You are on page 1of 3

Reflexiones sobre los problemas sociales en Colombia…

Colombia es un país diseñado para la corrupción, la segregación social y la


pobreza extrema, a estas alturas donde ya llevamos más de 100 décadas de
corrupción, la verdad no entiendo por qué la gente con más poder es la más
corrupta, la más tramposa, si se supone que son estudiados, preparados, no
sé cómo son capaces de robar el dinero que se dirige a una institución
educativa, a la gente de La Guajira, a los indígenas , a aquellos pequeños
niños de la guajira que no tienen que tomar, ni comer, cuando ellos tienen de
sobra, cuando ellos tiene miles y miles de trajes y zapatos para vestir
elegantes para ir a sus trabajos, donde lo único que tienen que hacer es
robarles a esas pobres personas, indígenas que lo único que esperan es la
ayudad del Estado, aquel Estado que está acabado por la corrupción, las
trampas una sobre otra, ahí donde todos se creen los dueños del mundo pero
que a su vez son tan pequeños, por quitarles la comida de la boca a esas
personas que no tienen con que comprar para comer, cuando ese dinero lo
usan ellos comprar ropa, zapato y lujos, que a la final solo lo usaran una vez
y lo arrumaran con sus demás cosas, aquellas cosas que solo usaron una o
dos veces, con aquel dinero que se dirigía a cada una de las familia indígenas
wayuu, aquellos estudiantes que con esperanzas estaban expectantes a que
abrieran el colegio el cual les habían prometido.

Al final la culpa la tienen ambas partes, la comunidad por votar por los
aspirantes de dos caras y los candidatos por robar el dinero, solo quieren el
dinero fácil, sin ensuciarse las manos no quieren que sus nombres aparezcan
en un periódico diciendo que son ellos los que hurtan ese dinero, pero lo peor
es que esta sociedad sigue regalando su voto por un mercado que le durará si
mucho un mes, cuando con ese voto pueden decidir por cuatro años a un
presidente que sea bueno, honesto, que no fomente la corrupción; aunque no
nos digamos mentiras no hay ninguna persona que no esté ahí montada sin
que reciba dinero por debajo de la mesa, sin duda ninguno se salva todos
están salpicados de aquella amargar y triste realidad llamada corrupción, pero
para saber cómo se puede dar el cambio no se debe plantear desde las altas
cortes, ni en los tribunales, este cambio puede plantearse desde las bases
sociales : las familias, los colegios las universidades, los sindicatos , las
industrias, los banqueros, en fin.

El verdadero cambio se desprende de la posibilidad de que cada uno de


nosotros entienda y comprenda, las dificultades de nuestra sociedad como un
todo y dejemos atrás la idea de que primero van los intereses propios, el
deseo de pasar por encima de todos, para lograr un beneficio individual,
Entonces el debate que es tan radica y necesario actualmente para llegar a
ese ideal que alguna vez se quiso. Cómo hacer para que ese sentimiento de
patria no solamente exista cuando juega la selección de futbol o gana la
corona una reina de belleza o se convoca a elecciones.

Se es difícil empezar hay que analizar la clase para ver cuáles son los
materiales para ver cuáles son los útiles,

La corrupción
Antes que el narcotráfico llegara como negocio ilícito, la gente de aquella
época eran como pequeñas piezas de ajedrez, y los corruptos eran los
ajedrecistas que movían las personas como todas sus piezas a exclusión del
rey el cual era el dinero, o la droga y quien ganara la partida era el nuevo líder
de esa pequeña apuesta de gobernar un país, un país con tanta riqueza
natural como el Colombia.

Los principales problemas de Colombia, son: calidad en la salud, calidad de la


educación, desempleo, inseguridad, la economía, corrupción de los políticos,
cobertura de la educación, seguridad nacional, delincuencia común y cobertura
de salud.

Lo que más les inquieta a los colombianos es la mala calidad en la atención


de la salud, y la baja calidad de la educación, por el contrario lo que menos les
inquieta es la guerrilla, los narcotraficantes, e incluso los políticos corruptos
Solución
Frente a lo expuesto, la solución inicia en cada uno de nosotros, los demás
jamás cambiarán si no empezamos por casa. Pero frente al sistema tenemos
mecanismos para cambiar. Una Constitución Política como deseo que aún no
se ha cumplido, con mecanismos de participación política inmejorables; un
conjunto de instituciones públicas y privadas sin ánimo de lucro que se
esfuerzan por mejorar las condiciones de vida y dar apoyo a las personas más
vulnerables; un sistema amplio pero deficiente de educación que los docentes
tienen para mejorar de la mano de los padres de familia; pero ante todo, el
cambio de mentalidad, la superación a nosotros mismos y la búsqueda del
bienestar común antes de los intereses particulares.

Valeria Gómez Redondo


7-1