You are on page 1of 13

República Bolivariana de Venezuela

Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria

UPT “José Félix Ribas”

Barinas-Barinitas

Prof.: Alexis Ávila.

Integrantes:

/*Ayala Pedro.

/*Suarez Jheremy.

Barinitas, de marzo de 2016


Introducción.
Los acoplamientos tienen por función prolongar líneas de transmisión de ejes o conectar tramos
de diferentes ejes, estén o no alineados entre sí. Si dos ejes se pudieran alinear perfectamente,
podrían ser conectados con dos cubos con bridas o pernos. Una vez realizado se tiene la seguridad
que ninguna de las dos máquinas se moverá sobre la cimentación y que ésta no se asentará.

Es un hecho real que siempre habrá alguna desalineación entre un eje impulsor y un eje
impulsado, por lo cual deben ocuparse “acoplamientos flexibles”. Es decir el propósito
fundamental de los acoplamientos flexibles es transmitir el par de torsión requerido desde el eje
impulsor al impulsado y compensar el desalineamiento angular, paralelo o una combinación de
ambos, con numerosas funciones complementarias como proporcionar desplazamiento axial y así
mismo restringirlo. Tal vez los acoplamientos flexibles son las partes peor tratadas de cualquier
maquinaria, tanto por lo que respecta al tiempo de selección como al de instalación. A través de
una apropiada selección del acoplamiento y de un buen procedimiento de alineación pueden
evitarse altos costos de mantenimiento y pérdida de tiempo en la producción.

Diferentes tipos de acoples pueden absorber diversas faltas de alineación, la selección de aquel
que absorba la desalineación mayor no siempre es la mejor elección; ya que a veces se produce
una desalineación mayor por una reducción en la potencia transmitida o una reducción en la vida
útil de los acoplamientos. Los catálogos de los fabricantes enumeran información de diseño del
cual se podrá elegir el acoplamiento más apropiado y por lo común desalineación máxima para
cada uno, la desalineación puede cambiar por varias razones: el asentamiento de la de la
cimentación, el desgaste de los cojinetes y las distorsiones provocadas por vibración y cambios en
la temperatura.
Tipos de Acoplamientos mecánicos
Según Sánchez F. y otros (2007) en su libro Mantenimiento mecánico de maquinas
habla sobre los dos tipos de acoplamientos existentes los cuales son: Acoplamientos
rígidos y acoplamientos flexibles.

Acoplamientos rígidos: Dentro de esta categoría, se incluyen acoplamientos que unen


los ejes de forma directa mediante elementos robustos, aportando una gran rigidez a la
unión, Así, este tipo de acoplamientos es recomendable únicamente en máquinas que
prácticamente no sufren movimientos de desalineación o dilatación durante su
funcionamiento o también cuando se emplean para coplar ejes largos y poco rígidos.
Capaces de flectar absorbiendo las fuerzas y momentos producidos por las posibles
desalineaciones. Faltar a esta recomendación provoca, dada la elevada rigidez del
acoplamiento, que se generen fuerzas elevadas en los apoyos y ejes. Estas fuerzas
inútiles contribuyen a acortar sensiblemente la vida de los elementos que componen y
soportan la transmisión.

En la actualidad, existen 4 tipos básicos de acoplamientos rígidos:

Acoplamiento de bridas: Es la forma más sencilla de acoplar dos ejes. Consiste en la


utilización de dos bridas, cada una de ellas ubicada sobre un eje, que se atornillan entre si
formando un único cuerpo. El resultado es un acoplamiento muy rígido en todos los
sentidos, que requiere una buena alineación de los ejes. Sin embargo, este acoplamiento
puede ir colocado axialmente suelto sobre uno o los dos ejes; de esta forma, la posibilidad
de movimiento axial evita la transmisión de esfuerzos axiales. En este acoplamiento, los
pernos se deben precargar de forma elevada, de manera que la transmisión del par a
través de la unión se realice por fricción entre las superficies, sin llegar a estar los pernos
sometidos a cizallamiento. El acoplamiento puede ser fijado al eje mediante chavetas o
bujes, siendo el primer caso el más común. Está disponible en diferentes materiales, entre
los que se cuentan la fundición de hierro y distintos tipos de acero. En cuanto a la
mantenibilidad, este acoplamiento no requiere lubricación (dado que no existen partes
internas con movimiento relativo), soporta bien las atmósferas agresivas y generalmente
requiere la separación de
las máquinas para
su montaje o desmontaje.
Acoplamiento de manguito partido: Este es un acoplamiento de características
similares al anterior. Sin embargo, se diferencia en que las dos partes del mismo están
divididas longitudinalmente en lugar de transversalmente. Esto permite que el
acoplamiento pueda ser instalado y retirado sin necesidad de separar las máquinas que
acopla. Por este motivo, los acoplamientos de manguito partido son habitualmente
seleccionados cuando la facilidad en el montaje y desmontaje es un aspecto fundamental.

La transmisión de par entre los ejes y el acoplamiento se realiza mediante chavetas o


ajustes a presión. En cuanto a ubicación axial, el acoplamiento suele ir fijado sobre el eje
mediante ajuste a presión.

Acoplamiento con eje intermedio: Este es un acoplamiento que puede considerarse


una extensión del acoplamiento de bridas, ya que las bridas no se conectan directamente
una a otra, sino mediante un eje intermedio o espaciador. Es útil, pues, para conectar ejes
que están separados una cierta distancia aunque el espaciador suele diseñarse con
menor rigidez, de forma que el acoplamiento puede absorber pequeñas desalineaciones.
Además el eje intermedio permite desmontar el acoplamiento sin mover las máquinas o
con un mínimo movimiento.
Acoplamientos flexibles para potencias pequeñas: Dentro de esta categoría se
incluyen los acoplamientos flexibles destinados a la transmisión de potencias pequeñas y
muy pequeñas. Los primeros forman parte de pequeñas máquinas y electrodomésticos
mientras que los segundos suelen emplearse en dispositivos de control e instrumentación,
donde la potencia no es relevante y si la transmisión del movimiento. Algunos ejemplos de
los principales acoplamientos flexibles destinados a potencias pequeñas se muestran a
continuación.

Acoplamiento de fuelle: Este acoplamiento posee un cuerpo central cortado espiral que
le confiere una flexibilidad importante ante desalineamientos. Su unión a los ejes se
realiza generalmente por fricción, mediante sendas abrazaderas unidas al cuerpo central.
Posee cierta flexibilidad a torsión, por lo que el acoplamiento puede actuar como
amortiguador de vibraciones torsionales, aunque se sacrifica el perfecto sincronismo de
los ejes. El cuerpo central es flexible a tracción/compresión, por lo que el acoplamiento
puede normalmente montarse y desmontarse sin necesidad de separar las máquinas.

Acoplamiento flexible con forma de 8: Este es un acoplamiento para transmitir


potencias muy pequeñas que es ampliamente utilizado en instrumentación y también en
pequeñas máquinas. Cuenta con dos bridas que, por un lado, suelen unirse a los
respectivos ejes mediante tornillos prisioneros, y por el otro van unidas a un cuerpo
central flexible. La flexibilidad ante desalineaciones angulares y ante desplazamientos
axiales, aunque suele ser menor la flexibilidad paralela y a torsión. El material y la
geometría del cuerpo central confieren a este acoplamiento no sólo una elevada
flexibilidad, sino también capacidad para amortiguar vibraciones.
Acoplamiento de engranaje: Es éste un acoplamiento también muy utilizado en
transmisión de potencias relativamente pequeñas. Consta de dos mazas que acaban en
ruedas dentadas, las cuales se alojan sobre huecos de dentado interior que existen en el
cuerpo central o camisa. Para potencias pequeñas, la camisa suele ser de un material no
metálico, como nylon o similar. La pequeña holgura existente entre las mazas y la camisa
posibilita la existencia de un movimiento relativo de inclinación y axial.ciertas propiedades
comunes.

Acoplamientos mecánicamente flexibles: En este grupo se incluyen aquellos


acoplamientos en los que la flexibilidad se consigue mediante mecanismos o pseudo-
mecánismos. Así dicha flexibilidad procede fundamentalmente de la posibilidad de
movimiento relativo entre las piezas que integran el acoplamiento y, mucho menos, de la
posibilidad de deformación de las mismas piezas. Debido a la existencia de movimiento
relativo, estos acoplamientos son los que más están sometidos al desgaste y, por tanto
los que presentan mayores requerimientos de lubricación.

Aunque dentro de esta categoría existen muchos acoplamientos distintos, los más
comunes son:

Acoplamiento de engranaje: Este acoplamiento cuenta con cuatro elementos


fundamentales que son dos mazas y una camisa partida en dos piezas. Todas ellas
metálicas. Las mazas que se colocan sobre los ejes tienen una franja dentada exterior
que contacta con una franja dentada interior de la camisa, siendo el dentado idéntico en
ambas partes.

Acoplamientos flexibles industriales: Dentro de esta categoría entran todos los


acoplamientos flexibles empleados para transmitir potencias moderadas o elevadas en
aplicaciones generalmente sin perder triales. Las estrategias para conseguir flexibilidad en
el acoplamiento sin perder capacidad de transmisión de par pueden ser muy distintas,
dando lugar a subcategorías de acoplamientos. Estos subgrupos suelen contar con
Acoplamiento de cadena: Este acoplamiento, similar al anterior, cuenta con dos mazas
independientes con final dentado de cadena y un elemento intermedio que sirve de
transmisión entre las mazas. Si es en el caso anterior el elemento transmisor era una
camisa dentada, en este caso es una cadena doble en la que los pasadores son únicos y
abarcan todo el ancho de la cadena. Así la potencia pasa de un eje a otro a través de las
mazas y la cadena, poseyendo especial relevancia los pasadores de la misma.

Junta universal: Es un tipo especial de acoplamiento mecánicamente flexile, diseñado


especialmente para admitir desalineaciones. La forma más simple de junta universal
cosiste en dos piezas unidas por una doble articulación, cuyos ejes se cortan a 90°, de
forma que ambas piezas pueden adoptar, una con respecto a la otra, cualquier ángulo en
el espacio. Este tipo de unión es capaz de admitir solamente desalineaciones angulares y
no desplazamientos paralelos. Con el fin de obtener la capacidad para absorber
desplazamientos paralelos, la junta universal estándar consiste en tres partes con dobles
articulaciones conectando cada una a la siguiente.
Acoplamiento elastomérico: Esta categoría incluye aquellos acoplamientos en los que
la flexibilidad se consigue por la existencia de un elemento altamente elástico y con menor
rigidez. Este elemento suele estar fabricado de goma u otro material similar con gran
capacidad de deformación elástica. Dependiendo de cómo se transmite el par a través del
elemento flexible, los acoplamientos elastoméricos se pueden clasificar en acoplamientos
que trabajan a cortante y acoplamientos que trabajan a compresión.

Otros tipos de acoplamientos: Aparte de los descritos, existen otros muchos tipos de
acoplamientos. Algunos de estos acoplamientos son inventados y patentados por
determinados fabricantes y tienen alguna capacidad especial que ha sido potenciada para
solucionar las necesidades de determinadas aplicaciones especiales.

Usos de los acoplamientos mecánicos


Según Pérez R. y Lizana C. (S/F) en su trabajo Acoplamientos mecánicos habla sobre
los muchos usos de los acoplamientos mecánicos:

Acoplamiento de engranaje: Estos acoplamientos pueden utilizarse en máquinas con


árboles acoplados cerrados o para grandes separaciones entre árboles conectados.

Acoplamiento de cadena: Se utiliza a bajas velocidades, excepto cuando se les agrega


una cubierta especial, metálica o de plástico.

Acoplamiento elementos flexionantes: Se utiliza con un buje especial para centrar, pueden
aplicarse en los casos en que existen separaciones grandes entre ejes.

Acoplamiento elastomérico: las llantas de caucho se deslizan axialmente para reemplazar


sin mover las máquinas conectadas; Rosquilla de caucho: Se desliza en uno de los
insertos facilitando la instalación sin perturbar las máquinas conectadas.

Acoplamiento especial o articulado: la junta universal se puede ver en el acoplamiento de


él cardan de un automóvil.
Según la empresa DUCASSE (S/F) en su catálogo Acoplamientos mecánicos dan a
conocer algunos usos que tienen los acoplamientos:

Acoplamientos de Discos (producto nuevo): Se una en el Reemplazo de acoplamientos de


engranajes, industria papelera, producción de energía e industria del acero.

Acoplamientos Elastoméricos (Tipo Wrapflex): En bombas y uso general.

Acoplamientos Elastoméricos (Tipo jaw L): Uso en bombas y uso general.

Acoplamientos Elastoméricos (Serie Cj): Uso en bombas y uso general.

Acoplamientos Elastoméricos (Serie S-Flex): Uso en bombas y uso general.


Acoplamientos Elastoméricos (Tipo Max dynamic): Uso en bombas y uso general.

Acoplamiento de Grilla (Tipo Steelflex): Acoplamientos de uso general.

Acoplamiento de Grilla (Tipo Tapa Horizontal T10): Acoplamientos de uso general.

Acoplamientos de engranajes (Tipo Lifeling): Acoplamientos de uso general.

Acoplamientos de engranajes (Tipo pernos expuestos versión G20): Acoplamientos de


uso general.
Según la página web campusvirtual.edu.uy (S/F) en su blog Metalmecánica: montaje
y alineación de acoplamientos da algunos usos de los acoplamientos que usan algunas
máquinas como:

Acoplamiento de cruceta: Se usa en la unión especial para transmisiones de baja


potencia y alta velocidad.

Acoplamiento de disco flexible: No debe tener contacto con aceite, permite una
limitada desalineación axial o angular, además absorbe choques y vibraciones.

Acoplamiento de engranaje interno: Las tapas están provistas de retenes para evitar la
filtración de polvo y que se escape el lubricante. Compensan el alineamiento.

Acoplamiento limitado de par: Está diseñado para ser usado como elemento de
seguridad deslizante, sólo en caso de emergencia.

Acoplamiento tipo tambor de freno: varios tipos de acoplamientos se pueden combinar


con un tambor, como un sistema de frenado para una máquina.

Selección de Acoplamientos mecánicos


Según Pérez R. y Lizana C. (S/F) en su trabajo Acoplamientos mecánicos habla sobre
la selección de los acoplamientos mecánicos como por lo general los acoplamientos se
suministran como parte de cualquier equipo nuevo, en vez de tener que seleccionar un
acoplamiento nuevo, solo debe enfrentarse la necesidad de remplazar uno viejo, o alguna
parte de él. Suponiendo que el fabricante del equipo haya seleccionado el tipo y tamaño
correcto del acoplamiento, se generan pocos problemas. Sin embargo, hay casos en que
los acoplamientos no duran la vida útil esperada, o bien se compra una pieza nueva sin el
impulsor y debe seleccionarse un acoplamiento. El proceso no es sencillo, porque no
existe aplicación en que solo un tipo sería el adecuado. El par nominal es el factor
principal de dimensionado de los acoplamientos de los ejes y de las máquinas
directamente conectadas a ellos.

El par nominal a transmitir está en función de la potencia a transmitir y de la velocidad de


rotación: La potencia nominal a transmitir es la que tiene la máquina impulsora expresada
en KW ó Caballos de potencia. Los acoplamientos elastómeros pueden transmitir
potencias dentro de un rango de 1, hasta 2000 KW. La velocidad de rotación expresada
en rev/m, es la que tiene la máquina motriz y debe ser inferior a la velocidad máxima del
acoplamiento. En general, los acoplamientos pueden soportar velocidad de hasta 10000
rev/m, valor superior a velocidades de los motores eléctricos.

La elección de un acoplamiento con el tamaño correcto es muy importante, para hacerlo


es necesario conocer no sólo la potencia y velocidades requeridas, sino también la
severidad del servicio que debe absorber, es decir, será necesario aplicar un factor de
corrección o de servicio. En la determinación del par nominal del acoplamiento, hay que
tener en cuenta: • Las irregularidades del par debidas a los diferentes tipos de máquinas
motrices y receptoras (K1). • Las frecuencias de arranque (K2).
Conclusión
El uso de acoplamientos con monitoreo continuo de par torque, se convierte rápidamente
en parte integral de muchos programas de mantenimiento predictivo en las industrias que
involucran procesos productivos. Por lo tanto, los profesionales de nuestra área de
mantenimiento industrial deben cumplir satisfactoriamente los conocimientos de teorías de
operación y funcionamiento, la medición de precisión y los tipos de medidores de par
torque disponibles en el mercado actualmente.

Si bien es posible diseñar acoplamientos de alto rendimiento con fines específicos para la
mayoría de las aplicaciones, algunos tipos se adaptan mejor que otros. Seleccionar el
mejor diseño puede garantizar un funcionamiento más confiable de las maquinarias. La
vibración de un acoplamiento y algunas veces su deterioro pueden ser un síntoma de
otros problemas presentes.

El significado de tales vibraciones se enfoca en la relación acoplamiento vibración y debe


ser analizada por el encargado de mantenimiento desde una perspectiva proactiva. La
actualización de un sistema debe planificarse previamente a su ejecución. Por ejemplo, el
reemplazo de acoplamientos de engranes por acoplamientos de diafragma sin lubricación
mejora la fiabilidad y el tiempo efectivo de funcionamiento. Los criterios que deben
considerarse comprenden el tamaño, el material, la generación de calor debido a la
resistencia aerodinámica, la frecuencia axial natural y otras condiciones.
Bibliografía
Sánchez F. y otros (2007) Tipos de acoplamientos mecánicos recuperado del libro:
Mantenimiento mecánico de maquinas.

Pérez R. y Lizana C. (S/F) Usos de los acoplamientos mecánicos Recuperado de:


Acoplamientos mecánicos.

DUCASSE (S/F) Usos que tienen los acoplamientos Recuperado del catálogo de la
empresa: Acoplamientos mecánicos.

campusvirtual.edu.uy (S/F) Usos de los acoplamientos que usan algunas máquinas


Recuperado del blog: Metalmecánica: montaje y alineación de acoplamientos.

Pérez R. y Lizana C. (S/F) Selección de los acoplamientos mecánicos Recuperado de:


Acoplamientos mecánicos.