You are on page 1of 4

LA ORGANIZACIÓN DE LA ADMINISTRACIÓN PÚBLICA

Al tocar el tema de la organización de la Administración pública es


obligatorio mencionar los sistemas mediante los cuales se
estructuran los entes del Poder Ejecutivo de acuerdo con la
intensidad con que se encuentren vinculados con el titular del Poder
Ejecutivo.

Se organizará en tres formas:

a) Centralización.

b) Desconcentración.

c) Descentralización.

LA CENTRALIZACION

La centralización ,existe cuando los órganos se agrupan


colocándose unos respecto de otros en una situación de
dependencia tal que entre todos ellos existe un vínculo que,
partiendo del órgano situado en el más alto grado de ese orden, los
vaya ligando hasta el órgano de ínfima categoría , a través de
diversos grados

Las órdenes y la toma de decisiones de la administración pública


centralizada descienden invariablemente del órgano mayor al inferior,
de tal manera que todas las entidades administrativas guardan un
orden y obedecen a los imperativos que emite la cúspide de la
organización central

LA DESCONCENTRACIÓN

La desconcentración administrativa consiste en el traslado parcial de


la competencia y el poder decisorio de un órgano superior a uno
inferior; ya sea preexistente o de nueva creación, dentro de una
relación de jerarquía entre ambos por cuya razón el órgano
desconcentrado se mantiene en la estructura de la administración
centralizada.

A pesar de las desiguales opiniones existentes sobre la


desconcentración administrativa la Ley orgánica de la
Administración, que es el ordenamiento jurídico que contiene las
bases de la Administración pública, prevé esta forma de
organización, al establecer lo siguiente:

Para la más eficaz atención y un eficiente despacho de asuntos de


su competencia, las Secretarias de Estado y los Departamentos
Administrativos podrán contar con órganos administrativos
desconcentrados que les estarán jerárquicamente subordinados y
tendrán facultades específicas para resolver sobre la materia y
dentro del ámbito territorial que se determine en cada caso, de
conformidad con las disposiciones legales aplicables.

LA DESCENTRALIZACION
 El Estado peruano es un Estado unitario y descentralizado,
porque es una sola entidad que tiene deberes comunes y
persigue metas compartidas como el bienestar general o la
protección de las personas.

 Para ello se distribuye competencias, funciones y recursos


entre tres niveles de gobierno:

 Gobierno nacional

 Gobierno regional y

 Gobierno local

 Para el ejercicio equilibrado del poder estatal. La


descentralización no es un fin en sí mismo, sino un medio
para hacer que el Estado brinde mejores servicios a la
ciudadanía.

Los principales objetivos de la descentralización son:

1.- Transferencia ordenada de competencias públicas del gobierno


nacional a los gobiernos regionales y locales.

2.- Redistribución de los recursos del Estado entre los tres niveles de
gobierno, con el objetivo de promover el desarrollo eficiente y
equitativo del territorio.

3.- Desarrollo económico, autosostenible y promoción de la


competitividad de los departamentos.

4.-Participación y fiscalización por parte de la ciudadanía.

• . Descentralización territorial

• Se refiere a la necesidad de ordenar el territorio del Estado de


manera racional a través de la conformación de bloques políticos y
económicos que hagan contrapeso a la fuerza de la capital. Se trata
de repensar la vinculación de las provincias y distritos con los
espacios regionales, así como determinar sus límites para eliminar
los repetidos conflictos que se presentan.

Descentralización funcional

• Alude al desarrollo de capacidades y prestación de asistencia


técnica al gobierno nacional, a los gobiernos regionales y locales, así
como también a los representantes de la sociedad civil que
participen activamente en la gestión descentralizada. La finalidad es
fortalecer los tres niveles de gobierno para el cumplimiento de las
nuevas tareas que gradualmente vienen asumiendo.

Descentralización fiscal

• Se refiere a la autonomía financiera de los gobiernos


descentralizados para cumplir con sus responsabilidades, a los que
se les asigna lo recaudado por determinados tributos en su zona, y
se les define un sistema de transferencias intergubernamentales
para complementar lo que recauden, en especial en las zonas
pobres y de bajo desarrollo

Descentralización económica

• Se orienta a favorecer el desarrollo económico en los distintos


territorios, lo cual requiere que el Estado – y en especial los
gobiernos regionales – establezca condiciones favorables para la
iniciativa privada, y requiere que los empresarios apuesten a dar
valor a las potencialidades de los distintos departamentos y
localidades.

. Formas de transferencia de competencias administrativas

La Ley 27444, Ley del Procedimiento Administrativo General, precisa


que la propia administración puede cambiar la competencia
administrativa a través de las técnicas de la delegación y la
avocación, siguiendo las normas y requisitos previstos en la norma
para cada caso.

La competencia se transfiere por decisión superior, de superior a


inferior, mediante la delegación.

La competencia se transfiere por decisión del superior, de inferior a


superior, mediante la avocación (el superior atrae la competencia en
un caso concreto

Delegación de competencia

• El ejercicio de la competencia es una obligación directa del órgano


administrativo que la tenga atribuida como propia; sin embargo, de
manera excepcional, esta puede ser delegada a otras entidades para
que realicen labores accesorias y complementarias.

Avocación

• Es una técnica del derecho administrativo, utilizada en la


organización de la administración pública para la traslación del
ejercicio de la competencia para resolver en un asunto concreto,
desde un órgano jerárquicamente inferior hacia otro que sea
superior. En esta figura, un órgano jerárquicamente superior es quien
decide asumir tal ejercicio de competencia, quitándoselo al órgano
titular e inferior, destacando además que la eficacia de la técnica solo
se produce entre los órganos de una misma administración. Según la
Ley n.° 27444, artículo 69°, la ley puede considerar, con carácter
general, casos excepcionales de avocación de conocimiento, por
parte de los superiores, en razón de la materia o de la particular
estructura de cada entidad.

Organización nacional

. Las entidades Pese a ser un término muy referente en las normas


de gestión pública, no existe uniformidad entre los diversos sistemas
administrativos respecto al concepto de entidad. Sin embargo,
podemos afirmar que es la unidad básica de la administración
pública, a través de la cual, el Estado (o el sistema administrativo
correspondiente) desempeña sus funciones

Entidades en el marco de la Ley del Procedimiento Administrativo


General

Para efectos de la Ley n.° 27444, Ley del Procedimiento


Administrativo General, se considera entidad a4 :

El Poder Ejecutivo, incluyendo ministerios y organismos públicos


descentralizados.

El Poder Legislativo.

El Poder Judicial.

Los gobiernos regionales.

Los gobiernos locales.

Los organismos a los que la Constitución Política del Perú y las leyes
confieren autonomía.

Las demás entidades y organismos, proyectos y programas del


Estado, cuyas actividades se realizan en virtud de potestades
administrativas y, por tanto se consideran sujetas a las normas
comunes de derecho público, salvo mandato expreso de ley que las
refiera a otro régimen.

Entidades según la Ley Orgánica del Poder Ejecutivo (LOPE)

La Ley n.° 29158, Ley Orgánica del Poder Ejecutivo (LOPE), precisa
las entidades del dicho poder del Estado, indicando su aplicación,
creación y los aspectos principales de organización:

Ministerios: Son organismos del Poder Ejecutivo que comprenden


uno o varios sectores, considerando su homogeneidad y finalidad.

Diseñan, establecen, ejecutan y supervisan políticas nacionales y


sectoriales, asumiendo la rectoría de ellas.

Están confiados a los ministros de Estado, quienes son responsables


de la dirección y gestión de los asuntos públicos de su competencia.

El ámbito de competencia y estructura básica de cada uno de los


ministerios se establece en la Ley de Organización y Funciones. Los
reglamentos de organización y funciones de los ministerios son
aprobados por decreto supremo con el voto aprobatorio del Consejo
de Ministros.

Los ministerios son creados, fusionados o disueltos mediante ley a


propuesta del Poder Ejecutivo. El redimensionamiento y
reorganización de los ministerios se podrá hacer mediante decreto
supremo, con el voto aprobatorio del Consejo de Ministros