhibición de los libros y papeles indispensables para comprobar que se han
acatado las disposiciones fiscales, sujetándose en estos casos, a las leyes
16
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

respectivas y a las formalidades prescritas para los cateos.


La correspondencia que bajo cubierta circule por las estafetas estará libre de todo
registro, y su violación será penada por la ley.

En tiempo de paz ningún miembro del Ejército podrá alojarse en casa particular
contra la voluntad del dueño, ni imponer prestación alguna. En tiempo de guerra los
militares podrán exigir alojamiento, bagajes, alimentos y otras prestaciones, en los
términos que establezca la ley marcial correspondiente.

Tomada de: Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2011) Constitución Política de los Estados
Unidos Mexicanos.

A mayor abundamiento, este principio de legalidad debe estar contemplado en cualquier


proceso, ya sea de carácter civil, penal, mercantil, fiscal, etc., y tiene su sustento en la
misma Constitución Federal, que establece como requisito indispensable para que se
inicie un proceso penal, que la conducta presuntamente delictiva cometida por el sujeto
activo esté previamente descrita en un tipo normativo de carácter penal. Por lo tanto, para
que a un individuo se le pueda imponer una sanción restrictiva de libertad o de otra
naturaleza, previamente tiene que mediar un juicio o procedimiento penal que esté
ajustado a la letra de la ley y en los términos a que se refieren los artículos
constitucionales antes invocados.

1.3.2.Juicio previo y debido proceso.


Cuando hablamos de juicio previo, nos referimos a la garantía constitucional de debido
proceso que está consagrada en el numeral 16 constitucional que ya se analizó
previamente, el cual consiste en que una autoridad jurisdiccional no puede imponer una
pena sin que previamente se haya tramitado un proceso de carácter penal que tenga
como objeto el declarar culpable al procesado. Este procedimiento debe estar instituido en
un código debidamente publicado que sea de carácter general e inalterable, y el cual
brinde los medios para la investigación de los delitos y el castigo respectivo.

Es menester reiterar que nadie puede ser declarado culpable de una conducta antijurídica
sin que se sigan las formalidades esenciales del procedimiento contenidas en las leyes
federales o locales que estén acordes con el artículo 16 constitucional.
Como se puede inferir de lo anterior, la garantía de debido proceso está relacionada
directamente con el principio de legalidad que consiste en que toda persona tiene derecho
a que se le juzgue mediante un juicio justo que esté apegado a la letra de la ley y que
cumpla esencialmente con los requisitos establecidos en los artículos 14 y 16 de la
Constitución.

Un ejemplo de este principio lo encontramos en el documental Presunto Culpable, en el


que a lo largo del mismo se observan las múltiples irregularidades del proceso así como
diversos actos de corrupción en el sistema penal mexicano.

17
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.3.3.Presunción de inocencia

Este principio procesal es también parte medular y requisito indispensable con el cual se
debe iniciar cualquier proceso penal en contra de un individuo, ya que parte de la premisa
de que toda persona es inocente hasta que se demuestre lo contrario (presunción de
inocencia).

Lo anterior tiene relevancia, ya que pudiera confundirse con otro principio procesal similar
que se refiere a que cuando exista duda sobre la responsabilidad penal de un individuo se
le deberá absolver (in dubio pro reo), debiéndose considerar que la presunción de
inocencia tiene enorme trascendencia penal mientras no sea declarado culpable mediante
una sentencia. Sin embargo, el dogma penal (in dubio pro reo) tiene su significación
cuando se piensa que es responsable un sujeto de una conducta delictiva pero se tienen
dudas al respecto, por lo tanto se le deberá absolver.

Se debe considerar que la presunción de inocencia que todo individuo tiene dentro del
territorio nacional es perfectamente válida y que solamente el material probatorio aportado
por el órgano acusador, llámese fiscal o Ministerio Público, podrá desvirtuar dicha
presunción de inocencia, acreditando en la causa penal que el sujeto procesado sí es
responsable de la comisión de un delito y por lo tanto merece una pena privativa de
libertad o de otra naturaleza.

Vale la pena revisar lo que la Constitución Política Federal señala en su artículo 20,
apartado B, fracción I: “I. A que se presuma su inocencia mientras no se declare su
responsabilidad mediante sentencia emitida por el juez de la causa;…”
Tomado de: Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2011) Constitución Política de los Estados
Unidos Mexicanos.

Habría que resaltar que la absolución de un procesado por duda de su culpabilidad es una
valoración subjetiva que efectúa el juez en razón de que las pruebas desahogadas en
autos no son contundentes para acreditar la culpabilidad del indiciado y, caso contrario,
opera con la presunción de inocencia, la cual no es una valoración subjetiva del juez ya
que es una condición objetiva que la ley proporciona al ciudadano en el sentido de que
mientras no se demuestre su culpabilidad es inocente.

1.3.4.Derecho de defensa.
Este principio es también fundamental dentro de cualquier proceso penal, excepto dentro
del sistema inquisitorio, como ya se explicó anteriormente.

El derecho a la defensa está consagrado en la garantía de audiencia, la cual parte del


principio que todo individuo sujeto a un procedimiento jurisdiccional de naturaleza penal,
civil, mercantil, fiscal, etc., debe ser oído y vencido en dicho juicio, teniendo como
18
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

elementos a su favor el derecho a conocer a su acusador, a los testigos que deponen en


su contra, los hechos que se le imputan y todos aquellos medios probatorios que afecten
su presunción de inocencia.

Así mismo el procesado tendrá derecho a defenderse por motu proprio o a través de un
defensor, quien según la reforma constitucional del 2008 deberá ser un abogado o
licenciado en derecho con cédula profesional que lo acredite como tal.

Otra característica es que el imputado tiene la posibilidad de tener una amplia libertad
probatoria para poder acreditar su inocencia o su no culpabilidad en los hechos que se le
imputan, es decir, puede valerse de cualquier medio permitido por la ley para demostrar
que no es responsable de ningún delito.

Este principio se encuentra consagrado en el artículo 20, apartado B fracción VIII, de la


Constitución Federal que a la letra dice:

VIII. Tendrá derecho a una defensa adecuada por abogado, al cual elegirá
libremente incluso desde el momento de su detención. Si no quiere o no puede
nombrar un abogado, después de haber sido requerido para hacerlo, el juez le
designará un defensor público. También tendrá derecho a que su defensor
comparezca en todos los actos del proceso y éste tendrá obligación de hacerlo
cuantas veces se le requiera, y…

Fuente: Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2011) Constitución Política de los Estados Unidos
Mexicanos. [Versión Web] Recuperado el 9 de febrero de 2012 de
http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/1_07jul14.pdf

Un ejemplo de lo anterior se dio en el caso Hank Rhon, el cual sucedió en el 2011 en


Tijuana, Baja California, ya que la Secretaría de la Defensa y de la Procuraduría General
de la República trataron de imputarle al mencionado empresario diversos delitos, entre
ellos acopio de armas. Sin embargo, una vez que fue arrestado junto con diez
guardaespaldas, la Juez de Distrito correspondiente dictó auto de libertad por falta de
pruebas, ya que el próspero y controvertido empresario, a través de los videos de
seguridad de su casa que registraron el momento en que fue aprehendido, demostró que
la autoridad castrense en contubernio con agentes de la Procuraduría General de la
República sembraron armas en el domicilio del imputado; por lo tanto, la Juez de Distrito
en turno tuvo que absolver al citado ciudadano y no dictarle auto de formal prisión en
virtud de la siembra de armas de la que fue víctima dicho personaje.

Visita el siguiente link acerca del caso de Hank Rhon


del dolo al ridículo.

http://www.proceso.com.mx/?p=273158

19
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.3.5.Libertad probatoria
Este último principio está íntimamente relacionado con el derecho a la defensa, ya que
todo imputado, ya sea en el proceso penal mixto o acusatorio, tiene derecho a demostrar
su inocencia a través de cualquier medio de prueba permitido por la ley, esto incluye
actualmente los medios electrónicos como por ejemplo email, videos, grabaciones,
fotografías, fax, etc., cuestiones que tienen poco tiempo de incluirse en las leyes adjetivas
de la materia.

A este respecto, el artículo 20, apartado B, fracción IV de la Constitución Federal señala:

IV. Se le recibirán los testigos y demás pruebas pertinentes que ofrezca,


concediéndosele el tiempo que la ley estime necesario al efecto y auxiliándosele
para obtener la comparecencia de las personas cuyo testimonio solicite, en los
términos que señale la ley
Tomado de: Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2011) Constitución Política de los Estados
Unidos Mexicanos.

Así mismo el Código Federal de Procedimientos Penales, en su artículo 206 señala:

Artículo 206.- Se admitirá como prueba en los términos del artículo 20 fracción V de
la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, todo aquello que se
ofrezca como tal, siempre que pueda ser conducente, y no vaya contra el derecho, a
juicio del juez o tribunal. Cuando la autoridad judicial lo estime necesario, podrá por
algún otro medio de prueba, establecer su autenticidad.

Tomado de: Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2011, 24 de octubre) Código Federal de Procedimientos
Penales

Así también el Código de Procedimientos Penales para el Distrito Federal al


respecto nos señala:

Artículo 135.- La Ley reconoce como medios de prueba:


I. La confesión;
II. Los documentos públicos y los privados;
III. Los dictámenes de peritos;
IV. La inspección ministerial y la judicial;
V. Las declaraciones de testigos; y
VI. Las presunciones.
Se admitirá como prueba en los términos del artículo 20, fracción V de la
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, todo aquello que se ofrezca
como tal, incluso aquellos elementos aportados por los descubrimientos de la
ciencia.
También se admitirán como prueba las declaraciones de los servidores públicos que
en ejercicio de sus funciones y con autorización fundada y motivada del Procurador
General de Justicia del Distrito Federal, hayan simulado conductas delictivas con el
fin de aportar elementos de prueba en una averiguación previa.
Tomado de: Asamblea Legislativa del Distrito Federal, IV legislatura (1931) Código de Procedimientos Penales para el
Distrito Federal

20
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Actividad 3. Principios generales del proceso penal

1. Identifica los principios generales del proceso, para ello realiza lo siguiente:
2. A través del documental Presunto Culpable de Hernández, R.,
Smith, G. (2009)
3. Ingresa al foro y contesta las siguientes preguntas:

 ¿Fue legal o ilegal el primer procedimiento penal mediante el cual fue


condenado el inculpado?
 ¿Se aplicaron debidamente los principios de legalidad procesal y presunción
de inocencia?
 Argumenta desde tu punto de vista las irregularidades tanto en la averiguación
previa como en el proceso descrito en el documental.

4. Revisa las aportaciones de tus compañeros(as), compara sus opiniones con las
tuyas e intercambia comentarios a fin de establecer un diálogo fructífero y de
cercanía.

*Consulta la rúbrica de evaluación para conocer los criterios que serán tomados en
cuenta al momento de calificar tu trabajo.

1.3.6. Objetivos y contenidos de la Reforma Constitucional Mexicana


en materia procesal penal

Los objetivos principales que tuvo la reforma constitucional referida de junio de 2008
versan sobre los siguientes temas a modificar:

 La averiguación previa o preinstrucción.


 La intervención de la víctima durante el proceso.
 La situación del imputado.
 La publicidad de los juicios.
 La utilización de la prisión preventiva.

Los anteriores puntos a revisar son reformas que se hicieron a la Constitución, como su
nombre lo dice, y están incluidos en los artículos 16, 17, 18, 19, 20, 21 y 22 de la
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

21
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Para analizar y entender estos temas se propone revisar los argumentos de los
legisladores en la exposición de motivos de la reforma constitucional antes citada:

Exposición de Motivos

Ha quedado manifiesto que una de las más evidentes inquietudes de la sociedad


mexicana hoy día se refiere a la ineficacia del sistema de justicia penal en el país.
Esto es, que la procuración e impartición de justicia lejos de satisfacer las
necesidades de los sujetos que intervienen en su sustanciación, se han visto
rebasadas por prácticas de corrupción e inequidad provocando que víctimas y
acusados padezcan, indistintamente, la incertidumbre jurídica e impunidad que
caracteriza al sistema.

Diversas y complejas son las causas que han dado lugar a la decadencia del
funcionamiento del sistema de justicia penal; reducirlas a una sola resulta simplista,
sin embargo, es fundamental identificar que el propio marco jurídico en el que éste
encuentra su fundamento ya no cumple con el objetivo para el cual fue creado y que
consiste en garantizar el debido proceso legal y cumplir con los principios que lo
conforman: celeridad, inmediatez, oralidad, seguridad jurídica, entre otros. El propio
marco jurídico contribuye a la ineficacia de dicho sistema, lo que se traduce en
injusticia para la ciudadanía. Es urgente proponer las posibles alternativas para
corregir, a partir de la evidencia empírica, lo que no está funcionando.

En este sentido la sociedad mexicana comprometida con la transformación y eficacia


de dicho sistema ha generado una sinergia participativa y responsable que, a partir
de la realización de trabajos de investigación y diagnóstico, como los que realizan los
integrantes de la "Red Nacional a favor de los Juicios Orales y debido Proceso
Legal", tiene como objetivo coadyuvar con el mejoramiento de las instituciones
mediante la realización de propuestas de posibles soluciones al problema.

Es así que sociedad e instituciones se unen en aras de lograr un objetivo común, en


este caso, la eficacia del sistema de justicia penal en México, para ello, el 13 de
diciembre de 2006, la "Red Nacional a favor de los Juicios Orales y debido Proceso
Legal", la cual está conformada por destacados especialistas del sector académico
e integrantes del sector empresarial y de la comunicación, entre otros, presentó
ante los integrantes de las Comisiones de Justicia y Puntos Constitucionales de la
H. Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, una propuesta de reforma
constitucional con la finalidad de modificar los procedimientos judiciales en nuestro
país, misma que, para efectos de enriquecer el conjunto de iniciativas que, en la
materia, están radicadas en las comisiones antes citadas, hacemos llegar a esta
soberanía en los términos en que nos fue presentada y que señala lo siguiente:

"Uno de los reclamos más persistentes y sentidos de los ciudadanos en México tiene
que ver con el funcionamiento de la justicia penal. Varios diagnósticos apuntan hacia
la necesidad de realizar una profunda reforma en este campo. La mayor parte de los
análisis disponibles parecen indicar que la procuración y la impartición de justicia en
materia penal se encuentran aquejadas por varios y muy severos problemas.

Una primera vía para resolver tales problemas consiste en reformar el marco
institucional aplicable, de manera que se asegure a favor de todas las partes
involucradas el debido proceso legal, conforme a las exigencias que existen y
funcionan en otros países, muchas de las cuales derivan de tratados y convenciones
internacionales que México ha firmado y ratificado.
22
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Un principio básico para poder contar con una impartición de justicia confiable es que
la tarea de los jueces se lleve a cabo a la vista de la sociedad. Nada daña más la
credibilidad de la justicia que el hecho de que sus sentencias sean dictadas casi en
secreto. El trabajo judicial debe hacerse bajo la mirada de todos los ciudadanos
y, en particular, de los usuarios del sistema de justicia. Existen suficientes evidencias
que nos demuestran que un sistema de juicios orales, en el que las pruebas se
rinden bajo la mirada del público y en el que el juez escucha a las partes, es más
confiable que un sistema opaco y escrito, como el que tenemos en México
actualmente.
La construcción de los estándares internacionalmente reconocidos del debido
proceso legal, comienza desde los mandatos constitucionales. La Constitución es el
texto idóneo para precisar la manera en que el Estado mexicano debe procurar e
impartir justicia en materia penal.

Para alcanzar esos estándares se propone una reforma constitucional que se limita a
la modificación de siete artículos de la Carta Magna. De estos artículos, solamente
en el caso de uno de ellos se propone una reforma integral, mientras que los demás
son afectados de forma tangencial.
Se propone modificar el párrafo tercero del artículo 14 constitucional para incluir dos
principios de derecho penal sustantivo bien conocidos y plenamente aceptados por
todos los especialistas en la materia. Tales principios son el de proporcionalidad
entre delitos y penas, y el de lesividad.

El principio de proporcionalidad supone que el legislador deberá tomar en cuenta la


magnitud del bien jurídico afectado por una conducta delictiva al momento de
determinar qué sanción se le debe aplicar; para ello se deberá atender, entre otros
elementos, al resto del sistema de sanciones, de modo que a una conducta que
dañe un bien jurídico de menor importancia no se le aplique una sanción que supera
a la que se le aplica a una conducta que sanciona un bien jurídico de mayor
importancia. La proporcionalidad exige también que el legislador elija la sanción más
benigna posible de entre todas aquellas que tengan la misma eficacia para el
objetivo que se propone alcanzar, de tal modo que el sacrificio que se realice del
derecho de libertad del que disfrutan todos los habitantes del país sea el mínimo
indispensable.

El principio de lesividad consiste en que el legislador debe sancionar penalmente


sólo aquellas conductas que en verdad dañen bienes jurídicos relevantes, ya sean
de titularidad individual o colectiva. Con ello se subraya el carácter del derecho penal
como última ratio, como recurso extremo del Estado para sancionar a personas que
realicen conductas antijurídicas.

Tomado de: Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2008) Reforma Constitucional en Materia de Justicia
Penal y Seguridad Pública.

23
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Revisa el siguiente link acerca de la exposición de motivos sobre la Reforma


Constitucional en materia penal del 2008.

Reforma Constitucional en Materia de Justicia


Penal y Seguridad Pública

http://www.diputados.gob.mx/sedia/biblio/archivo/SAD
-07-08.pdf

Por último, en la unidad 3 de este curso podremos ver las peculiaridades y detalles que
tiene esta reforma al estudiar el Procedimiento Acusatorio Adversarial en México.

1.4.Sujetos en el proceso penal.

Como ya hemos revisado anteriormente, el procedimiento penal es un requisito


fundamental para la aplicación de una norma jurídico-penal que se individualiza mediante
una sentencia que dicta el juez de la causa; sin embargo, no hemos revisado los sujetos o
las partes que intervienen en el proceso penal.

Se explicarán por orden de importancia los sujetos necesarios, eventuales y auxiliares, así
como se analizarán las partes indispensables para que el proceso penal se active y
cumpla con las formalidades esenciales del procedimiento de acuerdo al artículo 16 de
nuestra Constitución Federal (principio de legalidad).

Tanto en el proceso mixto como en el acusatorio las partes son las mismas y esto nos
sirve como base para el estudio de la segunda y tercera unidad.

Para el caso de la licenciatura en Seguridad Pública, es muy importante que el (la)


estudiante conozca las funciones, obligaciones y atribuciones que tienen los sujetos de la
relación jurídica procesal, para que así el servidor público o licenciado en Seguridad
Pública pueda en su actuar cotidiano conocer a quién dirigirse dependiendo de la
actividad que realice.

Un ejemplo de lo anterior se da con los informes y la presentación de presuntos


delincuentes que debe rendir la policía ministerial o judicial cuando realiza una
aprehensión; es decir, si dicha detención se efectúa con flagrancia, evidentemente el
detenido se deberá presentar ante el agente del Ministerio Público de manera inmediata.
Caso contrario opera cuando el sujeto es detenido mediante una orden de aprehensión
emitida por un juez de lo penal, el inculpado se deberá remitir acompañado de un informe

24
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

a la autoridad jurisdiccional que emitió la orden de aprehensión.

A continuación, de manera esquemática se revisarán las partes que intervienen en el


proceso penal.

El juez
Necesarios El Ministerio Público
El inculpado y su o sus defensores

El ofendido
Sujetos del Eventuales La víctima
proceso penal Testigos
Peritos

Personal policiaco
Auxiliares Los secretarios
Actuarios
Oficiales del tribunal

Es muy importante dejar en claro que quienes realmente intervienen como parte en el
proceso penal son el juez, Ministerio Público, acusado y víctima u ofendido, esto es
porque solamente ellos son los únicos legitimados dependiendo de sus atribuciones o
derechos, para interponer recursos impugnatorios, ofrecer pruebas, etc., debiéndose
advertir que por supuesto el juez o autoridad jurisdiccional es el orquestador o el que
dirige el juicio penal.
1.4.1.Juez

Retomando la definición de autoridad jurisdiccional que emite el Poder Judicial de la


Federación (2006), entendemos por juez a “la persona nombrada y autorizada por el
Estado para administrar justicia, es decir, para dirimir los conflictos que se le presentan, a
través de la aplicación de la ley general a casos concretos”.

Por lo que hace a la autoridad jurisdiccional o juez, podemos afirmar que es la figura que
va a conducir el proceso penal y aplicar una penalidad mediante una sentencia, en caso
de que exista culpabilidad por parte del indiciado.

Decimos que esta figura puede ser una o varias personas, ya que generalmente en los
juicios de primera instancia es un juez el que determina la responsabilidad o no del
inculpado, sin embargo cuando la sentencia del juicio natural es impugnada, por lo
general quienes resuelven los agravios en forma colegiada son tres jueces o magistrados
en la segunda instancia o apelación; con la salvedad del Tribunal Unitario en los juicios
federales, ya que la apelación es resuelta por un magistrado.
25
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

También existe la posibilidad de que el juicio de garantías o de amparo, que es


consecuencia de la impugnación de la sentencia de apelación o de segunda instancia, lo
resuelvan tres magistrados que integran un Tribunal Colegiado en materia penal, mismos
que dependen del Poder Judicial Federal y que por jerarquía se encuentran por debajo de
los ministros de la Suprema Corte de Justicia.

Por último, y en algunos casos extremos que sean de interés nacional o se resuelva la
Constitucionalidad de una norma, la Suprema Corte de Justicia a través del pleno o de la
sala respectiva, puede atraer como facultad exclusiva algún caso para resolver de manera
colegiada dicho asunto.

Un ejemplo de lo anterior sucedió en Santiago Mexquititlán, estado de Querétaro, cuando


Teresa González, de 26 años, y Alberta Alcántara, de 31, fueron detenidas en agosto de
2006, acusadas del delito de privación ilegal de la libertad en su modalidad de secuestro y
en contra de funcionarios públicos (policías de la Agencia Federal de Investigaciones AFI)
armados, y después de un proceso penal fueron encontradas culpables por el Juez
Cuarto de distrito de Querétaro en enero de 2009. Dichas indígenas permanecieron
detenidas casi cuatro años, de manera injusta, arbitraria y discriminatoria, hasta que en
2010 la Suprema Corte de Justicia de la Nación atrajo la causa penal y dejó libres a
Teresa González y Alberta Alcántara.

Lo escandaloso del asunto es que la Procuraduría General de la República, en


contubernio con un Juez de Distrito para procesos penales y un Magistrado de un Tribunal
Unitario, las sentenciaron a una pena de 21 años de prisión, supuestamente porque
habían secuestrado a seis agentes de la extinta AFI que iban debidamente armados y
preparados para actuar, sin embargo, los Ministros de la Suprema Corte de Justicia de la
Nación pudieron resolver esta ignominia a favor de las sentenciadas.

Conoce acerca del proceso de las dos indígenas acusadas de secuestro a seis agentes
de la AFI.

 El destino de dos mujeres indígenas acusadas de secuestro se define hoy

http://mexico.cnn.com/nacional/2010/04/28/el-destino- de-dos-mujeres-indigenas-
acusadas-de-secuestro-se- define-hoy

 Mujeres indígenas nañuz


http://www.sabersinfin.com/index.php?option=com_content&task=view&id=1964&Itemid=
89

 También puedes visitar la página de la Suprema Corte de Justicia de la Nación


para ver cómo se resolvió el caso en cuestión Suprema Corte de Justicia de la
Nación
http://www.scjn.gob.mx/Paginas/Inicio.aspx

26
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

1.4.2.Ministerio Público.
Desde el punto de vista del Poder Judicial de la Federación, el Ministerio Público es una
institución que depende del Poder Ejecutivo Federal y local, en su caso, y que tiene entre
otras funciones la de investigar y perseguir delitos, ejercer acción penal y defender los
intereses sociales de los ausentes, menores e incapacitados así como de la misma
sociedad en general.

El rol del Ministerio Público o fiscalía, tanto en el nuevo sistema acusatorio como en el
mixto, es crucial para la persecución de los hechos delictivos y su esclarecimiento, a
través de lo que conocemos como el periodo de preinstrucción o averiguación previa.
Dicho procedimiento es la antesala del proceso penal y tiene por objeto que el Ministerio
Público, auxiliado por policías, peritos y querellante, integren un expediente con pruebas,
datos, indicios y declaraciones para determinar si se ejerce acción penal o no en contra
de un presunto responsable.

Fundamentalmente el fiscal o el agente del Ministerio Público es un director objetivo u


organizador, orientador de los elementos que inciden y coinciden dentro de una causa
penal; es decir, la representación social o Ministerio Público es el responsable de que
dicha indagatoria se integre correctamente, para que una vez presentada mediante el
pliego respectivo al juez de lo penal se pueda girar una orden de comparecencia o de
aprehensión, según sea el caso.

Hay que tomar en cuenta que el Ministerio Público es, tanto en el sistema mixto como
acusatorio, un representante de la sociedad y está encargado de velar por los intereses
de la misma, por lo tanto, si existe una violación a una norma jurídico penal, éste es el
órgano encargado para formular la consignación correspondiente, así como para recabar
todos los datos para la correcta integración del expediente en cita.

1.4.3.Inculpado y defensor.
El inculpado, desde la perspectiva de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, a través
de su Manual del Justiciable Materia Penal (2006),

“es aquella persona a la que se le atribuye la realización de la conducta ilícita; sin


embargo, no es considerado como delincuente en tanto no se pronuncie sentencia
ejecutoria, donde se establezca la existencia del delito y la responsabilidad en su
comisión, sin que medie causa de justificación o excluyente en su favor” (p.18).

En el texto actual del apartado B del artículo 20 constitucional, se encuentran todos y


cada uno de los derechos del imputado o inculpado, los cuales se explicarán más
adelante, solamente se definirá el concepto y la calidad que tiene el inculpado como parte
en el proceso penal.

27
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Durante la averiguación previa, al inculpado se le conoce como presunto responsable de


un delito, el cual deberá comparecer ante el órgano técnico o fiscalía para rendir su
declaración con respecto a los hechos que se le imputan, así como también para que
pueda ofrecer las pruebas que en su derecho convenga para su defensa.

Por lo general, en el sistema mixto la preinstrucción o averiguación previa muchas veces


se tramitaba sin la presencia del acusado o presunto responsable, ya que por actos de
corrupción del Ministerio Público no se le daba el legítimo derecho de defensa que le
correspondía; es decir, durante la integración de la averiguación no era requisito
indispensable que el presunto responsable compareciera, sino solamente era necesario
que constara en la indagatoria la citación correspondiente mediante un oficio que muchas
veces se mandaba por correo certificado.

Es de presuponerse que en el sistema acusatorio adversarial estos actos de corrupción


del Ministerio Público deberán desaparecer para los efectos de que el presunto
responsable pueda ser oído durante la integración del expediente de averiguación previa.

Todas las garantías que tiene el presunto responsable durante el proceso penal son las
mismas con las que deberá contar en el desarrollo de la averiguación previa y éstas están
consagradas en el apartado B del artículo 20 de la Constitución Federal.

En el proceso penal, al igual que en la averiguación previa, el procesado tendrá los


mismos derechos que tuvo en la averiguación previa, sin embargo, en esta etapa tendrá
el carácter de parte en el proceso, es decir, podrá impugnar las resoluciones emitidas por
el juez.

Así, ya no solamente tendrá el carácter de citado como lo fue en la averiguación previa,


sino que tendrá los mismos derechos para defenderse durante el proceso penal que el
Ministerio Público o fiscalía, con la salvedad de que el imputado tendrá para sí y a su
favor el principio de inocencia de legalidad, etc.

Por otro lado, es importante mencionar que tanto en la averiguación previa como en el
proceso penal, el presunto responsable o procesado tiene derecho a nombrar un defensor
por el principio de igualdad de las partes y de una buena defensa, todo esto se encuentra
consignado en la fracción octava del apartado B del artículo 20 constitucional.
Es importante señalar que para que el proceso penal sea válido, el abogado defensor del
acusado deberá ser licenciado en derecho, titulado y con cédula profesional vigente, lo
anterior para el exacto cumplimiento del artículo constitucional antes referido que a
continuación ponemos a su consideración.

28
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

VIII. Tendrá derecho a una defensa adecuada por abogado, al cual elegirá
libremente incluso desde el momento de su detención. Si no quiere o no puede
nombrar un abogado, después de haber sido requerido para hacerlo, el juez le
designará un defensor público. También tendrá derecho a que su defensor
comparezca en todos los actos del proceso y éste tendrá obligación de hacerlo
cuantas veces se le requiera, y…

Tomada de. Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión (2011) Constitución Política de los Estados
Unidos Mexicanos.

1.4.4.Víctimas u ofendido

El Poder Judicial de la Federación (2006) señala que la víctima y el ofendido

“son las personas que tienen el carácter del sujeto pasivo del delito por experimentar
en forma directa la puesta en peligro o un deterioro en alguno de los aspectos
protegidos por la legislación penal, o bien, por resentir un perjuicio económico o
moral como consecuencia de la consumación de un hecho ilícito.”

Es decir, es la persona física o moral que fue perjudicada ya sea en su persona, en sus
bienes o en su prestigio o imagen, por la conducta delictiva que cometió el sujeto activo o
el inculpado, aclarando que no necesariamente el querellante es el afectado por la
conducta antijurídica del presunto responsable, en razón de que muchas veces las
querellas o denuncias se presentan a través de poderes o actos de mandato o en ejercicio
de la tutela y de la patria potestad.

Un ejemplo de lo anterior se da cuando el representante legal de una persona moral


(persona física) denuncia hechos que afectan el patrimonio u otro bien de la persona
moral que representa, luego entonces el querellante no es directamente la persona física,
sino la persona moral que representa.

Otro ejemplo al respecto puede ser cuando un padre va a denunciar algún hecho delictivo
que se cometió en contra de hijos menores de edad; evidentemente la violación del deber
jurídico que cometió el sujeto activo afectó directamente al menor de edad, mas no al
padre.
Al igual que como en los otros sujetos de la relación procesal, los derechos de la víctima u
ofendido se encuentran consignados en el apartado C del artículo 20 constitucional, los
cuales de manera enunciativa son:
1. la reparación del daño,
2. la garantía de protección para evitar represalias,
3. la secrecía en sus datos personales, así como también
4. el derecho a impugnar o apelar las resoluciones emitidas por el juez durante el proceso
penal, a través de la coadyuvancia con el Ministerio Público, esto es que la intervención
del ofendido en el juicio es a través de la representación social.
29
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Autoevaluación
Resuelve la autoevaluación que se encuentra en la pestaña de la unidad.

Evidencia de aprendizaje. El Derecho Procesal Penal y Seguridad


Pública en México

Durante la realización de esta actividad retomarás lo estudiado durante esta primera


unidad sobre las generalidades del Derecho Procesal Penal.

1. En un documento integra tus tareas de las actividades 1 y 2 de esta unidad.


2. Elabora un ensayo de no más de 3 cuartillas a partir de la siguiente pregunta:

 ¿Es necesario el conocimiento del Derecho Procesal Penal para


comprender a fondo los tipos penales que imponga un juez?

3. Recuerda tu ensayo debe contener:


 Introducción
 Desarrollo
 Conclusiones
 Bibliografía.
4. Guarda tu trabajo con la siguiente nomenclatura SDPP_U1_EA_XXYZ.
Sustituye las XX por las dos primeras letras de tu primer nombre, la Y por la
inicial de tu apellido paterno y la Z por la inicial de tu apellido materno.

5. Envía tu trabajo mediante la sección Portafolio y espera la retroalimentación de


tu Docente en línea.

*Consulta la escala de evaluación para conocer los criterios que serán tomados en
cuenta al momento de calificar tu trabajo.

30
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Actividades de autorreflexión.

Además de enviar tu trabajo de la Evidencia de aprendizaje, es importante que ingreses


al foro Preguntas de Autorreflexión y consultes las preguntas que tu Docente en línea
presente. A partir de ellas, debes:

1. Elabora tu autorreflexión en un archivo de texto llamado SDPP_U1_ATR_XXYZ.


2. Envía tu archivo mediante la herramienta Autorreflexión.

Cierre de la unidad.

En esta primera unidad analizaste diversos conceptos de derecho procesal penal, sus
principales características así como las fuentes de nuestra materia de estudio.

Así también revisamos los sistemas procesales más conocidos (inquisitivo, mixto y
acusatorio) y las justificaciones de facto que existieron en México para el cambio del
sistema de justicia penal.

De igual manera, se analizaron los principios generales del proceso como son el de
legalidad, juicio previo, presunción de inocencia, derecho a la defensa y libertad
probatoria.

Por último, se explicaron los cuatro principales sujetos o partes que intervienen en un
proceso o juicio penal.

Los conceptos explicados en esta primera unidad son importantes para el estudiante ya
que en la siguiente unidad se analizará el Sistema Mixto Penal que actualmente se sigue
aplicando en muchos estados de la República Mexicana el cual inicia con la preinstrucción
o averiguación previa, su integración, consignación y el desarrollo del proceso penal hasta
que causa ejecutoria la sentencia de primera o segunda instancia.

31
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

Para saber más

 Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (2008). Reforma Constitucional en


Materia de Justicia Penal y Seguridad Pública. Recuperado de
http://www.setec.gob.mx/work/models/SETEC/Resource/66/1/images/guia%5B1%5D.p
df

 Ravelo, R. (2011). Caso Hank Rhon: del dolo al ridículo. Proceso. Recuperado de
http://www.proceso.com.mx/?p=273158

 Sanders, N. (2010). El destino de dos mujeres indígenas acusadas de secuestro se


define hoy. CNN México. Recuperado de
http://mexico.cnn.com/nacional/2010/04/28/el-destino-de-dos-mujeres-indigenas-
acusadas-de-secuestro-se-define-hoy

 Saber sin fin (2010). Mujeres Indígenas Nañuz [Versión Web]. Recuperado el 9 de
febrero de 2012 de
http://www.sabersinfin.com/index.php?option=com_content&task=view&id=1964&I
temid=89

 Suprema Corte de Justicia de la Nación. (2012). Recuperado de


http://www.scjn.gob.mx/Paginas/Inicio.aspx

 Hernández, R. (2012). Presunto Culpable. Recuperado de


https://www.youtube.com/watch?v=9-w0R8DYrWw

Fuentes de consulta

 Benavente, H. et al. (2009). Derecho Procesal Penal Aplicado con Juicio Oral,
Derechos y Principios Constitucionales. México: Editorial Flores Editor y Distribuidor.
 Benavente, H. (2010). Manual Práctico para la Entrevista, Interrogatorio y la
Declaración en el Proceso Penal Acusatorio. México: Editorial Flores Editor y
Distribuidor.
 Colín, G. (1989). Derecho Mexicano de Procedimientos Penales (11ª ed.). México:
Editorial Porrúa.
 Código Penal del Distrito Federal. (2010). México: Editorial Sista.
 Código Penal Federal. (2011). México: Editorial Sista.
 Código de Procedimientos Penales Federal. (2011). México: Editorial Sista.
 Compilación Penal Federal y del D.F. (2011). México: Editorial Raúl Juárez Carro, S.
A. de C. V.
 Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Reforma publicada en el
Diario Oficial de la Federación el 18 de junio de 2008.

32
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública
Derecho procesal penal
Unidad 1. Derecho procesal penal

 García, E. (2005). Introducción al Estudio del Derecho. México: Editorial Porrúa.


 García, S. (1983). Derecho Procesal Penal (4ª ed.). México: Editorial Porrúa.
 González, D. (2011). Manual Práctico del Juicio Oral (2ª ed.). México: Editorial
Ubijus.
 Hernández, J. (2006). Programa de Derecho Procesal Penal (14ª ed.). México:
Editorial Porrúa.
 Ley Federal de Amparo. (2011). México: Editorial Sista.
 Pastrana, L. (2009). La Mediación en el Sistema Procesal Acusatorio en México.
Doctrina y Disposiciones Legales. México: Editorial Flores Editor y Distribuidor.
 Suprema Corte de Justicia de la Nación. (2010). El Sistema Penal Acusatorio en
México: Estudio Sobre su Implementación en el Poder Judicial de la Federación.
México: .
 Consejo de la Judicatura Federal. (2010). El Sistema Penal Acusatorio en México:
Estudio Sobre su Implementación en el Poder Judicial de la Federación. México: .
 Vargas, C. Temas de derecho Penal, seguridad pública y criminalística. México:
Instituto de investigaciones jurídicas-UNAM.

Fuentes Cibergráficas

 Asamblea Legislativa del Distrito Federal, IV legislatura. (1931). Código de


Procedimientos Penales para el Distrito Federal. Recuperado de
http://www.sideso.df.gob.mx/documentos/legislacion/codigo_3.pdf

 Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (2008). Reforma Constitucional


en Materia de Justicia Penal y Seguridad Pública. Recuperado de
http://www.setec.gob.mx/work/models/SETEC/Resource/66/1/images/guia%5B1%5D
.pdf

 Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (2011). Constitución Política de


los Estados Unidos Mexicanos. Recuperado de
http://www.setec.gob.mx/work/models/SETEC/Resource/66/1/images/guia%5B1%5D
.pdf

 Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (2011). Código Federal de


Procedimientos Penales. Recuperado de
http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/ref/cfpp.htm

33
Ciencias Sociales y Administrativas •Licenciatura en Seguridad Pública