You are on page 1of 15

Trabajo sobre:

LA ESQUIZOFRENIA
Paula Encabo
Sandra Moreno
Natalia Sánchez
Paula Sarabia. 7ºB.
Í NDI CE
1. GUIÓN

2. TRABAJO EN WORD

3. TRABAJO EN PRESENTACION EN POWER POINT

4. CONCLUSIÓN

5. PREGUNTAS EXAMEN TIPO TEST

6. REPARTO DEL TRABAJO


GUIÓN
1. INTRODUCCIÓN
 DEFINICIÓN
 HISTORIA CLÍNICA

2. CAUSAS DE LA ESQUIZOFRENIA

3. SÍNTOMAS QUE PRODUCE

4. TIPOS DE ESQUIZOFRENIA
 ESQUIZOFRENIA PARANOIDE
 ESQUIZOFRENIA CATATÓNICA
 ESQUIZOFRENIA DESORGANIZADA O HEBEFRENICA
 ESQUIZOFRENIA INDIFERENCIADA
 ESQUIZOFRENIA RESIDUAL

5. CURSO DE LA ENFERMEDAD
 FASE PRODRÓMICA
 FASE ACTIVA
 FASE RESIDUAL

6. TRATAMIENTO DE LA ESQUIZOFRENIA
1. INTRODUCCIÓN

El trabajo sobre el que vamos a hablar trata sobre la esquizofrenia.


La esquizofrenia tiene su origen en dos términos griegos: schizo (división o
escisión) y phrenos (mente). Quien padece este trastorno presenta una mente
partida en dos; una parte, la cual se relaciona con la realidad y otra que
interactúa, en mayor o menor grado, con un mundo imaginario.

Las primeras manifestaciones de esta enfermedad se suelen dar al comienzo


de la adolescencia, pero diversos casos de esquizofrenia infantil han salido a la
luz en los últimos años. En las personas de temprana edad se encuentra la
dificultad de diagnosticar la enfermedad, ya que, los síntomas se pueden
confundir con los del autismo, o en menor grado, con una falta de adaptación
escolar.

Respecto a su historia clínica, la esquizofrenia no tiene una causa exacta


conocida, pero se clasifica como un trastorno cerebral que afecta el equilibrio
de la concentración de neurotransmisores en los sistemas de dopamina,
glutamato y serotonina. Los síntomas que se presentan en el trastorno pueden
ser positivos, lo que significa psicosis, o negativos, que quiere decir que
afectan a las emociones y el comportamiento.
Las áreas principales del cerebro que están implicadas en la esquizofrenia son
el prosencéfalo, el metencéfalo y el sistema límbico.

2. CAUSAS DE LA ESQUIZOFRENIA
Aunque no se conocen las causas exactas de la esquizofrenia, parece que
diversos factores aumentan el riesgo de padecer la enfermedad. Estos factores
interactúan e influyen en el desarrollo y la evolución del trastorno, de forma que
la importancia de unos y otros varía en función de las diferentes etapas del
desarrollo del individuo. El momento de la vida en que se inicia la enfermedad
depende del grado de vulnerabilidad de la persona y de su exposición a
diferentes tipos de estrés.

Por el contrario, en determinados pacientes es todavía un misterio la causa de


esta enfermedad.
Los expertos dicen que hay varios factores que provocan la esquizofrenia, los
principales factores implicados en la aparición y desarrollo de esta enfermedad
son:

 Predisposición genética: la presencia de la enfermedad en los padres


o familiares cercanos (tíos, primos, abuelos, etcétera) es un factor que
incrementa la posibilidad de aparición en los hijos.

 Alteraciones durante el embarazo o nacimiento: anoxia (falta de


oxígeno en el feto durante el embarazo o el parto), infecciones víricas,
traumatismos, etcétera.

 Alteraciones morfológicas, funcionales o bioquímicas en el


cerebro: en este apartado juega un papel fundamental el consumo
habitual de sustancias tóxicas y la exposición a determinados tóxicos y
estresantes ambientales. Están especialmente involucradas dos
sustancias implicadas en la comunicación entre neuronas a nivel del
cerebro. Se trata de la dopamina y la serotonina.

 Incumplimiento del tratamiento una vez diagnosticada la


enfermedad: supone un alto riesgo de aparición de recaídas.

La esquizofrenia no está relacionada con situaciones de baja escolarización o


traumas infantiles, y desde luego no existen culpables de su aparición.

 Otros factores importantes como pueden ser: el uso de drogas, donde


hay una fuerte evidencia de que el uso de ciertos medicamentos pueden
desencadenar o bien la aparición o la recaída de la esquizofrenia en
algunas personas. La esquizofrenia a veces puede ser desencadenada
por un gran uso de drogas alucinógenas o estimulantes (drogas como
la ketamina, el PCP y el LSD se han utilizado para imitar la esquizofrenia
con fines de investigación), tambien drogas como el cannabis que
puede contribuir a la esquizofrenia. Las personas con esquizofrenia
tienden a fumar tabaco mucho más que la población general.
La posibilidad de desarrollar esquizofrenia se ha encontrado para
aumentar el número de factores sociales adversos (por ejemplo,
indicadores de desventaja socioeconómica o exclusión social) presentes
en la infancia. Las actitudes negativas de los demás aumenta el
riesgo de recaída la esquizofrenia, en particular, los comentarios críticos,
hostilidad, autoritario y las actitudes intrusivas o el control.
3. SINTOMAS DE LA ENFERMEDAD

Los síntomas de esta enfermedad se engloban dentro de los trastornos


psicóticos, aquellos en los que las pacientes pierden el contacto con la realidad.
La esquizofrenia se da cuando estos trastornos aparecen en forma de brotes y
evolucionan de forma crónica. Estos suelen variar con el tiempo, empeorando
durante los períodos de recaída y mejorando durante los períodos de
estabilidad.
Sin embargo, los individuos con esquizofrenia "crónica", o con un perfil continuo
de la enfermedad, no suelen recuperar del todo el funcionamiento normal y es
característico que requieran un tratamiento de larga duración, incluyendo
generalmente medicación para controlar los síntomas.

Los síntomas de la
esquizofrenia se dividen
en dos grupos: los
síntomas positivos, que
son experiencias
anormales, y los
síntomas negativos, que
son más la ausencia de
conductas normales.

- Síntomas positivos:
Son características psicológicas "añadidas" como resultado del trastorno, pero
que no se observan normalmente en las personas sanas.

- Alucinaciones: Este tipo de síntomas son alteraciones de la percepción.


Percepciones muy frecuentes, que tienen lugar sin que haya una causa en el
mundo real. Pueden producirse a través de cualquiera de los sentidos: Vista;
las imágenes pueden parecerle distorsionadas o extrañas al paciente y también
pueden ser aterradoras. Tacto; los pacientes suelen tener la sensación de
dedos invisibles que le tocan, aun cuando no haya nadie cerca, o la sensación
de electricidad recorriendo su cuerpo. Olfato; el paciente percibe olores que
otros no perciben y cree que el olor proviene de sí mismo, lo cual puede
resultar embarazoso si cree que el olor es nauseabundo. Oído; Esta es la
forma más común de alucinación: oír voces. Las voces pueden describir las
actividades del paciente, entablar una conversación, advertir de peligros e
incluso emitir órdenes, lo cual puede ser algo que éste no haga por cuenta
propia.

- Delirios: Son creencias personales irracionales, sostenidas a pesar de la


evidencia en contra. Los pacientes que sufren síntomas de tipo paranoico, a
menudo tienen delirios de persecución, o creencias de que se les está
estafando, acosando, envenenando o conspirando en su contra. También
pueden producirse delirios de grandeza, en los que las personas creen que son
figuras importantes o famosas. Algunos pacientes cuentan delirios estrafalarios,
tales como la creencia de que un vecino controla su conducta mediante ondas
magnéticas; que las personas que aparecen en televisión les dirigen mensajes
especiales; o que sus pensamientos están siendo emitidos en voz alta a los
demás.

- Comportamiento desorganizado: Los pacientes esquizofrénicos están a


menudo muy agitados, llegando a hacer cosas que no tienen sentido o a
repetir los mismos gestos constantemente. A veces la enfermedad puede dar
lugar a que la persona deje completamente de hablar o de moverse,
manteniendo una postura fija durante períodos largos de tiempo.

- Lenguaje desorganizado: Se evidencia un uso del


lenguaje desorganizado en las personas con
esquizofrenia, quienes generalmente hablan
rápido, pero de manera desarticulada. Hablan
sobre temas sin sentido o cambian de tema tan
frecuentemente que es difícil comprenderlos.
Además, este lenguaje a veces puede ir
acompañado de tonterías y risas que no tienen
ninguna conexión lógica con el tema del que se
está hablando.

- Síntomas negativos: Son aptitudes psicológicas


que casi todo el mundo posee, pero que han perdido las personas que padecen
esquizofrenia.

- Aplanamiento afectivo: Les causa dificultades para comprender y expresar


sus sentimientos, así como para empatizar con otras personas. Esto puede dar
lugar a períodos de aislamiento y soledad. Se manifiesta además en la
expresión facial, el tono de la voz, el contacto visual, y el lenguaje corporal.

- Disminución de la fluidez y del pensamiento: Pueden tener dificultades para


pensar con claridad y para entender lo dicen otras personas, resultando difícil
mantener una conversación, planear tareas o resolver problemas. El
pensamiento se refleja retardado o los pensamientos bloqueados, y
manifestándose a menudo como lacónicos (usando pocas palabras), dando
lugar a contestaciones vacías a las preguntas.

- Anhedonia: Es la incapacidad para disfrutar de las cosas agradables o


experimentar placer. Tiene pocos o ningún hobbies y tienden a mostrar una
pérdida de la actividad e interés sexual en función de lo que tendría ser normal
según la edad y estado del mismo. También pueden mostrar la incapacidad
para crear relaciones próximas e intímas con amigos y semejantes y hacen
poco o ningún esfuerzo para desarrollar estas relaciones.
4. TIPOS DE ESQUIZOFRENIA

Esquizofrenia paranoide: es el más común y se caracteriza por el predominio


de ideas delirantes(persecución, intentos de envenenamiento, influencias
extrañas, brujas, etc.) y trastornos de la percepción (en algunos casos
alucinaciones de tipo auditivo, en las que «oye» voces amenazadoras o
críticas). La característica principal es que afecta a la personalidad del
individuo, así como a áreas de su psicología.

Los síntomas más frecuentes que pueden


presentar son:
• Aislarse socialmente
• Sentirse tenso, receloso, alerta y
reservado
• Tener un sentido exagerado de
"autoimportancia" (delirios de grandeza)
• Tener sentimientos irreales de celos
(celos delirantes)
• Escuchar voces (alucinaciones
auditivas).

La esquizofrenia paranoide generalmente no involucra el lenguaje


desorganizado y el comportamiento que se observa en otros tipos de esta
enfermedad.

Esquizofrenia catatónica: Presencia de trastornos psicomotores graves, que


varían desde la hipercinesia al estupor o de la obediencia automática al
negativismo
Aunque el enfermo tenga la conciencia despierta, su rostro permanece inmóvil
e inexpresivo, no hay ningún movimiento interior y, aunque haya fuertes
estímulos de dolor pueden no provocar reacción alguna.
En casos muy graves se puede llegar a no hablar, ni comer, ni beber durante
periodos largos como para que peligre su vida. Pero en el interior del enfermo
puede haber muchos sentimientos, que se manifiestan en una aceleración del
pulso y, también se dan en repeticiones constantes del mismo movimiento
(automatismos) y muecas.
Los síntomas de extrema gravedad, son donde el enfermo, por ejemplo, se
mantiene sobre una pierna durante unas semanas pero, sólo ocurren cuando
nadie se ocupa del enfermo o cuando el tratamiento no es eficaz ya que, se
observa muy raras veces gracias a las posibilidades actuales del tratamiento.
Aunque el pronóstico para este tipo de esquizofrenia suele ser malo.
Esquizofrenia desorganizada o hebefrenica: Muestran falta de interés y de
participación donde predomina un afecto absurdo (no apropiado), suelen tener
comportamientos extraños, como reír sin motivo aparente y realizar muecas.
Hay casos en los que se manifiestan alucinaciones y delirios. Suele comenzar
en la pubertad, por lo que se denomina esquizofrenias juveniles o en los casos
en los que la enfermedad viene de la infancia(psicosis infantil). Éste tipo de
esquizofrenia que se desarrolla lentamente y desapercibido por presentar
pocos síntomas se les llama esquizofrenia simple, es difícil de reconocerla. El
pronóstico de este tipo de esquizofrenia es el más desfavorable en debido a la
personalidad inmadura del enfermo porque, los trastornos afectivos son
importantes, las ideas delirantes y las alucinaciones son transitorias y
fragmentarias y es frecuente el comportamiento irresponsable e imprevisible y
los manierismos. Este tipo de esquizofrenia comienza más o menos entre los
15 y los 25 años de edad y tiene un pronóstico malo por la rápida aparición de
síntomas negativos (en especial de embotamiento afectivo y de abulia).
Además de las alteraciones afectivas y de la voluntad, destaca el trastorno del
pensamiento. El pensamiento está desorganizado y el lenguaje es incoherente,
tienden a permanecer en solitario.
Esquizofrenia indiferenciada: Es un tipo de esquizofrenia donde no
predomina un síntoma en concreto para el diagnóstico sino, es como la mezcla
de las otras anteriores. Es un desorden cerebral que va empeorando la
capacidad de las personas en el pensamiento, la percepción, las emociones o
la voluntad, es decir, pérdida de contacto con la realidad (psicosis),
alucinaciones, delirios (creencias falsas), pensamiento anormal y alteración del
funcionamiento social y laboral. En ocasiones resulta ser una etapa previa de
otro subtipo.

Esquizofrenia residual: Es un estado permanente del curso de la enfermedad


esquizofrénica, en donde se ha producido una clara evolución a bien desde los
estados iniciales hacia los estados finales debido a la presencia de síntomas
"negativos".Son personas que han experimentado al menos un episodio de
esquizofrenia en el pasado, pero que en el presente no muestran señales
suficientemente fuertes como para clasificarlos en uno de los tipos de
esquizofrenia. Se caracteriza por haber síntomas negativos y por una pérdida
de la inteligencia y del pensamiento, y también por un deterioro en las
capacidades que debe realizar uno mismo en el momento del desarrollar una
vida cotidiana.
Aunque estas clasificaciones se siguen utilizando, hoy se tiende a valorar y
diferenciar más estos trastornos en función de la predominancia de síntomas
positivos o negativos y, sobre todo, a medir la intensidad de cada uno de estos
síntomas mediante cuestionarios y escalas. Esto permite evaluar al paciente en
diversos momentos de su evolución, así como la efectividad de los
tratamientos.

5. CURSO DE LA ENFERMEDAD

Para poder diagnosticar la esquizofrenia, se han debido manifestar síntomas


relacionados con la enfermedad, cuando los síntomas aparecen y desaparecen
por completo después de poco tiempo, se habla de un episodio psicótico, en
los cuales no se observan síntomas negativos. Pero pueden también
mantenerse durante un periodo de tiempo más largo, después desaparecen y
vuelven a aparecer al cabo de un tiempo desembocando en síntomas
negativos. Los síntomas negativos se asocian con la interrupción de las
emociones y los comportamientos normales, se suele confundir en ocasiones
con depresiones.
Se distinguen tres fases en el curso de la enfermedad:

 Fase prodrómica:

Esta etapa, aparece en la vida del individuo antes del desencadenamiento de la


enfermedad, en algunas ocasiones se pueden haber visto algunos síntomas
con anterioridad, como diferencias en su etapa de niñez o juventud, a veces
muy callados y solitarios etc. Pero también puede no ser así, hay en casos en
los que no se detecta ningún síntoma ni nade diferente.
Esta fase, prodrómica es la que se da antes de producirse la fase de la crisis, a
veces si se pueden detectar síntomas, como nerviosismo o que no recuerda
con precisión, están más decaídos, a veces llegan a pesar que la gente habla
mal de ellos y que van contra suya.
 Fase activa:

Es la fase donde se desata la enfermedad, en estas crisis que sufren estos


enfermos se observan los síntomas positivos, delirios, ilusiones, enfados,
deterioro progresivo, hablar solo, aparece la depresión, que puede llevar a
intentos suicidas.

Estas crisis brotan de un momento a otro y suelen durar unos cuantos días o
meses o años, esta enfermedad le afecta a cada persona de un modo diferente
a la hora de la duración de las crisis por ejemplo, hay en personas que el
comienzo de la enfermedad puede producirse lentamente y sin notables
síntomas. Pero en un mismo enfermo, las duraciones de las crisis y también la
duración entre una crisis y otra, suelen ser parecidas.

 Fase residual:

Esta última etapa llamada residual o de agotamiento, no la padecen todos los


enfermos y los síntomas que aparecen son en su mayor auge el deterioro
personal y social del enfermo.
Existe una teoría, la llamada teoría de los tres tercios, uno de esos tres tercios,
se recupera en su totalidad, otro sigue teniendo ciertas limitaciones cuando ya
ha pasado la crisis, y el último acaba gravemente dañado y no pueden tener
plena autonomía.
6. TRATAMIENTO

En la actualidad la esquizofrenia se trata fundamentalmente con determinados


medicamentos, denominados neurolépticos o antipsicóticos. Se diferencian dos
tipos de antipsicóticos:

 Los clásicos: la clorpromazina, el haloperidol o la tioridazina.

 Los neurolépticos atípicos: clozapina, risperidona, olanzapina, ziprasidona o


quetiapina
Ambos grupos tienen en común la capacidad de corregir desequilibrios de los
neurotransmisores, sobre todo la dopamina, y aliviar los síntomas positivos. Sin
embargo, los neurolépticos atípicos tienen especial capacidad de conseguir el
desequilibrio del neurotransmisor serotonina. A ello se ha asociado la
efectividad de este tipo de neurolépticos sobre los síntomas negativos. Los
neurolépticos atípicos tienen además la ventaja de producir menos efectos
secundarios.

En casos muy concretos como la escasa respuesta al tratamiento con


medicamentos, con grave riesgo de suicidio o agresión hacia otros, en el
subtipo de esquizofrenia catatónica puede estar indicado el tratamiento con
electroshock. Pese a su mala prensa, las condiciones de aplicación actual del
electroshock hacen que sea un procedimiento seguro, además de muy eficaz.
Los tratamientos antipsicóticos han permitido que, en la mayor parte de los
casos, el paciente con esquizofrenia pueda vivir en la comunidad. Es
extraordinariamente importante aprovechar esta posibilidad y combinar el
tratamiento farmacológico con una serie de medidas destinadas a que el
paciente esté ocupado y activo.

Estas medidas constituyen lo que se denomina terapia psicosocial. Precisa de


mecanismos asistenciales como por ejemplo, talleres ocupacionales, centros
de día, centros de salud mental y grupos de autoayuda. El diálogo entre
paciente con esquizofrenia y el médico puede ser un instrumento terapéutico
importante, si tiene como fin que el enfermo conozca su patología, y se le
enseñe a convivir con ella y a utilizar sus propios recursos psicológicos y
ajenos -familia, amigos, apoyo-, para acercarse más a su entorno.

Por otra parte, es importante que el médico psiquiatra informe tanto al paciente
como a los familiares con los que convive sobre las características sintomáticas
de la enfermedad y les ayude a distinguir cómo se han manifestado en su caso
particular, con vistas a la prevenir o intervenir con prontitud en caso de
reagudización. También es importante que el psiquiatra informe sobre los
tratamientos antipsicóticos, sus efectos y ventajas, y también los posibles
efectos adversos. Además es necesario que el médico psiquiatra ayude al
enfermo y allegados a que consigan una comunicación adecuada en el medio
familiar. Otras técnicas de psicoterapia individual, por ejemplo las de tipo
psicoanalítico, no parece ser eficaces en la esquizofrenia.

4. Conclusión:
Respecto al trabajo que hemos hecho sobre la esquizofrenia, todas coincidimos
en que nos ha servido mucho no sólo para conocer más acerca de la
enfermedad, sino para darnos cuenta de que por lo general, mucha gente cree
que estas personas están ‘’locas’’ o las denominan así, y en realidad es un
problema bastante grave y difícil de curar que afecta a un 1% de la población
española.

También nos ha gustado mucho trabajar en grupo, porque cada una ha


aportado cosas diferentes sobre la enfermedad.

Además, gracias a nuestra investigación sobre ello, hemos descubierto que no


sólo la padecen personas normales o que se da en casos muy raros, también
la sufren muchos famosos como el hijo de Albert Einstein, Eduard Einstein, el
artista fundador de Pink Floyd, Syd Barrret, el pintor Van Gogh, la esposa de
Abraham Lincoln, Mary Todd Lincoln o el economista John Forbes, entre otros
muchos casos.

5. Preguntas del examen tipo test:


1. ¿Qué incrementa la esquizofrenia?
a) Cannabis
b) Tabaco
c) Las dos anteriores son verdaderas

2. ¿Qué presenta alguien que presenta anhedonia?


a) Incapacidad para disfrutar de las cosas agradables o experimentar placer
b) Dificultad para comprender y expresas los sentimientos, así como para
empatizar con otras personas
c) Repetir los mismos gestos continuamente

3. ¿Cuál es el tipo de esquizofrenia que tiende a empeorar?


a) Esquizofrenia paranoide
b) Esquizofrenia hebefrénica
c) Esquizofrenia indiferenciada

4. ¿En qué fase se desata la enfermedad?


a) Fase prodrómica
b) Fase activa
c) Fase residual

5. ¿Cuál de los siguientes no es un síntoma negativo de la esquizofrenia?


a) Aplanamiento afectivo
b) Comportamiento desorganizado
c) Disminución de la fluidez y del pensamiento
6. ¿Se puede considerar que la esquizofrenia sea una enfermedad
hereditaria?
a) No, no se transmite por los genes
b) Sí, incrementa las posibilidades
c) Sólo en mujeres es hereditaria

7. ¿Qué tipo de esquizofrenia es más difícil de diagnosticar?


a) Esquizofrenia hebefrénica
b) Esquizofrenia residual
c) Esquizofrenia catatónica

8. ¿Qué fases o fase pueden no padecer los enfermos de esquizofrenia?


a) La fase residual y prodrómica
b) La fase prodrómica
c) La fase residual

6. REPARTO DEL TRABAJO:


El guión, el índice, la introducción, los tratamientos, y la búsqueda de videos e
imágenes, lo hemos hecho buscando información entre todas, todos los días de
clase.

En cuanto al trabajo para casa, Natalia Sánchez se ha encargado de buscar


información sobre las causas de la enfermedad y el primer tipo de
esquizofrenia junto con Paula Encabo, la cual se ha encargado de buscar
información sobre los síntomas. Por otro lado Paula Sarabia ha llevado a cabo
la búsqueda de los demás tipos de esquizofrenia y por último, Sandra Moreno
se ha encargado de investigar el curso de la enfermedad. Con todo ello, hemos
juntado y finalizado el trabajo, contrastando todos los aspectos para unirlo y
hemos hecho entre todas la portada, la elaboración de preguntas y la
conclusión acerca de esta enfermedad.