You are on page 1of 3

'fotott{tltiitt

'nuestra sagrada energia de nacillicltro'

ALltor l'l¡catzin Srival¿r

Exisle dentro del pensar nahua trn inipulso,.'igoroso lracra el conocinrrcnro rlc los ciclos del r-rnive,rso, e[ cual
puede ser explicado con el prirtcr¡rio «itt .¡'tth quintitti i¡t Ílttt'ul¡ itt .rs.t'¿ulrr¡ui .tic.ttlr¿intli
icuepcoytt )'d !'uh hueliti¿ttttclt nri¡'iit¡ttilizqueh in-riu!r¡tolrurtlii,, 'asi conro co¡rozcan los scres
humanos los retornos de la jíc:rrl azul, y'a asi podrán auÍlenrar su cuenta dc los años' Este afán se
nranifiesta en quienes hablan nahua, con tanta fLerza que pareciera ser ei cuntro esencial del t¡ahuatlulttollt

Esta manifiesta manera de ser delos nahLrahlblantes responrJe a l:r cosnropercepcrón nahua, Cacla uno de
nosotros es Ontete,ttzttttli'dos uu¡ttlas', por Ienerl3s tlsicanlenre y por ser tr¡dos la jicara azul que tiene una
pupila radiante durante el dia I u:r.t pupila lunlinos¿ tlurante ll noclrc (]uic¡cs hablan nahua se sicnren
identitlcados con todo lo que c{rsic, de l.'lut (luc lr¡ itle rrrid;rd tjc un n:rir¡.il¡r[]la¡rc sea univ'ersal e¡ el
senlido eslricto de la palabra ¡,lscr todos los lrurll:rnos irlerltrcos, todos conr¡rartintos Ia res¡ronsabiliciacj tlc
nrantener la anllonia nlanilrest., en los ciclos cjc l:r iieura:rzirl

fs por esto que cada utto (le rtt,s.'',trt-ls tiene L¡ Ira res[)onslrbilidrrd I)r,t'sorr:rI qrre cr¡rrr¡llir, pero tanrbici,
tiene r:lerttro cle si nlisnlo la en.'rpt'.i rtecesari.r l)ar¡ asLr rnirlir lroig:rJiinrcrrls, i.l csta energia se le llallra to¡ctllt
Estii responsabilidad es inllerelttt'it Ituestro rtrir -¡ iri).lrr-ae en cl nronle¡lo r¡is¡'ro de nL¡esiro naci¡rie¡lto
Las características cósnlicas dcl 'n.lnelllo de nLlesrro llacir¡lir'nto conliellen nttbnnacion tanto <ie nuestra
responsabilidad cr¡anto de la estt:rtr'!.ia aclrrcu;td.l plra cr:rrrplillii pr.rrirtxrl¡ncrltc Lltilizando adecuaclante.nte
nuestra tottalli.

La 'ot¡allique recibintos al rlonl,':lto .le nrcr-r es nrLrltipte, ¡rro', ie rre rle orl'ls cnriclrcles con tluienes
comPanimos nuestra re¡lidad ot,leteoicl Estos corrr¡llñtr'0s cósrnicos rlue aparecen en el monrento <je
rlscer, son qtlienes nos lbrlalecL'n Í: lo llrrlo dc nr¡cstrr rid¡, ciclicltniurtt,j están con nosotros y nos rian su
fuerza particular Son nrtestros crlnrl)irñeros cosnlicos i'¡rrierres ncls clurl l;r lorrlleza necesaria para ller.,ar a
leliz térlllino la nlisión cóstnic¿r que se rlos itsiqníl írl nlonlelltcr rie n;rcer

Segun las enseñanzas de nuestros abuelos anahuacas, en la rida se nos preserttan varios caminos a seguir,
varlas opclones para cr"rmplir nuestra nlision cósmica Ser partc de la.jrcara azul nos hace responsables de la
l
buena marcha de todo lo que existe, debenlos trabajar para nrrntener acrecentar el nir,,el cle armonía. No
se lrata de un destino implacable e inrnutable, podemos aceprar o nu nucstra responsabiirdad cosmica,
podemos también cunrplirla de drlerentes maneras, siquiendo diterenres canrinos

De acuerdo a lo que nos dejaron clicho nuestros ab,.relos anahuacas, ¡ror cloncie quiera que vanros, por el
canritlo que recorremos, dejamos un hilito de luz, un tlcthuil¡ttaccttl'mecate Iunrinoso', que va
entr-'lazándose con los que dejan los demás. Es asi conro se va entrelazando nuestra vida en comurn, de la
nlislna manera en que se va lornlando un tejido con n)ecares Elltre nlás fuerte es cada nrecate, nrás luene
resulta el tejido lornlado.

Como desconocemos el largo de nuestrr tlahttilmeca¡l, no sabemos cuando habremos de morir. Quien
desperdicia su tlahttiltnccotl, porque nunca descubre Ia mision cósmica que desea cumplir, al morir, en vez
de hacer fiesta por haber llevado a leliz termino su nrision en la vida, sus lanliliares llorarán porque no supo
apreciar el don de la vida, porque no supo vivir plenar'¡rente Esto trace ver que no es bueno despercliciar ni
siquiera una vr.¡elta de nuestro tlchttilmecotl
Tatonultzin -[l lcA r,/ r ¡l S t r r lr lct

También decian nuestros abuelos anahuacas que el hombre debe ser sientpre crealivo, ciialogando
coninuamente con su propio cor.Izon, a fin cle clescubrir la nllnere ¡¡uis acert¡ld¡ rrriis agrrrdable ¿c
¡,
aprovechar las cualidades que tireron concedidas a cada uno de nosotrso en el nronrerrto de nacer, para asr
Sanarnos el derecho a ocupar un lugar digno enlre nueslros senrcJantes, ptr3 merecernos Lr¡a qran tlesta el
dia de nuestra muerte

Recibir el honor de una ftesta el .lra de nuestra nruene es I¡ contlrnracion tlnal de habcr tenido exito a lo
largo de r)uestra vida, del reto que recibimos al nacer cuando se nos asigno la responsabilidail de arnloniz.ar
nuestro entorno Para que exist¡ tan hermosa culrninrcion de nueslra vide, el exito;,el triunlb l¡abran
lenido que ser continuos Dia con dia tuv'inlos que haber actuado cabel )'oportunemente para lograr
arnlonia en nuestro derredor

Contribuir momento ¿i monrenl-a.1 S€fier3r arnronia solo se pucde losrar conocienilo nrLrv bien a nuestros
cotrtpañeros cós¡lticos de nacilrrsnttt Y tcrliendo nrtrr' :rlto r¡rr rl tJr con¡¡)rorniso cort nucstra nlision
costnica Este nivel de contprtll i¡o csut eli rel¡crorr drrc'ct¡ con nucstro nirel de concicncia. curndo
lclgranlo: alcanzar el nirel COSnriio cJe conCiene i¡. nLrL')tro ContJ)ri)nilSo est¡ al ntlsntO nirel Unicanlcnle asl
de conlprorlletidos es que podcll,r:s entiellt¡r e\ltos:rntL,lltc ru'rS tctLrS (lUt'c:1i.ji.] nU(\'o drn nos trec

Es dialogartdo lrecuententente con nuestro corazort cotrro poJc,nltis eornltrobar que nLlestro tlttlttttl¡ttt:c.ittl
sique entretejiendose armonius.r¡nünte con los derl¡s L'n di:rloco continuo con nLrestro corazon, <lra a dia,
noclte a noche, nos perntite evlr Iir.rr los av'ances rcllizados r dclcctlr il nrcjor nttnera cle supc'rar los
obstáculos que surgen en nuestra brrsquedA dc arn:rtlti¡ En l0s rl.lonlcntos iie dudtr. en los ¡ltollentos de
diflcultad, es cuando se vuelrc rrn¡rrcscindible rcLriir r nuesrros corrr¡;rñcros cósr)ricos, para qLre nos dcrl la
tircrza que necetanlos para vcnü(.r cl obstacLrlo quc se nos olli)n,i

El conocintiento precrso de nuesto rnonlento de rr.i;ilnic-rrto nos ¡tcrrtrite CcscuLrir )'conocer a nuestros
compañeros cosmicos, nuestros irliados, en los retornos de la.lrcara azLrl .:-lqultos de nuestros aliados
retornan cada li dias, otros cadl,20 dias, otros caJr 160 dins. otros cadu ¡ño, otros cada I años, otros
cada l3 años y Iodos juntos se r' :rnerr nLlevanrente cuando conrl)lr'tenlos Lrn.r¡¿rl¡¡trttl¡trllr'atado de año', es
decir, cada 52 años Este retorno es el nrás inrportrnte, plres es cu¡ndo todos nlrestros aliados, todos
nuestros compañeros cosmicc¡s están reunidos en torno a nosorros

En la antigua Anáhuac correspondia a los tottül¡s<ttrh,¡ttch la responsaL:ilidad de inlorrlar a Ios padres de las
condiciones cós¡nicas al rnonrento de nacer un niño El tottttl¡xttrlrt¡ttrin!-ornraba a los padres del niño sobre
las ventajas que tenía el nirio, a fin de que se le lornentaran, ¡'de las drilcultades inilerentes al ntomento de
nacer, para ayudar al niño a enl¡'entarlas exitosamente El estudio dela tonull¿ de cada uno cie nosotros es
importante para asumir plenamerte nuestra personal responsabilidad en el universo y así iler,arla a cabo de
manera armoniosa

La totnlli de cada uno de nosotros queda determinada en el momento de nuestro nacimiento, y es una
conjugación de las diferentes cuentas cíclicas xiltttttl'año', ntet:t/¿'mes', pohttalrztlr'nunteral', totmlli
'signo', machil'otl'nrodelo' La conjugacion de las dit-erentes cuentas en el moniento de nuestro nacimiento
hace que cada uno de nosotros tenga una identidad unica y exclusiv'a Pueden encontrarse simrlitudes con
otros sercs humanos, pero nr¡eslrr identidad de nncinriento nos hace irrepetibles

El conocimiento de esta identidad es muy importante para quienes creemos en Ia fortaleza de nl¡estras
raices anahuacas ancestrales. El t:studio sistemático de todos nuestros compañeros cósmicos es

nucstra sagrada energín de nacinrrcnto hoj a dc l


Totonoltzin Tlactrzin Strralct
imprescindible para tonlar plena -ortciencia de nuestra mision, de nuesrra responsabilidad cle arnionizar
nueslro derredor Solo asi podrctttos Irtantenernos ilenos de e:peranzl, aprorecliando toclo aquello qL¡e
es
abiertamente favorable y descubri';ndo lo fhvorable cle aquello que ap¡rcnrcnrente sea contrario
a.uesrra
tarea cósmica.

Quienes va)'amos alcanzandt¡ urt lttAvor crado de concrencia cosnlic¡. gerreralrnenre quienes contarr)os con
mayor edad, somos responsablcs directos de ayudar a los mas jorencs a esclarecer su propia mision y de
apoyarlos en los monlenlos en qire surgen aparentc's obstáculos a su lllision Las personas mayores tenenlos
Ia gran responsabilidad de a1'r-ril.rr a los nlás jovcnes a nranrenerse esperanl-ados, sien:pre cu¡rpliendo co, su
responsabilidad cotidiana, a tln.l: que en el rnediano y largo plazo puedan cosechar los lruros <ie su trabllo
esforzado, es decir, para que n) ('r'ezcfl n su plenitud

Esta tarea es continua, es un c:ir¡.tZo colectrvo creciente Quienes lourcn lrlavor conciencia irán recrbiendo
los beneficios de la aiuda que L'r.:rdan, en forr¡rr de nueros aliados, de nueros conrpañeros cosrnicos que
facilitan cada vez más nuestro ¡';o¡rio lrabajo Esta accion dr- avuci:r a los nras jtirenes genera cacienas de
arr¡ronia (lue garantizan una ni.r:Jr plenitud para las generaciones ieniiicras, una ntalor armonia para los
luturos anahuacas. Todo con ir;,-*J:t de la Irerencra rie nLresrros aLruelos, el 1:recioso tesoro deI conoci¡¡ic¡to
cosrlrico de nuestro montento tic n¡cer

Al tener presente las caracteristi,.ts cosrl.licns illllerertles ñ ilLic:tro ns.rntienir). estirentos en posibiliriad <je
(omar concienciit de nuestrr rtsf)oñsflbilidad personal en el anlrncccr del Serto Sol qLre nos dejo
anunciado nuestro abuelo Cuaiihfenloc En el corazon de caclr uno de nosoiros se encuentra tocia la
rnformación que necesitamos [),ua drnsir nLJeslros esfuerzos l)L,rsi]ntlr) llrcie un rivir patrio cacia v.ez nrás
arnlonioso y vigoroso.

'nuestr,a sagrada encrgir de nacinlicnto hoj a de 3

Related Interests