You are on page 1of 4

Lateritas y bauxitas:

Pertenecen al grupo de los depósitos residuales, es estratiforme y se forma o se


formó en sectores de clima tropical. Especialmente los contenidos altos en
aluminio y hierro juegan un papel importante en el ámbito económico, pero
también existen depósitos de este tipo con valores interesantes en oro y níquel.
Los países más importantes donde se encuentra este tipo de depósito son
Guinea, Australia, Jamaica, Brasil, Surinam y Yugoslavia.

Laterita y Bauxita de Aluminio:


Lateritas y bauxitas se forman en un ambiente especial de meteorización.
Principalmente en lugares donde hay una estación de sequía y una de altas
tasas de precipitación (por ejemplo en el sector tropical). Los silicatos de
aluminio (por ejemplo plagioclasas) no resisten a los ataques de las aguas
alcalinas que suben durante la época de sequía. Estos minerales se
descomponen y forman el mineral arcilloso Caolín. El mineral caolín es muy
blando hasta aparece como polvo en los suelos. Una estación de fuertes lluvias
produce una hidrólisis - es decir una cierta separación vertical entre los hidratos
de aluminio, hidratos de hierro y silicatos.

Figura: Diagrama de flujo - génesis de lateritas y bauxitas.

La calidad del yacimiento se define por su pureza en aluminio, es decir el grado


de separación entre Al-Fe-Si. (algunas bauxitas /lateritas no tenían Fe en la roca
primaria, entonces no importa el grado de la separación). Un depósito puede
llegar a 60 % de aluminio.

Los factores más importantes en la formación de lateritas / bauxitas son


entonces: El clima - especialmente las cantidades de precipitaciones y la
temperatura, la roca de origen meteorizada, el tiempo - es decir la duración del
proceso y la cantidad de hierro o grado de separación.

Se puede diferenciar entre siguientes tipos de depósitos de bauxitas:


a) high level bauxitas: Se forman encima de rocas magmáticas en llanuras de
altura. De alta potencia (hasta 30 metros)

b) low level o peneplain type bauxitas: Afloran en sectores costeros (América de


Sur, Australia). Generalmente tienen una potencia menor de 10 metros.

c) Bauxitas de Karst: generalmente depósitos del devónico hasta al mioceno. Se


formaron encima de una superficie Karst.

d) Bauxitas alóctonas, transportadas: bauxitas y lateritas transportadas y


depositados a otros lugares.
Bauxita

Bauxita de la sierra de Ponce. Obsérvese su aspecto concrecionado


Francisco Guillén Mondéjar

Bauxita de la sierra de Ponce


Antonio del Ramo
Yacimiento de bauxitas cársticas del Cejo de la Grieta en la sierra de Ponce (Zarzadilla de Totana)
Antonio del Ramo

Clase:
Sedimentaria. Alumino-ferruginosa.
Descripción:
Las bauxitas son rocas sedimentarias de origen químico y de tipo residual, es decir
originadas por la meteorización química de otras rocas ricas en aluminio. Están
compuestas fundamentalmente por hidróxidos de aluminio (boehmita y gibbsita), y
además óxidos e hidróxidos de hierro (hematites y goethita), óxidos de titanio y minerales
de la arcilla (filosilicatos), especialmente de tipo caolinita. También según su génesis
pueden tener impurezas de carbonatos, cuarzo y óxidos e hidróxidos de manganeso.
Según la composición química se han establecido diversas clasificaciones de bauxitas;
férricas, alumínicas, silíceas. También atendiendo al contenido en arcilla, existen
términos intermedios entre esta roca y la bauxita pura; bauxitas arcillosas, arcillas
bauxíticas, etc.
Aunque las bauxitas puras presentan coloraciones grises o más o menos blancas,
también pueden aparecer con colores ocres, violetas e incluso negros si tienen materia
orgánica. La textura es muy variada (homogénea con manchas y bandas de
coloraciones diversas, brechoide), pero existe una muy característica y fácil de
reconocer, la denominada textura pisolítica, es la formada por acreciones concéntricas
de óxidos de color rojizo, rodeadas por una matriz más clara.
Su nombre procede de la localidad francesa de la Provenza Les Baux.
Ambiente de formación:
Dependiendo de su génesis se distinguen dos tipos principales de bauxitas: lateríticas y
cársticas.
Las bauxitas lateríticas, son las típicas bauxitas que todos conocemos y están
relacionadas con la formación de suelos edáficos formados en climas tropicales, sobre
grandes extensiones y en cualquier sustrato rocoso rico en aluminio. Especialmente,
sobre rocas ígneas ácidas, ricas en feldespatos, como granitos y sienitas, sobre rocas
metamórficas ricas en moscovita o sobre rocas sedimentarias como las lutitas. Algunos
autores, las denominan simplemente lateritas. Otros prefieren dejar el nombre de laterita
a una roca similar a la bauxita pero mayoritariamente rica en óxidos e hidróxidos de
hierro; generadas por la alteración de rocas con hierro y pobres en aluminio como las
ígneas básicas o ultrabásicas, ricas en minerales ferromagnesianos como el olivino o el
piroxeno. Dentro de este tipo se encuentran los yacimientos de bauxitas más
importantes del mundo, en Australia, Brasil, Guayana, Guinea, India, etc. Aunque el
proceso de formación de estas rocas permanece activo en las actuales regiones
tropicales, la mayoría de estas reservas se generaron en el Terciario y aparecen
interestratificadas entre otros tipos de rocas.
Las bauxitas cársticas, son los productos residuales de la disolución de calizas y dolomías,
y aparecen en bolsadas rellenando las cavidades generadas por este proceso. Se
forman como consecuencia de la meteorización del residuo arcilloso (terra rossa) que
queda tras la carstificación de estos carbonatos. Existen dos subtipos fundamentales de
yacimientos, uno subreciente y sin recubrimiento, subtipo jamaicano. El otro, el subtipo
mediterráneo, común en Europa, y que se caracteriza por haberse formado en el
Mesozoico. La bauxitas murcianas pertenecen a este segundo grupo.
Aunque según el tipo de yacimiento la mineralogía y textura varía, en todos ellos se
requieren una condiciones y procesos similares para su formación:
- La existencia previa de una litología con minerales ricos en aluminio, carbonatada con
impurezas de filosilicatos en el caso de bauxitas cársticas.
- La presencia de un clima tropical o intertropical, caracterizado por temperaturas
medias anuales de unos 27º C y precipitaciones superiores a los 1000 mm, que deben
de actuar durante miles o millones de años, para meteorizar los minerales y favorecer la
presencia de una cobertera vegetal densa.
- La existencia de un sistema de drenaje muy bien desarrollado para evacuar (lixiviar) los
elementos alcalinos y alcalinotérreos.
- Un relieve suave que impida los procesos de erosión y favorezca la meteorización
química.
- Una estabilidad tectónica durante períodos geológicos.
Localidades
Las bauxitas son rocas muy escasas en la península, la más importantes zonas
bauxitíferas españolas están en la vertiente surpirenaica, en la cordillera Prelitoral de los
Catalánides, en el Maestrazgo y en el subbético de las Cordilleras Béticas. En la región
solamente se han descrito en Zarzadilla de Totana, en las calizas del Jurásico inferior de
la sierra de Ponce.
Usos:
Su interés económico está relacionado con múltiples usos, de entre los que cabría
destacar que son la principal materia prima para la obtención de aluminio, aunque
también se utilizan en la fabricación de cementos aluminosos, como soporte de
reactivos y agentes catalíticos y para la elaboración de materiales cerámicos altamente
refractarios. En Murcia estas rocas por su escasez e importancia geológica,
tienen primordialmente un interés científico y didáctico. Este uso que debe prevalecer
ante una posible explotación y desaparición de los yacimientos.

Laterita
Son horizontes de suelo fuertemente enriquecidos en óxidos e hidróxidos de hierro, como
consecuencia de la acumulación mineral, producto de la meteorización química avanzada
de una roca que ya previamente mostraba un cierto enriquecimiento en estos
componentes. Están formadas mayoritariamente por hidróxidos y óxidos de hierro
(goethita, lepidocrocita, hematites), a menudo acompañado de sílice o cuarzo, y de
hidróxidos de aluminio y manganeso. En general, estos minerales se disponen en
agregados terrosos o crustiformes, y forman capas de espesor muy variable que puede
llegar a la decena de metros. Se forman en zonas de relieve horizontal sobre rocas ricas
en hierro, fundamentalmente sobre rocas ígneas básicas o ultrabásicas, ricas en minerales
ferromagnesianos como el olivino o el piroxeno. La hidrólisis de estos minerales, a través
de serpentina y clorita fundamentalmente, produce como productos finales
óxidos/hidróxidos de hierro, sílice, y sales solubles de Mg y Ca (procedente de
clinopiroxeno). Algunos de los componentes minoritarios de estos minerales (Ni, Cr, Co)
pueden también concentrarse en las lateritas, para convertirlas en menas. De las lateritas
se extraen fundamentalmente minerales de hierro, a menudo enriquecido, como hemos
mencionado, en elementos metálicos refractarios. Algunos de los yacimientos de hierro
más importantes del mundo son de este tipo, como los del estado de Minas Gerais, en
Brasil. En Colombia se conoce el yacimiento de Cerromatoso como laterita de níquel.