You are on page 1of 11

Radioteatro

Alumnos: Cabrera Sofía,


Ceballos Leandro, Gareis
Daniela, Raffo Vanina y
Rivera Melisa
Profesora: Ivana Paredes
Materia: Taller de
Comunicación
Institucional Comunitaria.
Año: 2018
Curso: 6° A
Fecha de entrega:
9/08/18
Tabla de contenido

¿Qué es el radioteatro?................................................. 3

¿Cuándo surgió? ........................................................... 4

Radioteatro en Argentina...................................... 5

Referentes del radioteatro .................................... 7

Géneros del
radioteatro………...............................................10
¿Qué es el radioteatro?

Se trata de una novela que se transmite a través de la


radiodifusión, se compone de palabras, efectos sonoros y música
que permiten contar una historia, es la fusión del teatro y la
radio como medio de comunicación. En otras palabras, es la
adaptación del género teatral a la radio. Para que la adaptación
resulte válida, el teatro renuncia a los aspectos visuales de la
escena y los sustituye con elementos sonoros: efectos de sonido
para ambientar la narración de las escenas o el diálogo entre los
actores, una música de fondo que sirva como una atmósfera y un
mayor énfasis en la voz por parte de los actores.

A diferencia de las novelas que se emiten por televisión, en este


caso el público debe imaginarse los sucesos ya que, obviamente,
la radio no cuenta con imágenes. El radioteatro se beneficia de
dicha limitación, ya que los actores y los sonidistas deben hacer
un esfuerzo mayor para comunicar las historias, lo cual puede
resultar en una experiencia más intensa que la ofrecida por la
televisión o el cine, especialmente gracias a la intimidad que
existe entre la radio y el oyente. Los participantes de una
producción de radioteatro necesitan conseguir que la ausencia
de imágenes visuales no afecte negativamente el contenido o la
comprensión del público. En la primera mitad del siglo XX, los
radioteatros estaban entre las alternativas de ocio más
populares en todo el mundo.

Sin embargo, la invención de la TV le hizo perder espacio y, poco


a poco, los radioteatros comenzaron a desaparecer. En la
actualidad, un porcentaje muy bajo de la programación radial es
ocupado por radioteatros. Hay quienes diferencian entre
radioteatros y radionovelas, señalando que las radionovelas son
series que se emiten por capítulo, mientras que los radioteatros
resultan equivalentes a las obras de teatro (que comienzan y
finalizan en una misma emisión, sin que existan interrupciones).

¿Cuándo surgió?
A finales del siglo XIX el italiano Guillermo Marconi hizo las
primeras transmisiones radiofónicas. Tuvo un desarrollo inicial en
1920 y ganó mucha popularidad, en 1940 fue una forma de
entretenimiento popular a nivel mundial. Con la llegada de la
televisión, a mediados del siglo XX decayó en gran medida, y
actualmente tiene una pequeña presencia en el entretenimiento.
De esta forma podemos concluir que era utilizado por la mayoría
de las personas como medio de entretenimiento cultural. A
partir de 1920 la radio se convirtió en un medio de comunicación
de masas y en una forma de entretenimiento que incorporaba la
música y la información. Por entonces, se puso de moda el serial
radiofónico y a través de los aparatos de radio se dieron a
conocer obras de teatro de géneros muy diversos,
preferentemente el drama. Este fenómeno fue muy popular en
España y en el conjunto de países latinoamericanos.
Su gran popularidad tenía una explicación: el teatro es un
entretenimiento que no está al alcance de todo el mundo y al
adaptarlo a la radio este problema desaparecía.
Radioteatro en Argentina
Argentina fue pionera en materia de las telecomunicaciones en
los comienzos del siglo 20, así como también en los distintos
géneros que forman parte de la programación.

En 1930, de la mano de Andrés González Pulido, nace “Chispazos


de Tradición”, quizás el radioteatro con más éxito que se escuchó
en el país. González Pulido, de origen español, le dio a este
nuevo género algo que le faltaba al teatro adaptado: La temática
popular. "Sus obras eran un mezcla de revista radial con música,
canciones y diálogos pasos de comedia y drama, inspirados en
una visión muy peculiar del folklore, e inclusive de la misma
realidad nacional”. La popularidad de Chispazos de Tradición fue
tan grande que durante su emisión la compañía telefónica
registraba una baja en la cantidad de llamadas. Las tiendas
vieron mermar el número de clientes, por lo que decidieron
poner parlantes en la puerta así la gente podía escuchar los
capítulos mientras hacía sus compras. El radioteatro modificó las
costumbres porteñas, aparecieron nuevos géneros como la
publicidad radial, las revistas especializadas, que daban a
conocer los entretelones de los personajes de la radio, y las
compañías radios teatrales. Cómo tenían tanto éxito, los
directores decidieron sacar a los actores del anonimato del
micrófono y comenzaron a presentarlas en los teatros de todo el
país. González Pulido, formó su compañía y la bautizó Chispazos
de tradición y al igual que en la radio era la que más éxito tenía.

Los espectadores esperaban a los actores para saludarlos a la


salida de cada función. Los villanos eran insultados y los galanes
se llevaban todos los elogios de la platea femenina. La temática
de los radioteatros estaba apuntada a las amas de casa a las
mujeres, a la familia humilde; y la alta sociedad los rechazaba.

Chispasos de Tradición, como señalamos anteriormente, fue el


primer gran suceso de la radio, pero no fue el pionero en su
género. En 1929, Francisco Mastandrea creó La caricia del lobo
que se anunciaba en la época como "la primera radiofónica que
no concluiría en un solo día o en el espacio de una audición" y
que sin saberlo se convertiría en el primer radioteatro de la
Argentina y del mundo. El éxito que alcanzó Chispasos de
tradición provocó que en poco tiempo aparecieran en otras
emisoras compañías que competían por los oyentes.

El género policial fue promovido por el subcomisario Cortés


Conde que en 1933 conducía ciclo Ronda Policial. Cortés Conde,
no sólo fue un precursor por la elección de su temática sino
también porque fue el primero en utilizar efectos especiales en
vivo realizados por un sonidista. Así, nació un nuevo oficio que se
transformó en indispensable con el correr de los años.

El género familiar comenzó en los años 30 con La Familia de


Pancha Rolón. Pero, el símbolo de este subgénero fue sin duda
Los Pérez García que surgieron en 1940 desde Radio El Mundo y
cautivaron a la audiencia durante más de quince años. La
mitología popular los idolatró y terminó por hacerlos formar
parte de sus vidas, tanto que hoy en día, más de treinta años
después de haber finalizado, a las personas que tienen muchos
conflictos se les dice: "tenés más problemas que los Pérez
García".

Durante los '40 la radio alcanzó su punto más alto, los


auspiciantes apoyaban a los programas, se vivía un clima de
prosperidad. Pero, con el comienzo de la nueva década, comenzó
una caída en picada que sólo se revertiría con la aparición de la
FM. El punto de inflexión tuvo una fecha precisa y fue el 17 de
octubre de 1951, cuando desde los estudios de LR3 Radio
Belgrano Televisión se realizaba la primera transmisión de
televisión de la Argentina. Paradójicamente, en esa oportunidad
el director de cámaras era Enrique Telémaco Susini, el creador de
la radio, quien le daba una estocada mortal a su invento .Con la
lenta masificación de la televisión fue decayendo poco a poco la
popularidad de la radio. Los actores, las orquestas, los locutores
y el público fueron atraídos por la tentadora pantalla chica. El
radioteatro, entonces no fue una excepción, y a medida que
avanzaba la década del 50 fueron desapareciendo una a una las
emisiones.

Referentes del radioteatro

González Pulido

Fue un cultor y defensor del llamado género chico teatral y puso


en escena las piezas más populares de Florencio Sánchez.
Inspirada en un poema de Evaristo Carriego, su versión teatral de
“La costurerita que dio el mal paso” superó con éxito las dos mil
funciones.

Se inspiró en la payada, en el primitivo folletín, en el dramón


circense, en el melodrama mazorquero y a todas esas formas las
cruzó con el sainete. El resultado fue explosivo y exitoso.
González Pulido debutó en Radio Prieto, pero recién al pasar
a Radio Nacional, a fines del 20, logra establecerse y destacarse
en la elaboración de una receta muy particular. Historias de la
vida sentimental, sencillas, candorosas y sobre todo
desmesuradas, cortadas en capítulos para darles continuidad e
intriga.

Muy pocos días después de su presentación la compañía de


González Pulido obtuvo el favor de quienes se dejaban cautivar
por sus personajes y recibió el rechazo de quienes sentían que
“el gauchismo sangrante y cursi” ofendía sus oídos y gustos
estéticos como antes sólo lo había hecho el sainete.

Tita Galatro, Domingo Conte, Ricardo Ruiz y el cómico Mario


Amaya fueron los protagonistas del ya mencionado éxito
“Chispasos de tradición”

María Concepción César

Tuvo una prolongada carrera en la radiodifusión y durante


muchos años trabajó en radionovelas. Fue artista exclusiva de
Radio El Mundo y luego de Radio Splendid, por más de 15 años.
Participó en la emisión de obras como Cumbres Borrascosas, la
adaptación de la película Treinta y nueve escalones de Alfred
Hitchcock, Rosa de Abolengo, La Loba y Las alegres comadres de
Windsor de William Shakespeare, entre muchas producciones
más.

Su primer contacto profesional con el mundo de la escena fue en


Radio El Mundo. El suceso fue enorme, se convirtió en un
símbolo del radioteatro en las décadas del 40 y 50. Tal fue el
éxito, que tuvo su propia compañía que también dirigía.Hizo
obras como “El Rebelde”, “Fuego Sagrado”, “El Esclavo” y tantas
otras.
Lo acompañaron actrices de la talla de Hilda Bernard, Iris Láinez,
María Aurelia Bisuti, Susy Kent, Celia Juárez, entre tantas
otras.Tuvo como libretistas a Nené Cascallar, Josephine Bernard,
Fernanda Guerrero, Alfredo Lima, Sergio De Cecco, Alberto Migré
y otros tantos renombrados.

La voz de Tarzán

En primer lugar, en 1937 se realizó una versión de Tarzán,


llamada “La voz de Tarzán”, por Radio Porteña, con una ejemplar
producción de más de 50 sonidos originales animales de la
jungla. En estos efectos sonoros intervino Nicolás Catalana,
pionero en efectos especiales en Argentina, el cual recreaba el
sonido a través de aparatos ingeniosos y utensilios inutilizables.

Los Pérez García

En 1942 comenzó a emitirse en Radio El Mundo “Los Pérez


García”, uno de los más importantes y sonados que trataba de
problemas por los que atravesaba una familia de clase media. El
libreto era escrito por Oscar Luis Massa y se emitía de lunes a
viernes al mediodía, durante toda la semana se extendía la
misma trama.
Géneros del radioteatro
En 1931, comienza a especializarse la producción del género.
Surgen los tipos de radioteatro, clasificados según la temática del
contenido:

Rosas

Estilo a telenovelas, dónde se tocan los temas sentimentales y


líos amorosos.

Infantiles

Fue creado a partir de la aparición de este género, en el que


reconocidos actores ponían voces a personajes infantiles de la
época.

De humor

Aparece, también, con la llegada del radioteatro, a través de


parejas de personajes que discuten de forma continuada sobre
un tema creando la trama principal, o personajes que se
caracterizan por su torpeza, monologuistas, con voces cómicas.
El oyente se dio cuenta de que era posible reírse con la radio.

El radiodrama

Es un género de radioteatro caracterizado por la ausencia de


barreras espaciales y temporales. Los autores de estas
composiciones teatrales para radio tienen plena libertad en su
escritura, mucho mayor incluso que los textos para ser
representados en un escenario.
El serial

Género teatral radiofónico nacido en 1930 en Estados Unidos.


Estaba escrito a modo de narración dialogada, con episodios de
intriga, de pasión, de comedia, de melodrama, de acción y de
enganche.

Risas, llantos, emoción y ternura son algunos de los sentimientos


que los seriales proporcionaban al oyente. En esta época dorada
del radioteatro, el actor locutor tiene una especial relevancia, y
es en este momento cuando la voz matizada, educada, cuidada, y
la interpretación es imprescindible para ser una figura
radiofónica.