You are on page 1of 14

Organización Jerárquica

de la Iglesia

Otras
Estructuras Jerárquicas

Bibliografía: Manual de Derecho Canónico, Capítulo VII, a
cargo de José Luis Gutiérrez

Autor: Juan María Gallardo
Es una cortesía de Ius Canonicum – Información sobre el derecho canónico
Visítenos en http://www.iuscanonicum.org
A. La prelatura territorial
Prelatura nullius dioecesis (C.370): porción del
Pueblo de Dios cuya cura pastoral es confiada por
circunstancias especiales a un Prelado, que la rige
como pastor propio a semejanza de un O.D.
Solución provisional para tierra de misión con
insuficiente estructura eclesiástica (diócesis en
formación) o para sitios de peregrinación con gran
afluencia de gente o para poder incardinar
sacerdotes que cumplen tareas especificas en un
lugar (Mission de France)
Desde el C. Vat. II son Obispos, titulares de la
prelatura.
B. La abadía territorial

Antiguas abadías que ejercitan cura
pastoral de los fieles domiciliados en las
cercanías.
Llegaron a hacerse autónomas del O.D. con
el abad ejerciendo jurisdicción
cuasiepiscopal. (C.370)
M.P: Catholica Ecclesia (1976): restringe la
erección de nuevas y la consagración
episcopal de abades (en gral. Presbíteros)
C) . Las Prelaturas Personales
La «peculiaridad» de las nuevas prelaturas
propuestas

Cuando en el Concilio Vaticano II comienza a
hablarse de la posibilidad de erigir unas
prelaturas calificadas de peculiares, más que
de erección de una prelatura peculiar, de
utilización peculiar de la figura ordinaria de
prelatura para fines pastorales y misioneros
peculiares.
El itinerario de esas prelaturas peculiares en
las sesiones del Concilio culmina en el n. 10 del
Decr. Presbyterorum Ordinis, concretamente en
el pasaje que reza así: “Donde así lo reclame
la razón del apostolado, han de facilitarse
más no sólo la adecuada distribución de los
presbíteros, sino también las obras
pastorales peculiares que han de llevarse a
cabo, en favor de diversos grupos sociales,
en alguna región o nación, o bien en todo el
orbe. Para ello, puede ser útil establecer
ciertos seminarios internacionales, diócesis
peculiares o prelaturas personales, y otras
instituciones semejantes, a las que
puedan agregarse o incardinarse
presbíteros para el bien común de toda la
Iglesia, según los modos que habrán de
establecerse para cada una de esas
iniciativas y quedando siempre a salvo los
derechos de los Ordinarios de los lugares”.

Resulta claro, pues, que el sentido de la tan
reiterada peculiaridad respecto a las prelaturas
comunes u ordinarias tiene que ver con las
finalidades pastorales que se trata de atender
(peculiares, no comunes) y con el criterio de
organización de las circunscripciones erigidas
para esas finalidades (personal, no territorial).
 Así se entenderá desde el comienzo de los
trabajos para la reforma del Código de Derecho
canónico, a fin de adecuar el derecho de la
Iglesia a las enseñanzas, sobre todo
eclesiológicas, del Concilio.

La Codificación de 1983
 El n. 8 de los principios que debían orientar la
reforma del Código de Derecho Canónico
atendiendo a los postulados conciliares, se
propuso sintetizar, los criterios jurídicos que
debían servir de base y orientación a una
organización pastoral más flexible y eficaz en
las circunstancias actuales.
En ese contexto recogió dos cuestiones que determinan la
peculiaridad de las prelaturas que venimos considerando: las
necesidades apostólicas y el criterio de delimitación de las
circunscripciones.
Esas directrices del principio octavo han sido acogidas en la
legislación canónica de diversos modos; y, evidentemente, la
regulación de las prel. pers. en el CIC es uno de ellos.
La institución conciliar fue regulada en los cc. 294 a 297,
constituyendo una ley marco o conjunto de normas generales
por la que debe regirse la prel. pers.
La colocación sistemática de los cánones es anómala, por
estar situada fuera de la parte del CIC dedicada a la
constitución jerárquica de la Iglesia.
Cada prelarura personal tendrá unos
ESTATUTOS sancionados por la Santa Sede,
oídas las Conferencias Episcopales, antes de
de proceder a la erección de la prelatura (c.
294).
Los estatutos –que son ley pontificia-
constituyen el derecho particular de la prelatura
personal.
El prelado –que es pastor y ordinario propio
de la prelatura- gobierna, legisla, administra y
sanciona…
El prelado tiene derecho a erigir el seminario
nacional o internacional, y a incardinar clérigos
a la prelatura.
El presbiterio se encuentra incardinado en
esta jurisdicción-
Los fieles laicos se relacionan con la prelatura
según el régimen de sus estatutos.
Los estatutos regulan las relaciones de la
prelatura personal con la diócesis (c. 297).
D. Ordinariatos castrenses
Los capellanes militares se movilizan con
los soldados al menos desde el S. V
Const. Ap. Spirituali millitum curae (1986)
las pone en el mismo contexto que las
prelaturas personales; realización de tareas
pastorales especificas y jurisdicción
personal
Erigidos por la SS en 29 paises acuerdo
previo con el gobierno nacional.
La jurisdicción es cumulativa respecto del
O.D: ambas competen, pero en el cuartel
prevalece el castrense
Constitución del Ordinariato
Ordinario Castrense: Ord. propio nombrado por
la Santa Sede, habitualmente Obispo.
Pertenece a la Conferencia Episcopal.
Presbiterio: comprende incardinados y
sacerdotes que ejercen su ministerio en el
ordinariato. Los capellanes gozan de los der. y
obl. de los párocos de forma cumulativa con el
párroco territorial.
Fieles laicos: incluye a los militares y a los
civiles que cumplen servicios auxiliares y caen
bajo la legislación militar. Tambien sus familias
y acompañantes.
E. Vicariatos apostólicos y
prefecturas apostólicas
Se erigen en tierras de misión y dependen de la
Congregación para la Evangelización de las
Naciones (C.370 §1)
El Vicario o Prefecto apostólico gozan de
potestad ordinaria vicaria, en nombre del Papa.
Los Vicarios suelen ser Obispos titulares
No hay referencia a las misiones sui iuris en el
CIC actual. Fueron constituidas con el Decr.
Excelsum de 1896 y son dirigidas por un
Superior que gobierna enclaves misioneros en
un territorio.
F. Administración apostólica
Porción del pueblo de Dios que por razones
especiales y particularmente graves no se erige
como diócesis sino que es gobernada por un
eclesiástico en nombre del Sumo Pontífice.
Disciplinares o por cambios de fronteras entre
Estados o dificultades con gobiernos.
Si es estable se le aplica la normativa de la
diócesis con el Administrador recibiendo el
Orden Episcopal (c.368) Actualmente hay tres.