You are on page 1of 15

TRABAJO

PRÁCTICO

NOMBRE: ELIZABETH LOURDES HUANCA QUISPE

PROFESORA: CANDY LEON

2018
LIMPIEZA FACIAL

Para mantener la dermis saludable, joven y suave es fundamental adoptar el hábito de


eliminar las células muertas e impurezas. Por suerte, hay una amplia variedad de mascarillas
para la limpieza facial que se pueden elaborar a partir de ingredientes naturales.

Si bien en el mercado hay muchos productos con este mismo fin, los tratamientos caseros
ofrecen resultados favorables por un bajo precio. De hecho, gracias a sus propiedades, son
útiles para evitar arrugas, granitos y otras imperfecciones.

Limpiar correctamente nuestro rostro es fundamental para conservarlo suave y protegido. La


limpieza facial es tan imprescindible como la hidratación. Y es que esta permite que la dermis
“respire” y los poros no queden obstruidos.

Básicamente la limpieza de cutis sirve para:

 Regular la secreción de grasa de la cara.

 Prevenir la obstrucción de los poros y, como consecuencia, la aparición de puntos


negros y granitos.

 Eliminar las células muertas.

 Combatir los radicales libres que aceleran el envejecimiento.

 Permitir una mayor penetración de la cremas y mascarillas.

 Evitar infecciones por bacterias.

 Lucir más joven y radiante.

Es importante tener en cuenta que la limpieza facial se debe realizar de forma regular. Lo ideal
es hacer una sesión de limpieza profunda al mes y, adicionalmente, limpiezas superficiales 2 o
3 veces a la semana.

Mascarillas naturales y caseras

Antes de usar cualquiera de las mascarillas o tratamientos, es muy importante que sepas cuál
es tu tipo de piel. También es esencial lavar correctamente tu rostro con agua tibia y jabón
neutro. De esta forma quitarás impurezas y residuos.

Nota: al secar, no frotes: da golpecitos suaves con la toalla para no irritar la zona.

Aquí siete pasos para una limpieza facial, básica en el cuidado de la piel.

1.- ABRIR LOS POROS

Preparar el rostro para lo que va a recibir, calienta un poco de agua en un recipiente y cuando
esté hirviendo agrega hojas de té verde o manzanilla. Retirar del fuego y acercar el rostro
sobre el recipiente cubriéndote con una toalla para recibir el vapor. Cinco minutos son
suficientes para que se abran los poros y la piel transpire.
2.- LIMPIAR

Un excelente limpiador es el aceite de oliva, aunque también puedes utilizar un tónico de


manzanilla o una mexcla de agua con puré de pepino.

3.- EXPOLIACIÓN O PEELING

Para retirar las celulas muertas no hay como una exfoliación o peeling natural. Puedes utilizar
aceite de almendras, coco, limón, de olivo con sal o la tradicional miel con azucar y limón. El
exfoliante se debe aplicar con un suave masaje circular por todo el rostro. Se puede dejar la
mezcla unos 20 minutos, antes de lavar con agua tibia y este es el momento indicado para
retirar los puntos negros de las zonas afectadas. La exfoliación previene la aparición de
escamas y favorece la circulación en el cutis.

4.- MASAJE

Hacer un masaje con un aceite regenerador, por ejemplo unas gotas de rosa mosqueta o de
almendras dulces. Se reparte el aceite por toda la cara con movimientos suaves, desde el
centro hacia afuera. También se debe abarcar el cuello y el escote.

5.- MASCARILLA

Cuando el rostro ya está bien limpio y libre de impurezas, es el momento de aplicar una
mascarilla natural. Hay infinidad de recetas de mascarillas hechas con productos caseros,
según la necesidad de la piel como son las hidratantes, restauradoras del PH, para eliminar
manchas, cerrar poros y las antiarrugas.

Se aplica y se deja secar al igual que el peeling, unos 20 minutos. Se retira con agua tibia.

6- CERRAR LOS POROS

Es importante cerrar los poros y evitar que entren impurezas. Esto se puede hacer aplicando
abundante agua fría, o pasando un cubito de hielo por todo el rostro. Por su poder astringente
también se recomienda pasar un algodón con infusión bien fría de té verde, menta o el jugo de
sidra de manzana. Se deja unos minutos y luego se retira con agua fría.

7.- HIDRATAR

Como último paso, hidratar con una crema natural para tal fin. Hay infinidad de rectas para
elaborar en casa hidratantes naturales. Se aplica según el tipo de piel.

MASCARILLAS CON PRODUCTOS NATURALES

MASCARILLA CON PLATANO O BANANA


El acné, las arrugas, la piel seca y otros problemas similares son muy comunes en la piel del
rostro. Para ayudarte a lidiar con estas situaciones te traemos algunas mascarillas faciales con
plátano.

Desde luego que podrías usar productos comerciales pero estos suelen traer compuestos muy
agresivos con la piel.

Además, el alcohol que contienen puede irritar la piel y agravar algunos problemas que ya
tienes.

Cosas que debes saber antes de aplicar mascarillas faciales con plátano

 Las mascarillas faciales de plátano pueden ser algo pegajosas por lo que es
importante mantener tu cabello hacia atrás. Puedes recogerlo con una liga para evitar
que queden residuos en el pelo.

Las mascarillas no lo afectarán pero pueden dejarlo algo pastoso.

Después de retirar las mascarillas faciales con plátano puedes masajear el rostro con un cubito
de hielo. Esto evitará que los poros

 abiertos absorban la suciedad del ambiente y mantendrás el efecto de suavidad y


limpieza deseado.

 Es mejor elegir plátanos maduros. Los plátanos verdes pueden ser más difíciles de
manipular al momento de hacer la mascarilla. Lo mejor es optar por aquellos que ya
tienen algunos puntos negros en su cáscara.

Mascarillas faciales con plátano para eliminar


acné y puntos negros

 Se suele creer que el acné y los puntos negros son un problema de adolescentes. Pero
factores como la alimentación y el tipo de piel pueden ocasionar su aparición.

 Si sufres cualquiera de estos dos problemas, prueba con estas mascarillas faciales con
plátano.

 Mascarilla con plátano, miel y limón

 Para esta mascarilla puedes usar solo la pulpa del plátano o también incluir la cáscara.
Te recomendamos usarla tres veces a la semana el primer mes para ver resultados
rápidos. Después puedes aplicarla una vez por semana.

 Debido a que lleva limón, es importante evitar la exposición al sol inmediatamente


después de usar la mascarilla. Además, debes aplicar protector solar.

 Ingredientes

 1 plátano

 1 cucharada de miel (25 g)

 ½ cucharadita de jugo de limón (2,5 ml)

 Procedimiento

 Aplasta el plátano hasta que tenga una textura de puré y revuelve con la miel.

 Agrega el jugo de limón y mezcla bien.

 Aplica la mascarilla sobre el rostro y deja que actúe durante 15 minutos

 Retira la mascarilla con agua templada.

Mascarilla facial con plátano para aclarar el


rostro
 Mascarilla de plátano con yogur
 El plátano ha demostrado tener propiedades aclarantes cuando se aplica directamente
sobre la piel. Esta mascarilla es perfecta para combatir las manchas ocasionadas por el
sol.

 Ingredientes

 1 plátano

 2 cucharaditas de miel (15 g)

 ¼ de yogur natural (30 g)

 Procedimiento

 Mezcla los tres ingredientes hasta que obtengas una pasta homogénea.

 Aplica sobre la cara y deja reposar 15 minutos.

 Retira con agua tibia.

Mascarillas caseras de miel para la pie

Ya te has dado cuenta de las maravillas de la miel para diversas aplicaciones. Ahora es
momento de que la aproveches. ¿Cómo? ¡Usando mascarillas caseras que la contengan!

 1. Mascarilla para la piel seca

 Nuestra dermis está expuesta todo el tiempo a diversos agentes externos y agresores
como, por ejemplo, la contaminación ambiental. Por este motivo es frecuente que
aparezca la resequedad. ¡Dile adiós con esta mascarilla!

 Ingredientes

 1 cucharada de miel de abejas (25 g)

 1 cucharada de aceite de almendras (10 g)

 2 cucharadas de zumo de zanahorias (30 ml)

 Preparación

 Revuelve todos los ingredientes en un recipiente.

 Embebe una gasa o una bola de algodón y aplica en la cara previamente limpia y seca.

 Deja que actúe durante 15 minutos y retira con agua templada.

 2. Mascarilla para combatir el acné

 Esta afección es muy común en los jóvenes y en ciertos momentos de la vida (en las
mujeres aparecen durante su período menstrual o embarazo, por ejemplo). También
los molestos granitos pueden aparecer por comer demasiados alimentos grasos o
cuando se está frente a un cuadro de estrés.

 Ingredientes

 1 cucharada de miel (25 g)

 1 diente de ajo

 Unas gotas de limón

 1 cucharada de yogur natural (10 g)

 Preparación

 Machaca el ajo y coloca en un recipiente.

 A continuación, echa la miel y el yogur y remueve bien hasta que se forme una pasta.

 Vierte el zumo de limón e intégralo con la mezcla anterior.

 Aplica con los dedos limpios en la cara recién lavada y deja que actúe unos 10 minutos
(o hasta que el yogur se seque).

 Enjuaga y aplica una crema humectante.

El pepino para una piel más joven.

Mascarillas faciales.

El pepino es uno de los productos de la huerta que además de ser muy sabrosos en la
dieta, contienen otras propiedades de aplicación cosmética que nos aportan frescor y
luminosidad a la piel.

Su contenido cerca del 100% de agua, su contenido en vitamina E, así como los aceites
esenciales que contienen benefician a nuestra piel siendo un perfecto emoliente,
refrescante y que proporciona un aspecto limpio, cuidado y descansado a nuestro rostro.
Hemos visto en muchas ocasiones la imagen de una rodaja de pepino en los ojos, como en
la foto que acompaña este post, y esto se debe a que el pepino es muy efectivo para el
tratamiento de ojos cansados, irritaciones, conjuntivitis, ojeras o incluso orzuelos, entre
otras aplicaciones.

Por estas propiedades y aplicaciones es recomendable de vez en cuando recurrir a una


mascarilla facial, o incluso corporal, para nutrir nuestra piel. A continuación te
presentamos un par de propuestas según la finalidad que persigas:

- Mascarilla para combatir el acné: Medio pepino limpio y triturado, dos cucharadas de
avena, una cucharada de miel y una cucharada de zumo de limón. Mezclamos los
ingredientes y los aplicamos con la ayuda de un pincel, o con los dedos, por todo el rostro
con un suave masaje. La dejaremos actuar durante 15 minutos aproximadamente. Pasado
este tiempo la retiramos lavándonos la cara con agua.

- Mascarilla hidratante: Medio pepino limpio y triturado, dos cucharadas de miel, una
cucharada de aceite de oliva. Mezclamos los ingredientes y extendemos suavemente sobre
la piel. Pasados 15 minutos lavamos y disfrutamos de una piel suave e hidratada.

- Mascarilla exfoliante limpiadora: Medio pepino limpio y triturado, dos cucharadas de


arcilla blanca (la encuentras en la herboristería), un poco de agua mineral. Mezclamos los
ingredientes en una taza hasta conseguir una pasta homogénea ligera pero no muy liquida.
Aplicamos sobre la piel con un masaje suave y dejamos actuar durante 20 minutos.
Lavamos el rostro.

Cómo hacer una limpieza facial con yogur

Para preparar una mascarilla casera para la que necesitarás los siguientes ingredientes

 4 cucharadas de yogur natural (sin azúcar)

 1 cucharada de avena

 2 cucharadas de miel
Con esta mascarilla conseguiremos aportar todos los beneficios que antes hemos
enumerado y, por tanto, hacer que nuestro rostro esté limpio, hidratado y perfecto.
Tendremos que mezclar todos los ingredientes que hemos listado y, en cuanto estén listos,
aplicaremos sobre el rostro vigilando de no hacerlo en los ojos.

Una vez listo, tendremos que dejar que actúe durante 15 minutos para que los principios
activos del yogur penetren en profundidad bajo la piel. Pasado este tiempo, enjuaga tu piel
con abundante agua para eliminar cualquier resto que pueda quedar.

1. Aceite de oliva

Está presente en la mayoría de los hogares y es muy eficaz para limpiar la piel
profundamente. Remueva impurezas y deja el cutis suave y terso. El aceite de oliva es un
maravilloso desmaquillante y un potente limpiador. No dudes en usarlo todas las noches antes
de dormir.

 Aplícalo con un algodón y haz movimientos circulares comenzando en la frente. Baja


por la nariz, sigue por las mejillas, continúa por el mentón y termina en el cuello.

2. Mascarilla de clara de huevo y miel

Es una combinación increíble porque, además de limpiar la piel, evita las infecciones y deja el
cutis muy terso. Lo mejor de todo es que contribuye a regular la producción excesiva de
grasa, sobre todo en aquellos que tienen tendencia a padecer acné.

Ingredientes

 1 clara de huevo

 1 cucharada de miel (15 gramos)

Preparación

 En un recipiente coloca la clara de huevo (la yema déjala para alguna receta) y bate
ligeramente.

 Añade la miel y mezcla para obtener una crema homogénea.

 Aplica en el rostro con movimientos circulares y deja actuar 15 minutos.

 Pasado ese tiempo, enjuaga con agua tibia.

 Para terminar, aplica una crema hidratante suave.

 3. Mascarilla de avena y leche

La avena es un exfoliante natural maravilloso y 100% natural. Al combinarlo con la leche


aprovecharás las bondades de este lácteo como humectante. Por lo tanto, en un mismo
tratamiento eliminarás las impurezas e hidratarás la zona.

Ingredientes
 3 cucharadas de avena (30 g)

 3 cucharadas de leche (30 ml)

Preparación

 En un recipiente coloca la avena y añade de a poco la leche.

 Mezcla para formar una pasta.

 Aplica en el rostro limpio y seco con masajes circulares, haciendo hincapié en la frente
y en la nariz.

 Retira con agua tibia.

4. Mascarilla de arcilla verde, limón y aceite de oliva

La arcilla verde se consigue en las casas naturistas y es muy buena para eliminar las impurezas
de la piel. Mezclada con el limón, que quita las manchas, y el aceite de oliva, que humecta,
conseguimos un tratamiento integral y fácil de preparar.

Ingredientes

 2 cucharadas de arcilla verde (20 g)

 El jugo de 1 limón

 2 cucharadas de aceite de oliva (32 g)

Preparación:

 En un recipiente coloca la arcilla verde.

 Exprime el limón y añade el zumo.

 Agrega el aceite de oliva y mezcla bien para formar una pasta.

 Esparce por el rostro después de bañarte y, tras 15 minutos, enjuaga con abundante
agua tibia.

5. Mascarilla de yogur y miel

El yogur tiene propiedades similares a la leche pero lo bueno es que su consistencia es más
adecuada para hacer una mascarilla. Si le añades miel a la receta conseguirás una piel limpia y
fresca en unos minutos.

Ingredientes

 1 yogur natural (125 g)

 2 cucharadas de miel (50 gramos)

Preparación
 Echa la miel en el pote de yogur y remueve bien.

 Aplica la mezcla en el rostro y deja que actúe 20 minutos.

 Retira con papel absorbente o agua tibia.

 Mascarilla de pepino y yogur

Por supuesto, no podía faltar una receta para limpieza facial con pepino, ya que es uno de los
elementos por excelencia en los salones de belleza. Junto al yogur forman una pareja increíble
y con resultados desde la primera aplicación.

Ingredientes

 ½ pepino mediano o 1 pequeño.

 ½ yogur natural (62,5 g)

Preparación

 Primero, pela el pepino y córtalo en rodajas.

 A continuación, ponlo en el vaso de la batidora junto con el yogur y procesa durante


unos minutos.

 Aplica la mezcla sobre el rostro, tras haberlo lavado y secado.

 Deja actuar 20 minutos y retira con agua tibia.