You are on page 1of 12

Terapia Ocupacional, discapacidad y género

:

Reflexión
la interseccionalidad como apertura hacia
reflexiones pendientes
Occupational therapy, disability and gender:
intersectionality as an opening to pending reflections

Débora Luna Grandón Valenzuela1

Recibido: 16 de agosto 2017 – Enviado para modificación: 10 de noviembre 2017 – Aceptado: 8 de diciembre 2017
Grandón, D.L. (2017). Terapia Ocupacional, discapacidad y género: la interseccionalidad como apertura hacia
reflexiones pendientes. Revista Ocupación Humana, 17(2), 34-45.

RESUMEN
De forma tácita, la interrogante que guía el presente trabajo reflexivo es la pregunta por
las ausencias dentro de la producción del conocimiento en Terapia Ocupacional. Particu-
larmente, el cuestionamiento por la ausencia de las perspectivas de género y feministas en
la comprensión de la discapacidad conduce hacia un análisis desde la interseccionalidad,
tensionando al Modelo Social de Discapacidad como último modelo teórico, de manera que
nos permita una mayor complejidad para comprender dicho fenómeno social. El examen
que aquí se realiza busca apelar al permanente ejercicio reflexivo del gremio, considerando
que lo que seguimos transmitiendo académicamente representa hegemonías del saber que
debemos cuestionar, para así dar paso a nuevos saberes, a la emergencia de reflexiones que
surjan desde la vida cotidiana y, de esta manera, constituirnos en actores políticos con un
posicionamiento que vaya de la reflexión a la acción, y hacia la reflexión otra vez.

PALABRAS CLAVE
Terapia ocupacional, género, persona con discapacidad, formación profesional, derechos
humanos

Abstract
The interrogation that tacitly leads this reflexive work is the question about the absences in
the production of knowledge from occupational therapy. Specifically, the questioning for
the absence of gender and feminist perspectives on the comprehension of disability leads
to an analysis from intersectionality, putting a pressure on the social model of disability as
the ultimate theoretical model that allows for a larger complexity to understand the social
phenomenon of disability. The analysis herein seeks to appeal to a permanent reflexive exer-
cise of occupational therapists, considering that what we are transmitting in the academia
1
Terapeuta Ocupacional. Maestranda en Estudios de Género y Cultura, Mención Ciencias
Sociales, Universidad de Chile. Docente adjunta, Escuela de Terapia Ocupacional, Universidad
Autónoma de Chile. Docente adjunta, Escuela de Terapia Ocupacional, Universidad Andrés Bello.
Santiago de Chile. dlunagrandon@gmail.com

34 Revista Ocupación Humana • Vol. 17 No. 1 • 2017 • ISSN-e 2590-7816

conside- condición de inexistentes? rando este como el último y más com- plejo punto de discusión. hasta ocupar el es. Tendemos a pensar. Desde el Modelo Social se ha enten- tos. Sin embargo. y 44 incurrieron como signatarios en su protocolo facultativo (Naciones Unidas.). al contrario de la por generaciones. existen en su terminar con el Modelo Social. disabled persons. que al abrir su suscrip- reducir la realidad a lo que existe” ción en 2007 fue firmada por 88 países (De Sousa Santos. sociedad civil general. ha sido puesto Desde la formación académica en en ese lugar y repetido incesablemente Terapia Ocupacional. Solo a modo de “Que mucho de lo que no existe referencia histórica. y por chos de las Personas con Discapacidad eso la trampa mayor para nosotros es (ONU. p. de Pareciera ser que la discapacidad transmisión académica. 2006). compone lo ver. por lo que sicionarse como presencias dentro de muchas veces. he de mencionar en nuestra sociedad es producido la Convención Internacional de Dere- activamente como no existente. Pero ¿cuál es el lugar constituye una temática abordada y dis- de todas esas cosas que no logran po. human rights Introducción presencia. constituye una de esas ausencias histó- ricas que a través de distintos movimien. so we can become political actors. Sin embar- ¿Qué tienen que decir esas ausencias. and back again to reflection. que más que y los terapeutas ocupacionales como olvidados. Sin duda este hecho consti- en que nos han enseñado a pensar el tuye un hito y un amparo legal para las mundo. Y efectivamente.f. sino como un conjun- espacio de lo ausente para hacerse una to de condiciones que. que solo aquello evidente. 2006. gender. 23). al darse juntas. no como un atri- ciones busca constantemente salir del buto individual. to the emergence of critical thoughts derived from everyday life. go. with a position that goes from reflection to action. s. desde los dispositivos de los relatos y saberes? ¿Qué tienen que salud especialmente. quizá por la forma Enable. países signatarios. KEY WORDS Occupational therapy. professional training. las reflexiones sobre el tema suelen que aunque invisibles. la discapacidad tatus de verdad. Colegio Colombiano de Terapia Ocupacional 35 . pareciesen estar negados? “expertos en discapacidad”. dido la discapacidad. apariciones políticas y sensibiliza. obviamos el he. se considera a las decir todos esos saberes. que compone las historias oficiales en pese a que podamos vislumbrar discor- los distintos saberes. en muchos campos lo ha logrado. dancias entre las políticas y praxis de los dadero.represents predominant knowledge that we must question. so we can open up to knowledge. y por tanto. eso personas en situación de discapacidad. cho de que aquello comprendido como verdad –o presencia-. cutida de forma permanente.

sin embargo. Roberts comparó Como ya se adelantó. to como “discapacitado severo”. personas en si- digmático fundamental en la academia tuación de discapacidad constituyeron -desplazando perspectivas biomédicas el Movimiento de Vida Independiente. en la palestra política. logró ingresar a estudiar Ciencias Políticas En este sentido. de California en Estados Unidos. en las que se consideraba la discapaci. haber sido considerado en su momen- des que hoy precisan nuevas miradas. En sus tiempos de es- desde el análisis de la relación de po. quien nes que necesitan ser visibilizadas para según señala Palacios (2008). Agustina Palacios (2008) su caso. Pese a la dificultad por sibilidad física o ciudadana. 1 • 2017 • ISSN-e 2590-7816 . el feminismo. personas en situación de discapacidad vorecer la emergencia de problemáti. dual y médico. Si bien el posicionar sus denuncias y demandas modelo ha constituido un cambio para. tomaron su ejemplo y comenzaron a cas que han quedado ocultas tras el re. por ejemplo. calización y desinstitucionalización de o rehabilitadoras. realizando un re-lectura Discapacidad de la consigna feminista: “la anatomía no es destino”. notando una evidente rela- tra de opresiones por raza y clase. pacidad. esta embargo. esconde exclusio. existían muchas analogías entre las si- tuaciones vividas por las mujeres y las de las personas que se enfrentaban a la Sobre el Modelo Social de discapacidad. la desmedi- dad como una enfermedad individual. ocupar ese espacio que históricamente lato unificador del Modelo Social. Sin se les había negado. pues consideraba que tamos: el género. siones políticas sobre las estructuras de me propongo más bien enriquecerlo la universidad. lógica buscaban normalizar a sujetos “enfermos” para su integración a la so. pese a poder reflexionar sobre particularida. la medicalización de su vivir. Así. Un hito importante para la consti- ciedad-. principalmente en Es interesante señalar que ya para Europa y Estados Unidos. generando discu- la intención de desechar este modelo. pensar y reflexionar desafiando el entorno no accesible del la vivencia social de la discapacidad establecimiento universitario. Otras desde un enfoque de género puede fa. el cual logró. como un greso de Ed Roberts a la Universidad fenómeno uniforme. Roberts se dedicó a estudiar der que más tempranamente introyec. En este último los años sesenta Roberts advertía ese país se dio paralelamente o apoyado por paralelismo entre feminismo y disca- otras demandas. tudiante. el Modelo Social que tanto las mujeres como las perso- de Discapacidad ha constituido un hito nas en situación de discapacidad bus- a nivel paradigmático. complejizando el caban tener control sobre sus propios entendimiento que se había dado a la cuerpos y decisiones.producen exclusión social para algu. como un fenómeno ligado a lo indivi- nas/os sujetos al no garantizar su acce. cuestionando. que en la misma sus condiciones de vida. 17 No. sin ción entre ambos. señala que este modelo surgió a fines de los años sesenta. en discapacidad. la visión de la discapacidad tución de dicho movimiento fue el in- como un todo homogéneo. como aquellas en con. la discapacidad permaneció interseccionalidad continúa siendo es- 36 Revista Ocupación Humana • Vol.

considerando que esta distin- el terreno de lo social permite situar el ción binaria es fundamental y necesa- debate no en sujetos individuales con ria para la construcción de identidad. para com. cosas que más rápido se nos enseña Esto cambia radicalmente la forma de es qué somos: niño o niña.casamente abordada por los estudios narios sociales en donde la divergencia de género y por los que realiza Terapia y la diferencia humana son negadas. Así. ¿hemos sido capaces de profun- les y colectivas dentro de la actividad dizar la compleja relación que se teje general que supone la vida económi. lo arquitectónico. interpretar la discapacidad. como lente analítico ejercida por sociedades construidas de para observar la realidad. si. la Discapacidad. desde la construcción hegemónica y masculina Este modelo logró posicionarse de las ciencias y saberes.121). sino en cómo existen Se nos viste de colores que afirmen di- determinadas formas de construir esce. 2006) es que releva la prenderlo como el resultado de barre. social y cultural” (Palacios. y en cómo permea “rehabilitar”. diré que tal modelo dejó de explicar este fenómeno como Otro interesante aporte de la Con- un atributo de las personas. lo comunicacional. vidual. una de las asunto social y de derechos humanos. y por tanto de la necesidad de que es el género. ejercicio pleno de los derechos de las Desde este modelo se comprende que personas en situación de discapacidad. sión social y política de la discapaci. nos mostrará formas que no consideran la diversidad situaciones que han sido históricamen- ni la accesibilidad universal. y que hoy es como paradigma contemporáneo para necesario hacer visibles. por mencionar algunas. no todas las personas pueden acceder a un pleno ejercicio de derechos y ocu- Sin profundizar más en los hitos paciones. Colegio Colombiano de Terapia Ocupacional 37 . en esta primaria relación de poder. lo social y lo actitudinal hasta lo legis- dad. y desde él se sustenta la Convención Internacio- nal sobre los Derechos de las Personas Interseccionalidad entre con Discapacidad (ONU. violencia y explotación. 2006). bargo. entre el género y la discapacidad desde ca. importancia de incluir la perspectiva ras diversas que coartan el acceso y la de género al momento de fomentar el participación para algunas personas. el énfasis al abordar la sionales? ¿Hemos logrado profundizar discapacidad pasa de lo médico indi. vención (ONU. hombre o analizar y concebir la discapacidad: mujer. te producidas como ausencias. por barreras que van desde que fueron consolidando la compren. un padecimiento. género y discapacidad tuándola ya no como un tema atinente a los sectores de salud. Ocupacional sobre discapacidad. se nos enseñan labores. “las personas con discapacidad son reconociendo que a partir del género discapacitadas como consecuencia de pueden darse formas particulares de la negación por parte de la sociedad de abuso. sino como un Desde que somos infantes. Sin em- acomodar las necesidades individua. hacia su visibilización las relaciones sociales y las ocupacio- como una consecuencia de la opresión nes? El género. cha identidad. que dio paso al Modelo Social de lativo. 2008. nuestros saberes académicos y profe- p.

juegos y juguetes apropiados. el principal carcelero de las mujeres son sus necesidades y su conciencia. las mujeres. ceso. que ha- ro la comprensión de la categoría género cen a las mujeres cumplir un orden como una forma primaria de relaciones social convertido en orden vital cós- de poder. en donde la mujer universal? Todo el proceso de socia- ha quedado sometida y subordinada. Joan Scott económicas.165) que constituye las relaciones sociales a partir de las diferencias que existen en. hace ber sido devenida como tal. la familia. particu- subyugado dentro de una relación de larmente como madresposas. hecho que Lagarde (2005) señala que existen es. en donde se reproduce constantemente La construcción del género femeni. pues en mujeres. se sostiene el cautiverio de las mujeres. 1 • 2017 • ISSN-e 2590-7816 . sea naturali. explica la complejidad de la decons- tereotipos de construcción de lo feme. Desde nues. entendida entonces como el polo ocupa en la cultura patriarcal. como un ser-de-los-otros y un ser-para- sideradas deseables para el género que otros. siguiendo a De Beauvoir al basarse en algo “natural”. jurídicas. rol y estereotipo que la mujer no. ceso multidimensional complejo que sultado de esta también sea concebida abarca. en sus res sociales se nos enseña a representar afectos y en su conciencia. eróticas y políticas. la categorización del que habla Lagarde? ¿Se instituye este género con base en la diferencia sexual por igual en toda mujer? ¿Puede si- de los cuerpos se traduce en relaciones quiera hablarse de “la” mujer como un sociales desiguales. sino en ellas mismas. sino que además han ciencia y de lo más íntimo de su ser. presas y oprimidas desde el mismo complejizando el panorama. (p. esta forma de ser socializadas. como la di. se nos los cuales lo común ha sido constituirse ensalzan habilidades o actitudes con. giosas. trategia del cautiverio no reside fuera de tra más primaria constitución como se. se nos enseña a ser. señalando que es un elemento mico. las relaciones sociales más cotidianas. (2013) al entender que ser mujer es ha- ferencia de los cuerpos biológicos. lización para convertir a las mujeres mecanismo de poder en camuflaje. se mas que no han sido ejercidas sólamen. en base a nuestro sexo biológico. trucción de los estereotipos patriarca- nino instaurados como cautiverios. jeres en su proceso de subjetivación. Este pro- poder. se ha expresado en diversas for. reli- (1990) introduce a los estudios de géne. 17 No. hasta zada e invisibilizada. Es interesante visibilizar que la es- socialmente se nos asigna. Marcela proceso de subjetivación. Así. desde las instituciones como como natural y. va introyectando psíquicamente en las te desde los hombres o las instituciones mujeres hasta formar parte de su con- hacia las mujeres. por tanto. la escuela y el Estado. ¿Cuál es el orden vital cósmico del tre los sexos. es un pro- que la desigualdad construida como re. de los géneros binarios hombre/mujer apoyada y reproducida por el con- lleva en sí desigualdades que actúan junto de relaciones e instituciones como una relación de poder. sociales. en les que ellas y las estructuras sociales 38 Revista Ocupación Humana • Vol. su subjetividad formada. el lugar. tal y como roles y funciones propias para el género señala Lagarde (2005) al decir que: que. Esta construcción social y simbólica es decir. Así sido introyectadas por las mismas mu.

como las de las feministas indígenas o tadas que componen la vivencia de la las feministas negras (black feminism). ferencial. y que más mental visibilizar cómo existe un tejido que una categoría analítica es una rela. mujeres estén cautivas radica en que Ello permite deconstruir la imagen de han sido privadas de su autonomía. las mujeres en situación como género la misma condición gené. sino que permite pensar tará oprimida solo por encarnar estas Colegio Colombiano de Terapia Ocupacional 39 . cebidas y reconocidas como mujeres. es funda- siempre se da en relación. por tanto. el cual crea muje- sociales y condiciones socio-históri. dos luchas blanca. que para las mujeres en situación de dis- vive en una metrópoli.8). se ha concebido la una parte. por la inclusión social indígena que vive en una zona rural y y ciudadana. nes propias que las relaciones de géne- ro tienen sobre sí. Así. entre las relaciones de género y otras ción encarnada desde diversos lugares relaciones sociales. discapacidad permite visibilizar po- turas que lo atraviesan. lo que inmedia. que una mujer capacidad: una. su independencia. movimientos feministas. los cuales sí jer como un universal y permite ver la han incorporado luchas diferenciales multiplicidad de identidades fragmen. históricamente ausente en los mismos tamente tensiona la noción de “la” mu. siendo de opresión” (Lagarde. “las mujeres comparten Por otra parte. del propio gobierno sujeta siempre a las mismas vivencias y sobre sí mismas. Para el caso del presente análisis. complejizan siciones y vivencias particulares. 2005. Por y diferencian. cas que impiden que sea. Lagarde (2005) “contextos de dominación construidos señala también que el hecho de que las históricamente” (Viveros. escoger y de tomar decisiones sobre los Podría decirse que la interseccionali- hechos más fundamentales de sus vidas dad es una herramienta analítica que y del mundo. Esto nos muestra zar que no es lo mismo ser una mujer la existencia de. heterosexual. una estructura homogénea y universal. de discapacidad tampoco cumplen el rica. y otra. Es importante reconocer que terseccionalidad no implica la mera no debemos asumir a priori que una adición de variables cual operación mujer en situación de discapacidad es- aritmética.reproducen día a día. permite visibilizar la diferenciación de lugares sociales que se crean a partir Es indispensable considerar que el de las relaciones de poder que cruzan género no existe de manera aislada. Así. p. de la mujer como un universal y. su particularidad ha estado con otras “categorías”. pero difieren en cuanto a sus situa. La marginadas y discriminadas de diver- interseccionalidad nos permite visibili. de la posibilidad de problemáticas ligadas solo al género. res distintas. Así. las estructuras sociales. sos espacios sociales. en sí misma. al menos.79). estándar estético y funcional impuesto ciones de vida y en los grados y niveles por los cánones de normalidad. contra las opresio- encarna alguna discapacidad. 2016. las mujeres en situación interseccionalidad en referencia a esos de discapacidad no siempre son con- múltiples entrecruzamientos que el gé. en una expresión di- Debe tenerse en cuenta que la in. nero sostiene desde la vida cotidiana de hecho. p. feminidad. profesional. Desde el feminismo se ha comprendido pensar el entrecruce entre género y que el género coexiste con otras estruc.

2004. de ser madres. les y reproductivos a través de abor- nalidad nos permite pensar cómo la tos y esterilizaciones forzosas. varias las investigaciones (Cruz.226). que poco a poco han permi. 2004. con el cuidado de su cuerpo: su salud. verla desde un A diferencia de las luchas femi- enfoque victimista. que ha sido la raza. terseccional nos revela. su propio cuerpo y el ejercicio de la 2 Utilizo el concepto de raza en forma crítica. resulta interesante señalar que han restricción social que tienen en la vida surgido a lo largo del mundo feministas cotidiana. puesto que ellas “han cidad viven una doble opresión (por visto vulnerados sus derechos sexua- género y discapacidad). como el Retomando las líneas que propone ejercicio de la sexualidad. por ende. nen puntos de reivindicación comunes con el feminismo tradicional. situación de discapacidad buscan el de manera suficiente. de la clase social o la raza2 también confi. estas identidades derecho de ejercer la maternidad. reivindicativa. puesto que en ningún caso considero que efectivamente existan razas de personas. sión de tener o no hijos” (Cruz. Sin embargo.categorías y. la decisión acerca de “comunes” es radicalmente distinta. mado su derecho a ejercer los roles tradicionales que el imaginario so- Más allá de limitarse a pensar que cial del ser-mujer conlleva. 1 • 2017 • ISSN-e 2590-7816 . 2017. 2017) que hacen hincapié en que las muje- El entretejido diferencial entre es. 17 No. dios específicos sobre discapacidad. tanto para decidir cuestiones relacionadas en los feminismos como en los estu. las feministas en derechos humanos que permita visibi. situación de discapacidad (ejercicio la manera de abordar estas demandas de la sexualidad. situación de discapacidad han recla- lizar sus resistencias y formas políticas. La utilización del concepto es en sí una estrategia para visibilizar que existe una estructura social creada para distinguir y discriminar. María Laura Serra sobre las demandas dad y las decisiones acerca de su pro. el derecho al aborto y a una materni- mitiendo académicamente en Terapia dad libre. Mientras que de la discapacidad para enfatizar cómo feminismos mayoritarios luchan por el modelo que más seguimos trans. en dificultades tido que esta histórica ausencia. Serra. 2014. la materni. como el las mujeres en situación de discapa. 2014). 40 Revista Ocupación Humana • Vol. sino desde uno de nistas tradicionales. res en situación de discapacidad expe- tas posiciones mujer/discapacidad ha rimentan mayores “limitaciones en el sido motivo de reflexiones más bien acceso a información. p. no impuesta. particularmente en lo relati- en situación de discapacidad que tie. p. el ejercicio de su sexualidad y la deci- y en la misma Terapia Ocupacional. lo que evidencia la potente do. En este senti. las mujeres en Ocupacional no nos permite visibilizar.155). Me he enfocado en el cruce sexualidad e intimidad” (Pérez de la del género con la construcción social Merced. Pérez de la Merced. Son fragmentadas que el lente analítico in. sanitaria y. vo a su sexualidad. en la asistencia recientes. la interseccio. por tanto. privación del acceso a una materni- guran otras formas de encarnar sujetos dad informada o de la negación de su sociales. emerja como presencia. específicas de mujeres feministas en pio cuerpo (Serra.

Los cuerpos de las mu. 2002). y luego. entre mitido –tremendamente cosificante y líneas. madres. algunas de las exclusiones específicas no meramente como un acto pasivo. un profesional de salud. Lo anterior tensiona sus prejuicios y valores. se consideran asexuados en mujeres por igual. les es negada cumple con los elevados y exigentes a aquellas en situación de discapacidad estándares de los estereotipos del cuer. de otro. por El cuerpo de las mujeres en situa. constituyendo al ejercicio de la pacidad. esa información. no discapacitadas se transmite como téticamente anormal. probablemen- como medio para la satisfacción sexual te omitirá orientarla en torno al tema. coartarse. en tanto carentes de deseo que encarnan la normalidad femenina. no deben obviarse ta en términos que resulten accesibles las cifras que señalan que las mujeres para todas las mujeres. puede utilizarse dad como ser sexuado. goce sexual. si a abusos sexuales por parte de sus fami. pia construcción simbólica del mundo. en primer jeres con discapacidad se conciben lugar. relaciones sexuales y métodos anticonceptivos no es pues- De todos modos. por una parte. luego de lo investigado y A las mujeres consideradas discapa- en mi consideración personal. de asistentes y profe. sino incluso lo actitudinal. asumiendo tácitamen- dad Autónoma de Barcelona . lo que da cuenta de que. y ausentes de en- carnar cuerpos que resulten deseables. mujeres que viven situa- ciones de discapacidad son simbólica Considerando el amplio espectro y fácticamente apartadas del escenario que puede abarcar la noción de disca- sexual. estas mujeres se les excluye. de la po- como lo indeseable. la reproductividad de una mujer no estándar debe limitarse. incluso. que ellas viven. Universi.maternidad). lo anómalo. especialmente en lo puesto que incluso se les somete a la que se refiere a sus derechos sexuales esterilización involuntaria y forzada. a través de distintos tipos de barreras. sobre sexualidad. solo para aquellas doble vía. como ocurre a algunas mujeres con síndrome de Down. sionales de la salud. Desde el imagina- El cuerpo asexuado rio. que a las mujeres ción de discapacidad se considera es. Así. desde su pro- liares o. y reproductivos. esbozo citadas se les aleja del rol de madre. no concibe a que. puesto que no un destino vital cósmico.Asociació te que no es partícipe de la vida y el Dones No Estàndars. Maternidad negada Discusión Colegio Colombiano de Terapia Ocupacional 41 . Esta accesibi- en situación de discapacidad –especial. A po femenino. ser madre no es para todas las patriarcal-. pese a ser un cuerpo socialmente una mujer en situación de discapaci- visto como asexuado. Desinformación sobre sexualidad por otra. de la decisión. muchas veces la información sexualidad como un fuerte tabú. que violentamente abusa de su pues considera innecesario que maneje posición y poder (IMSERSO. lidad no abarca solo lo sensorial o lo mente intelectual-. sexual. y al sibilidad de participar en el rol de ser no cumplir el patrón socialmente trans. son más vulnerables cognitivo. lo que la maternidad.

1 • 2017 • ISSN-e 2590-7816 . por lo que iluminar construcción es en sí misma patriarcal los marcadores de diferencia. consideradas como “menos mujeres” inscriben en sí lo político. nistas en nuestro ejercicio teórico. permite situación de discapacidad de estos es. subjetividades emergentes.58). la caridad y. Es fun. (Múnevar. más que una “actualización técnica”. en sus y opresiva. Así. dades a través de la (re)composición sibilizadas. al conside- lidad permite develar ordenamientos rar que: políticos y culturales que se inscriben en la base de la manera en que orga. la negación de la maternidad mienta analítica. puesto que incluir el pensamiento asistencialismo. 2012. cons- En este sentido. y a pensar en donde se concibe que hombres y en la producción de subjetividades mujeres tienen demandas iguales por alienadas para acentuar los procesos la inclusión educativa. lo que les im. capacidad/discapacidad. En segundo lu. el privilegio y la marginación damental señalar que. La academia sería entonces una de nizamos el mundo. de interacción entre subjetividades y cial. encarnando o incluso como “niñas”. comprenderse no solo como una herra- xualidad. las distintas estructuras y construccio- pide participar de aquellos espacios nes socio-culturales que producen el construidos como lo femenino. como producto social. muchas interseccional y las perspectivas femi- veces. p. siendo Los cuerpos. gar. a develar la forma cruce entre género y discapacidad. poder. En primer múltiples e interconectadas entre sí. y como el poder construye subjetivi- que permanecen tremendamente invi. la interseccionalidad visibiliza. laboral o so. subje- exclusiones específicas a las que se en. les son “reconocidos” bajo el ca.La desinformación sobre la propia se. laboral Lo anterior nos lleva a re-pensar y político. las lugar. por lo que debe las instituciones encargadas de ges- 42 Revista Ocupación Humana • Vol. o la discapacidad como homogeneidad. la intersecciona. tividades otras que encarnan vivencias frentan un grupo de mujeres. socio-simbólica del ser mujer. 2012). reconoce como marcadores de diferen- capacidad y género permite visibilizar cia. espacios que cuando logran nuestro rol en la transmisión académi- penetrar. tituye un ejercicio político. al excluir a las mujeres en múltiples entrecruzamientos. son excluidas de la construcción cuales se expresan en la cotidianidad. mediante lo que Dora Múnevar (2012) El análisis interseccional entre dis. de las ciencias. las especificidades derivadas de la cuerpos. etnicidad/raza. 17 No. pese a que dicha (Múnevar. la emergencia de vivencias que han pacios se les priva de la identificación quedado borradas por la supremacía social como mujeres. aún desde el Modelo Social por sexo/género. sujetas a diversas inequidades. son excluidas en términos de su accesibilidad al mundo social. construcción socio-simbólica del géne- ro permanecerán como una ausencia. he- de Discapacidad. Desde la lectura de terosexualidad/homosexualidad. sino como una episte- y la visión de las mujeres en situación mología de resistencia que ayuda a de discapacidad como seres asexua- dos nos brindan ejemplos concretos …comprender el orden socio-cul- de exclusiones que se gestan desde el tural del poder.

en primer lugar. Esta interseccionalidad. 2015. tipo económico. buscando no solo análisis como el último. deshomogeneizar- minio estructural mediante la cual se la. arquitectónicos. quedado silenciados por las estructuras hegemónicas del poder. La academia. rio. la intersecciona- lidad ética y política que nos mueve a lidad da cuenta de las particularidades sacudir el polvo de aquello que hemos de subjetividades emergentes que no producido como inexistente (De Sousa. buiría a reproducir las estructuras de permite visibilizar y pensar desde las poder en la intersubjetividad indivi. cias en la historia. actitudinal. políticos. pueden estandarizarse bajo el alero de 2006). a cuestionarnos aquello que de algunos/as sujetos. tionar la opresión derivada del do. Por todo lo anterior. Esto laridades y fragmentaciones que hasta sucedería a partir de la generación ahora han permanecido ausentes. producto de dos categorías encarna- p. Nos insta a desarrollar epistemologías críticas y de Sin embargo. como de un conocimiento particular que el entrecruce género . Colegio Colombiano de Terapia Ocupacional 43 . Por tanto. con- siderando que cada uno de ellos. en en lo evidente. significativas y realizantes para factores sociales que incluyen los de todos y todas. lidad ética de estar permanentemente tribuido a un fuerte cambio paradig. contri. por sí Las presentes reflexiones no son có. como clave como dominio hegemónico. Este artículo pretende instar hacia un ejercicio reflexivo de los y las te- rapeutas ocupacionales. silencia y pone acentos sobre de- terminados discursos. reduccionista e individual mover cambios estructurales que per- de la discapacidad hacia un entendi. poseemos una responsabi- El Modelo Social. o marcadores de diferencia. particularidades que se gestan como dual y colectiva… (Cubillos. quienes con- Conclusiones siderándonos como actores sociales y políticos. para así ser capaces de pro- biomédica.discapacidad. de acceso. exclusión. para poder entrever en ella particu- valida socialmente la opresión.128) das. discapacidad es el resultado busca llamarnos al no-conformismo. Se hace necesa. en lo existente. Así. mitan el ejercicio libre de ocupaciones miento de esta como interrelación de dignas. pues conllevan una responsabi. analítica y ejercicio epistemológico. nuevas comprensiones examinando también aquellas cosas emergentes sobre el complejo fenómeno que han sido producidas como ausen- social de discapacidad. sino alguna medida. de condiciones sociales que impiden el a no dar nuestras reflexiones por aca- libre y autónomo ejercicio ocupacional badas. buscando allí saberes que han la discapacidad como un totalizante. ha con. examinando la realidad social contem- mático. este artículo etc. sin duda. desde la academia se resistencia a aquello que sostenemos ha tendido a considerar este nivel de como conocimiento. concebimos como saber. cultural. ha implicado discriminación y modas. deteniendo. mismo. desplazando la comprensión poránea.

no solo de la discapacidad sino emakunde/adjuntos/revista.un.org/spanish/ Buenos Aires: Debolsillo. Referencias Múnevar. En M. ONU. (2012) Interseccionalidad y Cubillos. Dispo- De Beauvoir. (2002). mujeres: madresposas. (7). Cruz. El Modelo Social de Dis- capacidad: orígenes.). Renovar la teo.f.56-65). pdf Palacios. presas y locas. Mujeres y Discapaci. Madrid: Grupo http://www.emakunde. Disponible en nas con Discapacidad. S. dars. disabilities/default. putas. reconozcan las múltiples degenero. 3 Retomo esta acertada noción que mi querido profesor Alejandro Guajardo Córdoba ha utilizado en diversos escritos de su autoría. S.García. Discapacidad.) La intersecciona- feminista. terseccionalidad para la investigación J. 1 • 2017 • ISSN-e 2590-7816 .un.P.eus/ Editorial CINCA. caracterización y Iglesias. 44 Revista Ocupación Humana • Vol. Enable. Cautiverios de las que alegren y emancipen nuestro vivir. Indicadores de exclusión les3 que no extingan su saber. M. (2008).Asociació Dones No Estàn- multiplicidad de terapias ocupaciona. contenidos/informacion/sen_revista/es_ nero. Naciones Unidas. M. sino que. Oxímora Revista Internacio. (2005).guiaviolencia- lo cotidiano. 147-160. Mujeres con discapaci- dad y su derecho a la sexualidad.pdf las ocupaciones. Zapata. B. (2006). 17 No.org/disabilities/documents/ http://biblioteca. a la construcción de una celona . Polí. plasmación en la Convención Interna- dad: la doble discriminación.50. sion_mujer_discap. New York: ONU. M. Dis- sujetas a la participación política de ponible en http://www.euskadi.asp?id=497 De Sousa Santos. desde lo micropolítico. Revista cional sobre los Derechos de las Perso- Emakunde. 119-137. México: Universidad Nacional Autónoma de México. (2015).pdf mitan gestar. Disponible en http:// Buenos Aires: CLACSO. Convención Internacional ría crítica y reinventar la emancipación sobre los Derechos de las Personas con social (encuentros en Buenos Aires). Abrirnos hacia un enfoque de gé.com/pdf/indicadores_exclu- formas de opresión que vivimos y per.. nible en: http://www. tituto de Estudios Latinoamericanos de la Freie Universität Berlin. (2013) El segundo sexo. La importancia de la in. D. transformaciones sociales profundas Lagarde. chos y la dignidad de las personas con discapacidad. social de mujer y discapacidad. Disponible en www. 22. 6-11. Universidad Autónoma de Bar- la diferencia. (2004). (s. (50). (2006). Chan de Avila (eds. monjas.edu. Berlín: Ins- nal de Ética y Política.emakun- del mismo ejercicio profesional y de de.ar/clacso/ convention/convoptprot-s. J.clacso. Los dere- tica y Cultura. otras nociones. A. lidad en debate (pp.pdf coediciones/20100825032342/critica. (2003). nos permite acercar- nos cada vez más a reflexiones desde IMSERSO.

Investigaciones tps://e-archivo. Valencia: Alfons el Magnanim.23-56). J. La interseccionalidad: Amelang y M. 52 (octu- derna y contemporánea (pp. sciencedirect. (2016). Historia y Una aproximación situada a la domi- Género: las mujeres en la Europa mo. El género: una categoría útil para el análisis histórico.com/science/article/pii/ S0188947816300603 Colegio Colombiano de Terapia Ocupacional 45 . 8(1). le/10016/22527/DyL-2014-31-serra. (1990).pd- f?sequence=1 Scott. Disponible en http://www. 251-272. Viveros. bre). Feminismo y Discapa- en la encrucijada: interseccionalidad y cidad. Derechos y Libertades.uc3m. En J. 1-17. Disponible en ht- diversidad funcional. Ciudadanas Serra.Pérez de la Merced. 151-163.es/bitstream/hand- Feministas. M. nación. M.). época ciudadanía íntima de las mujeres con II (31). Debate Feminista. H. (2017). Nash (eds. (2014).