You are on page 1of 10

Los Muchos Testigos Oculares de la Resurrección de Jesús Este estudio muestra que la resurrección de Jesús de entre los muertos

no es un mito. Es uno de los hechos más fiable corroborado en la historia antigua. Es la tumba vacía un hecho o un fraude? Hoy en día, la historia del evangelio de la resurrección de Jesucristo está bajo asalto, como nunca antes. Es detractores nos quieren hacer creer que Mateo, Marcos, Lucas, Juan y otros sólo fabricó la historia de la resurrección. Se nos quiere hacer creer que Jesús ha muerto, que nunca o se levantó de la tumba, o que Él no murió en el Calvario. Pero ambos son nociones absurdas, que se despidió con tanta certeza como otros inverosímil afirma - de que Jesús se casó en secreto, o que era un homosexual, o que había niños, etc Ninguno de estos créditos gocen de legitimidad, especialmente en el luz de la evidencia fehaciente en contrario. "Podría reclamos fraudulentos de la resurrección de Jesús han sobrevivido si Jesús no hubiera resucitado verdaderamente?" Si Jesús realmente volvió de entre los muertos después de varios días, después de predecir con exactitud su propia resurrección, que sería sin duda el argumento más persuasivo y notable en favor de las reivindicaciones del Nuevo Testamento. Por otro lado, si este hombre, que había sido brutalmente crucificado, no revivir, entonces el cristianismo es el mayor engaño del mundo. realidades históricas hay que tener en cuenta. Esta cuestión no puede dejarse a la conjetura. Hay hechos históricos a considerar. El sistema político de la autoridad en ese momento (el gobierno romano) se esforzó mucho para ocultar las evidencias de que Jesús era realmente vivo. testigos falsos (los soldados romanos que custodiaban la tumba) recibieron sumas de dinero para informar de que los discípulos de Jesús habían robado el cuerpo fuera de su tumba, según Mateo 28:11-15. Sus mentiras, sin embargo, fueron ineficaces, porque no encontramos ninguna evidencia histórica de que su historia siempre tiene alguna vigencia en el público en general. Todo el mundo sabía que Jesús había resucitado. Sobre el tema de la resurrección de Jesús, de CS Lewis dijo la famosa frase: "Si lo que pasó, fue el evento central en la historia de la tierra." Todos deberíamos estar de acuerdo. De hecho, si Jesús no hubiera resucitado de entre los muertos, su nacimiento nunca se habría convertido en el punto de división en el calendario. El autor de "Los escépticos respuesta," el Dr. D. James Kennedy, sostuvo que una de las evidencias más convincentes de la resurrección de Jesús es el hecho de que prácticamente todos los cristianos del Nuevo Testamento declara que Jesús estaba vivo, en su perjuicio personal. Propuso que cualquier persona habría sido tontos por defender la historia de la resurrección, a sabiendas de que sería objeto de persecución o tal vez muerto por tomar esa posición. Todo el drama plantea la pregunta, "¿Por qué miles de personas, una multitud aún mayor de personas se dejan morir para defender una mentira, o un farsante, un impostor?" Es bastante evidente que de Jesús amigos, compañeros,

colegas y contemporáneos no tenía dudas en todo lo que Él había resucitado de entre los muertos. ¿Cómo podemos exagerar la importancia de un hombre que regresa de tres días y noches en su tumba? Nunca en la historia del mundo - ni antes ni después - ha sucedido alguna vez en ese orden, en cualquier otro lugar. Es aún más maravilloso que Jesús específicamente notificado a sus seguidores que después de tres días, se levantaría. Jesús profetizó su muerte, sepultura y resurrección después de tres días. "Y comenzó a enseñarles que el Hijo del hombre debía sufrir mucho y ser desechado por los ancianos, y de los sumos sacerdotes y los escribas, y ser muerto, y después de tres días resucitará" Marcos 8:31 . "Porque así como Jonás estuvo tres días y tres noches en el vientre del gran pez, así estará el Hijo del hombre tres días y tres noches en el corazón de la tierra", Mateo 12:40. "Respondió Jesús y les dijo: Destruid este templo y en tres días lo levantaré", Juan 2:19. profecías de Jesús eran conocidos por todas partes. Después de su crucifixión, los sumos sacerdotes y fariseos fueron a Pilato pidiendo guardias de seguridad que se pondrán a la tumba. ¿Por qué? "Ahora, al día siguiente, que siguió al día de la preparación, los principales sacerdotes y los fariseos se reunieron ante Pilato, diciendo: Señor, nos acordamos que aquel engañador dijo, mientras él estaba todavía vivo, Después de tres días resucitaré" Mateo 27:62-63. Y eso es exactamente lo que pasó. Los guardias romanos no podía evitarlo. Esto no fue un acontecimiento anormal, o resucitación espontánea. Fue un milagro divino-orquestada pre-ordenado. Un elemento aún más milagroso es el hecho de que los profetas habían estado anunciando desde hace siglos. Entre los miles de millones de personas que han vivido en este planeta en más de seis mil años de historia de la humanidad, ni una sola persona en la antigüedad cada vez logrado una hazaña similar. Ninguno de los antiguos están vivos hoy en día con la excepción de Jesucristo. Incluso los hombres más ricos y poderosos de la tierra no tienen poder para evitar la muerte. No hay excepciones. Ninguno de nosotros tenía el poder o el control de nuestro propio nacimiento. Tampoco tenemos el poder para evitar la muerte y la tumba, a menos que estemos vivos cuando Jesús regrese por sus santos vivos. Salomón, el sabio y predicador, escribió: "Porque al que está unido a todos los vivos hay esperanza: para un perro vivo es mejor que un león muerto Para los que viven saben que han de morir. Pero los muertos no saben cualquier cosa, ni tienen más paga; porque su memoria es puesta en olvido También su amor y su odio y su envidia, fenecieron ya;. ni tienen más parte para siempre en cualquier cosa que se hace bajo el sol "(Eclesiastés 9:4-6). ¿Qué es más final que la muerte? En cualquier otro contexto, la muerte de Jesús habría sido el final de él. Pero Él era Dios encarnado, y que hizo toda la diferencia. Los discípulos de Jesús debe haber sido horrorizados cuando vieron su cuerpo sin vida colgando de la cruz en la tarde

extrañamente oscura y misteriosa. Para sus discípulos, los últimos tres años en compañía de Jesús había sido una experiencia estimulante. Lo vieron innumerables milagros y curaciones. Los ciegos pueden ver, los sordos oían, los leprosos fueron purificados, a los lisiados podía caminar. Incluso se vio a Jesús que plantean varias de entre los muertos. Menos de una semana antes, habían desfilado junto a Jesús por las calles de Jerusalén, como la gente aplaudió y lo adoraron como su Rey y Mesías. Pero en una cadena de velocidad de la luz de los acontecimientos se desarrollan en menos de un día completo, fue capturado, encarcelado, juzgado, condenado y asesinado brutalmente. La conmoción y pavor de estos acontecimientos aterradores que han dejado su mente entumecida. Pero aún más impresionante fue la visión real de lo nuevo de pie, vivo en su presencia, sólo tres días más tarde! Las cosas que vio y escuchó e informó al resto del mundo han cambiado todas las mareas de la historia por todo el tiempo. Evidencias de la Resurrección de Jesús Antiguo profecías cumplidas (Hechos 2:25-35; 13:33-35, 41) Pedro fue un verdadero testigo. Que vio y habló con Jesús durante varios días después de la resurrección de Jesús. Pedro explicó todo acerca de las profecías del Antiguo Testamento que sabía aplicar a este milagro, cuando predicaba a las multitudes en las calles de Jerusalén el día de Pentecostés. "Porque David dice de él: Veía al Señor siempre delante de mí, porque él está en mi mano derecha, que no debe ser movido: Por lo cual mi corazón se alegró, y se gozó mi lengua, aun mi carne descansará en esperanza: Porque no dejarás mi alma en el Hades, ni permitirás que tu santo vea corrupción "(Hechos 2:25 - 27). Jesús fue muerto por tres días. Ese fue el tiempo suficiente para dar pruebas irrefutables de que había expirado en realidad. La idea de que Él puede ser que sólo han estado en coma, entonces despertó e inmediatamente se dirigió a lo largo y ancho de la tierra de Jerusalén a Galilea es más que absurda. Las lesiones masivas que Jesús sostenido - Sus golpes, los clavos en Sus manos y pies, siendo atravesado por lanzas, la pérdida masiva de sangre, y ser dado por muerto durante horas en una cruz - todos estos hechos completamente argumentar en contra de la idea ridícula de que Podría haber alguna manera se reanuda un estilo de vida activo, aparte de lo divino, la intervención milagrosa. Incluso si Jesús había estado en coma, las lesiones masivas Sostuvo que han sido seguidas por las infecciones mortales, fiebres y enfermedades que le han impedido caminar de Jerusalén a Galilea, o de la enseñanza y el ministerio a los cientos de personas que lo vieron con vida . La verdad del asunto es que Jesús cumplió las profecías antiguas. Pedro explica claramente cómo Jesús cumplió las profecías de David. "Varones hermanos, vamos a decir libremente os del patriarca David, que está muerto y enterrado, y su sepulcro está con nosotros hasta el día de hoy. Pero siendo profeta, y sabiendo que Dios había jurado con juramento que le , que del fruto de sus lomos, según la carne, levantaría al Cristo para que se sentase en su trono, viéndolo antes, habló de la resurrección de Cristo, que su alma no fue dejada en el Hades, ni su carne vio hizo la corrupción. A este Jesús resucitó Dios, de lo cual todos nosotros somos testigos. Así que, de la mano derecha de Dios, exaltado, y habiendo recibido del Padre la promesa del Espíritu Santo, ha derramado esto que vosotros veis y oís . Porque David no

subió a los cielos, pero él mismo dice: Dijo el Señor a mi Señor: Siéntate a mi diestra hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies Por lo tanto dejar que toda la casa de Israel sabe de cierto que Dios tiene. hizo el mismo Jesús, a quien vosotros habéis crucificado, Señor y Cristo "(Hechos 2:20-36) Pedro y los apóstoles fueron contundentes y sin arrepentimientos. Creían que la muerte de Jesús, sepultura y resurrección fue un cumplimiento de la profecía bíblica. Además, creían que Jesucristo era el heredero al trono de David como rey de Israel. Pedro fue tan convincente que la multitud le pidió instrucciones. "Al oír esto, fueron compungidos de corazón, y dijeron a Pedro ya los otros apóstoles: Varones hermanos, ¿qué haremos? Pedro les dijo: Arrepentíos, y bautícese cada uno de ustedes en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados, y recibiréis el don del Espíritu Santo. Porque la promesa es para ustedes, y para vuestros hijos, ya todos los que están lejos, para cuantos el Señor nuestro Dios llamare Y con otras muchas palabras testificaba y exhortaba, diciendo: Sed salvos de esta perversa generación Así que los que recibieron su palabra fueron bautizados.. y el mismo día se añadieron aquel día como tres mil almas "( Hechos 2:37-39). El hecho de que tres mil personas se unieron a la iglesia temprano ese día pone de manifiesto el consenso de Jerusalén menos de dos meses después de la muerte de Jesús. Obviamente creía que él estaba vivo! Si Jesús hubiera estado muerto, que todo el episodio en el día de Pentecostés no hubiera sucedido. Ese consenso nunca ha cambiado. La multitud cantó nunca la negación de la resurrección de Jesús. Jesús fue la comidilla de la ciudad. Todo el mundo sabía que había resucitado de entre los muertos y ascendió al cielo. Y multitud quería estar llenos de su Espíritu. Mucho más tarde, el apóstol Pablo se hizo eco de las reclamaciones de Pedro cuando él predicó a los Judios en la sinagoga de Antioquía de Pisidia (Hechos 13). Pablo predicó con autoridad (fue bien educado en las escrituras) en relación con las profecías mesiánicas de David. Pablo vinculado la muerte de Jesús, sepultura y resurrección de esas profecías. Sus argumentos no han podido ser desvirtuados. El pueblo se conmovió tanto que toda la ciudad (Judios y gentiles) el tiempo llegó a escuchar a Pablo predicar a Jesucristo! Dios ciertamente sabía que nada podía hablar con más fuerza a las multitudes que quien había resucitado de entre los muertos! Tal vez eso es sólo una de muchas, muchas razones por la que Jesús murió y resucitó. Las cosas que Pablo predicó eco en el pueblo, y por lo tanto, la Palabra del Señor ", publicado a lo largo de toda la región", Hechos 13:49. "Y los discípulos se llenaron de alegría, y con el Espíritu Santo" (v. 32). Todopoderoso Dios conoce el corazón de los hombres, y él sabía que la noticia de Cristo, una vez resucitado de entre los muertos se captura su imaginación y sacar a buscar después de él. Los testigos (Hechos 02:32; 13:30-31) Cuando se estudia un caso en la historia, es importante saber cuántos participantes o testigos de la época todavía estaban vivos cuando los informes sobre el evento fueron publicadas. Si el número era considerable, el evento puede ser considerado como bastante bien establecido, ya que los testigos podrían haber refutado un informe inexacto. Por ejemplo, si varias personas testigos de un asesinato, y el informe de la policía sobre que

contiene numerosas mentiras, los testigos pueden refutarla. El apóstol Pablo escribió que Cristo había sido visto por más de 500 personas al mismo tiempo. De acuerdo con la Biblia en realidad estas personas vieron a Jesús vivo con sus propios ojos, sólo días después de su crucifixión. Es más, la mayoría de los 500 todavía estaban vivos cuando Pablo estaba proclamando la resurrección, por lo que los escépticos podrían simplemente cuestión de los testigos presenciales: 1 Corintios 15:3-6 Porque yo os entregué en primer lugar, lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados según las Escrituras, y que fue sepultado y que resucitó al tercer día según las Escrituras, y que se apareció a Cefas y luego a los doce. Después se apareció a más de quinientos hermanos a la vez, la mayoría de los cuales permanecen hasta ahora, pero algunos se han quedado dormidos. la resurrección de Jesús no ocurrió en un vacío, no fue una alucinación en la mente de los discípulos. Fue una muy real, un hecho comprobable. Cientos de personas lo vieron vivo después del hecho. Pedro se informó. Pablo reiteró los detalles que rodean el caso en Hechos 13:31, "Y él fue visto por muchos días de los que habían subido con él desde Galilea a Jerusalén, que son sus testigos al pueblo." Los testigos de la tumba vacía. La combinación de todos los detalles que tenemos disponibles en Mateo 28, Marcos 16, Lucas 24, y Juan 20, sabemos que María Magdalena, María la madre de Santiago, Juana, Salomé, otras mujeres, y Pedro y Juan vio que la tumba estaba vacío y que Jesús se había ido. Vieron que la piedra había sido removida. Vieron mortaja de Jesús en su lugar. Dos ángeles estaban en pie en la entrada, y uno les dijo que decirle a los demás discípulos al encuentro de Jesús en Galilea. María Magdalena en realidad vio a Jesús en el huerto antes que por la mañana, pero lo confundió con el jardinero. Otros también lo vio y se inclinó hacia abajo, adorándolo. Los testigos de Jesús estar vivo! Dos de los discípulos encontraron a Jesús en el camino de Emaús de la tarde (ver Marcos 18:12, Lucas 24:13). Sus ojos eran "Holden" (prevenir, mantener) de darse cuenta de quién era Él realmente. Mientras hablaban, comían juntos y, a continuación, sus ojos se abrieron de repente, y ellos lo sabían. Esa misma noche, Jesús se apareció en una habitación donde los discípulos se habían reunido (Juan 20:19-25). Ante temores de los discípulos tumba, Jesús les invita a revisar sus heridas. "Mirad mis manos y mis pies, que soy yo mismo soy; palpad, y ved, porque un espíritu no tiene carne ni huesos, como veis que yo tengo Y habiendo dicho esto, les mostró las manos y los pies. . Y como todavía ellos no creyeron de alegría, y se preguntó, él les dijo: ¿Tenéis aquí algo de comer? Y le dio un pedazo de pescado asado y un panal de miel. Y él lo tomó y comió delante de ellos , "(Lucas 24:39-43). Thomas estuvo ausente en esa reunión, y cuando los hermanos le dijeron que habían visto a Jesús vivo, no les creen. "Él les dijo: Si no viere en sus manos la señal de los clavos y no meto mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré" (Juan 20:25) . Ocho días después, Jesús se apareció de nuevo en la misma habitación donde lo habían visto antes. En esta ocasión, Tomás está presente. "Jesús se puso en medio y dijo: Paz a vosotros Luego dijo a Tomás: Pon aquí tu dedo y mira mis manos: y alarga acá tu mano y métela en mi costado. Y no seas incrédulo, sino creer. Entonces Tomás respondió y le dijo: ¡Señor mío y Dios mío "(Juan 20:26-28). Luego se fueron a las montañas cerca de Galilea, donde fueron nombrados para encontrarse con él de nuevo. No vio a las once, y le adoraron

"(Mateo 28:16-20). Todo el capítulo XXI de Juan da la cuenta de los encuentros de los discípulos con Jesús en torno al lago Tiberio. El apóstol Pablo también se cuentan entre los testigos de Jesús, revelando que Jesús se había aparecido visiblemente a él en su conversión (1 Corintios 15:8). "Y después de todo lo que me apareció a mí también, como a uno nacido fuera de tiempo." Los discípulos se considera su testimonio de la resurrección de sus credenciales de primaria. Después de que Judas Iscariote se ahorcó, se pusieron a elegir a un sustituto para él. Las titulaciones que se estipula para el sucesor de Judas fue que "de estos hombres que han acompañado con nosotros todo el tiempo que el Señor Jesús entraba y salía entre nosotros, comenzando desde el bautismo de Juan hasta el mismo día en que fue tomado de nosotros, uno debe ser ordenado para ser un testigo con nosotros de su resurrección "(Hechos 1:21-22). Ambos candidatos, Barsabás y Matías, había visto a Jesús vivo después de la resurrección. "Él mostró, se presentó vivo después de su pasión con muchas pruebas indubitables, apareciéndoseles durante cuarenta días y hablándoles acerca del reino de Dios: Y, estando juntos, les mandó que no se fueran de Jerusalén, sino que esperasen la promesa del Padre, que, dice él, habéis oído hablar de mí ", Hechos 1:3-4. "No todas las personas, pero testigos á elegido antes de Dios, a nosotros que comimos y bebimos con él después que resucitó de los muertos" (Hechos 10:41). Jesús ascendió al cielo, y está vivo hoy y para siempre. Entre las muchas profecías del Antiguo Testamento, la resurrección de Jesús, también encontramos una profecía de su ascensión en Proverbios 68:18, "Tú has ascendido en alta has tú, llevados cautivos cautiverio: Tomaste dones para los hombres." Jesús ciertamente cumplió esta profecía. Jesús "fue recibido arriba en el cielo, y se sentó a la diestra de Dios", según Marcos 16:19. Justo en las afueras de Jerusalén, Jesús "los sacó fuera hasta Betania, y alzando sus manos, los bendijo. Y sucedió que, mientras los bendecía, se separó de ellos y fue llevado arriba al cielo. Y le adoraron y regresaron a Jerusalén con gran alegría ", (Lucas 24:50-52). Pablo afirmado en repetidas ocasiones la resurrección y ascensión de Jesús. "E indiscutiblemente, grande es el misterio de la piedad: Dios fue manifestado en carne, justificado en el Espíritu, visto de los ángeles, predicado a los gentiles, creído en el mundo, recibido arriba en gloria" (1 Timoteo 3:16 ). Pablo firmemente vinculados ascensión de Jesús al cumplimiento de la profecía del Antiguo Testamento por Proverbios 68:18 referencia ", dice Por lo cual, cuando subió a lo alto, llevó cautiva la cautividad, y dio dones a los hombres" (Efesios 4:8) . La resurrección fue una doctrina principal en el libro de los Hechos. Muchas de las referencias bíblicas que han aportado hasta ahora provienen del libro de los Hechos, que fue escrito por Lucas el médico. Lucas primeras referencias a la resurrección en el capítulo uno establecer el hecho de que ocurrió. Los discípulos y los apóstoles como testigos de su realidad histórica. De las veintitrés referencias a los testigos en los Hechos, ocho (aproximadamente un tercio) menciona específicamente a la resurrección. La resurrección se perfila como un fuerte concepto teológico en los Hechos.

La resurrección es el centro de eventos teológica de la Biblia. Josh McDowell, el altavoz del campus de renombre, entró en su propia defensa de la resurrección de Jesucristo. Él dijo: "Después de más de 700 horas de estudio de este tema, he llegado a la conclusión de que la resurrección de Jesucristo es uno de los más malvados, engaños viciosos, sin corazón nunca impuesta en las mentes de los seres humanos - o es el hecho más notable de la historia. " Retire la resurrección de Jesús desde las páginas de la historia, y el mundo sería esencialmente irreconocible. Michael Ramsey declaró el asunto más concisa: "No hay resurrección, no hay cristianismo." Se han escrito libros que tratan de evaluar la cuestión, lo que si Jesús no hubiera venido? Pero la especulación no adecuada puede revelar el impacto eterno de la resurrección de un solo hombre, de entre los muertos. Un mundo sin Cristo y el cristianismo sin duda sería un lugar horrible, horrible. Resurrección de los muertos está profetizado en el Antiguo Testamento. La resurrección de todos los santos de Dios está indisolublemente ligada a la resurrección de Jesús desde los tiempos del Antiguo Testamento:. "Tus muertos vivirán, junto con mi cuerpo muerto resucitarán ¡Despertad y cantad, moradores del polvo! Porque tu rocío es como el rocío de hierbas, y la tierra dará sus muertos "(Isaías 26:19). La resurrección justificado y legitimado las afirmaciones de Jesús a la deidad. A menos que y hasta que alguien es capaz de demostrar de manera concluyente que Jesucristo no resucitó de los muertos, el mensaje del evangelio es férreo. Señor Lyndhurst de la Universidad de Cambridge, considerada una de las más grandes mentes jurídicas en la historia de Inglaterra, dijo: "Sé muy bien lo que evidencia es, y, te digo, las pruebas como el de la resurrección no se ha roto todavía." Sir William Ramsay, quien pasó 15 años tratando de socavar las credenciales de Lucas como un historiador, y para refutar la fiabilidad del Nuevo Testamento, por fin llegó a la conclusión: "Lucas es un historiador de primera fila de este autor se debe colocar junto con el... muy grande de los historiadores. " Clark Pinnock de la Universidad McMaster, dice esto: "No existe ningún documento de la antigüedad, en presencia de tan excelente un conjunto de testimonios textuales e históricos (en referencia a las Escrituras) El escepticismo acerca de las credenciales históricas del cristianismo se basa en una irracional... parcialidad ". EM Blaiklock profesor de clásicas de la Universidad de Auckland, "Yo pretendo ser un historiador. Mi acercamiento a los clásicos es histórico. Y te digo que las pruebas de la vida, la muerte y la resurrección de Cristo es mejor autenticada que la mayoría de los hechos de la historia antigua. " G.B. Hardy ofreció la siguiente observación: "No hay más que dos requisitos esenciales: Primero: Tiene la muerte de nadie engañó y lo demostró En segundo lugar: ¿Es a mi disposición Aquí está el registro completo de la tumba de Confucio - ocuparon la tumba de Buda - ocupados de Mahoma?... tumba - ocuparon la tumba de Jesús -... vacío Argue como usted no tiene sentido en el seguimiento de un perdedor ". La resurrección divina validado la Iglesia Tenga en cuenta la identidad de Jesús como el dador de vida. Juan dijo: "En Él estaba la

vida, y la vida era la luz de los hombres" (Juan 1:4). Jesús afirmó ser el pan de vida, que ha dado "para la vida del mundo" (Juan 6:51). Por otra parte, Jesús audazmente afirmó ser la resurrección y la vida. Él dijo, "el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá" (Juan 11:25). Él mismo llamó "el camino, la verdad y la vida" (Juan 14:6). Todas estas reclamaciones se han caído al suelo si la tumba había derrotado a Jesús. Pero Jesús robaron la victoria de la tumba y quitó el aguijón de la muerte, cuando resucitó de entre los muertos y le mostró al mundo que estaba vivo para siempre. Jesús demostró a Marta y María que Él era verdaderamente "la resurrección y la vida" cuando llamó a Lázaro de los muertos. Pero él mostró un poder aún mayor cuando salió de su sepulcro vivo por los siglos. La resurrección de Jesús fue demostrado que los discípulos se exige. Una y otra vez, los discípulos habían sido testigos de sus familias, sus amigos y todo aquel que les escucha, que Jesús era el Cristo, el Hijo del Dios viviente. Mientras que algunos habían creído, muchos otros habían acaloradamente refutado. Pero con un Salvador resucitado, los escépticos se vieron obligados a reconsiderar sus objeciones. Pedro fue alentado en gran medida por su encuentro con el Jesús vivo. Él no tenía inhibiciones como se puso de pie ante la multitud en Jerusalén el día de Pentecostés. "Por tanto, toda la casa de Israel sabe de cierto que Dios ha hecho que el mismo Jesús a quien vosotros crucificasteis, Señor y Cristo" (Hechos 2:36). Pedro no sólo presiona a la gente a aceptar el hecho de la resurrección, sino que, además de abrazar el señorío y la Divinidad de Jesús. Él era el primogénito. La suya fue la primera resurrección entre muchos. resurrección personal de Jesús no era para su beneficio solo. "Porque a los que antes conoció, también los predestinó a ser conformados a la imagen de su Hijo, para que él sea el primogénito entre muchos hermanos" (Romanos 8:29). la resurrección de Jesús fue, sobre todo, para llevar muchos hijos a la gloria. Fue sólo el primogénito de los muchos hijos. Su resurrección es una esperanza para todos los creyentes. "Si en esta vida solamente esperamos en Cristo, somos los hombres más miserables. Pero ahora Cristo ha resucitado de entre los muertos, y se convierten en los primeros frutos de los que durmieron. Porque por cuanto el hombre vino la muerte, por un hombre vino . la resurrección de los muertos Porque así como en Adán todos mueren, así también en Cristo todos serán vivificados Pero cada uno en su debido orden:. Cristo, las primicias; luego los que son de Cristo en su venida "(I Corintios 15 :19-23). Tenemos que son de Cristo han esa gran esperanza de la gloria. creyentes nacidos de nuevo experimentar una resurrección espiritual personal en primer lugar. Pablo testificó ante el gobernador Félix que la razón por la que estaba dispuesto a

soportar la oposición del evangelio es que él tenía la esperanza de ser resucitado de entre los muertos. Estamos resucitado espiritualmente cuando nacemos de nuevo. "Porque somos sepultados juntamente con él por el bautismo en la muerte: para que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en novedad de vida Porque si fuimos plantados juntamente en la semejanza. de su muerte, así también lo seremos en la semejanza de su resurrección "(Romanos 6:4-5). Una vez que la sangre de Jesús había sido derramada en el Calvario, tuvo que ser revivido sin sangre. Moisés enseñó que la vida de la carne en la sangre. Jesús demostró que él tenía el poder para vivir sin sangre. Si Jesús puede elevarse a la vida sin la sangre, entonces todos podemos ser resucitado de entre los muertos por el poder de la resurrección del Espíritu de Cristo. Esto es ciertamente una de las razones por las cuales Pablo escribe que, "si alguno no tiene el Espíritu de Cristo, no es de él" (Romanos 8:9). cuerpo resucitado de Jesús no fue animada por la sangre, sino por el Espíritu. De la misma manera, nuestros cuerpos resucitados no será animada por la sangre, sino por el Espíritu Santo. "Si el Espíritu de Aquel que resucitó a Jesús de entre los muertos habita en vosotros, el que resucitó a Cristo de entre los muertos vivificará también vuestros cuerpos mortales por su Espíritu que mora en vosotros" (Romanos 8:11). Watchman Nee escribió que "nuestra vieja historia termina con la cruz, nuestra nueva historia comienza con la resurrección." El residente de poder de la resurrección en el Espíritu Santo nos infunde nueva vida. Las cosas viejas pasarán. Todas las cosas son hechas nuevas. creyentes nacidos de nuevo también será físicamente resucitado. "Pero yo no tendría que ignoréis, hermanos, acerca de los que duermen, para que el dolor no os, así como otros que no tienen esperanza. Porque si creemos que Jesús murió y resucitó, así también los que durmieron en Jesús traerá Dios con él. Para ello os digo por la palabra del Señor, que nos hayamos quedado hasta la venida del Señor, no precederemos a los que durmieron. Porque el Señor mismo descenderá del cielo con una nota, con voz de arcángel y con trompeta de Dios, y los muertos en Cristo resucitarán primero: Luego nosotros los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en la aire, y así estaremos siempre con el Señor Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras: "(1 Tesalonicenses 4:13-18).. Conclusión: Universidad de Oxford, profesor de historia de Thomas Arnold, autor de "Historia de Roma", dijo, "he sido utilizado durante muchos años para estudiar las historias de otros tiempos, y para examinar y valorar las pruebas de los que han escrito sobre ellos, y yo sabe de ningún hecho de la historia de la humanidad que se demuestre con pruebas mejor y más completa de todo tipo, a la comprensión de un investigador imparcial, que la gran señal que Dios nos ha dado de que Cristo murió y resucitó de entre los muertos. " Jesús pronunció una de las profecías más potente de todos acerca de su resurrección. Él predijo su propia resurrección con la historia del profeta Jonás. "Porque así como Jonás estuvo

tres días y tres noches en el vientre del gran pez, así estará el Hijo del hombre tres días y tres noches en el corazón de la tierra" (Mateo 12:40). Deliberadamente, como Jonás devuelto "desde el vientre del infierno", cuando la ballena lo devolvió a la orilla, Jesús volvió a tener su alma en el infierno, de su resurrección a la vida eterna. Toda la doctrina de la resurrección de cumplir el mensaje de Dios a su iglesia que algún día volverá a tener todos sus santos de distancia, tanto a los muertos y los vivos. "El Señor mismo descenderá del cielo con aclamación, con voz de arcángel y con trompeta de Dios, y los muertos en Cristo resucitarán primero: luego que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras: "(1 Tesalonicenses 4:16-18).. Jesús claramente introdujo esta doctrina a sus discípulos. En Juan 14:1-3, Jesús dijo: "No se turbe vuestro corazón:. Creéis en Dios, creed también en mí En casa de mi Padre hay muchas mansiones;. Si no fuera, yo os lo hubiera dicho yo pues, a preparar lugar para vosotros Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo;.. para que donde yo estoy, vosotros también estéis " La conclusión del asunto es que la mayor razón por la que se puede identificar por la resurrección de Jesús es que un día todos podamos esperar que se levantó de nuestras propias tumbas de vivir y habitar con el Señor y Salvador en la gloria de Su presencia para siempre nunca. El mensaje de la resurrección, de manera coherente y de gran alcance declarado por la iglesia primitiva, es el corazón mismo de que da la vida al Evangelio de Jesucristo. Nosotros realmente no tienen más remedio que creerlo.