You are on page 1of 9

See discussions, stats, and author profiles for this publication at: https://www.researchgate.

net/publication/267414928

DISEÑO HIDRÁULICO DE UN HUMEDAL ARTIFICIAL A NIVEL LABORATORIO

Article

CITATION READS
1 783

6 authors, including:

Samuel Enciso
Instituto Tecnológico de Tuxtla Gutiérrez
6 PUBLICATIONS   4 CITATIONS   

SEE PROFILE

All content following this page was uploaded by Samuel Enciso on 06 April 2017.

The user has requested enhancement of the downloaded file.


DISEÑO HIDRÁULICO DE UN HUMEDAL ARTIFICIAL A NIVEL
LABORATORIO

Guadalupe PÉREZ REYES; Samuel ENCISO SÁENZ; Miguel Cid DEL PRADO
MARTÍNEZ; José Humberto CASTAÑÓN GONZÁLEZ*.

División de Estudios de Posgrado e Investigación, Instituto Tecnológico de


Tuxtla Gutiérrez; Carretera Panamericana km. 1080. C.P. 29050. Tuxtla
Gutiérrez, Chiapas, México. perzg@hotmail.com;
posgrado@ittuxtlagutierrez.edu.mx

Palabras clave: humedal artificial, diseño hidráulico, modelo matemático.

RESUMEN

El deterioro de la calidad del agua es un grave problema ambiental y


socioeconómico, que se acentúa en México. El uso del agua para el
abastecimiento urbano e industrial debe ir acompañado de un tratamiento que
permita su reutilización o bien su disposición sin que perturbe el equilibrio
biológico de las zonas de descarga. El objetivo de esta investigación fue el estudio
del comportamiento hidráulico de un humedal artificial a escala de laboratorio,
considerando el régimen de flujo en un medio poroso establecido en la Ley de
Darcy. Asimismo, se analizó el efecto potencial del sistema como fuente de
tratamiento de bajo consumo de energía, bajo costo y valor agregado mediante la
utilización de plantas de Gossypium Herbaceum y diferentes sustratos de piedra
pómez y grava. Para la determinación del comportamiento del humedal se utilizó
como trazador el KMnO4 a diferentes caudales para cada uno de los sustratos. El
comportamiento del sistema que se presentó en el caudal más bajo fue de flujo
pistón (FPI) en los otros dos caudales se presentó una mezcla de FPI y tanque
agitado (TAC).
INTRODUCCIÓN

En los últimos tiempos, entre las distintas tecnologías no convencionales


existentes, los humedales artificiales son los que están experimentando un mayor
grado de desarrollo e implantación, resultando una opción para obtener un agua
con buena calidad, debido principalmente a su elevada eficiencia en la reducción
de materia orgánica, nutrientes y patógenos, reduciéndose los posibles efectos
adversos de los vertidos sobre los medios receptores.

La depuración en dichos sistemas, se realiza mediante la combinación de


procesos físicos, químicos y biológicos; incluyendo la sedimentación, precipitación,
adsorción a partículas del suelo, asimilación por el tejido vegetal y
transformaciones microbiológicas (Moshiri, 1993).

A principios de los años ochenta la autoridad del valle de Tennessee inició un


programa de investigación y asistencia técnica sobre humedales construidos para
el tratamiento de una gran variedad de desechos. Actualmente existen humedales

1
en Alemania, Austria, Suiza y Dinamarca; sin embargo esta tecnología se ha ido
construyendo y evaluando en otros países como Francia, Polonia, España,
Estonia, Hungría, Inglaterra, Checoslovaquia, Canadá, Egipto, China, Nicaragua,
México, etc. ( Lakatos et al., 1997; Eastlik, 1998)

Las ventajas de los humedales artificiales incluyen: flexibilidad en la localización


del sitio, optimización en el tamaño según la carga del contaminante, facilidad para
tratar una mayor cantidad de aguas residuales que la que pueden tratar los
humedales naturales (Bastian y Benforado, 1988)

Los principales aspectos a considerar en el diseño son: comportamiento


hidráulico, remoción de contaminantes, selección y manejo de vegetación, detalles
constructivos y costos.

El diseño hidráulico de un humedal artificial es crítico para el éxito de su


operación. Todos los modelos de diseño que se usan actualmente asumen
condiciones uniformes de flujo pistón y además no presentan restricciones para el
contacto entre los constituyentes del agua residual y los organismos responsables
del tratamiento.

La ley de Darcy, describe el régimen de flujo en un medio poroso que es lo


generalmente aceptado para el diseño de humedales de flujo subsuperficial (FSS)
usando suelo y arena como medio del lecho. El mayor nivel de turbulencia en el
flujo ocurre en lechos que usan piedra muy gruesa. Este asume condiciones de
flujo laminar, pero el flujo turbulento puede darse con gravas muy gruesas cuando
el diseño usa un gradiente hidráulico alto. La ley de Darcy también asume que el
flujo en el sistema es constante y uniforme, pero en la realidad puede variar por la
precipitación, evaporación y filtración; así como por los cortocircuitos en el flujo
que pueden llegar a presentarse por una desigual porosidad o mala construcción.

II. MATERIALES Y MÉTODOS

II.1 Características constructivas:


Los sistemas de flujo subsuperficial se diseñan con el objeto de proporcionar
tratamiento secundario o avanzado, y requieren condiciones de flujo uniformes
para alcanzar los rendimientos esperados. Esto se logra en sistemas de tamaño
pequeño a moderado con tuberías de recolección perforadas que se extienden a
lo ancho de todo el humedal, tanto para la entrada como para la salida. Para
garantizar el flujo subsuperficial los sistemas se encuentran rellenos de material
granular, generalmente grava, en donde el nivel de agua se mantiene debajo de
la superficie de esta.

La forma del sistema debe asegurar que el agua circule a baja velocidad y hacer
efectivo el tiempo de residencia y maximizar la superficie de contacto de la lámina
de agua y el aire para favorecer la entrada de oxígeno. Por ello, el humedal fue
fabricado con material inerte consistente de resina poliéster M-70 y fibra de vidrio

2
tipo colchoneta de 1.5 onzas, con medidas superiores de 1.28 m de largo y 0.80 m
de ancho, medidas inferiores de 0.80 m de largo y 0.50 m de ancho; con
perforaciones a la entrada y salida y mamparas con altura de 0.40 m para la
apropiada distribución del agua residual. La pendiente del fondo fue de 0.8 y 1.0%.
(Giácoman Vallejos, 1998).

Los sustratos utilizados en este estudio fueron los recomendados en la literatura


(Kleinmann, 1986) para humedales: arena, grava, piedra pómez y compost
orgánico. Asimismo, por la operación del humedal, se acumulan gradualmente
sedimentos y restos de vegetación debido a la baja velocidad del agua y a la alta
productividad típica de estos sistemas. El espesor del sustrato utilizado en los
humedales construidos fue de 30 cm prácticamente el mínimo imprescindible para
que las plantas puedan arraigarse.

En la vegetación se trabajó con plantas de Gossypium herbaceum (algodón)


debido a las características de la misma que permiten soportar la humedad y el
tipo de suelo poroso, así como emplearlas para un uso comercial, además de ser
de utilidad para tratar el agua residual. Estas plantas fueron germinadas en el
invernadero del Instituto Tecnológico de Tuxtla Gutiérrez, empleándose cuatro
plantas para cada humedal.

Para determinar la porosidad (η) se llevó acabo el llenado de la probeta de 1,000


ml con piedra pómez y grava, después se agregó agua y se tomo la medida del
volumen gastado; para determinar la porosidad dentro del humedal se deposito
agua dentro del recipiente y se calculó el volumen gastado. Después este fue
empacado y se llevó acabó el mismo procedimiento. (Kadlec y Knight, 1996).

V
η= (2)
VT

II.2 Estudio de la fluido dinámica de un reactor continúo.

El estudio de la fluido dinámica en recipientes se realiza mediante los modelos de


flujo pistón con dispersión y flujo en mezcla perfecta. Para el análisis de la región
de flujo pistón se debe de considerar si la dispersión ocurre en la entrada o salida
de dicha región.

Se realizaron experimentos para estudiar la fluido dinámica a la salida en función


del tiempo, teniendo como entrada un pulso del trazador de KMnO4, variando las
velocidades de flujo en cada uno de los humedales, además de considerar el tipo
de sustrato y la planta empleada. Se tomaron muestras del flujo de salida para
intervalos de tiempo constantes y se determinó la concentración a la salida por
métodos fotocolorimétricos para encontrar los valores de distribución del tiempo de
retención (Ei). (Levenspiel. 1979)

3
En las siguientes figuras se representan los modelos de flujo ideales, ya que el
comportamiento de las curvas de concentración es diferente en cada modelo, esto
nos permite caracterizar flujos desconocidos, o detectar flujos irregulares en los
reactores.

Figura 1 Flujo Pistón ideal Fig. 2 Tanque Continuo Agitado


ideal

La gráfica de la figura 1 representa el comportamiento del flujo pistón, cuya


integral bajo la curva es igual a la unidad, pero el módulo de dispersión (D) es el
que indica si se trata de flujo pistón o nó.

II.3 Selección del trazador.

La vía mas sencilla y directa de hallar la curva del módulo de dispersión es


mediante el proceso experimental denominado método de estímulo-respuesta. En
este método se introduce instantáneamente al flujo de caudal conocido que
ingresa al humedal una cantidad específica de un trazador químico no reactivo.
Luego se registra la concentración del trazador en la corriente de flujo a la salida
del reactor en función del tiempo. El trazador que se inyecta al caudal de entrada
genera una concentración del flujo a la salida en forma de una señal de tipo pulso.
Como trazador puede emplearse cualquier sustancia que se pueda detectar y que
no perturbe el tipo de flujo en el reactor, es decir que no sea capaz de alterar la
densidad del fluido, que no se absorba en las paredes del humedal, o cambie de
fase. Se hicieron pruebas con diferentes trazadores KMnO4, azul de metileno,
bromocresol y anilina.

El colorante utilizado en los experimentos fue el KMnO4 debido a que la lectura se


facilito más en el espectrofotómetro con una longitud de onda de 560nm.
A partir de estos datos se calculan
Ei =
Ci (1) y Eθ i = t E i (2)
∑ C Δt
i i

Los valores para tmedia, varianza y varianza adimensional, se obtienen según:

4
∑ t C Δt σ 2 (5)
2

t≡
∑ t C Δt (3)
i i i
σ 2

i i i
− (t )
2
(4) y σ2 =
∑ C Δti i ∑ C Δt i i (t )2
A partir de la varianza adimensional se puede calcular el Modulo de Dispersión
para recipientes abiertos:
2
D ⎛D⎞ Recipientes abiertos (6)
σ 2θ = 2 + 8⎜ ⎟
υL ⎝ υL ⎠

III. RESULTADOS Y DISCUSIÓN

III.1 Construcción del Humedal


Las medidas y la forma establecidas en el humedal fueron de acuerdo a las
reportadas bibliográficamente, escalándolas para su apropiada operación
hidráulica en el laboratorio. Asimismo, los materiales empleados se consideró que
fuesen resistentes y de no provocaran reacción alguna al momento de interactuar
con el trazador. El humedal consta de un vertedero a la entrada y otro a la salida,
una mirilla en la parte de en medio con el fin de observar la dispersión del
colorante después de haberlo inyectado a la entrada. Se le hicieron modificaciones
como mamparas a los vertederos de forma cuadrangular, además de los orificios
puestos a la entrada y salida para una mejor circulación del agua con la finalidad
de evitar inundaciones. El lecho fue empacado con 10 cm. de arena y 20 cm. de
piedra pómez de ½”. A la entrada y salida se coloco grava de una pulgada mayor
para tener una mejor distribución del agua y evitar que el material sufriera alguna
ruptura por el peso de la grava. Además de que fue equipado con mangueras y
una bomba peristáltica para la elevación del agua hacia el humedal.

Fig. 3 Transplante del humedal

Después de empacar cada uno de los humedales se le agregó una capa de


compost orgánico y se transplantó el algodón que tuvo un desarrollo normal, no
viéndose afectado durante los cuatro meses que duraron las pruebas con el
trazador. Uno de los problemas que al principio se enfrentó fue la inundación del
humedal debido a que en los orificios que se pusieron para el paso del agua a la
salida y la que circulaba por las mangueras arrastraba partículas de biomasa y

5
provocaba un taponamiento en las tuberías, pero una vez habiéndose liberado de
este arrastre inicial, el flujo del líquido ocurrió sin ningún problema.

III.2. Dispersión del trazador dentro del humedal con plantas

P OM EZ GR A VA

0.027 0.0272

0.0268 0.027
0.0268
C (g/L

C (g/L
0.0266
0.0266
0.0264
0.0264
0.0262 0.0262
0.026 0.026
0 200 400 600 800 0 200 400 600 800

t (min) t (min)

Fig. 4. Dispersión del KMnO4 con una señal Fig. 5. Dispersión del KmnO4 con una
de entrada al azar Vm= 0.066028 m/h señal de entrada al azar Vm=0.113383 m/h

La dispersión del trazador en el humedal con platas presentó cortos circuitos, ya


que el tiempo de dispersión es menor en comparación con el ocurrido en el
humedal sin plantas. El colorante presentó una mayor retención dentro del
humedal con plantas, generando una gráfica no uniforme. La sección del humedal
con piedra pómez presentó una distribución más regular que la sección con grava.

III.3. Distribución del Tiempo de Residencia

GRAVA
POMEZ
0.12 0.12
0.1 0.1
0.08 0.08
Ei

0.06 0.06
Ei

0.04 0.04
0.02
0.02
0
0
0 200 400 600 800
0 200 400 600 800
t(min)
t(min)

Fig. 6. Curva E(t) vs tiempo Q= 6.5887 L/h Fig. 7. Curva E(t) vs. tiempo Q= 6.5887 L/h

Los resultados de la gráfica nos indican que a menor velocidad de flujo se


presenta una combinación de flujo pistón y tanque agitado. Esto se explica en
términos de que el tiempo de residencia del trazador fue alto y permitió una mayor
dispersión del colorante sobre la zona de tratamiento del humedal. Asimismo, en
estas condiciones se presentó mayor coloración en la sección de la piedra pómez
debido a la saturación, evitando así que se absorbiera el trazador en la sección de
piedras, aunado a que el tiempo de dilución del trazador es alto.

6
III. 4 MODULO DE DISPERSION PARA RECIPIENTES ABIERTOS.

De acuerdo con los modelos ideales presentados, cuando el modulo de dispersión


tiende a cero, el modelo de flujo se acerca al pistón, mientras que para valores
grandes, mayores de 0.2 se aproximan a una mezcla completa. Se observa que
en las gráficas hay una mezcla entre flujo pistón y mezcla completa, pero de
acuerdo a los resultados obtenidos de la dispersión el flujo que más predomina en
la velocidad más baja es el flujo pistón. Esta situación es la que se presentará con
mayor frecuencia, ya que el objetivo de un sistema de tratamiento es lograr un
determinado tiempo de retención que permita eliminar la contaminación. En las
demás velocidades el valor de la dispersión se esta alejando de cero y la mas
efectiva es la piedra pómez; se puede concluir que se debe a que es un material
mas absorbente, y el uso de plantas hace más eficiente el rendimiento del
humedal

Tabla 1. Dispersión del KMnO4 con planta y pómez

VELOCIDAD υm (m/h) 2Ө (m/h) L (m) D


1.5 0.066028 0.3224609 0.8 0.00615522
4 0.2188285 0.31600996 0.8 0.0192201009
6 0.37637 0.30385445 0.8 0.03207619

Tabla 2. Dispersión del KMnO4 con plantas y grava

VELOCIDAD υm (m/h) 2Ө (m/h) L (m) D


1.5 0.113383 0.32199125 0.8 0.01010256956
4 0.36524 0.31724336 0.8 0.032175565
6 0.626378 0.30385445 0.8 0.03207619

CONCLUSIONES

De acuerdo con los resultados obtenidos en las graficas de distribución de tiempo


de retención, el comportamiento presentado en ambos sustratos fue una
combinación de flujo pistón (FPI) y tanque agitado continuo (TAC). En base a este
resultado se calculó la dispersión para determinar el comportamiento general del
humedal, mismo que resulto ser de flujo pistón (FPI) en velocidades bajas sin
presencia de zonas muertas. A medida que aumentó el caudal hubo presencia de
zonas muertas y el comportamiento cambió a la de un TAC. El uso de las plantas
disminuye las zonas muertas y el humedad tiende a ser de flujo pistón (FPI).

AGRADECIMIENTOS

Al Sistema de investigación Interno del Instituto Tecnológico de Tuxtla Gutiérrez,


mismo que brindó los recursos para el desarrollo de esta investigación.

7
IV. BIBLIOGRAFÍA

J, Collado L. R, La lenteja de agua como sistema blando de depuración de aguas


residuales de bajo coste, en Tecnología del Agua No. 174, pg 18-25.

Bavor H, J.,D. J. Roser, P. J. Fisher y J. C. Smalls, (1998) ( Joint Study on Sewage


Treatment Using Shallow Lagoon-Aquiatic Plant Systems, Water Research
Laboratory Agricultural College, Richmond, NSW, Australia Cano A.

Bona, A. 2000. Monitoreo de un reactor para tratamiento de aguas residuales


domésticas, tipo USBA bicompartimentado informe de pasantía PUC-Pr-
UNIBOYACA. Botany, , 31 , 307 .320.
Brenzy, O.; Mehta, I.; Sharma, R. K. (1973) Studies on Evapotranspiration of Some
Aquatic Weeds., Weed Science, ,21 ,197 .204.

Díaz, J. et al 1995. Estudio para el tratamiento de aguas residuales domésticas


por medio de un reactor anaerobio de flujo ascendente y manto de lodos UASB.
Proyecto UNIBOYACA –COLCIENCIAS. Tunja.

Francia P.,D. 2000. Tratamiento Natural de Aguas Residuales Domésticas


Mediante Humedales Artificiales de Flujo Subsuperficial. Tesis Doctorado.
Universidad Politécnica de Valencia, España.

García, J. (2004). Humedales construidos para controlar la contaminación:


perspectivas sobre una tecnología en expansión. Nuevos criterios para el diseño y
operación de humedales construidos. Ed. CPET. Barcelona.

Giácoman Vallejos, G (1998). Centro Panamericano de Ingeniería Sanitaria y


Ciencias del Ambiente (CEPIS). Teoría, Diseño y Control deProcesos de
Clarificación de Aguas. Lima, Perú.

Kadlec, R. H. and R. Knight. 1996. Treatment Wetlands. CRC Press. Lewis


Publishers, Boca Raton, F1. USA

Levenspiel, O. 1962. Chemical reaction engineering: An Introduction to the design


of chemical reactors. John Wiley and Sons Eds. New York.

Metcalf & Eddy, Ingeniería de aguas residuales: Tratamiento, vertido y


reutilización, 3ª Ed, McGraw-Hill, 1995.

Viñas, M. et al 1992. Modelado Hidrodinámico de un reactor de manto de lodos


para el tratamiento de efluentes, En: Memorías del II taller regional: Tratamiento
anaerobio de aguas residuales en América LATINA. Centro Nacional de
Investigaciones Científicas. La Habana.

View publication stats