You are on page 1of 7

A L.·. G.·.D.·.G.·.A.·.D.·.U.·.

R. ·.L.·. “LANCEROS DE PÁEZ” Nº 230


Regualarmente Constituida el 22 de Julio de 2000 e Instalada el 22 de
Julio del mismo año.

Bajos Aupicios de La Muy Resp.·.Gran Log.·. de la República de Venezuela,


Jesuitas A Maturín Nº 5, Caracas
MASONERÍA UNIVERSAL – FAMILIA VENEZOLANA
R.·. E.·. A.·. A.·.
S:.F:.U:. Or:. de Mesones – Estado Anzoátegui L:.I:.F:.

SILENCIO Y EN LOGIA

V:.M:.
Q:.H:. Prim:.Vig:.
Q:.H:. Seg:.Vig:.
Ap:. Mas:. Luis Clavijo
QQ:. HH:. Todos

Mayo de 2018
INTRODUCCION:

Antes de empezar con el siguiente trabajo me gustaria hacer referencia a


una frace de unos de los grandes pensadores que han tenido nuestra humanidad
Pitagoras.
Es cual decia Si se os pregunta: ¿Qué es el silencio? Responded,
“la primera piedra del templo de la sabiduría”.
Esta sentencia pitagórica explica porque el maestro de Samos obligaba a los
iniciados a permanecer largos meses sin hablar, hasta que hubieran adquirido el
sentidode la verdad, por ello eran llamados acusticoi, es decir, oyentes.
De entre todas las exigencias que se hacían a los candidatos a la escuela de
Pitágoras, la más famosa es el precepto que requería que se pasaran 5 años en
silencio antes de ser admitidos. Los 5 años de silencio eran una prueba de conducta
por la cual "el alma podía convertirse en ella misma lejos de las cosas externas, de
las pasiones irracionales del cuerpo para asumir su propia vida que es la vida eterna".
Sobre esta disciplina del silencio, Clemente de Alejandría explica que "al abstraerse
del mundo sensible, el discípulo podía buscar a Dios con una mente pura". Luciano
agrega sobre este método que tenía la virtud de producir la reminiscencia1. Lo que
parece razonable, ya que el silencio parece hacernos olvidar nuestros pensamientos
superficiales, para abandonarnos en la profundidad de la mente, accediendo tal vez a
capas transpersonales; siguiendo la máxima platónica del conocimiento como
recuerdo, podemos decir que el silencio es una ciencia de la reminiscencia, una
remini-ciencia.
Etimológicamente silencio proviene del sánscrito2 mu y sus derivaciones Muka
(mudo) y musterion; (misterio) dicha raíz se complemento en Grecia a través de verbo
musin (que significa cerrar) y su ramificación museria (silencio) y en Roma con la raíz
(mutus) de donde surge el termino mutare o cambiar, por referirse al silencio que las
aves observan durante la renovación de su plumaje.
Históricamente el silencio ha tenido una importante función simbólica y
ritualista. Durante la construcción del Templo de Salomón, se utilizaron
aproximadamente 183.000 trabajadores, repartidos en 70.000 aprendices, 80.000
SILENCIO Y EN LOGIA

compañeros y 3.300 maestros; sin embargo, a pesar del número trabajadores y de la


gran envergadura de la obra, en el sitio sagrado del templo no se oía ningún ruido.
Pues la piedras utilizadas para la construcción del templo eran cortadas y talladas a
gran distancia para no perturbar con ruidos el sitio sagrado.

1
Esta teoría se asocia principalmente a Platón. Para éste, adquirir conocimiento consiste en recor-
dar lo que el alma sabía cuando habitaba en el mundo inteligible de las ideas antes de caer al mundo
2
sensible y quedar encerrada en el cuerpo.
2
El sánscrito es una lengua clásica de la India, esta se usa actualmente como lengua litúrgica en el
hinduismo, el budismo y el jainismo.
DESARROLLO:

“QQ:. HH:. mios, silencio y en Log:.”

Estas son las primeras palabras que pronuncia el V:.M:. al iniciar los trabajos
masónicos. Esta pausa en toda actividad y en todo sonido tiene profundos significados
exotéricos y esotéricos.Pero es menester analizar primero que significa la palabra
“silencio”.
Profanamente el silencio se le define como: Callado, no dicho, ausencia de
sonido, mudo. Sin embargo, mística y esotéricamente al silencio se le define como:
“…el preludio de la apertura a la revelación…”. De acuerdo a las tradiciones de
enseñanza de la escuela pitagórica, y usando sus conceptos relativos a lo exotérico y
lo esotérico, podemos enmarcar el Secreto Masónico en dos aspectos:

1. Un aspecto Exotérico de las enseñanzas, es decir, aspectos de forma, externos


pero de gran relevancia en el desarrollo de las actividades en la Logia,
tendientes a generar un clima místico, de formalidad y de estricto cumplimiento
de los rituales preestablecidos para el desenvolvimiento de las actividades de
enseñanza y aprendizaje en el taller para el grado de Aprendiz.

2. Por otro lado, el silencio, también se refiere al aspecto esotérico, es decir,


interno, espiritual, mental, tan necesario e importante para poder asumir la
posición y la actitud mas idónea y superior requerida para el trabajo masónico.
El Silencio en la institución masónica puede estudiarse o describirse desde dos
puntos de vista, el primero referido al individuo, y el segundo referido al
desarrollo de los trabajos en el Rito del Primer Grado del Aprendiz, ambos
ligados sustancialmente, como en efecto lo explicare mas adelante.

El silencio ha sido reverenciado en diversas tradiciones iniciativas, filosóficas y


espirituales como por ejemplo:
1. Los monjes hesicastas que todavía viven en el monte Athos en Grecia alaban
constantemente el silencio, pues este les impide emitir jucios, les confronta con
ellos mismo e impide proyecten sobre los demás su lado oscuro.

2. Lao Tse afirmaba, como queriendo enfatizar que el silencio es la representación


del Todo que: “El silencio es la Gran Revelación”.
SILENCIO Y EN LOGIA

3. El Budismo, anima a sus seguidores a realizar largas sesiones de silencio y


recogimiento en su búsqueda de la perfección personal y del conocimiento y se
le entiende como la antesala a la purificación mental, al elemento que
desenturbia la mente, a la limpieza del alma; a una predisposición a la conexión
con planos mas elevados y a una interrelación y convergencia energética.

3
De igualmanera se dice que la única manera de saber expresar palabras
sabias, es antes haberlas meditado a traves del silencio. Los más grandes logros del
pensamiento humano, han sido fruto de su investigacion en el silencio interior, que
todo hombre debe saber desarrollar.
Ejemplificare solo con dos casos lo anteriormente mencionado:
1. Cervantes recluido en un calabozo, escribio las paginas de su inmortal Don
Quijote, que por cierto, el mismo dijo que esa no era su mejor obra.

2. Beethoven, aislado en su mundo interior, en el silencio forzado que su sordera


le impuso, concibió las mas maravillosas notas musicales que en su momento
creó para la humanidad, y a pesar de eso, pudo hacer correcciones a sus
músicos cuando se equivocaban a la hora de leer su partitura.

La Ley Iniciática del Silencio, comienza cuando el individuo profano entra a la


Camara de las Reflexiones, en donde permanece solo, rodeado de símbolos, frases
y palabras que le estimulan a penetrar en su interior. Es en el silencio de la meditación,
donde encontrará a su yo, y podra escudriñar en su alma. El silencio prepara al
individuo a una meditación serena e imparcial, al encuentro con el Yo, a esa “Visita
Interiorem Terrae”, cuyo viaje forma parte del retorno a su núcleo mas intimo con el
fin de edificar a un hombre nuevo.

El silencio como parte de la institucionalidad de la Orden masónica

El secreto masónico se conoce con el nombre de “secreto iniciático” o


“misterios” de la Orden. Ello es consecuencia de que la Masonería es esencialmente
una Orden iniciática y que la verdadera iniciación, la sagrada, se da en el campo de
lo esotérico o sea, de lo interno, lo secreto, lo reservado a los iniciados. En
contraposición con lo exotérico que separa lo público y lo externo. La disciplina del
silencio, es una de las enseñanzas fundamentales de la Masonería.
Múltiples significados tiene el silencio, y todos conllevan la idea de creación, de
perfección, de sabiduría, tanto en el aspecto terrenal como en lo filosófico. El silencio
significa callar. Con este sentido en mente, el masón debe trabajar en el mundo
exterior, en lo que respecta a la Masonería, considerando que el profano representa
el mundo externo, por lo cual debe callar ante él. Es por esto que el silencio masónico
se emplea enfáticamente en los rituales y es la primera lección del Aprendiz.
SILENCIO Y EN LOGIA

El Aprendiz Masón, tiene como deber y obligación principal, la de mantener


silencio, su síntesis filosófica tiene una premisa fundamental; Saber Pensar, Saber
Dudar, Saber Callar. Es necesario establecer diferencias entre:
a) El Silencio impuesto, estéril, superficial, aislante, el mutismo pasivo o lleno de
rencores y resentimientos que nos aleja de los demás y nos aísla;

4
b) y el Silencio creador, aquél que predispone al Aprendiz a trabajar en su piedra
bruta, mediante el ejercicio de la introspección, la reflexión y el auto-análisis.
Es el Silencio Creador, el Silencio Masónico, el que genera la actitud idónea
para el aprendizaje y el estudio de la verdad, este silencio es la base de la
sabiduría, y punto de partida para el autoconocimento.
A través del Silencio reflexivo, espiritual, es que el individuo puede comenzar
su viaje interior, conocerse a si mismo, escucharse, y transitar ese camino largo,
sereno y exigente que puede conducirlo finalmente a la Verdad. Una de las premisas
socráticas más conocidas dice que es en el interior del individuo donde esta la Verdad,
la respuesta a todas la preguntas, por eso es que el método socrático o mayeútica,
consistía en instruir e ilustrar a los aprendices mediante preguntas para obligarlos a
buscar sus propias respuestas en su interior. Lo cual implica el ejercicio constante de
la meditación, del silencio reflexivo e introspectivo, pero siempre creador, la búsqueda
interior, ya que es así, la única manera de poder entender mejor el mundo exterior y
lo intangible, lo etéreo.
“Silencio y en Logia” dice el V: M: al iniciar los trabajos, esto, mas que una
formalidad encierra la invitación a asumir el estado propicio para el aprendizaje dentro
del taller, implica el cese de toda conversación profana, el cese de todos los
pensamientos y emociones que pudieran impedir tener la disposición y concentración
suficiente para poder observar, escuchar y analizar los temas discutidos en el taller.
El mantener el debido silencio para reflexionar sobre dichos temas y poder tener tanto
la mente como el corazón abiertos para asimilar lo mas posible las enseñanzas
morales y filosóficas que se imparten en la tenida.
Las tenidas nacen en el silencio y terminan cuando reina el silencio. Las
normas de no cruzar de una columna a otra, cubrir el templo o tomar la palabra por
conducto del respectivo vigilante es el mantener de los silencios. El templo se
construye en silencio, los golpes a las piedras brutas se dan fuera del templo, para
entrar cargando la cantera (significado de la marcha, dado que así caminamos cuando
cargamos algo pesado) de diversas maneras y con el mismo significado se mantiene
el silencio en el desarrollo de la tenida, lo cual deja en evidencia que es en el ejercicio
del silencio en que se basa la construcción del templo de la sabiduría.
El Silencio en Logia es una constante en el desarrollo de la actividad dentro del
taller en el grado de Aprendiz, porque solo se tendrá el derecho de palabra cuando se
haya aprendido a observar en silencio, y de esta manera el Aprendiz Masón podrá
tener conciencia del significado e importancia del uso de la palabra en el Taller, la cual
servirá para exponer en su debido momento los progresos logrados en la Masonería
luego de escuchar, reflexionar y saber callar, que no son otros, que el llegar a
conocerse a si mismo lo suficiente como para poder dar lo mejor de si no solo en la
SILENCIO Y EN LOGIA

Logia, sino en el mundo profano.


Los aprendices, son sometidos al Silencio, para conservar las costumbres de
los antiguos misterios, pues por no estar en capacidad de expresarce por si mismos,
deben siempre hacerlo a través del Segundo Vigilante, quien a su vez en conocimiento
de lo que se intenta expresar, lo informa al Venerable Maestro, para que autorice el
uso de la palabra.Los Aprendices, deberán tomar la palabra, siempre al lado de su

5
tutor, o sea el Segundo Vigilante, hasta tanto aprendan a controlar sus palabras, de
manera que nada sea dicho sin antes medir las consecuencias.
Recordemos en todo momento la frase “Audi, vide, tace, si vis vivere in
pace" (Escucha, mira y calla, si quieres vivir en paz) que no sólo llama a la prudencia
y a conservar nuestros votos masónicos de discreción, sino que nos invita a aprender
mediante la reflexión y al respeto a nuestros semejantes, que sin duda alguna
redundará en nuestra felicidad.
A forma de epílogo quisera citar algunas palabras de grandes pensadores
sobre el valor del silencio.

“Yo me he arrepentido muchas veces de haber hablado, jamás de haber callado”.


Xenócrates

“Es mejor ser rey de tu silencio que esclavo de tus palabras”


William Shakespeare (1564-1616) Escritor británico

“El silencio es el único amigo que jamás traiciona”


Confucio (551 AC-478 AC) Filósofo chino.

“Nunca rompas el silencio si no es para mejorarlo”


Ludwig van Beethoven (1770-1827) Compositor y músico alemán

“El camino a todas las cosas grandes pasa por el silencio.”


Friedrich Nietzsche - filósofo, poeta, músico y filólogo alemán
SILENCIO Y EN LOGIA

6
CONCLUSION:

El Silencio en la Logia, es una invitación para que cada uno se ponga en acto de
recogimiento y meditación.Es el momento para que cada uno haga el esfuerzo
consiente de apartarse de las preocupaciones del mundo profano, y se dedique a
aportar de si todas las fuerzas morales y psíquicas que pudieran ser necesarias para
que la tenia sea un reunión de armonía, caracterizada por buenos pensamientos, de
hombres efectivamente compenetrados de la transcendencia del acto.Es entonces un
silencio de la palabra hablada; pero no de la palabra pensada.

BIBLIOGRAFIA:

Masonería Práctica – Humberto Camejo Arias


Manual del Aprendiz – Aldo Lavagnini
Manual del Aprendiz – Pedro Alciro Barboza de la Torre
SILENCIO Y EN LOGIA