You are on page 1of 4

IMPORTANCIA DE LOS ASPERSORES EN EL RIEGO

Con el paso del tiempo se han desarrollado diversos dispositivos que ayudan a optimizar
el uso de los recursos y a mejorar el rendimiento de la producción agrícola. Un ejemplo de
esto son los aspersores, los cuales son mecanismos destinados para favorecer el
aprovechamiento del agua y para aportar los nutrientes que las plantas necesitan para
crecer correctamente.
Los aspersores también conocidos como boquillas o emisores, son dispositivos que se
encargan de transformar un líquido en una fina capa de gotas muy similar a la lluvia; estos
mecanismos llevan a cabo su trabajo mediante el paso del agua y/o los nutrientes, los
cuales salen a presión a través de un orificio denominado boquilla, esta característica
permite regular las dosis de los riegos, además da la posibilidad de aplicar fertilizantes y
soluciones minerales.

Estos dispositivos son una forma de irrigación superficial que permite la aplicación de
agua de forma localizada sobre o entre las plantas, por lo tanto ayuda a que ésta caiga de
manera directa, uniforme y constante. Inclusive hacen llegar la cantidad de agua
necesaria a las plantas sin importar su ubicación, ya que los aspersores hacen que el
agua se eleve y caiga en forma de brisa, la cual además de cubrir los requerimientos de
los cultivos, tiene la capacidad de mantener una humedad constante y una temperatura
adecuada.
Es importante mencionar que los aspersores no permiten que el agua se encharque o
produzca estancamientos, ya que su riego es sumamente uniforme y suficiente para cada
producción; además, este sistema puede actuar por determinadas horas al día o apagarse
dependiendo de las necesidades de cada productor o de las plantas.
Se recomienda incluirlos en los sistemas de riego para cultivos jóvenes y para riegos
destinados a la germinación y producción de plántulas, ya que al producir una neblina
muy suave no generan ningún tipo de daño a las especies vegetales. Asimismo, se
pueden implementar para regar jardines, plantas de ornato, flores, árboles y también para
incluirlos en cultivos hidropónicos y dentro del invernadero.

Aspersores

Los aspersores son los emisores de agua que lanza el agua pulverizada a través de un
brazo con una o más salidas, denominadas boquillas, a distancias superiores a los 5 m.
Dependiendo del tipo de aspersor, estos pueden distribuir el agua sobre el terreno girando
hasta los 360 grados.

Los aspersores se clasifican en dos tipos:

 Aspersores emergentes: estos aspersores, como su nombre indica, emergen del


suelo para efectuar el riego por el efecto de la presión del agua. En estado de no
funcionamiento se esconden bajo el terreno. Su uso está muy extendido en jardinería.

 Aspersores aéreos: son los de mayor uso en agricultura, donde permanecen fijos
instalados sobre una varilla de soporte o sobre sistemas de riego por aspersión
móviles o autopropulsados.
Aspersores Aéreos
Los aspersores aéreos se clasifican según las siguientes características:

Según el mecanismo de giro:

 De impacto: el movimiento de produce mediante el choque que realiza el agua al salir


de la boquilla en un brazo oscilante, provocando el giro de la misma que a su vez
realiza el movimiento rotacional del aspersor.
 De turbina o engranaje: el agua pasa por una turbina o engranaje que realiza el giro
del aspersor previamente a la salida por la boquilla.
 Rotativos o de reacción: la inclinación del orificio de salida origina el giro.

Según el área mojada:

 Circulares: realizan un giro continuo de 360º. Se suelen colocan en el interior de la


parcela a regar.
 Sectoriales: realizan un giro menor a los 360º. Suelen utilizarse en los bordes de las
parcelas para regar esquinas y laterales.
Aspersores para la Agricultura
Los aspersores utilizados en agricultura se clasifican según la presión que
necesitan para su funcionamiento. Así distinguimos cuatro tipos fundamentales:
 Baja presión: Necesitan una presión en torno a los 1,5-2 kg/cm2, tienen un radio de
acción entre los 10-14 m y caudales menores a 1 m3/h.
 Media presión: Necesitan una presión en torno a los 2,5-4 kg/cm2, tienen un radio de
acción entre los 10-16 m y caudales de 1 a 6 m3/h.
 Alta presión: Necesitan una presión en torno a los 5-6,5 kg/cm2, tienen un radio de
acción entre los 16-20 m y caudales de 6 a 40 m3/h.
 Cañones: Necesitan una presión mayor a los 7 kg/cm2, tienen un radio de acción
entre los 30-50 m y caudales superiores a 40 m3/h.
REGULADORES DE PRESIÓN
Los reguladores de presión son accesorios de los aspersores instalados en los tubos
porta-aspersores cuya función es mantener la presión en un estrecho rango con el
objetivo de evitar fluctuaciones de presión en una instalación de riego por aspersión.

Su objetivo es garantizar la suficiente uniformidad de presiones entre los diferentes


aspersores.

Distinguiremos los sistemas:

 Sistemas convencionales: estos sistemas son los primeros que se desarrollaron en


el riego por aspersión. Se dividen a su vez en:
o Sistemas fijos: se colocan los aspersores en el marco establecido, y el sistema
de tuberías puede ser enterrado o bien superficial, quedando como parte saliente
y con la altura adecuada el vástago donde irá incorporado el aspersor.

o Sistemas Semifijos.son esencialmente sistemas que se van desplazando de una


zona a otra de forma manual o mecanizada mediante un desmontaje rápido del
sistema. Dentro de estos sistemas se encuentran las alas de riego y los cañones
de riego.
 Sistemas automecanizados: son sistemas automotrices que llevan instalados
motores eléctricos o sistemas hidráulicos que permiten su movimiento a lo largo de la
superficie de riego. Dentro de estos sistemas se encuentran los sistemas pivotantes
de riego, los sistemas de desplazamiento lateral (carros de riego) y otras máquinas
regadoras.
La elección de un sistema u otro se establece según los criterios técnico-económicos que
permiten o no su instalación, como son la superficie a regar, la orografía del terreno, el
acceso a la electricidad en la finca, etc.

El uso de sistemas de irrigación por goteo está muy extendido en cultivos extensivos
(cereales, forrajes, patata, remolacha, etc.) y hortícolas. Se utiliza en terrenos con
orografía irregular, donde los recursos hídricos son abundantes.

Ventajas de la aspersión:

 Tiene un menor consumo de agua que los sistemas de riego por inundación.
 Presenta una gran adaptabilidad a terrenos irregulares, con grandes diferencias de
cota en su superficie.
 Permite dosificar el agua con una buena precisión.
 Su distribución sobre el material vegetal depende del viento, aunque a bajas
velocidades es muy homogénea.
 Es utilizado para la aplicación de riego antihelada y la aplicación de fitohormonas.

Partes de la instalación:
 Grupo de bombeo: para suministrar la presión y el
caudal adecuado a la instalación.
 Filtración: el mayor o menor grado de espesor de
filtración de la misma ira relacionado con la calidad
del agua, y el tamaño de la boquilla del aspersor.
 Sistema de abonado.
 Red de tuberías.
 Aspersores: El alcance, el caudal y el tamaño de
gota determinaran la elección de uno u otro modelo
tanto en circulares como sectoriales.
Materiales empleados:
 Instalación en Aluminio clásica
 Instalación en PE con acoples rápidos
 Instalación enterrada con PVC o PE