You are on page 1of 7

REFLEXIONES SOBRE ETICA y PSICOLOGIA*

Margarita Martínez Gámez


Susana Rudo/f Macció

1) LA ETICA EN LA HISTORIA elemento destacable es que para Arlst6teles la


DEL PENSAMIENTO virtud s610 es alcanzable en la vida social, lo que
Etlca proviene del griego "sthos". que significa introduce la Importancia de la polltlca.
costumbre. Según Ferrater Mora, la Etica constitu- Más allá de las determinaciones hlst6r1co-socia·
ye una disciplina fllos6flca ("ciencia que se ocupa les, podemos considerar que la fllosafla griega
de los sistemas morales") que debe diferenciarse constitula una forma de Investigación autónoma, en
de la Moral. Cada época tiene un conjunto de el sentido de que sus fundamentos, su origen, su
normas morales que regulan la vida social. Estas método y su finalidad se encontraban y justificaban
normas pasan a ser éticas cuando tienen una expli- en ella misma y no en algo ajeno.
cación racional, cuando se han "examinado en sus Con el predomino del Cristianismo en Occiden-
fundamentos" y se han discutido y aceptado. te se determln6 una nueva orientación del pensa-
Pensamos en una breve historia de la Etlca, miento. El Cristianismo supone, como rellg16n, un
comenzando por Grecia, que puede ser considera- conjunto de creencias que consisten en la acepta-
da la cuna del saber de Occidente. Somos cons- clén de la Revelación. De este modo parece excluir-
cientes que quedarán muchos temas y autores por se la Investigación en forma autónoma como se pre·
mencionar o profundizar, pero tratamos de hacer sentaba en Grecia, ya que la tradición religiosa es el
una selección de aquéllos que más comúnmente fundamento y la norma del conocimiento.
son aceptados como mojones en este desarrollo. Podrlamos señalar como a uno de los más
Platón, recogiendo la tradición de los pitagórlcos clásicos representantes del pensamiento de la
y de S6crates, plantea "el ble'n" como valor supre- Edad Media a Tomás de Aqulno. Es la suya una
mo en la gula de la conducta de los hombres, Etlca donde se consagra el libre alJedrlo de la
definido como justa proporcl6n entre el placer y la voluntad humana, pero teniendo sle~re presente
Inteligencia. la Etlca entonces, seña la "ciencia de que es Dios quien dirige toda las cosas hacia su fin
lo justo" ,la "ciencia de la medida", ya que las nocio- supremo, que es él mismo, por ser el sumo bien.
nes de orden, medida, número, ocupan ellugarpre- Quien ordena el mundo es la provlciencla. Es asl
ponderante en la escala de valores que debe guiar que el hombre por su propia naturaleza tiene el libre
la vida propiamente humana. SI bien en Plat6n, la albedrlo.
Etlca aparece Insinuada en el conjunto de su obra, Con el Renacimiento, el ser humano encuentra
aparece siempre desde el énfasis en una teoría del un nuevo lugar en el Universo y cambia su relación
Ser. con Dios y con los otros hombres. Hay un resurgir
Es con Arlst6teles que encontramos la sistema- de la ciencia y este movimiento se ve acompaflado
tización del tema, apareciendo claramente la noción de cambios esenciales en el terreno de la fllosofta,
de "deber ser". Cada acción Implica un fin, que es a la ética, la polltlca e Incluso la religión. Recordemos
la vez bueno y deseable. En este caso las nociones que es en este momento que surge la Reforma,
de ''fIn'' (como finalidad) y "bien" coinciden, pero pero también es en ese momento que aparece la
existe un fin supremo, que es deseado por si mis- persecución a clentlflcos como Gallleo por sostener
mo: la felicidad. Para determinar en qué consiste un pensamiento cuestlonador del dogmatlsmo reli-
debe plantearse cuáles el deber propio del hombre: gioso Imperante. Nociones como la de Maqulavelo.
la virtud. La virtud consiste en escoger el justo quien rechaza cualquier doctrina que implique la
medio y la virtud ética esencial es la justicia. Un pasividad del ser humano. el "dejarse llevar" por los
acontecimientos, que rescata su responsabilidad
histórica, chocan frontalmente con el poder llevan-
'Trabajo p' ••• nlado on l•• Jornada. d. la Sociodad d. Poicolo· do a violentos movimientos de respuesta. No pode-
gla d.1 Uruguay· Ago.\o 1\l8g mos dejar de lado la consideración de los cambios

15
socio-económicos concomitantes, como la consoli- tonces como un medio para conservar la vida en
dación de la burguesla, determinantes de estos estado de degeneración y decadencia.
desarrollos a nivel del pensamiento. Todo lo que es terrenal, corpóreo, antlesplrltual
El iluminismo (fundamentalmente el francés) es exaltado por NlelZche. La existencia del hombre
plantea una visión del ser humano en la que ocupan es enteramente terrena.
un lugar sus aspectos Impulslvos, los Instintos, las La transmutación de los valores es entendida
pasiones. Pero la razón tiene la función fundamen- como la anulación de los limites, como la conquista
tal de ordenar o controlar estos aspectos (pero no de un dominio absoluto del hombre sobre la tierra y
de negarlos o abollrlos), apareciendo la noción de la sobre el cuerpo.
ley como IImltante de la conducta humana. Pero se El positivismo exalta la ciencia cuyo fin, según
trata de una ley que se apoya en lo humano y no en Comte, seria establecer el dominio del hombre
la religión o la metaffslca. sobre la naturaleza. El positivismo que acompa"a el
SI bien la ilustración se caracteriza por el reco- nacimiento y la afirmación de una nueva organiza-
nocimiento de la razón como una fuerza ordenado- ción técnlco-Industrial de la sociedad, tiene una
ra de las pasiones e Impulsos, en el Romanticismo vertiente (denominada positivismo social) que
lo que se exaltan son los contrastes o contradiccio- apunta a la fundamentaclón clentlflca del nuevo
nes como propios del ser humano sin buscar un orden social.
ordenamiento de los mismos. El marxismo plantea la moral como Integrando la
Kant enfatlza la diferencia entre moralidad y superestructura, que expresa la Ideologla de la
legalidad. Esta última se refiere a la conformidad de clase dominante y está históricamente determina-
una acción con la ley Y es la base del derecho. La da. Postula una revolución en la propiedad de los
moralidad se basa en tres postulados: la existencia medios de producción, que llevarla a Instaurar la so-
de Dios, la inmortalidad del alma y la lbertad. Esta, lidaridad como modelo de relación. terminando con
que es la que hace del hombre un ser moral consiste la explotación.
en que puede elegir entre el Impulso y la razón, Es muy difIcil plantear una postura única desde
Incorporando la noción de voluntad. La acción moral el punto de vista existenclallsta, ya que hay una
es la que procede por una conformidad inmediata variabilidad que va desde el marxismo de Sartre al
de la voluntad con la ley. La ley morales universal, cristianismo de Gabrlel Mareel. SI bien encontra-
pero, ya que tiene un carácter formal (el Imperativo mos en todos los representantes del existenclalis-
categórico) no Implica uniformidad de acciones sino mo la visión en común del hombre como un ser-en-
reconocimiento de la dignidad humana en las de- el-mundo, lo cual ya nos Indica un ser-con-Ios-
más personas como en la propia. otros, la existencia de un co-mundo donde la pre-
Hegel divide su fllosofla del derecho en tres par- sencia del otro se vuelve relevante y determinante.
tes: Derecho abstracto, que es el de la persona Debe destacarse el contexto histórico en el que
Individual y se expresa en la propiedad que es la surge, como una corriente relvlndlcatorla de valores
"esfera de su lbertad". La moralidad es la esfera de que hacen esencialmente a la existencia humana,
la voluntad slbjetlva que se manifiesta en la acción. como la angustia, la libertad, la flnltud, etcétera.
El valor que la acción posee para el sujeto que la SI nos referimos a nuestro pals, es Imposible no
ejecuta es la Intención y el fin al que ella tiende es el mencionar a Carlos Vaz Ferrelra. Nos plantea cómo
bienestar. El bien no es real sin la voluntad subjetiva la Moral para m~Jcosdeberla basarse en el vinculo
a la cual toca reallzarlo. La etlcldad anula y resuelve y el contacto humano, y en la necesidad que éstos
la separación. Los deberes éticos son efectivamen- no desaparezcan ante lo "clentlflco". No es casual
te obligatorios, que pueden aparecer como una que su pensamiento esté dirigido a lo que él mismo
limitación de la slbjetlvldad. La etlcldad se realiza denomina "fermental", como una forma de generar
primeramente en la familia y en la sociedad civil. El en los otros el cuestiona miento que lleve lo moral, lo
hombre, según Hegeles el Individuo ético sumergi- ético, de la abstracción ala vida. Es en esta llneade
do en el sistema de las necesidades que constituye pensamiento que Vaz Ferrelra plantea la necesidad
el aspecto fundamental de la sociedad civil, pero que el vinculo profesional de la salud-paciente no se
sólo en el Estado se realiza plenamente. convierta en un silogismo o en una ecuación, sino
En NlelZche encontramos lo que se denomina que sea esencialmente un vinculo humanitario.
transmutación de los valores. Esta Inversión de los 11)MIRANDO HACIA LA SALUD
valores se presenta como una critica a la moral No existen prácticas soclales neutras polltlcas o
cristiana, reducida por él a la moral de la renuncia y ideológicamente, que no estén relacionadas con el
el ascetismo. El Ideal ascético es considerado en- ejercicio del poder. Las profesiones de la salud no

16
escapan a los múltiples atravesamientos y determi- Tampoco se permite la investigación, lo que es
naciones que la situación social genera. Cada es- coherente con la desvalorización de lo corporal. Ya
tructura social, cada momento histórico, se plantea no se exalta la armonla entre cuerpo y mente,
una determinada concepción acerca de qué es la porque sólo se le otorga importancia a la perfección
salud y qué la enfermedad, cómo se hace para espiritual. Sin embargo, la herencia Judla en la Biblia
mantener la salud, para curarse, y quiénes son los mantiene ciertos cuidados corporales con el fin de
encargados de hacerlo. preservar el "receptáculo del alma". Los hospftales
Como a cada organización social corresponde son de caridad y no de curación. La enfermedad es
una determinada ética, también se plantea muchas entendida como designio divino y no se busca con-
veces Impllcltamente, qué es lo deseable o espera- tradeclrla. SI se valoriza el cuidado del enfermo
ble en la conducta de los técnicos y de los pacien- como actividad caritativa en sentido estricto.
tes. El loco no es considerado estrictamente un en-
El papel que cumplen en general las profesiones fermo, es vivido como poseedor de una forma pecu-
de la salud, tiende a la consolidación de la estructu- liar de "sabldurfa" o "verdad". La actitud frente al
ra social y a consagrar su equilibrio. mismo es variable, desde permitir su libre circula-
En la Grecia clásica el Ideal de perfección supo- ción, expulsarlo de las ciudades, encerrado, en
nela armonía entre el cuerpo y el espíritu y se le da cualquiera de estos casos con una gran carga de rl-
una gran Importancia a mantener y cuidar la salud. tuallzacíén. La preocupación más grande de la
Pero no se Incluye el aspecto social, al que actual- época es la muerte y la figura más representativa de
mente damos tanta relevancia. Esto es comprensi- esto es la del leproso. Luego vamos a ver cómo
ble si consideramos que estos Ideales sólo se paulatinamente esta figura va dejando lugar a la del
refieren a una determinada clase, en una estructu- loco.
ra social esclavlsta. El ejemplo más difundido de En el Renacimiento se desarrolla y fomenta la
esto es el de Esparta, donde los que eran portado- libre empresa, la Iniciativa y la investigación. El
res de algún "defecto" eran eliminados. hombre adquiere un poclerproplo y ya no está solo
Uno de los primeros y tal vez más conocidos de en manos de Dios. La medicina y la higiene son Ins-
los Intentos de regular étlcamente una profesión de trumentos con los que se busca sobre todo prolon-
la salud es el Juramento de HIp6crates. Este Impo- gar la vida, pero siguen siendo privilegio de cierta
ne una serie de obligaciones y normas a los médi- clase social. Los avances en la investigación se
cos en el ejercicio de su labor y específlcamente en refieren fundamentalmente al campo de lo biológI-
la relación con el paciente. Pero "no había problema co. Los hospitales son lugares de reclusión donde
de ética médica en el hecho de que existieran se acumulan prostitutas, delincuentes, enfermos
condiciones de atención médica diferentes según mentales, que sólo tienen en común su condición de
las clases; menos se podla pensar que la medicina marginados, de Infractores. El "gran encierro" sigue
estaba en condiciones de cuestionar étlcamente a siendo una Instancia de orden social, no médica,
la propia esclavitud, que era el régimen Imperante". aunque el loco tiene ya una dimensión más huma-
na. SI bien existen medidas terapéuticas, éstas no
Pasando al campo de la salud mental, la locura
constituyen la finalidad del hospital, que tiene una
no era considerada "enfermedad" o "padecimien-
carga fundamentalmente ética.
to", sino que era un don divino, vinculado Incluso
Con la ilustración aparece la noción de la socie-
con las actividades más valorizadas como la adivi-
dad y el Estado como corruptos y co~ores (el
nación.
planteo más conocido es el de Rousseau). En la pri-
En la época del Imperio Romano encontramos mera mitad del siglo XVIII es muy grande el miedo a
nociones muy similares a las de los griegos. Galeno la locura y se mantiene el aislamiento, si bien se
formula una serie de principios de higiene, que no empieza a Individualizar al loco entre los otros mar-
dejan de ser una higiene aristocrática para ciudada- ginados.
nos libres y ociosos. Los monarcas Ilustrados (sobre todo los del con-
En la Edad Media se articuló a la Ideología rell- tinente) tienen un estilo de gobierno patemallsta,
glosa-polftlca, ayudando a legitimar el sistema de desde el cual en algunos casos se fomentan activi-
vasallaje, las relaciones de producción y las Jerar- dades de promoción de salud y bienestar, cuyo fin
qufas de poder existentes. No se realiza atención último es preservar la fuerza de trabajo y fundamen-
médica propiamente dicha, los médicos atienden a talmente los elementos para Integrar el ejército. La
los burgueses. Además estaban los boticarios y locura va perdiendo sus connotaciones religiosas y
barberos cumpliendo funciones aslstenclales. pasa a ser una alteración de la voluntad por "perder

17
la razón". Junto a esto aparece el modelo "correc- se de la salud, entrando en conflicto con la burgue-
cional" de tratamiento, que no deja de ser segrega- sla y haciéndose revolucionarias.
cionlsta. El hombre razonable encarga al médico la Esta situación nos evoca lo ya relatado acerca
tarea de ocuparse de la locura, ésta se va constitu- de la existencia de dos medicinas en Grecia, una di-
yendo paulatinamente como enfermedad mental. rigida a los esclavos, cuyo fin era mantener la pro-
En 1793 la Asamblea Constituyente aprueba en ducción y por lo tanto la fuerza del trabajo necesa-
Francia la "Declaración de los derechos del hombre ria, y otra dirigida a la clase dominante.
y el ciudadano", consagrando los Ideales de la so- Es en un contexto similar que surge a fines del
,,1An ••ci liberal. Simultáneamente un médico alemán, siglo XIX el psicoanálisis. SI bien denuncia una
Frank, formula uno de los primeros planteos siste- determinada situación social, al ocuparse de levan-
máticos acerca de la pobreza como causa de las tar la represión en la vida sexual, pretende mante-
enf9rmedades y de la necesidad simultánea de re- nerse apartado de compromisos polftlcos o ideoló-
formas sanitarias y económicas. gicos a través del Ideal de "neutralidad". De todos
En 1794 se produce la célebre liberación de los modos sabemos que esta pretendida neutralidad es
locos encadenados por parte de Plnel. A partir de Imposible, ya que el esquema de valores del analls-
este momento los locos pasan a ser encerrados con ta siempre está presente en su relación con el
otras caracterfstlcas,lo que da nacimiento a los asi- paciente.
los. Es en este mismo momento histórico que se
La Revolución Francesa muestra la gran confu- ubica en general el nacimiento de la pslcoloqia con
sión social acerca del lugar que debe otorgarse a la una gran Influencia de las vertientes filosófica, mé-
locura, a través de sucesivas medidas, no siempre dica y pedagógica. En su campo especfflco se des-
coherentes entre sI. arrollan en esta época los ''test mentales" cuya
Con la Revolución Industrial se produce un fuer- finalidad era la de clasificar Individuos para dlstrl-
te Impacto en las ciencias de la salud, debido a las bulrlos en diferentes tareas (de aprendizaje o pro-
condiciones de vida de los obreros. Por un lado, la ductivas), donde apreciamos una fuerte Incidencia
necesidad de mantener o recuperar rápidamente la del positivismo. Los tests se van perfeccionando,
fuerza de trabajo, promueve desde la burguesfa ca- sobre todo en EE.UU. en base a las necesidades
pitalista un Impulso al desarrollo de la ciencia. Por del reclutamiento militar para las dos guerras mun-
otra parte, los sectores más cercanos a los obreros diales. Estas significaron un gran Impulso en las In-
empiezan a plantear claramente a la medicina como vestigaciones relacionadas con la salud, ya sea en
ciencia social y pol/tlca. Muchas veces se logran el campo biológico (ejemplO: clrugfa) o psicológico
avances (por ejemplo en la seguridad social) por- (ejemplo: neurosis de guerra).
que las fuerzas conservadoras ceden por temor a En 1948, finalizada la segunda guerra mundial,
conflictos mayores con el movimiento obrero orga- la Asamblea General de las Naciones Unidas pro-
nizado. clama la Declaración Universal de los Derechos
En América Latina, a fines del siglo XIX se Humanosque pasa a ser un conjunto de postulados
fundan los primeros manicomios. En éstos la locura éticos, que requieren del derecho positivo que
sigue siendo prisionera, pero de un modo moral. El aporte una legislación que los proteja y garantice su
positivismo Influye en que el estudio de las enferme- cumplimiento.
dades mentales sea sobre todo de observación y Al decir de Mosca y Pérez Agulrre "la conciencia
clasificación, no de diálogo. universal sobre la Importancia de los derechos
humanos y de los pueblos ha llegado a una nitidez
Todo este desarrollo está basado en una contra-
nunca antes alcanzada. Nunca se proclamó tan alto
dicción ética esencial: el postulado teórico es que
esos derechos y nunca -as obligación reconocerlo-
todos los hombres son Iguales (que aparece formu-
se les violó tan sistemáticamente como en nuestros
lado de diversas maneras en la democracia griega,
tiempos".
en el cristianismo, en la ilustración, en la Revolución
Francesa) y la realidad social de desigualdad e Como ejemplo podemos citar la larga serie de
Injusticia. En la Revolución Industrial se produce un declaraciones, pactos y convenciones acerca de
cambio relevante, ya que aparece la toma de con- los derechos humanos, de la actuación del personal
ciencia de esta contradicción, con lo cual se plantea de la salud, de los derechos de los pacientes, etc.,
a las profesiones de la salud una encrucijada vital. que se han proclamado a lo largo de este siglo:
Pueden permanecer como factores asociados al . Código Internacional de Etlca Médica (AMM)
mantenimiento y legitimación del sistema u ocupar- de 1949, enmendad en 1968.

18
Código de Etica Médica Europea de 1987 prende oxperlanctas no siempre aslmilables. ni
Código de Etlca del Código Médico de Chile. cuerpos teóricos o ideológicos comunes (Lalng y
Declaración de Tokio (AMM)de 1975: Normas Coopero SzaJz, Basaglla) y ha Influido poderosa-
directivas para médicos con respecto a la mente, sobre todo en las concepciones terapéuti-
tortura y otros tratos crueles, Inhumanos o cas y acerca de las instituciones de Internación.
degradantes, o castigos Impuestos sobre per- En las últimas décadas en América Latina se da
sonas detenidas o encarceladas. el fenómeno de las dictaduras y la fundamental par-
Principios de Etlca Médica aplicables a la ticipación de profesionales de la Salud colaborando
función del personal de salud, especialmente con dicho sistema. Esto ha llevado a numerosos
los médicos, en la protección de personas estudios, serios y profundos, tanto de los aspectos
presas y detenidas contra la tortura y otros psicológicos que pueden aparecer como conse-
tratos o penas crueles, Inhumanos o degra- cuencia de la represión, como de los aspectos
dantes (ONU) de 1982. éticos e Ideológicos de los profesionales Involucra-
- Convención contra la tortura y otros tratos o dos.
penas crueles, Inhumanos o degradantes Pero además se Impuso la nsceskíad de estu-
(ONU) de 1984. diar la Incidencia, que como contexto social, tuvo en
- Declaración de Lisboa: los derechos del pa- todo el medio profesional. Por ejemplo, en la cato-
ciente (AMM) de 1981. gorizaclón de determinadas conductas como sanas
- Recomendación relativa a los derechos de los o patógenas, puede fácilmente deslizarse el discur-
enfermos moribundos (Asamblea Parlamenta- so de la Ideo logia dominante e Introduclrse acrltlca-
ria del Consejo de Europa) de 1976. mente en el terreno profesional.
- Declaración de Sydney: postulados sobre la
11I)¿QUÉ PASA CON LA PSICOLOGIA?
muerte (AMM) de 1983.
. Código de Nuremberg: Normas Etlcas sobre Partimos de una comprobación: en el Uruguay,
experimentación en seres humanos, de 1947. hoy, no existe legislación sobre la profesión del psi-
- Declaración de Helslnkl: recomendaciones cólogo. No está especificada legalmente la defini-
para guiar a los médicos en la Investigación ción de la profesión, los alcances y limites de su
blomédlca en seres humanos (AMM) de 1983. ejercicio, no está protegido contra el ejercicio Ilegal,
- Declaración de los Derechos del Niño (ONU) no están legislados sus deberes y derechos.
de 1959. Esto no quiere decir que no exista ninguna legis-
- Declaración sobre maltrato y abandono del lación en este campo. SI existe, relativa al enfermo
niño (AMM) de 1984. mental. Y decimos "enfermo mental" justamente
- Postulados de Eplfetz sobre Derechos de los porque es el único terreno en el que aparece defini-
padres a conocer los problemas médicos de do. Podemos citar como ejemplo la ley de Psicópa-
los niños, de 1975. tas, la regulación de la declaración de Incapacidad
- Postulados sobre planificación familiar (AMM) (Código Civil), la de Inlmputabllldad (Código PenaQ.
de 1967 enmendado en 1969 y 1983. En cambio, el área de la salud propiamente
- Declaración de Oslo: postulado sobre el aborto dicha ni siquiera está protegida por la Constitución
terapéutico (AMM) de 1970, enmendado en (Art. 44: "El Estado legislará en todas las cuestio-
1983. nes relacionadas con la salud e higiene públicas,
- Declaración de Hawal: Impllcanclas éticas es- procurando el perfeccionamiento ffslco, moral y
pecificas de la psqulatrla (AMP) de 1977. social de todos los habitantes del pals.
- Recomendación relativa la la situación de los 'Todos los habitantes tienen el deber de cuidar
enfermos mentales (Asamblea Parlamentaria su salud, as! como el de aslstlrse en caso de enfer-
del Consejo de Europa) de 1977. medad. El Estado proporcionará gratuitamente los
- Declaración de la OMS: Salud para todos en el medios de prevención y de asistencia tan sólo a los
año 2000 de 1978. Indlgentes o carentes de recursos suficientes."); y
el Programa Nacional de Salud Mental, aunque
Surge también como caracterlstlco de este siglo
aprobado a nivel ministerial, no ha logrado plasmar-
un movimiento Importante de reivindicación de los
se en una ley que garantlzarla, por lo menos teóri-
derechos de los enfermos mentales, o aun de cues-
camente su aplicación.
tlonamlentos de su propia condición de tales. Este
movimiento es conocido en general como "antlpsl- Al no existir legislación cobra mayor Importancia
qulatrla", aunque a veces sus propios protagonis- la definición expresa de los principios éticos ligados
tas no concuerden con dicha denominación. Com- al ejercicio de la profesión, pero tampoco contamos

19
con normas expllcitas y sistematlzadas. Nos guIa- ¿O qué pasa con el alumno que solicita empezar un
rnos todavía por la costumbre, por normas de tipo tratamiento con su docente, y es aceptado?
moral, además ds la aceptación más o menos tácita ¿Qué pasa con el estudiante universitario que
de las Declaraciones o Convenciones internaciona- copla en una prueba? ¿Qué pasa con los que
les. Que esto es sumamente peligroso lo demostró compran trabajos hechos por otros para presentar
lo sucedido a causa de la dictadura, no sólo en el como evaluaciones, y qué con los que los hacen y
caso de los psicólogos: la Comisión Nacional de los venden? ¿Qué pasa con el estudiante que paga
Etlca M&dlca no dlsponfa de Códigos de Etlca na- "clases particulares" con su docente, y con el do-
cionales en los que basar su actuación, circunstan- cente que las da?
cia que (entre otras) ha facilitado que se cuestionen ¿Qué pasa con el secreto profesional en la su-
y discutan algunas de sus actuaciones. pervisión, fundamentalmente cuando el paciente es
Esta carencia es notable no sólo en el caso de psicólogo o estudiante de psicologfa?
los derechos humanos, sino en todos los terrenos ¿Qué pasa con el secreto profesional en la su-
en que se puede ejercer: en la consulta privada, en pervisión, fundamentalmente cuando el paciente es
la relacl6n con el paciente o en la Interprofeslonal, psicólogo o estudiante de pslcologfa?
en Instituciones privadas o públicas, en la docen- ¿Qué pasa con el estudiante que ejerce como
cia ... profesional?
La Coordinadora de Pslcológos del Uruguay ¿Qué pasa con el famoso tema de los estudian-
constituyó (desde su fundación) una comisión de tes que no están "en condiciones" de recibirse
Etlca. Esta Comisión se reunió con la finalidad de (aludiendo a su supuesta salud o patologla msn-
estudiar diversos Códigos en vigencia en otros ta~? ¿Quién lo determina? ¿Cuáles serfan esas
pafses a fin de Ir pensando en la elaboración de un condiciones? ¿Qué puede hacer el docente y qué
Código propio. También se conectó con la Comi- d9b9hacer?
sión Nacional de Etlca que era la encargada de pro- ¿Qué pasa cuando los docentes se desacredi-
cesar las denuncias en torno a trabajadores de la tan entre sI ante los estudiantes?
Salud. Anteriormente planteamos que no creemos
Sabemos de la existencia de un Código de Etlca posible mantener el Ideal de "neutralidad" ideológi-
elaborado por los psicólogos del Litoral. Descono- ca en el consúltorlo. Pero ¿no merecería una discu-
cemos qué aplicación concreta se realiza actual- sión más a fondo, una expllcltaclón más sistemáti-
mente del mismo y cuál es su alcance (Instltuclonal ca, el pensar hasta dónde se trata de las caraeterts-
y regional). tlcas esperables de una relación Interpersonal y
hasta dónde puede plantearse el tema de la mani-
La casufstica es muy numerosa y hemos selec- pulación?
cionado algunos ejemplos, que seguramente repre-
Siguiendo con el tema del ejercicio profesional
sentarán situaciones familiares para todos, para
¿qué pasa con la Información confidencial acerca
reflexionar sobre ellos. Seguramente más de una
del paciente en entrevistas con sus familiares? ¿Y
vez nos habremos encontrado en situaciones que
en las Instituciones (hospital, escuela)?
nos provocaron dudas o Inseguridad acerca de la
limpieza de nuestra conducta. ¿Cómo se jerarqulza y valoriza al psicólogo
según las "Instituciones clentlflcas" a las que perte-
Comencemos por la formación del futuro profe- nezca, descalificando a otros? El pertenecer Ii las
sional de la salud mental. A lo largo de ésta se su- mismas otorga automáticamente un respaldo que
ceden las situaciones en las que se plantea el tema puede tener o no relación con su formación y sol-
de la ética, por ejemplo en la propia relación docen- vencia profesional ¿no serán estas Instituciones, al
te-estudiante. Partimos de que no existe una ense- decir de Marle Langer, sólo una forma de maritener
ñanza neutral, ya que siempre, consciente o In- los valores económicos de la profesión? Y ya que
conscientemente se está optando por determina- hablamos de este tema ¿los honorarios no tienen
dos valores que se expresan, no sólo en el conteni- nada que ver con la ética?
do sino en el estilo que adopta el vínculo. El autori- En la relación con otros profesionales ¿es trata-
tarismo desconoce y violenta los derechos del estu- do el psicólogo como profesional? ¿Qué pasa con
diante y del docente. Pero surgen además otras si- el tema de su independencia ylo subordinación a
tuaciones: otros? Y en el caso de los psicólogos Insertos en
¿Qué pasa con los pacientes que son a la vez una institución ¿hasta dónde la misma puede "diri-
alumnos de un psicólogo que ejerce la docencia? gir" el trabajo del profesional? Pensamos por ejem-

20
plo, el famoso tema de la psicologla laboral al servi- FERNANDEZ, G. - "Locura. Imputabilldad y Ley
cio del empresario ¿esto no tiene aspectos éticos? Penal" - En: (SIC). Revista de la Coordinadora
Periódicamente adquiere notoriedad la situación de Psicólogos del Uruguay - Año 1, N· 1 -
de los pacientes Internados en los hospitales psi- Montevideo 1989.
quiátricos. Sin duda la situación actual puede califi- FERRATER MORA - Diccionario de Filosolfa.
carse de lesión a los derechos humanos. Sin em- FOUCOUL T, M. - Historia de la Locura en la époce
bargo, cada vez que esto sucede produce una clásica. Fondo de Cultura Económica, México
breve conmoción, durante unos dlas se habla con 1967.
preocupación del tema: se barajan algunas solucio-
FRANCA, OMAR - "Hacia el primer Código urugua-
nes (casi todas con marcados tintes de beneficen-
yo de ética médica".Revlsta MlSdica del Uru-
cia) y finalmente se olvida. Seguramente la explica-
guay - Vol. 5 - Nt 1 . Mayo 1989 - Montevideo.
ción de estos hechos debe Implicar variables com-
KORDON, D: EDELMAN, l. - Electos psicológicos
plejas, pero pensamos que tal vez una de ellas
de la represión polftica. Ed. Sudamericana -
tenga que ver con la consagración legal de la
Planeta - Buenos Aires 1986.
impunidad y del olvido. ¿Tendrá esto también rela-
MANNONI, Maud - El psiquiatra, su "loco" y el
ción con la ética profesional?
psicoanálisis. Siglo XXI editores, S.A. - México
Por supuesto, no vamos a plantear respuesta a
1983.
cada una de estas preguntas. Sólo pretendemos
señalar que el tema de la ética requiere un debate MARTIARENA, G. Uruguay, la tortura y los mlSdi-
(que nos parece urgente) entre todos aquellos que coso Ed. Banda Oriental, Montevideo 1988.
están comprometidos con la pslcologla: profesiona- MESA, J. Curso de Medicina Legal. Ediciones de
les, estudiantes, gremios, Universidad, etc.; para Asociación Estudiantes de Medicina - Universi-
tratar, en palabras de Welnsteln, de "sacar a la ética dad de la República Oriental del Uruguay.
del terreno de la abstracción para proyectarla en el MOSCA, S; PEREZ AGUIRRE; L. Derechos Hu-
ámbito de la salud, de la vida". manos. Pautas para una Educación
Liberadora. Ed. Mosca Hnos. Montevideo
BIBUOGRAFIA 1985.
ABBAGNANO, N. Historia de la Filosoffa. Ed. Mon- PLATON . Obras Completas. "Diálogo Fedro o de
taner y Slmon, S.A. Barcelona 1956. la belleza". Ed. Aguilar - Espaf\a 19n.
ARISTOTELES. Obras completas. "Etlca de Nlcó- Seminario Internacional sobre: Consecuencias de
maco" Ed. Agullar - España 1964. la represión en el Cono Sur: Conclusiones -
ARRAMBIDE, S. (Integrante de la Comisión de Montevideo 1986.
Etlca de la Coordinadora de Psicólogos del
Servicio paz y Justicia - Uruguay Nunca más- Mon-
Uruguay) - Comunicación personal.
tevideo 1989.
BASAGUA, FRANCO y otros - Razón, locura y
SIGERIST, H. - Hitos en la historia de la Salud Pú-
sociedad, Ed. Siglo XXI - México 1988.
blica. Siglo XXI editores - México 1987.
Código Deontológlco de la Asociación de Psicólo-
gos de Salto (Publicación Interna) VAZ FERREIRA, C. Moral para intelectuales. Ed.
Códigos de Etica Profesional - Publicaciones Am- Losada. Buenos Aires 1962.
nlstía Internacional Costa Rica 1984. VIDAL, G. y otros - Enciclopedia de Psiquiatrfa. Ed.
Constitución de la República Oriental del Uruguay - "El Ateneo". Buenos Aires 1979.
Aprobada en el plebiscito del 27 de noviembre WEINSTEIN, L. - Salud y Autogestión. Ed. Nordon
de 1966. - Comunidad. Montevideo 1989.

21